Вы находитесь на странице: 1из 33

UNIDAD 3

PLANETA TIERRA

Fundamentos de Ciencias de la Naturaleza 1


Preguntas iniciales:

1) ¿Qué antigüedad tiene el planeta Tierra? ¿Cómo ha


cambiado la Tierra desde su origen hasta la
actualidad?
2) En la Tierra, ¿qué capas externas e internas se
pueden diferenciar?
3) Indica dos ejemplos de cómo interactúan entre sí las
diferentes capas de la Tierra.
4) Indica las diferentes capas de la cubierta gaseosa del
planeta.
5) Resume y esquematiza el ciclo hidrológico natural.
6) Resume en qué consiste la tectónica de placas.
7) Resume cómo se produce un seísmo.
8) Indica las zonas volcánicas de España y de la
Comunidad Valenciana.
9) ¿Cómo se clasifican las rocas? Aporta un ejemplo en
cada caso.
10) Indica los componentes del suelo.
ESTRUCTURA GENERAL DE LA TIERRA
ORIGEN
La Tierra se formó hace unos 4.500 millones de años, junto con todo el Sistema Solar.

En un periodo inicial la Tierra era una masa incandescente, cuando la temperatura bajó lo
suficiente las capas exteriores empezaron a solidificarse permitiendo la formación de una
corteza terrestre estable. Los materiales se fueron disponiendo según su densidad, así, los
silicatos más ligeros se desplazaban hacia arriba para formar la corteza y el manto y los
elementos más pesados, sobre todo el hierro y el níquel, se situaron en el centro de la
Tierra para formar el núcleo.
Capas de la Tierra
La actividad volcánica generó una gran cantidad de
gases que acabaron formando una capa gaseosa sobre
la corteza. En las erupciones, a partir del oxígeno y del
hidrógeno se generaba vapor de agua, que al ascender
por la atmósfera, se condensaba, dando origen a las
primeras lluvias.
RESUMEN DE LOS PERIODOS DE LA HISTORIA DE LA TIERRA
Durante millones de años, las placas tectónicas se han movido produciendo grandes cambios en la geología y la biología del planeta.

Precámbrico: Hace más de 570 millones de años (Ma.)


• Hádico: Hace más de 4000 Ma. No se tienen registros geológicos.
• Eón arcaico: Desde hace 4000 hasta 2500 Ma. Se forman los océanos, la atmósfera primitiva y los continentes. Aparecen organismos unicelulares
procariotas, ancestros de los actuales.
• Eón proterozoico: Hace 2500 hasta 570 Ma. Aumenta el oxígeno atmosférico. Aparecen los organismos eucariotas con (núcleo y membrana celular).

Paleozoico: Desde 570 hasta 240 Ma. Proliferación de organismos pluricelulares.


● Cámbrico: Desde hace 570 hasta 500 Ma. Explosión de la vida pluricelular.
● Ordovícico: Desde 500 hasta 435 Ma. Vida primitiva sobre firme. Vertebrados en los océanos.
● Silúrico: Desde hace 435 hasta 410 Ma. Aparecen en tierra firme los primeros insectos y plantas.
● Devónico: Desde hace 410 hasta 360 Ma. Aparecen las arañas y los anfibios.
● Carbonífero: Desde hace 360 hasta 290 Ma. Aparecen los primeros reptiles. Se empieza a formar el carbón.
● Pérmico: Desde hace 290 hasta 250 Ma. Se produce una gran extinción y desaparecen el 90% de las especies. Los reptiles dominan la Tierra.

Mesozoico: Entre hace 240 y 65 Ma. Los dinosaurios dominan el mundo hasta que desaparecen (quizá por el impacto de un meteorito).
- Triásico: Desde hace 240 hasta 205 Ma. Pequeños dinosaurios, ictiosaurios, plesiosaurios, primeros auténticos mamíferos.
- Jurásico: Desde hace 205 hasta 138 Ma. Grandes dinosaurios , saurios voladores. Las primeras aves.
- Cretácico: Desde hace 138 hasta 65 Ma. Un calentamiento global, quizá debido al impacto de un meteorito, reduce los dominios de los dinosaurios. Se
produce una gran extinción en la que desaparecen el 70% de las especies.

