You are on page 1of 27

Traducido de “Imperial Histories 2, Chapter Thirteen, Empire of the Emerald Stars.


Págs. 289-307.
ROKUGAN EN EL ESPACIO
Este capítulo ha sido diseñado para mostrar como de lejos pueden llevarse tanto el
escenario de campaña Rokuganes como el sistema de reglas de L5A por aquellos que
buscan ambientaciones inusuales o alternativas para sus partidas. En lugar de limitarnos
a ofrecer un resultado alternativo de algún evento dentro del canon del juego, o de
ofrecer un desarrollo diferente en su origen, en este capítulo se traslada L5A a un
entorno de ciencia ficción. Un futuro lejano hipotético en el que Rokugan es un
moderno y poderoso Imperio, más allá de las estrellas, y con una historia que se
extiende a lo largo de más de tres milenios.
CRONOLOGÍA DE LAS ESTRELLAS ESMERALDA
Una cronología completa de miles de años de historia puede ocupar el espacio de varios
libros para ser detallada, y por ello en este capítulo nos concentraremos solo en la futura
era de exploración espacial de Rokugan. Consecuentemente, la cronología presenta los
eventos sucedidos entre los años 2700 y 3100 del Calendario Isawa.
AÑO 2765
Un científico del Clan Fénix, Asako Netsuo, prueba la existencia de otros planetas en el
espacio a través del uso de poderosos telescopios y magia especializada. No prevé la
reacción religiosa que desencadena su descubrimiento, ya que implica la existencia de
otros mundos no subordinados a los Cielos Celestiales. Las tensiones crecen a lo largo
de todo el Imperio, y muchos acusan a Netsuo de blasfemo y hereje. Las divisiones de
opinión sobre su descubrimiento generan problemas, que van escalando hasta
desencadenar un conflicto militar conocido como “La Guerra del Tao”. El Emperador
no interviene para detener la guerra, ya sea porque no lo desea o porque no se ve capaz
de acabar con la disputa.
AÑO 2775
Bajo el patronazgo del Emperador, los más poderosos shugenja del Imperio completan
un ritual que les permite observar uno de los mundos alienígenas más cercanos a
Rokugan. Descubren un planeta de junglas verdes, y concluyen que está más
fuertemente influenciado por Chikushudo que el propio Rokugan. Todavía mejor, que
está mucho más ligado a los Reinos Espirituales y a la cosmología Rokuganesa de lo
que creían en un principio. Esto pone fin a La Guerra del Tao, cuando hasta los
Rokuganeses mas religiosos aceptan que la existencia de otros planetas es voluntad de
los Cielos Celestiales. Así los Grandes Clanes comienzan a trabajar juntos para visitar y
explorar estos nuevos mundos.
AÑO 2797
El Fénix completa el ritual conocido como “Abriendo el Camino”, permitiendo viajar
tan rápido como la luz del Sol de Jade. Al mismo tiempo, el Unicornio completa la
construcción de la Shinjo, la primera astronave completamente funcional. Una misión
conjunta de samuráis de todos los Grandes Clanes llegan al planeta alienígena más
cercano y realizan un primer aterrizaje. Las formas de vida del planeta son muy
similares a Rokugan, pero también hay muchas nuevas especies. Raros o nuevos
materiales completamente desconocidos son encontrados y alcanzan precios
astronómicos en los mercados de Rokugan, y todos los Grandes Clanes comienzan a
organizar expediciones propias al espacio.
AÑO 2812
Un equipo de reconocimiento Imperial aterriza en un nuevo planeta y es casi aniquilado
por una raza nativa y primitiva llamada Ryujin. Son guerreros increíblemente poderosos
alimentados por la rabia de Toshigoku. Después de deliberarlo el Emperador decide que
la seguridad de los ciudadanos es una preocupación prioritaria, más importante que la
existencia de una nueva raza de criaturas humanoides, y los ejércitos del León declaran
la guerra a los Ryunin. La completa pacificación del planeta toma años, pero los Ryujin
son finalmente destruidos y el Clan del León toma el control del planeta bajo la
voluntad del Emperador.
AÑO 2817
Un equipo de exploración Mantis descubre un nuevo mundo donde una corteza de hielo
oculta la existencia de colosales océanos, y donde detectan movimiento debajo de los
glaciales. El Emperador inexplicablemente se adelanta a los acontecimientos y entrega
la administración del planeta al Clan Dragón, que prohíbe la investigación del lugar a
los demás. La Mantis se indigna ante esto pero obedecen el edicto Imperial. El Dragón
no comparte ni una palabra sobre el planeta con nadie más, sin embargo mantienen en el
planeta una pequeña pero fuerte guarnición permanente.
AÑO 2826
A medida que el número de expediciones planetarias continúa creciendo, el Emperador
funda el Cuerpo de Exploración Imperial, dirigido por shugenjas y encargado de
explorar y santificar planetas antes de permitir la colonización. Esto garantiza que el
Emperador tiene pleno conocimiento de los límites de la expansión del su imperio, y las
familias imperiales ganan el derecho a elegir en primer lugar sus lugares preferidos para
la colonización.
AÑO 2828
Un científico del Fénix llamado Isawa Kazuo descubre la “energía radiante”. Consiste
en un limitado despertar del espíritu de un material para revestirlo en un campo brillante
de poderosa luz abrasadora. Esto revoluciona el combate personal, cuando rifles
radiantes, armaduras y espadas son rápidamente producidos. También permite el
desarrollo de armas que funcionan de forma fiable en el espacio. El Fénix, seguido
rápidamente por el resto de los Grandes Clanes, inicia el equipamiento de sus
astronaves con escudos y cañones radiantes.
AÑO 2829
Una disputa entre astronaves de la Mantis y el León por el control de un planeta recién
descubierto se convierte en un amargo conflicto cuando el León abre fuego destruyendo
la nave Mantis. El conflicto se intensifica rápidamente y por primera vez los Clanes
llevan la guerra a las estrellas. Otros clanes también se enzarzan en escaramuzas
ocasionales, y el Emperador permite estos conflictos siempre que no se lleven a gran
escala o se expandan hasta el mismo Rokugan.
AÑO 2831
Mientas que la mayoría de los otros Clanes se mantienen envueltos en guerras y asuntos
propios, el Unicornio se acerca al Emperador con una audaz petición. Piden al Hijo del
Cielo que los restos de las naciones gaijin sean reubicados en las colonias espaciales,
mencionando que los recursos son cada vez más escasos en el planeta natal de Rokugan
y que las culturas extranjeras han menguado enfrentadas a un número mayor de culturas
rokuganesas. El emperador acepta la propuesta. Aunque muchos gaijin odian abandonar
sus hogares no tienen más remedio que someterse a la fuerza superior del Imperio. La
medida permite que se expandan a planetas reservados para su propio uso. Rokugan
coloniza el espacio restante y ahora gobierna de forma total su planeta natal.
AÑO 2841
El León termina la construcción del primer Crucero de Batalla clase Katana, el Akodo,
que otorga una potencia de fuego sin precedentes para su flota. Los otros Clanes
desarrollan rápidamente cruceros propios y la guerra disminuye temporalmente por la
presencia de estas poderosas y nuevas astronaves de largo alcance. Su presencia impide
que muchos conflictos pequeños vayan a mayores o incluso que se produzcan en
absoluto.
AÑO 2872
Con la finalización de la Pacífica, la familia Asahina se convierte en la última familia de
un Gran Clan en construir un Crucero de Batalla clase Katana. Se establece así un nuevo
equilibrio de fuerzas en el universo conocido. La exploración continúa mientras que los
Grandes Clanes se observan cuidadosamente entre sí en busca de signos de debilidad.
AÑO 2901
A medida que el número de sistemas a los que es posible viajar de forma fiable y ser
explotados comienza a disminuir, el Emperador decreta que ningún clan podrá
reivindicar más un nuevo planeta o sistema entero. En cambio los nuevos planetas y
sistemas deben ser divididos entre los diferentes clanes. Esto alivia la presión de la
carrera de exploración y las tensiones resultantes, y permite a los jugadores más
pequeños, como la Alianza de los Clanes Menores, un mayor protagonismo político y
comercial para conseguir sus reivindicaciones.
AÑO 2902
El Escorpión abre su mayor planeta al asentamiento del resto de los Clanes,
proclamando que esto permitirá mejorar la cooperación y el comercio en un lugar con
menores tasas económicas (y una aplicación relajada de la ley). Esto atrae una afluencia
masiva de la población y el capital, y el planeta es renombrado como “El Mundo de los
Sueños”, el lugar más poblado en el Imperio de las Estrellas Esmeralda.
AÑO 2911
El Clan Dragón es el primero en llegar a la “Nebulosa Oriental”, cuyas emisiones
desactivan todos los dispositivos electrónicos en su cercanía, bloqueando de forma
efectiva la exploración dentro del área. Las regiones “Occidentales” y “Meridionales”
del Imperio de las Estrellas Esmeralda son vastas áreas de vacío espacial con pocos
sistemas habitables, o están desprovistos de planetas útiles, por lo que se centran en el
sector “Septentrional” de la galaxia para una siguiente fase de expansión y una
explotación más densa de los recursos. Sin embargo el Dragón mantiene una presencia
constante cerca de la nebulosa, estudiándola en un intento de comprender su naturaleza
y función.
AÑO 2932
Un choque estalla entre el León y el Cangrejo sobre quién debería ser el encargado de
pacificar un planeta habitado por una raza de grandes animales corrompidos por la
influencia de Gaki-Do. El conflicto inicial pronto se intensifica hasta llegar a una guerra
abierta. La Grulla, el Escorpión y la Araña apoyan abiertamente al León, mientras que
la Mantis, el Fénix y el Unicornio se unen al Cangrejo. El Dragón se niega a interferir o
participar de ningún modo. El conflicto se expande de forma masiva con rapidez a
multitud de sistemas dando lugar a la conocida como “Guerra de las Alianzas”. Se
extiende más de treinta años en el tiempo y deja tras de sí una enorme cantidad de bajas
en ambos bandos. Nuevos diseños de astronaves y armas son desarrollados durante la
guerra, así como nuevas tácticas y técnicas aplicadas a todo tipo de combate. Como
resultado de la guerra muchos planetas y sistemas quedan gravemente devastados.
AÑO 2967
El Emperador decreta oficialmente el fin de la Guerra de las Alianzas, declarando que el
daño causado al Imperio es demasiado grande y ha excedido cualquier ofensa que
provocase el conflicto inicial. Las leyendas afirmaran más adelante que la guerra
interrumpió el suministro de su té favorito, importado desde el otro lado de la galaxia, y
que se negaba a seguir soportando dicha imposición de las circunstancias. En todo caso,
ambos bandos están de acuerdo en firmar la tregua, aunque a regañadientes. No hay un
claro ganador de la guerra, y los clanes se retiran a sus propios mundos para lamerse las
heridas. Durante varias generaciones la lucha se limita a escaramuzas ocasionales
permitiendo al Imperio recuperarse y prosperar de nuevo.
