Вы находитесь на странице: 1из 2

"Un intelectual que no comprende lo que pasa en su tiempo y en su país es una

contradicción andante, y el que comprendiendo no actúa tendrá un lugar en la antología


del llanto pero no en la historia viva de la tierra".

Rodolfo Walsh

Queridos compañeros,

En estos últimos años, la Sociedad de Economía Crítica reconoció


a partir de la fundación del Espacio de Economía Feminista la necesidad y el
compromiso de trabajar constante y concienzudamente para desintegrar toda opresión
hacia la mujer y hacia toda persona que no cumpla con la heteronorma. En esta
inteligencia se han dictado talleres, simposios, mesas centrales de las jornadas y hasta
un dossier específico sobre el tema en cuestión. Y aún así, queda mucho por hacer,
muchas violencias por combatir, mucho por deconstruir(nos) y repensar(nos).

En esta violencia, los varones ocupamos un lugar clave ya que


generalmente somos quienes más la ejercemos siendo parte de ella. Así como nuestras
compañeras mujeres reconocieron un ámbito de confianza, identificación y contención
dónde se encontraron las unas con las otras para dialogar con mayor libertad acerca de
diferentes tipos de violencia y discriminación; algunos de los varones creemos que
necesitamos de un espacio para soltarnos y hablar con mayor confianza entre nosotros,
sin miedo a meter la pata, ni a reconocer cada tipo de violencia que ejercemos, lo
complicado que puede ser reconocer esas situaciones y diferentes alternativas para re-
pensar nuestras prácticas y nuestras maneras de relacionarnos.
Si bien este es un camino que en última instancia tiene que
transitarlo y trabajarlo cada uno, el espacio y las estrategias colectivas aspiran a ser un
ámbito de contención para acompañar y potenciar el proceso individual, así como
fomentar el intercambio de material y de vivencias para enriquecernos mutuamente. La
importancia de trabajar la comunicación, la relación con nuestros cuerpos y nuestras
emociones tanto para con uno mismo como para con otra/s persona/s.

En lo concerniente a los varones de la SEC, hemos tenido la


oportunidad de compartir entre nosotros dos talleres –dictados en las últimas dos evecs-
con el objetivo de reflexionar y desarticular mecanismos naturalizados de nuestro
comportamiento diario enmarcados en una estructura patriarcal. Estos talleres fueron
motivados a partir de la voluntad de algunas personas y no en una voluntad colectiva de
los varones. Comenzar a construir y caminar sobre la base de una voluntad colectiva de
los varones es fundamental para evitar posibles incomodidades, tensiones, sobre las
dinámicas y los talleres para repensar como un solo cuerpo como avanzar, por donde,
de que maneras. Para ello es necesario y fundamental hacernos cargo y tener un rol más
activo y participativo.

Como bien mencionamos al comienzo de esta invitación,


reconocernos parte de este colectivo y de esta lucha necesariamente implica
involucrarnos seriamente en procesos permanentes de reflexión y deconstrucción no
sólo a nivel personal e individual sino también en forma colectiva, para elaborar
estrategias antipatriarcales de aca al futuro. Por todos estos motivos es que les
proponemos abrir un espacio virtual para continuar este laburo de manera más
organizada y órganica como primer paso fundamental para construir una sociedad de
economía crítica más inclusiva, humana y feminista. Les pedimos confirmen por
cualquier medio quienes quieran integrar este espacio.

Abrazos impares y fraternos.

Gonchi y Lean.
Lean y Gonchi