Вы находитесь на странице: 1из 4

ANALISIS DE ORINA

El Examen General de Orina también llamado uroanálisis detecta y mide la densidad,


concentración, acidez y presencia de diversos compuestos químicos como la bilirrubina,
glucosa y hemoglobina que reflejan el nivel de salud de nuestro cuerpo.
Con el Examen General de Orina se pueden encontrar microorganismos infecciosos,
sustancias tóxicas asintomáticas y se evalúa el funcionamiento renal.
En este estudio se valora el color, la apariencia física, microscópica y la composición
química de la orina, lo cual permite detectar enfermedades renales, del tracto urinario y
diabetes.
Si dentro del Examen General de Orina se encuentra una densidad elevada se puede
detectar enfermedades como diabetes mellitus, insuficiencia cardíaca, heptatopatías.

EXAMEN FÍSICO:
En el laboratorio se examinará la apariencia de la orina:

 La sangre en la orina puede hacer que se vea


de color rojo o marrón.
 Un aspecto turbio puede indicar una
infección.
 El color de la orina puede ser influenciado
por lo que acaba de comer. Por ejemplo, la
remolacha puede añadir un tinte rojo a la
orina.
EXAMEN QUÍMICO:
En el cual se evalúa lo siguiente:
• La acidez (pH). El nivel de pH indica la cantidad de ácido en la orina. los niveles
de pH anormales pueden indicar un trastorno renal o del tracto urinario.
• Concentración. Una medida de la concentración o la gravedad específica,
muestra que tan concentrada esta su orina (la cantidad de partículas que se
encuentran presentes en ella). Un resultado Superior a la concentración normal
a menudo indica una deshidratación.
• Proteína. Los niveles bajos de proteína en la orina son normales. Pequeños
aumentos en la proteína en la orina por lo general no son una causa de
preocupación, pero cantidades mayores pueden indicar un problema renal.
 Glucosa. Normalmente la cantidad de glucosa en la orina es demasiado baja
para ser detectada. Cualquier detección de Glucosa en esta prueba por lo
general exige pruebas de seguimiento para la diabetes.
• Cetonas. Al igual que la glucosa, cualquier cantidad de cetonas detectada en la
orina puede ser un signo de diabetes y requiere pruebas de seguimiento.
• Bilirrubina. La bilirrubina es un producto de la descomposición de glóbulos rojos.
Normalmente, la bilirrubina en la sangre pasa hacia el hígado, donde se retira y
se convierte en parte de la bilis. La bilirrubina en la orina puede indicar lesión o
enfermedad hepática.
• Evidencia de infección(Nitritos). Si se detectan Nitritos en la orina, puede ser un
signo de una infección del tracto urinario.
• Sangre. La sangre en la orina requiere pruebas adicionales - puede ser un signo
de daño renal, infección del riñón o cálculos en la vejiga, cáncer de riñón o la
vejiga, o trastornos de la sangre.

EXAMEN MICROSCÓPICO
La muestra de orina, se analiza al microscopio, donde se evaluará lo siguiente:
• Glóbulos blancos (leucocitos) pueden ser un signo de una infección.
• Glóbulos rojos (eritrocitos) pueden ser un signo de enfermedad renal, un
trastorno de la sangre u otra condición médica subyacente, como el cáncer de
vejiga.
• Bacterias o levaduras indican una infección.
• Cilindros: - proteínas en forma de tubo – se forman como resultado de trastornos
renales.
• Cristales, que se forman a partir de productos químicos en la orina pueden ser
indicios de cálculos renales.

COLOR: VERDE, AMARILLO Y ROJO


Normalmente es amarillo claro pero, dependiendo de su concentración, la orina puede
ser casi transparente o amarillo oscuro. Cuando cambia podemos pensar en:

