Вы находитесь на странице: 1из 11
RIESGO Y TEORIA DE CARTERA Mesa de trabajo 1 FINANZAS DE LA ORGANIZACIONES Profesor: Carlos morales

RIESGO Y TEORIA DE CARTERA

Mesa de trabajo 1

RIESGO Y TEORIA DE CARTERA Mesa de trabajo 1 FINANZAS DE LA ORGANIZACIONES Profesor: Carlos morales
   

FINANZAS DE LA ORGANIZACIONES Profesor: Carlos morales Arredondo

¿COMO FUNCIONA LA BOLSA DE VALORES?

Cómo funciona la bolsa de valores es una pregunta común en nuestros países, debido al escaso desarrollo de los mercados de valores en los países subdesarrollados, salvando algunas excepciones.

La respuesta a esta pregunta es más sencilla de lo que se imagina. Vamos a simplificar la idea de cómo funcionan las bolsas de valores, y de cómo el sector financiero global ha querido presentar una imagen oscura y compleja de lo que

realmente

representan

las

Bolsas

de

Valores.

Para entender la bolsa de valores debemos tocar unos puntos básicos. Los

productos

bursátiles

(Valores,

Materias

Primas,

Bonos, Divisas, Opciones,

Créditos, Deudas y Derivados), operan de manera física en un Mercado o Bolsa que puede reunir uno o varios de estos instrumentos en su mercado.

De la misma manera que usted va a un mercado de frutas y puede comprar bananas, manzanas y uvas.

La diferencia en un Mercado o Bolsa de Valores, es que está abierto para todo el mundo; lo único que hay que hacer es comprar un puesto de operación a través de una corredora, que le cobrará una pequeña comisión por cada compra o venta que ella realice a su nombre en un mercado determinado. La existencia de las corredoras facilita la organización de cómo funcionan Las Bolsas.

Hay una gran variedad de mercados pero todos concentran sus operaciones en las transacciones de un renglón específico de productos bursátiles (imagínese un gran mercado de papas, con todas las variedades de papas del mundo). Por tal motivo, existen distintas Bolsas (Mercados). Algunos de estos son:

Bolsa de Materias Primas de Chicago

Bolsa de Futuros de New York

Bolsa de Valores Americana

Bolsa de Valores de Londres

etc. Cada Bolsa tiende a operar los productos locales de su país o región, pero las corredoras nos dan una ventaja enorme, al brindarnos la oportunidad de entrar a cualquier mercado.

CORREDORAS COMO FUNCIONA LA BOLSA DE VALORES

Para simplificar la idea de cómo funciona la bolsa de valores, veamos ahora las ventajas de las corredoras. Ellas nos evitan el tener que visitar físicamente cada Bolsa y con la ayuda de la tecnología de la informática y del internet, desde la comodidad de nuestros hogares podemos realizar transacciones bursátiles altamente seguras.

Es por ello que nuestra atención está más inclinada a las corredoras que a las bolsas mismas para entender cómo funciona la bolsa de valores. Las corredoras sofisticadas y de gran renombre ofrecen a su público la facilidad de operar en cualquier bolsa de valores del mundo, con el producto bursátil que prefiera. El acceso a cada mercado está condicionado al pago mensual por el servicio de data; este monto por lo general es muy bajo, depende de cada mercado y se realiza a través de su corredora automáticamente sin ninguna complicación. Usted sólo le indica a su corredora las bolsas de valores en las cuales usted pretende operar y ellas se encargan del resto.

LA RETÓRICA MEDIÁTICA DE COMO FUNCIONA LA BOLSA DE VALORES

Desde sus inicios, hace más de 200 años, las Bolsas de Valores han adquirido una reputación de que los mercados son cosas muy complicadas y un tema que sólo los grandes financistas pueden entender y aprovechar. La realidad es todo lo opuesto. El público en general ha sido mal informado y mal direccionado en cuanto al tema de cómo funciona la bolsa de valores. La razón fundamental es la de crear un aura de complejidad para que usted no intente invertir por cuenta propia su capital y recurra a una casa de asesoría financiera. El bombardeo constante con técnicas nuevas de cómo invertir y de cómo funciona la bolsa de valores no es adecuado. Pues por lo general estas técnicas están basadas en métodos obsoletos.

