Вы находитесь на странице: 1из 2

LA TEORÍA DEL DEBIDO CUIDADO

La Teoría de el “debido cuidado” de las obligaciones de los fabricantes para con


los consumidores se basa en la idea de que los consumidores y fabricantes no se
tratan igualmente y que los intereses del consumidor pueden ser perjudicados
por el fabricante ya que el fabricante posee conocimiento y experiencia de los que
el consumidor le falta. Puesto a los fabricantes están en una posición ventajosa,
tienen la obligación de ejercer el “cuidado” especial para asegurarse de que el
interés del consumidor no sea perjudicado por los productos que les ofrecen. Por
ejemplo los automóviles. Así pues la perspectiva de el “debido cuidado” sostiene
que como los consumidores deben depender de los más amplios conocimientos
del fabricante, este no solo tiene la obligación de entregar un producto que esté al
alcance de las afirmaciones que se hacen acerca de él, sino que además el
fabricante tiene la obligación de ejercer el debido cuidado para evitar que otros sean
lesionados por el producto, incluso si el fabricante niega tal responsabilidad y el
consumidor acepta tal negación.
OBLIGACIONES DEL FABRICANTE EN LA TEORÍA DEL DEBIDO CUIDADO
Según la teoría del debido cuidado, los fabricantes solo ejercen un cuidado
suficiente cuando toman las medidas apropiadas para prevenir cualquier efecto
perjudicial que el uso del producto tendría sobre los consumidores. Un fabricante no
es moralmente descuidado cuando un fabricante después de haber tomado todas
las medidas razonables para proteger al consumidor y asegura que a este se le
informe de cualquier riesgo imposible de eliminar que todavía puede presentarse
cuando se usa el producto, Ejemplo no se puede decir que un fabricante de
automóviles es moralmente negligente, cuando la gente abusa imprudentemente
del uso de los automóviles que crea el fabricante.
Las obligaciones que tiene el fabricante son:

• Al diseñar el producto:
– Investigar riesgos en las condiciones de uso de los productos
– Diseñarlo para minimizar riesgos
– Tomar en cuenta las capacidades del usuario
• En la producción:
– Usar estrictos controles de calidad para eliminar sus defectos
– Asegurarse de que los materiales y la manufactura no presentan
defectos o riesgos
• Al comercializarlo:
– Proporcionar a los usuarios información sobre el uso seguro del
producto
– Avisar de todos los peligros
– No comercializar aquellos en los cuales no sea posible evitar el
riesgo

PROBLEMAS CON LA TEORÍA DEL DEBIDO CUIDADO


No existe un método claro para saber cuándo el fabricante ha ejercido el debido
cuidado al elaborar el producto.
• No limita lo que el productor debe gastar para eliminar el riesgo.
• No indica quién debe pagar por las lesiones que se produzcan al usar el
producto y que no se previeron.
• Coloca al productor en una posición paternalista de decidir cuánto riesgo es
el mejor para los consumidores.