 Amarillo intenso: orina concentrada,


bilirrubina directa o consumo de
tetraciclinas.
 Rojizo: hematuria, hemoglobinuria,
porfirias, consumo de fármacos
(rifampicina, antipirina, anilinas,
fenolftaleína, etc.).
 Naranja: presencia de bilirrubina o
piridina.
 Marrón: metahemoglobinemia, consumo de nitrofurantoina, pigmentos biliares,
crisis mioglobinúricas y algunas hematurias.
 Pardo-negro: melanina, ácido homogentísico, intoxicación por ácido fénico y
derivados, fiebre hemoglobinúrica del paludismo, ciertas hematurias.
 Azulado-verdoso: consumo de azul de metileno, intoxicación por fenol, infección
por pseudomonas o trastornos congénitos de absorción intestinal de triptófano.
 Blanco-lechosa: quiluria, piuria intensa e hiperoxaluria.
 Turbia: piuria, fosfaturia, fecaluria.
VOLUMEN: GALONES DE ORINA
Si bien el volumen no se reporta en un examen de orina (sólo en colecciones de 24 hrs.),
es importante mencionar cuáles patologías intervienen en su disminución o aumento,
aunque también depende del individuo, ingesta de líquidos y función renal.

 Anuria: <100 ml en 24 horas. Puede ser secundaria a obstrucción bilateral del


tracto urinario, necrosis tubular aguda, glomerulonefritis necrotizante o necrosis
tubular aguda
 Oliguria: < 400 ml en 24 hrs o < 25 ml/hr (en niños < 15 ml/kg). Existen causas
prerrenales, renales o postrenales. Valora la densidad urinaria, la composición
electrolítica y el sedimento para identificar la causa.
 Poliuria: Se eliminan > 3 litros de orina en 24 h. Determina la osmolaridad urinaria
para que distingas entre poliuria acuosa y de solutos.
o Acuosa: Osmolaridad urinaria < 250 mOsm/l en orina de 24hrs con orina
hipodensa. Piensa en polidipsia primaria, diabetes insípida, inhibición
transitoria de la ADH por el alcohol, en acidosis tubular renal o en
Sx. Sheehan.
o De solutos: Cuando la osmolaridad urinaria es >300 mOsm/l en orina de
24 hrs. Se presenta en DM mal controlada, uso de manitol, dieta
hiperprotéica, consumo de medios de contraste, acidosis tubular renal,
fase resolutiva de la necrosis tubular aguda y uropatías obstructivas, en
enfermedad medular quística del riñón, hipercalcemia e hipopotasemia.

PH: ACIDITO COMO LIMÓN, ALCALINO COMO JABÓN


Rango normal: 4.6-8.0

El pH urinario depende de factores como la dieta y el consumo de fármacos. No olvides


que su determinación refleja la concentración de iones no tamponados, no la excreción
neta de ácidos.

 Ácido (pH <4.6): Se presenta en acidosis metabólicas (como la cetoacidosis


diabética), diarrea crónica, o insuficiencia respiratoria crónica.
 Alcalino (pH>8.0): Piensa en acidosis tubular renal, alcalosis metabólica
(vómitos, aspiración nasogástrica, diuréticos) o respiratoria, infecciones urinarias
por agentes productores de ureasa.

PROTEÍNAS EN EL EXAMEN GENERAL DE ORINA


Rango normal: 100 – 150 mg/dl, niños: <100 mg/m2

De estas proteínas, el 60% corresponde a la albúmina y el otro 40% son glucoproteínas


e inmunoglobulinas. Cuando es patológica se dividen en causas renal o no renales. De
acuerdo a la cantidad de proteínas que se eliminan, podemos encontrar:

 Proteinuria mínima (0.15 – <0.5 g/día): existe en pacientes con fiebre, en


hipertensión arterial, en tubulopatías, en poliquistosis renal, en infecciones, en
hemoglobinuria con hemólisis, o en el ejercicio.
 Proteinuria moderada (0.5 – 3 g/día): se presenta en glomerulonefritis crónicas
leves, en insuficiencia cardíaca congestiva, en pielonefritis, en mieloma múltiple,
en preeclampsia y en la nefroangioesclerosis.
 Proteinuria intensa (>3 g/día): investiga la presencia de glomerulonefritis aguda
o crónica grave, también puedes pensar en nefropatía diabética grave, en
amiloidosis, en lupus o en trombosis venosa central.
CREATININA EN EL EXAMEN GENERAL DE ORINA

Rango Normal: en hombres 19 – 26 mg/kg/día, mujeres: 14 – 21 mg/kg/día.

 Sus niveles son proporcionales a la masa muscular del individuo y dependen de


la tasa de filtración glomerular. Su determinación en orina de 24 hrs permite
calcular el aclaramiento de creatinina como índice indirecto de la función renal y
de la filtración glomerular.