Вы находитесь на странице: 1из 16

Infecciones de transmisión sexual.

Las infecciones de transmisión sexual (ITS), también conocidas como enfermedades de


transmisión sexual (ETS), y antes como enfermedades venéreas, son un conjunto de afecciones
clínicas infectocontagiosas que se transmiten de persona a persona por medio del contacto sexual
que se produce, casi exclusivamente, durante las relaciones sexuales. Sin embargo, pueden
transmitirse también por uso de jeringas contaminadas o por contacto con la sangre u otras
secreciones, y algunas de ellas pueden transmitirse durante el embarazo o el parto, desde la madre
al hijo.

La mayor parte de las enfermedades de transmisión sexual son causadas por dos tipos de
gérmenes: bacterias y virus, pero algunas también son causadas por hongos y protozoarios.

Algunos tipos de Infecciones de transmision sexual son

Gonorrea.

La gonorrea es una de las infecciones de transmisión sexual (ITS) más frecuentes. La


causante es la bacteria Neisseria gonorrhoeae, que puede crecer y multiplicarse fácilmente en
áreas húmedas y tibias del aparato reproductivo, incluidos el cuello uterino (la abertura de la
matriz), el útero (matriz) y las trompas de Falopio (también llamadas oviductos) en la mujer, y en
la uretra (conducto urinario) en la mujer y en el hombre. Esta bacteria también puede crecer en la
boca, en la garganta, en los ojos y en el ano.

Síntomas

En la mujer:

 Secreción vaginal inusual.


 Sangrado vaginal inusual.
 Dolor en la parte inferior del abdomen.
 La mujer infectada puede no tener síntomas o presentar ligeras molestias al orinar o flujo.

En el hombre:

dolor al orinar
secreción uretral purulenta
En el varón transcurren dos a tres días después del contacto sexual antes de que se presenten los
síntomas (dolor al orinar, pues sale por la uretra). La gonorrea y la infección por clamidia pueden
ocasionar esterilidad cuando no se aplica el tratamiento.

Se diferencia de la sífilis porque las infecciones no son letales, pero pueden ser muy dolorosas y
causar la esterilidad.
CLAMIDIA
Es la enfermedad bacteriológica más común. Se transmite a través del sexo vaginal, anal y oral.
También al compartir juguetes sexuales o de la madre al hijo durante el embarazo o el parto.

Se cura con un antibiótico y la mejor prevención es el preservativo. Se la conoce como “la


infección silenciosa” pues en la mayoría de los casos no manifiesta síntomas. Puede infectar la
células del cuello del útero, la uretra, el recto y, a veces, la garganta y los ojos.

Si no se detecta a tiempo puede provocar la enfermedad inflamatoria pélvica (EIP), cuyas


consecuencias son el dolor pélvico crónico y esterilidad.

En las mujeres, los síntomas son flujo abundante, sangrado anormal entre los períodos menstruales
o durante el acto sexual, dolor al tener relaciones o al orinar y en la parte baja del abdomen.

En los hombres se manifiesta con un líquido blancuzco que sale de la uretra y dolor al orinar o en
los testículos.

Sífilis Editar
Artículo principal: Sífilis
Es una infección de transmisión sexual ocasionada por la bacteria Treponema pallidum,
microorganismo que necesita un ambiente tibio y húmedo para sobrevivir, por ejemplo, en las
membranas mucosas de los genitales, la boca y el ano. Se transmite cuando se entra en contacto
con las heridas abiertas de una persona infectada. Esta enfermedad tiene varias etapas: la primaria,
secundaria, la latente y la terciaria (tardía). En la etapa secundaria es posible contagiarse al tener
contacto con la piel de alguien que tiene una erupción cutánea en la piel causada por la sífilis.

Síntomas
Si no es tratada a tiempo la enfermedad atraviesa cuatro etapas:

