Вы находитесь на странице: 1из 21

1

¿Cómo se evidencia la presencia de la mujer ante la


mirada de Henrik Ibsen en la obra casa de muñecas,
contrastado con la actualidad?

Número de palabras: 3736

Lesly Dámaris Cambo Sánchez


2

Agradecimientos

Agradezco primeramente a
Dios por ayudarme a enfrentar
este nuevo reto al cual
orgullosamente lo asumí y lo
tomé como un desafío, de
igual manera agradezco a mis
padres por su apoyo
incondicional.

A mi tutora “Ismenia Tuarez”


por guiarme, apoyarme y
brindarme la ayuda necesaria
para finalizar este trabajo.
3

Resumen
El presente trabajo se basa primordialmente en el contexto literario de una de las obras

estudiadas en la estadía del Bachillerato Internacional, de la cual se analizará la presencia

de la imagen femenina en la obra “Casa de muñecas” haciendo un contraste con la

actualidad.

Como principal objetivo es comprender la problemática social por la que atravesaba en esa

época la sociedad teniendo como referencia al personaje de Nora; esta historia intenta

impregnar en el lector la realidad que se acontecía en Noruega, país natal del autor,

permitiéndole entender la decisión de la protagonista. Además con el contexto de esta se

compara la evolución que ha experimentado hasta la actualidad.

Para el desarrollo de la monografía se presenta en orden cronológico, primeramente en la

introducción se da apertura a la relevancia del tema, asimismo en el desarrollo se trata

aspectos como:

1. La postura de la mujer en la obra: se presenta el rol que cumple ésta en el hogar, a

través del personaje de Nora Helmer.

2. La evolución de la sociedad- la mujer de hoy: se expone el largo camino por el que

atravesó la mujer hasta hoy en día.

Finalmente, en la sección conclusión se percibe la importancia y el valor de los aspectos

sociales expuestos en la obra “Casa de muñecas” por Henrik Ibsen en relación a los

diversos cambios que determinan la posición de la mujer en la sociedad actual.


4

INDICE

Resumen……………………………………………………………………………………………………………………………………....3

I. Introducción .................................................................................................................. 5
II. Desarrollo ....................................................................................................................... 8
LA POSTURA DE LA MUJER EN LA OBRA ............................................................................. 8
LA EVOLUCION DE LA SOCIEDAD- LA MUJER DE HOY.................................................. 15
III. Conclusión .................................................................................................................... 19
IV. Bibliografía .................................................................................................................. 21
5

I. Introducción

“Nuestra sociedad es masculina y hasta que no entre en ella la mujer no será humana”

Henrik Ibsen (Sánchez, 2014)

La mujer un ser racional, que actualmente tiene la facilidad de desempeñar cualquier

función en diferentes ámbitos, sin embargo a través de la historia se la ha considerado el

sexo débil, incapaz de realizar trabajos forzados y se encontraba ceñida a las actividades

hogareñas, es así como la imagen de la mujer ha sido simbolizada trascendentalmente en la

percepción machista de una antigua sociedad.

Es por ello que Henrik Ibsen a través de su obra teatral “Casa de muñecas” escrita en su

país natal noruega en 1879, época en la cual la realidad social era otra muy diferente a la

actual, motivo por el cual plasma mediante esta herramienta la problemática social de una

noruega conservadora envuelta en estereotipos convencionalistas y machistas que se

rigieron en la cultura de la sociedad para establecer el equilibrio y el bienestar común.

Mediante la historia escrita por el dramaturgo le permiten al lector comprender y contrastar

la postura de la mujer en una sociedad de hombres, asimismo la función que desempeñaba

el género femenino en el hogar y en el campo social, político y económico, vinculando la

temática de la obra con las ideologías burgueses promovidas por la sociedad.

El entorno en el que se desarrolla la historia es la acogedora casa de los Helmer, donde la

protagonista Nora Helmer, una impetuosa e inexperta mujer que durante toda su vida se ha

doblegado a las decisiones de su esposo Torvaldo y su padre, motivo por el cual ella siente
6

que ha “sido una muñeca grande en esta casa, como fui una muñeca pequeña en casa de

papa”1. De modo que toma conciencia de su situación y opta por abandonar el lecho

familiar para lograr conseguir su verdadera felicidad que durante años se le ha negado, sin

embargo para muchos críticos esta acción demuestra el comienzo de una nueva etapa, el

feminismo.

