Вы находитесь на странице: 1из 17

TEMA 40: INVERTEBRADOS NO ARTRÓPODOS: FILA PORÍFEROS, CNIDARIOS,

CTENÓFOROS, PLATELMINTOS, NEMÁTODOS, ANÉLIDOS, MOLUSCOS Y


EQUINODERMOS. ESPECIES REPRESENTATIVAS DE NUESTRA FAUNA.
IMPORTANCIA ECONÓMICA, SANITARIA Y ALIMENTARIA

1. INTRODUCCIÓN
La división de los animales en invertebrados y vertebrados es totalmente parcial y artificial.
La clasificación en invertebrados artrópodos y no artrópodos también la podemos considerar como
artificial, pero puede justificarse cuando menos desde el punto de vista del número ya que el 75 %
de todos los animales son invertebrados artrópodos.
Los invertebrados es un conjunto muy diverso y heterogéneo de grupos.
Los artrópodos se caracterizan por tener apéndices articulados y externamente estar provistos de
una cutícula quitinosa. Por ello el resto de animales sin columna vertebral y sin las características de
artrópodos los incluimos como invertebrados no artrópodos.

2. INVERTEBRADOS NO ARTRÓPODOS
Representan el 20 % de todos los animales, y en este grupo estudiaremos los siguientes fila:
Los poríferos, los cnidarios y los ctenóforos son metazoos diblásticos, ya que están constituidos por
2 hojas embrionarias, ectodermo y endodermo que producen diversos tipos de células, pero no
sistemas de órganos especializados en una función determinada.
El resto son ya animales triblásticos, pues en sus embriones se forman tres hojas blastodérmicas:
endodermo, mesodermo y ectodermo, y presentan órganos diferenciados y especializados. Los
platelmintos y nemátodos no tienen desarrollado el celoma, en cambio, los anélidos, moluscos y los
equinodermos ya lo tienen diferenciado.
Para la clasificación de los distintos grupos se ha seguido a Brusca, R.C. y Brusca, G.J.

3. FILO PORÍFEROS
3.1. Caracteres generales
- Simples sin formar verdaderos tejidos pero con células especializadas.
- Sésiles
- Diblásticos.
- Acuáticos, mayoría marinos, plataforma continental o abisales pero con menor frecuencia.
- Estructura porosa, con forma de saco y una cavidad central, atrial o espongocele, cuyas paredes de
dos capas de células: ectodermo y endodermo.
- No sistema nervioso, poseen elementos sensibles y contráctiles muy sencillos.
- Las esponjas coloniales tienen un grado muy limitado de individualidad.
- Los adultos son asimétricos o con una simetría radial superficial.
- El tamaño normal oscila entre 5 y 40 cm, aunque existen formas gigantes.
3.2. Formas de organización
Tipo Ascon
- Forma de saco.
- Abertura en la parte superior ósculo.
- Pared llena de poros y se caracteriza por capa externa ectodermo cubierta de células epiteliales o
pinacocitos, entre las que se encuentran células denominadas porocitos con poro por donde entra el
agua y comunican con el espongocele. El endodermo esta tapizado de coanocitos. Entre ellos
mesoglea que es una matriz gelatinosa con amebocitos.
Tipo Sicon
- Aspecto tubular.
- Una única abertura (ósculo).
- Pared mas compleja. El espongocele se evagina para formar los conductos radicales tapizados de
coanocitos. El interior del espongocele está recubierto de pinacocitos. La mesoglea se parece a la
del ascon, ya que contiene amebocitos de varios tipos y espículas. Las formas siconoides pasan por
un estado asconoide durante el desarrollo embrionario.
Tipo Leucon
- Compleja.
- Los coanocitos emigran a la pared del cuerpo y se localizan en unas cámaras circulares o cámaras
vibrátiles comunicadas entre sí por canales. El interior del espongocele está totalmente tapizado de
coanocitos. El espongocele se puede dividir, y aparecen varios ósculos, con lo que se complica el
tipo organizativo. La forma leuconoide deriva de la siconoide.

3.3. Tipos celulares y esqueleto


 Pinacocitos: son células epiteliales aplanadas, cubren la superficie y tapizan todos los conductos o
espacios no revestidos por coanocitos.
 Porocitos: son grandes células tubulares con un poro central u ostiolo microscópico, cuyo reborde
citoplásmico puede cerrarlo. Los porocitos pueden ingerir y digerir el alimento y, en ocasiones,
pasar a amebocitos por metamorfosis.
 Coanocitos: son las células típicas de las esponjas. Forma piriforme con un collar superior,
formado por minúsculas microvellosidades, por el que asoma el flagelo. El núcleo tiene un pico
dirigido hacia el collar. Los coanocitos desempeñan las siguientes funciones: alimentación,
respiración y reproducción.
 Amebocitos: están en la mesoglea por la que se desplazan mediante pseudópodos. Pueden ser de
distintos tipos los lofocitos, colágeno, los trofocitos, que se cargan de sustancias alimenticias,
genocitos, gametos, escleroblastos, espínelas, y espongoblastos espongina. Tipos que derivan de un
solo tipo de amebocito.
El esqueleto de las esponjas puede estar formado por elementos de carbonato calcico o dióxido de
sílice y/o fibras de colágeno:
- Mineral: son las espinelas, de las que hay calcáreas y silíceas.
- Orgánico: los constituye las fibras de colágeno o espongina.
3.4. Funciones fisiológicas
 Nutrición: son animales filtradores, no poseen aparato digestivo propiamente dicho. obtención del
alimento mediante batido de los flagelos de los coanocitos que determina una corriente de entrada
continua por los poros inhalantes. Las partículas que lleva el agua son capturadas por fagocitosis o
pinocitosis por los coanocitos, existiendo una digestión intracelular. La corriente de agua sale del
animal finalmente por el ósculo.
 Reproducción: Tienen gran capacidad de regeneración. Poseen reproducción asexual por
gemación formando individuos unidos o individuales. La reproducción sexual formación de
gametos a partir de los amebocitos y poseen fecundación interna. La mayoría son hermafroditas. El
embrión tiene desarrollo indirecto, pasando por una etapa de larva de vida libre.

3.5. Clasificación de los Poríferos


Comprende las siguientes clases:
- Clase Calcarea o esponjas calcáreas: provistas de espículas calcáreas, con los tres tipos de
organización, todas marinas.
- Clase Demospongiae o desmosponjas: provistas de espículas silíceas o fibras de espongina.
Marinas, de aguas salobres y dulceacuícolas.
- Clase Hexactinellida o hexactinélidas: provistas de espículas silíceas con 6 radios. Organizadas
sólo en la forma leucon, todas son marinas.