Etapa primaria: el primer síntoma es una llaga en la parte del cuerpo que entró en contacto con la
bacteria. Estos síntomas son difíciles de detectar porque por lo general no causan dolor, y en
ocasiones ocurren en el interior del cuerpo. Una persona que no ha sido tratada puede infectar a
otras durante esta etapa.
Etapa secundaria: surge alrededor de tres a seis semanas después de que aparece la llaga.
Aparecerá una erupción en todo el cuerpo, en las palmas de las manos, en las plantas de los pies o
en alguna otra zona. Otros síntomas posibles son: fiebre leve, inflamación de los ganglios
linfáticos y pérdida del cabello.
Etapa latente: si no es diagnosticada ni tratada durante mucho tiempo, la sífilis entra en una etapa
latente, en la que no hay síntomas notables y la persona infectada no puede contagiar a otras. Sin
embargo, una tercera parte de las personas que están en esta etapa empeoran y pasan a la etapa
terciaria de la sífilis.
Etapa terciaria (tardía): esta etapa puede causar serios problemas como, por ejemplo, trastornos
mentales, ceguera, anomalías cardíacas y trastornos neurológicos. En esta etapa, la persona
infectada ya no puede transmitir la bacteria a otras personas, pero continúa en un periodo
indefinido de deterioro.

Papiloma humano Editar


Artículo principal: Virus del papiloma humano
Es una enfermedad infecciosa causada por el VPH (virus del papiloma humano). Se transmite
principalmente por vía sexual, aunque puede contagiarse también en piscinas, baños y saunas[cita
requerida]. Se presenta en la piel de las zonas genitales en forma de verrugas. Las lesiones son
apreciables a simple vista o se pueden diagnosticar por observación de tejidos con un microscopio.

Síntomas
Algunos de los síntomas más importantes que sugieren la presencia de virus del papiloma humano
son irritaciones constantes en la entrada de la vagina con ardor y sensación de quemadura durante
las relaciones sexuales (se denomina vulvodinia), pequeñas verrugas en el área ano-genital: cérvix,
vagina, vulva y uretra (en mujeres) y pene, uretra y escroto (en varones). Pueden variar en
apariencia (verrugas planas no visibles o acuminadas sí visibles), en número y en tamaño, por lo
que se necesita un especialista para su diagnóstico. Aparecen alteraciones en el Papanicolaou, lo
que refleja que en el cuello del útero hay lesiones escamosas intraepiteliales (zonas infectadas por
VPH que pueden provocar cáncer).

HERPES GENITAL
El herpes genital es un virus similar al del herpes que aparece en la boca y se transmite por vía
sexual. También puede trasladarse a la boca durante el sexo oral.

A veces los síntomas aparecen mucho tiempo después de al infección, incluso años.

El virus produce unas dolorosas úlceras alrededor de la vagina y en el pene. Al igual que el herpes
labial, una vez que el virus entra al cuerpo permanece ahí durante toda la vida, así que las úlceras
pueden reaparecer.

Actualmente hay antibióticos que combaten el virus y lo controlan, pero no existe una cura.

En el caso de las embarazadas, representa un riesgo para el bebé, por lo tanto es necesario
consultar al médico en caso de haber tenido herpes.

VIH Editar
Artículo principal: Sida
Véase también: VIH
El virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) es responsable del síndrome de inmunodeficiencia
adquirida (sida) y ataca a los linfocitos T-4, que forman parte fundamental del sistema inmunitario
del ser humano. Como consecuencia, disminuye la capacidad de respuesta del organismo para
hacer frente a infecciones oportunistas originadas por virus, bacterias, protozoos, hongos y otros
tipos de infecciones.[3]
La causa más frecuente de muerte entre las personas que contraen el VIH es la neumonía por
Pneumocystis jiroveci, aunque también es elevada la incidencia de ciertos tipos de cáncer como
los linfomas de células B (linfoma no Hodgkin) y el sarcoma de Kaposi. También son comunes las
complicaciones neurológicas, la pérdida de peso y el deterioro físico del paciente. La mortalidad
disminuyó mucho con el invento de los medicamentos antirretrovirales.

El VIH se puede transmitir por vía sexual (vaginal o anal) mediante el intercambio de fluidos
vaginales, rectales o semen, así como mediante el contacto con el líquido preeyaculatorio durante
las prácticas sexuales o por transfusiones de sangre. Una madre infectada con VIH también puede
infectar al niño durante el embarazo mediante la placenta o durante el parto y la lactancia, aunque
existen tratamientos para evitarlo. Tras la infección, pueden pasar hasta 10 años para que se
diagnostique el sida, que es cuando el sistema inmunitario está gravemente dañado y no es capaz
de responder efectivamente a las infecciones oportunistas.[3]

Es muy importante destacar que una persona infectada por el VIH puede o no desarrollar el sida.
Muchos pacientes que han sido diagnosticados seropositivos frente al VIH pasan largos periodos
de tiempo sin desarrollar inmunodeficiencia y es una condición que se puede sobrellevar. La
condición de sida no es permanente.

