Вы находитесь на странице: 1из 2

ACTO ADMINISTRATIVO

El concepto de acto administrativo parece encontrarse en una vaguedad conceptual, y esto se


da por la existencia de las diversas construcciones doctrinales que son difícil de conciliar y por el
mismo hecho que la Administración tiene una numerosa variedad de actividades que no nos
permiten tener un esquema doctrinal unitario.

DIVERSAS CONCEPCIONES DEL ACTO ADMINISTRATIVO

CONCEPCIÓN PROCESALISTA. La noción del acto administrativo tuvo un origen eminentemente


procesalista: toda decisión de la administración emitida en uso de sus funciones quedaba
excluida del control de los jueces ordinarios y confiada a los órganos de lo contencioso
administrativo1. Amplísima concepción.
CONCEPCIÓN JUDICIALISTA. Tesis de Otto Mayer que fue considerada muy restrictiva. Es un
símil entre la actividad del Poder judicial y de la Administración. “(…) acto administrativo: (es)
una declaración de autoridad dictada por la Administración, que establece en el caso concreto
lo que para el administrado es el Derecho”2
CONCEPCIÓN NEGOCIAL. Declaración productora de efectos jurídicos. Tesis adoptada, por
Guido Zanobini, quien definiera al acto administrativo, como “cualquier declaración de
voluntad, de deseo, de conocimiento o de juicio realizada por un sujeto de la Administración
Pública en ejercicio de una potestad administrativa”3. Con esta definición se pierde la función
esencial del acto administrativo, que es su carácter regulador, creador de relaciones jurídicas
entre administración y administrados sometidos al Derecho administrativo.

CONCEPTO DEL ACTO ADMINISTRATIVO DE LA LEGISLACIÓN PERUANA

Artículo 1º de la Ley de Procedimiento Administrativo General, norma que establece un


concepto de acto administrativo que recoge la concepción amplia del acto, como también la
posición del contenido “regulador” de los actos administrativos en sentido estricto, desarrollado
en la experiencia alemana. Sin embargo, este carácter regulador del acto administrativo no dice
mucho, si es que no se le concatena necesariamente con la función de estabilización de las
relaciones jurídicas administrativa formadas a partir de la emisión del acto administrativo.

Por ello, surge una propuesta de una nueva interpretación del concepto de Acto Administrativo
contenido en la Ley de Procedimiento Administrativo General, de Ramón A. Huapaya Tapia.
“Acto administrativo es toda decisión o resolución administrativa, de carácter regulador y con
efectos frente a terceros dictada por la Administración en el ejercicio de una potestad
administrativa distinta de la reglamentaria”. Esta concepción separa la impugnabilidad del acto
administrativo del contenido, del mismo.

No todo lo impugnable en sede jurisdiccional necesariamente debe ser acto administrativo,


puesto que toda actuación administrativa, está sometida al control jurisdiccional siempre y
cuando afecte derechos o intereses legítimos de los administrados.

1
Cfr. GARCÍA-TREVIJANO FOS, José Antonio: Los actos administrativos. Primera edición. Editorial Civitas,
1986. p. 47 y ss. Asimismo, véase, GARRIDO FALLA, Fernando: Tratado de Derecho Administrativo.
Volumen I. Décima edición. Editorial Tecnos. Madrid, 1989. pp. 375-376.
2
Cfr. MAYER, Otto: Deutsches Verwaltungsrecht. Tomo I. Tercera edición.
3
ZANOBINI, Guido: Corso di diritto amministrativo. Vol. I. Dott. Antonino Giuffré Editore. Milán, 1947. p.
187., citado por BOQUERA OLIVER, José María: Estudios sobre el acto administrativo. Primera edición.
Editorial Civitas. Madrid, 1982. p. 24.