Вы находитесь на странице: 1из 6

www.senado2010.gob.

mx

El Pacto de la Ciudadela. Ciudad de México. 19 de febrero de 1913.'

En la n o c h e del 1 8 de f e b r e r o , u n o v e z a p r e h e n d i d o s M a d e r o y Pino S u á r e z ,
Félix Diaz y Victoriano H u e r t o suscribieron un p a c t o e n la e m b a i a d a
e s t a d u n i d e n s e : el Pacto d e la C i u d a d e l a , t a m b i é n c o n o c i d o c o m o de la
Embaiado.

En é l , d i s p o n e n q u e a n t e s d e 72 h o r a s H u e r t o a s u m i r í a p r o v i s i o n a l m e n t e la
p r e s i d e n c i a y es n o m b r a d o u n g a b i n e t e m o y o r i t o r i o m e n t e felicista. El p r o p i o
Díaz n o a c e p t ó n i n g u n a c a r t e r o p a r a c o n t e n d e r l i b r e m e n t e e n u n a s e l e c c i o n e s
c u y a c e l e b r a c i ó n se p r o l o n g ó h o s t a q u e H u e r t a p u d o d e s e m b a r a z a r s e de s u s
a n t i g u o s aliados (a Díaz lo m a n d ó c o m o e m b a i o d o r a J a p ó n v. gr.)- y
m o n i p u l o r l a s p a r a q u e d a r c o m o p r e s i d e n t e definitivo.

D e s t a c a e n el p a c t o la c r e a c i ó n de u n ministerio e n c a r g a d o d e la c u e s t i ó n
a g r a r i a , lo q u e e v i d e n c i a q u e los insurrectos c o n s i d e r a b a n i n d i s p e n s a b l e
g o n a r s e el o p o y o de los o p o s i t o r e s de M a d e r o , particularmente los zopotistos.

En la ciudad dc México, a las nueve y media de la nochr rlrd dos horas la prisidencia provisional de la República ron el
día dieciocho de frbrrro de mil novecientos rrecr, reunidos siguiente Gabinete.
los señorrs generalzs FZlix Diaz y Virtoriano Hurrra. asisti-
dos rl primero par los licenciados Fidencio Hernández y Ro- Rel~rronei:Licenciado Francisco I.eón de la Barra.
dolfo Reyes, y ?l segundo por los señores teniente coron<l Haloctenda: Licenciado Turibio Esquive1 Obreqón.
Joaquín Maae r ingrniero Enriquc Ccpcdn, expuso el scñor (;urrra. Gcnrral Manuel Mondragón.
xfnei-iil Hurrta que, en virtud de ser insostrnible la situación Fomento Inxcniero Alberto Robles Gil.
por pz11.w dcl Gohirrno dcl scñor Madero. para evitar niás Gobernnción Ingeniero Alberto García Granados.
drrrariiamicnto de sangre y por sentimierito de fiatrrnidad Juiliclo: Licenciado Rodolfo Reyes.
riacional, ha hecho prisionrro a dicho señ<>r.a SU Gabinete Inrlruiiión Pública: Licenciado Jorge Vera Estaño1
y ;t a l q ~ n a os t r a s personas: quc dcsca ixprcsar al srfior gen<- Cornuntcocloner: Ingeniero David de la Fuente.
ral Diaz sus I>ii<.riosdeseos para que los eli,rncntor pqr él r c ~
pmscntados fiatrrnicen y ri,dos unidos salven la angiirtiosa Será creado u n nuevo Ministerio, que se encargará de
sitiiiición artual. El srñor general Diar expresó que su movi- resolver la cucstión agraria y ramos anexos, denominándose
iriiciito rno ha trnido más ubjcto que lograr cl bicn nacic~nal de Agricultura y encargándose de la cartera rcspcctiva el li-
) qiir, r n tal \.irt~irl.esti dispuesio a cualquier sacrificio que cenciado Manuel Garza Aldape.
rrdundc cn bent:ficiu de la Patria.
Las rnodificaciunes que por cualquier causa se acuerdan
Dcspu@sdlelas <liscusionrs del caso, rntre todos los p r c ~ en este proyecto dc Gabinete deberán resolvers~en la rnisnia
scritrs arriba señalados convino en lo siguiente: fornia en quc sc ha resuelto éstr.