La verdadera esencia de cómo funciona la Bolsa de Valores, radica en el Lenguaje del Precio. Es una de las metodologías más efectivas, que interpreta la psicología general de todos los mercados financieros, sin excluir ningún producto bursátil en particular. Es un lenguaje, que puede ser aprendido con el tiempo y que le puede generar cuantiosos beneficios a largo plazo. Los medios de comunicación constantemente explotan la idea errónea de cómo funciona la bolsa de valores, influyendo en el pensamiento y las decisiones de los involucrados. Esto se logra principalmente dándole importancia a cientos de reportes económicos y noticias geopolíticas. La realidad es que las bolsas de valores son simplemente el conjunto de millones de operadores alrededor del mundo expresando sus emociones básicas cada día. Estas emociones forman patrones cíclicos muy fáciles de identificar en un gráfico con el Lenguaje del Precio. Una manera de entender más rápido como funciona la bolsa de valores, es involucrarse en ella. De todos los servicios que conozco, el servicio élite de Visualizaciones Financieras, es la opción más recomendable para las personas que realmente buscan información genuina y relevante para sus inversiones

ANÁLISIS TÉCNICO PARA APRENDER A COMO INVERTIR EN LA BOLSA DE VALORES

La herramienta utilizada por los grandes inversores de todos los tiempos, no es quizás como piensa la mayoría de la gente. Se ha proyectado la idea de que el análisis fundamental (buenos reportes financieros, buena economía, buenas ventas, etc.) es la causa del movimiento bursátil en general. La realidad es otra muy distinta. El análisis técnico es la modalidad utilizada por todos los grandes y pequeños exitosos inversores alrededor del mundo. Sino aprendes este lenguaje, no podrás obtener beneficios en la bolsa de valores de manera consistente, año tras año, sin importar en que parte del ciclo económico nos encontremos.

TEORÍA DE LA CARTERA

Las técnicas estadísticas altamente sofisticadas se han combinado en un cuerpo de conocimientos que se denomina "teoría de la cartera", la cual ofrece técnicas para seleccionar el mejor entre un grupo de proyectos disponibles teniendo en cuenta la propensión al riesgo-rendimiento o función de utilidad de la empresa. Estos sistemas no son subjetivos, ya que consideran los valores esperados, desviaciones estándar y las correlaciones entre proyectos para seleccionar los que cumplan mejor con los objetivos de la administración.

La teoría de selección de carteras y la consiguiente teoría de equilibrio en el mercado de capitales nacieron en 1952 con un celebrado trabajo de h. markowitz al que se le presto escasa atención hasta que el mismo autor publicó en 1959 con mayor detalle su formulación inicial. A raíz de un famoso trabajo publicado en 1958 por james tobin, se vuelve a plantear el problema de la composición optima de una cartera de valores, si bien con una orientación y alcance totalmente nuevos. Fueron sin embargo w. f. sharpe y j. lintner quienes completaron el estudio despertando un enorme interés en los círculos académicos y profesionales.

ELEMENTOS DE LA CARTERA.

Los dos elementos básicos indispensables para realizar una elección de cartera son:

  • caracterizar el conjunto de paquetes entre los cuales es posible elegir.

  • proporcionar un criterio de selección.

El primero está dado por la región de oportunidades, mientras que el segundo lo proporciona el mapa de indiferencia que define la función de utilidad. Sólo resta unir los elementos y ver como el criterio de selección se sobrepone a la región de oportunidades para llegar a definir cuál paquete se elige entre todos los posibles.

Elección,

el

cual

maneja

 

tres

diferentes

razones:

1.-

los criterios de selección que dan origen a funciones de preferencias son

eminentemente

económicos

y

son

de

tipo

racional,

lo

que

permite

una

caracterización

matemática

 

explícita.

2.- el inversionista está limitado en sus posibilidades de elección por restricciones

que

se

pueden

representar matemáticamente.

3.- el problema de cartera es un problema de optimización que se puede formular en forma explícita, y para el cual existen técnicas de solución eficiente.

Inversiones

financieras:

materializadas

en

títulos

negociados

en

los

mercados financieros y que no generan riqueza por sí mismos.