En efecto, el autor de la obra intenta transmitir la posición de la mujer a través del

personaje ficticio interpretado por Nora, una madre, esposa e hija que vivía rodeada de

falsas apariencias. Para dar respuesta a la pregunta de investigación utilizaré como fuente

primaria la obra “Casa de muñecas” debido a que en esta se encuentra el contexto principal

del cual se desarrolla la cuestión planteada en un inicio y es relevante para realizar el

análisis desde dos épocas diferentes y como fuente secundaria documentos de sitios webs

que infieren en la conceptualización de términos e intervienen en la recopilación de ideas

para su posterior análisis.

La obra le permite al lector entender las decisiones que adopta la protagonista Nora

Helmer, una impetuosa e inexperta mujer que durante toda su vida se ha doblegado a las

decisiones de su esposo, por eso ella siente que ha “sido una muñeca grande en esta casa,

como fui una muñeca pequeña en casa de papa”2. De modo que toma conciencia de su

situación y provoca un inesperado desenlace.

El desarrollo procedimental es mediante el análisis de la evolución de la mujer en los

últimos años contrastándolo con la época del autor, haciendo hincapié en aspectos sociales,

1
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879, pág. 188)
2
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879, pág. 188)
7

políticos y económicos. Por ello es relevante acatar la postura del sexo femenino en la obra

para entender la esencia de la trama y así esclarecer de manera profunda el problema de

investigación que se resume en: ¿Cómo se evidencia la presencia de la mujer ante la mirada

de Henrik Ibsen en la obra casa de muñecas, contrastado con la actualidad?


8

II. Desarrollo

“Ah, Torvaldo! Tendría que realizarse el mayor de los milagros”3

Parte de la creación del mundo fue el ser humano que a diferencia de otros seres vivos tiene

la capacidad de pensar y reflexionar acerca de sus acciones, y como tal merecen ser tratados

todos con respeto e igualdad.

Aunque durante años el género femenino ha estado en constante lucha por la libertad e

igualdad y se ha visto en la constante necesidad de formar grupos feministas con el fin de

reclamar un trato justo y consiente a las capacidades que tiene el ser humano, no obstante la

postura de la mujer en una sociedad contemporánea ha ido evolucionando conforme a las

costumbres e ideas liberales que se han plasmado en la actualidad.

LA POSTURA DE LA MUJER EN LA OBRA

A través de la obra teatral del autor noruego Henrik Ibsen evidencia la función que cumple

la mujer en Nora Helmer la protagonista de la historia, ella se muestra como una persona

inmadura y consentida por su marido. Desde el principio de la narración se perciben ciertos

halagos por parte de su esposo con nombre de animales silvestres: “¿es mi alondra la que

está gorjeando ahí afuera? (…) ¿es mi ardilla la que está enredando?”4, en cierta parte

3
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
4
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
9

demuestra el amor que siente a su esposa, sin embargo este sentimiento es superficial por lo

que su intención es formar una imagen familiar digna de respetar sin especulaciones y

basado en las creencias morales machistas.

Nora, toda su vida ha estado rodeada de un espejismo que limita su felicidad interna y

sentir amor por sí misma, ella representa la mujer de aquella época que se encontraba

sumisa a las actividades hogareñas, su opinión no tenía importancia y mucho menos

participación activa en el ámbito político y social. A pesar de que tenía una economía

sumamente estable tuvieron que atravesar un desequilibrio financiero y Nora se hizo cargo

de su hogar, mientras su esposo Helmer se recuperaba de una grave enfermedad, no

obstante en el desarrollo de la trama aparece un personaje relevante que interviene en la

toma de decisiones de Nora, su amiga Cristina Linde.

Al confesarle la verdad sobre el préstamo que hizo para salvarle la vida a su esposo,

Cristina le asegura que “una mujer casada no puede pedir prestado dinero sin el

consentimiento de su esposo”5 ya que en esa época las mujeres dependían relativamente de

las decisiones tomadas exclusivamente por el hombre y mucho menos “someterse a los

caprichos de una mujer”6, por lo que el hombre era la figura importante de un hogar y la

sociedad de ese entonces a través de sus políticas moralistas y religiosas promovían el

machismo que regía un status social en donde las apariencias, la imagen, los engaños y la

falsedad destruían la integridad y el valor igualitario que tienen ambos géneros.

