Вы находитесь на странице: 1из 4

Extinción de los actos administrativos

Los actos administrativos se extinguen cuando se han cumplido con todos los elementos, requisitos y modalidades que señala
la ley cuando han producido sus efectos jurídicos conforme a su objeto y finalidad perseguidos, así las cosas podemos decir
que hay efectos administrativos que se extinguen por determinación lisa y llanamente, de haber cumplido su objeto, el plazo de
su vigencia y generalmente se les conoce como terminación normal, sin embargo hay algunos que se extinguen por
determinación judicial o por determinación de los tribunales administrativos o de las propias autoridades administrativas y es así
como han surgido la revocación, la rescisión, la prescripción, la caducidad, el termino y la condición y la nulidad absoluta o
relativa.

Para Acosta Romero al acto administrativo puede extinguirse por diferentes medios que se han clasificado por razones
metodológicas en Normales y Anormales

Medios Normales:

La realización fáctica jurídica del acto administrativo se lleva acabo en forma normal mediante el cumplimiento voluntario y la
realización de todas aquellas operaciones materiales necesarias para cumplir el objeto o contenido del propio acto. Esta
realización voluntaria puede ser de los órganos internos de la administración y también por parte de los particulares en este
caso, el acto administrativo se cumple y se extingue por la realización de su objeto, a saber:

Cumplimiento voluntario por órganos internos de la administración, la realización de todos los actos necesarios:

Cumplimiento voluntario por parte de los particulares;

Cumplimiento de efectos inmediatos cuando el acto en sí mismo entraña ejecución que podríamos llamar automática o cuando
se trata de actos declarativos;

Cumplimiento de plazos, en aquellos actos que tengan plazo. Licencias, permisos temporales, concesiones, etc.

Medios Anormales:

El acto administrativo puede extinguirse por una serie de procedimientos o medios que llamamos anormales porque no
culminan con el cumplimiento del contenido del acto, sino que lo modifican, impiden su realización o hacen ineficaz.

Estos procedimientos o medios son los siguientes:

Revocación administrativa

Rescisión

Prescripción

Caducidad

Término y condición

Renuncia de Derechos

Irregularidades e ineficacias del acto administrativo

Extinción por decisiones dictadas en recursos administrativos o en procesos ante tribunales administrativos y federales en
materia de amparo.

La revocación administrativa

Es un instrumento legal del órgano administrativo para dejar sin efectos en forma parcial o total un acto administrativo por
razones técnicas, de interés público, o de legalidad es frecuente verlo en las instancias administrativas de aclaración o en la
tramitación de recursos administrativos a favor del gobernado. El acto que se revoca puede tener vicios de forma o de fondo y
por tal motivo es ilegal. En las concesiones puede verse la revocación de ese acto por razón de interés social cuando el estado
ya no pretende concesionar la prestación de un servicio público o la explotación de bienes de propiedad pública simplemente
cuando el concesionario no ha cumplido con la ley que regula la concesión.

La rescisión administrativa

Como forma de extinción de los actos administrativos, es oportuno verla en contratos o convenios administrativos y consiste en
la facultad que tienen las partes en ese acto jurídico bilateral en resolver o dar por terminadas sus obligaciones, en caso de
incumplimiento de una de ellas, esta medida debe quedar plenamente señalada en una de las cláusulas que se contienen en el
citado documento jurídico.
La prescripción

Es la extinción de las obligaciones y los derechos o la adquisición de estos últimos por el simple transcurso del tiempo previsto
en la ley. En el ámbito administrativo los actos jurídicos prescriben de acuerdo con lo que para cada caso en particular
dispongan las leyes respectivas.

La caducidad

Es la extinción de los actos administrativos por falta de cumplimiento de los requisitos establecidos en la ley o en el propio acto
administrativo para que se genere o preserve un derecho, generalmente por negligencia descuido o inactividad de un particular
que no cumple con los requisitos o deberes de una concesión, es frecuente verla en las de aguas, minas, comunicaciones y
transportes etc. Al no explotarse la concesión o no realizarse ciertas obras o servicios en el plazo que marca la ley opera
automáticamente esta figura llamada caducidad, con lo cual se extingue el comentado acto jurídico.

La distinción entre prescripción y caducidad estriba en que la primera extingue el cumplimiento de obligaciones o el ejercicio de
derechos de un particular o por el gobernante, liberándose de las mismas o los pierde por el transcurso del tiempo y la segunda
extingue el ejercicio de facultades de una autoridad la pérdida de derechos del gobernado por negligencia.

