Вы находитесь на странице: 1из 5

Nombre: Gean Carlos Vélez Franco

Nivel: Cuarto MVZ


Productividad de los Ovinos, Caprinos y Camélidos
Introducción
El conocimiento del desempeño zootécnico de estas especies conlleva a la productividad, el cual es el habito de la
producción ya sea animal con el fin de obtener subproductos elaborados como carne, leche, lana, fibra y pieles con esta
materia prima poder elaborar subproductos que sean consumido, para el beneficio de la humanidad la misma sea
alimentación u vestimenta. Los rumiantes dentro de la cual encontramos a los: Bovinos, Ovino, Caprinos y Camélidos
sudamericanos de los cuales solo se concentrará este estudio en los últimos tres mencionados como lo son los: Ovinos,
Caprinos y Camélidos sudamericanos, con el fin de conocer no solo su productividad sino también los parámetros
fisiológicos, reproductivos y su alimentación y necesidades nutricionales que cada una de las especies requieren como
también una comparación de las conductas digestivas de cada los animales en estudios ya que es necesario reconocer
todo estos tipos de conocimientos para perderlos aplicar en un sistema de producción animal el mismo que puede ser
intensivo, semiitensivo, extensivo y el tradicional dependiendo de las fuentes económicas que posea el productor.
Ovinos
Los parámetros productivos y fisiológicos de los ovinos, encontramos la existencia de algunas características
mencionadas, de algunas razas de ovinos con una aptitud para la producción de la carne, pero una lana corta en
comparación de otras razas de ovinos con una aptitud para la producción de la carne, pero con una lana fina (Gispert &
Océano, 1999). Se cabe mencionar que los requerimientos productivos alcanzados por el ganado ovino es el
aproximado de 70 a 125 Kilogramos de peso vivo en macho y en hembras de 45 a 160 kilogramos de peso vivo con una
prolificidad de crías por parto de 1,1 a 1,6 con una cantidad de producción lechera de media – baja con una morfología
bueno todo esto en comparación de las razas Suffolk y merina con datos promedios entre las dos razas diferentes
mencionadas anteriormente con una aptitudes parecidas para la producción de carne pero una con una lana corta y otra
con lana fina (CLAUDIA GEBERT and HÉLÈNE VERHEYDEN-TIXIER, 2001). Con una temperatura que oscila
entre 38 a 40 grados centígrados como también con una frecuencia cardiaca que va desde 60 a 80 latidos por minuto con
una cantidad de orina excreta que oscila de los siguientes valores de 0,5 a 1 litro, pero de 1 a 3 micciones por día como
también una frecuencia respiratoria que desde 12 a 20 respiraciones por minuto, con un número cromosómico de 54
(Ligda, Gabriilidis, Papadopoulos, & Georgoudis, 2000).
Dentro de las principales razas de interés económico se podría mencionar a las siguientes a como las razas para
carne, pero de lana corta que son las siguientes: Dorset, Manchega, Ovino oriundo de Aragón, Suffolk. Las razas para
carne, pero con una lana de longitud media con: Cheviot, Corriedale y continuando la clasificación de las razas se
podría mencionar a otras con una producción de carne pero con lana larga la cual encontraremos a dos como (Mdladla,
Dzomba, & Muchadeyi, 2017): La Lincoln y la Romney Marsh como para concluir la clasificación de las razas de
ovinos pero para aptitudes cárnicas se tiene a las razas de carne pero esta vez con lana fina: Íle de france, Merina
Española, Merina Francesa o Ramboullet, Merina Landschaf y Debouillet. Como otra división tenemos a las razas de
ovinos con aptitudes paleteras utilizadas para la elaboración de pieles y carne la cual tenemos a dos especies con estas
aptitudes a Karakul y a las Criollas Colombianas. Como lo último de la clasificación de razas de ovinos con diferentes
aptitudes se debe tomar en cuenta a estas razas lecheras: Assaf, Awassi, Churra, Lacaune, Lacha o Latxa y Milchshaf o
Frisona (Nawroth, 2017).
Los sistemas de producción para el ganado ovino están los dos más conocido como el sistema de producción
intensivo y un sistema de producción extensivo pero también se puede estabular al ganado ovino, dentro de la
estabulación no siempre implica la intensificación que se pueda subsistir dentro de la explotación sino la prevalencia de
pastoreo que se debe dar racionalizado como tomar en cuenta que la sobresaturación de animales por espacio
determinado esto hará que se tenga un gran número de individuos pero que no todos llegue al punto alto de producción
ya sea una producción láctea o cárnica (Park, 2007).