5
…” no creo que lo consigas prestado”, NORA.- ¡Ah!, ¿No?... ¡Y por qué no?... (Ibsen, Casa de muñecas,
1879)
6
….”Le hice ver lo delicioso que sería para mi viajar por el extranjero, no más ni menos que otras muchas
mujeres; con suplicas y lloros, le dije que tenía que tener en cuenta las circunstancias en que me
encontraba, que tenía que ser comprensivo y ceder… entonces fue cuando insinué que podía pedir un
préstamo. Pero al oírme casi se puso bravo, cristina. El replico que era una insensata, y que su deber de
esposo le dictaba no someterse a mis caprichos, como el los llamaba” (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
10

La posición de la mujer en la obra de Ibsen representa sumisión en las labores del hogar,

limitada a brindar opiniones de temas de carácter económico y político, considerándola un

ser inferior ante las capacidades machistas que constituyen a aquella sociedad

conservadora. En la historia además de recalcar ciertos aspectos principales de la obra

teatral, aparecen consecuencias secundarias que le causa el préstamo que Nora pidió a

Krogstad, él la amenaza con entregar el recibo a las autoridades y pronto Nora estaría

siendo juzgada por las injustas políticas y leyes noruegas, como dice Krogstad “a las leyes

no les importa los motivos” (…) “Malas o no… si yo presento este documento a las

autoridades, será usted condenada por las leyes”7 a lo que Nora responde: “Son leyes muy

malas (…) ¿ A caso una hija no tiene derecho a evitar a su anciano padre moribundo,

inquietudes y disgustos?¿acaso una esposa no tiene derecho a salir la vida de su esposo?”8

Estas son muchas cuestiones por las que insensatamente Nora se plantea en consecuencia

de la preocupación de sus actos, sin embargo ¿Debería sentirse culpable una mujer por

querer ayudar a su esposo? o ¿Hasta qué punto las políticas idealizadas en una sociedad

conservadora protegen a la mujer?

El esfuerzo y el valor que tuvo Nora al recurrir a una acción que ante los ojos de la

sociedad es un delito y aún más si la que cometiera dicha irregularidad es una mujer de

clase social alta, respetada y con una imagen superficial intachable, es por ello que llega un

momento en el que debido a las circunstancias en las que se encuentra rodeada toma cierto

temor a las represalias de Helmer y más aún la reacción negativa que presenten ciertas

personas contra su familia destruyendo la relación matrimonial, es posible considerar la

7
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
8
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
11

acción de Nora digno de admirar, puesto que, conociendo la gravedad del asunto se arriesgó

hasta tal punto en el que la única salida era abandonarlo todo.

Motivada por el amor que le tenía a su esposo sintió la obligación moral de ayudarlo, ya sea

al precio que cueste, se puede objetar diciendo que es aquí donde se denotan las llamadas

leyes, las obligaciones que rigen el orden y control de la sociedad, al hablar de estas

políticas se puede decir que estas se rigen a cierta ideología predominante, es así como el

conservadorismo una corriente ideológica que influía transcendentalmente en naciones en

proceso de desarrollo, buscaban incorporar la conveniencia y el bienestar de determinados

grupos sociales, donde la minoría que representaba el género femenino estaban sumisas en

su totalidad a los convencionalismos machistas y a los perjuicios hipócritas de un régimen.

Es por eso que Nora no logra entender la realidad en la que toda su vida se ha encontrado y

mucho menos comprender las supuestas leyes que respalden completamente la justificación

de sus hechos, ya sea cualquiera el motivo por el cual la mujer fue impulsada a cometer

dicho delito. De cierto modo si existieron leyes que las protejan sin embargo estas eran

condicionadas conforme a las concepciones autocráticas que no desequilibren la postura del

hombre ante la sociedad.