AÑO 3000
Rokugan celebra su entrada en el tercer milenio. El Imperio de las Estrellas Esmeralda
es más extenso y próspero que nunca, gracias al largo periodo de paz transcurrido. Las
celebraciones pasan a la historia como las más lujosas jamás celebradas. Sin embargo,
una serie de autoproclamados profetas surgen a todo lo largo y ancho del Imperio. En
aquellos mundos donde aparecen muchos de ellos hablan de la devastación y la
perdición que se aproxima, y de la cercanía del Tercer Día del Trueno. La mitad de ellos
se declaran además herederos de Shinsei. Algunos de los más extremistas, blasfemos o
violentos son finalmente eliminados por las fuerzas de seguridad imperiales.
AÑO 3038
El Emperador Iweko CXII asciende al trono tras la pacifica muerte de su padre en la
cama. Establece con rapidez un estilo de gobierno distante pero justo, y relaja las
políticas prohibitivas sobre la guerra entre los Grandes Clanes, a condición de que no
pongan en peligro los flujos comerciales del Imperio. Los clanes más agresivos, como el
León en primer lugar, comienzan a usar la nueva situación para justificar nuevas y
agresivas expansiones en los territorios de otros clanes.
AÑO 3101
Se celebra el Torneo del Campeón Esmeralda después de que el campeón anterior, Doji
Nariko, declare que se retira. Se convierte en un acontecimiento excepcional, grabado y
difundido en todos los planetas del imperio, contando con cientos de participantes de
todos los clanes. Aunque muchos de aspectos de la competición han cambiado a lo largo
de la historia, el clímax sigue produciéndose durante las pruebas tradicionales finales, el
campeonato de Iaijutsu. Para sorpresa del Imperio el ganador resulta ser un hombre
enmascarado que se hace llamar Nazo, que vence a la concursante favorita, hija del
anterior Campeón, Doji Narita. Nazo mantiene en secreto su identidad y a que facción
debe lealtad, pero comienza de inmediato a construir una base de poder.
AÑO 3120
Una nave comerciante del Clan León es atacada por una astronave más pequeña del
Clan Mantis comandada por un hombre llamado Yoritomo Osu. A pesar de ser más
pequeña y tener menos armamento, la nave de Osu es capaz de superar las defensas del
León y de llevarse su importante cargamento. El León monta en cólera pero el Clan
Mantis desautoriza públicamente a Osu y su tripulación, aunque los rumores afirman
que lo apoyan de forma encubierta. El León amplia las escoltas de sus naves mercantes
e inicia la búsqueda de Osu a través de la galaxia.
Después de años de trabajo y preparación, el Unicornio lanza un nuevo modelo de
astronave revolucionario, el Crucero Expedicionario IDE. Construido en colaboración
con el Clan Fénix, tienen la esperanza de que esta astronave sea capaz de cruzar la
frontera occidental del Imperio. A pesar de estar capitaneado por una de sus más
grandes capitanas, Utaku Ji-yeong, la nave desaparece durante su vuelo de prueba. La
ausencia de comunicación provoca que se la considere perdida. El Clan Unicornio
realiza una extensa investigación para determinar qué sucedió y finalmente, descubren
que un ingeniero del Clan Fénix había estado robando componentes, sustituyéndolos
por versiones de menor calidad. Aunque el Clan Fénix en su conjunto alega ignorancia
de esta circunstancia, el Unicornio enardecido inicia los preparativos para la guerra
contra el Fénix.
Una patrulla del Clan Dragón encuentra un mundo devastado, despojado de sus recursos
naturales en el borde exterior de la “Nebulosa Oriental”. Sólo encuentran a un único ser
vivo, un miembro de una extraña raza llamada los Goryu, ligada a los reinos de
Tengoku y Meido. Aunque es aparentemente pacífico, es incapaz de comunicarse o de
explicar qué pasó con su planeta. En un esfuerzo por lograr la comprensión, el Campeón
del Clan Dragón personalmente da un tatuaje a la última Goryu, que toma el nombre
Togashi Jinsu y se une a la orden tatuada.
Los numerosos intentos de detener a Yoritomo Osu terminan siempre en amargos
fracasos y con más naves comerciantes del Clan León y cargamentos robados. El
Campeón del Clan León, Akodo Tsuroi, toma personalmente el mando de primer
ejército del Clan León para comandar la búsqueda de Osu. A pesar de que el pirata
elude a sus perseguidores, Tsuroi consigue varias victorias clave contra otros piratas y
fuerzas del Clan Mantis.
Aún angustiada por su derrota en el Campeonato Esmeralda, Doji Narita asciende a la
posición de Campeona del Clan de la Grulla después de que su hermano mayor se retire.
Su primer acto es ordenar a su Clan investigar la identidad de Nazo, el Campeón
Esmeralda con todos los recursos de los que disponen. El Clan Grulla entra en conflicto
con el Campeón Esmeralda y sus Legiones varias veces, mientras Nazo anula todos sus
intentos de descubrir quién es.
Yoritomo Osu es localizado finalmente en el “Mundo de los Sueños”. Akodo Tsuroi se
prepara para el asalto final, solo para encontrar su tentativa bloqueada por el gobernador
planetario, Bayushi Bakeo, respaldado por las considerables fuerzas de todas las
diferentes facciones que tienen asentamientos en el planeta, y que se niegan a ver el
planeta envuelto en la guerra. Tsuroi enfurece pero no puede arriesgarse a una guerra
con el resto de los Clanes. Mantiene su flota en órbita sobre el “Mundo de los Sueños” y
comienza a reforzarla lentamente con el paso de los meses.
Durante la exploración de un planeta rocoso en la región sur de la galaxia por parte del
Clan Cangrejo, un hombre de la patrulla desaparece. No estando seguros de la identidad
del culpable, y desconfiando de las crecientes tensiones de la galaxia, el Clan Cangrejo
comienza a movilizar sus fuerzas. No ocurren más incidentes… por el momento.
Mientras se abastecen en una estación espacial del Clan Dragón, una joven capitana de
la Araña llamada Daigotsu Keneko reconoce a Togashi Jinsu como miembro de la raza
que atacó y destruyó un puesto de avanzada de la Araña hace muchos años. Trata de
destruirlo pero Jinsu evade a sus atacantes y el Dragón finalmente sale en defensa de su
extraño miembro. Keneko escapa con la ayuda de su tripulación y vuelve a su Clan para
advertir sobre la amenaza. Ambos clanes se movilizan para la guerra.
AÑO 3121
Después de meses de duración de su bloqueo para obtener la cooperación del “Mundo
de los Sueños” los agentes de Akodo Tsuroi consiguen la localización exacta de Osu, y
el Campeón del León se apresura a liderar un pequeño grupo de guerreros de elite a la
superficie del planeta en un ataque encubierto. Los dos hombres luchan brevemente
entre sí, causando numerosos daños menores en los alrededores de la ciudad en el
proceso. Osu escapa huyendo del planeta mientras el León le persigue para darle caza.
Bayushi Bakeo permite a ambos hombres abandonar su planeta sin intervenir, y
posteriormente mantiene un extraño silencio sobre el asunto. Envía a uno de sus agentes
con Osu, disfrazado como miembro de su tripulación en un intento de descubrir por qué
odia al Clan León tanto como para arriesgar el planeta más grande del Imperio en su
lucha personal.
A medida que el conflicto entre el Unicornio y el Fénix se intensifica, una astronave
comandada por Shiba Dankaro se estrella en un pequeño planeta que fue previamente
marcado como puesto minero. Allí, Dankaro y sus hombres solo encuentran
construcciones y edificios abandonados. Mientras permanecen explorando el lugar
sufren el violento asalto de unas extrañas criaturas, hasta ahora desconocidas.
Insectoides del tamaño de un hombre que muestran un nivel inquietante de inteligencia.
Atrapados en el planeta, Dankaro y sus hombres no tienen más remedio que hacerse
fuertes y resistir, con la esperanza de que les lleguen refuerzos.
El Dragón lanza una gran ofensiva contra el Clan Araña, empujándolo de vuelta a sus
planetas territoriales. Desesperada, la Araña decide desplegar su legión de no muertos
contra el Dragón. Nazo, el Campeón Esmeralda, decide que su enfrentamiento ha
llegado demasiado lejos e interviene con su poderosa astronave, la “Filo Esmeralda”.
Sin embargo la Araña encuentra un aliado inesperado en la Grulla, que proclama poseer
pruebas de que Nazo es secretamente un enemigo del Imperio. Por primera vez Nazo y
el Dragón son forzados a retirarse, y la Grulla y la Araña permanecen aliados por el
momento.
Una patrulla del Clan Cangrejo, enviada a investigar la muerte de sus mineros, se topa
con Dankaro y los últimos de sus hombres, rescatándolos con su masiva potencia de
fuego. Dankaro vuelve al Clan Fénix y comienza a investigar las criaturas insectoides.
El Cangrejo, sin saberlo, lleva de vuelta a uno de los monstruos escondido en uno de los
compartimentos de la nave. Una vez llegan a Hida Secundus, la criatura comienza a
infectar a las personas, transformándolas en seres similares. El cangrejo llama Scarabs
a estas criaturas. En cuestión de meses, Secundus está completamente perdido.
Utaku Ji-yeong regresa inesperadamente al Clan Unicornio, a bordo de un Crucero
Expedicionario IDE todavía funcional aunque profundamente modificado. Ella explica
como su astronave consiguió llegar, de alguna manera, a una parte completamente
diferente de la galaxia, hogar de una vasta y altamente avanzada civilización alienígena.
La comprensión de que hay alienígenas más numerosos y poderosos que la humanidad
supone un gran golpe para el Imperio. Ji-Yeong ha aprendido durante su viaje mucho de
los alienígenas (e incluso adoptado algunas de sus costumbres, que recuerdan
vagamente a las del antiguo Imperio Senpet), incluyendo información sobre el peligro
que representan las criaturas que el Clan Cangrejo denomina Scarabs, que han atacado
al Cangrejo y al Fénix.
Aunque el Unicornio todavía se siente ofendido por el espionaje industrial del Fénix, el
retorno seguro del IDE al Imperio aplaca gran parte de su ira y la guerra entre los dos
clanes disminuye su intensidad hasta ocasionales escaramuzas.
Los intentos del Clan Cangrejo para recuperar Hida Secundus prueban ser desastrosos.