Primero. Ucsdr esrr momento s r da por inexisrentc y Tercera. Entretanto sr soluci<ina y rrsuelvr la siruacióri
dcscorio<-idoel Poder Ejecutivo que funcionaba, cornpronic- - .
leral. quedan encarradus de iodos los clementes v autorida-
tiBr><ioselos clrrncntos reprrscntados por los ~crirralesUiaz des de todo género, cuyo ejercicio sea rrquerido para dar x a ~
v Hucrca a iinpcdir por todos los medios cuiilqi~irri n r r n t o iaiitias, los señores geniriilcs Huerta y Díar
p i r a cl rcstahlrcimientu de dicho Poder.
Cuarto. El scñor ~ c n e r a lFClix Díaz declina el ofreci-
Segundo. A la rrinyrir hrevcdnd sc procurará solucionar mientu de formar paric dcl Gabinete prqvisional, en caso d r
cti los inrjorcs términos legales posibles la situación rxistcri- que asuma la prrsidrncia pruaisir>nal el señor general Huer-
it.. y los srñorrs generales Oiai y Huerta pondrán tr,dos sus ta, para quedar en libertad d r emprender sus trabajos en el
rmpcños a r i r c t o r l i q u r el s e ~ u n d oaiunia antes de sctcnta >entido de sus compromisos con su partido en la próxima
elección. propósito q u e dcsra expresar claramente y del que
quedan bien entendidos los firmantes.
1 G o ~ z a ~Rornirez,
ri Monuel, Ploner politicos y otros doiumenros,
M é x ~Fondo
, de C u t u r o Económico. 1974. pp. 132-133. (Fuentes Quinto. Inmediaiamente se hará la notificación oficial
para la Historio de lo Revolución Mexicona.) ü lus rcprrsrntantrs c~tranjeros,lirnitándola a expmsarlcs
que ha cesado el Poder Ejecutivo; que se provee a su, Sexto. Desde Luego, se invitará a todos los revoluciona-
substitución legal; que, entretanto, queden con toda la auto- rios a cesar en sus movimientos hostiles, procurando los arre-
ridad del mismo los señores generales Díaz y Huerta, y que glos respectivos. El general Viclo<ano Huerta. El general Félir
se otorgarán todas las garantías procedentes a sus respectivos Diaz.
nacionales.

Bases sohre las cuales propone hacer la paz


Don Félix Díaz

En rozón d e carecer de firmantes y fecho, este Boletín d e última hora p u e d e


ser apócrifo. El q u e s e mencione q u e algunos coloborodores d e Huerto (tres
ministros d e su g a b i n e t e ) pretendían traer a un rey e u r o p e o , nos h a c e
sospechar q u e s e quería desprestigiar a Bstos.

Después de muchas y muy interesantes discusiones habidas es el Único que según la opinión de nuestros poderosos y de
en la Ciudadela. entre lo más cons~icuode nuestra sociedad muchos de nuestros apreciables huéspedes extranjeros, pue-
y 10s jefes del movimiento felicista, se ha llegado por Último de traer la paz, la prosperidad y el adelanto del país.
a u n acuerdo solemne que los numerosos partidarios de Don
Félix Díaz están dispuestos a sostener a toda costa. Desaparecido el maderismo, desaparecerá La Porra que
tantos males nos ha traído y México volverá a ser lo que era
Convencidos nuestras prohombres, entre ellos el emi- en la época brillante del Centenario y en los dias inolvidables
nente político Don Rosendo Pineda, el ilustre jurisconsulto de 13 entrevista Taft en que puso muy alto nuestra Patria el
Don Jorge Vera Estañol, el distinguidisimo diplomático Don pabellón de sus grandezas, de su lujo y de su esplendor.
Francisco L. de la Barra y una Junta de notables, encabeza-
da por el Ingeniero Don Alberto García Granados, que re- Hubo al principio en esta junta de prohombres algunas
prebenta los intereses de las clases conservadoras, de que en disensiones pues muchos de ellos no encontraban suficiente-
México es materialmente ridículo querer imponer la demo- mente acreditado el P c d l p del monarca elegido y se propuso
cracia, y no soportando que por más tiempo se engañe a crear una dinastía netamente nacional, ya que tenemos la
nuestro sufrido pueblo con ideas subversivas de libertad, se fortuna de contar entre nuestra crema de jávcnes guapos,
le exija, desde luego y perentoriamente, su renuncia al Presi- arrogantes y hábiles en todos los deportes; pero triunfó la
dente de la República, al Vice-presidente, a todo el Ministe- mayoría y el agraciado fue D. Manuel de Portugal.
rio, se disuelvan las Cámaras, se establezca en México un
Gobierno Militar y sin pérdida de tiempo vaya una comisión ihlexicanos, vivan D. Manuel de Portugal y su primo
integrada por cuatro o cinco miembros honorables, de hono- D. Alfonso!
rables familias, a solicitar de Su Majestad el Rey Don Ma-
nuel de Portugal, que en estos momentos es el único ¡Viva D. Félix Díaz!
monarca cesante en toda Europa y además primo de Don Al-
fonso, cuyos súbditos radicados en México, nos están sir- ¡Muera Madera!
viendo tanto para derrocar al maderismo, que venga entre
nosotros a restaurar el sistema monárquico de Gobierno, que ¡Abajo la Parra!

