Вы находитесь на странице: 1из 23

MÓDULO 2: ENTRENAMIENTO Y MEDIDAS PARA LA PREVENCIÓN DE LESIONES EN EL FÚTBOL

TEMA 2: NUTRICIÓN E HIDRATACIÓN

Este módulo surge de la necesidad de abordar de manera específica uno de los factores que más pueden influir en el rendimiento de los jugadores, tanto a corto plazo, es decir en la ingesta de nutrientes e hidratación el día de partido, como a largo plazo, predisponiendo al deportista a ser capaz de obtener un mayor rendimiento debido a sus reservas energéticas.

Para ello se analizarán los factores que pueden influir en el tipo de alimentación y la reposición de líquidos, así como estrategias nutricionales y de hidratación para conseguir obtener el máximo rendimiento de nuestro equipo y lograr el éxito.

La buena alimentación es la base de buen estado físico del futbolista y se podría decir, que junto con el descanso y la hidratación, forma parte del entrenamiento que todo deportista de alto nivel debería tener en cuenta. Todo buen deportista que se precie deber lograr sacar el máximo rendimiento de sus cualidades para rendir al máximo nivel. Para ello es imprescindible llevar una buena alimentación y una correcta hidratación, logrando así que el cuerpo disponga de todos los elementos necesarios para conseguir un resultado óptimo en la competición.

Los alimentos y las bebidas que los jugadores eligen consumir pueden afectar su rendimiento en el deporte y ayudarlos a mantenerse sanos y en forma. Todo jugador debe seleccionar de forma adecuada los alimentos que le ayuden a alcanzar sus metas deportivas.

Debemos también recordar la importancia social y cultural que tiene el comer, y el placer que éste nos procura. Una dieta saludable que es buena para el rendimiento también puede ser muy sabrosa.

1.1 NECESIDADES ENERGÉTICAS EN EL FÚTBOL

El fútbol, debido a la duración de sus partidos, podría ser clasificado como deporte de resistencia, aunque sin ir más lejos comprobaremos como existen ciertos matices que hace que el fútbol no sea un deporte de resistencia como puede ser el maratón o una etapa de ciclismo en ruta.

Analizando la duración e intensidad de los esfuerzos realizados en este deporte, nos encontramos en que existen una gran número de esfuerzos y que estos son de muy alta intensidad con diversos tiempos de recuperación, ya que estos esfuerzos no están predeterminados y no siguen un ciclo periódico en el que se repiten continuamente. Además cabe destacar que en este deporte los cambios son limitados, por lo que no pueden ser sustituidos, descansar y tras una recuperación correcta volver al terreno de

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

1

juego en plenas, o al menos, en las mejores condiciones para continuar manteniendo el nivel que ofreció anteriormente.

Cabe destacar que además de lo mencionado, no hay que obviar que estos esfuerzos conllevan aceleraciones y desaceleraciones, cambios de dirección y orientación, por lo que el gasto energético en estas acciones será mayor que un deporte cíclico en el que no haya cambios de dirección y en la velocidad rápidos y bruscos.

Otro de los factores que debemos subrayar y que hacen que aumente el gasto energético son las acciones en las que hay contacto con los oponentes y que dificultan la realización del movimiento. En este caso debemos decir que el coste energético de la acción también es mayor y además el coste energético en la recuperación aumentará respecto a deportes en los que no existe el contacto, debido a que el daño muscular es mayor.

Dejando a un lado el carácter más físico y fisiológico de los esfuerzos en el fútbol, hay que hacer referencia al aspecto psicológico, el cual también se ve influido por la nutrición y que va a condicionar una de las partes más importantes del juego como es la toma de decisiones.

Si la concentración disminuye por la fatiga producida por los diferentes esfuerzos realizados durante un partido, la percepción del juego disminuirá y el jugador no será capaz de ver todas las opciones disponibles en el tiempo de que dispone para ser capaz de elegir la mejor opción posible, por lo que aumentarán los errores debido al cansancio y no se conseguirá el éxito en las acciones. Por lo tanto la nutrición la hidratación afectará tanto a la capacidad cognoscitiva como a las habilidades técnicas.

Otro aspecto que debemos tener en cuenta cuando recomendemos alguna estrategia es las necesidades de cada jugador, individualmente, o al menos por posiciones, ya que no es lo mismo un defensa que un centrocampista, ni un central o un lateral. Es más, ni siquiera entre dos jugadores de la misma posición tiene porque existir un perfil en el carácter de esfuerzos, ya que cada uno tendrá su propio estilo de juego dentro de las limitaciones que aparecen en el sistema de juego y el modelo de juego del equipo.

Existen diferencias importantes en el esfuerzo físico de un jugador durante el partido, las cuales están relacionadas con la capacidad física y el rol táctico en el equipo. La fatiga también se presenta temporalmente durante el partido, pero todavía no se sabe lo que reduce la habilidad de alcanzar un máximo rendimiento. Estas diferencias deberían ser tenidas en cuenta en el entrenamiento y en las estrategias nutricionales de los jugadores profesionales.

El uso de otros materiales, como el balón, y las condiciones atmosféricas también pueden condicionar el gasto energético del jugador y por tanto la reposición de la energía gastada si no se ha podido preveer con anterioridad.

2

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

Además el calendario competitivo será otro de los condicionantes de las estrategias nutricionales que llevemos a cabo, ya que el gasto variará con mucha amplitud de un equipo que solo juega una competición a otro que debe jugar 2 ó 3 partidos por semana a un alto nivel y este calendario se alarga 10 meses.

Los diferentes estudios realizados en el mundo del fútbol nos sirven para realmente valorar si lo que hemos afirmado anteriormente se cumple.

Para ello nos hemos servido de las nuevas tecnologías como el GPS, los pulsómetros, capaces de registrar la frecuencia cardíaca de cada jugador, y de los diferentes sistemas de vídeos que existen para poder analizar en detalle lo que sucede en el juego y de lo cual los preparadores físicos ‘nos aprovechamos’.

Como ejemplo, los jugadores realizan de 150 a 250 esfuerzos de alta intensidad durante un partido, recorriendo entre 10 a 13 km, obteniendo como valores medios unos consumos máximos de O2 del 70% y una frecuencia cardíaca de un 85%. Entre 1.7 y 2.5 km del total se recorren a alta intensidad (> 14 km/h) (Bangsbo et al. 2006)

Todo ello supone un gasto energético estimado por partido de unas 1600 Kcal para un jugador varón de 75 kg (Bangsbo et al. 2006) y alrededor de 1100 Kcal para una jugadora de 60 kg (Rosenbloom et al. 2006). El carácter de los esfuerzos en fútbol (alta intensidad y corta duración con breves periodos de descanso) hace que la energía se consiga a través de las reservas de fosfocreatina y glicólisis, siendo el metabolismo aeróbico el encargado de actuar en los períodos de recuperación que se dan, ayudando a predisponer al jugador a realizar otra serie de esfuerzos, con una alta intensidad y teniendo que lograr el mayor rendimiento tanto físico, técnico y perceptivo en estas acciones.