4. FILO CNIDARIOS
4.1. Caracteres generales
- Metazoos diblásticos.
- La mayoría marinos, pocas formas se han adaptado al agua dulce.
- Su tamaño oscila entre límites microscópicos y cerca de una tonelada.
- Solitarios o formando colonias.
- Vida sésil o libre.
- Las características de los cnidarios son:
 Simetría radial primaria en torno a un eje oral-aboral, o simetría birradial,
 3 capas: la epidermis, que procede del ectodermo, la gastrodermis, que procede del
endodermo y, entre las dos, una mesoglea, celular o no, que en gran parte procede del ectodermo,
 Una única cavidad del cuerpo, la cavidad gastrovascular o celénteron, que deriva del
endodermo, y que se abre por un único orificio (que procede del blastoporo) que funciona como
boca y ano.
 Células especiales urticantes de defensa y ataque llamadas cnidoblastos.
 Casi siempre existen una o más coronas de tentáculos alrededor de la boca.
 Ausencia de aparato circulatorio, excretor y respiratorio, así como sistema nervioso
centralizado aunque sí existe aparato neurosensorial.
 Marcada tendencia hacia el polimorfismo, muchos tienen formas pólipo asexuales que se
alternan con la fase medusa sexual, y con frecuencia, con una variedad de zooides especializados
que se agrupan para constituir una colonia.
4.2. Formas pólipo y medusa
Forma pólipo
- Más primitiva y más sencilla,
- Forma de saco y es de vida sésil ejemplo hidra de agua dulce.
- Cuerpo más o menos cilíndrico
- En el extremo opuesto está la boca o polo oral, rodeada por una corona de tentáculos en número
variable. La boca está sobre un saliente y abre paso a la cavidad gastrovascular. La pared del cuerpo
está formada por dos capas celulares la externa el ectodermo y la interna el endodermo, separadas
por una sustancia gelatinosa la mesoglea.
Forma medusa
- Vida libre y móvil.
- Parte que tiene forma de campana o sombrilla y se llama umbrela.
- En medio de esta última sobresale el manubrio, en cuyo extremo se abre la boca en ocasiones
rodeada de tentáculos con células urticantes. Además de los tentáculos bucales, existen otros
alrededor de la umbrela.
- A partir de la boca se abre la cavidad gastrovascular, que ocupa la zona central de la umbrela, y
que puede prolongarse hacia el borde umbrelar en forma de canales radiales, que en los hidrozoos
desembocan en un conducto circular, que recorre el borde de la umbrela.
En las medusas, la mesoglea es mucho más abundante que en los pólipos, y además está altamente
hidratada. En sus paredes merecen destacarse órganos reproductores o gónadas.

4.3. Tipos celulares característicos


El ectodermo presenta:
- Células de revestimiento, suelen ser ciliadas, con un núcleo basal.
- Células sensoriales.
- Células urticantes o cnidoblastos.
- Células mioepiteliales, que forman una banda muscular longitudinal.
- Células intersticiales, ameboideas, que rellenan huecos entre otros tipos celulares y que pueden
modificarse para formar cualquier otra célula.
En la gastrodermis se encuentran:
- Células mioepiteliales, con una parte distal (epitelial) y su parte proximal lleva fibras contráctiles.
Forman haces anulares.
- Células glandulares, con un núcleo basal y el citoplasma con granulos de secreción.
- Células nutritivo-absorbentes que realizan la digestión.

4.4. Funciones fisiológicas


 Nutrición: los cnidarios son carnívoros, tanto la fase pólipo como medusa se alimentan de
pequeños animales que capturan con sus tentáculos, paralizan con los cnidoblastos e introducen en
la cavidad gastrovascular donde son parcialmente digeridos en partículas pequeñas (digestión
extracelular). Posteriormente se completa su digestión en el interior de vacuolas de las células
nutritivas de la gastrodermis (digestión intracelular).
 Respiración: el intercambio de gases se realiza de forma directa desde el agua a
todas las células del cuerpo del animal.
 Reproducción: puede haber reproducción asexual y sexual. La reproducción asexual, es frecuente
en pólipos, y tiene lugar habitualmente por gemación, formación de yemas o abultamientos de sus
paredes que pueden desprenderse, hacer vida independiente o quedarse unidos formando una
colonia. También la reproducción asexual puede ser por partición. La reproducción sexual es
habitual en medusas, en cuyas gónadas se producen gametos masculinos y femeninos que expulsan
al agua, siendo la fecundación externa.
Es frecuente en los cnidarios la reproducción alternante o metagénesis, que se desarrolla de la
siguiente forma: una vez ocurrida la fecundación se desarrolla del cigoto una larva ciliada llamada
plánula, que después de hacer vida libre, se fija a un sustrato y se trasforma en un pólipo. Éste se
reproduce asexualmente mediante una segmentación trasversal llamada estrobilación que da lugar a
la formación de éfiras que se desprenden y separan unas de otras y desarrollan cada una medusas
adultas.

4.5. Clasificación de los Cnidarios


- Clase Hydrozoa (hidrozoos): presentan fase de pólipo que pueden alternar con la de medusa. Los
pólipos pueden formar colonias con la cavidad gastrovascular interconectada.
- Clase Scyphozoa (escifozoos): predomina la fase medusa que están desprovistas de velo. Estadio
polipoide o es ausente o poco llamativo.
- Clase Anthozoa (antozoos): presentan exclusivamente forma polipoide, y son todos marinos, la
mayoría forman los corales.
- Clase Cubozoa (cubozoos): con pocas especies, la fase pólipo produce una sola medusa con la
sección trasversal de la umbrela casi cuadrada.

5. FILO CTENÓFOROS
5.1. Caracteres generales
Son animales marinos diblásticos, con unas 100 especies conocidas la mayoría planctónicas y
bioluminiscentes. Recuerdan a los cnidarios en cuanto a la simetría, y para muchos zoólogos, se
cree que los ctenóforos descienden de celentéros medusoides ancestrales, aunque poseen una mayor
complejidad estructural.
La relación con los celentéreos, se pone de manifiesto en la simetría radial, y el plan general del
cuerpo que es parecido al de la medusa, pues la cavidad gastrovascular adopta la forma de sistema
de canales, y la gruesa capa corporal es similar a la mesoglea.

