Вы находитесь на странице: 1из 11

PRESIDENTE EVO MORALES

29 DE OCTUBRE DE 2013

ENCUENTRO NACIONAL “SOBERANÍA HIDROCARBURÍFERA AL 2025”

Tarija

(APLAUSOS)

Hermanos ministros, compañeros dirigentes de los distintos sectores sociales, autoridades elegidas, designadas, instituciones como la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia, la Universidad, la Cámara de Hidrocarburos, a todas y a todos.

Bueno, primer error de este evento, a veces confiar totalmente a un hermano o hermana, siempre crea dificultades; a veces no hacer un seguimiento es otro problema que se presenta. Este evento debería llamarse “Soberanía Energética” y no solamente Hidrocarburífera. Fue un debate permanente sobre el tema energético.

Tenemos mucho que desarrollar en Bolivia si hablamos del tema energético. Voy a decir, César (Navarro), tú conformas alguna mesa porque sé que no va a haber otro espacio para debatir el tema energético en su conjunto. Está bien, el tema de

hidrocarburos lo compartimos, pero el tema energético va mucho más allá. Ustedes los expertos conocen muy bien esta situación.

Hay que reconocer que el pueblo es sabio, los pueblos no se equivocan, cuando los pueblos son responsables con la Patria -en este caso con Bolivia- lo único que hicimos fue cumplir con el mandato del pueblo boliviano nacionalizando los hidrocarburos y nacionalizando el sector energético. Y este hecho, del 1º de mayo de 2006, ha hecho cambiar la historia, nos ha liberado económicamente de los organismos internacionales.

La nacionalización es parte de un modelo económico que tal vez puede tener repercusiones internacionales, pero el mundo sabe que ahora dejamos de ser un país, un Estado, un pueblo, con muchos problemas económicos como era antes: con déficit fiscal, sin inversión, un país visto como un Estado mendigo. Nos hemos liberado de esa situación y por eso en este debate deberíamos profundizar cómo vamos a reforzar estas políticas, este debate debe estar orientado a la Agenda Patriótica. Podemos garantizar una mayor inversión en la línea que nos hemos propuesto, de realizar mayores inversiones, promoviendo la industrialización en el tema energético.

DATOS A LA VISTA

Los datos, compañeras y compañeros, son sorprendentes. La inversión pública el 2005 era 620 millones de dólares; este año está estimada en 6.035 millones de dólares. Cómo se puede entender, el 2005: 600 millones de dólares, y este año más de 6 mil millones de dólares de inversión. Algunos opositores o dirigentes no creen, quiero que sepan, esta es la nacionalización de los hidrocarburos.

(APLAUSOS)

Revisando los datos del departamento de Tarija, el 2005 la inversión era 193 millones de dólares, para este año está programada o estimada 751 millones de dólares. Antes para Bolivia eran más de 600 millones de dólares, ahora, sólo para Tarija es más de 700 millones de dólares de inversión. Por supuesto Tarija merece porque acá están los mega campos de gas.

(APLAUSOS)

Estaba revisando unos datos, por ejemplo, las universidades ya están con cerca de 600 millones de dólares.

Yo diría, sobre estos datos, que se ha avanzado, ¿cómo podemos continuar?, ¿qué hay que hacer para eso?, ¿será una mayor industrialización?, ¿será mayor inversión en la exploración y en la explotación? Eso deberíamos debatir para seguir generando desarrollo económico. Será lamentable, o será felizmente, pero, por ahora Bolivia depende del gas, Bolivia depende de los hidrocarburos.

EL RETO DE LA ENERGÍA SEGURA

Los recursos provenientes del gas debemos invertir en otros sectores. A ver en el tema energético, cómo podemos ampliar, no solamente las termoeléctricas, sino también las plantas hidroeléctricas, las geotérmicas. Estamos empezando con el primer sistema eólico, y ya vamos viendo dónde hay que invertir, ustedes saben, nuestros expertos saben: el tema de gas, tal vez se acabe en 50 años, y entonces, ¿con qué energía va a vivir Bolivia? Creo que eso hay que planificar en este debate.

(APLAUSOS)

Me parece muy importante que estos recursos económicos que vienen del gas, deben invertirse en otros sectores energéticos, y de verdad no descarto, sueño que el 2025 estemos generando como seis mil megavatios; el mercado interno en este momento son 1.200 megavatios. Con las (plantas) termoeléctricas estamos generando como 1.400 megavatios, contamos con 200 megavatios de reserva. Si hablamos de las termoeléctricas, sólo con tres termoeléctricas: en Yacuiba; Entre Ríos, Cochabamba; y Warnes, Santa Cruz, si tenemos ocho turbinas, más el ciclo combinado, solamente con las tres termoeléctricas podemos generar 1.200 megavatios. Pero también quiero que sepan que con las plantas termoeléctricas se pierde plata, se gasta mucho gas.