Cenozoico: Desde hace 65 Ma. hasta ahora. Aún estamos en este periodo. Los mamíferos dominan la Tierra y el ser humano hace su aparición.
Periodo Terciario:
➢ Paleoceno: Desde hace 65 hasta 55 Ma. Los mamíferos heredan la Tierra, dominan los marsupiales, insectívoros, creodontes (carnívoros ancestros de
perros y gatos) y los primeros animales con pezuñas.
➢ Eoceno: Desde hace 55 hasta 38 Ma. Primeras formas ancestrales de caballos, rinocerontes, camellos, murciélagos y roedores. Algunos mamíferos se
adaptan a la vida en el mar.
➢ Oligoceno: Desde hace 38 a 24 Ma. Debutan en la escena de la vida los elefantes, gatos, perros, monos y grandes monos.
➢ Mioceno: Desde hace 24 hasta 5 Ma. La Tierra se enfría, preludio del establecimiento de los hielos árticos. Los grandes monos vagan por África y el
sur de Europa.
➢ Plioceno: Desde hace 5 hasta 1'6 Ma. La Tierra se vuelve más fría y los mamíferos están plenamente establecidos. Los primates evolucionan
rápidamente hacia especies consideradas ancestros directos de los actuales humanos.

Periodo Cuaternario:
✗ Pleistoceno: Desde hace 1'6 hasta 10000 años. Una cuarta parte de la Tierra es cubierta por los hielos de la segunda glaciación. Aparecen los
humanos modernos y comienzan sus migraciones.
✗ Holoceno: Desde hace 10000 años hasta hoy. Se modera el clima global y se estabiliza el nivel de los mares. Todos los registros humanos
corresponden a esta época.
COMPONENTES GLOBALES DEL SISTEMA TIERRA
ATMÓSFERA
NIVEL ABIÓTICO

5 2
1

NIVEL BIÓTICO
6
4
BIOSFERA

3
HIDROSFERA GEOSFERA

Actividad:
- Explica cada una de las interrelaciones que se indican en el esquema de arriba. Utiliza
ejemplos concretos.
ATMÓSFERA
COMPOSICIÓN DE LA ATMÓSFERA
La atmósfera está compuesta, en su parte más baja (cerca de la superficie del planeta),
en un 99% de su volumen, por nitrógeno (N2), con una concentración del 78.1%, y
oxígeno (O2), con una concentración del 20.9%. El 1% de la composición restante de la
atmósfera se reparte entre un conjunto de otros gases, entre los cuales destacan el
argón (Ar), con una concentración de 0.93%, el dióxido de carbono (CO2), con un
0,03%, y otros como el neón (Ne) y el helio (He), con concentraciones aún menores.

Otros gases de interés presentes en la atmósfera son el vapor de agua (H2O) y el ozono
(O3), aunque su concentración no es estable.

El vapor de agua tiene una concentración variable en la composición de la atmósfera


de la superficie terrestre, entre el 0,04% al 4%.
La mezcla de gases que llamamos aire presenta su mayor masa en las zonas más bajas de
la atmósfera, atraído por la gravedad terrestre.

La proporción de los distintos componentes del aire se mantiene casi invariable hasta los
80 km de altitud, aunque cada vez más enrarecido (menos denso) conforme vamos
ascendiendo. La densidad y la presión del aire disminuyen con la altitud.

Edmund Hillary y Tenzing Norgay, durante la


conquista del Everest (8.848 m) en 1953.
Si cada minuto un ser humano respira
unas quince veces, y en cada inspiración
toma dos litros de aire, esto quiere decir
que cada día, más de 40.000 litros de
aire procedente de la atmósfera han
pasado por sus pulmones.

Actividad:
-Averigua cuál es el origen de la concentración actual de oxígeno (O2) en la
atmósfera terrestre y explica su relevancia en nuestro planeta.
ESTRUCTURA DE LA ATMÓSFERA
Como ya se ha indicado, debido a la gravedad, la mayor parte de los gases y otros componentes de la
atmósfera se acumulan en las capas más bajas.