Síntomas
Los síntomas del sida en los adolescentes pueden ser los mismos que en los niños y también
pueden parecerse más a los síntomas que se presentan a menudo en los adultos con el síndrome.
Algunos adolescentes y adultos pueden desarrollar una enfermedad con un aumento en la
segregación de espermatozoides, además de otra parecida a la gripe en el plazo de un mes o dos
después de la exposición al VIH, aunque muchas personas no desarrollan ningún síntoma al
infectarse. Además, los síntomas usualmente desaparecen en el plazo de una semana a un mes, y
se confunden a menudo con los síntomas de otra infección viral. Los síntomas pueden incluir:[4]

fiebre
dolor de cabeza
malestar general
depresión
infertilidad
vómito
diarrea
Vías de transmisión
Las tres principales vías de transmisión del VIH son:

Sexual (acto sexual sin protección). La transmisión se produce por el contacto de secreciones
infectadas con la mucosa genital, rectal u oral de la otra persona.
Parenteral (por sangre). Es una forma de transmisión a través de jeringuillas infectadas que se da
por la utilización de drogas intravenosas o a través de los servicios sanitarios, como ha ocurrido a
veces en países pobres; también en personas con hemofilia que han recibido una transfusión de
sangre infectada o productos infectados derivados de la sangre; en menor grado, trabajadores de
salud que estén expuestos a la infección en un accidente de trabajo, como puede ocurrir si una
herida entra en contacto con sangre infectada; también debido a la realización de piercings,
tatuajes y escarificaciones, si se hace sin las debidas condiciones de higiene.
Vertical (de madre a hijo). La transmisión puede ocurrir durante las últimas semanas del
embarazo, durante el parto o al amamantar al bebé. De las tres, el parto es la más problemática.
Actualmente en países desarrollados la transmisión vertical del VIH está totalmente controlada
(siempre que la madre sepa que es portadora del virus), ya que desde el inicio del embarazo (y en
ciertos casos con anterioridad incluso) se le da a la embarazada una Terapia Antirretroviral de
Gran Actividad (TARGA), especialmente indicada para estas situaciones; el parto se realiza por
cesárea generalmente, se suprime la producción de leche (y con ello la lactancia), e incluso se da
tratamiento antiviral al recién nacido.

TRICONOMIASIS
Causada por el protozoo Trichomonas vaginalis, es una ETS muy común. Casi siempre se
transmite por contacto sexual. En las mujeres, infecta las células de la vagina y la uretra (el
orificio para orinar), en los hombres las de la uretra.

Se transmite por sexo vaginal, compartir juguetes sexuales o de la embarazada al hijo.

Casi la mitad de las mujeres no presentan síntomas. Las molestias pueden aparecer desde 3 a 21
días después de contraer el parásito. En las mujeres, los síntomas son flujo blanco o de mal olor,
picazón o ardor en la vagina, dolor al orinar y/o al tener relaciones sexuales y molestias
abdominales.

En los hombres presenta líquido en la uretra, dolor o ardor al orinar o inflamación del glande o el
prepucio (menos común). Se detecta con un hisopado y se cura con antibióticos. En el caso de
embarazadas, mujeres que dan de mamar o que toman píldora anticonceptiva, hay que consultar al
médico.

CONDILOMAS (HPV)
Los condilomas o verrugas genitales son sumamente comunes y contagiosas, causadas por el virus
del papiloma humano, VPH o HPV, por sus siglas en inglés. Se transmite al mantener relaciones
sexuales por vía oral, genital o anal con un infectado aunque también puede contraerse con simple
contacto de piel a piel.

Se manifiesta en forma de verrugas localizadas en los genitales o el ano. Sin atención médica, las
verrugas crecen y toman una forma similar a una coliflor.

En los hombres, las verrugas genitales se pueden observar generalmente en la cabeza del pene. En
las mujeres, algunos tipos de HPV -hay más de 100- pueden llegar a producir cáncer del cuello del
útero. Los síntomas incluyen, además de las verrugas, malestar permanente en la zona genital. Si
una mujer embarazada tiene condilomas, su hijo puede infectarse durante el parto.
El tratamiento de los condilomas suele ser rápido y sencillo. Se aplican cremas o se extirpan las
verrugas con calor, frío, láser o una pequeña intervención quirúrgica.