Dentro de los factores que influyen dentro de un proyecto de producción son los siguientes como: Factores Técnicos
en ello esta inmiscuido los profesionales encargados de sobrellevar la producción a tope, los Factores estructurales y
económicos el cual involucra el tamaño de la explotación, el costo de la mano de obra y suministros alimenticios y
medicaciones para la producción (Ligda et al., 2000). Como también se involucrará la base genética que se tenga en la
producción y una base nutricional para que las bases genéticas cumplan con los estándares promedio o superen los
índices de producción como saber el uso de los recursos mano de obra, planificaciones complementarias, sanidad e
inocuidad animal (Montes-Quiroz et al., 2018).
La nutrición como la alimentación dentro de la explotación de ganado ovino es muy esencial el cual consiste en
incluir las necesidades altas en periodos como la gestación y lactancia para ello se debe incluir en la dieta de los ovinos
energía que es el nutriente mal limitante en la alimentación de las ovejas de cual se obtiene esta energía de los pastos,
forrajes, henos y ensilajes y algunos granos aunque este último está en competitividad con la alimentación humana del
cual se tendrá que tomar en cuenta en el poco uso para no crear una controversia a nivel social (Robertson, Allworth, &
Friend, 2017). Como una manera económica de proveer la energía se encuentra en los pastos y forrajes en henos y
ensilados. Las proteínas son muy esenciales para la producción cárnica o láctea ya que el ganado ovino depende de su
población microbiana para la fabricación de aminoácidos y vitaminas, como también la micro biota del rumen utiliza
nitrógeno de las proteínas de origen tanto alimentario o como fuentes de nitrógeno no proteico (NNP) (Rodríguez & de
Miguel Águeda, 2017). Para la elaboración de aminoácidos según estudios demuestra que la utilización de hasta el 1%
de la ración total o 3% no se debe exceder estos rangos en urea, lo mismo que se debe tomar en cuenta en la prohibición
en animales jóvenes que no tengan desarrollados sus cavidades gástricas, la misma que debe ser utilizada de manera
gradual para que los microorganismos existente en el rumen se adapten el proceso durara entre 2 a 3 semanas la misma
que se deberá mezclar para evitar la ingesta de mayores cantidades de nitrógeno (Rogosic, Pfister, Provenza, & Grbesa,
2006).
La utilización de minerales en los requerimientos nutricionales de macrominerales está desprovista en: Na, Zn, k, Ca,
P, S y Mg y de oligominerales como. I, Ca, Co, Fe, Mn, Mo, Se, Zn los cuales son referente en la alimentación de las
ovejas como la suplementación de vitaminas liposolubles como la A, D, E y K, pero los microorganismos existentes en
el rumen ya producen las cantidades necesaria de vitaminas hidrosolubles (Sejian, Maurya, Naqvi, Kumar, & Joshi,
2010).
Los parámetros reproductivos en los ovinos encontramos que la pubertad en hembra se da desde los 6 meses hasta el
séptimo mes, La pubertad en machos desde los 6 meses hasta los 7 meses, con una duración en el celo de
aproximadamente entre 24 a 36 horas con un tiempo de ovulación de 12 a 18 horas, la proporción hembra macho es de
20:1 con un periodo de gestación de 5 meses o aproximadamente entre 147 a 165 días, numero de crías por parto 1 y en
hembra proliferas muy raro entre 5 duración del ciclo estral entre 15 a 18 días y con un periodo de partos por hembra y
por año entre 1,5 (Matos et al., 2017).
Caprinos
En el ganado caprino también es importante e conocimiento de los parámetros productivos y fisiológicos que estos
posen un tiempo de vida estimado entre 6 a 8 años de productividad con un peso aproximado de las crías al nacimiento
entre 3,5 a 7 kilogramos y se los puede destetar a los 4 meses de edad, con un peso del adulto de 50 a 70 kilogramos. En
comparación las constantes fisiológicas que se deben tomar en cuenta en los caprinos son con una temperatura corporal
que oscila entre 37,8 a 39,4 con una frecuencia respiratoria entre 12 a 20 respiraciones por minuto, frecuencia cardiaca
que oscila entre 60 a 80 pulsaciones por minuto, con un número cromosómico de 60 (Ramirez, 1999).
Principales razas de interés zootécnico de los caprinos son: Agrupación Canaria, Alpina, Anglonubiana, Angora,
Criolla, Malagueña, Murciano – Granadina, Saanen, Toggenburg, como principales en el ámbito de la producción
lechera se encuentra a las siguientes especies: Alpina, Toggenburg, Saanen, Anglonubiana, como razas productoras de
cárnicos: Bóer, Razas peletera como la Angora, como dentro de la misma agrupación se puede utilizar para doble
propósito producción lechera y cárnica: Anglonubiana, Criolla (Rincón et al., 2017).