EL término y la condición.

El termino es un acontecimiento futuro de realización cierta del que depende de que se realicen o se extingan los efectos de un
acto jurídico. Puede ser suspensivo o extintivo; el primero suspende el primero suspende los efectos del acto administrativo. La
condición es un acontecimiento futuro de realización incierta del que se hace depender el nacimiento o extinción de una
obligación o de un derecho como por ejemplo cuando se ofrece el otorgamiento de una concesión a la terminación de una
autopista o cuando desaparece la misma por haber dejado de funcionar una autopista o carretera que es motivo de dicha
concesión.

La renuncia de derechos

Es otra forma de terminar los actos administrativos, sobre todo es notable en los rubros de licencias, permisos, o concesiones, y
aun en el caso de la nacionalidad, la parte interesada manifiesta su voluntad en forma unilateral de ya no seguir ejercitando ese
derecho, por conveniencia personal, material, financiera o técnica y ante ello la autoridad competente debe de resolver lo
conducente.

Las irregularidades e ineficacias del acto administrativo.-

 Todas las irregularidades del acto administrativo se encargan de propiciar su ilegalidad en ese sentido, los vicios de un
acto administrativo pueden darse por la inobservancia de las normas que lo rigen.

Extinción por decisiones dictadas en recursos administrativos o en procesos ante tribunales administrativos y federales en
materia de amparo.

Decaimiento:

Se pone fin a los efectos del Acto Administrativo en razón de haber desaparecido las condiciones de hecho o de derecho
legalmente necesarias para la formulación y subsistencia del acto.

Declaración de Decaimiento:

Se da una declaración por parte de la Administración Pública pero en este caso se suprimen los efectos jurídicos del acto
administrativo porque desaparecen las causas de hecho o de derecho que sustentan la existencia de dicho acto administrativo,
se dice que este acto decae porque el presupuesto fundamental que lo mantiene la valides del acto administrativo simplemente
desaparece. Ej. El caso del funcionario público (que tiene que ser venezolano), pierde la nacionalidad ¿qué va a ocurrir con el
acto administrativo que le dio en nombramiento del cargo? Este le paraliza en cuando a la producción de los efectos jurídicos,
ya que uno de los presupuestos, es que para ser funcionario público tiene que ser venezolano, pues lógicamente al ocurrir esto,
se paraliza los efectos del cargo al cual iba a ocupar.

Revocación y anulación

Modifican absolutamente el acto administrativo dejarlo sin efecto, suprimirlo. Porque está viciado de nulidad relativa en la
Revocación y en la Anulación viciado de nulidad absoluta; no es potestad única de la Administración, sino también de los
órganos jurisdiccionales, siempre y cuando el administrado así se lo solicite a los tribunales.

Para diferenciarlos existe un criterio material y un criterio orgánico.


Material: toma en cuenta los motivos, razones o fundamentos de la eliminación del acto.

Revocación: cuando se elimina por razones de mérito y anulación por razones de legalidad.

Orgánico: Toma en cuenta la naturaleza de la autoridad que dicta la eliminación del acto.

Revocación: Sede administrativa sea la misma o superior jerárquico.

Anulación dada en sede judicial.

En Venezuela se utiliza el anterior órgano sin embargo hay uso indistinto de los términos.

Otras diferencias

La revocación es obra del autor mismo del acto administrativo que se revoca o de su superior jerárquico.

La Anulación puede ser administrativa o jurisdiccional, ya que pueden ser dictadas por la autoridad superior jerárquica;

La anulación procede cuando los actos administrativos están afectados por vicios de nulidad absoluta.

La revocación procede cuando los vicios lo convierte en anulable

La anulación procede por motivos de legalidad

La Revocación por motivos de oportunidad en el primer caso el acto es contrario al ordenamiento jurídico, mientras que el
segundo caso es contrario al interés público.

Fundamentos del poder de revocación

La conformidad con el derecho (legitimidad)

Conformidad con el interés general (oportunidad)

Limitaciones del Poder de revocar los Actos Administrativos

La potestad de revocar o refutar los Actos Administrativos de carácter general no tiene límites, en cambio los de carácter
particular si y van a depender de los efectos del mismo.