Los carbohidratos, que son almacenados en los músculos y en el hígado como el glicógeno, es probablemente el sustrato más importante de producción de energía, y la fatiga al final del partido puede deberse a la disminución de glicógeno en algunas fibras musculares individuales. Basta que unas pocas fibras no puedan contraerse para que no se pueda correr tan rápidamente, e incluso, para que se pierda dicha habilidad

Los niveles de los ácidos grasos libres en la sangre aumentan progresivamente durante el partido, compensando así parcialmente la progresiva disminución del glicógeno muscular.

La ingesta de alimentos y líquidos van a proporcionar energía al cuerpo para cubrir las necesidades energéticas de este gracias a la capacidad que tenemos para almacenar energía y usarla en el momento en que la actividad que estamos desarrollando lo requiere. La energía que hemos acumulado tiene diferentes funciones en cuanto al rendimiento en los ejercicios, ya que influyen en:

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

3

Tamaño y físico (por ejemplo, de la masa muscular y grasa corporal).

Funciones (por ejemplo, de la masa muscular).

Combustible para el ejercicio (por ejemplo, carbohidratos para los músculos y el hígado).

Por supuesto, es indispensable tener en cuenta ,a la hora de estimar la cantidad de energía que necesitamos, no solo la energía que utilizaremos durante el partido, si no que además a lo largo del día también realizamos otras actividades, las cuales también requieren energía y habría que tener en cuenta.

En cuanto a las necesidades energéticas durante el entrenamiento o el partido, estas dependerán de la duración e intensidad de la actividad en el entrenamiento y de la intensidad en el partido, siendo diferentes los consumos en las diferentes sesiones y variando también a lo largo de los diferentes ciclos durante la temporada.

La cantidad de alimentos que un jugador necesita depende de su necesidad de energía, y no hay una fórmula simple para cuantificarla. Las demandas de energía dependen no solamente de las demandas para el entrenamiento y el partido, sino también de las actividades fuera de este deporte. Los jugadores que se entrenan de vez en cuando o cuyas sesiones de entrenamiento son breves y no muy exigentes, no necesitan mucha energía. De la misma forma, las necesidades de energía son menores durante los periodos de inactividad tales como fuera de temporada o mientras el jugador está lesionado, y los jugadores deben adaptar el consumo de sus alimentos a dichas situaciones.

4

HIDRATOS DE CARBONO

La ingesta de hidratos de carbono se presupone imprescindible en la dieta de un deportista, sobre todo con la naturaleza de esfuerzos y la dinámica de la energía que sigue el fútbol.

Los carbohidratos son una importante pero relativamente efímera fuente de combustible para los ejercicios, la cual debe ser cubierta en la dieta diaria con alimentos ricos en carbohidratos.

El plan diario de comidas y bebidas de los jugadores debe incluir suficientes carbohidratos para cargar de combustible su programa de entrenamiento y optimizar la recuperación del depósito de glicógeno muscular entre las sesiones de ejercicios.

Gracias a los diferentes estudios realizados en cuanto a los hábitos nutricionales en fútbol podemos resumir que el consumo de hidratos de carbono en las dietas de los

que el consumo de hidratos de carbono en las dietas de los P reParación física fútbol

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

jugadores deberían situarse entre 5 a 7 gr·kg-1 de peso (Lundy et al. 2006, Van Erp-Baart et al. 1989a). Aunque también existen estudios en los cuales se ha llegado a demostrar que una ingesta inferior a los 6 gr·kg-1 de peso y al 50% de la ingesta calórica total en jugadores jóvenes no es suficiente para que cumpla con el objetivo para la cual está diseñada. (Iglesias-Gutiérrez et al. 2005, Garrido et al. 2007). Por lo tanto cabe destacar la importancia de que los jugadores sean conscientes de que una adecuada nutrición puede influir en su rendimiento. Para ello es conveniente enseñar al futbolista a elegir los alimentos que dentro de sus gustos se adecúen a sus necesidades. Debemos ser capaces de educar al jugador y no solo darle la carta de alimentos para que elija, debemos crear en él la inquietud para que aprenda a alimentarse y se dé cuenta de que es necesario que para lograr su máximo rendimiento debe aprender a comer bien, en función de sus requerimientos y no solo los días en los que espera lograr ese rendimiento, día de partido, si no que debe ser un ‘trabajo’ constante y a lo largo de toda su vida deportiva.

La reposición de los carbohidratos debe comenzar tras la finalización de la actividad. Cuando el periodo entre sesiones de entrenamiento es menor a 8 horas (durante las pretemporadas de los jugadores de élite, por ejemplo) la ingesta de carbohidratos líquidos y sólidos debería empezar inmediatamente después de la primera sesión para maximizar el tiempo efectivo de recuperación. Se recomienda ingerir refrigerios durante la primera fase de recuperación a fin de cubrir las necesidades de carbohidratos.

Durante periodos largos de recuperación (24 horas), la elección y momento de ingestión de comidas y refrigerios ricos en carbohidratos no es tan importante, y puede organizarse según la practicidad y la disponibilidad de tiempo de cada jugador. La síntesis de glicógeno no se diferencia en función de la consumición del carbohidrato líquido o sólido. En relación con la proporción de carbohidratos que deberán ingerirse, el consumo de alimentos ricos en carbohidratos deberá extenderse a lo largo de las 24 horas.

Como ha quedado demostrado en un estudio, una inadecuada reposición de hidratos de carbono afectará tanto a nivel periférico debido a la depleción de los depósitos de glucógeno, como a nivel del sistema nervioso central (Meeusen et al. 2006), provocando no solo fatiga muscular, si no también influirá en nuestra capacidad de percepción y

no también influirá en nuestra capacidad de percepción y P reParación física fútbol ~ M ódulo

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

5

de toma de decisiones, aspectos muy importantes y como hemos visto anteriormente determinantes para obtener los mejores resultados.

GRASA

El depósito de grasa de cada cuerpo es el balance de la energía consumida y gastada

durante nuestra vida. Las grasas tienden a acumularse en el cuerpo proporcionando energía cuando el cuerpo necesita y no puede obtenerla de ninguna otra forma.