Sistemas de producción el cual se pueden aplicar estos conocimientos en base a la producción del ganado caprino y
su destino final productivo ya sea producción de leche, cárnica, doble propósito u peleteras (Wishart, Morgan-Davies,
Stott, Wilson, & Waterhouse, 2017). Los sistemas de producción en el caprino, pero con aptitudes en la producción
lechera y cárnica se pueden tomar en cuenta el sistema extensivo, el tradicional, el semiitensivo y el intensivo. El
tradicional el cual es más frecuente en el área mediterránea y en zonas latinoamericanas se caracteriza por rebaños
pequeños, el ordeño es manual, la mano de obra es familiar, pastos sin ningún complemento nutricional e instalaciones
antiguas. Extensivo en este sistema de producción se controla el nivel sanitario en el rebaño. Semiitensivo en el cual ya
se aplican tecnologías para el ordeño, como la utilización de tanques frigoríficos, instalaciones adecuadas. Intensivo se
requiere explotaciones grandes (Pereira et al., 2013).
Teniendo en cuenta que los caprinos tienen la peor capacidad digestiva, ya que el ganado caprino pasa transformando
la biomasa procedente de diferentes especies vegetales el cual invierten entre 7 a 8 horas diarias con una dedicación de
consumo entre el 35 a 40 % de plantas herbáceas y el 65 a 60% en especies arbustivas al contrario de otros mamíferos.
Como principales fuentes de carbohidratos para producción caprina la encontramos en. Maíz, Sorgo, Avena, Cebada,
entre otros, pero los mismos que son discutibles en la implementación alimentaria debido a la competencia con la
alimentación humana. Las grasas o lípidos el cual lo obtienen de la soya, algodón, maní. Dentro de los minerales con
altos requerimientos dentro de la nutrición están: Ca, P, Na, Cl, Mg, k, S, pero de menos importancia, pero lo requieren
en pocas cantidades son los siguientes: Fe, I, Zn, Cu, Mn, Mo, Se. Cr (Short, Blair, & Segelquist, 2014).
Parámetros reproductivos la pubertad en hembras es desde los 4 meses hasta los 5 meses en machos los mismos
valores la madurez sexual en sexual en hembras de 8 a 10 meses alcanzando un promedio del 70% de su peso corporal a
comparación del peso corporal en adulto. Duración del celo entre 24 a 48 horas con un tiempo de ovulación 24 a 36
horas de inicio del celo la proporción de macho hembra es de 1:50 con un periodo gestacional de 5 meses promedio
entre 147 a 165 días, crías por parto entre 1 y 3 hembras proliferas y la duración del ciclo estral entre 17 a 21 días
(Wishart et al., 2017).
Camélidos sudamericanos
En los camélidos sudamericanos también es importante el conocimiento de parámetros productivos como constantes
fisiológicas que van a servir para la explotación del mismo del cual tenemos como tiempo de vida aproximadamente 20
años para su explotación con un peso en adultos de 125 kilogramos peso promedio y una vida productiva de 14 años.
Las constantes fisiológicas, como temperatura corporal que oscila entre 37,5 a 39,3 grados centígrados con una
frecuencia respiratoria entre 20 a 25 respiraciones por minuto, con una frecuencia cardiaca de 70 a 90 pulsaciones por
minuto y un número cromosómico de 74 (Dulphy, Dardillat, Jailler, & Ballet, 1997).
Dentro de los intereses zootécnicos que podrían producir los camélidos sudamericanos es la obtención de carne, fibra
y cuero. En llamas encontramos estas razas de interés zootécnico o productivo, razas de pelambre corto o poco Ccara y
Q`ara y una raza lanuda o llamada chaku. Alpacas solo hay dos Huacaya, La Suri (Coates & Ayerza, 2004). En las ciñas
hay dos subespecies como lo son Vicugna vicugna y Vicugna vicugna mensalis y por último el Guanaco con cuatro sub
especies que son: Lama guanicoe ecacsilensis, Lama guanicoe guanicoe, Lama guanicoe huanacus, Lama guanicoe
voglii(Short et al., 2014).
El sistema de producción de los camélidos sudamericano es el extensivo ya que la mayoría viven en los páramos
para la productividad de esa zona(Gispert, 2000).