El ciclo combinado nos ayudará a reducir, pero más importante para mí es avanzar con el sistema eólico y con las plantas hidroeléctricas. Estamos empezando en Santa Cruz, tenemos deseos de continuar en otros departamentos. Se presenta un problema y quisiera escuchar de ustedes en este debate, ¿qué hacemos con algunos fundamentalistas, ecologistas, que a veces no les interesa generar más energía?

Cuando teníamos la reunión con los movimientos sociales del mundo, con la temática de los derechos de la Madre Tierra, en la ciudad de Cochabamba, en Tiquipaya. Como había tres o cuatro días de debate, conocía muy bien a los dirigentes sindicales del campo de muchos países, especialmente de América Latina y el Caribe, también europeos. Una mañana los invité a que acompañaran a entregar un coliseo en Colomi, cerca de Cochabamba. En la noche tenía reunión con ellos y algunos compañeros -es la burocracia sindical campesina indígena, conozco muy bien- me reclaman que no hay que hacer caminos, no hay que hacer plantas hidroeléctricas, así me plantean.

Ese día, justamente cuando entregábamos el coliseo en Colomi, hablé de la doble vía que se va a construir de Oruro hacía Cochabamba, Cochabamba-Santa Cruz. El coliseo, en el momento de la inauguración, ha sido poco aplaudido, pero, cuando hablé de la doble vía, ha sido más aplaudida por la gente de Colomi que estaba concentrada por la inauguración del coliseo cerrado.

Una cosa dicen los dirigentes y otra cosa piensa el pueblo mismo. Yo les recordaba a los compañeros que estaban sentados esa noche conmigo, claro, algunos con mucha influencia de las oenegés que se oponen a todo, no dejan trabajar, no dejan explotar, no dejan industrializar, menos permiten que hagamos plantas hidroeléctricas. Ahí el gran problema que tenemos, claro algunos oenegistas viven en las ciudades, tienen todo, pero no saben cómo vive el pobre compañero campesino, el movimiento indígena, sin luz.

Es un tema de debate, realmente esto perjudica, y quiero decirles -si está aquí algún hermano indígena de la APG- el 2007 o 2008, cuando tenía que debatirse la exploración con las consultas, el tema de la licencia ambiental, ¿qué hay que hacer?, un hermano, los dirigentes, ahora son ex dirigentes, me mandan una carta diciendo:

“que este tema vaya a negociar en Bruselas, en Bélgica”. Yo qué tengo que negociar con sus asesores que viven en Bruselas – Bélgica. Tenemos esos documentos.

CONTRA EL NEGOCIO DEL MEDIO AMBIENTE

Compañeras y compañeros, cuando hablamos del tema energético o hidrocarburífero, estamos obligados a debatir estos temas porque pasan a formar parte de las políticas o programas que hay que implementar. Sé cómo algunos municipios sufren para hacer caminos, ¿cómo podemos cambiar esas normas, para acelerar la inversión?, por supuesto que es nuestra obligación respetar los derechos de la Madre Tierra, pero es una de las dificultades que tenemos.

Sabe el compañero Carlos, sabe el compañero ministro Sosa, a veces perdemos años, qué bueno sería que algunas oenegés, algunos hermanos dirigentes, reivindiquen para su pueblo, pero es mentira, solamente buscan para ellos, hacen un negocio del medio ambiente, ese es el grave problema que tenemos, y quisiera, de parte de ustedes, después de este debate, escuchar los planteamientos. Siento que falta en la agenda que me presenta el compañero Navarro, creo que hay que incorporar para debatir, porque eso sí dificulta. Hablamos de inversión, de industrialización, está bien,

debatamos eso, pero, cómo superamos esos problemas que se nos presentan, porque es un problema diario, y los técnicos y gerentes saben muy bien este problema que se presenta.

FUERTE IMPULSO A LA PETROQUÍMICA

¿Qué sueño yo en el tema energético? En materia de hidrocarburos, después de la exploración y explotación, superando estos temas, está la petroquímica. Ayer o anteayer conversábamos con el compañero Carlos, la más grande está en estudio, será en Tarija, será en Santa Cruz, será en Chuquisaca, será en Cochabamba, el estudio demostrará. Nos dice que costará más de 5 mil millones de dólares. El debate es ¿cómo garantizamos?, ¿de dónde garantizamos más de 5 mil millones de dólares? Ahorita estamos con más de 800 millones de dólares, ya hemos empezado y vamos a continuar. ¿De dónde garantizamos esta plata, para que Bolivia tenga una nueva imagen en el tema de la industrialización?