En cuanto a la acumulación de grasas en los jugadores de fútbol, el rendimiento de este se verá influenciado por una mayor o menos acumulación de grasa, debiendo ser esta proporcional a las necesidades que tiene la persona.

No existe un valor único en el cuál se sepa con absoluta certeza que el jugador va

a ser capaz de obtener un mayor rendimiento. Esto varía según la persona y la

trayectoria profesional del jugador, y por ello, no se puede establecer un valor ideal para cada individuo. Si el nivel de grasa del cuerpo baja demasiado, la salud sufrirá las consecuencias, pero si es muy alto, el jugador no tendrá la misma agilidad debido a que tiene que cargar con un peso innecesario. Como consecuencia, es ideal que los jugadores sean capaces de administrar de manera óptima la ingesta de alimentos y

el gasto de energía para que su cuerpo conserve su tamaño adecuado y una buena

constitución.

PROTEÍNAS

Para los atletas de todos los tiempos y modalidades, las proteínas siempre han sido un elemento clave para el éxito deportivo. Mientras que antes los atletas olímpicos debían comer inusuales cantidades de comida, los deportistas de hoy cuentan con una amplia variedad de suplementos de proteínas y aminoácidos para aumentar su ingesta de proteínas.

Las proteínas desempeñan una importante función en el entrenamiento. Los

aminoácidos provenientes de las proteínas construyen bloques de actividad para

la creación de nuevos tejidos como los músculos, y para la reparación de los tejidos

dañados por la realización de actividad física. Al mismo tiempo, son los encargados de ayudar a la creación de hormonas y enzimas que deben regular el metabolismo y por lo tanto producir una mejora tras el entrenamiento y asegurar y conseguir que los procesos de recuperación sean más rápidos.

Algunos científicos han sugerido que los ejercicios de resistencia y musculación pueden incrementar las necesidades diarias hasta un máximo de 1,2 a 1,6 g por kilo de peso corporal, comparado con la ingesta recomendada de 0,8 g/kg de peso corporal para una persona sedentaria. Sin embargo, las evidencias del incremento de las necesidades de proteínas no están claras ni generalizadas. Parte de la confusión

6

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

es causada por problemas relacionados con las técnicas usadas por los científicos para medir los requerimientos de proteínas.

Donde sí hay que poner especial énfasis es en el origen de las proteínas que elegiremos incluir en nuestra dieta. Debemos tener en cuenta que las proteínas de origen animal contienen un mayor número de aminoácidos, por lo que complementará mejor nuestra dieta. Aún así, es importante tener en cuenta que si somos capaces de establecer una ingesta equilibrada de alimentos cubriremos las necesidades proteicas, incluso con una mayor exigencia durante entrenamientos y competiciones.

La mayoría de los jugadores que corren el riesgo de no alcanzar sus necesidades proteicas son aquellos que restringen severamente su ingesta de energía o que no varían su dieta. Una ingesta adecuada de proteínas es también importante en la consecución del balance o el aumento de la retención de proteínas.

En fútbol, deporte con esfuerzos de carácter intermitente y con una intensidad muy alta, está demostrados que la cantidad de proteínas que deberá ingerir un jugador

no obteniendo ningún beneficio el consumo por

encima de estos valores, y siendo en la mayoría de los estudios revisados 1.5 gr·kg- 1·día-1 los valores óptimos para maximizar el rendimiento.

Es de vital importancia conocer en qué momento deberemos realizar esta ingesta. Como hemos mencionado con anterioridad, las proteínas tienen carácter anabólico, por lo tanto su ingesta promueve la recuperación de los tejidos dañados, logrando así que la recuperación sea mejor y poder continuar con la actividad. Esta ingesta de proteínas y/o aminoácidos antes, durante y/o después del ejercicio pueden favorecer la recuperación, la función del sistema inmunológico, y el crecimiento y mantenimiento de la masa magra (Kreider y Campbell 2009, Tipton y Wolfe, 2004).

Estos estudios comprobaron que la ingesta de proteínas combinada con carbohidratos aumenta la síntesis de proteínas durante el periodo de recuperación. Hay evidencias de que se aumenta la capacidad de respuesta si se consumen estos nutrientes poco después de los ejercicios, o en el caso de sesiones de resistencia, poco antes del ejercicio.

MICRONUTRIENTES

El estrés al que sometemos al cuerpo tras períodos de entrenamiento o competiciones muy intensas debe ser cubierto con una ingesta calórica adecuada, tratando de minimizar los daños producidos por este estrés y predisponiendo al cuerpo para trabajar en las mejores condiciones posibles. La ingesta adecuada de energía, proteínas, hierro, cobre, manganeso, magnesio, selenio, sodio, zinc y vitaminas A, C, E, B6 y B12 son particularmente importantes para la salud y el rendimiento. Para ello, debemos intentar, en la medida de lo posible, obtenerlos gracias a una dieta variada y sana, rica en alimentos que contengan este tipo de nutrientes. Algunos de los alimentos en los

variará entre 1.4 - 2 gr·kg-1·día-1,

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

7

cuales podemos encontrar este tipo de nutrientes son las verduras, frutas, legumbres, frijoles, granos, carne magra, pescado, lácteos y aceites insaturados.

Gran parte de los estudios realizados en jugadores de fútbol nos muestra que la cantidad recomendada se puede obtener mediante la dieta (Lundy et al. 2006, Van Erp-Baart et al. 1989b).

Aún así existen grupos en los que se puede correr el riesgo de no llegar a la ingesta recomendada, por lo que deberemos prestar especial atención a su nutrición. En estos casos especiales se encuentran los jugadores que pretenden lograr una pérdida de peso y los jugadores cuya dieta no es variada.

Para evitar este tipo de situaciones es recomendable consultar con el médico o nutricionista del club para establecer un plan nutricional a seguir y comprobar que este se está siguiendo.

En casos en los que, por ejemplo, un jugador viaja a un país con una ración limitada de alimentos o sufre de una carencia de vitaminas o minerales en particular, se justifica el consumo de suplementos, bajo la supervisión de un experto calificado en nutrición.

En general, una amplia variedad de suplementos multivitamínicos y/o de minerales es la mejor opción si se ha de seguir una ingesta de alimentos restringida, aunque el consumo de suplementos nutritivos en particular puede ser necesario para corregir una deficiencia diagnosticada de nutrientes (como por ejemplo, la deficiencia de hierro).

