Вы находитесь на странице: 1из 8

EXPEDIENTE: 04740-2015-0-1706-JR-LA-05

ESPECIALISTA: DR. ROBERT ALEX CESAR SARMIENTO


MATERIA: ACCIÓN CONTENCIOSA ADMINISTRATIVA
ESCRITO Nº:
SUMILLA: RECURSO DE APELACION DE SENTENCIA

SEÑOR JUEZ DEL QUINTO JUZGADO DE TRABAJO DE CHICLAYO

MARITZA LEÓN CACHAY, Abogado de Profesión con Registro


ICAL Nº 4131, Procuradora Público Municipal de la
Municipalidad Provincial de Lambayeque, con Casilla
Electrónica N° 5383, en los seguidos con LA GERENCIA
REGIONAL DE TRABAJO PROMOCION Y EMPLEO DE
LAMBAYEQUE sobre ACCIÓN CONTENCIOSA
ADMINISTRATIVA; a usted digo:

1. PETITORIO:

Que, Señor Juez, encontrándome dentro del plazo legal y en mérito al Principio
de la Pluralidad de Instancias, interpongo RECURSO DE APELACIÓN en contra de la
SENTENCIA contenida en la RESOLUCIÒN Nº 12 de fecha 12/12/2017, mediante la
cual se declara IMPROCEDENTE la demanda interpuesta por nuestra parte en contra
de la Gerencia Regional de Trabajo y Promoción del Empleo de Lambayeque; fallo que
consideramos no ha sido expedido con arreglo a ley, vulnerando el derecho al debido
proceso y a la motivación de las resoluciones judiciales; debiendo ser remitida al
Superior Jerárquico a fin de que con mejor criterio reexamine el presente caso y
revoque la resolución objeto de cuestionamiento; petición que sustento en los
siguientes argumentos de hecho y de derecho:

2. FUNDAMENTACION DEL AGRAVIO:

Que, la sentencia materia de impugnación causa a nuestra representada un


enorme agravio de carácter económico y moral, por cuanto afecta el derecho al Debido
Proceso y a la Motivación de las Resoluciones Judiciales.

1
3. FUNDAMENTOS DE ERROR DE HECHO Y DERECHO INCURRIDOS EN LA
SENTENCIA:

3.1. El juzgador en la sentencia materia de apelación en sus considerandos 5to


al 9no, señala que el ejercicio de la potestad sancionadora de la
demandada se ha producido de acuerdo a ley; decisión que ha sido
expedida en clara contravención e inobservancia de la normatividad
correspondiente a la materia, vulnerando el derecho al debido proceso y a
la motivación de las resoluciones judiciales:

3.1.1. El derecho fundamental al debido proceso comprende dentro de su


ámbito el derecho constitucional a la motivación de las decisiones
judiciales1, prevista en forma expresa en el artículo 139, inciso 3 de la
Constitución Política de 1993, cuyo texto señala: “Son principios y
derechos de la función jurisdiccional: (…) 5. La motivación escrita de las
resoluciones judiciales en todas las instancias, excepto los decretos de
mero trámite, con mención expresa de la ley aplicable y de los
fundamentos de hecho en que se sustentan.”.

3.1.2. En este sentido, el derecho constitucional a la motivación de las


decisiones judiciales impone la exigencia a los jueces de indicar las
razones sobre las cuales sustentan sus respectivos fallos, posibilitando
el control de constitucionalidad y legalidad y el ejercicio de defensa de
los justiciables. El Tribunal Constitucional peruano al respecto ha
señalado que “Uno de los contenidos del derecho al debido proceso es el
derecho de obtener de los órganos judiciales una respuesta razonada, motivada y
congruente con las pretensiones oportunamente deducidas por las partes en
cualquier clase de procesos. La exigencia de que las decisiones judiciales sean
motivadas en proporción a los términos del inciso 5) del artículo 139 de la
norma fundamental, garantiza que los jueces, cualquiera sea la instancia a la
que pertenezcan, expresen el proceso mental que los ha llevado a decidir una

1
El Tribunal Constitucional al respecto ha señalado: “(… el derecho fundamental al debido proceso, preciso es recordarlo, se
caracteriza también por tener un contenido, antes bien que unívoco, heterodoxo o complejo. Precisamente, uno de esos
contenidos que hacen parte del debido proceso es el derecho a la motivación de las resoluciones judiciales, reconocido en el
artículo 139.5º de la Constitución”. (STC EXP. N.° 00037-2012-PA/TC. Fundamento 32)

2
controversia, asegurando que el ejercicio de la potestad de administrar justicia se
haga con sujeción a la Constitución y a la ley; pero también con la finalidad de
facilitar un adecuado ejercicio del derecho de defensa de los justiciables”. (STC.
EXP. N° 01230-2002-HC/TC. Fundamento 11)

3.1.3. Que, existirá contravención al DEBIDO PROCESO2 cuando en el


desarrollo del mismo no se han respetado los derechos procesales de
las partes, se ha obviado o alterado actos de procedimiento, la Tutela
Jurisdiccional no ha sido efectiva y/o el Órgano Jurisdiccional deja de
motivar sus decisiones, o lo hace en forma incoherente, en clara
trasgresión de la normatividad vigente y de los principios procesales.