Para las plantas hidroeléctricas y eólicas, ¿qué estudios tenemos?, ¿cómo podemos avanzar rápidamente? Yo quisiera que las tres termoeléctricas las tengamos de reserva, porque vendiendo gas, exportando gas, ganamos más que usando en las termoeléctricas; entonces, ¿qué nos conviene? Está bien que tengamos las tres termoeléctricas, no podemos aumentar más termoeléctricas, basta con tres termoeléctricas de emergencia para que no falte gas.

¿Por qué no avanzar en el sistema eólico?, ¿por qué no avanzar en las plantas hidroeléctricas? Y el gas que usamos en las termoeléctricas, pues exportamos, así el pueblo gana más. Si falta energía, por supuesto entrarán en funcionamiento nuestras termoeléctricas, pero, ¿cómo?, ¿dónde invertir? En la generación de energía ¿dónde?, ¿cómo? y ¿cuánto? ¿Hasta dónde podemos llegar el 2025 en la implementación de plantas hidroeléctricas, geotérmicas, como también eólicas? Ese debe ser el debate que tengamos acá.

ENERGÍA NUCLEAR CON FINES PACÍFICOS

Sabe nuestro embajador de Argentina, trabajamos de manera reservada con Argentina y con Francia, pero no hay nada que ocultar, para sentar bases de la llamada energía nuclear con fines pacíficos. Estos días nos vamos a reunir con nuestros expertos. Hay países europeos que tienen interés en aportar con su conocimiento, como Francia y Argentina.

Aquí el debate pasa por una cuestión política, algunos países tienen, pero no dejan a otros. Y nosotros ¿por qué no tener energía nuclear con fines pacíficos? Tenemos todas las condiciones, había habido estudios, ¿cómo reunirlos e implementarlos? Con nuestro hermano Vicepresidente soñamos con la energía atómica con fines pacíficos y no estamos tan lejos; otra vez el tema de inversión. Con la industrialización del gas, de los hidrocarburos, con las nuevas plantas hidroeléctricas y geotérmicas más la energía nuclear atómica, con seguridad, compañeras y compañeros, Bolivia cambiará de por vida frente al mundo.

Siento que no estamos lejos. Esa es nuestra responsabilidad, ¿de dónde?, ¿cómo podemos lograr la inversión? ¿Serán socios, será deuda interna, deuda externa?

Cuando empezamos a dar valor agregado a estos recursos naturales, se recupera la inversión, por eso hay que lanzar una gran inversión en temas energéticos.

BOLIVIA, UN PAÍS EQUITATIVO

Me han sorprendido algunos datos del exterior. A ver, un dato de ayer; nos hemos informado sobre el “Ranking global mundial en equidad de género”. Desde el año 2006 el foro económico mundial publica anualmente el reporte global sobre las brechas de

género, con el objetivo de cuantificar la magnitud de las disparidades de género y realizar el seguimiento de su progreso en el tiempo.

El informe identifica a los países que son modelos a seguir, en los cuales los recursos se distribuyen equitativamente entre hombres y mujeres. El reporte global examina la brecha entre hombres y mujeres en cuatro categorías fundamentales: participación económica y oportunidades, estamos hablando de una mujer; logros educativos; salud y supervivencia; y empoderamiento político.

De un total de 136 países incluidos en el reporte global del año 2013, Bolivia ocupa el segundo lugar entre los más equitativos de Sudamérica, después de Ecuador. A nivel de Latinoamérica, Bolivia se ubica en tercer lugar después de Cuba y Ecuador.

Impresionante este dato que valoro acá. Es resultado del bono “Juana Azurduy”, de la dotación de tierras a las mujeres y de tantos programas que hemos implementado en nuestra gestión.

Otro dato que anoche nos hemos informado: el periódico BBC-Mundo indica que en Bolivia los jubilados están más protegidos, a primera vista el dato es casi paradójico. Uno de los países más pobres de América Latina tiene la mayor cobertura jubilatoria regional. Según el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) la cobertura previsional de Bolivia abarca al 97% de su población por encima de países como Argentina, Brasil o Chile, todos con un Producto Interno Bruto (PIB) muy superior.