La alimentación de la especie la cual muestra una preferencia por los pastos secos la mayoría de ellos se los
encuentra en el páramo y esta especie innata en ese ecosistema la cual es muy valiosa para aquellos aledaños que
habitan esa zona (Brown, 2000). las excretas de estos animales hacen el favorecimiento del crecimiento de plantas
nitrofilas la cuales son aquella que se multiplican en el suelo por un exceso de nitrógeno, como el alimento es escaso en
un habitad natural también tienen un aspecto de ramoneo es decir que al consumir el pasto seco con ello se alimentan de
la planta en sí de su forraje parte del tallo y algunas raíces esta actitud lo tiene por sobrevivencia por la escasez de los
alimentos (Van Saun, 2009).
En llamas los parámetros reproductivos donde la hembra alcanza la madurez sexual de 2 años y el celo el cual es
inducido por la presencia del macho con un periodo de gestación de 340 días con una cría por parto y un parto por
hembra y año. Alpacas la madurez sexual en hembras es de 2 años y su celo es inducido, periodo de gestación de 340
días con una cría y un parto por año. Vicuñas la pubertad es de 1 año su madurez sexual es alcanzar el 60% de su peso
promedio 11 de gestación y una cría por año(Muñoz, Faz, Acosta, Martinez-Martinez, & Zornoza, 2015).
Conducta digestiva
Dentro de la conducta digestiva de las especies a mencionar que los caprinos y camélidos tienen una conducta de
ramoneo, donde los caprinos pueden tolerar toxinas como saponinas y taninos presente en diversas especies arbustivas
(Haenlein, 2004), pero en camélidos sudamericanos presentan una conducta digestiva de ramoneo y pastoreo es decir si
hay escasez de especies forrajes y necesitan cumplir sus necesidades remuneradoras necesitan hacerlo por instinto de
supervivencia (San Martin & Bryant, 1989). Los ovinos solo pastorean es decir solo aprovechan el forraje y tallo, pero
no raíces de los pastos presentes en una producción (De Rancourt, Fois, Lavín, Tchakérian, & Vallerand, 2006).
Estos animales de intereses zootécnicos se pueden aprovechar al máximo dentro de una producción ya sea intensiva,
extensiva semiitensivo u tradicional el problema es que en nuestro país existe la idiosincrasia de no ver más allá de la
producción de lana o fibra la producción cárnica no es muy aprovechable dentro del Ecuador, por ello se deben conocer
las especies adecuadas para una buena producción cárnica u láctea.

Referencias Bibliográficas
Brown, B. W. (2000). A review on reproduction in South American camelids. Animal Reproduction Science, 58(3–4),
169–195. https://doi.org/10.1016/S0378-4320(99)00081-0
CLAUDIA GEBERT and HÉLÈNE VERHEYDEN-TIXIER. (2001). Variations of diet composition of Red Deer
(Cervus elaphus L.) in Europe. Mammal Rev, 31(3), 89–201. https://doi.org/10.1111/j.1365-2907.2001.00090.x
Coates, W., & Ayerza, R. (2004). Comparison of llama fiber obtained from two production regions of Argentina.
Journal of Arid Environments, 58(4), 513–524. https://doi.org/10.1016/j.jaridenv.2003.11.003
De Rancourt, M., Fois, N., Lavín, M. P., Tchakérian, E., & Vallerand, F. (2006). Mediterranean sheep and goats
production: An uncertain future. Small Ruminant Research, 62(3), 167–179.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2005.08.012
Dulphy, J. P., Dardillat, C., Jailler, M., & Ballet, J. M. (1997). Comparative study of forestomach digestion in llamas
and sheep. Reproduction, Nutrition, Development, 37(6), 709–25. https://doi.org/S0926528797824446 [pii]
Gispert, C. (2000). Enciclopedia práctica de la agricultura y la ganadería. Océano/Centrum. Retrieved from
https://books.google.com.ec/books?id=h-
wBAAAACAAJ&dq=enciclopedia+practica+de+la+agricultura+y+la+ganaderia+oceano&hl=es-
419&sa=X&ved=0ahUKEwjr2Yr61oXXAhXGPiYKHYUCB3EQ6AEIJDAA
Haenlein, G. (2004). Goat milk in human nutrition. Small Ruminant Research, 51(2), 155–163.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2003.08.010
Ligda, C., Gabriilidis, G., Papadopoulos, T., & Georgoudis, A. (2000). Estimation of genetic parameters for production
traits of Chios sheep using a multitrait animal model. Livestock Production Science, 66(3), 217–221.
https://doi.org/10.1016/S0301-6226(00)00184-6
Matos, A. F. I. M. de, Nobre, C. O. R., Monteiro, J. P., Bevilaqua, C. M. L., Smith, D. W., & Teixeira, M. (2017).