Los Scarabs han tomado el control de la flota que una vez tuvo como base el planeta, y
son capaces de enfrentarse al Cangrejo en el espacio. Un solo Scarab es suficiente para
tomar el control de una nave, ya que los que no mueren como resultado de su ataque son
infectados rápidamente, volviéndose contra sus antiguos compañeros. El Cangrejo
consigue evitar una completa derrota gracias a las acciones de un héroe llamado Hida
Sanro, que reúne y guía a sus hombres para destruir las naves infectadas antes de que
puedan causar más daño. Sanro y las Astronaves supervivientes se retiran para
reagruparse en otro lugar.
AÑO 3122
Shiba Dankaro encuentra antiguos registros de criaturas que recuerdan poderosamente a
los amenazantes Scarabs. Encuentra también la historia de Isawa Tsutai, un shugenja del
Clan Fénix que al parecer desapareció después de ser perseguido por algunos de los
monstruos en las colonias. Con la ayuda de la familia Isawa y de Utaku Ji-yeong
Dankaro es capaz de determinar que Tsutai cayó en un portal espiritual de algún tipo, y
que es posible organizar un rescate del estudioso Fénix y traerlo al presente. Tal vez,
solo tal vez, sea capaz de proporcionar los conocimientos que pueden ayudar a salvar el
Imperio.
CLANES Y FACCIONES DE LAS ESTRELLAS ESMERALDA
Los nueve Grandes Clanes de Rokugan han cambiado en gran medida en los muchos
siglos que han transcurrido desde los días de la Emperatriz Iweko I, pero han
continuado siendo las fuerzas conductoras del progreso del Imperio y las facciones más
poderosas dentro de sus fronteras. Aunque la tecnología y la expansión han
transformado a todos los Grandes Clanes, todavía guardan y respetan las principales
verdades filosóficas de sus fundadores.
EL CLAN CANGREJO
Después de que el Pozo Supurante de Fu Leng fuera cerrado, el Cangrejo sufrió una
crisis espiritual profunda, tras haber perdido el foco principal de su existencia. Pronto,
sin embargo, los hijos de Hida resultaron ser tan pragmáticos como siempre. Se
reorganizaron, enfocándose en torno a dos áreas. En primer lugar, con la creciente
importancia de la ciencia y la tecnología, la familia Kaiu se convirtió en un actor
principal e importante del desarrollo de Rokugan, y les fueron asignados muchos más
recursos con el fin de ampliar sus operaciones en la minería y en particular en la
ingeniería. En segundo lugar, la apertura de la exploración espacial reveló pronto
muchos planetas habitados por formas de vida extrañas, y a menudo hostiles,
influenciadas por los reinos espirituales más peligrosos, en ocasiones incluyendo
Jigoku. Esto dio un renovado propósito al Cangrejo, que se lanzó a las estrellas para
luchar contra las más peligrosas e inhumanas especies, así como para el establecimiento
de gigantescas minas y la construcción de complejos para el desarrollo de armamento y
defensa. Su experiencia durante mucho tiempo a afrontar dificultades y condiciones
duras permitió al Cangrejo adaptarse rápidamente y muy bien a la exploración de los
nuevos y extraños ambientes, convirtiéndose en una fuerza a tener en cuenta en el
Imperio de las Estrellas Esmeralda.
Como era de esperar, el mayor número de sistemas controlados por el Cangrejo se
encuentran concentrados en la frontera sur del Imperio, donde muchos de los planetas
son estériles y se producen desafortunados incidentes. El siempre paranoico Clan
Cangrejo mantiene una estrecha vigilancia sobre la zona, atento siempre a las siniestras
fuerzas que puedan estar operando. Su sistema estelar principal, llamado sin ningún tipo
de imaginación Hida Prime, tiene varias lunas y planetas de gran valor mineral, con sus
recursos totalmente destinados a la producción de astronaves y armas. Kyuden Hida
Prime, es la gigantesca fortaleza orbital situada sobre su mayor planeta sólido, y es el
núcleo de las actividades del Cangrejo en toda la galaxia, y muy posiblemente
inexpugnable. Orbita alrededor de un planeta conocido como Inferno, un lugar de
extremadamente altas temperaturas con una atmosfera toxica, y poblado por una
variedad de criaturas tocadas por la influencia de Gaki-Do, Toshigoku y Jigoku. Los
Kuni han desarrollado un proceso que les permite convertir la energía de los
supermasivos cañones radiantes de Kyuden Hida Prime en Golpes de Jade orbitales
capaces de aniquilar toda traza de corrupción y vida corrupta en áreas con un radio de
miles de millas. El hecho de que estas criaturas aun continúen luchando en la superficie
es un testimonio del peligro que representan, pero las lunas de los alrededores son tan
ricas en minerales de extrema rareza que el Cangrejo no renunciaría a ellas nunca. Los
sistemas secundarios incluyen Hida Secundus, prácticamente de similares características
que Hida Prime pero de menor tamaño, e Hiruma Prime, que posee el espaciopuerto del
Cangrejo más activo de toda la sección norte de la galaxia.
EL CLAN GRULLA
Los hijos e hijas de Doji han tomado las estrellas, pero no de forma tan numerosa como
sus rivales. De todos los clanes, la Grulla, probablemente sea el que retiene la mayor
influencia en el propio Rokugan, permaneciendo cerca de la sede del poder y dejando
que los otros Grandes Clanes obtengan la mayor proporción de nuevas tierras y nuevos
mundos mientras que la Grulla llena el vacío que están dejando gradualmente atrás. Esto
no quiere decir que no hayan explorado el espacio en absoluto. Simplemente lo han
hecho de forma más modesta y cuidadosa. En los tiempos modernos, el poder
económico de la Grulla sigue estando por detrás de las riquezas del Clan Mantis, pero
mantienen la superioridad en el campo de las artes y el entretenimiento. La Grulla
también ha sido la primera en desarrollar una verdadera industria del turismo, como
consecuencia natural de sus esplendidos palacios y hermosas tierras. Se han apoderado
de algunos de los más bellos (y seguros) mundos de la galaxia, donde construyen sus
extensos complejos. Mientras que los clanes más belicosos como el Cangrejo y el León
todavía se burlan de la Grulla por sus formas blandas, lo cierto es que todo el mundo
aprecia una hermosa puesta de sol en una tranquila playa tropical, o el concierto de una
banda popular, o una deliciosa bebida exótica. Por ello la Grulla sigue poseyendo una
gran cantidad de poder, aunque es una influencia sutil. Aquellos que creen que la Grulla
es verdaderamente débil pueden llevarse una desagradable sorpresa, puesto que los
Daidoji todavía proporcionan al clan unas expertas defensas militares, especializadas en
acciones de abordaje espacial de precisión entre astronaves.
La joya de la corona del Clan Grulla es un planeta llamado Espejo Dorado, el único
planeta habitable de uno de los sistemas que controlan por completo. El lugar es una
versión idílica casi perfecta de Rokugan, carente de grandes depredadores, tormentas y
otros peligros e incomodidades. Desde sus grandes balnearios festivos, hasta las
bulliciosas ciudades y los pueblos tradicionales, todo el planeta es una atracción
gigantesca para explorar que alimenta los cofres del clan con billones de koku. Es el
centro de la a menudo extraña mezcla de cultura antigua y moderna, donde las
transmisiones de nivel galáctico pueden proporcionar la misma cantidad de fama y
riqueza a una joven estrella del pop o un talentoso duelista de iaijutsu. Debido a la
importancia vital de Espejo Dorado para la fortuna del clan, consideran la seguridad
como algo primordial y por tanto una gran parte de la flota Grulla se encuentra
estacionada alrededor del planeta para defenderlo de cualquier amenaza o intento de
agresión. El único otro sistema importante bajo su control, llamado Bendición de las
Fortunas, está mucho más abierto a todo tipo de visitantes, y la presencia militar es más
relajada. Es un lugar de reunión donde los pilotos y capitanes se relajan en sus permisos
entre misiones, y los diplomáticos de varios clanes negocian entre sí. A pesar de
reducido número de sistemas y planetas, la Grulla siempre se asegura de enviar al
menos a una persona para que los represente en todos los asentamientos de la galaxia,
asegurándose una red de influencia más vasta y extensa de lo que los demás puedan
imaginar.
EL CLAN DRAGON
Habiendo perdido hace mucho tiempo la guía de Togashi Kami, el Dragón ha
prosperado en el Imperio de las Estrellas Esmeralda, inalterable a pesar de los
desarrollos de la tecnología, poniendo énfasis en su fe, tanto en el Tao como en la
dinastía Iweko. Todavía mantienen una estrecha relación con el Trono y son vasallos
favorecidos pues cuando un deber peligroso no puede ser confiado a nadie más son ellos
los que se ocupan del mismo. Los más extraños y misterioso de los primeros planetas
fueron a menudo conquistados por el Dragón o directamente fueron asignados a su
cargo por decreto imperial. Muchos de estos mundos están fuera de los límites de la
jurisdicción de otros clanes, dando lugar a todo tipo de rumores y discusiones sobre que
secretos pueden esconder. Sin embargo, las flotas de los Mirumoto y los Tamori son
poderosas y están bien armadas. Estos mundos ciertamente no son demasiado ricos en
recursos, y como el Dragón sigue siendo uno de los clanes más pobres del Imperio,
depende en gran medida de las subvenciones imperiales.
El hogar del Clan Dragón entre las estrellas es el Ojo del Dragón, un pequeño planeta
que orbita alrededor de un sistema estelar binario (de dos estrellas) cerca de la
misteriosa “Nebulosa Oriental”. El planeta está cerrado a todos los demás clanes, y
abundan los rumores de que el Dragón trabaja allí en el desarrollo de nuevas tecnologías
secretas para explorar la Nebulosa, y también los que hablan sobre los extraños planetas
que orbitan alrededor de ambas estrellas. Para tratar con el resto de los Clanes el Dragón
ha construido “La Mano de Kitsuki”, una estación orbital en un, por otra parte, sistema
totalmente carente de interés más allá de resultar accesible al resto de los clanes. Otro
famoso lugar controlado por el Clan Dragón es “Reposo de Togashi”, un castillo-
monasterio tradicional localizado en un remoto planeta de condiciones climáticas
extremas y densas y mortales nevadas. La fortaleza está situada sobre la cima de la
montaña más alta descubierta hasta ahora en la galaxia, y requiere de extensos sistemas
de soporte vital y protecciones para permitir la vida humana. Es un lugar de
peregrinación para los monjes tatuados, porque se dice que el planeta ha recibido un
toque de influencia de Tengoku.
Los mismos monjes tatuados siguen siendo en sí mismos una reminiscencia de las
peculiaridades de la civilización Rokuganesa. Parecen disfrutar tremendamente de los
viajes y la exploración espacial, tanto por su viaje por el camino de la iluminación como
porque ha traído el aislamiento contemplativo a un nivel completamente nuevo. Los
Exploradores Imperiales han sido sorprendidos más de una vez al aterrizar en un planeta
completamente nuevo solo para encontrar a un miembro de la familia Togashi en él,
aislado y en meditación.
