Вы находитесь на странице: 1из 13

ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

CAPÍTULO 1. ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN.

1.1. Concepto general de Estratigrafía.

El término “Estratigrafía” proviene del latín stratum y del griego graphia, significando
el estudio de las sucesiones estratificadas de rocas y de la correlación de eventos y
procesos geológicos, tanto en el tiempo como en el espacio. Es una ciencia
fundamental entre las disciplinas geológicas, ya que permite reconstruir la secuencia
de eventos de la historia terrestre, así como la evolución de la vida en el planeta.
La Estratigrafía es una ciencia que puede ser considerada tan antigua como la
Filosofía misma, cuyos orígenes radican en las primeras observaciones acerca de los
fenómenos naturales que llevaron a pensadores antíguos a especular sobre la
naturaleza de los procesos y la estructura de la Tierra. Desde Asia Central hasta
Grecia y Egipto, diferentes puntos de vista fueron adoptados entre las varias
civilizaciones antíguas, de acuerdo a su percepción particular del mundo natural,
vinculando este conocimiento con los cuerpos de doctrinas y mitos –tanto religiosos
como filosóficos– que prevalecían en cada cultura. Los antiguos chinos, por ejemplo,
consideraban a la Tierra como eterna e inmutable, mientras que para los hindúes el
planeta estaba sujeto a cambios según ciclos infinitos de creación del Universo.
Para las culturas occidentales, particularmente la de los griegos, la Tierra estaba
cambiando contíniamente a través del tiempo y sus procesos eran controlados por
leyes naturales. En tal escenario de diversidad de pensamientos, mentes de gran
habilidad para inquirir y preguntarse sobre causas y procesos, establecieron las bases
del método científico de investigación, mediante la cuidadosa observación del mundo
físico y sus fenómenos naturales asociados, apareciendo así la tendencia para que las
teorías científicas sean tratadas como extensiones de la Filosofía.

1.2. Bases de la observación naturalista.

Quizás el inicio de las investigaciones estratigráficas esté ubicado en la búsqueda de


explicaciones sobre la naturaleza de los que son los fósiles. El término “fósil” proviene
del latín antíguo fossilis e inicialmente indicaba cualquier cosa proveniente de o en la
tierra, incluidos: minerales, cristales, rocas e incluso los estratos geológicos.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 1


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

Aristóteles (griego) es el precursor de la TEORÍA INORGÁNICA que postula que las


formas que recuerdan organismos extintos fueron producidas por una fuerza
formativa (vis formativa). La base del pensamiento aristotélico, a este respecto, se
encuentra en su tratado METEOROLOGÍA. Sin embargo, antes de Aristóteles (siglos 5to y
6to aC) Pitágoras y Herodoto mencionan la presencia de conchas en las montañas y
tierras alejadas del mar, interpretándolas como restos de organismos que vivieron en
el mar antes de que éste desapareciera.
Herodoto pensó que los foraminíferos (género Nummulites) encontrados en las
areniscas eocenas con las que están construídas la Esfinge y las pirámides de Egipto
eran lentejas dejadas por lo esclavos. Xenofanes (griego) reportó la presencia de
fósiles marinos en la cumbre de las montañas, siendo éstos pruebas (para él) de que
la Tierra cambia con el tiempo y que los restos de formas desaparecidas fueron
enterradas por el lodo seco de los mares. Plinio El Viejo (romano), muerto en la
erupción del Vesubio, escribió 37 volúmenes en su HISTORIA NATURALIS, manteniendo
básicamente las mismas opiniones que los griegos.
Ya en tiempos de la era cristiana, Tertuliano interpreta la presencia de fósiles en las
montañas altas como muestra del Diluvio Universal, idea que permaneció vigente
hasta principios del siglo XVIII. Con la caída del Imperio Romano en el siglo V, y la
entrada de la Edad Oscura u Oscurantismo, mucho del trabajo científico pasó a los
musulmanes quienes añadieron conocimiento derivado de Asia, traduciendo todo al
árabe, bagaje que fue redescubierto por los Europeos en el siglo XI.