Para evitar nuevas infecciones, la pareja sexual debe tratarse también.

CANDIDIASIS
Es causada por un hongo llamado Candida albicans que vive en la piel, la boca y las áreas
genitales. Generalmente se mantiene bajo control, pero a veces crece y produce esta enfermedad.

El uso de ropa ajustada, como jeans o ropa interior de materiales sintéticos que no favorecen la
ventilación, el embarazo, la quimioterapia, diabetes, VIH u otras enfermedades que afectan el
sistema inmunológico o el uso de productos que irriten la vagina, como jabones o champúes
aumentan el riesgo de Candidiasis.

El hongo puede contagiarse a través del sexo vaginal, anal u oral, por los dedos o por compartir
juguetes sexuales.

Muchas veces no hay síntomas. El tratamiento es simple y consiste en cremas, óvulos vaginales,
pastillas o una combinación de los tres.

Si no se trata, generalmente se van solos, pues el cuerpo los combate de manera natural, pero en el
hombre pueden provocar inflamaciones de la uretra.

LADILLAS
Las ladillas o piojos púbicos son unos molestos y pequeños parásitos que se clavan en la piel para
alimentarse de sangre. Viven en el vello corporal, especialmente en el vello púbico, aunque
también pueden encontrarse en el vello de las axilas, la cara o el pecho. Los piojos son de color
amarillo-gris y usan sus pinzas para agarrarse a las hebras de cabello.

Las ladillas se pasan fácilmente durante el sexo, pero también se pueden pasar compartiendo ropa,
toallas o ropa de cama con alguien que las tiene. Las ladillas no pueden trasmitirse por medio de
asientos de inodoro o en piscinas.

Los síntomas son picazón e inflamación en la piel. A veces se pueden ver los piojos y los huevos,
y también puntos de sangre ya que los bichos se alimentan de los vasos sanguíneos de la piel.

Se cura con champúes especiales. Deben lavarse las toallas y ropa de cama y evitar tener
relaciones sexuales hasta completar el tratamiento.

SARNA
Es una infección de la piel causada por un minúsculo parasito que anida en la piel y deposita
huevos. Se transmite fácilmente a través de contacto físico cercano o sexual. Los niños también
pueden contagiarse si están cerca de alguien con sarna.
Los parásitos se alojan en la zona genital, las manos, entre los dedos, en muñecas y codos, axilas,
el abdomen, el pecho, alrededor de los pezones en las mujeres, en los pies, los tobillos y las
nalgas.

Los bichos sobreviven 72 horas lejos de la piel, por lo tanto pueden estar presentes en la ropa, la
cama y las toallas. Algunas personas no perciben los síntomas, que pueden estar ausentes incluso
hasta seis semanas después de contraer el parásito.

Los síntomas son gran picazón – que a veces ocurre sólo de noche- irritación y lastimaduras por
rascarse

El tratamiento es simple y consiste en aplicarse una loción o crema. Todas las personas cercanas
deben tratarse también, y hay que lavar con agua bien caliente la ropa, sábanas y toallas.

Para prevenir las enfermedades de transmisión sexual (ETS) es necesario:

-Educación sexual oportuna para conocer las enfermedades de este tipo y la forma de contagio.

-Higiene de los órganos sexuales. Se debe practicar el baño diario con jabón y el secado cuidadoso
de los genitales.

-Utilización de mecanismos protectores como el condón o preservativo cuando se tenga alguna


relación sexual.

Primeras ITS reconocidas Editar


clamidiasis y linfogranuloma venéreo (infección por Chlamydia trachomatis).
gonorrea
Hepatitis C
sífilis
VPH
etc...

ITS más recientemente reconocidas Editar


candidiasis o aftas (infección por Candida albicans).
Mycoplasma genitalium (uretritis no gonocóccica).
retrovirus como el VIH, el HTLV o el XMRV
ureaplasma
condiloma acuminata (verrugas genitales), causada por el virus del papiloma humano
Infecciones transmitidas principalmente por vía sexual Editar
chancroide
donovanosis o granuloma inguinal
ftiriasis (ladillas).
herpesvirus (ocho tipos conocidos).
infección gonocóccica del tracto genitourinario
sífilis congénita, sífilis temprana y sífilis tardía
tricomoniasis
Infecciones ocasionalmente transmitidas por vía sexual Editar
Muchas infecciones de transmisión no sexual también pueden transmitirse por vía sexual,
considerando el nivel de intimidad de la pareja:

campilobacteriosis
citomegalovirus
criptosporidiosis
Gardnerella vaginalis (también Haemophilus).
giardiasis
hepatitis B
infección por hongos
listeriosis
meningococemia
micoplasmas genitales
molusco contagioso
virus del papiloma humano (VPH)
salmonelosis
micobacteriosis
sarna
vaginitis
vaginosis bacteriana
hepatitis C