5.2. Organización corporal


La pared corporal está compuesta de una epidermis externa de epitelio cilindrico. Poseen células
sensoriales, y a menudo, glandulares-mucosas. Debajo de la epidermis se encuentra una capa
gruesa, homologa de la mesoglea, se compone de una materia de aspecto gelatinoso en la cual
abundan fibras y amebocitos, también se encuentran células musculares lisas dispuestas en forma de
red.
Estructura corporal es esférica u ovalada, y se puede dividir en dos hemisferios, el polo oral donde
se encuentra la boca, y el polo aboral con un órgano sensorial. En la superficie del cuerpo hay ocho
bandas meridianas de paletas natatorias o peines, cada una formada por una banda de cilios largos y
fusionados, que le proporcionan una capacidad locomotora.
De cada lado del hemisferio aboral se halla suspendido un largo tentáculo ramificado, que sale del
fondo de un conducto epidérmico ciliado, llamado bolsa o vaina tentacular. Cada tentáculo consta
de un núcleo central de mesénquima cubierto por epidermis. Las células musculares del
mesénquima están frecuentemente dispuestas en haces, de manera que los tentáculos son muy
contráctiles. La epidermis tentacular posee unas células adhesivas peculiares, coloblastos, provistos
de una cabeza que segrega un material viscoso y adherente utilizado para atrapar presas.

5.3. Funciones fisiológicas


Aparato digestivo y nutrición: los ctenóforos son animales depredadores, que mediante sus
tentáculos capturan presas del plancton que se introducen en la boca periódicamente. La digestión
es extracelular y se produce principalmente en la faringe. El aparato digestivo comienza en la boca
que conduce a una faringe tubular de gran longitud. La faringe se abre en un pequeño estómago,
desde el cual parten cinco canales gastrovasculares radiales: dos de ellos faríngeos, que se extienden
hacia la boca paralelos a la faringe; dos transversales, que nacen de lados opuestos del estómago y
dirigidos hacia la vaina tentacular, y uno aboral, que se bifurca en dos canales anales con un poro
anal cada uno que ayudan a eliminar productos de la digestión y de desecho metabólicos.
No existen órganos para intercambio de gases, que se produce de manera directa en las paredes del
cuerpo.
El sistema nervioso es una red subepidérmica no centralizada con neuronas apelares. Poseen un
órgano apical sensorial constituido por un estatolito calcáreo que intervienen en el equilibrio y la
orientación.
La reproducción asexual es discutida entre la fragmentación y gemación. Poseen alto poder de
regeneración. Respecto a la reproducción sexual, los ctenóforos son hermafroditas la mayoría, y el
desarrollo embrionario es con formación de una larva cidipoide característica.

5.4. Clasificación de los Ctenóforos


Se reconocen actualmente 7 órdenes que hasta hace poco tiempo se agrupaban en: clase Nuda, sin
tentáculos, y clase Tentaculata con tentáculos.

6. FILO PLATELMINTOS
6.1. Caracteres generales
Son metazoos triblásticos acelomados, entre el ectodermo y el endodermo se desarrolla una tercera
hoja embrionaria denominada mesodermo. El grupo comprende unas 20.000 especies de vida libre,
tanto terrestres como acuáticos, también los hay parásitos. Sus características más importantes son:
- Tienen simetría bilateral.
- Cuerpo no segmentado y aplanado dorso-ventralmente, por lo que se les conoce por gusanos
planos.
- Los espacios interviscerales están rellenos de un mesénquima, con varias clases de células, como
células sanguíneas móviles y células fijas de sostén, que asumen diferentes funciones, como puede
ser la fagocitosis y respiración.
- Aparato digestivo complejo, aunque se considera incompleto, pues tiene boca intestino más o
menos ramificado y sin ano. La digestión es intracelular. En las especies parásitas que carecen de
aparato digestivo, el alimento se absorbe por las paredes corporales.
- Con cefalización y sistema nervioso escaleriforme, con ganglios cerebroideos anteriores y,
generalmente, con cordones nerviosos longitudinales unidos por comisuras transversales.
- El aparato excretor está constituido por protonefridios. Sus células poseen un mechón de cilios que
conectan con un conducto excretor, que comunica con el exterior por poros excretores.
- Algunos se pueden reproducir asexualmente por fragmentación, otros por partenogénesis. La
mayoría son hermafroditas, frecuentemente con fecundación interna y cruzada, y con órganos
reproductores complejos.

6.2. Clasificación de los Platelmintos


- Clase Turbellaria o turbelarios: son la mayoría platelmintos de vida libre y acuáticos. El epitelio
que reviste el cuerpo está ciliado.
- Clase Monogenea o monogéneos: son parásitos externos de peces, anfibios y reptiles.
- Clase Trematoda o tremátodos: son la mayoría parásitos internos, y en su ciclo vital pueden pasar
por dos o tres hospedadores. Con una o más ventosas en la superficie corporal. Un ejemplo es la
duela del hígado (Fasciola hepatica).
- Clase Cestoda o cestodos: son exclusivamente endoparásitos, desprovistos de tubo digestivo. En la
mayoría el cuerpo está formado por un escólex anterior, un cuello y un estróbilo formado por una
serie de "segmentos" llamados proglótides. Como ejemplos podemos citar la solitaria (Taenia
solium).

7. FILO NEMÁTODOS
7.1. Caracteres generales
Los nematodos son metazoos triblasticos pseudocelomados con simetría bilateral. Se conocen unas
25.000 especies, que se encuentran en todos los habitáis, tanto marinos, como de agua dulce y
terrestres. Unos pueden ser de vida libre, y otros son parásitos tanto de animales como de vegetales.
Su tamaño varía desde formas microscópicas que se están descubriendo constantemente, la mayoría
de vida libre, hasta de 8 metros de longitud, en su mayoría parásitos.
Otras características que podemos citar son:
- La forma del cuerpo puede ser cilindrica o filiforme y el cuerpo está sin segmentar.
- Paredes del cuerpo: su cuerpo está revestido de una espesa cutícula formada principalmente de
queratina y con varias capas, es secretada por la epidermis. La epidermis se espesa en dos cordones
longitudinales laterales, por las cuales circulan los tubos excretores, y en otros dos cordones, uno
ventral y otro dorsal, que contienen los cordones nerviosos longitudinales.
- Poseen órganos sensoriales relativamente sencillos. En la parte anterior del cuerpo se encuentran
los anfidios, de misión quimirreceptora. Algunos tienen órganos sensoriales caudales llamados
fasmidios que poseen terminaciones nerviosas y son también quimiorreceptores. Algunos
nematodos acuáticos poseen un par de ocelos anteriores.
- El tubo digestivo es completo, con un aparato bucal a veces muy desarrollado y faringe
musculosa. El aparato excretor formado por una o dos células (renetas) y una serie de túbulos
colectores.
- Carecen de aparato circulatorio y de intercambio de gases.
- Células musculares de tipo mioepitelial, formando músculos longitudinales subepiteliales.
- La mayoría de especies son dioicas y presentan un cierto dimorfismo sexual. En aquellas especies
hermafroditas hay un solo órgano reproductor que forma óvulos y espermatozoides llamado
ovotestes. Los espermatozoides no tienen flagelos y la fecundación es interna. Algunos nemátodos
se pueden reproducir por partenogénesis.
- Desarrollo postembrionario con mudas, del huevo sale una larva, que se diferencia poco del
adulto, y que sufre una serie de mudas para eliminar la protección córnea y poder crecer. En los de
vida libre el desarrollo embrionario es directo.