1.3. Los Principios básicos.

A través de los musulmanes resurge la ESCUELA ARISTOTÉLICA. El persa Avicena influyó


en el pensamiento de la ESCUELA EUROPEA quienes atribuyen la ocurrencia de los fósiles
a fallidos intentos de la naturaleza creativa “Plastic Force” (vis plastica o virtus
formativa) para dar forma a las cosas vivas por medio de un proceso de generación
espontánea de la vida.
Alberto Magno y Leonardo da Vinci fueron los primeros en especular correctamente
sobre la naturaleza de los fósiles. El CÓDIGO LEICESTER (da Vinci) muestra mecanismos
de depósito sedimentario, el papel que los ríos juegan en la erosión y los principios
de la LEY DE SUPERPOSICIÓN que sería más tarde demostrada por Steno en 1669.
También muestra moluscos cenozoicos en sus dibujos de rocas y evidencias de haber
rastreado estas rocas a través de largas distancias, comprendiendo así el cambio de

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 2


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

litologías y de contenido fosilífero y, por ende, la formación de los diferentes estratos


en tiempos diferentes. El trabajo geológico de Leonardo da Vinci permaneció
desconocido hasta el siglo XIX.
Georg Bauer (Georgious Agrícola), con su obra DE RE METALLICA (“Sobre La Naturaleza
de los Metales”) publicada en 1556 y que contenía información e ilustraciones sobre
Estratigrafía, Mineralogía, Geología Estructural y Paleontología, fijó las bases del
amplio conocimiento de las ciencias de la Tierra y por esto ha sido considerado el
fundador de la Geología como una disciplina. A mediados del siglo XVI, el primer
tratado sistemático de fósiles es publicado por el suizo Conrad Gessner, sentando las
bases formales de la Escala delTiempo Geológico.
Niels Steno (danés, conocido como Nicolas Steno) precisó aspectos referidos al origen
de los estratos y sus fósiles. Escribió el primer tratado de Geología (1667) y en 1669
es la primera persona que deja registros escritos y detallados sobre la aplicación –al
estudio de un afloramiento sedimentario– de la ahora conocida como LEY DE
SUPERPOSICION de Steno, la cual establece que: las capas de rocas están arregladas o
dispuestas de acuerdo con la secuencia de tiempo, con las más antiguas en fondo y
las más jóvenes en la cima, a menos que un proceso posterior modificara este
arreglo.
Adicionalmente, Steno postuló otros principios generales de la Estratigrafía, como el
PRINCIPIO DE HORIZONTALIDAD ORIGINAL que establece que las capas de roca se
formaron en posición horizontal y que las desviaciones a esta posición son debidas a
alteraciones posteriores. Asimismo postuló el PRINCIPIO DE LA CONTINUIDAD DE LOS
ESTRATOS que establece que el material que forma un estrato se depositó de manera
continua sobre la superficie de La Tierra, a menos que otro cuerpo sólido se
interpusiera en su camino. En directa relación con el anterior, Steno establece el
PRINCIPIO DE RELACIONES DE INTERSECCIÓN, definiendo que si un cuerpo o discontinuidad
corta o atraviesa un estrato, aquel debe haberse formado después del estrato. Por el
aporte que significaron estos principios, se conoce a Steno como padre de la
Estratigrafía.
John Ray, Robert Hooke y John Woodward, contemporáneos de Steno, también
argumentaron a favor de que los fósiles fueron alguna vez plantas y animales vivos,
pero aún prevaleció la idea del Diluvio Universal, una teoría fuertemente difundida
por el suizo Johann Jakob Scheuchzer. A pesar de esta idea. R. Hooke fue el primero,
dos décadas antes que Darwin, en observar que el registró fósil documentaba la
aparición y extinción de especies en la historia de la vida de la Tierra.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 3


