You are on page 1of 1

El rol del maestro

Joan Dean

Me resulta bastante interesante la parte del texto en que dice: “La tarea del maestro consiste en proporcionar un
entorno y unas oportunidades de aprendizaje que constituyan un reto para el niño sin que queden fuera de su
alcance. Tiene que haber una combinación de familiaridad y novedad que encaje correctamente con la etapa de
aprendizaje que ha alcanzado el niño. ”

Se dice fácil, sin embargo, no es casí imposible, basta revisar con detenimiento el contenido de la oración para
darnos cuenta lo complejo que resulta.

Proporcionar un entorno: ¿Cómo le voy a hacer yo docente para proporcionar un entorno a los estudiantes que
tienen intereses tan diversos, que sus intereses son tan inestables, que tengo poco apoyo de la sociedad y en el
peor de los casos poco o nulo apoyo de la propia institución en la que se labora.

Propiciar oportunidades: Cómo dar lo que yo no tengo, como hacer para que cada uno de los 52 alumnos tenga
una oportunidad de volverse “competente” de desarrollar sus capacidades y potenciar sus habilidades.

Presentar escenarios que constituyan un reto: como plantear un reto a un alumno con el fin de que este avance
si en muchas ocasiones el escuchar y poner atención para él es un reto en sí, que ademas da el aspecto de ser
insuperable

En fin, todo lo anterior es una sátira, de lo que muchas veces hacemos o decimos como profesores; entonces, cuál
es nuestro rol, qué es lo que nos toca hacer.

Nuestro objetivo es hacer del alumno un sujeto critico y reflexivo que cuenta con herramientas y habilidades que
le permitiran progresar en su entorno, aunque la frase sea trillada, es la realidad; ésta tarea implica entre muchas
otras cosas aspectos vitales como los siguientes:

Planificar: Qué es lo que pretendo que el alumno aprenda, comprenda o desarrolle en un determinado tiempo,
para qué le va a servir, cómo lo va a conseguir, con qué se puede apoyar, donde puede aplicar, estas y muchas
otras respuestas se contestan en esta herramienta del docente que es indispensable para desarrollar su trabajo.

Educar según necesidades: interesarse por los alumnos, conocerles y describir como es que ellos asimilan los
conocimientos de la mejor manera, con un referente teorico y un sustento informativo.

Promover progreso y bienestar: de acuerdo a mi experiencia es una de las tareas más dificiles, sobre todo en
contextos rurales; el estudiante no es prospectivo, se ocupa unicamente de su presente, quizá nisiquiera se
preocupa, solo lo vive sin mirar hacia nuevos horizontes, en este sentido tenemos que hacerle ver más allá de lo
evidente. ¿Cómo lograrlo? La respuesta a esta cuestión será el primer paso en el desempeño de esta tarea.

Entre otras de las tareas importes que tiene el docente se encuentran: observacion de los alumnos, organización
del programa, selección y piloteo de materiales, autoconocimiento, conocimiento de cómo aprende el estudiante,
así como conocimientos y habilidades propias de su profesión.