7.2. Clasificación de los Nemátodos


Poseen dos clases: Adenophorea y Secernentea.
- Clase Adenophorea o afásmida: tienen anfidios pero carecen de fasmidios. La mayoría de vida
libre, aunque hay algunas especies parásitas. Entre éstas últimas destaca, Trichinella spiralis, que
posee larvas de triquina y produce la triquinosis en el hombre.
- Clase Secernentea o fasmida: tienen anfidios y fasmidios. La mayoría parásitos, y podemos citar
los filaroideos donde se incluyen las filarías, los oxiuros como la lombriz intestinal de los niños,
Enterobius vermicularis, o los ascaroideos con el género Ascaris.

8. FILO ANÉLIDOS
8.1. Caracteres generales
Los anélidos es un extenso grupo, ampliamente representado y que comprende a los llamados
gusanos segmentados. Se han descrito unas 16.500 especies, la mayoría de habitat marino, pero
también se encuentran en agua dulce, y algunos en ambientes terrestres húmedos así como no faltan
especies parásitas. Los dos caracteres que dominan el plan básico de su estructura son: el celoma y
la metamería.
Las principales características de los Anélidos son:
- Son animales triblásticos, con simetría bilateral, y celomados, dentro de la línea evolutiva de los
protóstomos. El celoma se forma como un par de cavidades en el mesodermo de cada segmento del
cuerpo. La hoja parietal del celoma tapiza la pared del cuerpo y la hoja visceral cubre el tubo
digestivo y los órganos internos.
- Con organización metamérica, ya que la segmentación de su cuerpo, es decir la repetición de
partes tanto externas, como de órganos internos en cada segmento, da lugar a la metamería. que
afecta a todos los sistemas orgánicos con excepción del tubo digestivo, que es recto, pero puede
poseer glándulas pares.
- La pared del cuerpo está compuesta por una epidermis externa y por dos capas musculares
metamerizadas (la externa circular y la interna longitudinal). Suele existir una cutícula segregada
por la epidermis, y generalmente existen quetas o sedas quitinosas metaméricas.
- La forma larvaria del grupo es la trocófora, es afín a la de otros grupos (clase Turbelarios,
Nemertinos, Moluscos), admitiéndose para todos ellos un origen común a partir de una forma
ancestral (teoría de la Trocófora).

8.2. Estructura corporal


El cuerpo es alargado y generalmente cilindrico. La cabeza está formada por el prostomio y el
peristomio en el que se encuentra la boca. El ano está en el anillo terminal postsegmentario llamado
pigidio. El resto del cuerpo o tronco, puede apreciarse como una serie de anillos, que internamente
se refleja por la disposición metamérica de los órganos y sistemas.
En los poliquetos hay apéndices cefálicos como: palpos, antenas y cirros, que son órganos
sensoriales. Cada segmento lleva un par de apéndices laterales, podios o parápodos con fascículos
de quetas.
En oligoquetos e hirudíneos, se diferencian unos cuantos segmentos para formar el clitelo, una
región secretora que interviene en la reproducción, siendo las quetas escasas.
En hirudíneos, localizado en la región anterior, hay ojos y una boca rodeada de una ventosa, y la
región posterior forma una ventosa con los últimos segmentos.

8.3. Organización interna y funciones fisiológicas


- Aparato digestivo y nutrición: el tubo digestivo es recto con ensanchamientos en cada anillo.
Empieza en la boca, que en algunos tiene dientes y apéndices que ayudan a la alimentación. La
parte más anterior suele estar más especializada con una faringe musculosa, y en algunos existe un
buche para almacenar alimentos y una molleja musculosa. El intestino es recto y termina en el ano
La alimentación se basa en pequeños organismos tanto animales como vegetales, que en los
anélidos marinos toman del plancton.
- Aparato respiratorio y respiración: cuando existe, está formado por unas branquias externas
situadas sobre los parápodos. Pero la mayor parte de anélidos tienen respiración directa a través de
su húmeda piel.
- Sistema circulatorio: está formado por dos tubos situados uno por encima y otro por debajo del
tubo digestivo. Por cada anillo hay dos vasos en forma de arco, que rodeando al tubo digestivo unen
al vaso dorsal con el vaso ventral. Tienen una circulación cerrada.
- Aparato excretor: originalmente hay un par de órganos excretores o metanefridios por metámero
(con excepción del primero y el último). Los nefridios son tubos que se inician dentro de las
cavidades celomáticas con un ensanchamiento en forma de embudo rodeado de cilios y terminan en
una abertura exterior en el anillo siguiente. Los nefridios actúan recogiendo los desechos del líquido
celomático y expulsándolos al exterior.
- Sistema nervioso: es típicamente ganglionar y metamérico. Consta de un par de gruesos ganglios
cerebrales situados en el primer anillo, de los que parten dos cordones nerviosos que rodean la parte
anterior del tubo digestivo, formando el anillo periesofágico. Éstos se continúan en una cadena
ganglionar ventral formada por una fila de parejas de ganglios situadas dos por cada anillo. Los dos
ganglios de cada anillo se unen entre sí por un cordón nervioso.
- Reproducción y órganos reproductores: la reproducción puede ser asexual o sexual. La
reproducción asexual es muy frecuente por escisión o fragmentación dando cada uno de los
fragmentos organismos adultos. La reproducción sexual es variada, pueden ser dioicos o
hermafroditas. Las gónadas (ovarios y testículos) adquieren gran complejidad, y están situadas en el
interior de cada uno de los sacos celómicos. Hay dos gónadas por anillo, frecuentemente con
oviducto y espermiducto por donde expulsan a través de poros los gametos femeninos y masculinos
respectivamente al exterior. La fecundación en unos suele ser externa, y en otros es interna
mediante copulación que es facilitada por el clitelo.
- Desarrollo embrionario: la segmentación es espiral, y después de la gastrulación puede haber un
desarrollo directo o indirecto mediante metamorfosis que desarrolla una
larva trocófora. Ésta tiene una banda ciliada, prototroco; una placa sensorial apical, y en algunos
casos, una banda mediana de cilios por debajo del prototroco llamada metatroco. El tubo digestivo
está curvado y se abre al exterior por una boca y acaba en el ano que se halla rodeado por una banda
ciliada o telotroco.