FEMENINO

En los deportes de equipo femenino, los estudios demuestran que la ingesta calórica

total es menor que en los varones y similar a la de mujeres sedentarias. No es infrecuente que estos hallazgos estén relacionados con prácticas de restricción calórica dirigidas

a intentar perder peso. Estas prácticas no están exentas de riesgos ya que una ingesta calórica reducida puede comprometer la ingesta adecuada de macro y micronutrientes, habiéndose comprobado que con frecuencia pueden ser inferiores a las cantidades recomendadas por la mayoría de expertos, por debajo de 5 gr de hidratos de carbono

y de 1-1.5 gr de proteínas por kg de peso corporal.

En el caso de las mujeres, numerosos estudios demuestran ingestas inferiores al 75% de las recomendaciones dietéticas. En las mujeres, el riesgo de caer en una ingesta deficitaria afecta fundamentalmente a los minerales y especialmente al hierro, tan importante en el transporte de oxígeno y por tanto en el rendimiento (Martín et al. 2006, Papadopoulou et al. 2002). También se han descrito ingestas deficitarias de calcio, magnesio, zinc, vitaminas A, B6, D y E, y ácido fólico en mujeres (Clark et al. 2003, Papadopoulou et al. 2002).

8

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

1.1.1 DIETA PRE- PARTIDO

Para comenzar este apartado debemos tener en cuenta que la dieta previa al partido es la última opción que tenemos para predisponer al jugador y hacerle llegar en las mejores condiciones al partido. Tras esto nuestras posibilidades se reducirán al calentamiento, aunque en esta parte ‘ya no podremos conseguir ninguna mejora del rendimiento’, entendiendo esta mejora gracias al entrenamiento, tanto visible como invisible (descanso, dieta…). Por lo tanto, evitaremos comidas que sean de digestión pesada y hagan sentirse incómodo al jugador, así como aquellas comidas en las que el jugador al término de ésta no sienta vacío en el estómago, ya que la sensación de hambre puede ser contraproducente a pesar de que nutricionalmente hayamos conseguido los objetivos. Por otro lado, deberemos ser capaces de que el deportista rellene los depósitos de glucógeno al máximo y su estado de hidratación sea el óptimo para la competición y así obtener el rendimiento deseado, o al menos que este rendimiento no se vea afectado.

Los carbohidratos son la clave para la provisión de energía que debe ser optimizada

para los días que preceden e incluso para el día mismo de la competición. También se debería tener en cuenta el nivel de agua y sal en el cuerpo. Sin embargo, en los dos

a cuatro días precedentes a la competición, las necesidades del jugador en cuanto

a proteínas y grasas así como de otros nutrientes por lo general no aumentan por encima de los niveles recomendados para un nivel moderado de entrenamiento.

La comida en el día de partido o previa a un entrenamiento intenso es aconsejable que sea rica en hidratos de carbono y esta deberá ser realizada entre 2 y 4 horas antes de la sesión o partido consiguiendo así el llenado de los depósitos de glucógeno. Esta comida no debe ser abundante y los hidratos de carbono, preferiblemente serán de un moderado o bajo índice glucémico, contribuyendo de esta manera a no tener esa sensación de hambre que puede condicionar posteriormente el rendimiento del jugador (Williams y Serratosa 2006). El principal “error” cometido por los jugadores es comer muy pocos carbohidratos (menos de 1g/k de peso corporal) durante las 6 horas previas al ejercicio y luego no ingerir carbohidratos durante el ejercicio. Esta pequeña ingesta de carbohidratos es de suprema importancia para el cuerpo para liberar en forma abundante en la glucosa sanguínea, pero no provee suficientes carbohidratos para mantener al jugador a través de los ejercicios siguientes.

En contra de lo que se pensaba y aún piensa mucha gente, el consumo de hidratos de carbono en la hora previa al comienzo del partido no parece tener efectos perjudiciales sobre el rendimiento durante el partido, ni siquiera durante los primeros minutos, en los que de forma transitoria, se produce una disminución en la glucemia (Williams y Serratosa 2006).

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

9

Otros aspectos a considerar en esta comida son los alimentos a evitar, ya que pueden contribuir a una lenta digestión, sensación de pesadez y además no aportar la energía requerida para el tipo de esfuerzo que se pretende realizar. Algunas de estas comidas que deberemos evitar son las grasas, comidas pesadas ( condimentadas, especiadas, guisos…) y comidas con las que el deportista no se sienta bien, ya sea por una experiencia pasada o por cualquier otro motivo.

Otro aspecto al planificar las comidas pre-partido deberá ser el horario de este, ya que como vemos, y en función del país se pueden jugar en horarios muy distintos. Por lo cual deberemos adaptar el horario de las comidas al del partido, asegurándonos de que nuestros jugadores llegan en las mejores condiciones nutricionales y de hidratación.

En función del horario designado estableceremos distintos tipos de comidas, pudiendo variar estas y diseñar el plan nutricional juntando desayuno y comida o merienda y cena si los horarios no nos permiten llevar a cabo cada una de las 5 comidas diarias.

En cuanto al tipo de comida, esta, por supuesto debería realizarse en grupo, ya que además de conseguir llevar un pequeño control sobre la alimentación previa al partido/ entrenamiento, así podremos ir haciendo grupo, lo cual también es un condicionante del rendimiento, ya que es un deporte de equipo. Básicamente la comida que se llevará

a cabo estará basada en un buffet para ajustarse lo máximo posible a los gusto de los

jugados, lo cuales se deberían tener en cuenta a la hora de diseñar el plan. A parte de los gustos, también deberemos considerar las costumbres y hábitos de los jugadores, estando en este ámbito la religión. Es fundamental respetar las creencias de cada uno

y por lo tanto así deberemos plantear la alimentación también.

Si existe desconocimiento de la religión del jugador o de las restricciones, lo mejor es hablarlo directamente con el jugador para conocer los alimentos que puede y no puede consumir.

10

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

1.1.2 INGESTA ENERGÉTICA DURANTE EL PARTIDO La ingesta de hidratos de carbono durante la competición

1.1.2 INGESTA ENERGÉTICA DURANTE EL PARTIDO

La ingesta de hidratos de carbono durante la competición se realizará sobre todo en forma de geles, barritas y bebidas, ya que es la formas más fácil de consumir y digerir los alimentos durante la competición.

Esta reposición se llevará a cabo en los descansos, ya que es el único momento en el que el jugador puede cesar su actividad física para ingerir los alimentos, aunque es conveniente que el deportista esté acostumbrado a realizar esta ingesta durante los partidos, ya que puede verse afectado su rendimiento si no está habituado a ello. Es por eso, que es conveniente realizar la prueba en los entrenamientos y así ver la respuesta del cuerpo. (Williams y Serratosa 2006).

