Вы находитесь на странице: 1из 4

aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhj

abaibaiuaianjanjkanajknajnakjanjkanajknajknajkanjkanjkanja

Una característica distintiva de las bacterias es su resistencia bacteriana la cual es


considerada como la pérdida de la sensibilidad de la bacteria a determinado
antibiótico al que inicialmente era susceptible, adquiriendo de esta forma capacidad
para soportar los efectos de dicho fármaco, el cual tiene la finalidad de eliminar o
controlar al microorganismo.

Antibiótico se define a la sustancia química que produce un microorganismo capaz


de inhibir el desarrollo de otros microorganismos. Una medida para detectar la
sensibilidad de una cepa bacteriana que se sospecha es la responsable de una
infección a uno o varios antibióticos es realizar un antibiograma. Es de conveniencia
realizar el estudio del antibiograma de una determinada bacteria, el motivo de hacer
dicha prueba radica en el hecho de la diferente sensibilidad a los antibióticos de las
distintas especies bacterianas y más aún en el hecho de que en numerosas
especies existen grandes diferencias de sensibilidad a un determinado antibiótico
entre unas y otras cepas. Se considera al antibiograma como método de diagnóstico
rápido y preciso, ya que con ayuda de este es posible elegir el antibiótico más
adecuado para el tratamiento de una enfermedad. (García Martos, Fernández del
Barrio, & Paredes Salido, 1994)

Marco teórico.

Los investigadores se emplean a menudo antibióticos como instrumento


para estudiar determinados procesos metabólicos inhibiendo la capacidad o
bloqueando pasos específicos y observando las consecuencias. En este contexto
es muy importante la toxicidad especifica: el antibiótico debe actuar a través de un
mecanismo especifico y conocido con precisión. A veces se puede emplear en
investigación un antibiótico útil en la clínica, como la penicilina, pero con frecuencia
un agente con toxicidad especifica excelente en la investigación resulta demasiado
toxico para su empleo terapéutico. (Harley, 2009, pág. 872)

Los antibióticos pueden ser sintetizados por microrganismos o fabricamos


por procedimientos químicos independientes de los microorganismos. Algunas de
los antibióticos más frecuentemente empleados son naturales, es decir, sintetizados
en su totalidad por una bacteria u hongo de entre unas pocas especies. Por el
contrario, varios antimicrobianos importantes son totalmente sintéticos. Los
fármacos antimicrobianos sintéticos son: Sulfamidas, trimetoprima, cloranfenicol,
ciprofloxacino, isoniazida y dapsona. Muchos antivirales y antiprotozoarios son
sintéticos. Un número creciente de antibacterianos son semisintéticos son
antibióticos naturales modificados mediante grupos químicos un ejemplo de ellos
son la ampicilina, la carbencilina y la meticilina.

El efecto del agente varía según la especie diana: un agente puede ser
bactericida para una especie y bacteriostático para otra. Debido a que los fármacos
bacteriostáticos no destruyen de forma directa al patógeno, la eliminación de la
infección depende del mecanismo de resistencia del huésped. Un agente
bacteriostático puede ser ineficaz si la resistencia del huésped es baja. La
resistencia del huésped y la respuesta inmunitaria.

La concentración mínima inhibidora(CMI) proporciona cierta idea de la


eficacia de un agente antimicrobiano. La CMI es la concentración más baja de un
fármaco que impide el crecimiento de un determinado patógeno. La concentración
mínima letal (CML) es la concentración más baja de un fármaco que mata al
patógeno. Un fármaco bactericida mata patógenos a niveles solo dos a cuatro veces
superior a la CMI, mientras mayores (si lo hace). (Prescott, Harley y Klein, 2009,
pág.874)

Para un tratamiento correcto es necesario determinar la eficacia microbiana


frente a los patógenos específicos.
Pruebas de sensibilidad por dilución, Cuando se está estudiando un
patógeno aerobio o facultativo de crecimiento rápido como Staphylococcus o
Pseudomonas, se puede aplicar pruebas de difusión en agar para ahorrar tiempo y
medios. El principio en que se basa esta técnica es simple. Cuando se coloca un
disco impregnado la bacteria objeto de prueba, el disco capta humedad y el
antibiótico difunde radialmente hacia afuera a través del agar, produciendo una
gradiente de concentración de antibiótico, El antibiótico está presente a una
concentración alta cerca del disco y afecta incluso a gérmenes mínimamente
sensibles (los microorganismos resistentes crecen hasta el disco). A medida que
aumenta la distancia desde e disco, disminuye la concentración de antibiótico y solo
los patógenos más sensibles resultan dañados. SI el agente inhibe el crecimiento
bacteriano, en torno al disco se forma un anillo claro. Cuando más ancha es la zona
que rodea al disco, más sensible es el patógeno. El diámetro del anillo es tambien
función de la concertación inicial del antibiótico, de solubilidad y de su tasa de
difusión a través del agar. (Prescott, Harley y Klein, 2009, pág.874)

Bibliografía.

 Crowley, L. (2014). Una introducción a la enfermedad humana, 9ª edición.


D.F., México: Mc Graw Hill. Pág. 94
 Swiontkowski, M. & Stovitz, S. (2006). Manual of Orthopaedics, 6a edición.
Philadelphia, United States: Lippincott Williams & Wilkins. Pág. 46
 Martos, P., Fernández, M. & Salido, F. (1997). Microbiología Clínica
Aplicada, 3ª edición. Madrid, España: Ediciones Díaz De Santos. Pág. 125
 Gómez, F., Carla, B., Yerko, B., Antonio, B., Carlos, B., Angel, C. &
Cármen, P. (2005). SENSIBILIDAD Y RESISTENCIA DE LAS
SALMONELLAS A LOS ANTIMICROBIANOS EN LA CIUDAD DE
COCHABAMBA. Obtenido de SCIELO:
http://www.scielo.org.bo/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1012-
29662005000100002

 García Martos, P., Fernández del Barrio, M. T., & Paredes Salido, F. (1994).
Microbiología Clínica Práctica . 2ª edicición. Cádiz, España: Servicio de
Publicaciones de la Universidad de Cádiz. Pp. 148-149

 Josep Eladi, Marian March (2002) Farmacologia ocular Mexico: Editorial


Politext Paf.213
 Sergas (2006) Técnico especialista en laboratorio España:Editorial Mad sl.
Pag.165
 John Ingraham ,Catherine Ingraham (1998) Introduccion a la microbiología
vol.2 Barcelona:Editorila Reverte Pag.494
 Sherris (2011)Microbiologia Medica 5ta edicion Mexico:Editorila Mc Graw Hill
pag.171
 A.Korolkovas,J.H.Burckahalter(1983)Essentials Of Medical Chemistry
España: Editorial Reverte pag.625
 Stuart J Froum ,Weinberg(2013)Farmacos en Odontologia Mexico:Editorial
El manu al Moderno
 Mandell ,Douglas Y Bennet ( 2006)Enfermedades infecciosas volumen 2:
Editorial El Servet España pag.111

 Harley, K. P. (2009). Microbiología (Quinta ed.). España: Mc Graw-Hil.


pág.872-874