Drogas.

una droga es una sustancia (química o natural) que introducida en un organismo vivo, por
culaquier vía ( inhalación, ingestión, intramuscular, indovenosa), es capaz de actuar sobre el
sistema nervioso central, provocando una alteración física y/o psicológica y la experimentación de
nuevas sensaciones o la modificación de un estado psíquico, es decir capaz de cambiar el
comportamiento de la persona. estas dependencias pueden crear problemas individuals y sociales
que repercuten hacia terceros.

según los efectos en el sistema nervioso central, se clasifican en dos grupos:los estimulantes:
como su nombre lo indica, estimulan el sistema nervioso central. comprenden entre otras la
cocaína, éxtasis, crack, las anfetamínas, los alucinógenos.

los depresores: que incluyen el alcohol, la marihuana, los inhalantes, los tranquilizants que
deprimen el sistema nervioso central

según su origen: se distinguen drogas naturales, sintéticas y semisintéticas, se establecen


categorías según el tipo de percusores, por ejemplo: derivados de cocaína, opiáceos,
anfetamínicos, benzodiazepinas, alcoholes, entre otros.drogas3.jpg
otra clasificación que existe es:

legales, entre las que destacan: el cigarrillo, el alcohol, la cafeína y distintos medicamentos como
sedantes hipnóticos.

ilegales: todas las mencionadas en la clasificación anterior.

la organización mundial de la salud ha clasificado las drogas por su peligrosidad, definida de


acuerdo a los siguientes criterios:

más peligrosas:

-las que creen dependencia física.

-las que crean dependencia con mayor rapidez.

-las que poseen mayor toxicidad.

menos peligrosas:

-las que crean solo dependencia psíquica.

-las que crean dependencia con menor rapidez.

-las que poseen menor toxicidad.

en base a estos criterios, dicho organismo clasifica las drogas en cuatro grupos:

grupo 1: opio y derivados (morfina, heroína).

grupo 2: barbitúricos y alcohol.

grupo 3: cocaína y anfetaminas

grupo 4: lsd, cannabis.

independientemente de la clasifición, es importante destacar que, en todos los casos, los tres
requisitos básicos para que una droga produzca efectos psicoactivos son: tolerancia, dependencia y
abstinencia.

las fases del consumo de drogas son las siguientes:

1. consumo experimental: son ensayos, fundados en la curiosidad hacia las drogas, que realiza la
persona, sin intención explícita de repetir el consumo.

2. consumo ocasional: la persona conoce la droga y sus efectos y escoge los momentos y
escenarios más propicios para sentir dichos efectos. el consumo todavía es espaciado y frecuente.

3. consumo regular: consumo habitual con continuidad, posición activa frente al consumo.

4. depencia: necesidad de consumo, es algo prioritario e imperioso en la vida. cuando se llega a


esta fase se pueden observar las siguientes características:

-un deseo indetenible de consumir la droga y obtenerla por cualquier medio.

-una tendencia a aumentar la dosis por la tolerancia del organismo hacia la misma. se necesita
dosis cada vez más altas para obtener la misma sensación.

-la aparición de un síndrome de abstinencia en caso de interrupción súbita en el consumo.

dependencia de sustancias:

-tolerancia el cual es la necesidad de aumentar la dosis.

-la siustancia se consume en mayor cantidad o en un período mayor del que la persona pretendía.

-se emplea mucho tiempo en actividades neesarias para obtener la sustancia (por ejemplo: robo),
consumirla o recuperarse de sus efectos.

-reducción considerable o abandono de actividades sociales, laborales o recreativas a causa dl


consumo de sustancias.

- se continua consumiendo la droga a pesar de ser conciente de tener un problema social,


psicológico o físico, persistente o recurrente, provocado o estimulado por el consumo de
sustancias.

características clínicas de las distintas drogas

una droga de iniciación o portera es aquella sustancia que lleva a consumir otra más fuerte.
técnicamente, las drogas de iniciación incluyen: el cigarrillo, el alcohol, la marihuana y los
inhalantes.

algunas características de las drogas de iniciación son las siguientes:

-son susceptibles de exponer a los jóvenes a otras drogas má fuertes.