EL CLAN LEON
La expansión del reino de Rokugan a las estrellas supuso también una ampliación de las
necesidades de protección militar para sus activos y ciudadanos. El Imperio de las
Estrellas Esmeralda dista de ser un lugar seguro. Las rivalidades entre los Grandes
Clanes, los piratas e innumerables criaturas extrañas en mundos alienígenas suponen un
peligro constante. Para el León esto ha supuesto a menudo la guerra, practicada a una
escala anteriormente desconocida, y ellos no hubieran querido que fuera de otro modo.
El León ha tenido, más que cualquier otro clan, dificultades para adaptarse lo largo de
los siglos a los cambios en la sociedad y la tecnología, ya que su modo de pensar
guerrero y tradicional choca con cada nueva idea o invención disruptiva. Sin embargo,
la exploración de la galaxia les ha dado un nuevo propósito, y los otros clanes se
sorprendieron por la agresividad con la que el León tomó asentamiento en nuevos
planetas. Fue el anuncio de una nueva era para el Clan León, una época de gloriosas
batallas entre las estrellas y a través de la superficie de planetas enteros. De hecho, el
León esta tan ocupado combatiendo enemigos del Imperio en varios sistemas que ya no
son tan agresivos hacia los demás clanes como lo eran en el pasado. Aun así, todavía
suceden algunas fricciones, y cuando ocurren, las vastas y casi inacabables flotas del
León contestan a las amenazas. Las naves de sus flotas se cuentan por miles y sus
soldados por millones. Una fuerza militar mucho mayor que la fuerza de otros clanes.
El León controla muchos sistemas estelares, probablemente solamente por detrás de la
Mantis. Su mayor base de operaciones se encuentra en un sistema llamado Shori, que
cuenta con varios planetas aptos para ser habitables. Uno de estos mundos se ha
convertido en un campo militar de dimensiones planetarias, con grandes instalaciones
para la formación de nuevos reclutas, ejercicios de prácticas a gran escala, producción
de armas y, en órbita, astilleros espaciales para la fabricación y reparación de
astronaves. Otro planeta llamado Nuevo Rokugan, está completamente pacificado y ha
sido diseñado para parecerse al antiguo Rokugan original, siendo un destino popular
entre aquellos con un fuerte gusto por la tradición. Para los samurái del cuarto milenio
del Calendario Isawa, la visión de los campesinos afanándose en los campos sin
maquinaria y de samuráis luchando con otros solo con arcos y flechas mundanas es a
menudo más bizarra que tranquilizadora, pero muchos de los miembros del Clan León
creen que es una muy necesaria oportunidad de experimentar el pasado de sus gloriosos
ancestros.
Un famoso punto de contienda entre el León y la Mantis es el sistema conocido como
“La Extensión de Osano-Wo”, cuyos preciados recursos han llevado a ambos clanes a
convertir la zona e un área de batalla casi permanente. Otra extensa operación del clan
se encuentra actualmente en el mundo de Campos Rojos, un gran planeta dominado por
una cultura relativamente avanzada de crueles alienígenas, que han respondido de forma
violenta a cualquier intento de pacificación.
EL CLAN MANTIS
La era de la exploración espacial es en muchos sentidos la era de la Mantis. La audacia,
el ingenio, y la perspicacia económica de este clan le aseguraron ser de los primeros en
explorar la galaxia cosechando beneficios en el proceso. Es el más rico de los Grandes
Clanes y ha crecido tanto en tamaño que son el segundo clan con más miembros, solo
superados por los innumerables soldados del Clan León.
La estrategia inicial del Clan Mantis era simple: correr hacia un nuevo sistema,
establecer una base para tomar posesión del sistema, y luego defender su posesión con
uñas y dientes. Esto demostró ser efectivo pero costoso, y como resultado la Mantis
controla más sistemas estelares que ningún otro Gran Clan. Aunque muchos de ellos
tienen poco o ningún valor otros tienen numerosos planetas o recursos para ser
explotados. La economía de la Mantis se extiende a todo tipo de mercados, pero son
famosos por los materiales y bienes exóticos y raros.
Los samurái de la Mantis son extremadamente variados entre ellos, habiéndose
mezclado con otras familias y grupos muchas veces a lo largo de los siglos, por lo que
puede ser difícil juzgar a uno de ellos y determinar su carácter por su apellido familiar.
Tal como era de esperar, las vastas extensiones de la galaxia y la correspondiente lejanía
de la autoridad Imperial han dado a la Mantis una espléndida oportunidad para practicar
una vez más su pasatiempo más antiguo: la piratería. Aunque se escudan tras cosas
como un error técnico al atravesar una frontera económica para justificar la piratería los
otros clanes no viven engañados, y la mayoría ven al Clan Mantis como a un matón que
deben tratar de mantener apaciguado.
Muchos sistemas, planetas y localizaciones galácticas llevan la marca del Clan Mantis,
y es difícil definir cuál es el núcleo de sus actividades, aunque Nueva Kalani se
considera a menudo uno de sus planetas principales. El noventa por ciento de su
superficie está cubierto por el agua y el mundo es el sueño de todo marinero, peligroso
por sus tormentas y por sus formas de vida nativas, pero de recursos abundantes y casi
inagotables. La exploración submarina no es nueva para la Mantis, y ciudades enteras
pueden ser encontradas en los fondos marinos. Desde el punto de vista comercial, “El
Dado de Daikoku” es una de sus más famosas estaciones orbitales, situada en un
sistema rico en recursos, funciona al mismo tiempo como mercado, casino y bolsa. Los
astilleros Watanabe ocupan buena parte de un sistema rico en metales de todo tipo, y no
solo alberga una flota importante de la Mantis sino que también venden astronaves de
todos los tamaños y diseños. Otros lugares famosos incluyen el mundo “Copa de
Yoritomo”, hogar de piratas y origen de una legendaria bebida alcohólica; las profundas
junglas y exóticos animales de un mundo que llaman sencillamente “El Nido”; o la
prisión lunar “Corazón de Onnotangu”.
EL CLAN FENIX
La exploración espacial solo fue posible gracias a los esfuerzos del Clan Fénix, que no
solo fue pionero en el ritual que permite viajar más rápido que la velocidad de la luz,
sino que también descubrió y desarrolló la energía radiante y muchas otras formas de
tecnología que combina lo científico con lo esotérico. Aunque los samurái del Clan
Fénix no son los más ricos, ni los más numerosos del Imperio de las Estrellas
Esmeralda, su equipamiento es sin duda alguna el mejor, dándoles ventaja en los
enfrentamientos. La curiosidad y el talento del Fénix les ha llevado a muchos planetas
extraños, y están fuertemente involucrados en los esfuerzos por santificar nuevos
mundos y volcados en el estudio de nuevas formas de vida. Fieles a su naturaleza, el
Fénix trata siempre de acercarse, tanto a los animales alienígenas como a los menos
frecuentes seres conscientes, tan pacíficamente como sea posible, asistidos por sus
amplios recursos mágicos y tecnológicos. Cuando falla la vía pacifica, los Shiba
intervienen con su pequeña pero potente flota y ejército, capacitados para usar la energía
radiante como un martillo o un bisturí a conveniencia. La astronave más grande del
clan, el Crucero de Batalla clase Katana “Tsukune”, tiene la mayor potencia de fuego de
la galaxia según los rumores, salvo quizás el propio “Filo Esmeralda” perteneciente al
Campeón Esmeralda, aunque la “Tsukune” rara vez ha sido desplegada. El Fénix parece
contentarse con sus principales intereses: la exploración galáctica y mantenerse a la
vanguardia tecnológica a través de la investigación científica y el desarrollo mágico por
el bien de sus vasallos.
El Clan Fénix no controla muchos sistemas, y tiene una población mucho menor que
otros Grandes Clanes, así que en su lugar se concentran en mundos seleccionados por su
gran potencial. La mayor concentración de sus fuerzas puede encontrarse en el sistema
Tadaka, donde han construido numerosas estaciones orbitales para monitorizar varios de
los planetas del sistema. Uno de esos mundos en particular, llamado Ujimitsu, es
reconocido por la belleza de sus números fenómenos naturales y mágicos tales como
regiones montañosas formadas de puro jade o cristal, o geiseres de agua que llegan a
alcanzar alturas imposibles. El Fénix cosecha gran parte de la energía que produce el
planeta pero guarda cuidadosamente el equilibrio y la armonía. El único otro sistema
exclusivamente del Clan Fénix se llama Aikune. Es un sistema relativamente joven en
términos estelares, ya que sus planetas solidos están en su infancia geológica, la mayor
parte de ellos todavía siendo conformados por los Elementos en bruto, y el Fénix
liderados aquí por los Agasha han comenzado un proceso de experimentación a gran
escala en astroformación y reingeniería en estos mundos, con la esperanza de recrear
condiciones similares a Rokugan en algunos de ellos y para producir novedosas mezclas
de los 5 elementos en otros.
EL CLAN ESCORPION
Una de las verdades que los samuráis del cuarto milenio tuvieron que aceptar hace
muchos siglos es el enorme poder que tiene el dinero. Aunque el Bushido y la Gloria
son todavía intereses importantes, nadie ignora la importancia primordial que tiene para
un clan cuantos koku puede acumular. Y mientras que la Mantis, la Grulla o el Cangrejo
poseen muchos medios para generar riqueza, ninguno tiene la ventaja que pertenece al
Escorpión, sus extensas y profundas conexiones con el mundo del crimen organizado.
Con la expansión comercial llegada a niveles nunca vistos, la criminalidad ha crecido en
igual medida, y el Escorpión tiene una mano dentro de cada chantaje, estafa,
contrabando y prácticamente cualquier actividad delictiva, apoyando y dirigiendo el
crimen con el poder de un Gran Clan. Las estaciones espaciales secretas e ilocalizables
son uno de los puntos fuertes del Clan Escorpión, ya que rara vez esperan al Cuerpo de
Exploraciones Imperiales para internarse en alguna región espacial antes de establecer
sus propias localizaciones secretas. Los shugenja Soshi y Yogo también han
desarrollado los mejores dispositivos de camuflaje disponibles, y se cuentan en esta
época tantas historias increíbles sobre los Cruceros de Batalla clase Ninja como de sus
homónimos de hace dos milenios.
Los Escorpión siguen siendo, por supuesto, los maestros indiscutibles de la guerra no
convencional, el espionaje y las operaciones especiales. Los saboteadores pueden causar
en esta época más estragos que nunca gracias al armamento radiante y al equipo de
tecnología avanzada, por lo que el Clan es mucho más peligroso en este milenio de lo
que su limitado número podría sugerir. Son el tercero de los Clanes más pequeños, ya
que solo el Fénix, y en último lugar la Araña tienen menos miembros. Y sin embargo
ningún Clan se enfrentará a ellos sin mostrar una enorme cautela.