8.4. Clasificación de los Anélidos


- Clase Polychaeta o poliquetos: anélidos la mayoría marinos, con metamería muy patente.
Generalmente sexos separados, y larva trocófora. Algunos ejemplos son, los géneros Nereis y Syllis,
de vida libre y el género Sabella que vive fijo al fondo dentro de un tubo.
- Clase Oligochaeta u oligoquetos: son las lombrices de tierra, anélidos de agua dulce y unas pocas
especies marinas. Desprovistos de parópodos, con clitelo y con pocas sedas. Hermafroditas,
fecundación cruzada, y con desarrollo directo. Ejemplos son la lombriz de tierra (Lumbricus
terrestris) y la lombriz del fango (Tubifex sp.)
- Clase Hirudinea o hirudíneos: desprovistos de sedas y parópodos. Con clitelo, por lo general con
ventosa anterior y posterior. Hermafroditas, fecundación interna y con desarrollo directo. Son
ectoparásitos de vertebrados como la sanguijuelas (Hirudo medicinalis).

9. MOLUSCOS
9.1. Caracteres generales
Son invertebrados triblásticos protostomados, celomados con simetría bilateral. El celoma queda
reducido a pequeñas cavidades que rodean a los sacos renales, gonadales y pericardio. Sin
segmentación, pero derivan de formas segmentarias, en los que la segmentación se ha ido
reduciendo y en los más evolucionados no es patente. Su parentesco con los anélidos se relaciona
por la existencia de su larva muy parecida a la trocófora. que se transforma posteriormente en un
estado más avanzado llamado veliger.
Viven principalmente en medios acuáticos, marinos y de agua dulce, así como en hábitats terrestres.
El cuerpo de los moluscos se puede dividir en: pie, masa visceral y cavidad paleal, que está al
servicio de la respiración. Generalmente se hallan protegidos por una concha caliza segregada por
una envoltura de la masa visceral llamada manto.

9.2. Pared del cuerpo


Es una barrera protectora y responsable también de la recepción de estímulos. Está compuesta por
una serie de capas:
- Epidermis: Es la capa más externa y sencilla, en la que se encuentran células con diferentes
funciones. Hay células glandulares que segregan mucus, que sirve para atrapar partículas
alimenticias, lubricar la superficie de la piel, y evitar la evaporación. Otras células glandulares
segregan sustancias específicas para formar la concha (glándulas de la concha), el biso, y el
cemento de los huevos. También existen células especializadas en la recepción de estímulos, y
células ciliadas, que forman corrientes, que se utilizan en la alimentación y en la respiración.
- Dermis: Formada por tejido muscular que se entreteje formando normalmente tres capas de fibras
musculares lisas. El tejido muscular está distribuido irregularmente por la pared de los moluscos y
la musculatura es importante para la locomoción.

9.3. Concha
Es segregada por la superficie glandular externa del manto que recubre la cara interna de la concha.
Aparece ya en el estado larvario de veliger, y crece durante toda la vida, por medio de líneas
concéntricas paralelas al contorno del borde Las conchas están compuestas por varias capas, que
excepto en los poliplacóforos, son las siguientes:
- Periostraco: capa externa formada por una sustancia orgánica de naturaleza cornea llamada
conquiolina, que se deposita en el borde de la concha, donde se produce el crecimiento.
- Exostraco: capa prismática constituida por prismas poligonales de carbonato de calcio, separados
por membranas de conquiolina.
- Endostraco: capa más interna de carbonato de calcio, es nacarada y de constitución laminar, que se
deposita en placas paralelas a la superficie de la concha.

9.4. Cavidad paleal, ctenidios y respiración


La cavidad paleal o cavidad del manto, ocupa el espacio que hay entre el manto y la masa visceral,
y en ella se encuentran los ctenidios o branquias, en donde además vierten sus productos los
sistemas digestivo, excretor y reproductor. En los bivalvos la cavidad paleal está muy desarrollada,
mientras que en los cefalópodos queda reducida a la parte posterior; y en los gasterópodos emigra
hacia el extremo anterior.
El intercambio de gases se realiza en las branquias, que en los moluscos se llaman ctenidios. Su
estructura consta de: un eje central, que contiene los vasos sanguíneos, una serie de filamentos
branquiales que surgen del eje central. La sangre circula entre los filamentos branquiales cuya
superficie está recubierta de cilios, que contribuyen a la entrada de agua en la cavidad paleal, a su
movimiento por las branquias, y a la eliminación de partículas. La sangre fluye en sentido contrario
a la corriente de agua, con lo que se asegura un mayor rendimiento de la branquia.

9.5. Aparato digestivo y alimentación


La alimentación de los moluscos es variada, los gasterópodos suelen ser herbívoros, mientras que
los cefalópodos son carnívoros alimentándose de peces y otros moluscos, a los que captura con sus
tentáculos. La digestión es extracelular.
El tubo digestivo de los moluscos, es bastante complejo con varias regiones especializadas. Como
en otros grupos animales presentan una región anterior, una región media, y una región posterior, y
comienza con la cavidad bucal.
- Cavidad bucal: casi todos los moluscos poseen un aparato radular compuesto por la rádula, que es
una cinta con dientes que se enrolla sobre un odontóforo, y funciona como elemento triturador. Los
dientes de la rádula van siendo sustituidos según se produce su desgaste. Los cefalópodos tienen
una boca provista de dos mandíbulas córneas en forma de pico de loro.
- Esófago: se encuentra en la región anterior, cada clase presenta diferentes especiaíizaciones según
el régimen alimenticio. Puede variar entre un simple tubo, hasta presentar una región dilatada que
actúa como buche o molleja.
- Estómago: situado en la región media, generalmente, es muy complejo y con ciegos digestivos,
sus detalles estructurales varían según el modo de alimentación. Posee numerosas glándulas
digestivas. En la región posterior del estómago está el saco del estilo, de paredes ciliadas y en cuyo
interior se encuentra el estilo cristalino, estructura con enzimas que funciona para ayudar en la
digestión.
- Intestino: se sitúa en la región posterior, es generalmente largo, y se puede encontrar dividido en
regiones, termina en el ano. Presenta siempre glándulas anejas cuya forma y función varía en las
diferentes clases. Por ejemplo, en los gasterópodos existe un hepatopáncreas muy desarrollado que
desemboca en el intestino. La función principal del intestino es la formación de las heces, y en
ocasiones la absorción de alimentos. Las heces deben estar solidificadas para no contaminar las
superficies respiratorias ya que el ano se encuentra cerca de las branquias.
9.6. Aparato excretor
Está formado por un par de nefridios, en cuyo conducto tubular se pueden distinguir las siguientes
partes: el nefrostoma, es un orificio en el celoma pericárdico, que comunica con la región glandular,
donde existen numerosas circunvoluciones tubulares, que van a desembocar en el nefridioporo. El
nefridio recoge de la cavidad pericárdica los líquidos de desecho y los expulsa por el nefridioporo
situado cerca del ano.