Attempt to control Haemonchus contortus in dairy goats with Barbervax®, a vaccine derived from the nematode
gut membrane glycoproteins. Small Ruminant Research, 151, 1–4.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2017.03.016
Mdladla, K., Dzomba, E. F., & Muchadeyi, F. C. (2017). The potential of landscape genomics approach in the
characterization of adaptive genetic diversity in indigenous goat genetic resources: A South African perspective.
Small Ruminant Research, 150, 87–92. https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2017.03.015
Montes-Quiroz, G. L., Sánchez-Dávila, F., Grizelj, J., Bernal-Barragán, H., Vazquez-Armijo, J. F., Bosque-González, A.
S. del, … Ledezma-Torres, R. A. (2018). The reinsertion of controlled internal drug release devices in goats does
not increase the pregnancy rate after short oestrus synchronization protocol at the beginning of the breeding
season. Journal of Applied Animal Research, 46(1), 714–719. https://doi.org/10.1080/09712119.2017.1386109
Muñoz, M. A., Faz, A., Acosta, J. A., Martinez-Martinez, S., & Zornoza, R. (2015). Effect of South American grazing
camelids on soil fertility and vegetation at the Bolivian Andean grasslands. Agriculture, Ecosystems and
Environment, 207, 203–210. https://doi.org/10.1016/j.agee.2015.04.005
Nawroth, C. (2017). Invited review: Socio-cognitive capacities of goats and their impact on human???animal
interactions. Small Ruminant Research, 150, 70–75. https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2017.03.005
Park, Y. W. (2007). Rheological characteristics of goat and sheep milk. Small Ruminant Research, 68(1–2), 73–87.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2006.09.015
Pereira, A. F., Feltrin, C., Almeida, K. C., Carneiro, I. S., Avelar, S. R. G., Neto, A. S. A., … Bertolini, M. (2013).
Analysis of factors contributing to the efficiency of the in vitro production of transgenic goat embryos (Capra
hircus) by handmade cloning (HMC). Small Ruminant Research, 109(2–3), 163–172.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2012.07.020
Ramirez, R. G. (1999). Feed resources and feeding techniques of small ruminants under extensive management
conditions. Small Ruminant Research, 34(3), 215–230. https://doi.org/10.1016/S0921-4488(99)00075-9
Rincón, A. A., García-Fraga, J. M., Álvarez, S., Pino, V., Fresno, M. R., Ayala, J. H., & Afonso, A. M. (2017). Effect of
the inclusion of banana silage in the diet of goats on physicochemical and sensory characteristics of cheeses at
different ripening times. Small Ruminant Research, 149, 52–61.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2016.12.043
Robertson, S. M., Allworth, M. B., & Friend, M. A. (2017). Reduced survival of lambs from maiden ewes exposed to
mature ewes pre-lambing. Small Ruminant Research, 151(November 2016), 11–15.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2017.04.004
Rodríguez, M. G., & de Miguel Águeda, F. J. (2017). Orientation patterns in sheep. Small Ruminant Research.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2017.09.017
Rogosic, J., Pfister, J. A., Provenza, F. D., & Grbesa, D. (2006). Sheep and goat preference for and nutritional value of
Mediterranean maquis shrubs. Small Ruminant Research, 64(1–2), 169–179.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2005.04.017
San Martin, F., & Bryant, F. C. (1989). Nutrition of domesticated South American llamas and alpacas. Small Ruminant
Research, 2(3), 191–216. https://doi.org/10.1016/0921-4488(89)90001-1
Sejian, V., Maurya, V. P., Naqvi, S. M. K., Kumar, D., & Joshi, A. (2010). Effect of induced body condition score
differences on physiological response, productive and reproductive performance of Malpura ewes kept in a hot,
semi-arid environment. Journal of Animal Physiology and Animal Nutrition, 94(2), 154–161.
https://doi.org/10.1111/j.1439-0396.2008.00896.x
Short, H. L., Blair, R. M., & Segelquist, C. A. (2014). and Forage Digestibility Fiber Composition, 38(2), 197–209.
Van Saun, R. J. (2009). Nutritional Diseases of Llamas and Alpacas. Veterinary Clinics of North America - Food
Animal Practice, 25(3), 797–810. https://doi.org/10.1016/j.cvfa.2009.07.013
Wishart, H., Morgan-Davies, C., Stott, A., Wilson, R., & Waterhouse, T. (2017). Liveweight loss associated with
handling and weighing of grazing sheep. Small Ruminant Research, 153, 163–170.
https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2017.06.013

Похожие интересы