Вы находитесь на странице: 1из 7

Sistema de agua contra ¡ncendio

,S¿s/ema de agua

covttra irucendio

La posibilidad de que se produzca un incendio en una edificación es poco probable, sin embargo es necesario tomar medidas preventivas y proveer a la edificación de los medios necesarios para combatir el incendio en el caso que se produzca.

Lo ideal es elaborar un estudio de riesgo y un proyecto integral de seguridad contra incendio que involucre

todos elementos para el combate del incendio así como para la evacuación y protección de los ocupantes.

Una de las formas o medios para combatir el incendio es utilizando agua, la cual es suministrada desde

las redes publicas de las ciudades a través de los hidrantes o desde depósitos de almacenamiento

dentro de las edificaciones a través de sistemas internos. Este sistema interno es el llamado "Sistema de Agua Contra lncendio"

Si bien el sistema de agua contra incendio de una edificación forma parte de un sistema integral de

seguridad contra incendio y podría ser tratado como tal, por ser una instalación hidráulica lo expondremos

en forma aislada en el presente lexto y sin tener en cuenta el nivel de riesgo o la exigencia de contar con el

en una edificación, lo cual obedeceria mas a la normatividad v¡gente en el País.

El sistema de agua contra incendio puede considerarse como la infraestructura conformada por un con-

junto de elementos que tiene por finalidad combatir un incendio utilizando agua.

La forma de combatir un incendio utilizando agua es mediante un chorro de agua a presión a través de mangueras y boquillas que se ubican en lugares estratégicos y que son operadas por los ocupantes de la edificación y/o personal preparado y entrenado, generalmente integranles de un cuerpo de bomberos, o

mediante lluvia de agua a través de rociadores o esparcidores que actúan en forma automática al contacto

con el calor producido al iniciarse el incendio.

Normalmente se utiliza el sistema llamado húmedo por estar permanentemente lleno de agua y presurizado,

pudiendo actuarse con mayor rapidez en caso necesario por esta condición. En lugares donde es posible que la temperatura ambíental sea muy baja que pueda llegar al congelamiento, se recomienda utilizar el

s¡stema llamado seco, cuyas tuberlas no están permanentemente llenas de agua ni presurizadas.

.EE: A&'* OONTRA.INCENDTO OON IIIAf{GUERA-BOOUÍLLA Y SALIDAS.

El sistema de agua contra incendio utilizando mangueras con boquillas para ser operado por los ocupan-

tes del edificio y salidas para ser operado por personal preparado y entrenado que generalmente pertene-

Págincr 121

lnstalaciones Sanitarias para Edificaciones

cen a un cuerpo de bomberos de la ciudad, está conformado por los siguientes elementos o partes

principales:

Línea o tubería de alimentación de agua al deposito o cisterna donde se almacene un volumen de

agua que será utilizado en el combate de incendio. Puede ser común con el agua de uso domestico

u otros usos de la edificación.

Deposito o cisterna para almacenar el volumen de agua a ser utilizada en el combate de incendio.

Puede ser común con el volumen de almacenamiento para uso domestico u otros usos de la

edificación.

Volumen de agua para ser utilizada en el combale de incendio, que generalmente se denomina

"Reserva de agua contra incendio".

Equioo de presurización para el sislema, o bombas de agua contra incendio.

Red de alimentación conformada por tuberías, accesorios, válvulas y elementos de sujeción. Esta red alimentará a las diferentes salidas donde se ubican las mangueras y boquillas y las salidas

para uso del personal preparado y entrenado ( Bomberos).

Mangueras y boquillas, generalmente ubicadas en gabinetes y que se instalan de manera tal que el

chorro de ellas alcance a todos los ambientes en su radio de acción. La longitud, tipo y ubicación se

determina de acuerdo a la distribución de la edificación.

Salidas para conexión de mangueras a ser utilizadas por el personal preparado y entrenado ( Bom-

beros) ubicadas en cada uno de los pisos de la edificación en lugares de fácil acceso al personal.

Tomas siamesas que se instalan en la fachada de la edificación y que lienen por finalidad permitir que el personal del Cuerpo de Bomberos pueda inyectar agua desde el exterior al sistema.