9.7. Sistema nervioso


Poseen una gran variedad de órganos sensoriales, siendo en muchos casos característicos de cada
clase. Los gasterópodos tienen ojos situados en los tentáculos de la cabeza, así como órganos del
equilibrio o estatocistos; los ojos de cefalópodos están muy desarrollados.
En el sistema nervioso, existe una tendencia a la concentración ganglionar cefálica. Los ganglios se
unen mediante conectivos y comisuras. En la mayoría existen ganglios cerebroideos, un anillo
periesofágico del que nacen cordones nerviosos que se distribuyen por todo el cuerpo.

9.8. Aparato circulatorio


En la mayoría de moluscos la circulación es abierta, pues la sangre no circula siempre a través de
vasos sanguíneos sino que lo hace también por espacios que rodean los tejidos, o lagunas del
hemocele. La sangre es bombeada por el corazón, y una vez que ha pasado por las visceras y la
pared del cuerpo, es recogida en uno o dos senos que la llevan por el vaso aferente a las branquias,
de las branquias vuelve a través de un vaso eferente hacia el corazón.
El corazón está ubicado dentro de una cavidad pericárdica, y tiene dos cavidades una aurícula que
recibe la sangre proveniente de las branquias, y el ventrículo que bombea la sangre a través de la
aorta anterior.
Los moluscos cefalópodos tienen un sistema de circulación cerrado, con vasos continuos y
corazones accesorios que impulsan la sangre a través de las branquias.
El principal pigmento respiratorio que poseen es la hemocíanina, aunque algunos gasterópodos y
lamelibranquios llevan hemoglobina.

9.9. Reproducción
La reproducción es sexual, y las gónadas son generalmente pares. Los sexos están separados en la
mayoría de moluscos, aunque algunas especies de gasterópodos y bivalvos son hermafroditas. La
fecundación en unos grupos es externa y en otros interna como en cefalópodos. En los grupos
hermafroditas se realiza una fecundación cruzada.
El desarrollo embrionario es muy variable, algunos moluscos producen huevos ricos en vitelo y
otros son pobres en vitelo. La segmentación suele ser espiral y la gastrulación varía según la
cantidad de vitelo; generalmente es por invaginación o por epibolia. Del embrión surge la larva
trocófora, que se alarga para originar una veliger, que difiere según las distintas clases de Moluscos.

9.10. Clasificación de los Moluscos


- Clase Aplacophora o aplacóforos: moluscos marinos que carecen de concha.
- Clase Monoplacophora o monoplacóforos: con una concha constituida por una sola pieza y pie en
forma de disco ventral poco musculoso.
- Clase Polyplacophora o poliplacóforos: cuerpo aplanado, y concha constituida por ocho placas
calcáreas imbricadas y articuladas entre sí.
- Clase Gastropoda o gasterópodos: a esta clase pertenecen la mayoría de los moluscos. Se
caracterizan por poseer un pie bien desarrollado. La concha puede estar enrrollada en espiral a la
derecha o izquierda. Pertenecen los caracoles, marinos de agua dulce y terrestre, y babosas.
- Clase Bivalvia o bivalvos o lamelibranquios: se diferencian de los anteriores por la falta de una
cabeza diferenciada y sin rádula en la boca, y por la conchabivalva o formada por dos piezas.
Pertenecen a este grupo las almejas, ostras, mejillones, etc.
- Clase Cephalopoda o cefalópodos: posee tentáculos en la cabeza alrededor de la boca. Son los
más evolucionados.
- Clase Scaphopoda o escafópodos: moluscos con concha en forma de tubo. Carecen de branquias.

10. EQUINODERMOS
10.1. Caracteres generales
Son animales triblásticos, celomados y deuteróstomos. Es un grupo exclusivamente marino con
formas sésiles, o con muy poca capacidad de movimiento. En la actualidad se conocen unas 7000
especies, que incluyen, estrellas de mar, erizos de mar, ofiuras, pepinos de mar, lirios de mar. Se
conocen aproximadamente unas 13.000 especies fósiles.
Su celoma es muy complicado y forma un sistema de cavidades celomáticas entre las que destaca el
sistema acuífero o aparato ambulacral, que actúa como sistema locomotor y respiratorio y funciona
como una bomba hidráulica. Las larvas de este grupo tienen en principio simetría bilateral pero,
cuando se fijan al sustrato pierden esta simetría bilateral y en los adultos la simetría es radial
pentámera.

10.2. Organización externa y esqueleto


Los equinodermos tienen forma globosa o aplanada en donde es posible distinguir siempre dos
polos: uno inferior, donde se encuentra la boca, polo oral, y otro superior o polo apical donde se
encuentra el ano. Entre ambos polo se pude trazar un eje imaginario alrededor del cual es posible
dividir al cuerpo en diez partes o sectores meridianos llamados antímeros debido a la simetría
radiada que tienen. De los diez sectores, cinco se denominan ambulacrales, porque a su través
asoman los pies ambulacrales. Los otros cinco sectores, que alternan con los anteriores, reciben el
nombre de interarabulacrales. El desarrollo de unos y otros sectores varía según los grupos. Así en
las estrellas de mar (asteroirdeos), los sectores ambulacrales sobresalen y se prolongan en forma de
brazos. En los erizos sin embargo tienen el mismo desarrollo.
El esqueleto de los equinodermos está formado por placas calizas, que aunque parece externo, se
halla situado en la dermis (dermoesqueleto), recubierto por una epidermis. Deriva del mesénquima,
y las placas pueden ser: contiguas o por escleritos aislados:
- Escleritos: cuando se encuentran aisladas unas de otras (holoturias).
- Placas articuladas: contiguas unas a otras como en asteroideos, ofiuroideos y crinoideos.
- Placas soldadas: las placas están unidas unas a otras formando como un mosaico (equinoideos).
También pueden existir partes esqueléticas salientes como púas que se pueden articular en su base
sobre salientes redondeados (equinoideos), o ser inmóviles (asteroideos y ofiuroideos). En
asteroideos y equinoideos, el esqueleto también forma estructuras exclusivas a modo de pinza,
llamadas pedicelarios.
10.3. Aparato ambulacral, locomoción y respiración
El aparato ambulacral o acuífero es exclusivo de los equinodermos, y cumple dos misiones:
respiratoria y locomotora. Consta de una red de tubos o canales ambulacrales cuyo inicio está en la
placa madrepórica o madreporito, situada en posición aboral, y concluyen en los pies ambulacrales.
De la placa madrepórica, sale el canal hidróforo o pétreo, que va a parar a un canal anular que rodea
al tubo digestivo del que parten cinco canales radiales que recorren a lo largo los sectores
ambulacrales del animal. Los conductos radiales van dando a cada lado unos tubos que terminan en
los llamados podios o pies ambulacrales, provistos en su parte superior de una vesícula y en la
inferior de una ventosa. Todo el aparato ambulacral está lleno de agua que penetra a través
de la placa madrepórica que está perforada. La locomoción del animal se lleva a
cabo por el movimiento de los pies ambulacrales.
El aparato ambulacral también es responsable de la respiración, intercambiando gases con el agua.
Algunos grupos como los equinoideos y asteroideos tienen además una branquias en forma de
mamelones alrededor de la boca.