Las inversiones financieras que, como las reales, vienen condicionadas por cuatro parámetros fundamentales:

1.- la rentabilidad

. Es decir, el rendimiento de la inversión medido mediante las correspondientes ecuaciones de equivalencia financiera. La rentabilidad r de una inversión puede obtenerse mediante la siguiente ecuación con ley financiera de capitalización- descuento compuesto donde la incógnita es el tanto de valoración:

Para valores de s desde 1 hasta n, siendo n el número de años de vida de la

inversión. Por es el desembolso inicial y

Elección, el cual maneja tres diferentes razones: 1.- los criterios de selección que dan origen a

los

flujos de

caja generados por la

inversión. La naturaleza de los flujos de caja dependerá de las características del activo. De este modo, diferenciando entre los denominados activos de renta fija y de renta variable, los flujos de caja que se relacionarían con los primeros son los cupones periódicos y el precio de amortización o de enajenación, mientras que los flujos a considerar en los activos de renta variable son los dividendos, los derechos preferentes de suscripción y el precio de enajenación. Naturalmente, la rentabilidad es un elemento positivo para el inversor, de esta manera, cuanto mayor sea la rentabilidad de una inversión más preferida será por el inversor racional.

Definición de riesgo

En el sentido más básico, el riesgo puede ser definido como la posibilidad de experimentar pérdida financiera.

RIESGO Y TIEMPO

El riesgo puede ser considerado no solo con respecto al periodo actual, sino también como una función creciente de tiempo. No debería considerarse al riesgo de cualquier inversión propuesta en un activo individual como independiente de otros activos. Las nuevas inversiones deben ser consideradas a la luz de su efecto sobre el riesgo y los rendimientos de la cartera de activos. La tarea del administrador financiero, con respecto a la empresa, es la de crear una cartera eficiente, que maximice el rendimiento para un nivel determinado de riesgo o bien reduzca al mínimo el riesgo para un nivel determinado de rendimiento, el rendimiento estadístico de correlación sustenta el proceso de diversificación que utiliza para desarrollar una cartera eficiente de activos.

RIESGO Y TEORIA DE LA CARTERA

Contingencia. Dícese de las empresas que se acometen a contratos que se celebran sometidos a influjo de suerte o evento, sin poder reclamar por la acción de éstos.

En el pasado las acciones que se tomaban hacia el riesgo dentro de la organización, era de tipo de control. Por el contrario en la actualidad tiende a ser preventivo y orientado a la rentabilidad y acciones productivas

El

éxito

en

el

manejo

de

riesgo

depende

de:

·

los

aspectos

económicos

del

negocio

·

los

integrantes

 

de

la

organización

y

sus

expectativas

· el valor de la información para predecir el comportamiento crítico de los clientes

·

la

utilización

 

de

instrumentos

y

tecnología

Con la información anterior determinaremos los principios fundamentales

del

manejo

de

riesgos.

  • 1. la carga de la amortización total no debe sobrepasar la capacidad de pago

  • 2. El plazo de la amortización no debería sobrepasar la vida del producto

  • 3. El tipo

de interés que

se ofrece a los clientes solventes, no debería

sobrepasar

su

tasa

de

reservación

lo

cual evita

la

selección adversa

  • 4. El tipo de interés debería variar según los plazos y tipos de compra para

reconocer las diferencias en riesgos y recompensar los comportamientos

responsables

3.- la liquidez. Cuestión relacionada directamente con la solvencia. En el caso de inversiones financieras, esta liquidez o esta solvencia objeto de análisis será la relacionada con la empresa emisora del activo a invertir. En el caso de que exista un mercado secundario amplio y con buen funcionamiento siempre deberán existir agentes dispuestos a recomprar el activo antes del vencimiento o período de maduración sin incurrir en graves quebrantos para el vendedor.

4.- el control. Este puede ser uno de los objetivos perseguidos al comprar ciertos activos. De esta manera, en muchos casos, no se busca analizar ninguna de las tres características anteriores sino que se busca el dominio de una entidad para decidir sus acciones futuras.

Debe destacarse que, si bien se han incorporado la liquidez y el control como elementos importantes a la hora de considerar las alternativas de inversiones financieras, en este trabajo se contemplarán la rentabilidad y el riesgo como el elemento básicos de análisis. De esta manera, en este primer bloque que se inicia se procede a analizar el tratamiento de la rentabilidad y del riesgo.

Tal y como se ha comentado, markowitz ya determinó la imposibilidad de eliminar totalmente el riesgo cuando se gestiona una cartera formada por activos financieros. Por su parte, sharpe afirma que, efectivamente, esto es cierto y,

además, aporta una clasificación del riesgo de una cartera, distinguiendo entre una parte diversificable, el riesgo específico, y de otra no diversificable, el riesgo sistemático.