3.1.4. En efecto, el Reglamento de la Ley General de Inspección del Trabajo -


Decreto Supremo N° 019-2006-TR, en su artículo 12° establece en su
inciso 1, numeral b) que para la actuación de Comparecencia se exige
la presencia del sujeto inspeccionado para efectuar las aclaraciones
pertinentes. En el presente caso, se ha vulnerado flagrantemente los
derechos de esta Municipalidad, pues de acuerdo a lo indicado en el
Acta de Infracción impugnada las Comparecencias se han Ilevado a
cabo con la sola presencia de la Sub Gerente de Recursos Humanos de
la Gestión Municipal anterior, funcionaria que no ostenta título
profesional alguno; y no se ha contado con la presencia del Asesor Legal
de esta Municipalidad, ni de ningún abogado facultado para ejercer la
defensa técnica necesaria, que conlleve a esclarecer las acciones
imputadas.

3.1.5. Asimismo, el juzgador al momento de emitir la resolución impugnada no


ha tenido en cuenta que en dicho procedimiento sancionador, NO SE
NOTIFICÓ VÁLIDAMENTE AL PROCURADOR PUBLICO MUNICIPAL,
quien es el Ilamado a defender los derechos de la Municipalidad,
violando de esta manera el derecho constitucional de defensa de la
Municipalidad Provincial de Lambayeque; y que de acuerdo al artículo
44° de la LEY N° 28806 – LEY GENERAL DE INSPECCIÓN DE

2
ALVARADO VELLOSO, Adolfo. “El Debido Proceso”. Editorial San Marcos, Primera Edición, Setiembre. 2010, Pág. 275.

3
TRABAJO, según el cual es un principio general del procedimiento
sancionador: "Observación del Debido Proceso, por el que las partes
gozan de todos los derechos y garantías que les permitan exponer sus
argumentos de defensa, ofrecer pruebas y obtener una decisión por
parte de la Autoridad Administrativa de Trabajo debidamente fundada en
hechos y en derecho."

3.1.6. Asimismo, el Reglamento de la Ley General de Inspección del


Trabajo Decreto Supremo N° 019-2006-TR en su artículo 12° inciso 1,
numeral c), establece que debe realizarse la actuación Inspectiva de
comprobación de datos, por la cual el Inspector del Trabajo: "Podrá
acceder a dicha información, compararla, solicitar antecedentes o la
información necesaria para comprobar el cumplimiento de las normas
sociolaborales materia de verificación." Sin embargo, dicha actuación
nunca se realizó, pues el Inspector de Trabajo nunca se constituyó al
recinto municipal para comprobar la información que se le brindó, o para
verificar los comprobantes de pago que obran en el Área de Tesorería, o
las planillas de pago, o para informarse acerca de los acuerdos tomados
mediante Pactos Colectivos sobre las Gratificaciones; sino que se limita
a analizar los hechos sin la debida información técnica. Acciones
negligentes del Inspector de Trabajo que causan un enorme perjuicio y
agravio económico a mi representada; y que el juzgador al momento de
emitir la sentencia materia de apelación no ha tenido en cuenta.

3.1.7. Que, los argumentos esgrimidos en los considerandos de la sentencia


impugnada; en definitiva el juzgador solo se ha limitado a narrar una
serie de normas, sin explicar en forma precisa como llegó a la
conclusión de que no corresponde declarar la nulidad de los actos
administrativos materia de impugnación; omisión que genera graves
repercusiones en la validez y aceptabilidad de las decisiones
judiciales; demostrando con su accionar el haber incumplido con el
deber de motivar correctamente la decisión emitida.

3.1.8. Que, los argumentos expuestos en dichos considerandos, no permite

4
conocer cuál es el razonamiento mediante el cual el señor Juez de
primera instancia, llega a la conclusión del porque no corresponde la
declaración de nulidad de los actos administrativos; no haciendo posible
verificar la corrección de las razones, debido a la inobservancia del
contenido esencial del derecho a la motivación de las resoluciones en
concordancia con el artículo 139° inciso 5) de la Constitución Política del
Estado.

3.1.9. De modo que, la sentencia impugnada ha incurrido en graves errores de


hecho y de derecho que ocasionan agravio a mi representada, por lo
que solicito que se eleven los autos al superior en grado a fin de que con
mejor criterio de Justicia REVOQUE la sentencia apelada en el extremo
que se impugna, teniendo en cuenta los fundamentos expuestos
precedentemente.

3.2. Asimismo, se ha incurrido en error de hecho, por cuanto la sentencia


materia de apelación al momento de declarar improcedente la demanda,
presenta una argumentación aparente, demostrando una infracción al
deber de la motivación de las resoluciones previsto en el artículo 139.5 de
la Constitución Política; debe declararse nula de acuerdo a los siguientes
fundamentos:

3.2.1. El Tribunal Constitucional ha identificado determinados supuestos que


configuran una manifiesta vulneración del derecho constitucional a la
motivación: 1°) inexistencia de motivación o motivación aparente; 2°)
falta de motivación interna del razonamiento; 3°) deficiencias en la
motivación externa; 4°) la motivación insuficiente; y, 5°) la motivación
sustancialmente incongruente. (STC. EXP. N° 3943-2006-PA/TC.
Fundamento 4. STC. EXP. N° 00728-2008-PHC/TC. Fundamento 7).