'Fnsr~a,Documenlor hirtóricos de lo Revolución Mexicono, t. IX


Revolución y regimen moderirto l. Mdxico, Editorial Jus, 1965,
¡PAZ! ¡PAZ! ¡PAZ!

pp. 184-185. Vale un centavo


Acta e n apoyo a Madero, rechazando a Huerta,
Concepción del Oro, Zacatecas, 19 de febrero de 1913'

C o m o m i e m b r o del Partido Liberal M e x i c a n o Eulalio Gutibrrez se l e v a n t ó e n


a r m a s e n 1906 contra Díoz; o1 frocasar la rebelión se refugió e n los Estados
Unidos. M á s t a r d e s e incorporó al m a d e r i s m o juntamente'con su h e r m o n o Luis.
En f e b r e r o d e 1913 e r a residente r n u n i c i ~ a ld e C o n c e ~ c i d nd e l Oro. En m a r z o
~~ ~

siguiente junto c o n uno; doscientos h o m b r e s intentó to'mar Saltillo. En


s e p t i e m b r e Carrorizo lo a s c e n d i ó o g e n e r a l brigadier.

En Concepción del Oro, Estado de Zacatecas, a las ocho de arbitiarse toda clase de elementos de guerra y víveres de bo-
la noche del día diecinueve de febrero de mil novecientos tre- ca por los medios que juzgue procedentes.
ce, reunidos los que al calce constarán, en una casa sin nú-
mero de la calle de Allende, frente a la Plaza Juárez, con el III..Las fuerzas que se organicen en virtud de estos tra-
fin de ponerse de acuerdo sobre la forma y medios de conti- bajos están y estarán en la obligación de respetar y hacer res-
nuar sosteniendo al Gobierno legítimamente representado petar todas las autoridades legítimas, así como de dar
por el señor Francisco 1. Madero, y que de u n modo ilegíti- garantías a la sociedad y a las compañías, tanto mexiranas
mo ha pretendido derrocársele merced al cuartelazo estallado como extranjeras.
el nueve del actual, según se deja ver por el telegrama dirigi-
do al señor Eutalio Gutiérrez. que a la letra dice: "Enterada IV. Todas las personas de que se ha hecho mención al
de su telegrama de hoy, le comunico el siguiente telegrama principio de esta acta, quedan obligadas a ayudar a la causa,
del General Victoriano Huerta: "Autorizado por el Senado va sea material. moral o pecuniariamente. castiaándose
" la
he asumido el Poder Ejecutivo, estando presos el Presidente falta a esta obligación, ron la pena que las circunstancias lo
y su Gabinete." Los transcribo a Ud. para su conocimiento. permitan, que será impuesta por la Junta o Consejo, que al
El Gobernador del Estado: Dr. R . Cepeda.", y cuya telegra- efecto se nombre.
ma esta fechado el día de hoy. Después de varias opiniones
se acordó: V. Queda ampliamente autorizado el referido Jefe, se-
ñor Gutiérrez, para extender nombramientos y dar comisio-
1. Sc desconoce de manera resuelta v terminante al uo- nes expedicionarias o de propaganda en favor de las personas
bierno del Gral. Victoriano Huerta y cuaÍquiera otro que&- que juzgue conveniente.
mo 61 este desprovisto de legalidad.
VI. Todas las fuerzas que sostengan al Gobierno legíti-
11. Se reconoce al señor Eulalio Gutierrez como Jefe Su- mo deberin usar un distintivo que consistirá en un moño de
premo de las fuerzas conatituidas y por constituirse en la listón tricolor en el brazo izquierdo.
demarcación de este Partido y fuera de ella, para sostener al
Gobierno legítimo, quedando igualmente autorizado para Estando de acuerdo todos con las bases estipuladas, se
dio por terminada la presente acta a las diez y veinte minutos
de la noche. Firmas.'
'FUEN~ES,Eduordo, "Vido y muerte de Eulalio Guli6rrei", en
Hoy, Mdxlco, 2 de septiembre de 1939. a No opoiecs 10 lislo de firmas en este documento