Elementos de control, como válvulas, conlrol de fluio y alarma

A continuación damos los lineamientos para el diseño de los elementos mencionados anteriormente:

El volumen de reserva de agua contra incendio deberá satisfacer el caudal necesario para el uso de dos

mangueras de 1.112" trabajando simultáneamente o una salida para manguera de 2.112" durante 30 o 60

minutos dependiendo de la ubicación cercana o lejana de un local del Cuerpo de Bomberos de la ciudad. El caudal promedio que arrola una manguerade 1.112" con boquilla tipo chorro niebla es de 5-6 lps. y el

caudal promedio que arroja una manguerade2.l12" con boquilla lipo chorro niebla es de 15-16 lps.

En el sistema húmedo el equipo de bombeo está conformado por una bomba principal, que actúa en el nromento de producirse un incendio y una bomba reforzadora, llamada también Jockey que tiene por

finalidad mantener el sistema presurizado permanentemente. La bomba principal debe satisfacer el

Página 122

¡

Sistema de agua contra incendio

caudal para el uso simultaneo de dos mangueras de 1.1t2" de diámetro o una salida para manguera de

2'112" de diámetro y una altura dinámica total calculada para las condiciones de altura eslática, presién de salida y perdidas de carga establecidas en cada caso. La Bomba reforzadora debe satisfacer entre el 1 o

2o/o del caudal total y una altura dinámica total igual a la bomba principal. La bomba principal puede ser del

tipo horizontal, debiendo en este caso tener succión positiva o del tipo vertical turbina, en cuyo caso puede

estar sobre la cisterna, pudiendo ser accionada con motor eléctrico con suministro de energía indepen-

diente o motor a combustible. El equipo de bombeo debe ser Normado y listado (Certificado por lnstitucio- nes competentes).

Para el sistema seco solamente será necesario la bomba principal.

La presién de salida mínima en cada salida para manguera deberá ser de 42 m. de carga de agua,

recomendándose no exceda de 60 m.

El dimencionamiento del sistema de distribución se debe realiza¡ ulilizando formulas hidráulicas raciona-

les, recomendándose la de Hazen Williams. Ver Capitulo

La toma siamesa debe ser ubicada en la fachada de la edificación, preferentemenle en lugar con fácil

acceso vehicular. Puede ser del tipo poste o tipo pared, debiendo tener la conexión principal de 4', de diámetro y las tomas de 2.112", verificándose que pueda ser acoplada fácilmente a los accesorios utiliza-

dos por los bomberos. Deberá colocarse una válvula de retensión en lugar apropiado conjuntamente con

una válvula de interrupción.

El esquema de la figura No. 36 muestra el sistema de agua conlra incendio con mangueras y salidas.

,:,qÉ.St§$F A DE RoclAgoBE§-AtlToli[Áflcos.,,

La principal función del sistema de, rociadores automáticos es detectar y combatir un incendio. El sistema

se acliva automáticamente en presencia del fuego descargando agua sobre el área afectada. Se conside-

ra como un sistema de primera ayuda ya que detecta el incendio al inicio de este y trata de dominarlo antes de que se propague.

El elemento principal de un sistema de rociadores es por supuesto el rociador, que es una válvula no reversible accionada térmicamente y que responde a los gases calientes procedentes de un fuego y al

abrirse deja salir una cantidad de agua en forma de lluvia. El agua es suministrada por un sistema

presurizado.

En principio un sistema de rociadores automáticos esta compuesto por los siguientes elemenlos:

Volumen de agua para ser utilizada en caso de incendio a través de los rociadores y que debe estar como reserva generalmente en la cisterna de almacenamiento de la edificación,

Página 123

lnstalaciones Sanitarias para Edificaciones

FrG.36

ESQUEMA ISOMETRICO DE LA RED GCI

Página 124

Sistema de agua contra incendio

Equioo de oresurización o bombas de agua contra incendio

Red de alimentación conformada por tuberías, accesorios, válvulas y elementos de sujeción.

Esta red alimentará a los rociadores.

Rociadores automáticos, ubicados en el área de intervención.

Toma siamesa, que se ubica generalmente en la fachada de la edificación y cuya finalidad es permitir que el cuerpo de bomberos inyecte agua a través de ella al sistema de rociadores.