Lo que provocó que Nora falsificara la firma de su padre, fue por la grave enfermedad que

tuvo su marido y al no tener el dinero suficiente para solventar dicho gasto opta por esta

ilegalidad, además movida por la necesidad de hacerlo puesto que ella dependía totalmente

de su esposo y no podía permitir quedarse sola con sus hijos, debido a que la educación de

las mujeres era estrictamente para la vida hogareña y al casarse emprendían un nuevo

camino a lado de su esposo dependiendo de las decisiones que él tome, es por ello que
12

cualquier situación o problema que se les presente, únicamente el hombre tenía la

capacidad y el deber como jefe del hogar responder ante ella. En caso de que la esposa

intervenga, corrían el riesgo de ser duramente criticados por toda la sociedad, y como

Torvaldo siendo el director del banco y un abogado de prestigio no permitiría que su

inexperta e inmadura mujer Nora, destruya su reputación y el logro más importante de su

vida.

Es relevante percibir el rol y la postura de la mujer en cada acto de la obra, la presencia de

personajes importantes como el Doc. Rank un amigo muy allegado a la familia y que

estuvo enamorado en secreto de Nora, Krogstad causante principal de las preocupaciones

de la protagonista y Cristina que resultó siendo la esperanza para Nora puesto que al

convivir con los Helmer ha sido testigo de la situación en la que estaban y es por ello que

era indispensable una explicación entre los dos al a ver tantos pretextos y ocultaciones que

tenían que desaparecer de una vez9, ella le ayuda a Nora a tomar una decisión respecto a su

situación, pues ella como todas la mujeres de esa época desempeñaban la función en el

hogar de amas de Casa y encargadas explícitamente de la educación de sus hijos como

madres ejemplares que debían ser.

De modo que Torvaldo previo a leer la carta toma una actitud de esposo comprensivo y

amoroso, dispuesto a dar su vida por su esposa10 y todo ese supuesto amor termina al leer

el contenido de dicho papel, ya que al encontrarse su reputación en juego, no escucha

9
Señora Linde.- No, krogstad; no pida usted esa carta (...) si, con el sobresalto del primer momento…pero
han pasado veinticuatro horas, y durante ese tiempo he sido testigo de cosas increíbles en esta casa. Helmer
debe enterarse de todo. Es indispensable una explicación entre los dos: tantos pretextos y ocultaciones
tienen que desaparecer de una vez (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
10
Helmer.- (…) figúrate, Nora… muchas veces desearía que te amenazara un peligro eminente para poder
arriesgar mi vida, mi sangre y todo por ti…
Nora.- lee las cartas Torvaldo (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
13

explicaciones y la llama “desgraciada”11 permitiéndole a Nora comprender realmente su

postura en el presunto hogar que ha construido durante ocho años 12, no obstante Torvaldo

busca encontrar una solución que no lo envuelva en la bajeza de su esposa y entre ellos le

cohíbe de ciertas cosas a Nora13, al llegar la salvación de Helmer, regresa nuevamente el

amor hacia su esposa, tratándola como lo que siempre ha sido en su hogar, una hija14.

Entonces Nora se decide a entablar por primera vez una conversación seria con su esposo15

en esta parte de la trama comienzan a salir la realidad de los Helmer, sobre todo Nora

entiende el papel que juega como madre, esposa e hija porque primeramente como hija, ella

manifiesta que: “se cometieron muchos errores conmigo (…) cuando vivía con papá, el me

confiaba sus ideas y yo las seguía, si tenía otras diferentes no podía decirlas, puesto que no

le habrían gustado. Me llamaba su muñequita”16 debía tolerar y respetar las ideas de su

padre, obedecerlo en todo momento y sus opiniones no tenían validez alguna pues ella

como mujer no tenía derecho a expresarse libremente.