Acta de l a Iniciación de l a Lucha Contra Huerta


e n Veracruz, Paso de Ovejai, Veracruz, 25 de febrero
de 1913'

En la Congregacidn de Paso h4oral. Municipio de Paso de nos, un grupo director que discuta y resuelva la actitud quc
Ovejas, Estado de Veracruz, siendo las ocho de la noche del como revolucionarios de principios deben asumir los firman-
día veinticinco de febrero de mil novecientos trece, reunidos tes ante los desastrosos acontecimientos desarrol!adoa en la
-
en el local aue ocupa la Escuela de esta Conureuaci6n. un
grupo de ciudadanos armados. en pleno uso dr sus derecho,,
capital de la República del nueve del actual a la fecha, con
motivo de haber iido traicl<inado prir rl' Llirc .t. e.1 (: F'ic r i
S rnrabczados por el C hloisCs Ladrón dc Guivara. a inicia- ilintc dc la Rcpúblic~C Frdnci, 8 , 1 . \ l . ~ l <i o 1'..1.1 . iii<i .
tiva del mismo, con el fin de nombrar entre dichas ciudada- zar el acto, el C. Guevara hizo uso de la palabra.
produciéndose vehementemente e n los siguienrrs términos:
"Compañeros: ;Alguno de vosotros ignora lo acontecido e n
1 Hca~AMoiz,~ ~ ,,A~+. ~de inicioc,bn
d de
~ la lucha
~ ~
confro , la capital de la República? jlndudablemente que no! Todos
Huerta en Veracruz". en El Nacional, MBxIca, 19 de octubre de os habéis dado exacta cuenta del torrente de sangre derrama-
1958. do por los traidores, con los que han iniciado, sin duda algu-
na, la guerra fratricida más cruel, quizá, de nuestra historia. enemigos que can nuestro movimiento, o sin él, sacia-
La'odiosa dictadura parfiriana valiéndose de la traición más rán sus instintos de fiera en sus victimas. Si el enemigo
impía y del crimen más cobarde, reencarnada en los chacales nos llama a la guerra, a la guerra debemos ir para salvar
Huerta, Mondragón. Blanquet y Félix Díaz, enarbola nue- los ideales sacrosantos de libertad que ya nos costó sangre
vamente su bandera, imvreenada. .. de lodo, Iáarimas Y san- hermana desde 1910 -prosiguió el C . Alarcón-; y como
grr 1.d qcnerosidad dcI api8<t<il l l a d v r u ha sido drnri iL1.i no hay tiempo que perder, proponga que desde luego nos
> i l ial ver sa<iifica<luIno >iil>i.>naún que Iiill>id ,ido asrstiia organicemos y abramas guerra sin cuartel a nuestros ene-
do] no obstante las versiones circuladas de que seria embar- migos; propongo a esta H. Asamblea, que unánimemente
cada para desterrarlo fuera del país. La actitud del general nombremos, como jefe, al C . Moisés Ladrón de Guevara,
José Refugio Velasco, prometiendo no reconocer la asonada que muchos ejemplos de cordura y gran valor nos ha dzdo
de Huerta y socios, no deja de ser una farsa; los enemigos desde que iniciamos en 1910 nuestra lucha por la libertad,
de la patria prepararon perfectamente el garlito, y en él ha siendo además, el compañera Guevara, el primero e n invi-
caído nuestro caudillo, y can él todos los suyas. Nuestro de- tarnos a seguir el camina de la dignidad, en que ya nos en-
ber revolucionario ante tanta infamia, es inmenso e impres- contramos, para ir en busca de la venganza o de la muerte.
cindible, y es por este motivo por lo que me he apresurado El C . Alarcón fue interrumpido por estruendosos aplausos y