3.2.2. En el presente caso mediante Resolución N° 12 de fecha 12/12/2017, en


el considerando noveno, la juzgadora ha señalado que: “ En
consecuencia, el acta de infracción que da inicio al procedimiento
sancionador no podía ser impugnada en sede administrativa, tampoco

5
puede ser impugnada ben sede judicial al no ser una resolución que
cause estado, siendo así la demanda es improcedente por no haber
agotado la vía administrativa, causal prevista en el art 23°, inciso 3° del
T.U.O. de la Ley que regula el Proceso Contencioso Administrativo
aprobado por Decreto Supremo N°013- 2008-JUS”.

3.2.3. Que, en efecto, el Texto Único Ordenado de la Ley N° 27584 – Ley que
regula el Proceso Contencioso Administrativo - Decreto Supremo N° 13-
2008-JUS; al establecer la obligación de los jueces de remitir de OFICIO
los procesos en que se consideren incompetentes; no obstante, en la
Resolución N° 05 de fecha 16/12/2016, dicha obligación ha sido
inobservada por parte de la juzgadora; toda vez que en sus
considerandos NO CONTIENE VALORACIÓN, MOTIVACIÓN, NI
FUNDAMENTACIÓN ALGUNA respecto a la remisión del proceso al
juzgado competente; omisión que genera graves repercusiones en la
validez y aceptabilidad de las decisiones judiciales; demostrando con su
accionar el haber incumplido con el deber de motivar correctamente la
decisión emitida.

3.2.4. Que, la Sentencia contenida en la Resolución N° 12 de fecha


12/12/2017, vulnera el derecho constitucional a la motivación de las
decisiones judiciales al presentar una MOTIVACIÓN APARENTE, y que
plantea la exigencia de definir su contenido:

3.2.4.1. Inexistencia de motivación o motivación aparente, según el


Tribunal Constitucional peruano: “Está fuera de toda duda que se
viola el derecho a una decisión debidamente motivada cuando la
motivación es inexistente o cuando la misma es solo aparente, en el
sentido de que no da cuenta de las razones mínimas que sustentan la
decisión o de que no responde a las alegaciones de las partes del
proceso, o porque solo intenta dar un cumplimiento formal al mandato,
amparándose en frases sin ningún sustento fáctico o jurídico”. (STC.
EXP. N° 00728-2008-PHC/TC. Fundamento 7)

6
3.2.5. Consecuentemente, la sentencia materia de impugnación, carece de una
debida motivación, defecto de orden procesal que vulnera no sólo la
garantía prevista en el inciso 5) del artículo 139 de la Constitución
Política del Perú, sino también el inciso 6 del artículo 50 del Código
Procesal Civil, que establece la obligación de los Jueces de motivar sus
decisiones, incurriéndose en causal de nulidad prevista en el artículo
171 del Código Procesal Civil; por lo que de acuerdo a los fundamentos
expuestos precedentemente, solicitamos que la sentencia contenida en
la Resolución N° 12 de fecha 12/12/2017, sea REVOCADA por parte del
órgano jurisdiccional jerárquicamente superior, o sea declarada nula.

4. SUSTENTO DE LA PRETENSIÓN IMPUGNATORIA

Mi pretensión impugnatoria se sustenta principalmente en las siguientes normas


legales:

 Artículo 139, inciso 3 de la Constitución Política del Estado, referido a los


principios de la función jurisdiccional, dentro de los cuales tenemos el derecho a
la motivación de las decisiones judiciales, cuyo texto señala: “Son principios y
derechos de la función jurisdiccional: (…) 5. La motivación escrita de las resoluciones
judiciales en todas las instancias, excepto los decretos de mero trámite, con mención
expresa de la ley aplicable y de los fundamentos de hecho en que se sustentan”.

 Artículo I del Título Preliminar del Código Procesal Civil, que consagra el
derecho de toda persona a la tutela jurisdiccional efectiva para el ejercicio o
defensa de sus derechos o intereses, con sujeción a un debido proceso.

 Artículo 122 del Código Procesal Civil, cuyo texto señala: Las resoluciones
contienen: “(…) 3) La mención sucesiva de los puntos sobre los que versa la resolución
con las consideraciones, en orden numérico correlativo, de los fundamentos de hecho que
sustentan la decisión, y los respectivos de derecho con la cita de la norma o normas
aplicables en cada punto, según el mérito de lo actuado.”

7
POR TANTO: A usted Señora Juez, solicito se sirva admitir el presente recurso
de apelación, a fin de que el superior en grado lo examine y proceda a revocar la
resolución materia de impugnación. SERA JUSTICIA.

Lambayeque, 23 de enero del 2018.