Вы находитесь на странице: 1из 2

Plan de temporada 09-10

Sección de hockey sobre patines


U.D.C. Rochapea

INTRODUCCIÓN

Desde hace un tiempo, un grupo de socixs de la U.D.C. Rochapea (madres y padres de la


escuela de patinaje que lleva dos años funcionando) nos planteamos el reto de fundar una
sección de hockey sobre patines. Esta temporada, por fin, nos hemos decidido a realizar los
trámites necesarios. Entendemos que el hecho de disponer de una sección propia nos permitirá
organizar nuestras actividades de forma ágil, eficaz, autónoma y transparente. Lo que podéis
leer a continuación es, sencillamente, un intento de exponer las novedades fundamentales que
traerá la puesta en marcha de la sección. No obstante, no se trata de un proceso cerrado, ni
mucho menos. La sección es de los jugadores y sus familias y no tendría sentido construirla
sino mediante la participación directa de todos y la toma de decisiones colectivas. Hacía falta
un punto de partida y eso es lo que pretendemos presentaros en este documento. A partir de
aquí, está todo por hacer.

RESPONSABILIDADES Y TAREAS

La máxima autoridad de la sección será la Asamblea. Podrá acudir a la Asamblea un


representante adulto de cada jugador. La primera función de la Asamblea será asignar las
tareas necesarias para el buen funcionamiento de la actividad a personas o equipos
responsables de las distintas parcelas de trabajo. Un posible organigrama sería éste:

- Asamblea: Reparte tareas, revisa y aprueba su desempeño.

- Delegadx de sección: Representante de la Asamblea ante la Junta de la UDC Rochapea y


ante el resto de equipos de trabajo.

- Delegadxs de grupo: Enlace entre las madres y padres de cada equipo y su entrenador.
Podrán asistir a las reuniones del equipo de entrenadores y trasladarles peticiones, quejas y
comentarios sobre su trabajo. Además, se encargarán de tareas logísticas (p. ej. Guardar las
fichas del equipo, llevar botellas de agua, etc.)

- Encargadx de material: Gestor de los bienes comunes de los jugadores. Realizará los
pedidos de material nuevo, así como tareas de mantenimiento y recuperación del que esté en
uso.

- Equipo de entrenadores: Se encargará de todos los aspectos deportivos: composición de


los grupos, establecimiento de objetivos, diseño de las sesiones, desarrollo de las mismas,
evaluación, autoformación, etc. En el siguiente apartado detallaremos su funcionamiento.
Estará compuesto por:
- 1 coordinador
- 4 entrenadores (uno por grupo)
COORDINACIÓN DEPORTIVA

¿Por qué una coordinación?


La necesidad de una coordinación surge cuando se empieza a entender la actividad deportiva
como una práctica educativa. Las horas que lxs niñxs dedican a patinar y a jugar a hockey
son horas de aprendizaje intenso, en las que no dejan de desarrollar habilidades motrices y
destrezas técnicas, sí, pero también pautas de relación, hábitos de sociabilidad y valores. Si
uno asume la importancia educativa del deporte, ve enseguida la importancia de darle a la
actividad una planificación seria. Los entrenadores son, ante todo, educadores. Igual que en
la escuela primaria sería impensable fiarlo todo a la improvisación “sobre la marcha” de cada
maestrx, en esta sección preferimos trabajar según criterios compartidos, fijarnos metas
comunes, reflexionar sobre lo que hacemos, revisar continuamente nuestro trabajo y mejorar.
Todo eso no sería posible sin una labor de coordinación efectiva.

¿En qué consiste?


El equipo de entrenadores trabajará siempre de forma conjunta y consensuará las líneas
fundamentales de su trabajo.
El coordinador será el responsable de guiar ese consenso y supervisar su puesta en práctica.
De este modo, se marcarán: objetivos de aprendizaje para cada grupo de trabajo
modelos de entrenamiento / repertorios de ejercicios
procesos de evaluación
normas de convivencia y gestión de conflictos

En la medida de lo posible, el coordinador elaborará documentos que recojan todos estos


puntos para que estén a disposición de las familias. Entendemos que los objetivos de
aprendizaje y las normas de convivencia tienen especial interés, por lo que impulsaremos
primero su desarrollo.

¿Cómo se lleva a cabo?


El equipo se reunirá una vez al mes para compartir experiencias, revisar objetivos y realizar
sesiones de autoformación.
Los delegados que así lo deseen podrán asistir a estas reuniones, tanto para hacer llegar a los
entrenadores las opiniones de las madres y padres como para hacer llegar a las familias el
trabajo y las preocupaciones de los entrenadores.

¿Qué pueden hacer los padres?


Aunque los entrenadores insistirán en que las madres y padres no interfieran en los
entrenamientos (que no estén alrededor de la pista, que no se dirijan a lxs niñxos, etc.) eso no
significa que su labor no sea importante. De hecho, como en cualquier tarea educativa, el papel
de las familias es protagonista. Entraremos en más detalles cuando elaboremos unas “normas
de convivencia” de la sección, pero de momento nos parece interesante fijar unas pautas
básicas.
No se debe: asistir a los jugadores en tareas que deben realizar por sí mismos (p.
ej. vestirse y asearse)
llamar la atención de los jugadores durante el entrenamiento
rebatir al entrenador en presencia de los jugadores

Se debe: conocer los objetivos de aprendizaje e interesarse por su consecución


conocer las normas de convivencia, cumplirlas e insistir en que las
cumplan los jugadores
aportar comentarios, sugerencias o quejas (mejor a través del coordinador
o lxs delegadxs)