En la atmósfera se pueden diferenciar cuatro capas con


características físicas muy diferentes, entre otras, las
variaciones de temperatura que en ellas se producen:

-Ionosfera o termosfera. Es la capa superior y la de


mayor espesor (entre 500 y 1000 km). Ya no hay aire,
sólo un cinturón de partículas cargadas eléctricamente
(iones). Es donde se reflejan las ondas de radio y se
producen las auroras polares. La temperatura de esta
capa aumenta hasta los 1500oC.

-Mesosfera. Posee unos 40 km de espesor. Ausencia de


vapor de agua. En esta capa los meteoritos que llegan
a la Tierra se vuelven incandescentes (estrellas
fugaces).

-Estratosfera. Tiene unos 30 km de espesor. En ella se


localiza la denominada capa de ozono (O3). El ozono de
la estratosfera filtra las radiaciones ultravioleta
procedentes del Sol, con un efecto beneficioso para la
vida en la Tierra. Debido a esta absorción, aumenta la
temperatura de estratosfera superior.
-Troposfera. Es la capa que contacta con la
superficie sólida y líquida del planeta. Es la más
fina (unos 12 km de espesor medio; 10 km en
los polos y 18 km en el ecuador), pero contiene
el 80% del total de los gases de la atmósfera y
casi todo el vapor de agua.

En esta capa se producen los fenómenos


meteorológicos. En ella se producen
importantes movimientos verticales y
horizontales de las masas de aire (vientos) de
diferente temperatura y presión. La
temperatura desciende con la altitud, del
orden de 0,65oC por cada 100 m de altura.

En la troposfera es donde se desarrolla la vida.

Amanecer en La Malvarrosa Huerta de Valencia Atardecer en L’Albufera


EFECTO INVERNADERO

Actividad:
- Interpreta el esquema de abajo y explica qué sucede con la radiación solar que llega
a la Tierra.
- ¿El denominado “efecto invernadero” es un fenómeno natural o producido por la
actividad humana? Argumenta tu respuesta.
De la energía solar que llega a la Tierra, algo más del 30% es reflejada por la atmósfera o
por la superficie terrestre. El resto de la energía solar es absorbida por el planeta. De esta
energía absorbida, parte es reemitida al exterior y parte calienta el aire, el agua y la tierra.

Las radiaciones son filtradas por distintas capas de la atmósfera, al igual que hacen unas
gafas de sol. Permite el paso de unas radiaciones e impide el paso de otras.

Las radiaciones que llegan a la superficie terrestre son reemitidas a la atmósfera en forma
de radiaciones infrarrojas que son absorbidas, en la troposfera, por el vapor de agua y el
CO2, principalmente, aunque también lo hacen otros gases como el metano (CH4). Estas
moléculas reenvían la radiación hacia la superficie terrestre en forma de calor,
provocando el calentamiento de la atmósfera. A esto se le ha denominado efecto
invernadero.

La temperatura media de la superficie de la Tierra es de 15oC. Si no existiera este


calentamiento, la temperatura sería de unos –18oC, 33oC menos.

De todas formas, la temperatura de la Tierra no es constante, debido al ángulo de


incidencia de los rayos solares y a la inclinación del eje de giro de la Tierra. Esto genera
grandes diferencias de temperatura que se equilibran gracias a movimientos circulares
que ocurren en la atmósfera y la hidrosfera. Estos movimientos se producen desde las
zonas cálidas intertropicales hasta las zonas más frías, lo que compensa la diferencia de
temperatura.
MAGNETOSFERA
El campo magnético terrestre se debe al núcleo de hierro y a la
rotación de la Tierra.

La magnetosfera se extiende
desde los 500 kilómetros de la
superficie de la Tierra hasta los
60.000 kilómetros. Actúa como
un escudo protector frente al
flujo de partículas cargadas de
energía del viento solar. Algunas
de estas partículas cargadas de
energía son arrastradas por el
campo magnético sobre los
polos magnéticos dando lugar a
la formación de auroras polares.

Por la parte opuesta al Sol el campo magnético de la Tierra puede extenderse hasta los
300.000 kilómetros.
HIDROSFERA
QUÉ ES
Se compone de todas las superficies acuáticas del mundo: océanos, glaciares, mares
interiores, lagos, ríos y aguas subterráneas. La profundidad media de los océanos es de
unos cuatro o cinco kilómetros, más de cinco veces la altura media de los continentes.
Cubre aproximadamente las tres cuartas partes de la superficie del planeta.