10.4. Circulación
El trasporte interno en los equinodermos se lleva a cabo mediante los grandes celomas
periviscerales, ayudados por el sistema acuífero y el sistema hemal, que en ocasiones también
intervienen en el intercambio de gases. Los fluidos se mueven por ellos por acción de cilios.
El sistema hemal tiene comunicación con el madreporito, y es un complejo conjunto de conductos y
espacios, en su mayor parte encerrados en el interior de canales celomáticos denominados senos
perihemales. En la mayoría de equinodermos el sistema se dispone radialmente, en paralelo a
sistema acuífero. En estos casos el sistema hemal está formado por: dos anillos heñíales, oral y
aboral, ambos con expansiones radiales. Los dos anillos están conectados por el seno axial, situado
junto al canal pétreo, y en el interior del seno axial se encuentra la glándula axial, responsable de la
formación de celomocitos.
Los celomocitos son células que se encuentran en el sistema hemal con diferentes funciones como,
alimenticia, excretora, etc.

10.5. Aparato digestivo


La boca se abre en el centro del peristoma. Puede llevar o no mandíbulas, como en los equinoideos
que tienen un aparato masticador complicado llamado linterna de Aristóteles. El tubo digestivo
consta de esófago, estómago e intestino, con glándulas digestivas y acaba en el ano. En asteroideos
existen ciegos gástricos que se prolongan por los brazos, también existen ciegos rectales. En
conoideos el tubo digestivo se curva en forma de U, pues la boca y el ano están próximos. La
alimentación es muy variada, unos se alimentan de partículas en suspensión, otros son herbívoros,
otros detritívoros, otros son carnívoros y se alimentan de pequeños moluscos y crustáceos que
atrapan con los pedicelarios.

10.6. Sistema nervioso


Es primitivo, descentralizado y difuso. Los plexos difusos se organizan en tres tipos de estructuras
interconectadas entre sí: sistema ectoneural (oral), fundamentalmente sensorial; sistema hiponeural
(oral profundo), esencialmente motor y el sistema endoneural (aboral).
No hay órganos sensoriales diferenciados, los únicos receptores son células nerviosas bipolares
intercaladas entre las epiteliales y conectadas con el sistema ectoneural
10.7. Reproducción y desarrollo embrionario
Aunque los equinodermos tienen una alta capacidad de regeneración, y pueden reproducirse
asexualmente por diferentes mecanismos, la reproducción sexual es la más importante.
La mayoría de equinodermos son dioicos, aunque se conocen especies hermafroditas. Generalmente
no existe dimorfismo sexual y la fecundación es externa. Los huevos son pobres en vitelo y la
mayoría, tienen un desarrollo indirecto. La segmentación es total e igual. La gastrulación es por
embolia, formándose el mesénquima secundario, responsable de la formación del esqueleto. Cuando
el desarrollo es indirecto se desarrolla la larva dipleurula, que es común a todos los equinodermos y
que va a evolucionar con formas diferentes para cada grupo: larva equinopluteus en equinoideos,
larva ofiopluteus en ofiuroideos, larva auricularia en holoturoideos, larva bipinnaria en asteroirdeos
y larva doliolaria en crinoideos.

10.8. Clasificación de los Equinodermos


- Clase Crinoidea o crinoideos: lirios de mar y estrellas plumosas. Casi todos fijos, su cuerpo es
como una copa sujeta al fondo por un pedúnculo.
- Clase Asteroidea o asteroideos: estrellas de mar. Cuerpo aplanado con cinco brazos triangulares
que se juntan en la base. Placas del esqueleto articuladas.
- Clase Ophiuroidea u ofiuroideos: ofiuras. Con cinco brazos delgados y a veces ramificados que
parten de un disco central.
- Clase Echinoidea o equinoideos: erizos de mar. Cuerpo globoso o discoidal. Placas esqueléticas
unidas formando un caparazón rígido.
- Clase Holothuroidea u holoturoideos: pepinos de mar. Cuerpo blando, alargado según el eje oral-
aboral, con placas aisladas.