En la etapa de esposa siente que: “pase de manos de papá a las tuyas. Tú me formaste a tu

gusto, y yo participaba de él (…) tú y papa han cometido un grave error conmigo; son

11
Helmer.- ¿Qué significa esto?... ¿sabes lo que dice esta carta? (...) ¡desgraciada!... ¿Qué has hecho? (Ibsen,
Casa de muñecas, 1879)
12
Nora.-(…) yo nunca te he comprendido tampoco… hasta esta noche (…) llevamos 8 años de casados
(Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
13
Helmer.- (…) en cuanto a ti y a mí, haremos como si nada hubiera cambiado. Solo a los ojos de los demás,
por supuesto (…) pero no te permitiré educar a los niños (…) desde hoy no se trata de nuestra felicidad; se
trata exclusivamente de salvar los restos, los despojos, las apariencias (Ibsen, Casa de muñercas, 1879)
14
Elena.- Ha llegado una carta para la señora.
Helmer.- (...) Si, eso es. ¡estoy salvado! ¡Nora, estoy salvado! (…) te he perdonado. Nora; te juro que te he
perdonado. ¡Ah!, Nora, no conoces la bondad de un verdadero hombre (…) es como si fuese dos veces suya,
como si hubieras vuelto a traerla al mundo, y ya no ve en ella solo su mujer, sino también a su hija. Eso es lo
que vas a ser para mi desde hoy, criatura inexperta (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)

15
Nora.- ¿no te das cuenta que hoy es la primera vez que tú y yo, marido y mujer, hablamos con seriedad?
(Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
16
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
14

culpables de que no haya llegado a ser nunca nada”17, en la relación conyugal el hombre

tenía la potestad y todos los derechos en el hogar, el papel de la mujer era simplemente

obedecer y acatar las decisiones que el esposo tomaba, regirse a las actividades del hogar

tal y como las costumbres religiosas y moralistas imponían sobre la sociedad, y mucho

menos podían ser partícipes en actividades económicas, siendo el esposo él único que tenía

el deber de hacerlo convirtiendo el “hogar (…) nada más que una casa de muñecas”. Por

último la etapa como madre siguiendo una cadena en la que ella presiente: “los niños han

sido mis muñecos. Me divertía que jugaras conmigo, como a los niños verme jugar con

ellos”18 esa ha sido lo único que Nora pudo hacer con sus hijos por lo que decide

abandonar su hogar e ir en busca de su felicidad y sobre todo conseguir la formación que

necesita para algún día llegar a ser la verdadera mujer que exige la sociedad.

Muchas madres, esposas e hijas gracias a esta obra han optado por esta decisión, a pesar de

que toda la sociedad las juzgue e incluso están expuestas a las críticas y al rechazo, se

encaminan a la esperanza de un cambio, convertir el matrimonio en lo que realmente es,

unión, respeto e igualdad y que de una vez por todas se eliminen las regidas clases sociales

y las tradiciones burguesas que dividen completamente a toda una nación. Así fue que Nora

prometió regresar a su hogar solamente si se realizase el mayor de los milagros19.

17
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
18
Fuente: (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
19
Nora.- ¡Ah, Torvaldo! Tendría que realizarse el mayor de los milagros (…) Tendríamos que transformarnos
los dos hasta el extremo de… (…) hasta el extremo de que nuestra unión llegara a convertirse en un
verdadero matrimonio (Ibsen, Casa de muñecas, 1879)
15

LA EVOLUCION DE LA SOCIEDAD- LA MUJER DE HOY.

A principios de la historia de la humanidad se hace frente a la realidad mundial por la que a

travesó el género femenino, al encontrarse sumisa a las decisiones del género masculino se

produce un desequilibrio social debido a la serie de convencionalismos de carácter religioso

y moral que regían en el pensamiento burgués de una sociedad falsa, clasista y machista,

sin embargo a medida que continuaban los abusos y al a ver la falta de derechos e igualdad,

las mujeres llegaron a un punto en el que buscaban una esperanza y erradicar por completo

el machismo, para ello ocurrieron hechos históricos que marcaron absolutamente la

estabilidad social del conservadorismo.

A finales del siglo XVIII y a principios del siglo XIX el mundo se vio envuelto de

grandiosos cambios que influyeron de cierto modo a la creación de movimientos feministas

que luchaban por los derechos de la mujer y la participación de esta en cualquier ámbito, a

través de marchas querían ser escuchadas y hacer entender a toda la sociedad que la mujer

es un ser humano capaz de cumplir las mismas funciones del hombre y por ende merecen

ser tratadas con equidad, respeto y a tener acceso a la educación no solamente a la

preparación de ama de casa, sino a ejercer una profesión.

