Вы находитесь на странице: 1из 5

PRODUCCIÓN ORGÁNICA DE HORTALIZAS EN

INVERNADERO DE TECNOLOGÍA MEDIA


Plan de construcción, equipamiento y operación

Progreso, Piaxtla, Puebla

NOVIEMBRE DE 2017
CONSULTORÍA PROFESIONAL EN AGRICULTURA PROTEGIDA SUSTENTABLE
INTRODUCCIÓN
En los últimos años las exigencias de alimentos de calidad, en cantidad y libre de residuos
químicos, por parte de la población se hace cada vez más estricto, por ello se han estado
buscando sistemas de producción que respondan a esta demanda. Es así que surge la
producción de hortalizas bajo invernadero y con un enfoque orgánico, es decir, es un sistema de
producción que busca obtener productos vegetales con un uso mínimo o nulo de insumos de
síntesis química.
Ante esto, aquellos productores que quieran adoptar el sistema de producción orgánica, deberán
estar conscientes que este no solo involucra hacer cambios en el manejo de los cultivos, sino que
también implica cambiar la mentalidad y los hábitos de higiene al manipular los productos.
Además de lo anterior y lo más importante, antes de aventurarse para hacer altas inversiones
para la construcción de invernaderos, se deberá tener asegurado el mercado donde se entregará
la producción, ya que es este quien define los términos en los cuales se deberá producir, tanto
en el tipo de producto, el lugar de entrega, el precio de compra, y las características del producto
en cuanto a cantidad, calidad e inocuidad.
Una vez teniendo claro que producto se va a producir, en que cantidad y sus características, es
momento de decidir el tamaño del invernadero, la disponibilidad de terreno y agua, la cantidad de
mano de obra a utilizar y lo más importante los requerimientos de recursos económicos.
Aunado a lo anterior, otro tema importante en la producción bajo invernadero y de manera
orgánica, es lo relacionado con las capacidades que debe desarrollar el personal involucrado en
todo el proceso productivo, para ello se deberá de contar con asesoría técnica de calidad y
especializada. Este es un tema de suma importancia, ya que aunque se tengan invernaderos de
alta tecnología, si se carece de las capacidades técnicas para el manejo orgánico del cultivo, toda
la inversión realizada se pierde.
Finalmente, cuando el proyecto es nuevo para los involucrados y tengan conocimientos básicos
de producción de hortalizas, es conveniente iniciar poco a poco, es decir, establecer un tamaño
de invernadero que sea adecuado para aprender y manejarlo.
PLAN DE CONSTRUCCIÓN, EQUIPAMIENTO Y OPERACIÓN DE INVERNADEROS
Lugar: Progreso, Piaxtla, Puebla.
Superficie: 2,592 m2
No. de Invernaderos: 3 Módulos de 864 m2 cada uno
Cultivo: Jitomate, Chile, pimiento, pepino, entre otros
Sistema de producción: Cultivo orgánico
Sustrato: Suelo mejorado + abono orgánico
Desglose de las acciones de puesta en marcha del proyecto
a. Diseño y construcción del invernadero
De acuerdo a los términos que establece la Norma Oficial Mexicana NMXE 255CNCP 2008 en Materia de
diseño agronómico y construcción de invernaderos, para las condiciones agroclimáticas y agroecológicas
que prevalecen en la región de construcción, el modelo de invernadero que más se adecua es el de tipo
Diente de Sierra.

Se trata de una estructura de hierro galvanizado, sistema ventury de re-circulación del aire con una cubierta
de plástico. Este invernadero dientes de sierra tiene una curvatura en los dientes del techo, lo que mejora
las capacidades aerodinámicas y el aprovechamiento del clima externo dentro del invernadero. Puede ser
ensamblado en condiciones de terreno poco óptimas (no requiere nivelación) tolera un 10-15% de
pendiente. Es resistente a los vientos de 130 kilómetros por hora y desmontable ante cualquier
eventualidad. Su gran ventilación permite sembrar durante todo el año, sin necesidad de equipos
adicionales ni gasto energético para su funcionamiento. Una de las características del invernadero es su
altura, que permite obtener un cultivo vertical de mayor aprovechamiento.

Para las condiciones agroclimáticas de la región, tomando en cuenta el régimen mensual de temperaturas,
precipitaciones, la incidencia de luz y la velocidad del viento, el invernadero a construir deberá tener una
altura a la canaleta de 3.50 m y una ventana cenital de 1.50 m de altura, postes laterales a cada 4.00 m, el
tamaño mínimo rentable de cada uno de los módulos será de 864 m2 de terreno efectivo (12 m x 72 m)
más su respectivo dimensionamiento lateral en todos sus lados de 2.5 m, requiriendo entonces un espacio
de 1309 m2 de terreno 17 m x 77 m .

5.50
4.00 4.00

Dentro de los componentes del invernadero, se incluye una canaleta para limitar la entrada de agua en
tiempo de lluvias y así mismo para aprovechar el agua para el riego. También debe incluirse en la puerta
de la entrada al invernadero una especie de cuarto, o antecámara, que deberá tener espacio suficiente
para colocar un tapete fitosanitario (que contenga una solución líquida con desinfectante), poner trampas
de colores con pegamento para atrapar insectos, colgar la ropa de trabajo, etc. Este cuarto, al tener otra
puerta, se tendrán dos puertas que hay que cruzar para llegar al invernadero. Estas permiten reducir el
riesgo de entrada de insectos transmisores de enfermedades, pues si se abre una puerta para entrar y la
otra está cerrada, no se forma una corriente de aire hacia adentro, tampoco sucederá si se cierra la primera
puerta y se abre la segunda.

