You are on page 1of 6

Acción Democrática (AD), también conocido popularmente como el Partido Blanco, es

un partido político venezolano ubicado en el centro político adscrito a la


socialdemocracia y miembro de la Internacional Socialista.

En sus orígenes fue un partido de izquierda socialista, que abogaba al nacionalismo, al


policlasismo y el interclasismo y el progresismo, pero que fue adoptando desde la
década de los años 60 una postura cada vez más conservadora, hasta que en la década de
los 90 abandonara la mayor parte de los postulados socialdemócratas y estatistas,
deslizándose hacia una ideología librecambista y neoliberal en materia económica y
social

Historia

El antecedente más lejano de Acción Democrática fue la Agrupación Revolucionaria de


Izquierda (ARDI,) constituida en Colombia por Rómulo Betancourt y otros exiliados
venezolanos (1931). A este partido siguió en 1936 el Movimiento de Organización
Venezolana (ORVE), que al disolverse dio paso al Partido Democrático Nacional
(PDN). Después surgió AD, creado en 1941, en torno a la candidatura presidencial del
escritor Rómulo Gallegos, siendo sus fundadores además de él: Betancourt, Andrés
Eloy Blanco, Luis Augusto Dubuc, Juan Oropeza Riera, Gonzalo Barrios, Leonardo
Ruiz Pineda, Jesús Ángel Paz Galarraga, Luis Beltrán Prieto Figueroa, entre otros;
presentándose el partido en un acto inaugural en la Plaza Nuevo Circo de Caracas

AD es uno de los partidos formados en Venezuela en la primera mitad del siglo XX que
han perdurado. Después de la caída de la dictadura de Juan Vicente Gómez, AD abogó
al estatismo, donde el Estado fuera el regulador y promotor de la actividad empresarial,
así mismo en el sector financiero, junto con un proteccionismo arancelario (sin embargo
abogó por abrir los aranceles a los productos estadounidenses a cambio de la
exportaciones petroleras venezolanas también sin aranceles) y crediticio para el sector
privado remanente. Dichas políticas compartidas por el partido socialcristiano COPEI se
transformaron en el consenso y se aplicaron durante más de tres décadas (1958-1993).
El no alinearse con los soviéticos durante la Guerra Fría, y la cruenta represión de los
grupos guerrilleros comunistas que en la década de los años 60 comprometía su
hegemonía influye en que fuera visto como un partido de centro izquierda moderado, e
incluso acusado de derechista. AD incluyó muchos elementos populistas y se había
declarado el "partido del pueblo". El partido también controlaba la principal sindical del
país, conocida como Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV).

Desde el derrocamiento del dictador Marcos Pérez Jiménez, AD, COPEI y Unión
Republicana Democrática (URD) firman el Pacto de Punto Fijo, y a partir de entonces
se alternaron en el gobierno miembros de AD y COPEI.

AD ha gobernado en seis oportunidades, siendo sus presidentes los citados Gallegos y


Betancourt, además de Raúl Leoni, Carlos Andrés Pérez (en dos ocasiones), Jaime
Lusinchi, Octavio Lepage (provisional), y Ramón José Velásquez (presidente interino
elegido por el Congreso controlado por AD, quien culminó el lapso faltante del segundo
gobierno de Pérez, expulsado de la presidencia). Los candidatos que fueron vencidos
por el antagónico COPEI en la décadas de 1960 y 1970 fueron Gonzalo Barrios, quien
perdió ante Rafael Caldera y Luis Piñerúa Ordaz, quien fue derrotado por Luis Herrera
Campins.
Luego del segundo período de gobierno de Pérez (1989-1993), el partido perdió
popularidad, especialmente en las elecciones del Presidente de la República de 1993,
cuando su candidato Claudio Fermín apenas rondaba el 20% de los votos obtenidos, en
contraste con las elecciones anteriores, cuando obtuvo más del 50%.

