Вы находитесь на странице: 1из 2

Queridos

Educativa,

participantes

internacionales

del

Diplomado

Transformación

El mundo latino-americano vibra con una intensidad particular del desafío cognoscitivo de la complejidad, se lo apropió de forma original, a la dimensión de los problemas globales de este continente. Siempre me ha atraído este continente y me hizo sentir a casa. Tengo una relación de amor con América Latina.

Pienso que en América Latina el mundo intelectual y universitario es muy sensible a los problemas dramáticos de los pueblos que viven allá, y pienso además que están en estado de búsqueda: ¿Porqué existe allá este interés por mis ideas, por le concepción de la complejidad que defiendo? Creo que es porque entendieron que las soluciones no se pueden buscar en la unilateralidad. Sienten que las soluciones son cosas que deben reunir diversos aspectos: Hay este interés que les brinda ardor. De hecho los espíritus que no buscan nada son muertos, y allá hay una búsqueda de la que me siento fraternal. Y cómo este idioma, la lengua castellana, la lengua española, es la vieja lengua que oía hablar entre mis abuelos y mis padres; es una lengua casi maternal y que me permite comunicar un poco en todos esos países.

Me siento muy bien, muy motivado, y convencido de que si existe una parte del mundo que también está en crisis, que también conoce dificultades pero que también lleva inmensas esperanzas, definitivamente para mí es América Latina.

En el ámbito educativo, múltiples revoluciones convergen para señalar la urgencia de una reforma educativa profunda, mientras iniciativas se multiplican por apostar a favor de una operacionalización pedagógica del pensamiento complejo. Creo que este tipo de esfuerzos puede marcar una vía decisiva que seguir para las futuras generaciones.

En Los Siete Saberes Necesarios, que hoy se encuentra traducido en distintas lenguas, y en particular en español, quiero mostrar que la educación actual no enseña los problemas más importantes.

Cuáles son los problemas importantes:

  • - ¿Quiénes somos, humanos? Se desintegra todo esto en la enseñanza, no sabemos quienes somos.

    • - ¿Cuál es el periodo planetario en el cual vivimos? No se enseña esto.

    • - ¿Cuáles son las trampas, los peligros, las ilusiones del conocimiento? No se enseña esto.

    • - ¿Cómo comprendernos unos a otros? No se enseña esto.

    • - ¿Cómo enfrentar la incertidumbre de la vida, de la vida de cada uno, de la vida social? No se enseña esto.

Creo que es muy difícil, una reforma que afecta los principios mismos del pensamiento, es una revolución profunda, porque nosotros, fuimos educados a partir de la infancia a conocer separando las cosas, y reduciendo el complejo en algo de simple. Ahora bien hoy en día la revolución es otra manera de pensar, capaz de conectar los conocimientos y de concebir los problemas que nos colocan contradicciones, de enfrentar las contradicciones.

Continúen a avanzar, gracias

Cuáles son los problemas importantes: - ¿Quiénes somos, humanos? Se desintegra todo esto en la enseñanza,

Edgar Morin