La vida sobre la Tierra apareció en el medio acuoso, en los océanos primitivos, hace unos
3.500 millones de años. Luego, después de muchos miles de años de evolución biológica,
aparecieron los primeros seres vivos terrestres. Pero que no se independizaron del todo
del agua, ya que la necesitaban como nutriente y como medio para regular sus funciones
vitales.

Pradera de Posidonia oceanica en los fondos marinos de


Nueva Tabarca, Santa Pola (Alicante).
CICLO HIDROLÓGICO NATURAL

Actividad:
- Explica el proceso que resume el esquema del ciclo hidrológico.
- Indica el significado de los siguientes términos: evaporación, transpiración,
condensación, precipitación, escorrentía, flujo superficial, infiltración, percolación,
flujo subterráneo, nivel freático, intrusión marina.
LA HIDROSFERA Y LA REGULACIÓN TÉRMICA

El calor específico es una magnitud física que se define como la cantidad de calor
(calorías o julios) que hay que suministrar a la unidad de masa (gramo) de una sustancia
o sistema termodinámico para elevar su temperatura en una unidad (grado Celsius o
kelvin).

En el agua se requiere bastante energía térmica para debilitar las fuerzas de atracción
eléctrica entre las diferentes moléculas de H2O. Es por ello que el agua sea una de las
sustancias con mayor calor específico (en el agua líquida 1 cal/oC.g, lo que es igual a
4,184 J/K.g).

En su estado líquido, el agua puede absorber y almacenar grandes cantidades de energía


térmica, lo que permite que sea un regulador térmico muy bueno al reducir los cambios
bruscos de temperatura. Esta energía almacenada en el agua se puede ir liberando muy
lentamente al entorno.

Ejemplos de ello son las temperaturas tan suaves que hay en las zonas costeras, como
consecuencia de esta propiedad. O también la regulación de la temperatura en las células
permitiendo que el citoplasma acuoso sirva de protección ante los cambios de
temperatura ambientales.
Las corrientes oceánicas trasladan grandes cantidades de calor de las zonas ecuatoriales
a las polares, a la par que las aguas frías se desplazan hacia el Ecuador. Las corrientes
oceánicas unidas a las corrientes atmosféricas son las responsables de que las diferencias
térmicas en la Tierra sean moderadas y no tan fuertes como las que se producirían en un
planeta sin atmósfera ni hidrosfera.
Existe una gran corriente que conecta aguas, tanto superficiales como profundas, entre
diferentes océanos que es conocida como circulación termohalina o cinturón
transportador oceánico. Es una circulación oceánica de convección a gran escala, que
está determinada por la diferencia de densidad del agua, dada su temperatura y/o
salinidad. Tiene una importante participación en el flujo neto de calor desde las regiones
tropicales hacia las polares, y una gran influencia sobre el clima terrestre.

En su movimiento, las aguas cálidas y superficiales de los océanos Pacífico e Índico llegan
al Atlántico, en cuyas latitudes tropicales sigue recibiendo calor, para finalmente hundirse
en el Atlántico Norte, al descender su temperatura y aumentar su salinidad.
Actividades:

- Objetivo: Comprobar la circulación vertical de agua líquida según su diferente salinidad y


temperatura.

- Materiales: 2 vasos (o 2 tarros de cristal pequeños), cubitera, cucharilla, varilla, cartulina gruesa o
tarjeta, colorante líquido, sal, agua.

- Desarrollo:
1) Se pone agua coloreada en una cubitera para congelar. Uno de estos cubitos de hielo se coloca en
un vaso con agua a temperatura ambiente.

- Observa y describe lo que sucede. Explícalo de manera argumentada, empleando la teoría estudiada.

2) En un vaso lleno con agua se disuelven dos o tres cucharadas de sal. Para distinguir este agua, se
tiñe con colorante líquido. Se prepara otro vaso igual lleno de agua hasta el borde. Al vaso con la
disolución se le coloca una cartulina gruesa, se voltea y se encara con la abertura del segundo vaso.
Debe quedar arriba el agua con la sal disuelta. Se retira sólo un poco la cartulina, hasta que se
comunique por una pequeña abertura el agua de arriba con la de abajo.

-Observa y describe lo que sucede. Explícalo de manera argumentada, empleando la teoría estudiada.