Actos que imponen derechos no pueden ser revocados por razones de mérito y oportunidad.

Cesación de los efectos del acto administrativo

(Expiración, extinción, retiro)

Los actos administrativos se mantienen en la vida jurídica mientras no cesen sus efectos.

Causas:

Suspensión de los actos administrativos

Naturaleza Jurídica de la Suspensión de los Efectos del Acto Administrativo

La calificación que recibe la suspensión de los efectos de un acto administrativo, es el de la medida cautelar por excelencia en
el recurso contencioso-administrativo (Pittaluga, citado en Torrealba 2009).
Se puede describir la misma, como eliminación temporal, de la eficacia de los actos administrativos, y que aplica
transitoriamente bien sobre los efectos derivados del acto o bien interrumpiendo su curso, si ya habían comenzado a
producirse.

Apunta Torrealba (2009), que también se ha definido la figura jurídica en estudio, como una medida cautelar mediante la cual se
detiene en un caso determinado y de manera provisora los principios de ejecutividad y ejecutoriedad del acto administrativo.

Es por todo lo anterior que entre las medidas cautelares posibles, la suspensión del acto administrativo es la que tiene más
relevancia en el ámbito contencioso administrativo

Reglas Procesales que rigen la Suspensión de los Efectos del Acto Administrativo

En relación con los supuestos necesarios para la procedencia de la medida cautelar de suspensión de efectos del acto
administrativo, se tiene que por vía jurisprudencial se ha establecido la presunción del fumus boni Iuris (presunción del buen
derecho) y el periculum in mora, en decisiones de fechas 03-06-2004 y 11-08-2004, emanadas de la Sala Político Administrativa
del Tribunal Supremo de Justicia, Casos: Deportes El Marquéz, C.A. y Agencias Generales Conaven, S.A., posteriormente
reiteradas la Sala ha fijado posición de que esos dos supuestos deben ser concurrentes; ello con la finalidad de llevar al
convencimiento del juzgador la necesidad de que la medida deba decretarse para garantizar y prevenir el eventual daño grave,
el cual pudiera causarse con la ejecución inmediata del acto administrativo.

Pero, en primer orden su fundamentación está en los perjuicios irreparables o de difícil reparación que produciría la ejecución
del acto impugnado.

Existe además otro requisito, el de la caución o garantía, que ha sido objeto de algunas variaciones normativas relacionadas
específicamente con la potestad del juez para pedir tal garantía, así se tiene que en principio de conformidad con el artículo 136
de la Ley Orgánica de la Corte Suprema de Justicia era potestativo del juez pedir al solicitante que preste caución;
posteriormente de acuerdo con el artículo 21, 21° aparte (que para algunos autores, como Brewer-Carías, representa un
notable retroceso), pasó a ser imperativo, es decir, que el juez debía exigir la caución; por último sobre la base de lo establecido
en el artículo 104, último aparte, de la Ley Orgánica de la Jurisdicción Contencioso Administrativa volvió a ostentar el carácter
de potestativo del juez, en las causas de contenido patrimonial.

Alcance de la Suspensión de los Efectos del Acto Administrativo

Explica Torrealba, que el ámbito de la suspensión de los efectos es restringido, ya que se refiere a los actos de efectos
particulares, fundamentándose tal restricción en el hecho de que ese tipo de acto, si bien puede afectar a una parte de sus
destinatarios, no siempre sucede con todos y puede que otra parte no esté de acuerdo con la suspensión.

Otra limitación que encuentra la suspensión de efectos es su no aplicabilidad en para actos denegatorios, por cuanto en caso
de producirse en ese tipo de actos significaría decidir anticipadamente el proceso en vía cautelar, al otorgar a quien recurre la
pretensión que sólo obtendría en la sentencia definitiva.

En definitiva, se tiene que la suspensión de efectos, no es aplicable sino solo al recurso de nulidad; y no a los de abstención, de
efectos generales, los consecuenciales, ni los ya ejecutados.

Por último debe resaltarse que la suspensión de los efectos del acto administrativo debe suponer una obligación de no hacer
para la Administración y de ninguna manera puede significar una obligación de hacer, es decir, cuando se otorga la suspensión
de efectos de un acto administrativo, debe significar la paralización temporal de los efectos del acto, traduciéndose en una
abstención para la Administración de ejecutar el acto que eventualmente podría producir perjuicios irreparables o de difícil
reparación por la definitiva.