-normalmente son drogas económicas.


-suelen ser fáciles de conseguir.

el cigarrillo

el cigarrillo es originario de américa. contiene: nicotina, la cual es una sustancia causante de


dependencia. un 5 % de su humo es monóxido de carbono, contiene también alquitrán, sustancia
cancerígena, amoniáco, cianuro y fenoles.

la dependencia de la nicotina se produce por el humo fumado por los cigarrillos y pipas aspirado
por vía pulmonar, asimismo, por el tabaco en polvo aspirado por la nariz y mascado ( este último,
no es usual en nuestra cultura). fumar, más que un hábito, es un acto de consumo de drogas, ya
que cumple con todos los criterios definidos por la organización mundial de la salud para ser
considerado como tal.

las consecuencias qu sufren los fumadores son las siguientes:

si " ha probado el cigarrillo":

-mal olor en su pelo y ropa.

-dificultades cardíacas.

-mareos.

-tos.

-problemas oculares.

si ha fumado por períodos cortos de tiempo:

además de los efectos descritos anteriormente:

-se gasta más dinero.

-tos de fumador.

-resfriados más frecuentes.

-dientes y dedos manchados y amarillentos.

-mayor dificultas para respirar; falta de aliento.

-se crea dependencia de nicotína


si lleva cierto tiempo fumando:

adema´s de los desxcrito anteriormente, se puede contraer:

-cancer. (pulmón, esófago, páncreas y boca, entre otros).

-enfermedades cardivasculares.

-enfisema pulmonar.

-piel arrugada.

-llagas bucales.

-muerte.

-bronquitis crónica.

-problemas circulatorios.

-accidentes cerebro-vasculares.

-ataques al corazón.

-diarrea. (ocasionalmente).

-insuficiencia renal.

¨posibilidades de borto, bajo peso en el recien nacido.

el alcohol

en contra de lo que pueda creerse, el alcohol no es un estimulante del sistema nervioso central,
sino un depresor del mismo que actúa bloqueando el funcionamiento del sistema central,
responsable de controlar las inhibiciones. al verse éstas disminuidas, el joven se siente eufórico,
alegre, con falsa seguridad de sí mismo que le puede conducir en ocasiones a la adopción de
conductas temerarias.

despúes de esa sensación inicial de desinhibición, lee sigue un estado de somnolencia con visión
borrosa, falta de coordinación muscular, aumento del tiempo de respuesta, disminución de la
capacidad de atender y comprender, fatiga muscular, entre otros.

el alcohol es una de las sustancias más consumidas por los jóvenes, es probable que los padres
piensen que, como es una droga legal, no puede ser tan mala o perjudicial como las drogas
ilegales. entretanto, sobre el alcohol se han tejido algunos mitos y creencias falsas.

algunos riesgos del consumo de alcohol:

-borrachera.

-habla confusa.

-pérdida de coordinación.

-pérdida de juicio.

-aumento de adrenalina.

-redución de inhibiciones.

-aumento de riesgo de accidentes.

-coma etílico o muerte (en caso de sobredosis).

-enlentecimiento del pensamiento (olvidadizo).

-cambios de humor (agresivo).

-impacto negativo en las tareas escolares.

-dependencia.

-ganancia de peso.

-enfermedades cardiovasculares.

-cirrosis (enfermedad del hígado).

-impacto negativo en las relaciones con familias y amigos.

-delirium tremens (confusión mental).

Habituación y dependencia
Con frecuencia, los jóvenes o personas en general, llegan a consumir drogas por curiosidad, por
influencia de "amigos", o simplemente porque quieren saber cómo se siente. De aquí, surge el
peligro de la dependencia y la habituación.

Dependencia, habituación y adicción

La dependencia es un estado de necesidad psicológica, física o ambas, que resultan del uso
crónico, periódico o continuo de las drogas. La habituación es el deseo no compulsivo de seguir
tomando la droga, por la sensación de bienestar que ésta produce.

Mientras que la adicción es la dependencia física al consumo de drogas, que comprende el


desarrollo de la tolerancia y la presentación del sindrome de abstinencia. En la medida que una
persona desarrolla tolerancia, requiere cantidades cada vez mayores de la sustancia para lograr el
mismo efecto.

