Вы находитесь на странице: 1из 11

El oso de anteojos (Tremarctos ornatus), llamado ucu o ucumari en quechua, es la única especie de oso de

América del Sur. Pertenece al orden de los carnívoros y la familia de los úrsidos.

Su área de distribución son los Andes y las vertientes andinas desde Venezuela hasta el norte de Argentina. Es
una especie típica de la selva alta, entre los 800 y los 3 800 msnm, aunque también se le encuentra en las
vertientes occidentales hasta el río Pativilca. Sube hasta alturas considerables donde hay bosques de keuña.

En el pasado migraba desde las vertientes occidentales andinas hacia los bosques secos y sabanas de
Lambayeque y Piura para buscar los frutos de los cactos y del sapote (Capparis spp.). Hoy esto ya no sucede
porque las poblaciones de osos han sido casi totalmente eliminadas por la caza; por la destrucción casi total de
su hábitat, que eran los bosques de lluvias del norte; y porque sus rutas de migración han sido ocupadas por
carreteras, poblados y actividades agropecuarias.

IMPORTANTE
Los lugares más importantes donde aún existe esta especie en el Perú están en el páramo; en el cerro Chaparrí
(Chiclayo); en el parque nacional Cutervo; en los bosques de altura de San Ignacio, Jaén y Amazonas; en el parque
nacional Río Abiseo; en el parque nacional Yanachaga - Chamillén (Oxapampa); en el parque nacional Manú, y en
las vertientes orientales andinas donde el ser humano no ha destruido los bosques.

El oso de anteojos es de color negro o marrón oscuro con una mancha blanca que rodea sus ojos y se extiende
hasta la garganta, de allí su nombre; aunque en algunos ejemplares puede faltar la mancha blanca. Llega a
tener una longitud de 1,5 a 1,8 m y puede pesar hasta 140 kg. La hembra pare una o dos crías, que cuida con
mucho esmero y defiende encarnizadamente.

Es un plantígrado, o sea que camina sobre la planta de los pies, a diferencia de otros carnívoros que son
digitígrados, es decir, caminan sobre los dedos. Puede ponerse en posición vertical sobre dos patas, actitud que
adopta para poder ver más lejos y para impresionar.

Tiene caminos o trochas muy bien establecidas en el bosque, por donde se desplaza regularmente en busca de
su alimento. Puede trepar árboles y palmeras hasta considerables alturas. Se refugia en cuevas o sobre árboles,
donde duerme y construye una especie de plataforma de ramas.
Es un animal omnívoro y de preferencia vegetariano. Su alimentación consiste principalmente en:

· Vegetales como frutas silvestres (59,3 % de su dieta), cogollos de achupallas o piñas silvestres (11,1 %), pulpa
de árboles (cortezas, hojas, etc.) y cogollos de palmeras o palmitos (10,6 %); plantas cultivadas (maíz, cítricos y
otras, 10,4 %), frutos y pulpa de cactáceas (3,2 %), y bulbos de orquídeas (1 %).

· Animales (ratones , insectos, hormigas, cabras y vacunos:3,3%) y miel (O,5%).

Como, se ve es en un 95,6 % herbívoro. Los daños que causa a la agricultura y ganadería son muy escasos y
sólo se producen cerca de los bosques donde habita.

¿SABÍAS QUÉ?
En la actualidad es una especie amenazada por la caza y destrucción de su hábitat, y se calcula que en el Perú la
población no sobrepasa los 3000 ejemplares. El ucumari está protegido por ley y su caza está totalmente prohibida, a
no ser por fines sanitarios (eliminación de los animales dañinos). En este caso debe ser hecha con autorización del
Ministerio de Agricultura

Gustos que matan

A veces sale del bosque para asolar chacras de papa, caña de azúcar y maíz, productos que lo
enloquecen, por los cuáles normalmente pierde la vida, pues los labriegos no le perdonan la
incursión y lo matan en el lugar donde lo sorprenden.

El 10% de su dieta carnívora corresponde a venados, conejos y se presume que también ganado
vacuno, pues se han encontrado restos en su hábitat. Este ganado normalmente es internado por
sus dueños en los bosques para que se alimente y allí es sorprendido por inciertos atacantes.

En verdad, nadie ha comprobado que el oso de anteojos haya perpetrado estas muertes, pero los
campesinos están convencidos de que es un depredador y organizan cacerías cada vez que pierden
algún vacuno en el bosque.