El sistema principal del Escorpión se llama como la estrella gigante roja alrededor de la
cual orbita, el Ojo de Bayushi. Un pequeño planeta en la franja habitable ha llegado a
ser el hogar de la mayor ciudad del Imperio de las Estrellas Esmeralda, siendo conocida
como “Mundo de los Sueños”. Con rascacielos literales pues muchos de ellos se alzan
sobre la atmosfera del planeta, y zonas urbanas del tamaño de continentes enteros, el
planeta alberga miles de millones de habitantes de todos los Grandes Clanes (e incluso
de otras culturas y razas) pero sigue estando bajo el control del Clan Escorpión. Los
bajísimos impuestos, y una aplicación relajada de la ley han atraído tanto la inversión de
todas partes de la galaxia que ha convertido al planeta en el centro neurálgico de los
negocios, y muchos consideran que Mundo de los Sueños es la verdadera capital del
Imperio, aunque los ciudadanos más tradicionales fruncen el ceño ante tal afirmación.
La inacabable ciudad tiene una cultura propia, resultado la mezcla de tradiciones de sus
habitantes y se necesitarían varias vidas para explorarla completamente, y descubrir los
nuevos edificios que surgen a diario. Mundo de los Sueños resulta tan llamativo y atrae
tanto la atención que poco más se sabe sobre el Clan Escorpión y el resto de sus
asentamientos, lo que es probablemente el deseo y la intención del Clan.
EL CLAN ARAÑA
La mezcla de influencias de los Reinos Espirituales en varios planetas ha creado
ocasionalmente animales y culturas verdaderamente horribles, algunas con poderes y
habilidades que desafían la imaginación de los humanos. Los miembros del Clan Araña,
cuyas mentes no pueden ser llamadas del todo humanas, han sido a menudo el
instrumento favorito del Emperador para tratar con estas amenazas, continuando la
tradición de combatir el fuego con el fuego de la dinastía Iweko. La Araña lleva a cabo
su deber de buen grado, pues se asegura de adaptar y usar las magias y técnicas más
poderosas que va encontrando, particularmente aquellas que parecen tocadas por Jigoku.
Así, aunque la Araña sea el más pequeño de los Grandes Clanes, se cuenta también
entre los más poderosos.
El Crucero de Batalla principal de la familia Daigotsu, el “Revenant”, es un monstruo
de acero y carne que muy pocos samurái desearían ver, y al que muchos menos se
atreverían a subir. La enorme distancia de Rokugan y otros planetas habitables permite a
la Araña llevar a cabo muchos experimentos con la Mancha, y el Cangrejo y el León
son los únicos que se preocupan por la velocidad a la que crece el poder de este Clan.
Los Araña se declaran leales al Emperador, al menos de forma oficial, y mantienen lo
peor de su propia naturaleza fuera de la vista pública del Imperio, lo que les permite
mantener su existencia ilesa, aunque no pueden desprenderse de la siniestra e incierta
reputación que arrastran desde su creación. Dado que ningún otro clan, salvo quizás el
Cangrejo, está dispuesto a reclamar mundos invadidos por aberraciones creadas o
tocadas por Gaki-Do y Jigoku, como fantasmas hambrientos o no muertos, la Araña es
capaz de continuar lentamente su expansión territorial.
El principal bastión del Clan Araña en la galaxia se llama “La Colmena”, un vasto
asteroide ahuecado que se encuentra en la órbita de un planeta gaseoso gigante. Es una
de las estaciones espaciales más grandes jamás construida, más parecido a un enorme
continente flotando en el vacío que a otra cosa, y siempre está vigilado por varios
cruceros en las inmediaciones. En el mismo sistema, conocido coloquialmente como
“La Marca Aullante”, se encuentra el planeta “Cascada Infernal”, una pesadilla
influenciada por Jigoku, Toshigoku y Gaki-Do, donde cada día es una batalla por la
supervivencia. El planeta posee vastas reservas de obsidiana y metales manchados,
utilizados ampliamente por el Clan en la construcción de sus astronaves. La actividad
minera atrae la atención de muchos de los depredadores nativos, por lo que también se
usa Cascada Infernal como un campo de entrenamiento para sus guerreros. Los Campos
de Meido, otro sistema con un enorme cinturón de asteroides, es el hogar de la infame
Legión No Muerta, una flota que no tiene que preocuparse por la presurización, el
suministro de oxígeno, el calor o cualquier otro tipo de preocupaciones mundanas. La
familia Susumu, los diplomáticos del Clan, mantienen su propio asentamiento en el lado
oscuro de un planeta que no está sujeto al movimiento de rotación, un lugar sin nombre,
sumergido permanentemente en el frio y la noche.
EL CLAN UNICORNIO
La exploración es a lo que el Unicornio se ha dedicado siempre, y después de que el
Imperio de Rokugan se extendiese hasta cubrir casi todo su planeta, esperaban
ansiosamente una nueva frontera que explorar. La idea de explorar sistemas estelares al
completo fue extremadamente atractiva para el Clan, junto con su amor por los viajes y
la velocidad fueron de los primeros en lanzarse rápidamente hacia las estrellas. En los
albores del cuarto milenio solo mantienen en Rokugan una presencia testimonial, y la
gran mayoría del clan ha sido reubicado a lo largo de sus planetas o está
permanentemente en movimiento. El Unicornio es uno de los pocos clanes (junto al
Fénix) que intenta como primera opción comunicarse con culturas y razas alienígenas,
recurriendo a la violencia solo cuando fracasan estos intentos. Ellos patrocinaron la
reubicación de las últimas naciones gaijin de Rokugan en mundos propios y mantienen
un amplio y constante contacto con ellos. Al igual que cuando regresaron al Imperio por
primera vez a principios del siglo IX, su cultura en el cuarto milenio es una mezcla entre
lo Rokuganes y lo extranjero y donde alguna vez en el pasado un tradicionalista podría
sentir disgusto al ver uno de ellos vistiendo pieles, ahora ha de preguntarse además de
que tipo de criatura alienígena procede.
Los modernos Unicornio han dejado de lado sus amados caballos para abrazar casi
cualquier tipo de vehículo, cuanto más rápido, mejor. Pero los más audaces entre ellos
también montan sobre cualquier cosa que puedan capturar y, con suerte, domesticar si
llama su atención en nuevos planetas, independientemente de su tamaño o ferocidad. El
Unicornio también tiene el honor de poseer el primer sistema colonizado por Rokugan,
conocido como “El Primer Desembarco”, y cuyo principal atractivo es un exuberante
planeta cubierto de selvas y lleno de animales y plantas exóticas, todos cuidadosamente
estudiados, criados y cosechados por el Unicornio.
Como se ha mencionado ya, muchos samurái Unicornio han retomado sus antiguas
costumbres nómadas, y el Crucero de Batalla de los Moto, “Chomchog” es un ejemplo
perfecto de este hecho. Equipado para tener autonomía durante largos periodos de
tiempo, se encuentra a menudo en la órbita de planetas recién descubiertos actuando
como estación espacial temporal. Además debido a que cuenta con menor armamento
que otros Cruceros de Batalla, se le permite constantemente el acceso a los sistemas
estelares de otros clanes, dándole una considerable ventaja en sus esfuerzos comerciales
y diplomáticos. El Clan Unicornio también domina de forma indiscutible la industria de
los viajes estelares y el transporte de mercancías. Cualquier persona que necesite llegar
rápidamente a otro lugar de la galaxia utilizará los transportes de este clan.
El Unicornio generalmente prefiere mantener estaciones orbitales en lugar de extensos
asentamientos en las superficies planetarias. El sistema más grande bajo su control, “La
Estrella Ardiente”, tiene el dudoso honor de ser el hogar de las naciones gaijin
reubicadas, incluyendo a Madinat-al-Salam, y recibe protección del Clan Unicornio de
los clanes más hostiles. El clan también tiene tratos con el Cuerpo de Exploración
Imperial para explorar y pacificar nuevos planetas antes de entregarlos a los demás
clanes. Muchos samuráis Unicornio son además lógicamente parte del propio Cuerpo de
exploración por supuesto, lo que les otorga una especial influencia sobre esta
institución.
LOS CLANES MENORES
En los casi dos mil años desde la fundación de la dinastía Iweko, muchos clanes
menores han surgido y desaparecido, pero la Alianza de los Clanes Menores permanece
en pie. Con la expansión de Rokugan a través de todo su planeta y luego a través de una
gran parte de la galaxia, aparecieron muchas oportunidades por audaces samurái para
hacerse un nombre propio y obtener derecho a fundar su propia familia y clan. En el
cuarto milenio existen docenas de Clanes Menores. Tantos que no hay samurái que no
alce la ceja cuando conoce a alguien de dice pertenecer al Clan Tiburón o al Clan
Salamandra. De hecho, el gran número de estos clanes menores es lo único que ha
permitido que la Alianza haya conservado un peso relativo como facción frente a los
Grandes Clanes, ya que cuentan con decenas de millones de samurái.
En las fases iniciales de la exploración espacial, la Alianza de los Clanes Menores se
quedó atrás, ya que carecía de los recursos para competir con los Grandes Clanes, pero
la expansión fuera del planeta tuvo al menos el efecto de aliviar algo la presión política
sobre ellos el planeta de Rokugan. Cuando el Emperador decretó que ningún clan podría
volver a reclamar a todo un sistema o planeta más para sí, la Alianza lanzó finalmente
su propio esfuerzo colonizador, ya que muchos Grandes Clanes consideraron que
compartir el lugar con un Clan Menor era una opción mejor que compartirlo con un
Gran Clan rival. Los Clanes Menores no tienen acceso exclusivo a un sistema estelar o
planeta como tal. En su lugar tienen un montón de pequeñas propiedades en planetas,
lunas y estaciones del resto de las facciones de la galaxia, así como una importante
presencia en Mundo de los Sueños. Mientras que algunos territorios han sido entregados
a algunos clanes específicos dentro de la Alianza, su verdadera fuerza consiste en la
extensa red de influencia que han establecido entre ellos, permitiendo que personas y
bienes puedan viajar fácilmente entre sus dominios.