Presidente postulado por AD Periodo Acceso al poder Ocupación


Rómulo Betancourt 1945-1948 Golpe de Estado Periodista
Rómulo Gallegos 1948-1948 Elecciones libres Escritor
Rómulo Betancourt 1959-1964 Elecciones libres Periodista
Raúl Leoni 1964-1969 Elecciones libres Abogado
Carlos Andrés Pérez 1974-1979 Elecciones libres Político
Jaime Lusinchi 1984-1989 Elecciones libres Médico pediatra
Carlos Andrés Pérez 1989-1993 Elecciones libres Político
Presidente provisional elegido por el
Octavio Lepage 1993-1993 Abogado
Congreso
Ramón J. Velásquez 1993-1994 Presidente interino elegido por el Congreso Historiador

Fin de su poderío presidencial [editar]

Los comicios de 1998 fueron aún más traumáticos, ya que las encuestas no daban
opciones de que ganara su candidato Luis Alfaro Ucero, por lo que el partido, una
semana antes de las elecciones, cambió su voto a Henrique Salas-Römer, único
candidato según las encuestas capaz de disputar la presidencia a Hugo Chávez, quien
ganaría de todas formas. A partir de este momento el mayor partido venezolano del siglo
XX ha pasado a ser un partido de segundo orden, siendo el que tiene en su haber más
cargos electos de la oposición, pero muy lejos del chavismo. En los comicios del 2000
para la presidencia de la República no presentó candidato alguno (a pesar de que
Antonio Ledezma, ex alcalde de Caracas, quería ser el abanderado del partido, pero la
cúpula se lo impidió) y sólo consiguió dos gobernaciones (Monagas y Apure) y un
reducido número de diputados a la Asamblea Nacional. En las elecciones de regionales
del 2004 no ganó ninguna gobernación, y sólo unas pocas alcaldías. En las elecciones
parlamentarias de 2005 y las presidenciales de 2006 se abstuvo de presentar candidatos,
por lo que tuvo que recoger firmas por primera vez en su historia para reinscribir ante el
Consejo Nacional Electoral.

Divisiones [editar]

AD como el resto de partidos venezolanos ha sufrido diversas escisiones en los últimos


años, siendo las más importantes la encabezada por los sectores juveniles radicales de
izquierda que fundan el Movimiento de Izquierda Revolucionaria de ideología marxista,
que sería una de las principales fuerzas políticas que se lanzaría a la lucha guerrillera
contra el sistema de partidos instaurado en 1958. Posteriormente, sufriría una
importante más no masiva escisión encabezada por Raúl Ramos Giménez, dirigente del
llamado sector "ARS" del partido, que al no lograr fortalecer su posición con miras a las
elecciones de 1963, decide separarse y armar la candidatura de su líder por separado con
un partido denominado AD-Oposición que luego se transformaría en Partido
Revolucionario de Integración Nacionalista (PRIN). La más sensible de las divisiones
se viviría al acercarse las elecciones del año 1968, cuando el sector dirigido por Luis
Beltrán Prieto Figueroa a la sazón Secretario General de la agrupación y Jesús Ángel
Paz Galarraga, se marchan al no lograr la nominación presidencial adeca. Es así como
nace el Movimiento Electoral del Pueblo (MEP, el ala socialista no marxista de AD),
que si bien no logra el triunfo electoral (a pesar de que Prieto alegó que sus votos le
fueron escamoteados para arrebatarle la victoria), al dividir la votación socialdemócrata
ocasiona que AD, el partido oficialista, perdiera el poder frente a Rafael Caldera y
COPEI. Igualmente se pueden citar corrientes internas dividas a partir de la década de
1970 que se han hecho notorias, una liderada por Pérez, otra por Luis Piñerúa Ordaz,
siendo el segundo más conservador.