a congregaros aquí; mis deseos como mexicano son que den- vivas al C. Moisés L. de Guevara. Acto seguido, una vez dis-
tro de este puñado de hombres dignos, formemos un centro cutido el punto basado en la proposición del C . Alarcón, se
revolucionario que se enfrente desde luego a los traidores, y procedió a la votacibn secreta correspondiente, saliendo
que sirva de guía a todos los revolucionarios de 1910, que se nombrado por unanimidad, jefe del niavimiento armado, el
encuentran desconcertados por las malditas añagazas de C . Moisés L. de Guevara, que nuevamente fue aplaudido
nuestros enemigos. Par tanto, compañeros, en nombre de la por la asamblea. En seguida habló el C . Guevara, quien des-
Patria escarnecida, os pido que, a reserva de las noticias pués de manifestar que acepta el nombramiento con que se
verídicas que nos traigan nuestros enviados de Veracruz y le distingue y después de hacer solemne juramento ante los
Soledad, tomemos una violenta determinación y procedamos concurrentes, concluyó con estas frases: "Compañeros: ;A
desde luego, anambrar a las personas que deban guiar nues- las armas nuevamente! ¡Mil veces el sacrificio, que soportar
tros pasos par el escabroso sendero que tenemos que conti- el infamante yugo de los fratricidas y traidores! Ellos nos in-
nuar, en pos de la libertad y la justicia, pisoteadas por las citan a la lucha y sobre sus frentes cargarán eternamente el
chusmas de traidores que han puesto en peligro, hasta la in- estigma de la traición y el fratricidio! 1.0 Único que os pido
tegridad de la Patria". La alocución del C . Moisés L. de de todo corazón, es que se os graben la mente estas frases:
Guevara, fue acallada por estruendosos aplausos y acogidas Nuestra sagrada misión es de redención y necesitamos pro-
con beneplácito sus proposiciones. En seguida tomó la pala- barlo así en todos nuestros procedimientos, para lograr rl
bra el C . Emiliano Landa, srcundando al señor Guevara, violento agrupamiento en torno nuestro, de todas los ciuda-
quien con facilidad de palabra, hizo conocer a l., concurren- danos dignos y honrados, que jamás se harán cómplices de
cia que se hacía eco de las patrióticas frases del C. Gue\ara, nuestras enemigos; el escabroso sendero sobre el cual vamos
arrostrando todos los peligros, esperando que asilo harán to- a avanzar para reconquistar nuestras libertades, cstá poblado
dos los prcsrntes; continuó diciendo que la empresa que se de centenares de hogares de nuestros hermanos; la propiedad
tenía que emprender, era arriesgada y peligrosa y que por es- que halléis a vuestro paso es el pan cotidiaiio de sus hijas.
te motivo, se permite llamar la atención de todos los presen- Respeto, pues, os pido para tudos esos seres indefensos y
tes para que más tarde no vayan a quebrantar su juramenta. para sus propiedades. Disciplina y unión para que invenci-
Por mi parte -terminó diciendo-, juro ofrendar mi vida si bles par la santidad de nuestros ideales, la Patria os salude
es necesario, en aras de nuestra bendita causa, encabezada siempre, a la vez que como luchadores incansables del divino
por nuestro Presidente traicionado. El C . Landa emocionó ideal, como obreros de paz, de garantías de libertad, y de
