Вы находитесь на странице: 1из 12

República Bolivariana de Venezuela Ministerio del Poder Popular para la Educación Instituto de Formación “Andrés Bello”

Mecanismo de Administración de Medicamentos
Mecanismo de
Administración de
Medicamentos

Integrantes:

Colmenares Marianny

Sabaneta, 03 de Octubre 2015

ÍNDICE

Introducción...................................................................................................................3

Mecanismos de administración de medicamentos.........................................................4

Absorción.......................................................................................................................4

Distribución...................................................................................................................5

Eliminación....................................................................................................................6

Biotransformacion.........................................................................................................8

Excreción.......................................................................................................................9

Anexos.........................................................................................................................10

Conclusión...................................................................................................................11

INTRODUCCIÓN

de los
de
los

La administración de medicamentos es una de las intervenciones de

enfermería más frecuentes en el área hospitalaria, por lo que es fundamental disponer

de protocolos, que aseguren su correcta realización, asegurando la calidad

cuidados y disminuyendo el riesgo potencial de eventos adversos asociados con la administración de terapia farmacológica.

Por lo general, la selección de vía y técnica de administración de basa en los diversos factores, de los cuales los más importantes incluyen las propiedades fisicoquímicas del compuesto a usarse y de su fórmula; la indicación terapeuticaza fisiopatología del enfermedad, la especie del animal, y cualquier otra consideración especial fisiológica o de otro tipo, la facilidad de manejo y control del animal, y factores económicos.

3

MECANISMOS DE ADMINISTRACIÓN DE MEDICAMENTOS

La administración de medicamentos son actividades de enfermería que se realizan bajo prescripción médica, en las cuales la enfermera (o) debe enfocarlas a reafirmar los conocimientos y aptitudes necesarias para aplicar un fármaco al paciente, asimismo, saber evaluar los factores fisiológicos, mecanismos de acción y las variables individuales que afectan la acción de las drogas, los diversos tipos de prescripciones y vías de administración, así como los aspectos legales que involucran una mala práctica de la administración de medicamentos.

ABSORCIÓN

El proceso de absorción comprende la penetración de los fármacos en el organismo a partir del sitio inicial de administración, los mecanismos de transporte,

las características de cada vía de administración, los factores que condicionan la absorción por cada vía y las circunstancias que pueden alterar esta absorción.

Biodisponibilidad: cantidad

de fármaco que

llega

en forma

activa

a

la

circulación.

Cuantífica

o

fracción

de

absorción:

número

que

relaciona

las

concentraciones plasmáticas de la administración extravascular y la intravascular. La

cantidad de fracción absorbida va a ser igual a la dosis por la fracción de absorción. La fracción de absorción depende de: características físico-químicas del fármaco:

liposolubilidad, grado de ionización, Pm, características del preparado farmacéutico:

forma de administración (píldora, gel, solución,

..

).

Vías de administración.

Factores fisiológicos: edad (en niños y ancianos la absorción disminuye).

Factores patológicos: enfermedades que afectan a la absorción de fármacos.

Factores yatrógenos: interferencia que puede existir entre un medicamento y la absorción de otro.

Velocidad de absorción: cantidad de fármaco que se absorbe por unidad de tiempo.

Vida media de absorción: tiempo que tarda en reducirse a la mitad, la cantidad de fármaco disponible para absorberse. Cuanto mayor sea la vida media de absorción, menor será la velocidad de absorción.

DISTRIBUCIÓN

El fármaco circula rápidamente por todo el organismo una vez absorbido en la sangre, debido a que el tiempo promedio de la circulación de la sangre es de un minuto. Sin embargo, es posible que el fármaco se mueva con lentitud desde la sangre hasta los tejidos del organismo. Los fármacos penetran en diferentes tejidos a distinta velocidad, dependiendo de su habilidad para atravesar las membranas. Por ejemplo, el anestésico tiopental penetra rápidamente en el cerebro, mientras que el antibiótico penicilina tarda más. Los fármacos solubles en grasa (que se disuelven bien)

atraviesan con más rapidez las membranas de las células que los fármacos solubles en agua.