En verdad, esta acusación es una exageración porque muchas de las reses son objeto de muertes
fortuitas por desbarrancamiento o en manos del puma o sacrificadas por abigeos para apropiarse
de su carne y comercializarla.

Figueroa y Stucchi no creen a pie juntillas esta acusación y más bien aceptan que el oso de anteojos
es carroñero, es decir que no pierde tiempo en consumir los restos de un animal muerto por
diversas circunstancias.

Incomunicado en su hábitat

La "fragmentación" o destrucción de su hábitat es creciente y alarmante, y significa que en una


extensión amplia del bosque donde mora se forman espacios o claros por acción de los "rozos" que
hacen los agricultores para ganar tierras y la tala ilegal para apropiarse de madera.

Tanto el oso anteojos, como los otros mamíferos del bosque, que antes vivían en el punto A ya no
pueden ir al punto B porque entre ambos hay un área ocupada o depredada. Si el animal se
atreviera a cruzar entre esos dos puntos sería cazado, pero no lo hará porque allí hay una población
diferente, extraña y agresiva.

Esta "fragmentación" de su hábitat está a la orden del día en estos momentos en los bosques de
Amazonas, San Martín, Cusco, Lambayeque y Cajamarca. Hay algunos que en el pasado fueron
ejemplo de conservación como el Parque Nacional Cutervo, el cual ahora es ejemplo de lo
contrario, es decir de destrucción.
Animales Peligro Extincion

El

mono choro de cola amarilla (Oreonax flavicauda) es una especie de mono endémica de los andes de
Perú que se encuentra en estado crítico ya que actualmente quedan menos de 250 ejemplares en
estado salvaje según la UICN.

Y no solo eso, si no que estos monos acaban de ser incluidos en la lista de los 25 primates más
amenazados del mundo por segundo periodo consecutivo. La UICN la incluyó en la lista de 25
primates más amenazados en el 2000, pero la retiró en el 2002, y la volvió a incluir en el 2006.

Esta no es la única de las especies de monos más amenazadas de Latinoamérica, si no que comparte
esta triste fama con el mono araña café (Ateles hybridus), que habita en Colombia y Venezuela y el
mono araña de cabeza café (el Ateles fusciceps), que vive en Colombia y Ecuador.

HISTORIA

La primera vez que se tiene constancia de un ejemplar vivo de esta especie es en 1974, ya que las
descripciones anteriores son a partir de pieles de ejemplares muertos de la zona norte de la selva
alta peruana.

Desde 1926 hasta casi 50 años después se la consideraba extinta, hasta que fue redescubierta en una
expedición tras indagar y descubrir que existían cazadores que los mataban para comercializar con
su carne y proveer de alimento a los militares y obreros

CARACTERÍSTICAS

Muy poco se sabe acerca de la ecología y el comportamiento del mono choro de cola amarilla.

El mono choro tiene pelaje pardo y denso, y es el de mayor tamaño en Perú. Mide, estando sentado,
entre 70 y 80 centímetros, y posee una larga y gruesa cola al final de la cual presenta un cúmulo de
pelos amarillos, lo que da origen a su nombre.

Resultados de estudios realizados en la década de los 80 indican que los tamaños de los grupos
varían de 5 a 18 ejemplares.

Su alimentación incluye gran variedad de frutas, flores, hojas, líquenes, raíces de epífitas y bulbos,
y posiblemente insectos

En un reciente estudio sobre el terreno, un grupo inusualmente grande (17 a 20 ejemplares) fue
encontrado en las zonas relativamente cercanas a las parcelas agrícolas, lo que puede indicar que
debido a la pérdida de hábitat cada vez tienen menos zonas naturales por las que moverse.

Esta especie parece ser muy sensible a las alteraciones en su hábitat.

HÁBITAT Y ÁREA GEOGRÁFICA

Es endémico de los Andes de Perú, en altitudes de 1700 a 2700 m. en los departamentos de San
Martín y Amazonas.

AMENAZAS

La inaccesibilidad de su hábitat protegió a esta especie hasta la década de los 50. Sin embargo, los
proyectos de colonización y la construcción de carreteras (como la carretera central que cruza a
través de los bosques de la región) empezaron el proceso de declive de la especie.

