Вы находитесь на странице: 1из 5

7.

6 Construcción de las máquinas de cd 335

7.6 CONSTRUCCIÓN DE LAS Escobillas

MÁQUINAS DE CD Polo de campo


y núcleo
En la figura 7-33 se ve un dibujo simplificado de una
Placa de
máquina de cd y en la figura 7-34 se muestra un corte características
transversal más detallado de ella.
La estructura física de la máquina consta de dos Culata
partes: el estator o parte estacionaria y el rotor o parte Inducido
giratoria. La parte estacionaria de la máquina consta
de una estructura, que proporciona el soporte físico, Conmutador
y de las piezas polares, que se proyectan hacia aden-
tro y proporcionan un camino para el flujo magnético
de la máquina. Los extremos de las piezas polares que
están cerca del rotor se extienden sobre la superficie
de éste para distribuir su flujo uniformemente sobre la
superficie del rotor. Estos extremos se llaman zapatas
polares. La superficie expuesta de una zapata polar se
Campana externa
llama cara polar y la distancia entre la cara polar y el
Estructura
rotor se llama entrehierro.
Hay dos devanados principales en una máquina
de cd: los devanados del inducido y los devanados de FIGURA 7-33 Diagrama simplificado de una máquina de cd.
campo. Los devanados del inducido se definen como
aquellos en los que se induce el voltaje mientras que
los devanados de campo se definen como aquellos que producen el flujo magnético principal en la
máquina. En una máquina de cd normal, los devanados del inducido están ubicados en el rotor y
los devanados de campo están ubicados en el estator. Puesto que los devanados del inducido están
ubicados en el rotor, el rotor de una máquina de cd a menudo se llama inducido.
A continuación se describen algunas de las principales características de la construcción típica
de un motor de cd.

Construcción de los polos y de la estructura


Con frecuencia, las máquinas de cd más antiguas a menudo estaban hechas de una sola pieza de
metal fundido y los devanados de campo estaban acomodados a su alrededor. A menudo los extre-
mos laminados estaban atornillados para reducir las pérdidas del núcleo en las caras polares. Desde

a) b)

FIGURA 7-34 a) Corte transversal de una máquina de cd de 4 000 hp, 700 V y con 18 polos que
muestra los devanados de compensación, los interpolos, el compensador y el conmutador. (Cortesía de
General Electric Company.) b) Corte transversal de un motor de cd de cuatro polos más pequeño con
interpolos, pero sin devanados de compensación. (Cortesía de MagneTek, Inc.)

07_Chapman 07.indd 335 10/10/11 13:23:43


336 CAPÍTULO 7 Fundamentos de máquinas de corriente directa (cd)

FIGURA 7-35 Conjunto del polo de campo principal de un motor de cd.


Nótense las láminas del polo y los devanados de compensación. (Cortesía de
General Electric Company.)

que se volvieron comunes los paquetes de controladores en estado sólido, los polos principales de
las máquinas más nuevas están hechos en su totalidad de material laminado (véase la figura 7-35).
Esto se debe a que hay un contenido de ca mucho más grande en la potencia suministrada a los
motores de cd controlados por paquetes de controladores en estado sólido, lo que provoca pérdidas
por corrientes parásitas mucho más grandes en los estatores de las máquinas. Normalmente la cons-
trucción de las caras de los polos es achaflanada o excéntrica, lo que quiere decir que los extremos
externos de las caras polares están un poco más lejos de la superficie del rotor que el centro de la
cara polar (véase la figura 7-36). Esto incrementa la reluctancia en los extremos de la cara polar y,
por lo tanto, reduce el efecto de agrupamiento de flujo ocasionado por la reacción del inducido en
la máquina.
Los polos en las máquinas de cd se llaman polos salientes, puesto que se proyectan hacia fuera
de la superficie del estator.
Los interpolos en las máquinas de cd están ubicados entre los polos principales. Cada vez es
más común que estén hechos de laminado, debido a los mismos problemas que se presentan en los
polos principales.
Incluso algunos fabricantes elaboran con láminas una porción de la estructura que sirve como
el camino de regreso del flujo magnético (la culata) para reducir aún más las pérdidas en el núcleo
en los motores controlados electrónicamente.