A continuación damos las recomendaciones para el diseño de cada uno de los componentes anterior- mente citados:

Antes de proceder al diseño y calculo de los componentes del sistema será necesario establecer el tipo de riesgo que tiene el área o ambiente que debe protegerse con el sistema de rociadores

de acuerdo al uso y al tipo de edificación en la que se encuentra. El tipo de riesgo está siempre

establecido en la Norma v¡gente y es el que va a delerminar la simultaneidad de uso o numero de

rociadores actuantes, el área de coberlura, el tiempo de duración del evento y por lo tanto el caudal

de agua a utilizarse y el volumen de reserva.

Es importante seleccionar el tipo de rociador ya sea de ampolla o de empujador, pero el factor más

importante es la temperatura nominal de funcionamiento la que debe estar relacionada con la temperatura máxima ambiente esperada. Los rociadores deben elegirse de tal manera que su

temperatura nominal supere como mínimo en 30eC a la temperatura ambiente máxima para

evitar que vaya a funcionar sin que haya fuego. Con el tipo de rociador incluyendo su, diámetro

nominal se establecerá el caudal a la presión máxima de trabajo determinada y con el tiempo de

duración del evento que generalmente es entre 30 a 60 minulos y el numero de rociadores

actuantes, se podrá determinar el volumen de reserva.

La ubicación o emplazamiento de los rociadores debe hacerse teniendo en cuenta las reglas

establecidas en las Normas vigentes que especifican la superficie máxima que puede cubrir cada rociador y la separación máxima permitida entre rociadores. Los rociadores deben colocarse de tal forma que el rociado del agua no sea impedida o perturbada por elemenlos conslructivos

como muros, tabiques vigas y otros. Debe existir un espacio libre de por lo menos 0.50 m. entre las placas deflectoras de los rociadores y la parte superior de las mercancías almacenadas.

El sistema deberá estar provisto de válvulas seccionadoras, de retención y controles para el

funcionamiento automático, así como para el control manual. Cada tallo, columna o tubería verli-

cal principal debe contar con válvula con control de flujo con dispositivo para activar la alarma

cuando el sistema esta en funcionamiento.

En el sistema húmedo el equipo de bombeo está conformado por una bomba principal, que aclúa

en el momento de producirse un incendio y una bomba reforzadora, llamada también Jockey que

Página 125

lnstalaciones Sanitarias para Edificaciones

tiene por finalidad mantener el sistema presurizado permanentemente. La bomba principal debe

sat¡sfacer el caudal para el uso simultaneo del numero de rociadores actuantes que han sido determinados; y una altura dinámica tolal calculada para las condiciones de altura estática, pre-

sión de salida y perdidas de carga establecidas en cada caso. La Bomba reforzadora debe

satisfacer entre el 1 o 2o/o del caudal total y una altura dinámica total igual a la bomba principal. La bomba principal puede ser del tipo horizontal, debiendo en este caso tener succión positiva o del

tipo vertical turbina, en cuyo caso puede estar sobre la cisterna, pudiendo ser acc¡onada con motor

eléctrlco con suministro de energía independiente o motor a combustible. El equipo de bombeo debe ser Normado y listado (Certificado por lnstituciones competentes).

Para el sistema seco solamente será necesario la bomba principal.

El dimencionamiento de la red de distribución debe realizarse utilizando las formulas racionales, recomendándose la formula de Hazen Williams. El caudal máximo para el cálculo de las tuberías será el resultado del caudal por rociador en función del diámetro, tipo y presión máxima de trabajo escogida, multiplicado por el número de rociadores actuantes determinados en cada caso.

La presión máxima de trabajo recomendada para un sistema de rociadores automáticos es de

120 m. de carga de agua.

El sistema debe ser instalado de tal manera que pueda ser drenado, considerándose para ello tuberías con válvulas de drenaje.

La Fig. No. 37 muestra un ejemplo del sistema de rociadores automáticos.

Es importante tener presente que los parámetros para diseño del sistema de agua contra incendio estan relacionados con las carácterísticas y rendimiento de los equipos y accesorios utilizados como por eiem-

plo las boquillas de las mangueras, los rociadores y equipos de bombeo, intimamente relacionados con las presiones y caudales de salida.

Las normas de diseño de cada país deben ser actualizadas permanentemente en base al avance de la

tecnología y la investigación.

Página 126

I

o

 

tu

I

o

o

LrJ

E

5

IU

o

I

fi

¡l

o

I É.

F

r.u

o

g.

tu

:)

o

@

Lu

ñ

cf)

(,
E

Pághru 127