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

1.4. Del Uniformitarismo al Gradualismo.

A principios del siglo XVIII, la naturaleza orgánica de los fósiles estaba establecida;
sin embargo, la Teoría del Diluvio Universal persistió hasta bien entrado el siglo XIX.
El suizo Charles Bonnet en su trabajo “PRINCIPIOS Y CATASTROFISMO” establece que en la
historia de la Tierra cíclicamente ocurren períodos en los que todas las cosas
vivientes son destruidas por catástrofes o cataclismos (temblores o inundaciones).
Bonnet fue el primero en utilizar el término “evolución” al establecer que después de
cada catástrofe las formas vivas eran totalmente reemplazadas por muchas
poblaciones con una categoría más alta.
El escocés James Hutton en su THEORY OF EARTH (1795) postula que la Tierra debe
tener millones de años de antigüedad y establece los conceptos básicos para lo que
más tarde sería conocido como “Principio de Uniformitarismo”, que plantea que las
fuerzas geológicas y procesos que han actuado en la Tierra en el pasado, guardan
referencia a los mismos que todavía actúan sobre la superficie de la Tierra, y que
pueden ser observados directamente. Él pensaba que los procesos ígneos fueron los
agentes principales en la formación de las rocas, representando así a los “plutonistas”
que postulaban que algunas rocas se formaron a partir de magma en el interior de la
tierra o en volcanes. En contraste, los “neptunistas” mantenían que el origen de todas
las rocas era acuoso: es decir que dicho origen está relacionado con un océano
primitivo y su subsistencia.
El francés Jean- Etiénne Guettard fue el primero en reconocer la naturaleza volcánica
de cráteres y picos montañosos, siendo conocido como el primer volcanólogo y
fundador de esta escuela, aunque años más tarde propuso que el basalto se originó
como un precipitado fuera del fluido acuoso. Esta controversial teoría neptunista fue
seguida por el geólogo alemán Abraham Gottlob Werner quien inicialmente demostró
un orden de sucesión cronológica en las rocas de fondo marino, validando los
principios de la Escala del Tiempo Geológico, para luego postular que las rocas
estratificadas eran sedimentos originalmente depositados en el fondo marino, o bien
depósitos cristalizados precipitados a partir de agua marina, aunque no pudo explicar
el origen de rocas ígneas insolubles.
El inglés William Smith (1769–1839) estudió los fósiles en rocas sedimentarias y
reconoció su importancia para la investigación histórica de los estratos de la Tierra.
Smith introdujo el PRINCIPIO DE SUCESIÓN FAUNÍSTICA en base a la observación de que
cada unidad de roca sedimentaria contiene diferente conjunto de fósiles, siguiendo

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 4


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

un orden específico como resultado de su evolución. Smith observó además que esos
conjuntos de fósiles pueden encontrarse en diferentes lugares y pueden ser
correlacionados espacialmente, aunque dentro de los límites de la distribución
biogeográfica de especies fósiles guía. Smith publicó el primer mapa geológico de
escala mayor (1814-1815), utilizando por primera vez la herramienta de la sucesión
de fósiles para mapear rocas según su orden estratigráfico, y no necesariamente por
su composición y litología.
Sin embargo de estos avances, aun entre fines del siglo XVII y mediados del siglo
XIX, el Catastrofismo –al estar mas vinculado a las teorías teológicas sobre el origen
de laTierra– todavía perduraba y prevalecía sobre el Uniformitarianismo. Así, el
francés Georges L. Cuvier afirmaba que habían ocurrido cuatro catástrofes mundiales
siendo el “Diluvio” la más reciente. Por otro lado, el sistema de clasificación
taxonómica introducido por el botánico sueco Carolus Linnaeus en su SYSTEMA
NATURAE (1735) fue ampliado por Cuvier para los fósiles que los reconocía como
restos orgánicos de animales extintos.
Por esto, Cuvier es considerado como fundador de la Paleontología, en tanto que
ciencia separada de la Geología, aunque rechazó la teoría evolutiva y la teoría de
Jean-Bapliste Lamarck sobre la herencia de los caracteres adquiridos propuestos en el
tratado ZOOLOGICAL PHILOSOPHY (1809). Cuvier pensaba que nuevas formas eran
creadas después de cada período de cambio del nivel del mar, y que asimismo por
estos cambios algunos organismos morían y otros sobrevivían, pero ninguno
evolucionaba.
Cuvier junto con Alexandre Brongniart escribió LES ESSAI SUR LA GÉOGRAPHIE
MINÉRALOGIQUE DES ENVIRONS DE PARIS, donde desarrolla un sistema estratigráfico
basado en el uso de fósiles para fechar los estratos introduciendo en Francia el
principio de Smith sobre sucesión faunística y su método de trabajo de campo.
A partir de la década de 1830, los fósiles son reconocidos para fechar y correlacionar
rocas por el alemán Friedrich August Quenstedt, a través de su trabajo sobre
unidades de tiempo-roca del Jurásico, basándose en registros de amonites.
Quenstedt reconoce la unidad base de la bioestratigrafía: la ZONA, caracterizada por
un particular conjunto de fósiles.
Hacia finales de 1830 la mayor parte de los períodos geológicos conocidos fueron
establecidos con base en su contenido fósil y la observación de su posición
estratigráfica relativa.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 5