N S N S

a) b)

FIGURA 7-36 Polos con un entrehierro más ancho en los extremos para reducir la reacción del
inducido. a) Polos achaflanados; b) polos excéntricos o uniformemente nivelados.

07_Chapman 07.indd 336 10/10/11 13:23:45


7.6 Construcción de las máquinas de cd 337

Construcción del rotor o inducido


El rotor o inducido de una máquina de cd consta de un eje maquinado a partir de una barra de acero
y al que se le construye un núcleo montado sobre él. El núcleo está compuesto por muchas láminas
troqueladas de una placa de acero, con muescas o ranuras en su superficie exterior para sostener los
devanados del inducido. El conmutador se construye sobre el eje del rotor en un extremo del núcleo.
Las bobinas del inducido se disponen en las ranuras en el núcleo, como se describe en la sección 7.4
y sus extremos se conectan a los segmentos del conmutador. En la figura 7-37 se muestra un gran
rotor de una máquina de cd.

El conmutador y las escobillas


Por lo regular, el conmutador de una máquina de cd (figura 7-38) está hecho de barras de cobre ais-
ladas con un material parecido a la mica. Las barras de cobre son lo suficientemente gruesas como
para resistir el desgaste normal que sufrirán durante la vida útil del motor. El aislamiento de mica
entre los segmentos del conmutador es más duro que el material del conmutador mismo, por lo que
conforme pasa el tiempo, a menudo es necesario rebajar el aislamiento del conmutador para asegu-
rar que no sobresalga por encima del nivel de las barras de cobre.
Las escobil1as de la máquina están hechas de carbón, grafito, metal grafitado o una mezcla de
carbón y grafito. Tienen una conductividad alta para reducir las pérdidas eléctricas y un bajo co-
eficiente de fricción para reducir el desgaste excesivo. Se fabrican deliberadamente de un material
mucho más blando que el de los segmentos del conmutador para que la superficie del conmutador
sufra muy poco desgaste. En la selección de la dureza de las escobillas hay que tomar en cuenta que
si las escobillas son demasiado blandas, tendrán que ser reemplazadas con demasiada frecuencia;
pero si son muy duras, la superficie del conmutador se desgastará excesivamente durante la vida útil
de la máquina.
Todo el desgaste de la superficie del conmutador es resultado directo del hecho de que las esco-
billas deben pasar por encima de él para convertir el voltaje de ca de los cables del rotor en voltaje

FIGURA 7-37 Fotografía de una máquina de cd, a la cual se le removió la parte superior
del estator para mostrar la construcción de su rotor. (Cortesía de General Electric Company.)

07_Chapman 07.indd 337 10/10/11 13:23:45


338 CAPÍTULO 7 Fundamentos de máquinas de corriente directa (cd)

FIGURA 7-38 Vista en detalle de un conmutador y las escobillas de una máquina de cd grande.
(Cortesía de General Electric Company.)

de cd en los terminales de la máquina. Si la presión de las escobillas es demasiado alta, tanto ellas
como las barras del conmutador se desgastan de manera excesiva. Sin embargo, si la presión de las
escobillas es demasiado baja, tienden a saltar ligeramente y se generan muchas chispas en la interfaz
entre el segmento y las escobillas. Por lo tanto, la presión de las escobillas sobre la superficie del
conmutador debe ajustarse con cuidado para obtener la mayor vida útil posible.
Otro factor que afecta el desgaste de las escobillas y de los segmentos del conmutador de una
máquina de cd es la cantidad de corriente que fluye en la máquina. Las escobillas normalmente
pasan sobre la superficie del conmutador cubierta por una delgada capa de óxido que lubrica el
movimiento de las escobillas sobre los segmentos. Sin embargo, si la corriente es muy pequeña, esta
capa se desintegra y la fricción entre las escobillas y el conmutador se incrementa fuertemente, lo
cual contribuye a un desgaste rápido. Para obtener la mayor vida útil de las escobillas, la máquina
debe estar por lo menos cargada parcialmente todo el tiempo.