La flota de la Alianza de los Clanes Menores es comprensiblemente una mezcolanza de
naves, y rara vez ha conseguido reunir un número significativo de ellas. La mayoría de
los Clanes Menores no tienen acceso a los mayores tipo de Cruceros de Batalla, aunque
la Alianza ha conseguido construir un Crucero clase Katana, la “Desafiante”, financiada
por multitud de clanes de forma conjunta y que solo es desplegada cuando lo votan la
mayoría de los clanes. La sede oficial de la Alianza está en Mundo de los Sueños, y el
gobernador de la Alianza, que es elegido por los campeones de todos los clanes
miembros, vive allí y actúa en nombre de todos. De todos modos no tiene capacidad
para tomar decisiones importantes como entrar en guerra, ya que este tipo de decisiones
solo pueden tomarse por votación de al menos la mitad de los clanes. Este liderazgo
participativo es una extrañeza aun en este cuarto milenio, y genera cierta cantidad de
burlas entre los Grandes Clanes, aunque los Clanes Menores parecen lo suficientemente
satisfechos con el arreglo. El gobernador es casi siempre alguien perteneciente al Clan
Tortuga, ya que este clan ha sobrevivido y prosperado a lo largo de los siglos
adaptándose perfectamente a la exploración espacial.
PERSONALIDADES NOTABLES DE LAS ESTRELLAS ESMERALDA
Obviamente, un escenario de campaña como las Estrellas Esmeralda demandaría una
cantidad casi infinita de notables personalidades para habitarlo. La siguiente sección es
solo una mera sugerencia para sumistrar unos ejemplos de PNJs como asesoramiento
para inspirar al Director de Juego.
AKODO TSUROI, CAMPEON DEL CLAN LEON
Tsuroi es descendiente directo de Akodo Un-ojo, el fundador del Clan León. Es
invencible tanto en batalla como en combate personal, y aun así su mayor enemigo
sigue escurriéndose entre sus manos y escapando de su ira, algo que le enfurece y le
fascina en la misma medida.
Como muchos otros samurái del Clan Leon de estos tiempos, Tsurou nació en el sistema
Shori, lejos de la sede del poder Imperial. Creció cuativado por las historias del antiguo
Rokugan, sobre los grandes héroes del Clan Leon, como Matsu o Toturi. Su padre era
un verdadero creyente en la hermandad samurái de Akodo, y tomó la decisión poco
convencional de enviar a su hijo con un nombre diferente a un dojo normal. El hecho de
que Tsuroi consiguiera aun así mejorar en el escalafón es testimonio suficiente de su
propia destreza. Habilidoso con la espada y en la planificación de batallas, Tsuroi
también creció hasta convertirse en uno de los hombres mas grandes de su generación,
algo atribuido a su madre Cangrejo. Tampoco dejó de lado su educación literaria y
muchos se sorprenden sobre cuantos temas de discusión puede mantener el intimidante
guerrero León con facilidad. Solo después de su gempukku le fue revelada su identidad,
y fue rápidamente puesto al mando de una Legion parta liderarla en la batalla contra
culturas alienígenas. Nadie podía detener a Tsuroi, y muchos enemigos del Imperio han
caído bajo su fuego y su espada.
Cuando Tsuroi se convirtió en el Campeon del Clan León tras el retiro de su padre, fue
un momento agridulce. Tuvo que abandonar su legion para liderar a millones de
hombres en lugar de a los pocos que conocía en persona, y que a partir de ese momento
viviría poco el combate personal. Heredó la mayor flota y el mayor ejercito del Imperio,
con pocos enemigos capaces de enfrentarse con ellos. Sus hombres estaban contentos
con las escaramuzas ocasionales y las campañas de pacificación en planetas remotos,
pero Tsuroi buscaba algo más, un reto para igualar a los héroes sobre los que había leído
en su infancia.
Cuando el primer informe sobre la piratería Mantis llegó a manos de Tsuroi, lo
despachó como algo de lo que alguno de sus hombres debía preocuparse. Sin embargo,
una y otra vez, Yoritomo Osu eludía al León convirtiéndose en una molestia con sus
constantes ataques. Cuando Tsuroi se hizo cargo del problema personalmente, esperaba
eliminar rápidamente a Osu, pero el Mantis demostró ser demasiado ingenioso e
inteligente. Mientras continua persiguiendo a su adversario a través de la galaxia, Tsuroi
ha ido respetando cada vez mas a Osu como talentoso guerrero, y ha averiguado que
parece que su comportamiento no esta determinado por mera codicia. Por supuesto, esto
no cambia el hehco de que si Tsuroi consiguiera atrapar al pirata, a este solo le quedaría
rezar para tener una buena muerte.
YORITOMO OSU, CORSARIO DEL CLAN MANTIS
El pirata mas famoso del amanecer del cuarto milenio es un hombre conducido por un
sentimiento y no descansara hasta que el Clan del Leon sea apropiadamente castigado.
El hecho de que el Clan Mantis saque beneficios de sus actos es solo un placentero
efecto colateral de su misión.
Aquellos que conocían a Osu cuando era un niño no lo reconocerían ahora. Osu era un
jovial muchacho de trato fácil, el único hijo de una samurái-ko enviudada, y hacía
amigos allá donde iba. El dojo fue solo una ocasión mas para él de expandir sus
conocimientos y vivir una aventura, y se graduo admirablemente. Sin embargo, poco
tiempo después su madre falleció debido a una enfermedad. Ella lo llamó a su lecho de
muerte y le confesó algo que le sacudió las entrañas. Nunca lo compartió con nadie,
pero esa información lo convirtió en otro hombre diferente, un guerrero amargado y
obsesivo. Osu aplicó sus considerables talentos en la flota de la Mantis hasta que obtuvo
el mando de su propia astronave. Entonces desató su furia contra el Clan Leon, atacando
una de sus astronaves y robando su cargamento. Lideró personalmente el equipo de
abordaje que asalto la nave Leon mientras todavía intercambiaban disparos.
Los resultados de sus acciones fueron impresionantes, pero el Clan Mantis no estaba
preparado para ir a la guerra contra su mayor rival. Osu fue repudiado públicamente,
pero en privado se le comunicó que el Clan le ofrecería su ayuda y asistencia tanto
tiempo como el compartiera sus beneficios. Esto fue suficiente para él, y se embarcó en
una campaña en expansión de piratería y acoso del Clan Leon. Una mezcla de habilidad,
ingenio táctico audaz y carisma personal permitieron a Osu atraer multitud de ronin y de
samurái Mantis a su causa, y ha conseguido hacerse famoso e infame en toda la galaxia
por sus acciones. Cuando el Campeon del Leon declaró públicamente su intención de
derrotar a Osu, eso solo consiguió aumentar más su reputación, y eso ha parecido
empujarlo hacia nuevas cotas de determinación. Si pudiera destruir al mayor guerrero
del León, puede que finalmente consiga su venganza.
TOGASHI JINSU, EL SUPERVIVIENTE
Cuando el Clan del Dragon encontró al ser que ha terminando siendo conocido como
Togashi Jinsu no podían creer lo que tenían ante sus ojos. Esta criatura alta y esbelta,
con la piel blanca como la tiza presentaba un material que recuerda al coral en lugar de
cabellos. La criatura no tenia boca, por lo que no podía comunicarse con ella, pero era
claramente inteligente y consciente. El misterio se hizo mas desconcertante, ya que el
planeta donde la encontraron era un erial desprovisto de cualquier otro rastro de vida.
Los samurái llevaron al alienígena de vuelta con ellos, y pronto se percataron de que no
necesitaba comer o beber, y que parecía envejecer muy lentamente. Con el tiempo Jinsu
aprendió a escribir, y es a través de ese medio que descubrieron que su gente se llamaba
a si misma Goryu, pero permaneció distante y difícil de entender, y demostró una visión
poética del mundo a través de los Elementos. La ironía de que el Dragón se topase con
un ser aun mas críptico que ellos mismos no se les pasó por alto. Jinsu parecía tener
algún tipo de mensaje que transmitir, y en un esfuerzo por comprender al Dragon estuvo
de acuerdo en recibir sus tatuajes.
El sensei de Jinsu se ha sorprendido de como la esbelta y usualmente pacifica criatura
ha abrazado tan rápidamente sus lecciones de Jiujutsu. De hecho, solo los grandes
maestros pueden competir con la velocidad, precisión y fuerza del alienígena, por no
mencionar las afiladas garras en las que terminan sus dedos. Aun así la criatura muestra
un autocontrol absoluto que le ha ayudado a prevenir herir a alguien aunque sea por
accidente. Muchos se han comenzado a percatgar del tremendo potencial para la
violencia que se esconde detrás de su pacifica apariencia. Los Goryu nacieron de la
unión de Meido y Tengoku, y tienen una conexión intrínseca con la Luna de Obsidiana.
Una vez al año, esta conexión se desata, transformándolos en furiosas criaturas asesinas.
De hecho esto es lo que nunca permitió que su raza fuera muy numerosa a pesar de no
necesitar apenas recursos para una vida tan longeva. Esos estallidos de violencia no
pasaban de ser un hecho de sus vidas, pero en presencia de humanos este
comportamiento podría dar lugar a una verdadera carnicería… un hecho del que Jinsu se
da cuenta, pero que es reacio a comunicar por miedo a perder a sus nuevos aliados antes
de que pueda entregarles su mensaje. Jinsu medita a menudo sobre el problema cuando
no esta tratando de mejorar su comunicación con los humanos.
El mensaje secreto de Jinsu es verdaderamente muy simple, aunque a pesar de todo
tiene grandes dificultades para encontrar el modo de transmitirlo de forma completa e
inequívoca: Se acerca un tiempo de gran oscuridad. Un tiempo en que la humanidad (y
todas las criaturas inteligentes de hecho) habrá de hallar a un grupo de campeones de la
Luz para oponer a la oscuridad. De lo contrario toda la galaxia podría compartir el
destino de los Goryu.
EL ESTADO DE LA GALAXIA
El Imperio de Rokugan en el cuarto milenio es conocido por muchos nombres
dependiendo de quien sea preguntado. Las variantes mas comunes son el Imperio de las
Estrellas Esmeralda, y el Imperio de los Cielos Celestiales, aunque las variadas culturas
que Rokugan han encontradro y derrotado le dan nombres mucho menos favorecedores.
El Imperio se ha expandido por una parte sustancial del universo conocido, y controla
en el presente 57 sistemas solares santificados ritualmente, y quizás la mitad de esa
cantidad de sistemas que no han sido consagrados y están en pleno proceso de
colonización. La era de la historia en la que los Grandes Clanes controlaban simples
provincias quedó hace mucho tiempo atrás, y ahora cada Clan controla al menos dos
sistemas solares al completo, y algunos de los mas numerosos muchos mas que eso.
Algunos de los sistemas santificados por la burocracia imperial y registrados son
pequeños, con tan solo uno o dos planetas, desprovistos de las condiciones para el
desarrollo de la vida, pero ricos en recursos minerales, mientras que otros son enormes,
con una docena de mundos o incluso mas, y con decenas de lunas y multiples planetas
capaces de sostener la vida.