Podemos seguir leyendo, esto es por la renta “Dignidad”, que nosotros hemos implantado. Pero si nos preguntamos, en resumen, ¿de dónde vienen estos recursos económicos, para mejorar la situación jubilatoria, y de las mujeres? Es gracias a la nacionalización de los hidrocarburos. Nuestro modelo económico nos permite mejorar la situación social y económica de nuestro país. Por eso, al margen de temas de agricultura, al margen de la minería -que son importantes y están programados para

seguir debatiendo- siento que este grupo de trabajo es el que va a dar esperanza y confianza a las futuras generaciones. Porque, ¿qué es la Agenda Patriótica? La Agenda Patriótica en el fondo es programar y planificar para las futuras generaciones, y quienes por ahora somos autoridades elegidas o designadas, o quiénes somos por hora dirigentes sindicales o dirigente de cualquier sector social, estamos comprometidos con la misma. Ojalá puedan sumarse las instituciones colegiadas, todos trabajando por las futuras generaciones. He llegado a esa conclusión, y por eso tenemos la responsabilidad de planificar y definir políticas en la línea que nos hemos propuesto mediante la nueva Constitución, pero también escuchando al pueblo boliviano.

CÓMO PARIR LA AGENDA PATRIÓTICA

En algún momento comentaba -seguramente muchos me han escuchado, pero algunos no me escucharon- una experiencia personal vivida el año 2002 en la campaña electoral. Salimos muy temprano, en la madrugada, rumbo a la provincia Loayza, a Sapahaqui. Me acuerdo perfectamente porque era la primera concentración de campaña ese día, a las 8 de la mañana. Llegamos cansados, estaba cansado porque llegamos a la una de la mañana de otras concentraciones, y como los compañeros no estaban concentrándose, dije: compañeros – a ver si consiguen alguna casa de un compañero, algún hotel para descansar, mientras la gente se concentra, estamos hablando de las 8 de la mañana, había habido un hotelito en Sapahaqui, pero el hotel estaba rodeado de carros de lujo, intentaron conseguir el hotel, no podíamos, y una trabajadora del lugar nos dice: “no, aquí están puro gringos” ¿Qué están haciendo los gringos? ¿Qué están hablando? – “No entiendo, sólo hablan inglés”. Averiguamos, averiguamos, y nos dicen que Gonzalo Sánchez de Lozada estaba ahí con un grupo de norteamericanos, debatiendo el programa de gobierno. Pregunten al doctor Manuel Morales Dávila, que era nuestro candidato a primer plurinominal por el departamento de La Paz, estaban el compañero, que en paz descanse, Antonio Peredo, era candidato a senador, estaba Héctor Arce, recuerdo perfectamente, no sé quiénes más en la caravana de la campaña

Yo digo, cómo vamos a traer extranjeros para debatir nuestro programa; yo tengo mucha confianza en nuestros profesionales, en nuestros expertos, en nuestros planificadores. Tal vez los dirigentes sindicales decimos, así quiero, y los expertos planifican, organizan. Los arquitectos son expertos para hacer diseño arquitectónico y los ingenieros para elaborar el proyecto a diseño final y ejecutar. Y, si aquí hemos convocado, compañeras y compañeros, a nuestros profesionales, con nuestros dirigentes sindicales, es que juntos tenemos que parir esta Agenda Patriótica. No tenemos que traer del exterior, no tenemos por qué invitar a los extranjeros. Lo otro significaría que somos incapaces, que vengan siempre de afuera a planificar el desarrollo del pueblo boliviano.

(APLAUSOS)

Todos conocemos nuestro país, unos conocen profesionalmente, otros socialmente, y una combinación de la conciencia social y de la capacidad profesional, nos permite tener una Agenda Patriótica para garantizar a las futuras generaciones. Se trata de eso, compañero Navarro, creo que hay que mejorar la agenda de hoy, porque este Encuentro es para debatir el tema energético, no solamente el tema hidrocarburífero. Está bien, hacerlo más importante por ahora, pero de acá a poco tiempo, hay que planificar el desarrollo de la geotermia y la eólica, la construcción de plantas hidroeléctricas para garantizar energía.

Si al pueblo no le falta tres cosas: energía, agua y movimiento económico, el pueblo va

a estar tranquilo. Siempre habrá algunos problemas, pero es nuestra obligación

garantizar agua, energía, y que haya movimiento económico. Nuestro compañero (Ministro) Luis Arce, después de revisar datos, informó estos días que como nunca este año vamos a crecer, pese a algunas dificultades que tenemos, en un 6.5%.

¿Cuándo antes había crecido así Bolivia? Nunca. Si todos, decimos: me esfuerzo por seguir invirtiendo más, o para gastar la plata que tenemos en las alcaldías, en las gobernaciones, estoy seguro de que el crecimiento sería mucho mayor.

Compañeros ministros, ministras, dirigentes, tenemos esta responsabilidad, tengo mucha confianza en ustedes. Como hace un momento decía, tienen el conocimiento, conciencia social, capacidad profesional, para tener una linda Agenda Patriótica en el tema energético, para que de esta manera a Bolivia no le falte energía.

Nada más, muchas gracias.

(APLAUSOS)