11. ESPECIES REPRESENTATIVAS DE NUESTRA FAUNA


Poríferos
Es nuestras costas del Mediterráneo se encuentra la esponja calcárea Clathrina careada: es una de
las pocas esponjas calcáreas que vive aislada. También aparece la Euspongia officinalis
(comúnmente conocida como esponja de baño) que pertenece a la clase de las Demosponjas.
Cnidarios
En la clase hidrozoos, se encuentra el género Hidra, con una gran dispersión en las aguas dulces; en
el mar Mediterráneo y el Océano Atlántico se pueden observar los siguientes hidrozoos: colonias de
Hydractinia chinata: Bougainvillea ramosa, que tiene la generación pólipo formando colonias y la
generación de medusa con forma de campana, con cuatro grupos de cuatro a nueve tentáculos cada
uno; Obelia geniculata, que habita formando colonias sobre las algas; Physalia caravella, conocida
como "la Fragata Portuguesa"; colonia de pólipos formando un flotador, debajo del cual se
encuentran suspendidos los otros individuos en una asociación compleja.
En la clase escifozoos, la especie más representativa en el mar Mediterráneo y Atlántico es la
medusa Aurelia aurita.
En la clase Antozoos, las más representativas son las anémonas de mar y dentro de ellas la
Condylactis aurantiaca, que se encuentra distribuida por todo el Mediterráneo. Destaca por su
cuerpo blanco con estrías longitudinales anaranjadas y los tentáculos blanco verdosos, con las
puntas en color violeta. Se la conoce como "anémona de mar dorada". También en el Mediterráneo
puede aparece la Actinia cari (actinia verde). Con distribución en el Mediterráneo y en el Atlántico
se encuentran la Actinia equina (actinia roja), Anemonia sulcata (anémona de mar común) y Tealia
felina, con una distribución amplia y diversa.
Platelmintos
En la clase turbelarios, la especie más común en nuestras aguas dulces es la Planaria torva. Dentro
de los tremátodos destaca la Fasciola hepatica, conocida como la gran duela del hígado, que es
parásita de los rumiantes. Otras especies de duelas pueden invadir el hígado humano. Dentro de los
cestodos, las más importantes, la Taenia solium y Taenia saginata, parásitas del intestino del
hombre, teniendo la primera como hospectador intermedio al cerdo, y la segunda al ganado vacuno.
Nemátodos
En los nemátodos tiene una gran difusión el género Ascaris, que siendo parásito del hombre, se
encuentra sobre todo en los niños y Trichinella spiralis, que produce la triquinosis en el hombre.
Anélidos
De las formas libres de los poliquetos destaca el género Nereis, que se encuentra con una gran
distribución en el Mediterráneo y en el Atlántico con las especies: N. pelagica, N. diversicolor y N.
fucata. De las formas sedentarias que habitan en el Mediterráneo y en el Atlántico destaca la especie
Serpula vermicularis, gusano tubícola calcáreo.
Los oligoquetos tiene como representante del agua dulce al género Tubifex, y ampliamente
distribuidos en el suelo, la lombriz común, Lumbricus terrestris.
La especie Hirudo medicinalis, conocida como sanguijuela, es la especie de hirudíneos más
extendida en nuestras aguas dulces.
Moluscos
En cuanto a los moluscos, las especies representativas existentes en nuestra fauna son diversas y
muy variadas. En los cefalópodos se encuentran: pulpo (Octopus vulgaris), argonauta (Argonauta
argo), sepia (Sepia officinalis), calamar (Loligo vulgaris). Entre los gasterópodos, los más
representativos son: el caracol común (Helix aspersa), caracol de huerta (Cepaean nemoralis),
babosa (Agricolimax agrestis), y los géneros Haliotis, Murex, Cypraea, Patela o lapa, entre otros.
En los Lamelibranquios, entre las especies que encontramos en nuestra fauna destacan: la ostra
común (Ostrea edulis), el mejillón (Mytilus galloprovincialis, en el Mediterráneo, y Mitylus edulis,
en el Atlántico), las navajas (Salen vagina), y las almejas, que pertenecen en su mayoría al género
Venerupis.
Equinodermos
Los Equinodermos en nuestra fauna están representados por las especies como: estrella de arena
(Astropecten irregularis), estrella de mar común (Marthasterias glacialis), erizo negro (Arbacia
lixula), erizo violáceo (Sphaerechinus granularis), y erizo de mar común (Paracentrotus lividus).

12. IMPORTANCIA ECONÓMICA, SANITARIA Y ALIMENTARÍA


La gran variedad de especies de los invertebrados no artrópodos, y su diversidad de habitáis hacen
que éstos tengan un gran número de utilidades para el hombre. En este apartado se intentará mostrar
algunos aspectos representativos de cada uno de los grupos.
Dentro de los poríferos destaca la importancia económica de la Euspongia officinalis que es
utilizada como esponja de baño, ya que no se rompe ni siquiera cuando está completamente seca, y
se hincha instantáneamente en contacto con el agua, haciéndose elástica. La parte de la esponja que
se utiliza es el esqueleto, después de la eliminación de las partes celulares y la sustancia gelatinosa
que llenan las mallas y revisten los conductos. Antiguamente, las esponjas eran recogidas por los
buceadores, que las pescaban a mano o con ayuda de un tridente desde una embarcación. Sin
embargo, la generalización de su uso en la economía doméstica occidental ha afectado a los
métodos de explotación, actualmente más sofisticados, que utilizan embarcaciones provistas de
dragas.
Una vez recogidas las esponjas, se prensan y lavan hasta que desaparecen todas las sustancias
contenidas entre los filamentos y se dejan secar al sol. Posteriormente se limpian con agua dulce y
son blanqueadas con agua clorada. Para aumentar la proliferación de esponjas se toma una esponja
recién pescada, y es divida en diferentes fragmentos, que, lanzados al mar, contribuyen a su
reproducción en otras esponjas.
Dentro de los celentéreos tiene una gran importancia económica, en joyería y ornamentación, los
corales. Sin embargo, esta actividad ha decaído, ya que esta especie está actualmente muy protegida
por las autoridades ante el riesgo de su desaparición.
Los platelmintos y nematodos tienen importancia en cuanto a aspectos sanitarios, ya que en su
mayoría son parásitos intestinales y figuran entre las infecciones más frecuentes en los seres
humanos. Algunos tienen ciclos vitales muy complejos, por lo que, para tomar decisiones
terapéuticas hay que conocer el ciclo vital del parásito y entender la patogenia de la enfermedad.
Los parásitos más frecuentes de estos grupos son la duela del hígado, la solitaria y los ascáridos.
En los anélidos destacan los oligoquetos terrestres, por ser importantes en la formación del suelo, ya
que producen galerías, que favorece la aireación del suelo y contribuye a llevar a la superficie
estratos profundos del terreno. Antiguamente también tenía una gran importancia sanitaria la
sanguijuela por su capacidad para chupar la sangre; se utilizaba con fines terapéuticas para extraer
sangre del enfermo en caso de congestiones.
En cuanto a la industria alimentaria, los moluscos tienen un gran peso específico desde el punto de
vista económico, ya que son multitud las industrias conserveras y marisqueras que se encuentran
instaladas en nuestras ciudades costeras. Estas grandes industrias, son la base económica de dichas
ciudades tanto en los procesos de recogida como en los de transformación.
Destacaremos que en el caso de los mejillones y de las ostras se han preparado técnicas especiales
de cría. También se podrían citar otros ejemplos como: bígaros, navajas, chirlas, almejas,
berberechos, canaulas, etc.
Desgraciadamente, en algunos casos, estos animales representan un grave peligro contra la salud, ya
que pueden albergar varios tipos de gérmenes patógenos y van acumulando contaminantes del mar
debido a su nutrición por filtración. Desde un punto de vista sanitario, los casos de intoxicación por
bivalvos son cada vez más numerosos, debido a la contaminación de las aguas marinas, que en las
regiones más pobladas, durante la estación estival, presentan una población bacteriana de origen
fecal elevadísima.