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

Sucesores de Cuvier como d’Orbigny, Agassiz y Barrande, aún sotuvieron la teoría


catastrofista hasta ya entrado el siglo XIX. Alcide Dessalines d'Orbigny publicó en
1850: PODROME DE PALEONTOLOGIE STRATIGRAPHIQUE UNIVERSELLE que comprende una
lista catalogada de 18,000 especies fósiles y una subdivisión del registro geológico en
27 países. Una de sus contribuciones más importantes está basada en observaciones
de los estratos fosilíferos en la Cuenca de Paraná (Brasil), reportada en su trabajo
VOYAGES DAN L’AMERIQUE MÉRIDIANALE (1835-47). D’Orbigny estudió foraminíferos,
pólenes y esporas para fechar las rocas, estableciendo las bases de la
Micropaleontología.
El suizo-americano Jean Louis Rodolphe Agassiz, también defensor del catastrofismo,
revolucionó la Geología con sus estudios sobre glaciares. El francés Joachim Barrande
estudió la distribución de los fósiles en varios estratos de sistema Silúrico de
Bohemia, con 22 volúmenes publicados.
Finalmente, el Uniformitarianismo fue aceptado como resultado del trabajo del
geólogo escocés Charles Lyell con los tres volúmenes de sus PRINCIPLES OF GEOLOGY
(1830-1833). El Uniformitarianismo (uniformidad de las leyes naturales y de los
procesos geológicos) y el Gradualismo (la uniformidad de las tasas medias o
promedios) influenciaron a Charles Darwin en su teoría de la evolución, facilitando
además la aceptación de dicha teoría. La teoría de la evolución, basada en las
nociones de variaciones graduales y de selección natural, fue publicada por Darwin
en su revolucionario trabajo: “ON THE ORIGIN OF SPECIES BY MEANS OF NATURAL SELECTION
OR THE PRESERVATION OF FAVOURED RACES IN THE STRUGGLE FOR LIFE” (1859). El
Uniformitarianismo y el Gradualismo de Lyell, junto con de la teoría de evolución de
Darwin, llegaron así a dominar las Ciencias de la Tierra por casi 150 años.
La Teoría de Darwin explicaba y justificaba el PRINCIPIO DE SUCESIÓN FAUNÍSTICA de
Smith, la cual combinada con la LEY DE SUPERPOSICIÓN de Steno permitían la aplicación
de los fósiles para correlación y datación en Estratigrafía. En tal marco, el estratígrafo
alemán Albert Oppel, dio a conocer (en 1856) la conceptualización moderna de
BIOZONA, planteando un esquema de subdivisión de las formaciones geológicas, a
partir de zonas basadas en el sobreposición o coexistencia de alcance estratigráfico
de dos especies, definiendo así las hoy conocidas como ZONAS OPPEL.
El establecimiento progresivo de esquemas zonales localmente definidos ha permitido
el rápido desarrollo de una escala de tiempo mejorada. De esta manera emergieron
las subdivisiones estándares de la moderna Escala Cronoestratigráfica, la cual ha sido
constantemente refinada desde entonces.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 6


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

1.5. Aspectos y alcances de la Estratigrafía aplicada.

La historia de la Estratigrafía, en el siglo XX, puede considerse como la historia de


aportes que esta disciplina hace en teorías geológicas fundamentales, además de la
aparición de códigos de nomenclatura estratigráfica. Igualmente destacan nuevas
ramas individuales y especializadas que se desarrollan a la par de técnicas nuevas y
conceptos revolucionarios que han cambiado el curso del conocimiento estratigráfico.