Fundamentos de Ciencias de la Naturaleza 19


GEOSFERA
ESTRUCTURA INTERNA DE LA TIERRA

Mediante el análisis del tipo de ondas


sísmicas, según su propagación, su
velocidad o su desviación (refracción),
según el material geológico que
atraviese, se han establecido varios
modelos de la estructura interna la
Tierra.

Se pueden diferenciar capas, que se


ajustan a distintos criterios: según a la
composición química de los materiales
geológicos (modelo geoquímico o
estático) o según el comportamiento
mecánico de los materiales geológicos
(modelo dinámico).
CAPAS SEGÚN EL MODELO GEOQUÍMICO O ESTÁTICO
Según la composición química de las diferentes capas de la geosfera se pueden
diferenciar, desde el exterior al interior de la Tierra:

Corteza. Es una capa sólida muy fina, formada por rocas que pueden superar los
3.800 millones de antigüedad. Se diferencian dos tipos: La corteza continental, con
una profundidad que varía entre los 10 y 70 km, constituye los continentes y las islas;
posee una densidad media de unos 2,7 g/cm3. La corteza oceánica, bajo los mares y
océanos, con un espesor medio de unos 5 km; su densidad media es de 3 g/cm3.

Manto. Es una gruesa capa que alcanza aproximadamente los 2.900 km de


profundidad. Compuesto por rocas silíceas ricas en hierro y magnesio, generalmente
en estado sólido, aunque también hay zonas donde aparece fundido semisólido (como
en zonas comprendidas entre 60 y 200 km de profundidad). La densidad media del
manto superior es de 3,5 g/cm3 y la del manto inferior de 5,5 g/cm3. En el manto
inferior su temperatura puede llegar a los 3.000oC.

Núcleo. Forma el centro de la Tierra, entre los 2.900 y los 6.371 km de profundidad.
Está compuesto mayoritariamente por hierro y otros elementos, como el níquel. Posee
una densidad entre 10 y 13 g/cm3. Se diferencia un núcleo externo fundido
semisólido, y un núcleo interno sólido, sometido a altísimas presiones y que alcanza
temperaturas superiores a los 4.000oC.
CAPAS SEGÚN EL MODELO DINÁMICO
Según el comportamiento físico de los diferentes materiales (densidad, rigidez,
plasticidad, elasticidad, viscosidad) de las capas de la geosfera, en las que se pueden
diferenciar, desde el exterior al interior de la Tierra:

• Litosfera. Es la capa externa de la Tierra y la más delgada. Su espesor promedio es de


120 km. La parte superior de la misma constituye la corteza terrestre. Es rígida y su
temperatura variable. Está formada por grandes placas tectónicas, que se desplazan
sobre el medio rocoso plástico de la astenosfera.

• Astenosfera. Sus componentes se encuentran en un estado semisólido plástico, muy


viscoso, a altas temperaturas. En ella se producen lentas corrientes de convección (1 –
12 cm/año) que inciden en el movimiento de las placas tectónicas. Alcanza los 700 km
de profundidad.

• Mesosfera. Comprende el resto del manto. Es una capa generalmente sólida rígida.
En su base se encuentra el nivel D”, capa discontinua e irregular (0 – 300 km de
espesor), donde se depositan los materiales más densos, pero por contacto con el
núcleo externo, el calor que le transmite origina ascensos convectivos de materiales
menos densos que pueden alcanzar la superficie de la litosfera, en los denominados
puntos calientes, con gran actividad volcánica (Ej., Islas Hawái).

• Endosfera. Es la fuente del calor interno de la Tierra. Corresponde al núcleo terrestre.


En el núcleo externo, líquido, se producen corrientes de convección que generan el
campo magnético de la Tierra.
Representación de la estructura interna de la Tierra según el modelo estático y el modelo
dinámico:
Según el modelo dinámico, en la imagen de abajo se esquematizan las corrientes de convección
que se dan en la astenosfera y el resto del manto y su influencia en los desplazamientos de las
placas tectónicas de la litosfera:
PLACAS TECTÓNICAS
La litosfera está formada por una serie de placas contiguas. En estas placas se diferencian dos
zonas: el área intraplaca (geológicamente estable) y los bordes o límites de placas
(geológicamente inestables). Los bordes o límites de placas coinciden con las zonas de mayor
actividad sísmica y volcánica del planeta.
Límites de placas tectónicas

Bordes pasivos o transformantes.