El Imperio de Rokugan está sostenido por un inconcebiblemente vasta organización
administrativa que generalmente se conoce como la burocracia imperial. Esta
organización está dirigida y principalmente formada por la media docena de familias
imperiales, todas las cuales han sido bendecidas con el honor de servir al Emperador
directamente, sin necesidad de un Campeón del Clan como intermediario. Contandose
sus miembros por millones, cada una de estas familias tiene su propio propósito dentro
de la burocracia a la que sirve, aunque es común que sus propósitos se crucen. Los
significativos impuestos aportados por los Grandes Clanes y la Alianza de los Clanes
Menores aseguran el sostenimiento de la burocracia sin necesidad de buscar mas
financiación, y además cualquiera de los empleados o voluntarios que sirven en ella
salidos de entre las filas de los Clanes lo hacen enteramente por cuestiones hereditarias
mas que por necesidad. Si se considerara necesario las Familias Imperiales podrían
reunir una flota capaz de rivalizar incluso con el más grande de los Clanes, aunque les
llevaría una significativa cantidad de tiempo y nunca ha sido necesario desde que
Rokugan tomó las estrellas.
El Emperador Iweko CXII ha estado sentado en el Trono durante 84 años, y a pesar de
su avanzada edad luce relativamente joven. Los mas devotos entre sus súbditos
proclaman que es un signo de la fuerte manifestación de la divinidad en su interior, una
bendición de su sagrada antecesora, la primera emperatriz Iweko, que gobernó cerca de
un siglo antes de abdicar del trono. Otros, mas realistas, saben que se debe a los
avanzados procesos de medicina rejuvenecedora y las bendiciones que los shugenjas le
imparten como parte de su deber, aunque no lo dicen en publico. Iweko CXII es un
gobernante distante, pero se le considera justo y sabio, y no ha habido levantamientos o
rebeliones significativas bajo su reinado. Reina con una política minimalista respecto a
la intervención en las rencillas entre los Clanes, y en numerosas ocasiones ha permitido
que las hostilidades entre ellos prosigan, a menos que supongan un impacto negatico en
la estabilidad y prosperidad del Imperio.
El Emperador es mucho mas a menudo representado por su leal vasallo, el Campeón
Esmeralda. El hombre llamado Nazo es algo parecido a un enigma para la sociedad
Rokuganesa desde su ascensión al puesto de mano derecha del Emperador hace 21 años.
Afrontó el Torneo Esmeralda bajo un velo de secretismo, y su verdadera identidad y su
clan de origen (si es que tiene) son desconocidos para todos excepto para el propio
Emperador. La mayoría asume que pertenece al Clan Escorpion debido a su tendencia a
vestir una mascara que cubre su rostro por completo, pero durante su reinado no ha
mostrado ningún favoritismo por el Clan Escorpion ciertamente. Descrito en el mejor de
los casos como entrometido, y en el peor como un tirano, Nazo toma en la ejecución de
sus deberes una actitud mucho mas intervencionista y de mano dura, en contraste con el
Emperador. Sus tácticas podrían ser menos problemáticas para los Clanes si no fuese
por el increíble poder que tiene a su inmediata disposición gracias a su astronave
personal, el “Filo Esmeralda”. Es un prototipo construido en absoluto secreto y la única
nave de su tipo en el Imperio. Se caracteriza por medir un 50% mas que los Cruceros de
Batalla clase Katana, y por portar suficiente potencia de fuego como para enfrentarse y
vencer a no menos de 3 de esos peligrosos Cruceros. Las fuerzas del Campeon Jade
también van embarcadas en su interior junto a los legionarios Esmeralda, y su poder y
destreza mágicas proveen al Filo Esmeralda de unos escudos protectores inmensamente
superiores a los de cualquier otra nave coetánea.
Hasta ahora, el Imperio no se ha encontrado con ninguna forma de vida inteligente que
no sea nativa o descendiente de uno o más de los Reinos Espirituales. Sin Embargo eso
no quiere decir que no haya planetas poblados no alineados con el Imperio en la
periferia de sus fronteras. Algunos están llenos de renegados y prófugos del propio
Imperio, aquellos que desean encontrar su propio camino en la galaxia o que escapan
del gobierno de un distante y desconocido Emperador. En la mayoría de los casos, estos
individuos se ven atraídos por los planetas de poco valor para el Imperio, y
habitualmente este los ignora, pues el esfuerzo y los recursos gastados para perseguirlos
y apresarlos exceden cualquier beneficio que pueda ganar. El puñado de planetas que si
son útiles pero no están reclamados por el Imperio son aquellos que fueron cedidos al
resto de culturas nativas de Rokugan a cambio de que abandonaran su suelo. Los
remanentes de varias culturas pueden ser encontrados en los mundos limítrofes ligados
a la vigilancia del Clan Unicornio. Entre ellos se encuentran los descendientes del
Imperio Senpet y algunas de las culturas presentes en la antigua metrópolis de
Medinaat-al-Salaam, asi como un puñado de supervivientes de la inmortal raza de los
Ashalan, entre otros.
El Imperio de las Estrellas Esmeralda ocupa una significativa región del espacio, pero
existe una extensión aun mayor mas alla de sus fronteras que se ha demostrado muy
difícil de explorar. Todo el borde oriental del Imperio está dominado por una
incomprensiblemente vasta nebulosa que destroza los sistemas de todas las naves
espaciales que se acercan a sus inmediaciones, mucho antes de llegar a ella, y ninguna
nave ha conseguido por tanto llegar hasta ella. A diferencia de esta inexplicable
situación, el borde occidental es una inmensidad vacía, donde una extensión enorme en
términos galácticos carece de sistemas o cualquier tipo de astros. Los maestros
navegantes de la familia Moshi, los mas expertos de todos, han estimado que se
necesitaría una cantidad increíble de recursos para permitir que una astronave pudiese
cruzar el vacio y alcanzar las lejanas estrellas al otro lado. Nadie ha intentado siquiera
esta hazaña imposible, pero existe algo parecido a una competición entre los Clanes del
Unicornio y la Mantis por ser los primeros en encotrar el modo de hacerlo.
Es a lo largo de la región norte del Imperio donde la mayor parte de la exploración y la
expansión continúa. Debido al comportamiento altamente competitivo de los Grandes
Clanes al respecto, un reciente edicto imperial prohibe la exploración de aquellos
sistemas que no hayan sido primero examinados y apropiadamente santificados por los
sacerdotes del Cuerpo de Exploracion Imperial. Una vez que un sistema ha sido abierto
para su exploración, se produce un breve e intenso periodo de conquista por parte de los
Clanes, a menudo con algunas escaramuzas entre las fuerzas expedicionarias, antes de
que los planetas sea completamente reclamados. En siglos anteriores la ley permitía a
los Clanes reclamar estos mundos enteros, e incluso sistemas solares completos, pero el
actual proceso no permite reclamar a un Clan concreto mas que un único continente en
los cuerpos celestes cada vez, aunque las pequeñas lunas o similares astros si pueden ser
tomados, si el Clan tiene suficientes fuerzas como para defender su posesión.
Los dispersos sistemas situados mas alla de la frontera sur del Imperio están en su
mayor parte muertos y no tienen apenas valor. Unos pocos tienen algún tipo de
atmosfera sostenible, y otros poseen algunos recursos minerales, pero nada de gran
valor ha sido descubierto en la frontera sur del Imperio desde hace casi un siglo. La
exploración en esta región se ha ralentizado hasta casi detenerse, ya que ninguno de los
Clanes desea gastar recursos que podrían ser mejor utilizados en busca de explotaciones
de valor en la frontera norte. Han llegado hasta esta situación además porque la
exploración en el área ha conducido a la desaparición o destrucción de numerosas
fuerzas expedicionarias pequeñas en la región sur. Nadie está seguro de lo que ha
ocurrido con ellas realmente hasta ahora.

LA CAJA DEL DIRECTOR DE JUEGO: EL VERDADERO ESTADO DE LA


GALAXIA
Mientras que el estado de cosas dentro de las fronteras del Imperio es tan
razonablemente bueno como pueda esperarse, hay un gran mal más allá de sus fronteras,
mayor de lo que cualquier samurái entendería realmente. La región al sur del espacio
ocupado por el Imperio está despojada de recursos porque otro Imperio alienigena ya ha
los ha reclamado, dejando lo que fueron una vez mundos verdes y llenos de vida en un
estado de desolación casi completo. Este imperio es más pequeño que el de Rokugan, ya
que ocupa un único sistema a la vez para consumir todos sus recursos y se mueve
constantemente, pero es bélico de una forma que los Rokuganeses no han
experimentado todavía en otra cultura. Irónicamente, su naturaleza rabiosamente
guerrera y su xenofobia desenfrenada son sus mayores similitudes con los habitantes del
Imperio de Rokugan, y sin embargo es esto también lo que les pondrá en contra de los
samurái con un increíble fervor y pasión. En términos de configuración y estructura de
campaña este imperio alienígena puede ser usado como reemplazo de las naciones gaijin
hostiles del escenario canonico de Rokugan. Alternativamente también pueden
convertirse en un recipiente del poder de Jigoku y hacer la guerra a los samuráis como
vasallos controlados por dicho poder, complices o simplemente engañados por él para
provocar una distracción que evite que el Imperio se acerca a un nuevo Dia del Trueno.
Si Nazo está siendo empleado en esta campaña como el nuevo campeón de Jigoku él
podría provocar un conflicto deliberado contra estos seres para ocultar su verdadera
agenda.
El poder de Jigoku, el Reino del Mal, ha estado en gran medida inactivo desde la última
y definitiva derrota de las Tierras Sombrías hace unos quinientos años, cuando el Pozo
Supurante de Fu Leng fue sellado para siempre. Los demonios de Jigoku han estado
esperando el momento oportuno desde entonces, a la espera de una oportunidad para
desatar su guerra de los Reinos Espirituales contra el mundo de los mortales una vez
más. La Antigua Ley de Daigotsu que restringía sus acciones quedó sin valor hace
mucho tiempo, por supuesto. Han encontrado una nueva arma en una raza de criaturas
olvidada hace mucho tiempo atrás, los Scarabs. Los Scarabs fueron originalmente
demonios que aparecían en las leyendas de los Reinos de Marfil y de los Senpet, se
encontraron con Rokugan en las Colonias a finales del siglo XII y fueron destruidos tan
rápidamente que quedaron como una nota a pie de página en las crónicas junto a los
muchos otros peligros de ese lugar. Sin embargo, sus habilidades únicas los hacen
mucho más peligroso en el cuarto milenio. Los Scarabs se ven como versiones de
humanoides de escarabajos. Están cubiertos de quitina y poseen grandes garras afiladas
al final de cada pata. Son sorprendentemente inteligentes, y sus complejas mandíbulas
les dan una enorme capacidad de manipulación incluso delicada. Su mayor peligro es
sin embargo su capacidad de convertir a un ser humano en uno de ellos en cuestión de
horas mediante una infección con un proceso rápido y horrible. Teniendo en cuenta el
numero de ciudadanos en el Imperio de Rokugan, los Scarabs podrían reproducirse a un
ritmo exponencial, siendo por tanto un potencial peligro para toda la existencia, incluso
la del Clan Araña. Naturalmente Jigoku tiene toda la intención de desatar dicho peligro,
y la perdida de Hida Secundus es solo el primer paso de esta campaña.