1.5.1. Tectónica de Placas y Estratigrafía.

Las primeras menciones relacionadas con la tectónica de placas fueron hechas


alrededor de 1800 por el Alexander von Humbold, quien sugirió que los continentes
sudamericano y africano alguna vez estuvieron unidos a juzgar por sus costas que
parecerían complementarse. Esta idea fue ignorada hasta el siglo XX, cuando en 1912
el Alfred Wegener publicó su DIE ENTSTEHUNG DER KONTINENTE, donde delínea su teoría
de la DERIVA CONTINENTAL. En 1915, Wegener publica EL ORIGEN DE LOS CONTINENTES Y
OCÉANOS donde postula que alguna vez los continentes estuvieron unidos en una
masa continental única a la que denominó Pangea (del griego: “toda la Tierra”) y que
desde ese entonces, hace cerca de 300 millones de años, los continentes se formaron
y derivaron hasta su posición presente. Como soporte a su teoría, Wegener
proporcionó datos y esquemas sobre las similitudes entre fósiles de estratos entre
Africa y América del Sur, así como las formas de sus costas respectivas.
Esta teoría permaneció en controversia hasta 1960, estableciéndose más sólidamente
con los trabajos de Harry Hammond Hess (1959 y 1962) quien propuso la separación
del piso oceánico o TEORÍA DE LA TECTÓNICA DE PLACAS, luego confirmada por Vine y
Matthews (1963). Estos aportes complementaron la Teoría de Deriva Continental de
Wegener, dando un valor y reconocimiento renovados a las ciencias estratigráficas.

1.5.2. Geocronología y Estratigrafía Radiométrica.

La Geocronología es actualmente entendida como la ciencia del fechamiento o


datación absoluta de las rocas, y tiene sus bases en los principios de dacaimiento

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 7


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

isotópico de algunos elementos químicos y la datación radiométrica de las rocas que


los contienen.
La Geocronología, que así permite la determinación del tiempo de ocurrencia de
eventos geológicos en la historia de la Tierra, está acompañada de técnicas y
conceptos de relevamiento estratigráfico, dando lugar a la Estratigrafía Radiométrica.
El desarrollo de la Geocronología ocurre en las tres primeras décadas del siglo XX,
con el advenimiento de la física atómica y nuclear que implicaron la TEORÍA DEL
QUANTUM. La Geocronología proveyó un tramado de tiempo absoluto dentro del
arreglo temporal de eventos geológicos, de manera que la cronoestratigrafía relativa
y su escala fueron (y actualmente siguien siendo) calibradas.

1.5.3. Magnetoestratigrafía.

El trabajo de Rutten (1959) que presenta una escala cronológica de inversiones de


polaridad del campo magnético de la Tierra, sobre la base de dataciones
radiométricas K/Ar en rocas volcánicas, dio el nacimiento a la Magnetoestratigrafía.
Harrison y Funnel (1964) descubrieron que las inversiones magnéticas de polaridad
(cronos) también se registran en los depósitos marinos. Trabajos subsecuentes se
dedicaron a calibrar las inversiones con herramientas convencionales de la
Estratigrafía, utilizando un patrón no periódico único de inversiones para fechar y
correlacionar secuencias de roca diferentes.
Jim Heirtzler y colegas, en 1968, combinaron datos de las anomalías magnéticas
medidas en piso oceánico sobre el perfil de expansión del Atlántico del Sur, con sus
respectivas fechas de cronos en la tierra, sentando así los fundamentos de la
moderna escala de tiempo basada en anomalías magnéticas marina −del Cretácico al
Paleógeno−, también conocida como ESCALA DEL TIEMPO DE POLARIDAD GEOMAGNÉTICA
(GPTS), siendo hoy en día la versión de mayor uso la de Cande y Kent (1995).