Algunas de las amenazas más destacadas son las siguientes:

Estos monos se caracterizan por no tener ningún miedo a las personas, saliendo a su encuentro con
chillidos ensordecedores y arrojando frutos de los árboles, mientras los machos de la manada
agitan furiosamente las ramas y enseñan sus genitales a los intrusos en señal de territorialidad. Esta
valentía sin embargo tiene su lado malo, ya que los delata ante los cazadores.

Y es que estos monos cuentan con un área reducida de menos de 7.000 kilómetros cuadrados en los
bosques nubosos de los Andes tropicales, bosques que son invadidos por los agricultores y taladores
ilegales que muchas veces acaban convirtiéndose en ocasionales cazadores de estos animales. (En
1981 se estima que su hábitat potencial era de al menos 11.240 km ²)

A las amenazas se le añaden otras características de la especie como su baja densidad poblacional,
su lenta tasa de reproducción y su pequeña área geográfica.

Uno de los problemas de conservación de esta especie es que es un tipo de mono muy delicado, y es
muy difícil que viva en cautiverio.
Los bosques donde viven son los de mayor tasa de deforestación en Perú debido a la agricultura
rotativa, al tráfico ilegal de madera, y a la amenaza de las compañías mineras y petroleras, según
Cornejo. La carencia de tierras agrícolas libres ha motivado la migración de pobladores del
departamento de Cajamarca hacia Amazonas y San Martín en busca de los terrenos de los bosques
tropicales, los que destruyen para poder dedicar las tierras a la agricultura, una actividad que no
les resulta finalmente muy productiva.

Sam Shanee, fundadora de Neotropical Primate Conservation dice además que el mono choro de
cola amarilla es cazado por los campesinos y nativos selváticos, ya sea por su carne, para fines de
curanderismo y brujería, o para tenerlos como mascotas, lo que nunca funciona.

Aunque su caza está prohibida por la ley peruana, las autoridades ambientales no dan abasto para
frenar la actividad.

MEDIDAS DE CONSERVACIÓN

Existen dos áreas protegidas en el Parque Nacional del Río Abiseo (Perú, en las regiones de
Amazonas y San Martín, provincia de Mariscal Cáceres) y hay propuestas para más zonas, entre
ellos en la zona de la cordillera por donde atraviesa el río Marañón.

Además esta especie cuenta con ayuda como la de la ONG Neotropical Primate Conservation
(NPC) , creada para proteger a estos monos choro de cola amarilla. Actualmente son las ONG las
instituciones que con mayor entusiasmo y dedicación trabajan por la protección del mono choro de
cola amarilla.

Existe un informe acerca de un proyecto piloto realizado en el 2007 sobre el mono choro cuyo
principal objetivo es recoger información sobre la situación real en diferentes zonas de los
departamentos de San Martín y Amazonas, como forma de ayuda a futuras iniciativas de
conservación de la especie. (Neotropical Primate Conservation)

Por otro lado, afortunadamente a comienzos de septiembre el pleno del congreso aprobó endurecer
los castigos para delitos contra el ambiente y la piratería. De esta manera las penas han pasado de
ser de uno a tres años a ser de tres a seis años de cárcel por tráfico ilegal de especies de flora y
fauna protegida.

TAXONOMÍA

Reino: ANIMALIA

Filo: CHORDATA

Clase: MAMMALIA

Orden: PRIMATES

Familia: ATELIDAE

Nombre científico del mono choro de cola amarilla Oreonax flavicauda

Autor de la especie: (Humboldt, 1812)


Fuente: UICN and primeta specialist group UICN; por Mª Carmen Soria (Licenciada en Ciencias Ambientales)
Conocido también como Otorongo, el JAGUAR es el felino más grande de América y en nuestro
continente es considerado el "Rey de la Selva".

Es una especie ligada a la historia y tradiciones del Perú: su imagen ha sido esculpida en piedras de
templos prehispánicos y plasmada en ceramios y textiles. Además, el JAGUAR es protagonista de
numerosos mitos y leyendas, que confirman la gran importancia que tuvo en épocas antiguas.
El hábitat de este felino comprende territorios que van desde México hasta Argentina, en altitudes
no mayores a los 2,000 msnm. En el Perú, se pueden encontrar ejemplares de JAGUAR en toda la
Amazonía, así como en los bosques tropicales de Tumbes y Piura.