a la concurrencia, que lo aplaudió nutridamente. Atto conti- justicia". Atronadores aplausos siguen a las frases del C .
nuo, el C . Antonio López hace uso de la palabra y manifies- Guevara. Acto continuo, el C . Landa propone mandar desde
ta: que cree inadecuado proceder desde luego a la formación luego, invitaciones para secundar el movimiento a todos los
de un centro director. desde el momento que no se sabe el correligionarios del Estada de Veracruz, lo que par unanimi-
giro que tomarán las cosas y que a ú n no llegan con noticias dad fue aprobado. A continuación, el C . Guevara solicita t o ~
las enviados que se mandaron a Veracruz y Soledad Doblado mar nota de las armas con que a la fecha se cuenta, lo que
desde el día 21; que procediendo con toda violencia, se puede se efectúa desde luego, arrojando el número de veintiocho ar-
agravar la situación para muchos de nuestros compañeros, y mas con dotación de parque, en la forma siguiente: cuatro
tal vez hasta para el C . Presidente Madero que. como es sa- carabinas 30-30, con cuarenta y dos cartuchos; tres carabi-
bido, se encuentra preso en México, y que, por tanto, propo- nas, calibre 44, con diecisiete cartuchos; una carabina Win-
ne que se nombre simplrmente un jefe, a quien obedecerán chester calibre 45, con cincuenta cartuchos; cinco pistolas
en todo, los presentes, para constituirse desde luego, en un Police Special calibre 38 con cincuenta y dos cartuchos, tres
.
fuerte núcleo armado Y. esr>erarlas consecuencias. vara ope- pistolas españolas calibre 38 con catorce cartuchos; dos rsco-
rar de la manera más convenientr a su debido tiempo. LY en petas centrales, de calibre 12 con tres cartuchos, y cuatro es-
qué actitud debemos permanecer? -interro~ó . el C . Landa. copetas de cargar por la boca, con dos kilos de pólvora y
En actitud hostil para los traidores, pero sin adelantar los quince casquillos. Acto seguido se procedió a repartir conve-
acontecimientos- contestó el C . López. Acto seguido el C . nientemente las armas. El C . Manuel Contreras, pide
Antonio Alarcón hace uso dc la palabra y manifiesta que no autorización para trasladarse desde luego a la estación de
hay tiempo que perder, que el enemigo nos llama a la guerra, Purga. con el fin de recoger ocho armas y algunos fondos,
y que es una inocentada querer permanecer a la expectativa, obteniendo permiso para el día siguiente. Se acordó a la ver,
q w nuestro movimiento no perjudicará en nada a los compa- enviar comisionados a dintintos puntos para recolectar fon-
ñeros ni al señor Madero, desde el momento e n que estanios dos entre los correligionarios y lanzar proclamas en todo el
plenamente con\.entidns drl rnrarnizamiento de nuestros estado. Ya para terminar el acto sr acordó poner a esta Insti-
tución esta denominación: "Ejército Restaurador Mexica- M. Contreras.-Manuel Rodríguez.-D. Barrera.-G. H
no", con lo que terminó la presente acta, que firman los con- Ocho=.-B. de la Vega.-Ismael Castaños.-Juan Durán-
currentes que saben hacerlo. D a m o s f e - M . Ladrón d r C. F. Paz.-Agustín Salazar.-S. García.-Agapito Vela.-
Guevara.-Emiliano Landa-Antonio López.-M. Segu- José Delgado.-Moisés Gómee.-Joaquín Espinosa.-Rú-
ra-Guadalupe Landa.-Antonio Alarcón.-S. Barra.- bricas.