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

11

La ingesta de geles, barritas, batidos o zumos durante la competición va encaminado a reponer los elementos perdidos en competición, buscando así mantener el rendimiento muscular y mejorar las capacidades cognitivas, las cuales van a determinar el éxito del jugador en la competición.

van a determinar el éxito del jugador en la competición. 1.1.3 DIETA POST- PARTIDO Numerosos estudios

1.1.3 DIETA POST- PARTIDO

Numerosos estudios realizados en jugadores de fútbol (Ekblom 1986) y hockey hielo (Akermark et al. 1996), han demostrado como una mayor concentración de glucógeno muscular guarda relación con un retraso en la aparición de la fatiga, un aumento en la distancia recorrida y en la velocidad de desplazamiento, y una mayor capacidad para realizar esfuerzos cortos e intensos como los que se realizan en muchos de los deportes de equipo de carácter intermitente.

Actualmente la frecuencia de partidos con la que se encuentra muy un jugador profesional es muy alta, con lo que los periodos de descanso se reducen

12

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

considerablemente, teniendo que continuar con el máximo rendimiento en cada partido. A todo esto, además hemos de sumarle el stress externo y los viajes, con lo cual la fatiga aumenta cada vez más.

Todas estas características que rodean el fútbol hace que los depósitos de glucógeno no estén en los niveles en los cuales deberían situarse para poder afrontar la competición con ciertas garantías. Debido a estos problemas, es fundamental insistir al jugador en una adecuada alimentación y asegurar el aporte de hidratos de carbono previo

a la competición y entre estas. Si conseguimos hacer consciente al jugador de la

importancia que tiene para él seguir los pasos adecuados, ya que es de vital importancia en deportes con esfuerzos intermitentes y de alta intensidad, conseguiremos que los depósitos de glucógeno estén en los niveles correctos y por lo tanto obtendremos el rendimiento deseado. (Burke 2007).

La recuperación post- partido comenzará tras la finalización de este (entre 30minutos

y 2 horas), siendo el primero objetivo recuperar los niveles adecuados en los depósitos de glucógeno, ayudando así a la recuperación del tejido muscular dañado. Hacer especial hincapié en que esta recuperación se tiene que acompañar de hidratación, siendo los alimentos más adecuados aquellos con moderado-alto índice glucémico.

Como ya mencionamos en el apartado de proteínas (recordar que ayudaban a la recuperación debido a su función anabolizante), si las incluimos en esta recuperación inmediata mejoraremos los procesos recuperadores de los tejidos musculares. La respuesta tardía de la insulina, secundaria a la ingesta de hidratos de carbono, se estaría superponiendo y por tanto mejorando el efecto anabólico intrínseco de las proteínas.

Los líquidos y/o alimentos de reposición para el periodo inmediatamente posterior

a terminar el ejercicio, deben aportar 1 gr·kg-1 de peso de hidratos de carbono y 10

a 20 gr de proteínas de calidad (3-6 gr de aminoácidos esenciales). Esta pauta puede repetirse cada hora o hasta que se normalice el patrón normal de alimentación.

El objetivo final será el de alcanzar los 5 a 7 gr·kg-1 de peso diarios, para aquellos

deportistas de especialidades o puestos de juego de menor movilidad, fases de la temporada con menor número de partidos o entrenamientos de menor intensidad, y de 7 a 10 gr·kg-1 de peso y por día para aquellos con mayor movilidad y

calendario de entrenamientos y competición más exigente.

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

13

1.2 NUTRICIÓN E HIDRATACIÓN DURANTE LOS VIAJES Los jugadores profesionales debido a los compromisos con

1.2 NUTRICIÓN E HIDRATACIÓN DURANTE LOS VIAJES

Los jugadores profesionales debido a los compromisos con el equipo deben viajar constantemente y pasar largas temporadas fuera de casa. Estos viajes suelen ser cortos, pero también pueden tratarse de largos periodos de viajes para torneos o competiciones de pretemporada. Las competiciones generalmente son organizadas en ligas que requieren viajar una a dos veces por semana para las competiciones. Los viajes frecuentes de largas distancias representan numerosos cambios:

Trastornos en la rutina normal de entrenamiento y estilo de vida durante el viaje.

Cambios climáticos y medioambientales modifican también las necesidades nutricionales.

Desfase horario después de cruzar múltiples husos horarios.

14

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

Cambios en la disponibilidad de alimentos incluyendo la modificación de los hábitos alimentarios.

Dependencia de hoteles, restaurantes y servicios rápidos en vez de las comidas hechas en casa.

Exposición a nuevos alimentos y culturas alimentarias.

Tentaciones de los salones de cenas tipo buffet “a discreción”.

Riesgos de enfermedades gastrointestinales debido a la exposición a alimentos y agua poco higiénicas.

Emoción y distracción por el nuevo lugar.

Hoy en día, en el fútbol, sucede que los jugadores deben ser capaces de rendir al máximo nivel durante prácticamente toda la temporada para conseguir los objetivos

propuestos por el cuerpo técnico y la directiva. Esto conlleva incluso varios partidos en la misma semana y a su vez los consiguientes viajes, con lo que todo el equipo debe ser capaz de adaptarse a estas situaciones en todos los términos. Una de las partes que más se debe tener en cuenta a la hora de preparar los viajes del equipo es la hidratación y nutrición, ya que puede tener que haber una adaptación a otro horario (debido al

Para ello, como hemos

mencionado anteriormente debemos ser capaces de educar al jugador, de enseñarle que tipo de alimento debe consumir en cada momento y que pueda elegir entre una amplia variedad, todo ello supeditado a conseguir el máximo rendimiento y mejorar la recuperación tras las diferentes sesiones de entrenamiento o partidos.

Cuando llevamos a cabo la programación de las comidas, lo esencial es tener en cuenta el horario del partido o de las sesiones de entrenamiento, para así en función de estas fijar las comidas y facilitar la digestión y obtener el mayor beneficio de la alimentación

Es indispensable que el jugador disponga de gran variedad de alimentos para poder elegir y que se produzca una adaptación entre lo que debe consumir y sus gustos, así deberemos aportar todo tipo de alimentos que contemplemos necesarios como frutas o zumos, yogures, cereales o barritas energéticas, frutos secos, agua, bebidas de reposición… asegurando que el consumo es el adecuado.