La distribución de los fármacos después de su absorción no es uniforme en todo el organismo. Algunos tienden a permanecer dentro de los tejidos acuosos de la sangre y de los músculos, mientras que otros se concentran en tejidos específicos como la glándula tiroides, el hígado y los riñones. Otros se adhieren estrechamente a las proteínas de la sangre, abandonando la circulación sanguínea de forma lenta, en contraste con los que la abandonan rápidamente dirigiéndose a otros tejidos. Algunos tejidos acumulan tan elevadas cantidades de un fármaco que sirven como reserva de éste, prolongando así su distribución. Algunos fármacos como los que se acumulan en los tejidos grasos, abandonan éstos con lentitud y, en consecuencia, siguen circulando en la sangre varios días después de que el paciente haya dejado de tomarlos. La distribución de un determinado fármaco puede variar entre distintas personas. Por ejemplo, los corpulentos pueden necesitar una dosis mayor de un fármaco porque tienen más tejidos y más sangre en circulación. En cambio, los obesos almacenan gran cantidad de fármacos que se concentran en la grasa, a diferencia de las personas muy delgadas que almacenan relativamente poco. Este tipo de distribución se observa también en las personas de edad avanzada, dado que la proporción de grasa en el organismo se incrementa con la edad.

ELIMINACIÓN

Los fármacos son metabolizados o bien eliminados intactos. El metabolismo es el proceso químico por medio del cual el organismo altera un fármaco. El hígado es el principal, pero no el único lugar del organismo donde se metabolizan los fármacos. Los productos del metabolismo, los metabolitos, pueden ser inactivos o bien, por el contrario, pueden tener una acción terapéutica o una toxicidad similar o distinta a la del fármaco original. Los denominados profármacos son los fármacos que

se administran en forma inactiva. Los metabolitos de estos profár-macos son activos y cumplen con el efecto deseado. Luego se eliminan (principalmente en la orina o las heces) o bien son convertidos en otros metabolitos que finalmente son excretados. El hígado tiene unas enzimas que facilitan las reacciones químicas como la oxidación, la reducción y la hidrólisis de los fármacos, y también otras que adhieren sustancias al fármaco, produciendo reacciones llamadas conjugaciones. Los conjugados (moléculas del fármaco con sustancias adheridas) se excretan en la orina.

Los recién nacidos tienen dificultades para metabolizar muchos fármacos debido al desarrollo sólo parcial de los sistemas metabólicos enzimáticos. Por ello requieren una dosis menor de fármaco, en proporción al peso corporal, que los adultos. En cambio, los niños (de 2 a 12 años de edad) requieren una dosis superior a la de los adultos, en proporción al peso corporal. Al igual que los recién nacidos, las personas de edad avanzada también presentan una actividad enzimática reducida y no son capaces de metabolizar los fármacos con la misma eficacia que los adultos más jóvenes y los niños. En consecuencia, la dosis necesaria por kilogramo de peso corporal a menudo será menor para los recién nacidos y las personas de edad avanzada, y mayor para los niños. La excreción se refiere a los procesos que utiliza el cuerpo para eliminar un fármaco. Los riñones son los órganos más importantes de excreción. Son particularmente eficaces en la eliminación de fármacos solubles en agua y de sus metabolitos. Los riñones filtran los fármacos de la sangre y los excretan en la orina, pero existen muchos factores que afectan a la capacidad de excreción de los riñones. Un fármaco o un metabolito debe ser soluble en agua y no estar demasiado unido a las proteínas del plasma. La acidez de la orina afecta la proporción en que se excretan algunos fármacos ácidos o alcalinos. La capacidad de los riñones para excretar fármacos depende también del flujo de urina, del flujo de sangre a través de los riñones y del estado de éstos. El funcionamiento de los riñones va decreciendo a medida que la persona envejece. El riñón de una persona de 85 años tiene tan sólo la mitad de la eficacia excretando fármacos que el de una de 35 años.

Muchas enfermedades pueden deteriorar esta capacidad de los riñones, especialmente la hipertensión, la diabetes y las infecciones renales recurrentes, al igual que la exposición a concentraciones elevadas de sustancias químicas tóxicas.

Cuando el funcionamiento de los riñones no es normal, el médico debe ajustar la dosis del fármaco si éste se elimina principalmente por esta vía. Dado que la disminución de la función renal es normal a medida que se avanza en edad, el médico puede determinar la dosis apropiada basándose en la edad del paciente. Sin embargo, es más exacto determinar la posología calculando el funcionamiento del riñón mediante un análisis de sangre (que mide la cantidad de creatinina en el suero) o combinando esta información con un análisis de orina (que mide la cantidad de creatinina en la orina recogida durante 12 a 24 horas). A través de la bilis, el hígado excreta algunos fármacos que a su vez penetran en el tracto gastrointestinal y terminan en las heces, en caso de no ser reabsorbidos en la sangre ni descompuestos. Pequeñas cantidades de algunos fármacos también se eliminan en la saliva, el sudor, la leche materna y el aire espirado. En el caso de personas con enfermedades del hígado, puede ser necesario adaptar la administración de un fármaco que se elimina principalmente por este órgano. Las pruebas para medir la función hepática (en relación con el metabolismo de los fármacos) son bastante más complejas que las que miden el funcionamiento del riñón.