Finalmente, en preparación para el inminente Dia del Trueno, un terrible suceso ha
tenido lugar en un sistema solar lejano e inexplorado que el Imperio un nunca ha
encontrado. La muerte de una antigua estrella que estaba al borde del colapso ha sido
combinada con un oscuro, siniestro y terrible ritual por unos actores desconocidos
(quizás humanos, quizás alienígenas) para abrir un portal al Reino del Mal de una escala
sin precedentes en la historia. El portal de entrada es de un tamaño tan inmenso que
resulta inconcebible, y quizás ocupe todo el colapsado sistema. De su interior podrán
surgir entidades primordiales de Jigoku, seres tan increíblemente poderosos y primarios
que estaban restringidos a las profundidades del reino demoniaco y que ahora pueden
cruzar al universo material. Horrores cósmicos con un poder tan inmenso que los meros
Oni, incluso los mas grandes, resultan ser a su lado tan insignificantes como los trasgos
respecto a los Oni. Con un hambre tan voraz por la vida y la destrucción que podrían
dejar el universo vacío y desolado, para ser habitado únicamente por sus engendros.

TECNOLOGIA PERSONAL EN LA ERA DE LAS ESTRELLAS ESMERALDA


La única cosa mas soprendente que la cantidad de cosas que han cambiado en la cultura
samurái a lo largo de dos mil años es la poca cantidad de cosas de la cultura samurái que
han cambiado realmente. La mayor parte de las creencias samurái que se mantenían en
el amanecer de la dinastía Iweko han cambiado un poco, tomando diferentes caminos
para adaptarse a los diferentes y masivos cambios y descubrimientos que han sacudido
Rokugan a lo largo de los siglos, pero pocas han desaparecido del todo. El Codigo del
Bushido en particular casi no ha cambiado nada, aunque las interpretaciones sobre los
diferentes principios de dicho código son un poco mas diversas entre los clanes. Y por
supuesto aunque la guerra haya cambiado enormemente, el deber de los samurái todavía
encierra su esencia fundamental.
En los comienzos de la dinastía Iweko, el combate a distancia era una parte esencial del
entrenamiento de todos los samurái, pero era considerado de lejos secundario respecto a
la perfeccion del combate cuerpo a cuerpo (especialmente con la espada). En la era del
Imperio Celestial sin embargo, el balance entre ambos se ha invertido completamente.
El combate a distancia a pasado a ser un componente absolutamente esencial de la
forma de hacer la guerra, y por supuesto la única manera de realizar abordajes a naves
enemigas en el combate entre flotas en el espacio. Sin embargo, el estatus del combate
cuerpo a cuerpo sigue siendo sagrado. Cada samurái porta aun un daisho, los símbolos
sagrados de su casta. Las técnicas esenciales que se usan para luchar con estas armas
siguen siendo las mismas, pero los materiales y la tecnología utilizada para crealas han
cambiado drásticamente, lo que ha dado como resultado unas armas que a ojos de un
samurái del antiguo Rokugan convertirían a su portador en un Dios. Incluso los samurái
de menor relevancia portan una cuchilla de acero revestida por un campo de energía
radiante, y los mas ricos y miembros de un estatus elevado, empuñan cuchillas forjadas
con los extraños metales encontrados en el corazón de estrellas colapsadas, y su enorme
masa, debida a la increíble densidad, es compensada por las bendiciones mágicas que
las hacen tan ligeras como la espada media.
Como el armamento ha avanzado con el desarrollo de la metalurgia, la tecnología y el
aprovechamiento de la energía radiante, las armaduras también lo han hecho obligadas
para seguir manteniendo su utilidad. Ironicamente, las armaduras mas utilizadas durante
los días del Imperio Celeste es tan incapaz de detener los golpes del combate cuerpo a
cuerpo como lo eran en milenios pasados, pero la ceremonia de su uso permanece
inalterada. La mayoría de armaduras se compone de asombrosamente delgadas capas de
aleaciones de metales, y de cerámica, y a menudo no resultan mas pesadas o restrictivas
que unas ropas pesadas. Sin embargo están también rodeadas de un campo de energía
radiante, permitiendo que desvien los disparos directos y algún que otro golpe de
katana. Esta es la única razón por la cual el combate cuerpo a cuerpo es todavía parte de
la guerra en Rokugan, ya que el combate a distancia no garantiza matar a un samurai
oponente debidamente equipado.

LA ERA DE LA EXPLORACION ESPACIAL


El universo mas allá de los confines del mundo de Rokugan es algo que los antiguos
samurái no podrían haber imaginado. Es al mismo tiempo mucho mas horrible e
inimaginablemente maravilloso de lo que cualquier mente mortal podría captar jamás
sin experimentarlo de primera mano. Siglos atrás, el descubrimiento de que otros
mundos existían mas allá de Rokugan causó una enorme discordia entre la gente del
Imperio. Las implicaciones teologicas por sí solas fueron casi suficientes para para
causar una ruptura completa de la sociedad, y un breve pero intenso cisma estalló entre
los distintos puntos de vista religiosos. Este conflicto conocido como la guerra del Tao,
podría haber causado estragos mucho mas tiempo de lo que lo hizo gracias al emperador
de aquella era. No queriendo o quizás no pudiendo acabar con la disputa teológica que
estaba desatándose a lo largo del Imperio, financió avances en teoría mágica y en
tecnología que permitía la observación de estos distantes mundos. Aunque

ROKUGAN EN EL ESPACIO: MECANICAS


Obviamente, una reinterpretación a escala completa de las mecánicas de L5A para
acomodar esta ambientación, incluyendo nuevas escuales y una nueva lista de
habilidades es un esfuerzo que podría fácilmente llenar un libro entero. Y la única
intención de este capitulo es inspirar la creatividad de los jugadores y sugerir formas
para que L5A pueda ser modificado creativamente con reglas de la casa para aprovechar
nuevos escenarios e ideas.
Si el DJ quiere dirigir una campaña en las Estrellas Esmeralda (U otra variante similar
de ciencia ficción de L5A), cada escuela usada debería recibir alguna atención para
determinar que cambios, si hay alguno, debe hacerse en sus técnicas. Debido a la
naturaleza de la cultura Rokuganesa, los samuráis siempre le otorgaran un gran valor al
honor del combate cuerpo a cuerpo, y la mayoría de las técnicas retendrán esos aspectos
en el diseño de sus mecánicas. Sin embargo la futura cultura de Rokugan también
abrazará las virtudes del combate a distancia, y la mayoría de las Tecnicas de escuela
deberían cubrir el combate a distancia básico. Muchas de las armas descritas en esta
sección ganan el descriptor samurái para reflejar esto. Algunas de ellas carecen de esta
cualidad para reflejar la naturaleza más especializada de su uso y su falta de empleo
común en la mayoría de los Grandes Clanes.
La lista de Habilidades para el juego también necesitaría algo de atención. Algunas
sugerencias se presentan a continuación:
Uso de Computadoras: (Investigacion, Programacion, Hackeo).
Habilidad Noble. El arte de hacer que los ordenadores hagan lo que tu quieres.
Considerala una habilidad plebeya en la especialidad de Hackeo. La característica
sugerida es consciencia.
Conducir: (Vehiculos de ruedas, Orugas, Aerodesplazadores).
Habilidad Mercantil. La habilidad de operar vehículos terrestres. Caracteristica sugerida
Inteligencia, aunque Reflejos puede ser usado para evitar amenazas repentinas.
Ingenieria:
Esta habilidad debería ganar muchas nuevas especialidades y probablemente sea mucho
más utilizada.
Armas de Fuego: (Pistola, Rifle)
Habilidad Bugei. Usada para disparar las modernas armas de fuego. Las características
sugeredas son Reflejos e Inteligencia, dependiendo de si el Director de Juego quiere
representar que disparar con precisión sea dependiente de la memoria muscular o la
concentración mental.
Vuelo: (Aviones, Helicoptero)
Habilidad Mercante. Usada para operar vehículos voladores atmosféricos. Como
Conducir esta habilidad probablemente dependa primariamente de la Inteligencia pero
puede usar características físicas durante las emergencias.
Kyujutsu: Esta habilidad ha dejado de existir como algo común, excepto entre los
enclaves mas tradicionalistas. Por lo demás es sustituida por Armas de Fuego.
Pilotaje: (Combate, Atraque)
Habilidad Mercante. La habilidad para controlar naves espaciales. Habilidad sugerida,
Inteligencia.
ARMAS
Arma de mano estándar.
El arma de mano tradicional se ajusta a un patrón mecánico estándar para todo el
Imperio, aunque existen multitud de variantes en su apariencia exterior y su diseño que
se adaptan a los estilos particulares de cada Clan. Uno de los modelos mas ubicuos son
los utilizados por la familia Mirumoto, llamado Gemelos Radiantes, que se usan por
pares y se venden libremente a los demás, como la Alianza de los Clanes Menores y
varios grupos de Ronin.
Descriptor: Samurai, Pequeña
ND: 3g3
Rango: 30 metros

Rifle estándar
El arma de batalla mas común (además de la katana), portado casi universalmente por
todo samurái, es el rifle de energía. La versión mas común es el Indomable Brazo de
Akodo IBA X32 (AAI, Akodo Arms Indomitable en el original), que ha estado en
servicio por mas de doscientos años sin ningún cambio significativo.
Descriptor: Samurai, Mediano
ND: 4g4
Rango: 150 metros

Rifle Pesado de Asalto


A pesar del significativo poder de las armas de asalto estándar portadas por las tropas
samurái, hay momentos en los que se requiere una mayor fuerza de impacto. Armas
como el Devastador clase Asedio de las Forjas Kaiu son reconocidas por su capacidad
de amenazar la protección de los objetivos mas endurecidos como los vehículos
blindados. La energía que genera y desata es tan significativa que incluso puede ser
peligrosa para aquellos en estén próximos a su portador que carezcan del entrenamiento
apropiado.
Descriptor: Grande
ND: 6g5
Rango: 120 metros
Reglas Especiales:
Rifle de Francotirador
Descriptor: Grande
ND: 6g3
Rango: 300 metros