Como medida de previsión, es conveniente, antes del viaje concertar el menú con el hotel o restaurantes donde se vaya a llevar a cabo las diferentes comidas y asegurarnos de que dispondrán de lo que necesitamos. También deberemos cerciorarnos de los alimentos que llevaremos y de los cuales los jugadores podrán disponer durante el viaje, así como frutas, zumos, bebidas, agua… e incluso concertar con el hotel si habrá y qué tipo de bebidas y comidas en las habitaciones y vestuarios. Otro aspecto a considerar y que deberemos preparar con antelación junto a los médicos o nutricionistas de nuestro

cambio del país, debido a la hora del partido, climatología

).

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

15

club será la alimentación post-partido, la cual es de suma importancia para comenzar la recuperación y que deberá prepararse con antelación y que los jugadores puedan disponer de ella con la mayor brevedad posibles tras el partido o entrenamiento.

En los viajes en avión, el ambiente es extremadamente seco por lo que los deportistas deberán poner especial atención en beber suficiente líquido, evitando las bebidas alcohólicas y estimulantes.

En ocasiones, los viajes se realizan a países en los que deberemos tener cuidado con los alimentos y las bebidas que consumimos, debiendo extremar las precauciones por

la falta de medida higiénicas en el trato de los alimentos. Es de suma importancia esto

para evitar contagios de enfermedades y que nuestros jugadores empeoren su salud. Una de las medidas que adoptaremos será informar a los jugadores de que deben evitar hacer, como por ejemplo consumir agua del grifo (tanto para beber como para

higiene bucal o en hielo), no consumir bebidas previamente abiertas, carne, pescado

o verduras crudas entre otros.

1.3 HIDRATACIÓN EN EL FÚTBOL

Ninguna otra estrategia nutricional tiene tanta reputación comprobada para el aumento del rendimiento como el consumo de agua y carbohidratos durante el ejercicio.

No sólo los entrenamientos y las estrategias generales de competición deben ser personalizados para cada atleta, sino también las bebidas y la elección de

comidas durante los ejercicios teniendo en consideración sus necesidades únicas

y sus preferencias.

Mantener el cuerpo hidratado es de suma importancia para lograr el rendimiento óptimo y que las vías a través de las cuales el cuerpo obtiene energía funcionen correctamente. Con solo el 2% de deshidratación del peso corporal las capacidades técnicas y el rendimiento físico del jugador puede verse alterado (Dougherty et al. 2006). Por esto la importancia de incidir en los jugadores para que consuman líquidos continuamente y no solo durante el ejercicio físico o en las comidas, si no que también obtendrán beneficio si lo hacen a lo largo del día.

El estado de deshidratación, como hemos dicho, puede afectar a las habilidades

técnicas, físicas y perceptivas, influyendo además en la capacidad de concentración

y por lo tanto en la toma de decisiones, factor condicionante del rendimiento. Pero

la falta de hidratación no solo afecta al rendimiento, además afecta a la salud, ya que en lugares en los que la temperatura sea muy alta y la pérdida de líquido se acelere,

si no existe reposición de líquidos adecuada puede que el jugador sufra alguna lesión

muscular e incluso un golpe de calor, por lo tanto queda en evidencia la importancia

de adecuar al jugador a consumir líquidos durante todo el día.

En un estudio realizado por Shirreffs et al. (2005) en el que se estudiaba la hidratación

16

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

de un equipo de fútbol de élite se llegó a la conclusión de que 5 de los 26 jugadores sufrieron una deshidratación superior al 2% durante una sesión de entrenamiento de 90min. en la que los jugadores disponían de diversos tipos de bebidas para la reposición de líquidos. Como se puede observar en los datos del estudio, aún queda trabajo para convencer a los jugadores de que deben ingerir líquidos para aumentar el rendimiento y evitar lesiones.

Si bien es cierto que en la mayoría de los deportes el riesgo de deshidratación es mayor en verano, estos (Maughan et al. 2005) y otros autores (Broad et al. 1996) han demostrado que tanto deportistas de especialidades al aire libre como de interior, pueden alcanzar niveles significativos de deshidratación a temperaturas más frías. Esto es debido a que en estas condiciones los deportistas no beben suficiente cantidad de líquido. También debemos tener en cuenta que tanto en estos estudios como en nuestra propia experiencia práctica, existe la posibilidad de que los jugadores comiencen los entrenamientos o partidos con cierto grado de deshidratación.

Estos consejos pueden guiarnos a la hora de establecer una estrategia de hidratación:

- 500ml, 1hora o 1 hora y 30min. Previas al partido.

- 150ml cada 20min. Durante el entrenamiento o en pausas del juego.

- 400-500ml durante el descanso.

Estas estrategias están condicionadas por el partido, en el cual no habrá pausas establecidas cada 20minutos y deberán beber cuando sea posible, pudiendo incluso no ser posible durante el tiempo que el balón está en juego, debido a que las pausas no permitan nada más que beber agua a los jugadores más cercanos al banquillo.

Después de los entrenamientos o partidos, el mejor método para realizar una reposición suficiente es ingerir un volumen igual a 1.2 a 1.5 veces el peso corporal perdido. El color de la orina también puede servir como indicador para controlar la recuperación de un estado de hidratación adecuado. A medida que mejora el estado de hidratación, la orina será de color más claro y menor densidad. En los últimos años, algunos equipos de fútbol controlan la densidad de la orina de sus jugadores antes de comenzar la sesión de entrenamiento, con el fin de asegurar un rendimiento óptimo y prevenir riesgos para su salud.

Es recomendable, al igual que en la alimentación, disponer de varias opciones para que el jugador escoja según los gustos. Podemos disponer agua o bebidas deportivas con distintos sabores para facilitar así la reposición de líquidos durante y posterior al entrenamiento/ competición.

El uso de bebidas deportivas comerciales con un contenido de aproximadamente 4 a 8 % de carbohidratos (4 a 8 g/100 ml) permiten cubrir al mismo tiempo las necesidades de carbohidratos y fluidos en casi todos los casos. Los beneficios de la ingesta de carbohidratos

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

17

que son asociados con el rendimiento son de aproximadamente 20 a 60g por hora.

También se debería sumar el sodio a los líquidos ingeridos durante los ejercicios que duran más de 1 a 2 horas o por personas que pierden gran cantidad de sodio en función a su actividad (por ejemplo: más de 3 a 4 gramos de sodio).

La cafeína está presente en la mayoría de las comidas y bebidas habituales y puede aumentar la resistencia durante ejercicios prolongados. Se puede obtener estos beneficios al consumir una dosis relativamente baja de cafeína, como la que habitualmente se ingiere en muchas culturas (por ejemplo: aproximadamente 1,5 mg/k de peso corporal, lo que equivale a una taza de café o a 500 - 750 ml de una bebida con cola).