1.5.4. Nomenclatura Estratigráfica: clasificación, terminología y procedimientos.

En 1976 la Subcomisión Internacional de Clasificación Estratigráfíca (ISSC) de la


Comisión Internacional de Estratigrafía (ICS) publicó la primera edición de la GUÍA
INTERNACIONAL DE ESTRATIGRAFÍA (editada por Hollis Hedberg) como un medio para
promover un acuerdo internacional sobre los principios de clasificación estratigráfica,
su terminología y reglas de procedimiento. En 1983, la Comisión Norteamericana de

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 8


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

Nomenclatura Estatigráfíca propuso una versión del Código Estratigráfico, misma que
contenía enfoques considerablemente más amplios que los de la versión de 1976. La
clasificación estratigráfica internacional estándar fue finalmente aprobada en 1987
por la ISSC, para posteriormente ser actualizada en su segunda edición (1994).

1.5.5. Estratigrafía de Facies.

El término y concepto de “ESTRATIGRAFÍA DE FACIES” (del latín facies: apariencia,


aspecto, cara, forma) combina las características litológicas y paleontológicas de una
sección estratigráfica. Fue introducido en 1838 por el suizo Amanz Gressly, a partir de
sus estudios en las montañas Jura. Sus contribuciones pioneras sobre la génesis y
aplicación de las facies sedimentarias, correlación estratigráfica y reconstrucciones
paleogeográficas fueron fundamentales para la moderna Estratigrafía.
Más tarde, en el siglo XIX , el término fue asignado por los geólogos a una gran
variedad de áreas descriptivas, al igual que por paleontólogos y ecólogos, provocando
una gran confusión sobre su definición original.
El “Análisis de Facies”, en su concepción moderna, restaura el concepto original,
empleando información combinada de litología y paleontología en la descripción,
interpretación y reconstrucción de ambientes de depósito y paleogeográficos de
unidades sedimentarias. El estudio de facies, actualmente, constituye el armado
básico para reconstruir la evolución ambiental y dinámica del registro estratigráfico a
través del tiempo.

1.5.6. Estratigrafía Cuantitativa.

Varios métodos gráficos, numéricos y experimentales, aplicados a refinar la


resolución estratigráfica y a estudios de modelado de cuencas, han sido
contínuamente desarrollados desde 1960. El conjunto de estas técnicas tienen el
mayor potencial para lograr la más alta resolución en estudios bioestratigráficos para
correlación de secuencias diferentes de rocas; en estudios de correlación comparada
(regional versus global) de eventos geológicos; en estudios de reconstrucción de la
historia geológica de la sucesiones sedimentarias; y en estudios de modelado y
correlación de reservorios petroleros.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 9