La conclusión es obvia. El administrador de una cartera debe trabajar a conciencia para reducir y, si es posible, eliminar el riesgo específico de una cartera. Esta gestión se denomina diversificación, es decir, tenencia en la cartera de un número más o menos amplio de tipos de títulos financieros.

No obstante, la diversificación no es sólo una compra indiscriminada de activos diferentes ya que, en este caso, se puede derivar en la denominada diversificación ingenua, o lo que es lo mismo, en incrementar los tipos de activos de la cartera sin reducir apenas el riesgo específico de la misma.

La adquisición de los activos debe realizarse de manera sistematizada. Esta política de compra debe centrarse en adquirir activos que estén lo menos correlacionados posible entre ellos, inclusive inversamente correlacionados. De esta manera, al comportarse de forma diferente ante variaciones del mercado, sus efectos pueden compensarse en el período de tenencia de la inversión, provocando una reducción acusada de la volatilidad de la rentabilidad de la cartera y, por tanto, una disminución del riesgo asociado a la misma.

Esta correlación vendrá definida por un índice que tomará valores entre -1 (perfecta correlación inversa) y 1 (perfecta correlación directa). Si el índice toma un valor nulo, los dos títulos o carteras se comportan de forma independiente.

i) las inversiones financieras, especialmente las carteras de inversión, pueden ser analizadas en base a la rentabilidad y el riesgo, lo cual suele ser normalmente más que suficiente para la mayoría de los análisis financieros de inversiones.

ii) la correcta medición de la rentabilidad y, sobre todo, del riesgo puede revestir en ocasiones cierta sofisticación y complejidad, sobre todo a nivel de estimaciones de lo que puede ocurrir en el futuro. En cualquier caso, dicha medición es fundamental para la adecuada gestión de carteras de inversión.

iii) la eficiencia en gestión de carteras de inversión es un elemento de sentido común financiero ya que cualquier inversor racional prefiere más rentabilidad a menos rentabilidad (a igual riesgo), mientras que prefiere menos riesgo a más riesgo (a igualdad de rentabilidad).

iv) la diversificación financiera y la reducción de riesgos para obtener carteras eficientes es fundamental en el contexto actual de los mercados financieros

Las dos facetas de la incertidumbre son:

Las apreciaciones subjetivas, juicios y valorizaciones que dependen de gustos, experiencias, estilo, intuición, etc., pero que en el fondo es imposible apoyar racionalmente con lógica en todos sus aspectos.

Los problemas de tratamiento científico, sistemático y riguroso que plantea la subjetividad pueden ser difíciles o imposibles de resolver; sin embargo el problema de elección, donde el criterio de selección es fundamentalmente económico, las apreciaciones subjetivas también se pueden traducir a términos económicos. En general, es posible cuando menos medir el costo o beneficio de una apreciación errónea o acertada.

La segunda fase de incertidumbre proviene del medio o ámbito dentro del cual se debe realizar la elección, debido a que en él operan gran cantidad de fuerzas fuera del control del sujeto que debe hacer la elección. El inversionista está expuesto a incertidumbre en cuanto a los precios de los distintos activos en los mercados, a las acciones gubernamentales en cuanto a requisitos legales y fiscales, en cuanto a sus necesidades de liquidez ya que es imposible predecir con exactitud nuevas oportunidades de inversión más redituables que las existentes un mes antes, o simplemente la ocurrencia de una desgracia no prevista que le obligue a hacer un gasto.

Los tres tipos de riesgos en la selección de cartera son:

  • 1. riesgo de pérdida.-

o pérdida de capital.

el no recuperar la inversión y que se produzca una merma

  • 2. riesgo de desaprovechar oportunidades de inversión.- asignar recursos a

ciertos

activos

menos

redituables

que

otros.

  • 3. riesgo de liquidez.- comprometer recursos en activos difíciles de convertir en

dinero provocando una pérdida en el momento en que se hace necesario efectuar

un pago imprevisto.

Debido a que el futuro es incierto, la única solución del modelo que interesa y puede ser útil para la toma de decisiones es la del primer periodo, ya que es la única que requiere una decisión inmediata; esta característica permite tomar medidas correctivas ya que el modelo se resuelve periódicamente, adaptando la solución a la exigencia de los eventos según estos se vayan presentado.