Para llevar un control del consumo de cada jugador basta con que las botella lleven el nombre de cada uno y sean personalizadas. Esto nos ayudará a conocer realmente el consumo de cada uno de los jugadores.

1.4 AYUDAS ERGOGÉNICAS EN EL FÚTBOL

De acuerdo con la definición de suplementos nutricionales, se trata de algo añadido para suplir una deficiencia a la dieta del individuo, que pueden encontrarse en los componentes de la dieta normal, en formatos más refinados y/o mayores concentraciones, y en ningún caso son mágicos.

El uso de suplementos debe darse con cuidado, los objetivos principales que se buscan son:

Promover la adaptación al entrenamiento.

Incremento de la cantidad de energía.

Entrenar de manera más sostenida e intensa debido a una mejor recuperación entre las sesiones desentrenamiento.

Mantenerse en buena salud, reduciendo las interrupciones de entrenamiento causadas por fatigas crónicas, enfermedades o lesiones.

Mejorar el rendimiento competitivo.

Si bien es cierto que la práctica de un deporte de equipo incrementa las necesidades de macro y micronutrientes, también lo es que en la mayoría de los casos una dieta completa y equilibrada puede satisfacer esas necesidades aumentadas.

Cuando pensamos en el uso de suplementos debemos asegurarnos de que estos funcionan y tienen demostrada su fiabilidad. Pocos de los productos usados por atletas han sido elaborados en base a una investigación seria y algunos inclusive pueden ser dañinos para el jugador. Todo deportista ha de tomar en consideración todos los posibles riesgos y beneficios de cada suplemento antes de probarlos.

18

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

También es necesario tener en cuenta su etiquetado, ya que muchos de los suplementos

utilizados tienen alguna sustancia no declarada en la etiqueta, arriesgando al jugador

a un positivo en el control antidopaje y su posterior suspensión, además de poder

afectar a la salud del jugador. En la actualidad, no hay garantía de la pureza de ningún suplemento comercial. La única forma de estar seguro es evitando completamente los suplementos, pero muchos jugadores son reacios a aceptar este consejo. Todo deportista consciente deberá sopesar la necesidad de un suplemento antes de decidirse por él, a fin de evitar el riesgo de dar positivo en un test de dopaje.

El uso de un suplemento puede ser útil si se comprueba la deficiencia de un mineral

o una vitamina, y si no se puede aumentar la ingesta de los alimentos necesarios. El

uso de suplementos, sin embargo, no compensa la mala elección de alimentos ni una dieta inadecuada. Muchos jugadores ignoran la preocupación que se ha de tener al consumir suplementos dietéticos, y los usan innecesariamente en altas dosis, lo que podría resultar dañino.

Los suplementos de proteínas, las barras con alta cantidad de proteínas y las preparaciones de aminoácidos son quizás los productos nutricionales deportivos de mayor venta. Una ingesta adecuada de proteínas es esencial para el crecimiento de los músculos y su regeneración, pero para ello raramente hace falta una dieta especial en proteínas, pues se pueden cubrir estas necesidades con comidas diarias normales. Los suplementos de proteínas y carbohidratos pueden ser importantes en un plan de recuperación después de los ejercicios, pero la mayoría de las proteínas que se encuentran en los alimentos generalmente tienen ventajas sobre los aminoácidos individuales.

Además de los ya conocidos de hidratos de carbono y/o proteínas, existen algunos otros sobre cuya utilidad en algunos deportes de equipo, si parece existir cierta evidencia científica. De estos, la creatina es seguramente uno de los más utilizados y probablemente sobre el que existe mayor evidencia acerca de su eficacia en deportes de carácter intermitente e intensidad elevada, como son la mayoría de los de equipo.

Numerosos estudios han demostrado que la sobrecarga e ingesta crónica (de creatina mejoran el rendimiento en especialidades con esfuerzos cortos (6 a 30 sg) repetidos de elevada intensidad y periodos breves de recuperación (20 sg a 5 mins). Los mecanismos responsables de esta mejora parecen residir en un mayor contenido inicial de fosfocreatina en el músculo y una mayor resíntesis durante los periodos de recuperación. Los niveles de creatina muscular son además mayores, si la ingesta se realiza en combinación con suplementos de hidratos de carbono y proteínas, tras el ejercicio. Cuando se trata de esfuerzos repetidos, mayores niveles de fosfocreatina previos a cada uno de los esfuerzos reducirán la esperada disminución de fuerza y

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

19

potencia. Por tanto, en los deportes de equipo de carácter intermitente e intensidad elevada, la suplementación crónica con creatina (2-5 gr·dia-1) permitirá a los jugadores no sólo mejorar su rendimiento en los partidos, sino también entrenar de forma más intensa y conseguir mayores adaptaciones al entrenamiento de fuerza, interválico y específico del deporte (Burke 2007, Hespel et al. 2006).

La cafeína es un conocido estimulante que puede mejorar la capacidad de resistencia de los deportistas. Su efecto ergogénico depende tanto de su acción sobre el metabolismo (aumenta la utilización de las grasas y retrasa la utilización del glucógeno muscular) como sobre el sistema nervioso central al disminuir la percepción de fatiga.

Una reducida cantidad de cafeína (1 a 3 mg / kg) puede ayudar al rendimiento en ejercicios prolongados y puede inclusive ser útil en ejercicios de corta duración. Estas dosis moderadas pueden ser encontradas en las cantidades diarias de café, bebidas con cola y algunos productos deportivos (geles). Por ejemplo, en una taza de café o 750 ml de una bebida cola se encuentran100 mg de cafeína. Las dosis mayores de cafeína no parecen ser más efectivas, y pueden tener resultados después de cualquier actividad. Aún existiendo cierta controversia, los numerosos estudios realizados hasta la fecha nos permiten aconsejar la utilización de preferiblemente dosis bajas (2 mg·kg-1) o como mucho moderadas (5 mg·kg-1), una hora antes de la competición y

a ser posible mejor en forma pura que como café o bebidas con cafeína (Burke 2007, Hespel et al. 2006).

El alcohol se procesa primeramente en el hígado, y el rango de metabolismo varía según

cada individuo. El alcohol puede ser oxidado en un rango de aproximadamente 100 mg / k de masa corporal por hora, lo que equivale a casi una copa o unidad de alcohol por hora para la mayoría de las personas. A pesar de la creencia popular, no se puede acelerar la eliminación de alcohol del cuerpo a través de baños, consumo de café u otras prácticas similares.

La acción del alcohol en el sistema nervioso central disminuye las habilidades y cambia la conducta, lo que puede ocasionar efectos adversos en el rendimiento.