Aislamiento de los devanados


Además del conmutador, la parte más crítica del diseño de un motor de cd es el aislamiento de los
devanados, ya que si se desintegra el motor hace cortocircuito. La reparación de una máquina con el
aislamiento en cortocircuito es demasiado costosa, si es que es posible hacerla. Para evitar que el ais-
lamiento en los devanados de la máquina se desintegre por el sobrecalentamiento, se requiere limitar
la temperatura en los devanados. Esto se puede lograr en forma parcial suministrando una corriente de
aire frío sobre ellos, pero finalmente la temperatura máxima en el devanado limita la potencia máxima
que la máquina puede suministrar de manera continua.
Es muy raro que el aislamiento falle de inmediato ante una temperatura crítica. En cambio,
el incremento de la temperatura provoca una degradación paulatina del aislamiento, volviéndolo
propenso a fallar por alguna otra causa, tal como un impacto, vibración o fatiga eléctrica. Hay una
vieja regla práctica que dice que la esperanza de vida de un motor con cierto aislamiento se reduce
a la mitad por cada incremento de 10% de la temperatura del devanado. Esta regla aún está vigente
hasta cierto punto.
Para estandarizar los límites de temperatura del aislamiento de la máquina, la National Electri-
cal Manufacturers Association (NEMA) definió en Estados Unidos una serie de clases de sistemas
de aislamiento. Cada una de ellas especifica el aumento de temperatura máximo para esa clase de
aislamiento. Hay tres clases comunes de aislamiento de NEMA para motores de cd de caballos de
fuerza enteros: A, B, F y H. Cada clase representa una temperatura permisible en el devanado más

07_Chapman 07.indd 338 10/10/11 13:23:46


7.7 Flujo de potencia y pérdidas en las máquinas de cd 339

alta que la clase anterior. Por ejemplo, si la temperatura en el devanado del inducido aumenta a un
valor mayor a la temperatura ambiente en un tipo de motor de inducción de cd que opera continua-
mente se mide con un termómetro, ésta debe estar limitada a 70°C en el caso del aislamiento clase
A, 100°C en el clase B, 130°C para el clase F y 155°C en el clase H.
Las especificaciones de temperaturas específicas se muestran con detalle en la norma NEMA
Standard MG1-1993, Motors and Generators. La International Electrotechnical Commission (IEC)
ha definido varias normas similares, así como lo han hecho varias organizaciones de regulación
nacional en otros países.

7.7 FLUJO DE POTENCIA Y PÉRDIDAS EN LAS MÁQUINAS DE CD


Los generadores de cd se alimentan de potencia mecánica y producen potencia eléctrica, mientras
que los motores de cd se alimentan de potencia eléctrica y producen potencia mecánica. En ambos
casos, no toda la potencia de entrada a la máquina aparece en forma útil en el otro extremo de ella:
siempre hay pérdidas asociadas con el proceso.
La eficiencia de una máquina de cd se define por medio de la ecuación

Psal
100% (7-50)
Pentr
La diferencia entre la potencia de entrada y la potencia de salida de una máquina son las pérdidas
que suceden en su interior. Por lo tanto,

Psal Ppérd
100% (7-51)
Pentr

Pérdidas en las máquinas de cd


Las pérdidas que hay en las máquinas de cd se pueden dividir en cinco categorías básicas:

1. Pérdidas eléctricas o pérdidas en el cobre (pérdidas I2R).


2. Pérdidas en las escobillas.
3. Pérdidas en el núcleo.
4. Pérdidas mecánicas.
5. Pérdidas dispersas o misceláneas.

PÉRDIDAS ELÉCTRICAS O PÉRDIDAS EN EL COBRE Las pérdidas en el cobre son las que se pre-
sentan en los devanados del inducido y de campo de la máquina. Las pérdidas en el cobre para los
devanados del inducido y del campo están dadas por

Pérdida en el inducido: PA IA2 RA (7-52)


Pérdida en el campo: PF IF2 RF (7-53)

donde
PA = pérdida en el inducido
PF = pérdida en el circuito de campo
IA = corriente del inducido
IF = corriente de campo
RA = resistencia del inducido
RF = resistencia de campo

Normalmente, la resistencia que se utiliza en estos cálculos es la que existe en el devanado a tempe-
ratura de operación normal.

07_Chapman 07.indd 339 10/10/11 13:23:46