Zona de formación
de corteza oceánica
Zona de
subducción de
astenosfera corteza oceánica
Bordes divergentes o constructivos.
Bordes convergentes o destructivos.
Límites de placas tectónicas

Hay tres clases de zonas de contacto entre los límites de las placas de la litosfera:

•Bordes divergentes o constructivos: son límites en los que las placas se separan unas de otras con el
consiguiente ascenso de magma desde zonas profundas de la litosfera y del manto, que al solidificarse
construye nueva corteza. Las dorsales oceánicas son cordilleras sumergidas en los océanos originadas
por la actividad de los bordes divergentes (Ej. Dorsal Atlántica).

•Bordes convergentes o destructivos: son límites en los que una placa choca contra otra. En este tipo
de contacto una de las placas se hunde bajo la otra, en la llamada zona de subducción, donde se
destruye litosfera en la astenosfera. Cuando sucede entre una placa oceánica y una placa continental,
es la placa oceánica, más densa, la que se hunde bajo la continental. Estas áreas coinciden en la
superficie de la corteza con profundas fosas en los océanos y cordilleras en los continentes (Ej.
Cordillera de los Andes). Cuando son dos placas continentales las que convergen se produce una
colisión continental, que, por compresión, produce la orogenia de grandes cordilleras (Ej. Himalaya).
Las zonas del planeta con mayor actividad sísmica coinciden con los bordes convergentes (Ej. Japón).

•Bordes pasivos o transformantes: son límites donde existe un desplazamiento horizontal y lateral, en
sentido opuesto, de una placa con respecto a la otra. Este movimiento tiene lugar a lo largo de una
fractura de la litosfera denominada falla transformante (Ej. Falla de San Andrés, California; segmentos
de las dorsales oceánicas). El deslizamiento no es continuo, ya que por la fricción se acumula tensión
en ambas placas que se libera en forma de movimientos sísmicos.
Dorsal Atlántica, en los
bordes constructivos de
las placas presentes en
la corteza oceánica del
Océano Atlántico. Son
zonas de alta actividad
volcánica.

Falla de Almannagjá, Thingvellir (Islandia).


Brecha de separación entre las placas
tectónicas euroasiática y norteamericana.
Las cordilleras montañosas de la corteza continental son elevaciones generalmente originadas por
una placa que, al aproximarse a otra, comprimen los sedimentos geológicos que hay entre ellas.
Algunas montañas también se pueden originar a partir de los magmas que se forman en la zona de
rozamiento o de contacto entre las placas.

Vista del Aconcagua (Provincia de Mendoza, Argentina), con sus 6.962 m, es la montaña más alta
de la Cordillera de los Andes y del Hemisferio Sur. La Cordillera de los Andes es el resultado del
movimiento de las placas tectónicas, desde la era geológica Mesozoica o Secundaria, en concreto
por el proceso de subducción de las placas oceánicas en la zona occidental de la placa
sudamericana.
El Himalaya es la cordillera más alta de la Tierra, con diez de las catorce cimas de más de ocho mil
metros de altura, incluido el Everest, la mayor del planeta, con sus 8.848 metros sobre el nivel del
mar. Es resultado de la colisión continental entre la placa india y la euroasiática, que se inició en el
Cretácico superior, hace unos 70 millones de años.
Con unos 1.286 Km de longitud, la Falla de San Andrés
(California, EE.UU.), constituye un área de contacto de bordes
pasivos o transformantes entre la placa norteamericana y la
placa pacífica. Como consecuencia de ello, es una zona con una
gran actividad sísmica.
Terremoto y tsunami en la costa noreste de la isla
de Honshu, Japón (11 de marzo de 2011), de
magnitud 9,0 en la escala de Richter, relacionado
con la zona de subducción de la placa pacífica con
la placa norteamericana. Murieron cerca de
19.000 personas.
Volcán Etna (este de Sicilia, Italia), de 3.322 m
de altitud, en 2007 en una de sus frecuentes
erupciones. Se sitúa en una zona tectónica de
la placa euroasiática con la placa africana.