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

1.5.7. Estratigrafía Secuencial (de Secuencias).

La moderna Estratigrafía tuvo un nuevo ímpetu mayor a mediados del siglo XX, a
partir del crecimiento de las actividades de explotación petrolera, del desarrollo de
nuevas tecnologías (por ejemplo: el uso de datos de reflexión sísmica desde la
década de 1970), y de la aplicación de modelos estratigráficos a la investigación
petrolera. En 1949, L.L. Sloss y colaboradores acuñan el término SECUENCIA para
representar un paquete o juego de ciclos sedimentarios limitados por
discontinuidades o discordancias. La noción de unidades estratigráficas limitadas por
discontinuidades recibe apoyo, al finalizar la década de 1950, con los trabajos de H.E.
Wheeler (1958, 1959) quien también introdujo el concepto de CARTA CRONO-
LITOESTRATIGRÁFICA. En 1963, Sloss consolida el término de “secuencia estratigráfica” y
su uso en correlaciones cronoestratigráficas regionales. Estos estudios proveyeron el
cuadro base para la posterior formulación de modelos de secuencia, los cuales
incorporaron el uso de información de sísmica de reflexión de alta calidad en el
modelado de patrones subsuperficiales de estratos y su geometría general,
definiendo asimismo los rasgos de reflexión sísmica para diferentes asociaciones de
litofacies.
Desde 1970, Peter Vail y colaboradores presentan a la ESTRATIGRAFÍA DE SECUENCIAS
(ESTRATIGRAFÍA SECUENCIAL) como un revolucionario método estratigráfico de análisis
de cuenca, donde los modelos secuenciales son herramientas para reconstruir y
diseñar los llenados de cuenca en el tiempo. El método de la Estratigrafía Secuencial
está basado en el estudio de las relaciones entre cambios relativos del nivel del mar
global y ciclos sedimentarios a gran escala, dentro de sucesiones de depósito
equivalentes en tiempo y limitadas (por arriba y por debajo) por superficies de
discontinuidad que significan una interrupción importante del registro estratigráfico
−ya sea por efectos de erosión o de no depósito.
Suess (1906) fue el primero en proponer que los cambios del nivel del mar podrían
ser globales. La curva de variación global de los cambios eustáticos del nivel del mar,
para secuencias del Fanerozoico, fue propuesta por Vail y colaboradores (1977),
siendo refinada por Haq y colaboradores (1987, 1988), y luego por Ross & Ross
(1988). Estos trabajos se basaron en una correlación aproximada de secuencias
sísmicas, correspondientes a cierto número de márgenes continentales pasivos. En
1989, Galloway propuso el modelo de SECUENCIAS GENÉTICAS limitadas por superficies
de máxima inundación, lo cual implicaba ciertas discrepancias con las secuencias de

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 10


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

depósito de Vail (1977), limitadas por discontinuidades y basadas esencialmente en


estratigrafía sísmica.
La aproximación de Galloway, basada mayormente en interpretaciones
sedimentológicas de sistemas de depósito, así como de relaciones espaciales y
geométricas de facies, es particularmente relevante en casos de sucesiones
estratigráficas con poca o ninguna disponibiliadd de datos sísmicos, lo cual plantea
dificultades para marcar y rastrear discontinuidades regionales.
A pesar de algunas controversias planteadas sobre las bases teóricas principales del
paradigma de la Estratigrafía Secuencial, el método trajo consigo una revolución
mayor en las ciencias estratigráficas, permitiendo que nuevas investigaciones se
lleven a cabo sobre sucesiones complejas, tanto clásticas como carbonatadas,
alrededor del mundo. Al integrar, dentro de un solo contexto estratigráfico,
información derivada de diversas disciplinas de la geología sedimentaria −tales como:
estatigrafía sísmica, bioestratigrafía, paleoecología, paleogeografía y sedimentología
entre otras−, los modelos de secuencias permitieron una más amplia, integrada y
fina investigación en el análisis de cuencas.

1.5.8. Estratigrafía de Eventos y Cicloestratigrafía: Sedimentación Episódica y Cíclica.

En las últimas dos décadas del siglo XX, nuevas teorías basadas en el
Uniformitarianismo y el Gradualismo de Lyell, combinadas con una reavivación del
Catastrofismo de Cuvier, reconocen que ambas perspectivas juegan un rol importante
en los procesos geológicos y en la evolución de la vida. Teorías como las del
CATASTROFISMO ACTUALISTA de Hsü (1983), el PUNCTUALISMO de Gould y Elderege (1977)
y la SEDIMENTACIÓN EPISÓDICA de Dott (1983), están fundamentadas en el supuesto de
que la mayor parte del registro estratigráfico fue producido durante eventos
episódicos, y que cambios ambientales abruptos modelaron la especiación (evolución
y aparición de especies) y las extinciones en masa. En este enfoque, se piensa que
eventos catastróficos mayores, tales como impactos extraterrestres y actividad
volcánica cataclísmica, han afectado en gran manera la evolución de vida en la Tierra.
En 1982, G. Einsele y A. Seilacher discuten extensamente los procesos de la
sedimentación cíclica y de eventos, introduciendo los principios de lo que más tarde
sería conocido como ESTRATIGRAFÍA DE EVENTOS. El método tiene que ver con el estudio
integral de procesos bióticos y sedimentarios, de carácter episódico y de corta