Para lograr su objetivo realizaron marchas, huelgas de hambre, desobediencia civil, etc.

además explícitamente en Noruega uno de los detonantes que originaron los levantamientos

feministas fue la inspirada obra de Henrik Ibsen “Casa de muñecas” esta conmocionó al

mundo, para muchos fue una falta de respeto hacia las costumbres conservadoras en cambio
16

para otros fue una esperanza de cambio, puesto que las mujeres se sintieron identificadas

con Nora e iban tras su ansiada libertad.

La presencia de escritores y filósofos que apoyaron de forma directa e indirecta las acciones

feministas, fueron de gran apoyo para mentalizar en la mujeres el valor que tienen ellas

como personas, por eso a nivel mundial se dio el comienzo de una nueva etapa de vida,

ante esto se da origen a diversos movimientos sufragistas lideradas por mujeres que tenían

como objetivo conseguir el acceso al voto lo cual se autorizó “accidentalmente en Nueva

Jersey en 1776, pero no era una ley que permitía a las mujeres votar, sino a las personas por

lo que, en cuanto se dieron cuenta del error, abolieron dicha ley en 1807”20 no obstante

significó un fracaso para la mujer, sin embargo nunca dejó de luchar por su anhelado sueño,

hasta que por fin lograron incorporar a la mujer en el voto.

La primera mujer latina que pudo ejercer este derecho fue Matilde Hidalgo, ella se presentó

a votar en unas elecciones a las que estaban convocados solo hombres. Fue feminista y

luchó por los derechos de las mujeres de su país Ecuador para acceder a la escuela, la

universidad y las urnas21 este fue un gran paso para la mujer, desde ese momento su lucha

se intensificó, inclusive hubo hombres que apoyaron la causa, por lo que estaban en total

desacuerdo con el machismo y querían transformar la idea errónea de ciertas ideologías.

Tras varios años de constante lucha, actualmente existen los llamados derechos humanos

que protegen la integridad y la estabilidad de cada ser humano sin distinción alguna, con la

creación de este nuevo sistema se dio inicio a una nueva época llena de cambios que

beneficiaron principalmente al género femenino, permitiéndole a la mujer involucrase en

20
Alfred López, Fuente (Lopez, 2006)
21
Montserrat Barba Pan, Fuente (Pan, 2015)
17

todo ámbito, en lo que se refiere a lo político consiguió el derecho al voto, a participar

libremente en la vida política, desempeñar cualquier cargo ya sea público o privado e

incluso muchas mujeres se convirtieron en ministras, directoras, asambleístas y presidentas.

Como claro ejemplo está la presidenta actual de chile Michelle Bachelet y como una

máxima representante de las mujeres en la política del Ecuador esta Gabriela Rivadeneira

presidenta actual de la Asamblea Nacional del Ecuador, ellas forman parte de la fuerza que

tienen las mujeres como líderes políticas lo cual demuestra que como mujer posee de la

misma capacidad del hombre para ejercer cualquier función.

En lo económico se puede decir que las mujeres pueden contribuir al ingreso financiero de

su hogar permitiéndole no depender del hombre para solventar los gastos, esa

responsabilidad ahora también recae sobre la mujer sintiéndose parte de la actividad

económica e incluso se independizan ciertos gastos que antes solamente el esposo podía

ejercer esa labor, lo que significó un cambio radical para la sociedad. Por otro lado, en lo

social fue el ámbito en que se presentaron diversos cambios, primeramente en la educación,

esta se fue modificando hasta adaptarla a un sistema equitativo donde tanto hombres como

mujeres podían acceder a la misma oportunidad de aprender cualquier tipo de asignatura y

obtener un título de profesión para desempeñar cualquier trabajo, el matrimonio también se

ha modificado y ahora se basa primordialmente en el amor y el respeto mutuo provocando

un equilibrio conyugal donde las decisiones son igualitarias, incluso se ha incorporado el

divorcio como acuerdo entre ambas parejas que soluciona diferencias irremediables entre

ellos.
18

A pesar de que la mujer cumple actualmente el papel de madre, hija y esposa su función es

otra, pues tiene la libertad de expresarse libremente, tomar decisiones en el hogar y es

capaz de cumplir como madre y esposa al mismo tiempo, además es grato reconocer la