Manifiesto a las habitantes d e Sonora, Primera


División del Ejército Constitucionalista del Estado
d e Sonora, Sonora, 12 d e marzo d e 1913'

1.0s ciudadanos que empuñamos las armas para lanzarnos Los asesinatos cometidos en las personas del Presidente
llenos de ardor y rebosantes de indignación al campo de la y Vicepresidente de la República, hecho salvaje q u i se h a
lucha, no venimos animados de ese espíritu de sistemática r i - pretendido revestir con los colores de u n incidenre propio de
beldía que perdura por algún tiempo en los pueblos sacudi- las circunstancias, no solamente significa u n crimen, civil y
dos Iormidablemente por u n a revolución como la de 1910; penalmente considerado, sino que, por su magnitud y por
vcnirnos a cumplir con un deber como patriotas. como ciuda- condiciones en que se perpetró es, a los ojos de cualquier
danos y como honibres: como patriotas, rescatando de las ga- hombre de conciencia, el más aleve ultraje que puede hackr-
rras de la opresión al pueblo que de nuevo trata de encadenar selr a u n pueblo que derramó torrentes de sangrr para con-
la usurpación; como ciudadanos, salvando las instituciones quistar sus libertades políticas, la más cruel iifensa qur
republicanas d r u n régimen absolutista como el militar; ro- iausársele pueda a la humanidad y a la civilización.
nio hombres, enjugando las lágrimas de los que sufren cuan-
do ven ocultarse el sol radioso de las libertades humanas en Es por eso que nosotros, los hijos del trabajo y los obrr-
u n ocaso d r regresión y de estancamiento. Venimos a protes- ros de la inteligencia, sin medir el peligro, y convencidos de
tar contra cl crimen entronizado y a llevar al banquillo de los que es mil veces preferible perder la vida a conservarla llena
acusadas al criminal y a sus cómplices; es decir: a los Huerta de oprobio y vergüenza, nos hemos lanzado a la lucha arma-
y a los Blanquet, a los Díaz y a los Mondragón, a los dc la da, seguros de que. todos los hombres de buena voluntad, ya
Harra y a los Reyes y a tantos otros; venimos a vengar el san- cn una furma. ya en otra. secundará el movimiento que ini-
xriento ultrajr hecho a la Icy, cuando se asesina al Presidente ciamos, puesto que su legitimidad está garantizada de u n a
de la República, y a restituir a cañonazos, el derecho de gen- parte, por la justicia que entraña, y de otra, por el reronori-
trs, ranculcado; vtiiiiilos a hacernos justicia, en miento que de la causa porque luchamos, ha hecho el Go-
i-eprcsrntación de todo el pucblo mexicano y a sentar la sc- bierno del Estado, que dignamente desconoció al usurpador
s o n d a piedra del cemplo dc Theniis, derribado el 79 por la del Centro
mano criiiiinal de Porfirio Díaz y e n 23 de febrero próxirno
pasado, por la criminal y traidora de Victoriano Huerta; ve- La Patria está en peligro, las instituciones, amenazadas
nimos, en fin, a luchar sin tregua y con tesón, contra el nial de muerte; el derecho escarnecido, la ley, violada, la Consti-
y continuar la revolución d i 1910, a aportar nuestro contin- tución. profanada y lajusticia a merced de u n soldadún des-
%entede sangre a la causa del pueblo, a sacrificarnos en holo- pota y desleal, que norma su criterio por el filo de su espada
causto ante CI ara de las libertades públicas; a limpiar de homicida, y funda sus actos cn la punta vulnerante d r sus
traidores al país y a llevar a culatazos a la redención, a los marrazos victimarios.
cobardrs y a los indiferentes, a los serviles y a las acomoda ti^
cios; a los atrofiados de la conciencia y a los ociosos de la Resignarnos a aceptar un orden de rosas que, en último
eiirrgia. A eso vrninios y para eso empuñamos el 30-30. análisis, significaría la recrudescencia de un régimen derro-
cado en mayo de 1911, sería indigno dc nosoiros conio
Ninguno de nosotros desconoce la ingente necesidad de pueblo culto y viril. Rechazarlo con las armas y reproharlc
restablecer la par en el país. aun a costa de los mayores sacri- con las ideas; protestar contra el absolutismo q u e trata de e i i ~
ficios; pero tampoco a nadie se le oculta que son preferibles ciumbrarse. y pedir no por sed de vindictas, sino por u n a m r -
las tempestades que provoca la rebelión popular a las corise- dida de salvación pública la cabeza de los traidores a su
cuenrias de una par sostenible por los fusibles de una dicta- bandera, sería por el contrario. la prueba más palpable, rl
dura militar. testimonio más evidente de que en nuestro corazón fluye cr>n
vértigos de torrente, sangre de patriotas y de q u r en nuestra
La nación e n general, con esa clarividencia que consti- conciencia vislumbra, con reverberaciones dc incendio. la
tuye u n a de las colectividades humanas, vez en el cuartelazo santa idea de la libertad y el sagrado deber de dcfendcrla.