El fiero JAGUAR puede pesar hasta 150 kilos y medir casi 3 metros de largo, posee un robusto
cuerpo recubierto de un pelaje corto y suave, de color blanquecino en el vientre y amarillento en el
dorso, con abundantes manchas oscuras en forma de rosetas. Tiene cabeza grande, cola larga,
espalda estrecha y patas cortas, que lo hacen un animal muy fuerte, pero al mismo tiempo poco
veloz.
Sin embargo, la poca velocidad del JAGUAR le ha hecho desarrollar otras habilidades como trepar
árboles, ser un buen nadador y ser muy sigiloso a la hora de atrapar las presas con que se alimenta,
entre ellas sajinos, venados, ronsocos, aves terrestres, tortugas, caimanes y peces, a los que suele
capturar utilizando su cola.
Una buena alimentación es vital para la supervivencia del JAGUAR, por ello este felino dedica más
de 12 horas al día a las labores de caza y pesca, de manera solitaria.

El JAGUAR es una especie poco sociales o afectivas: sólo se reúne con alguna hembra cuando ésta
entra en celo. Realizada la fecundación y tras una gestación de 93 a 105 días, nacen de 1 a 4 crías en
un lugar seguro en medio de la espesura del bosque o en un hoyo en la ribera del río.
Aunque no tiene enemigos naturales, en vista que se encuentra en la cima de la cadena a limenticia,

el JAGUAR ha visto disminuir su población de manera drástica, debido al Hombre que lo caza
furtivamente para traficar su piel y a la destrucción de los bosques en donde ellos se viven
Reino: Animalia
Filo: Cordado
Clase: Mamífero
Orden: Carnívoro
Familia: Felidae
Género: Panthera
Especie: Onca

Para qué le sirve el Bosque al Oso?


Los Osos de Anteojos, pasan la mayor parte del tiempo activos y casi
todo el día lo gastan en alimentarse. Para eso hacen grandes caminatas
pasándose de un bosque a otro en busca de diferentes clases de comida.

<> El Oso de Anteojos es principalmente vegetariano, por lo general,


comen frutas silvestres, cogollos de piñas, pulpa de orquídeas y otros
productos vegetales. Aunque en algunas ocasiones, también suelen comer
insectos, hormigas, y cabras entre otros animales.
Al igual que los demás osos, los Osos de Anteojos son buenos nadadores.
Pueden pasar ríos torrentosos sin mayor problema para ir de un lugar a
otro, o también para refrescarse.

Nuestros osos, tienen también por


costumbre construir nidos o dormideros en el
suelo o en los árboles cerca de las corrientes
de los ríos para alimentarse, para descansar
o para refugio de sus crías. Este nido
consiste en un almacenamiento de hojas y
ramas que arrancan de los árboles o recogen
en el suelo del Bosque.

Bueno yyy...para qué le sirve el Oso al Bosque?

El Oso de Anteojos es una especie fundamental para la


conservación del ecosistema BOSQUE DE NIEBLA.
Ecosistema: Es el conjunto de elementos vivos como las plantas y
los animales y elementos naturales no vivos como la luz solar, el
suelo, el aire y el agua que se relacionan entre sí en un lugar
determinado.

Por qué?
PRIMERO
Dispersa y siembra semillas
El Oso de Anteojos puede ser considerado como un reforestador natural. Al
consumir frutos, se traga las semillas que luego son expulsadas en las
heces en un lugar lejos de donde fue consumida, gracias a esto nacerá una
nueva planta con buenas condiciones para crecer.

SEGUNDO
Estimula el crecimiento del Bosque
El Oso de Anteojos, al alcanzar los frutos para alimentarse, rompe algunas
ramas de la parte superior de los árboles, permitiendo con esto la llegada
del sol a las plantas que se encuentran en la parte inferior del bosque.

TERCERO
Apoya el ciclo vital de otras especies
El Oso de Anteojos transporta el polen de una planta a otra en su
abundante pelaje y en su hocico, colaborando con la polinización de una
amplia variedad de plantas.
CUARTO
Es un indicador de salud del bosque

Nuestros Osos de Anteojos son animales que necesitan de muchos


elementos de su ambiente para estar saludables por eso, cuando en un
bosque hay osos, esto nos indica que ese bosque se encuentra en muy buen
estado, y lo contrario, nos indica que el bosque carece de elementos que le
brinden bienestar para poder vivir en el.