Una vez construido el invernadero, el siguiente paso es preparar el suelo en donde se llevará acabo el
establecimiento del cultivo, el cual consiste en formar bancales profundos de 0.8 m x 12 m x 0.5 m,
reforzando la fertilidad del suelo con abono orgánico a razón de 5 a 7 Kg/m2 requiriendo en promedio 3
toneladas para cada módulo.

0.80 m 0.40 m 0.80 m 0.40 m 0.80 m 0.40 m 0.80 m 0.40 m


0.50 m

0.50 m

0.50 m

0.50 m
El siguiente paso consiste en la instalación del sistema de riego, que incluye la distribución y colocación de
las mangueras de riego por goteo y el sistema de distribución del agua y fertilizantes orgánicos mediante
el riego.

b. Equipamiento y mano de obra para la operación del invernadero


En cuanto al equipo y materiales que es necesario instalar para el funcionamiento adecuado de cada uno
de los módulos del invernadero de 864 m2 son los siguientes: 3 termómetros de máximas y mínimas, 3
tensiómetros, 20 charolas de unicel de 200 cavidades, 2 medidores combo (pH, CE y TDS), 1 bascula
digital, 2 termómetros para suelo, 5 aspersoras de mochila y una de motor, 10 tijeras para podar, 5 rollos
de rafia blanca, depósito de agua, 5 equipos de protección del personal, 5 palas rectas, 5 picos, y 5
rastrillos, 2 carretillas.

En cuanto a insumos se requiere, semilla orgánica certificada para obtener 4000 plantas del cultivo a
establecer, 3 toneladas de abono orgánico, 1 tonelada de tierra de buena calidad, lote de insecticidas,
fungicidas, acaricidas y bactericidas biológicos, biofertilizantes orgánicos foliares y para el suelo, ácido
cítrico.

Para la operación y funcionamiento del invernadero se requiere mano de obra calificada para realizar las
actividades de manejo del cultivo, para el riego, aplicación de insumos y cosecha, siendo necesario 5
trabajadores de planta.

c. Capacitación y asesoría técnica.


Para el desarrollo de las capacidades del personal será necesario contar con la capacitación y asesoría
técnica especializada en dos etapas, la primera etapa inicia desde el diagnóstico, planeación y
estructuración del proyecto a detalle, además de la orientación pata el diseño del invernadero y preparación
del terreno; la segunda etapa continua a partir de la obtención de la plántula y posteriormente será en
función al avance del ciclo productivo, al monitoreo constante que se realizará al cultivo y las exigencias
que establezca el mercado.

Con lo anteriormente expuesto, se asegura que la producción orgánica de hortalizas bajo invernadero se
obtenga satisfactoriamente y de acuerdo a los estándares de calidad y certificación que el mercado
establezca.
Desglose de la inversión para la construcción de 3 módulos de invernadero de 2,592 m2
Costo Cantidad Costo Total
Concepto
Unitario
Diseño y construcción del invernadero de 864 m2,
$ 360,000.00 3 $ 1,080,000.00
incluye el sistema de riego por goteo
Mano de obra para preparación del terreno de $ 12,000.00
3 $ 36,000.00
siembra
Abono orgánico y tierra para mejorar el suelo $ 4,600.00 3 $ 13,800.00
Lote de Equipo necesario para el invernadero $ 57,300.00 3 $ 171,900.00
Consultoría de la proyección inicial, Diseño y
$ 12,000.00 3 $ 36,000.00
construcción del invernadero
Inversión para imprevistos $ 20,000.00 3 $ 60,000.00
$..465,900.00 $ 1,397,70000

Desglose de los costos de producción del invernadero


Costo Cantidad Costo total
Concepto
unitario
Lote de insumos orgánicos (semilla, insecticidas,
fungicidas, bactericidas, acaricidas, biofertilizantes $ 35,000.00 3 $ 105,000.00
foliares y para el suelo)
Mano de obra para la operación del invernadero $ 91,000.00 3 $ 273,000.00
Capacitación y asesoría técnica para el
seguimiento del proceso productivo en un ciclo de $ 42,000.00 3 $ 126,000.00
producción por modulo
$ 168,000.00 $ 504,000.00
Nota: la capacitación y asesoría técnica está establecida para operar el invernadero y obtener el producto de acuerdo a las
características que el mercado establezca, pero también depende de la calidad de los insumos a utilizar y de la capacidad técnica de
la mano de obra contratada.

De acuerdo al nivel tecnológico que se implemente y al cultivo que se establezca, se estima una producción
promedio de 60 a 80 toneladas de producto. Además, considerando que el producto a obtener por ser
orgánico libre de agroquímicos e inocuo, alcanza en el mercado un sobre precio, la inversión estimada se
recupera en corto tiempo.

En el caso de la capacitación y la asesoría técnica, está establecida para la operación de los tres módulos
de invernaderos para el primer ciclo productivo, posteriormente se podrá establecer un costo para sesiones
de consultoría mensuales o por visitas según lo requiera el cliente.

Nota: todos los datos de la inversión y costos de producción son estimados en base a un
sistema estandarizado, que podrá ser modificado de acuerdo a lo que realmente se
establezca de manera definitiva y de acuerdo a las expectativas de la empresa.