You are on page 1of 4

EL PÓRFIRO CUPRÍFERO FILO COLORADO

Estrella Fernando (1),(2) ; Mancilla Juan Carlos (1),(3) , Rolando Rodriguez (1),(2)

(1) Tecnicatura Universitaria en Minas, Facultad de Tecnología y Ciencias Aplicadas, UNCa. (2) Concentrador. Minera Bajo de la Alumbrera (3) Gerencia Mantenimiento de Mina. Minera Bajo de la Alumbrera.

RESUMEN

El pórfido Filo Colorado se localiza en la terminación suroeste de la sierra del Aconquija, entre 3600 y 4300 m s. n. m. a unos 25 km al noroeste, en la línea recta, de la ciudad de Andalgalá, en el departamento homónimo.

ANTECEDENTES

A fines de 1979, la Misión de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), realizó un programa de cinco perforaciones para hacer una primera evaluación de las perspectivas económicas de Filo Colorado, totalizando una longitud de 250m con sondeos de 40 y 60 m cada uno. A finales de 1980 y abril de 1981, el plan NOA continuó 3 pozos hasta alcanzar una longitud total de 422,30 metros.

LEYES Y RESERVAS

Las leyes de la mineralización medida en los testigos de perforación se indican en la Tabla 1

EL PÓRFIRO CUPRÍFERO FILO COLORADO Estrella Fernando ; Mancilla Juan Carlos , Rolando Rodriguez (1) Tecnicatura

Conforme a los datos de estos sondajes y a los estudios de la geología del yacimiento, se estimaron los recursos de mineral posible, aplicando los siguientes criterios:

  • a- Parte del límite de la mineralización de cobre, se determinó geológicamente y se usó como uno de los límites del bloque mineralizado.

b- Como base del cálculo se tomó el área de influencia de cada pozo determinado por el método de las perpendiculares.

c- Se supone que el mineral de cada bloque tiene la misma profundidad que la perforación.

1

d- La gravedad específica de minerales se determinó por el método de “acumulación reemplazada” humedeciendo la muestra de rocas extraídas en superficie. La misión de JICA, a través del ensayo de una serie de muestra, determinó una densidad de 2.6; en caso de que la ley promedio del bloqueo no supere 5.0% de S y 2.7 para valores superiores al 5.1% de azufre.

El área mineralizada, con los cinco pozos perforados fue dividida en cinco bloques. Los cálculos realizados en cada bloque se detallan en la tabla 2

d- La gravedad específica de minerales se det erminó por el método de “acumulación reemplazada” humedeciendo

Aplicando los criterios arriba mencionados, se determinó una reserva de mineral posible de 9.003.070 t con leyes de 0.25 % de Cu, 0.02 % de Mo, y 0.02 g/t de Au.

Comprobando el aumento paulatino de la mineralización de molibdenita en profundidad y los buenos valores obtenidos en el pozo 5B hay expectativas favorables de que el área mineralizada se extienda más hacia el oeste; quedando todavía la incógnita del extenso sector cubierto, situado al sur del campamento, cuya evaluación permitiría ampliar las reservas del depósito.

HISTORIA DEL DEPÓSITO

Fue descubierto en 1971 (Guillou) por medio de prospección geoquímica Mosaico 24B4 durante la ejecución del Plan NOA 1 del Servicio Geológico Minero.

GEOLOGIA DEL DEPÓSITO Litología y estructura

La geología del área está constituida por rocas metamórficas, principalmente esquistos verdes y esquistos de biotita-moscovita, asignados al precámbrico, dominante en la parte norte, en tanto desde el sector central hacia el sur hay granitos paleozoicos (granitos de biotita y granitos de biotita- moscovita) cuyas edades varían entre el Ordovícico y el Devónico. Localmente se observan reducidos afloramientos subvolcánicos de composición basáltica y de dacitas riolíticas, así como brechas que se presentan limitadamente en las cercanías de las zonas mineralizadas.

La estructura geológica, en una etapa inicial está relacionada con la intrusión del granito paleozoico que arqueó las rocas metamórficas precámbricas. Posteriormente, en el terciario se produjo el

2

fallamiento y levantamiento mineralización.

de

la

sierra de la instrusión delos

cuerpos

con los

que

vincula la

ALTERACIÓN Y MINERALIZACIÓN

La alteración observada se desarrolló en dos etapas: un período inicial y otro de madurez. La alteración de la etapa inicial abarca una superficie de 1.2 km de diámetro que tiene como centro de campamento minero y se halla distribuida zonalmente constituyendo tres halos, una zona central de alteración potásica, una zona de alteración fílica y una zona externa de granitos relativamente frescos, superficialmente limonitizados. La alteración que caracteriza al período de madurez, consistió en una fuerte silicificación y argilización.

La mineralización se ubica preferentemente en cuerpos de dacitas porfíricas que instruyen al granito constituyendo pequeños necks, en zonas con notable desarrollo de fracturación y en general se concentra en la zona de alteración potásica. Se distribuye en forma de vetillas dispuestas a modo de red y también como impregnación; los minerales de mena observados son calcopirita, bornita, molibdenita, pirita, covelina, crisocola y malaquita.

Los minerales primarios están compuestos por calcopiritas, pirita y molibdenita. Hay una leve tendencia al predominio de minerales de cobre en los tramos superiores y un aumento de molibdenita en los inferiores.

La zona de oxidación marcada por la presencia de hidróxidos de hierro se extiende hasta los cinco metros de profundidad aproximadamente.

La zona de enriquecimiento secundario está caracterizada por la presencia de calcosina, generalmente asociada a la calcopirita; en el pozo 5B está muy bien representada, y se la detectó hasta los 100m de profundidad.

Los minerales de alteración son sericita, cuarzo, epidoto, clorita, biotita, turmalina, etc. Los minerales arcillosos compuestos principalmente por sericita acompañada de cuarzo, se puede observar en todos los sondeos, particularmente en el 4B.

GEOQUÍMICA Y GEOFÍSICA

Los resultados obtenidos en la exploración geoquímica, muestra un patrón de distribución para Au, Cu y Mo, concordante con la zonación de la mineralización y de la alteración.

En la prospección geofísica (18 km de mediciones), se reconocieron con claridad como zonas anómalas de PI las correspondientes de las áreas mineralizadas y con alteración hidrotermal.

MODELO GENÉTICO

Considerando la alteración más o menos en forma zonal, acompañada por una típica mineralización especialmente en la zona de alteración potásica, se considera a este yacimiento, en tipo pórfido de cobre.

BIBLIOGRAFÍA

Guillou, J., 1971. Conforme preliminar del mosaico 24-B4 Faldeo Nevado del candado. Plan NOA Geológico minero.

3

Guillou, j., 1983. Estudio complementario de la exploración minera en el sector Filo Colorado. 2° Congreso Nacional de Geología Económica. San Juan.

4