En 1997 empieza un nuevo periodo de escisiones del partido blanco, como es el caso de
Movimiento de Apertura y Participación Nacional fundado por Carlos Andrés Pérez con
disidentes del ala más librecambrista de AD como plataforma electoral del ex presidente
con miras a las elecciones parlamentarias de noviembre de 1998. Igualmente, en 1998,
Claudio Fermín ex alcalde de Caracas y ex candidato presidencial al ser expulsado del
partido, conforma la agrupación Renovación (después denominada Encuentro
Nacional), con la que presentaría su candidatura a las elecciones presidenciales de
diciembre de ese año, que el mismo se encargaría de retirar al no alcanzar logros
importantes en las previas parlamentarias de noviembre. En 2000 Antonio Ledezma
quien fue alcalde del Municipio Libertador de Caracas, creó otro grupo denominado
Alianza Bravo Pueblo (ABP) también con disidentes, en este caso el ala más
conservadora; otros sectores del partido se separaron después fundando Grupo
Socialdemócrata, el ala socialdemócrata del partido enfrentada al presidente Henry
Ramos Allup, que después se fusionó con el partido Vamos (conformado por ex
miembros del Movimiento al Socialismo), resultando finalmente el nuevo partido Polo
Democrático (desaparecido en el año 2007). Además, algunos líderes y dirigentes
adecos se han pasado a otros partidos como es el caso de Liliana Hernández primero a
ABP, luego junto a Leopoldo Martínez Nucete, quien había fungido como jefe de la
Unidad de Independientes con AD en 1998 y parte del Equipo para la elaboración del
nuevo programa del partido, a Primero Justicia hasta que en el año 2007 junto con
Alfonso Marquina (ex Diputado en la Asamblea Nacional por AD, en el periodo 2000-
2005) se unen a Un Nuevo Tiempo (UNT), partido a su vez fundado en 1999 por
Manuel Rosales, también como una división de AD en el estado Zulia. En 2001
igualmente un sector de AD del Estado Nueva Esparta se fueron también del partido y
crearon el Movimiento Regional de Avanzada (MRA).

Actualidad [editar]
En los actuales momentos el partido mantiene una postura disidente al gobierno del
presidente Hugo Chávez, siendo fuerte crítico de su gestión.

Después de 47 años con presencia en el antiguo Congreso de la República hoy en día


Asamblea Nacional, Acción Democrática no cuenta con presencia en el parlamento
nacional tras haberse retirado conjuntamente con la coalición de partidos políticos anti-
chavistas de las elecciones parlamentarias de 2005 y haber llamado a la abstención en
aquellos comicios.

Mientras que en el panorama regional, cuenta con una sola gobernación, la del estado
Nueva Esparta encabezada por Morel Rodríguez desde 2004 y otras 40 alcaldías
municipales en todo el territorio nacional. Desde 2008 forma parte de la coalición
opositora denominada Unidad Nacional.

Himno de Acción Democrática [editar]


CORO
Adelante! a luchar milicianos!
A la voz de la revolución
Libre y nuestra la patria en las manos
De su pueblo, por fuerza y razón.
Sin señor, sin baldón, sin tiranos
Con la paz, con la ley, con la acción.
Marinera de entrañas selváticas
Llano y monte, el leal corazón
Venezuela en Acción Democrática
Quiere ser Democracia en Acción.
ESTROFA DE LOS TRABAJADORES
Para el hombre y mujer del partido
Cuatro formas no más tiene el pan
Pan y escuela, su luz, pan y techo,
Pan y tierra, su amor, tierra y mar.
Y una forma de hacerlo: Trabajo…!
Y una forma de darlo: Igualdad…!
Y una voz de pedirlo: Justicia…!
Y una forma en la voz: Libertad…!
CORO
Adelante! a luchar milicianos!
ESTROFA DE LAS MUJERES
La mujer del Partido del pueblo
Quiere frutos tener de su amor,
Pero libres, por fin, como el aire,
Luminosos, por fin, como el sol
Venezuela inmortal, tus mujeres
De tus hombres, al par van a ti,
Con la cuna, el arado o la venda,
Con la pluma, el pañal y el fusil.
CORO
Adelante! a luchar milicianos!
ESTROFA DE LA UNIDAD
Campesino, minero, estudiante
Comerciante, soldado, industrial
Jornalero, maestro, marino,
Tu partido por fin triunfará.
Para todos será la bandera
De la acción militar y civil
Que te puso el 18 de octubre
Con tú 5 de julio y tu abril.
CORO
Adelante! a luchar milicianos!
ESTROFA DE LOS NIÑOS
Madre, madre de amor Patria, Patria
De tus niños escucha la voz,
Tu mañana, tu paz, tu alegría,
La grandeza, tu fe, tu esplendor.
Nuestro puesto de lucha en las filas
El partido nos ha de guardar
Donde caiga a su vez cada padre
Cada hijo el lugar llenará.
CORO
Adelante! a luchar milicianos
Acción Democrática: motor de progreso democrático

Adelante a luchar milicianos a la voz de la Revolución [...]