La adicción es una toxicomanía en la que el medicamento es auto-administrado, consciente o


inconscientemente con resultados graves contra la salud.

Tabla 1.-Cuadro comparativo entre toxicomanía y habituación

Toxicomanía o adicción Habituación


Deseo o necesidad invencible de seguir tomando la droga y obtenerla por todos
los medios.

Deseo, sin compulsión de seguir consumiendo la droga, por la sensación de bienestar que produce.

Tendencia a aumentar la dosis.

Tendencia escasa o nula a aumentar la dosis.

Relación de dependencia psíquica y generalmente física respecto a los


efectos de la droga.

Cierto grado de dependencia psíquica respecto a los efectos de la droga, pero nunca una
dependencia física, con el consiguiente síndrome de abstinencia.

Efecto nocivo para el individuo y para la sociedad.

Los efectos nocivos, si los hay, recaen sobre el individuo.


¿Cómo se logra la dependencia?

Los individuos que han adquirido dependencia a las drogas han pasado por varias etapas:

Etapa de consumo: el uso continuo de un medicamento va aumentando gradualmente la tolerancia


a él, por lo que el individuo aumenta la dosis de sustancia a consumir para lograr el efecto que
obtenía con las dosis iniciales.
Etapa de dependencia: el organismo va asimilando el medicamento y va sintiendo la necesidad de
él. Esta es la etapa donde se logra la dependencia física y se hace difícil o imposible abstenerse de
ingerir el medicamento. A partir de aquí, si el medicamento o droga no es administrada al
organismo en las cantidades requeridas por éste, aparecen síntomas desagradables denominados
“síndrome de abstinencia”. Entre los síntomas del síndrome de abstinencia, se pueden encontrar:
nerviosismo, convulsiones, mareos y vómitos, entre otros.

Clasificación general de algunas sustancias químicas que pueden provocar dependencia

Los psicofármacos son sustancias químicas que alteran o modifican el funcionamiento del sistema
nervioso, éstos son consumidos para excitar la fantasía, provocar alucinaciones o elevar el estado
anímico. Los psicofármacos se dividen en:

Euforizantes: tienen la capacidad de elevar el estado de ánimo de ciertas personas, pudiendo


aparecer estados de euforia. Trae como peligro la habituación e incluso la toxicomanía. Por
ejemplo, las anfetaminas.

Psicotomimécticos: llamados también, psicodislécticos o alucinógenos. Producen, psicosis tóxica


entre las que predominan vivencias de despersonificación y alucinaciones. Por ejemplo mezcalina,
marihuana, psilocibina, LSD, STP, entre otras.

Neuroplégicos: estas sustancias, en grandes dosis producen narcosis (adormecimiento causado


por una droga) mientras que en pequeñas cantidades, originan intensas acciones sobre el
psiquismo de los excitados por manías y alucinaciones, produciendo tranquilidad con apatías y
sueño. Ejemplo clopromazina y prometazona.
Timolépticos: son sustancias de acción, estimulan el aparato psicomotor.
Tranquilizantes: parecen actuar en forma inhibidora en los estados de temor y tensión, así como
también en las neurosis. No tienen acción sobre el sistema nervioso vegetativo, pero pueden
resultar perjudiciales a la personalidad porque reducen el rendimiento intelectual, disminuye la
capacidad de reacción, provocan indiferencia afectiva, indolencia, u otras. Ejemplo:
meprobromato, válium, librium, entre otras.

Analépticas: son sustancias químicas que, a dosis adecuadas, aumentan la actividad de


determinados segmentos del sistema nervioso central. A elevadas dosis, actúan como venenos
convulsionantes. Ejemplo: alcanfor, petretasol, bemegriol, y otros.

Psicoanalépticos: son sustancias químicas que actúan principalmente en el psiquis, en forma


estimulante, son llamados psicotónicos. En caso de sobredosis exagerada, se comportan como
tóxicos convulsionantes. Ejemplo: cafeína. Mentafetamina, fenmetrazina entre otros.

Los alucinógenos

Son sustancias químicas que actúan sobre el sistema nervioso central produciendo alucinaciones y
ensueños, dando imágenes y vivencias que parecen reales y que pueden provocar un estado de
satisfacción o, al contrario, de horror suficientemente fuerte como para llevar al sujeto al punto de
la locura. No se consideran medicamentos, por lo tanto, no se puede decir si en el momento en
que un individuo hace uso de estas sustancias, está abusando de ellas.