Existen además pruebas que señalan la disminución de la capacidad aróbica en dosis dependientes. Aunque todavía no se conoce exactamente dicho mecanismo, el periodo posterior al consumo de alcohol (resaca también puede afectar el rendimiento muchas horas después de la intoxicación.

El problema más importante asociado con el excesivo consumo de alcohol después de los ejercicios es que puede afectar a los jugadores en su buen juicio. La intoxicación de alcohol puede hacer que el jugador olvide el seguimiento sensato de las prácticas de recuperación tales como el tratamiento apropiado de las lesiones, el sueño adecuado o incluso la ingesta de una comida o bebida apropiada. El alcohol puede desplazar el carbohidrato de la dieta en el momento en que la restauración del

20

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

glicógeno almacenado es prioritaria. La necesidad de otros nutrientes importantes puede ser descuidada en el momento en que el jugador consume grandes cantidades de alcohol o se recupera de la intoxicación. Un atleta intoxicado a menudo sucumbe a las actividades de alto riesgo que ocasionan accidentes, violencia u otras conductas antisociales. Los resultados negativos varían desde la pérdida de reputación a lesiones graves (a menudo fatales).

El alcohol no es un componente esencial de la dieta, es una decisión personal si un

adulto consume alcohol. Sin embargo, no existen pruebas de daños a la salud y el

rendimiento cuando el alcohol es consumido razonablemente.

El alcohol es un alimento de gran contenido energético, de bajo valor nutritivo y

debería ser evitado si el jugador desea bajar de peso.

El deportista debería evitar la ingesta de alcohol la noche anterior a un partido.

Cualquier persona que haya ingerido alcohol habrá podido comprobar el efecto diurético del alcohol. La producción de orina aumenta 10 ml por cada gramo de alcohol ingerido

y el mecanismo fisiológico responde a una inhibición de la liberación de la hormona

antidiurética hipofisaria. El alcohol favorece por tanto la deshidratación, que incluso en grado mínimo (pérdidas equivalentes a un 1% del peso corporal) puede tener un efecto negativo sobre el rendimiento y favorecer el riesgo de sufrir un golpe de calor.

Es frecuente que deportistas de distinto nivel y especialidad se reúnan después de

entrenamientos y partidos, y que en estas reuniones se ingieran grandes cantidades de alcohol. En los deportes de equipo esta práctica es probablemente más habitual,

y en algunos como en el Rugby incluso es denominada como el tercer tiempo. Está

demostrado que bebidas con un contenido igual o mayor a un 4% de alcohol retrasan

el proceso de recuperación, por su efecto diurético. El alcohol puede además interferir

en el almacenamiento de glucógeno muscular y de esta forma limitar una adecuada reposición de las reservas energéticas del músculo, en un periodo en el que este debe ser un objetivo prioritario.

Existe evidencia de que la ingesta moderada de alcohol (en general se considera moderada a menos de 1 bebida estándar (12-15 gr de alcohol) por día en mujeres

o mayores de 65 años, y menos de 2 bebidas estándar/día en varones) disminuye el

riesgo de eventos cardiovasculares en un 25 a 40%, a través de distintos mecanismos que van desde un incremento en el colesterol HDL a efectos favorables sobre la

coagulación y la fibrinolisis.

Los efectos agudos de cantidades pequeñas a moderadas de alcohol sobre el comportamiento y la psicomotricidad son sobradamente conocidos: disminución

del tiempo de reacción, de la coordinación ojo-mano y ojo-pie, de la precisión

y del equilibrio, todas ellas cualidades esenciales en deportes en los que la

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

21

destreza y la técnica influyen de forma determinante en el rendimiento. También se puede afirmar que disminuye nuestra capacidad de resistencia por sus efectos sobre el metabolismo de los hidratos de carbono (disminuye la disponibilidad de glucosa en la sangre), sobre el sistema cardiovascular (puede disminuir la contractilidad del corazón y por tanto su capacidad para enviar oxígeno al resto de nuestro organismo) y por último sobre la capacidad de termorregulación (por su efecto vasodilatador que favorece la pérdida de calor).

Tras una ingesta cuantiosa, los síntomas típicos de la resaca tienen relación sobre todo con la deshidratación, pero también se puede comprobar un incremento de la frecuencia cardíaca y de la tensión arterial, una función ventricular disminuida y un desequilibrio ácido-base.

La ingesta crónica de cantidades importantes de alcohol se asocia a múltiples déficits nutricionales así como a patología muscular, hepática, cardíaca y cáncer.

Por todas las razones anteriormente expuestas, podemos afirmar que el alcohol no sólo no mejora el rendimiento sino que existe suficiente evidencia de que disminuye las cualidades físicas y psíquicas necesarias para un óptimo rendimiento deportivo.

Plan de trabajo con futbolistas profesionales

Objetivos:

Valorar antropométricamente a cada jugador.

Determinar requerimiento calórico de cada jugador.

Prescribir un plan de alimentación individualizado.

Establecer un mosaico de menús precompetencia (concentración).

Realizar un seguimiento periódico individual y grupal.

Realizar Educación Nutricional.

Plan de trabajo:

Valoración antropométrica: Consiste en la medición de los siguientes parámetros:

22

- Peso Actual.

- Peso Ideal.

- Talla.

- Pliegues.

- Porcentaje de masa grasa.

- Porcentaje de masa muscular.

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

Todos

jugadores.

estos

parámetros

contribuyen

a

determinar

el

estado

nutricional

de

los

Requerimiento calórico: A partir de los datos obtenidos mediante la valoración antropométrica, se determina el requerimiento calórico de cada jugador.

Prescripción del plan alimentario: Se realiza teniendo en cuenta requerimientos, gustos, hábitos, intolerancias, presencia de alguna patología y adecuación al momento de la competencia (previo, durante y/o posterior). Resulta imprescindible también la educación alimentaria, para optimizar la adecuación de dicho plan.

Establecer un mosaico de menús precompetencia: Consiste en diseñar listas

de comidas que garanticen la adecuación en calidad y cantidad de la alimentación precompetencia. Se contempla gustos, hábitos, y/o presencia de alguna afección

particular.

Realizar seguimiento periódico individual y grupal: Permite realizar cambios sobre la marcha del plan estipulado.

Realizar Educación Nutricional: tiene como finalidad generar concientización

en los jugadores acerca de la importancia de la nutrición en su rendimiento deportivo y lograr cambios en los hábitos alimentarios de los futbolistas.

PreParación física fútbol ~ Módulo 1 ~ Bases médicas en el fútbol

23