labor de las madres puesto que muchas de ellas llevan el rol de mamá y papá al mismo

tiempo lo cual es una tarea difícil de llevar, con ello demuestran no solo valentía sino

admiración profunda al luchar por si solas impulsadas por el amor que sienten hacia sus

hijos.
19

III. Conclusión

La imagen de la mujer que se presenta en la obra del noruego Henrik Ibsen le atribuye a

una muñeca que ha sido manipulada por las apariencias, mentiras, costumbres moralistas y

religiosas que la sociedad machista de esa época ha impuesto de manera injusta, limitándola

a ciertas actividades que solamente el hombre puede realizar.

La historia que narra la obra teatral desarrolla un criterio realista de la temática inicial

presentada en forma de pregunta, especificando al lector la postura de la mujer en esa

época permitiéndole adentrarse en la trama y comprender la decisión de la protagonista ante

las circunstancias en las que se encontraba expuesta.

De forma que la presencia de la mujer en toda la obra asemeja la realidad de ésta en el

hogar tradicional, puesto que la única función era la de procurar mantener orden en el hogar

y encargarse de la educación de sus hijos; se encontraba sumisa a los caprichos de su

esposo, era tratada como una hija más y debía obedecer las decisiones del hombre, en caso

de que infrinja alguna ley o cometa algún acto delictivo era juzgada y criticada.

Sin embargo, la sociedad ha evolucionado en su manera de pensar y actuar, inclusive las

mujeres cansadas de tantas arbitrariedades buscan confianza en sí mismas para unirse y

luchar por sus derechos, a pesar de los diversos problemas que encontraron en el camino,

nunca se rindieron y buscaron por todos los medios posibles hacerse escuchar,

consiguiendo que las mujeres logren liberarse de la sumisión y obtuvieron derechos

participativos correspondientes en cualquier de los ámbitos, ya sea, político, económico y

social.
20

La mujer en los últimos años ha alcanzado mejores logros que los hombres en tantos años

además cabe resaltar que su función en el hogar y en el matrimonio es relevante ya que al

construir un matrimonio recíproco en el que ambas partes llevan el control contribuyen a

establecer una estabilidad conyugal equitativa. Desde siempre ha sido la encargada de

inculcarles valores y la enseñanza de sus hijos los que se convertirán en un futuro no muy

lejano en el mejoramiento del mundo.

En si la obra muestra el espejismo en el que muchos hogares se encontraban donde la mujer

por ningún motivo alguno debía hacer algo en contra de la reputación de su esposo, es por

ello que en cada casa había una muñeca con la cual jugar.

Es importante tomar en cuenta que como seres humanos merecemos ser tratados con

igualdad puesto que nadie es inferior o superior a otro, aunque actualmente existan leyes

que protejan los derechos de cada ciudadano, existe aún el machismo ya sea en menor

proporción es suficiente para generar el desequilibrio social por ello debemos tomar en

cuenta el valor y la importancia de una figura femenina en nuestra vida en especial las

madres, que forman parte de esa porción en la tierra que originan nueva vida y más aún

tienen la capacidad de llevar consigo grandes responsabilidades, lo cual atribuye a guiar su

propio hogar.
21

IV. Bibliografía

FUENTE PRINCIPAL

Libro:

Ibsen, H. (1879). Casa de muñecas. En H. Ibsen, Casa de muñecas . Noruega: Editorial Ecuador
F.B.T. Cía. Ltda.

FUENTES SECUNDARIAS

Lopez, A. (18 de agosto de 2006). 20 minutos. Obtenido de 20 minutos:


http://blogs.20minutos.es/yaestaellistoquetodolosabe/el-derecho-al-voto-de-las-mujeres/

Pan, B. M. (28 de Noviembre de 2015). about en español. Obtenido de about en español :


http://feminismo.about.com/od/historia/p/matilde-hidalgo-de-procel.htm

Sánchez, D. (28 de febrero de 2014). Las lecturas de Mr. Davidmore . Recuperado el 2 de agosto de
2016, de Las lecturas de Mr. Davidmore :
https://laslecturasdemrdavidmore.blogspot.com/2014/02/50-frases-celebres-sobre-la-
mujer.html