de Féliv Díaz y en la criminal defección de Huerta, no sola-
mente el entronizamiento del privilegio y la satisfacción de - la usurpación; para
Empuñemos las armas para castigar
ambicioiirs drsrnrsuradas, sino u n a amrnaza de muenp a las asegurar nuestra tranquilidad; para crearnos garantías: para
instituciones drmocrátiras y una ausencia absoluta de garan- poner nuestros intereses a cubierta de la rariiita de los bandi-
tías para todos y cada u n o d r los habitantes del país. dos galoneados y la honra de nuestras familias fuera del al-
cance de los salteadorcs de levita y guante blanco; leguemua
a nuestros hijos ese noble ejemplo de patriotismo y dignidad:
ellos nos ven con ojos angustiados, con gesto lloroso y supli-
' AGN, Coiección M. Goozález Romirez, v . 89, folos 222-228 cante, y nos piden garantías para sus vidas en botón.
Seamos dignw, abnegados, valientes, fraternales y pa- monte, Antonio Loustaunau, Manuel F. Bracamonte, Fran-
triotas. La responsabilidad que tenemos ante lo porvenir es cisco R. González, Romualdo E. Montaíio, Ernesto Chr-
inmensa para que no sacrifiquemos a nuestros egoísmos el denas, Felipe G. Abril, Cenobio Rivera Domínguez, Jo-
derecho inalienable de se libres. sé C . Villa, Estéban Martínez, Melitón Albañez, Alfreda
Quiñones, Pablo Quiroga, Ramón Valencia, Mariana Bal-
CONCIUDADANOS: miembros todos de la familia tiérrez, Pablo E. Macías.
mexicana: en nombre de la Patria dolorida y la ley violada,
del derecha ultrajado
. y. de la justicia escarnecida, os conjura- O . Jimea, Francisco Véliz, Cayetano Villa, Juan Jos6
mos a que levantéis la voz para protestar contra el mal, en- Rios, Secretaria.
camada par ahora en d Gobierno usurpador de Huerta, y
a que empuñéis las armas para castigar esa banda de crimi- SONORENSES:
nales. No tengáis piedad de esas hienas. Las infamias que
conciben y las torturas que llevan a la práctica en las perso- El manifiesto que antecede, lanzado a la publicidad por
nas de sus nobles víctimas, los ponen fuera de la ley y barra los dignos ciudadanas que lo suscriben, es el grito más solem-
en ellos todo perfil humano. ne de protesta en contra de la usurpación enseñoreada y del
crímen entronizado, sintetizando 10.s sentimientos del p"eblo
Para terminar el presente manifiesto, q u e sintetiza el de Sonora, que no reconocerá ningún Gobierno que no sea
sentir general de las 5,000 ciudadanos en armas, entre este emanado legítimamente de la Soberana voluntad del Pueblo.
mineral y Estación Esqueda, hacemos presente al resta del
pueblo, que no se nos ocultan las dificultades con que el país
ha de tropezar para elegir un Presidente Provisional de la En estos momentos más de cinco mil ciudadanos se en-
República, capar de salvar u n a situación transitiva, una vez cuentran al Norte del Estado con las armas en la mano para
derrocado el Gobierno usurpador; pero la solución de este combatir victoriosamente a las traidores que tratan de ultra-
problema no es por ahorita de nuestra competencia, como jar la Soberanía de nuestro Estado, y el Puebla, en cada uno
soldados que somos del Estado, sino del Gobierno del mis- - de este suelo, en donde alienta un espíritu pa.
de los lugares
ma, que nos apoya y nos sostiene. Dejémosle a él encamen- triota, está con nosotros en esta lucha, que encarna nuestro
dada la tarea, ardua de suyo, ya que la recíproca confianza, legítimo derecha a nuestra Soberanía que se pretende manci-
que hay entre él, y nosotros nos pone a cubierta, a él, de llar por los monstruos del cuartelazo.
cualquier bastardía de miras de nuestra parte y a nosotros,
de una infidencia, que no tenemos derecho a suponerle dada Todos los Jefes, Oficiales y Soldados del Ejército del Es-
la enérgica actitud que ha asumido. tado, hacemos nuestros los conceptos del manifiesto que an-
tecede y nos sentimos invencibles cuando la Justicia y el
Derroauemos primero al Gobierno usurpador por me- derecho están de nuestra parte, y sobre todo, cuando el
dio de la persuación de las fuerzas. Después ... la fuerza de Pueblo nos apoya.
la persuación nos indicará el camina que debemos sewir pa-
ra'restablecer la paz y consolidar la República Ciudadanos: iA las Armas! ;LaPatria esta en peligro!
iA las armas! ¡Viva la libertad!
Jefe de Operaciones del Ejército del Norte del Estado.

SUFRAGIO EFECTIVO. NO REELECCION. Coronel Juan G. Cabral

Nacozari de García, marzo 12 de 1913.


Jefe de la Columna del Ejército del Norte
Primera División Fronteriza del Ejército Constitucionalista
del Estado de Sonora. Coronel Alvaro Obregón.
P. F. Bracamonto, J. J. Gutiérrez, Plutarco Elías Calles,
Aniceto C . Campos, M . M. Diéguez, E.B. Calderón, B.P. Coronel Salvador Alvarado, Coronel Jesús Chávez Ca-
Márquez, Mateo Ortií, Agustín Preciada, Macario Braca- macho [Siguen firmas.]