BIOTRANSFORMACION

La biotransformación de fármacos y otros productos xenobioticos en metabolitos más hidrófilos resulta más esencial para que cese su actividad biológica y sean eliminados del cuerpo. En términos generales las reacciones de biotransformación generan metabolitos más polares que se excretan fácilmente al exterior. Las reacciones de biotransformación se clasifican según su funcionalidad en fase I y fase II.

BIOTRANSFORMACION FASE I

Biosíntesis expone un grupo funcional que el fármaco original. Por lo regular culminan en la perdida de la actividad farmacológica, si bien hay ejemplos de retención o intensificación de esta. En casos raros el metabolismo conlleva también una alteración de la actividad farmacológica.

Los preofarmacos son compuestos farmacológicamente inactivos que se sintetizan con el objeto de hacer llegar la máxima cantidad posible del producto activo a su sitio de acción. Estas sustancias inactivas son transformadas rápidamente en metabolitos biológicamente activos, a menudo por hidrólisis de un enlace Ester o amida. Si no se secretan con rapidez por la orina los productos de las reacciones de fase 1 pueden combinarse por compuestos endógenos y a si formar un conjugado muy hidrosoluble.

BIOTRANSFORMACION FASE II

Culminan en la formación de un enlace covalente entre un grupo funcional en el compuesto original por un lado y ácido glocoronico, sulfato, glutation, aminoácidos o acetato por el otro lado; estos conjugados fuertemente polares pueden ser inactivos y se excretan con rapidez en orina y heces, los conjugados de alto peso molecular excretados por la bilis son sometidos a desintegración enzimático de su en lace de conjugación por parte de la microflora intestinal, con lo cual el fármaco original se libera y es devuelto a la circulación general. A este fenómeno de recirculación enteropatica puede atribuirse una eliminación lenta del fármaco del organismo y un efecto más duradero.

EXCRECIÓN

Para la utilización práctica de un medicamento es fundamental conocer la duración de su efecto en el organismo. Si el tiempo de permanencia de un fármaco en el organismo es muy breve, difícilmente se obtendrán efectos terapéuticos satisfactorios. Pero un medicamento de acción indefinida tampoco sería útil porque no se podrían regular debidamente sus efectos terapéuticos o tóxicos. La persistencia de la acción de un medicamento es determinada básicamente por dos mecanismos:

Metabolismo

Excreción por el riñón o por otra vía de eliminación.

La excreción estudia las vías de expulsión de un fármaco y de sus metabolitos activos e inactivos desde el organismo al exterior, así como los mecanismos presentes en cada órgano por el que el fármaco es expulsado. Vías de excreción: son todas las que contribuyen fisiológicamente a expulsar los líquidos y las sustancias orgánicas. Los fármacos se excretan por las siguientes vías: principalmente por la renal, después por la biliar- entérica. Hay otras de menor importancia como la sudoral, leche, salivación, pordes camación de epitelios.

ANEXOS

EXCRECIÓN Para la utilización práctica de un medicamento es fundamental conocer la duración de su efecto
EXCRECIÓN Para la utilización práctica de un medicamento es fundamental conocer la duración de su efecto
CONCLUSIÓN El conocimiento del nivel de eficiencia del procedimiento de administración de medicamentos por vía oral
CONCLUSIÓN El conocimiento del nivel de eficiencia del procedimiento de administración de medicamentos por vía oral

CONCLUSIÓN

El conocimiento del nivel de eficiencia del procedimiento de administración de medicamentos por vía oral nos permite evaluar, controlar y establecer programas para la mejora continua de la calidad del cuidado enfermero. Los resultados obtenidos a través de la cédula de auditoría del proceso, la elaboración del estándar, así como las intervenciones que se establecieron después de concluida la primera etapa demuestran que se logró incrementar el índice de eficiencia global, ya que en la

primera etapa el nivel de cumplimiento obtenido fue no aceptable y en la segunda etapa se logró un cumplimiento aceptable. Lo anterior confirma que la elaboración de un estándar para mejorar la calidad de los servicios en enfermería es válida en el proceso de administración de medicamentos por vía oral.