You are on page 1of 3

AFASIA TRANSCORTICAL SENSORIAL

Clínica
Los síntomas esenciales son: lenguaje espontáneo fluente, a menudo con
muchas parafasias y circunloquios, comprensión muy alterada y, en
contraste, una buena repetición [21, 24, 36, 42]. El criterio definitorio es una
buena repetición junto a la muy mala comprensión y un lenguaje
espontáneo muy parafásico, circunloquial y vacío. La repetición está intacta
y tiende a ser ecolálica. Los pacientes pueden repetir palabras y frases
("señale a la puerta") que sin embargo no pueden comprender. La
comprensión auditiva está muy alterada, sobre todo para palabras aisladas.
Puede ser mejor la comprensión de órdenes que las tareas de designación.
La denominación está muy alterada siempre (anomia semántica, con
fracaso en unir palabras presentadas de forma oral o escrita con el estímulo
visual). Un patrón conductual que se puede observar en estos casos es que
pueden repetir bien la palabra pero con pérdida total de la comprensión de
su significado (alienación del significado de las palabras) [20]. La lectura y
escritura están alteradas, la lectura en voz alta puede ser relativamente
buena pero con grave alteración de la comprensión.

Topografía lesional
Se produce por lesiones que aislan funcionalmente al área de Wernicke del
resto del cerebro. Las lesiones suelen estar en zonas adyacentes a ésta, en
los girus temporales medio e inferior, cerca de la unión parieto-occipital [20,
42]. Benson y Ardila han propuesto también dos subtipos de afasia
transcortical sensorial (ATS tipo I y tipo II) en función de la localización
lesional y las características semiológicas. En la ATS-I (que correspondería a
la afasia amnésica de Luria), habría un mayor componente de lesión
parieto-occipital (girus angular) y en la ATS-II (que correspondería a la afasia
semántica de Luria), habría un mayor componente de lesión temporo-
occipital. Hay muchas variaciones clínicas en función de si la lesión afecta
más a la unión parieto-occipital, la temporo occipital o la parieto-temporo-
occipital [41].

Afasia de Broca

La afasia de Broca o motora es un trastorno principalmente de la expresión.


Se localiza en el área 44, aunque si tan sólo se lesiona esta área, no se
considera afasia. Deben lesionarse también las siguientes zonas
subcorticales: zona periventricular, cápsula interna (situada entre el núcleo
caudado, el globo pálido y la substancia nigra) y los ganglios basales. Así, la
afasia de Broca es una lesión fronto-temporal a nivel externo e, incluso,
fronto-tempo-parietal. En cuanto a los parámetros del lenguaje, se observa
que:

• Lenguaje espontáneo: el lenguaje es no fluente, con un limitado


número de palabras por minuto y empleo de frases cortas. La agilidad
articulatoria es mala, distorsionando la producción de los fonemas, y
el lenguaje es aprosódico y agramático. Sin embargo, no es
característico que se produzcan parafasias. Se ha dicho que el habla
de los afásicos de Broca es telegráfica, ya que tan sólo se preservan
los nombres.

• Comprensión: relativamente preservada. El paciente puede designar,


cumplir órdenes simples y semicomplejas. Las complejas no las
cumple muy bien, ya que siempre existe algún fallo de comprensión.
Además, tienen problemas en la comprensión de frases pasivas
reversibles, por ejemplo, “la niña fue besada por el niño”

• Repetición: está alterada, ya que es un trastorno de la expresión. No


es lo más característico, pero el paciente repite muchas menos cosas
de las que se le indican.

•  Corte de Afasia de Broca: se trata del corte más basal. Este corte
muestra una cara que sonríe y representa a Broca, que fue el primero
en descubrir un tipo de afasia. El área 44 se encuentra a la altura de
los ojos, justo encima de la cisura de Silvio. El problema del lenguaje
derivado de la lesión cerebral se denomina afasia. Cuando se daña el
área de Broca, localizada en la región 44 del lóbulo frontal, se le
conoce como afasia de broca o afasia expresiva. El lenguaje de la
persona tendrá las siguientes características:

-Se conserva gran parte de la comprensión mientras que la


producción del lenguaje
está alterada gravemente.
-Lenguaje espontáneo reducido, lento, fatigoso con importante
dificultad
articulatoria. El déficit en la producción del lenguaje varía desde un
mutismo casi
total hasta un habla lenta, reflexiva, empleando formas de palabras
muy simples,
generalmente automatismos.
-La repetición verbal está deteriorada siguiendo las mismas
características que el
habla espontánea.
-La escritura se reduce a la firma que es automática.

Cuando se daña el área de Wernicke, se le conoce como afasia


comprensiva, que es el mayor problema, se caracteriza por lo
siguiente:

-Incapacidad para comprender las palabras o para distribuir los


sonidos en un habla
coherente.
-Presenta un habla fluida y normal en cuanto a cantidad y melodía.
-Presentan errores en la producción del lenguaje como parafasias,
sobre
todo de tipo fonémico, dificultades para encontrar la palabra correcta
y presencia
de neologismos puede llegar a una jerga neologística.
-Repetición de palabras y frases muy pobre debido a que la
comprensión está
gravemente afectada. En casos más leves el paciente puede llegar a
repetir las
palabras sin entenderlas, o bien repetirlas con distorsiones
parafásicas.
-Lectura y escritura alteradas en la mayoría de los casos.

Afasia de Wernicke

La afasia de Wernicke o sensorial es un trastorno de la comprensión. La


localización de la lesión se sitúa en el área 22, es decir, la parte posterior de
la circunvolución temporal superior, situándose justo debajo de las áreas 39
y 40. La lesión, sin embargo, también puede extenderse hacia el lóbulo
parietal o hacia áreas subcorticales, aunque no es necesario para poder
hablar de este tipo de afasia.
En cuanto a los parámetros del lenguaje, se observa que:

• Lenguaje espontáneo: el lenguaje es fluente. La longitud de las frases


es larga e, incluso, anormalmente larga. El paciente puede presentar
incluso lenguaje verborreico y con jerga. Se caracteriza por ser
prosódico y disgramático (pequeñas alteraciones). Presenta
numerosas parafasias, de todos los subtipos. Otra característica es
que es anosognósico, es decir, no es consciente de los errores que
comete, por lo que tiene tendencia a convertirse en logorreico.

• Comprensión: está muy alterada, puesto que esta es la afectación


básica. El elemento más importante del déficit es la comprensión de
los aspectos semánticos - sintácticos. Ahora bien, si el paciente
comprende el lenguaje escrito, pero tiene un problema importante en
la comprensión del lenguaje hablado, se deberá pensar en una
sordera verbal pura y no en un afasia de Wernicke.

• Repetición: alterada, incluso puede decir más de lo que se el ha


pedido.