Venezuela en Acción Democrática quiere ser Democracia en Acción

Acción Democrática ha sido el centro de la vida política del país en el siglo XX y depositaria de las más grandes esperanzas
de los desposeídos de Venezuela. Ha sido el partido moderno y modernizador, protagonista esencial y promotor de los más
importantes cambios políticos, sociales y económicos de Venezuela. El proyecto nacional democrático de transformación y
progreso de la sociedad venezolana promovido por Acción Democrática le dio forma a la sociedad contemporánea
venezolana.
En líneas generales, la modernización de Venezuela promovida por Acción Democrática, se puede sintetizar con la creación
de una sociedad abierta y democrática, fortalecida económica, política y socialmente, en el marco de una economía
capitalista con fuerte presencia del Estado en materia social y cultural, con tolerancia, pluralismo y compromiso con la
prosperidad y el progreso económico y social, con la creación de espacios para el ejercicio de la ciudadanía y la mejora
continua de la calidad de vida de los sectores tradicionalmente excluidos de la sociedad.
La construcción de la modernidad en Venezuela está ligada, además del ejercicio mismo de la democracia representativa,
con la labor pedagógica que la práctica democrática implica y con el ejercicio libre de la actividad de los partidos políticos
modernos. Acción Democrática ha sido la organización pivote de dicho proceso.
Rómulo Betancourt, en su discurso del 13 de septiembre de 1941, pronunciado en el Nuevo Circo, selló el nacimiento de
Acción Democrática. Estas fueron parte de sus palabras:

...Este Partido ha nacido para hacer historia. Nace armado de un Programa que interpreta las necesidades del pueblo, de la
nación. (Aplausos); de un programa realista, venezolano, extraído del análisis desvelado de nuestros problemas, porque
nosotros podremos ser partidarios de que se importe creolina —como acaba de decir Ricardo Montilla—, pero programas,
no. [...] Nace Acción Democrática asistido por la fe y la emoción multitudinarias del pueblo, y lo comanda un equipo de
hombres conocidos de toda Venezuela, de bien ganada solvencia política y moral.
Acción Democrática: El partido socialdemócrata de Venezuela

“AD siempre ha sido un partido socialdemócrata (…) Admito que Acción Democrática es un partido reformista y los
adecos somos orgullosamente reformistas”
Rómulo Betancourt (1978)

Acción Democrática es el partido socialdemócrata de Venezuela, comprometido con una Visión país progresista para
el desarrollo humano de todos los venezolanos en libertad. Nos une a una tradición socialdemócrata global un
recorrido común de luchas éticas y vivencias políticas, desde la oposición, desde la resistencia, desde las
responsabilidades de gobierno, asumiendo la profundización de nuestros valores comunes en medio de un mundo
cambiante, comprometidos siempre con el desarrollo humano de nuestras sociedades, con el progreso en libertad para
toda la humanidad. He aquí nuestro recorrido dinámico de identidad, los lazos que nos unen a nuestra familia
socialdemócrata, la línea que une a nuestro pasado, a nuestro presente, con el futuro que proyectamos construir junto
con todos los venezolanos.

1. Recorridos: tradiciones convergentes.

El socialismo democrático surgió como un proyecto de liberación que superaría al capitalismo liberal, teniendo en la
clase obrera su protagonista fundamental. De allí que la formación de los partidos socialdemócratas, de las
Internacionales Socialistas, se encuentra absolutamente ligado a la formación de los movimientos obreros. La agenda
democrática era consustancial dentro del programa socialista, la ampliación de la ciudadanía de la mano de la
expansión del sufragio era un punto central de gran parte de los partidos socialdemócratas, enfrentados con regímenes
conservadores y aristocráticos.
La Revolución Rusa de 1917 produjo una ruptura profunda dentro del movimiento socialista mundial, en medio del
debate con Lenin, el Partido Socialdemócrata Alemán (SPD), con Eduard Bernstein, defendió su compromiso con las
libertades y con el sistema democrático como un elemento consustancial con el socialismo, con lo que la
socialdemocracia marcaba distancia, ideológica y práctica, con el totalitarismo comunista. Por ello, los partidos
socialdemócratas europeos se enfrentaron, infructuosamente, dentro de los frentes populares, contra la emergencia
fascista durante las décadas de los veinte y los treinta, defendiendo la libertad, el sistema democrático, los
parlamentos electos, la sociedad abierta, frente a las hegemonías totalitarias