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 11


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

duración, presentes en el registro estratigráfíco, y que entonces permiten mejorar


sustancialmente la resolución de las correlaciones geológicas.
Siguiendo estos enfoques de estudio, ciclos estratigráficos rítmicos observados en
secuencias pelágicas silicoclásticas y carbonatadas, fueron relacionados con los
CICLOS DE MILANKOVITCH, así denominados en honor al astrofísico serbio Milutin
Milankovitch quien en 1941 presentó una firme base matemática que relaciona
variaciones periódicas de los movimientos rotacionales y orbitales de la Tierra
(excentricidad, oblicuidad y precesión), con cambios climáticos de larga duración. Sin
embargo, la hipótesis de ciclos climáticos relacionados a empuje astronómico fue ya
adelantada en el siglo XIX, mediante estudios como el del matemático francés
Alphone Joseph Adhémer −quien en su trabajo “Les Revolutions de la Mer” (1842)
plantea el nexo entre fuerzas orbitales y clima, para explicar las edades de hielo del
Pleistoceno− y del geólogo escocés James Croll que entre 1860 y 1870 propuso una
“Teoría Astronómica de las Edades del Hielo”.
De acuerdo a diversos estudios realizados en el curso de los últimos treinta años, se
establece que las fuerzas cíclicas orbitales controlan la intensidad de la distribución
estacional y latitudinal relativa a la radiación solar (insolación) que alcanza la
superficie del planeta, y por tanto ejercen directa influencia sobre el clima global, los
procesos de depósito y la productividad biótica.
La investigación detallada de la regularidad de los patrones cíclicos en el registro
estratigráfico, producto de la interacción entre tectónica y procesos climáticos tipo
Milankovitch, es campo de estudio de la nueva rama de la Estratigrafía, denominada
CICLOESTRATIGRAFÍA. Este método permite estimar la duración de biozonas y la
magnitud de discordancias, mejorando la comprensión de la evolución estratigráfica,
a partir de un conocimiento detallado de los procesos sedimentarios y climáticos.

1.5.9. Quimioestratigrafía.

Es una técnica relativamente nueva, desarrollada a partir de la década de 1990. La


Quimioestratigrafía utiliza la variación geoquímica primaria, en la composición
elemental de roca total en sedimentos silicoclásticos y rocas sedimentarias en
general, para la correlación de secuencias estratigráficas.
Sobre las mismas bases, la Quimioestratigrafía puede hacer inferencias acerca de la
historia paleotectónica de la cuenca, litologías de roca fuente, trayectorias de
depósito y paleoclimas.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 12


ESTRATIGRAFÍA GUÍA BASE DE LECTURA

1.5.10. Estratigrafía Isotópica (Sr, C, O).

En el curso de las dos últimas décadas se ha integrado diversa información sobre la


evolución isotópica del Sr en los océanos, durante el Jurásico, Cretácico y Cenozoico.
De esta manera se ha obtenido una curva de Sr Isotópico de alta resolución, la que
puede ser utilizada como herramienta global de correlación, con alcances superiores
de resolución estratigráfica −para algunos intervalos−, respecto a la Bioestratigrafía.
Recientes investigaciones en Estratigrafía Isotópica han también definido y refinado
las curvas de Carbono y Oxígeno isotópico para el Mesozoico y Cenozoico, basándose
en análisis de rocas carbonatadas, fósiles y materia orgánica terrestre. La curva de
Oxígeno isotópico se ha empleado primeramente para estimar las temperaturas de
las masas de agua (en sucesiones cenozoicas), mientras que las curvas de Carbono
isotópico se han utilizado para correlaciones intercontinentales, así como para hacer
inferencias de los patrones del ciclo del carbono orgánico a gran escala y, por tanto,
indicar períodos importantes de depósito de roca fuente de petróleo.

ESTRATIGRAFÍA: CONCEPTO, HISTORIA Y EVOLUCIÓN 13