Вы находитесь на странице: 1из 9

“AÑO DEL DIÁLOGO Y RECONCILIACIÓN NACIONAL”

INSTITUTO DE EDUCACIÓN SUPERIOR TECNOLÓGICO PÚBLICO

"SAN MIGUEL"

CARRERA PROFESIONAL: “CONSTRUCCIÓN CIVIL VI”

UNIDAD DIDACTICA:

Liderazgo y Trabajo de Equipo.

TEMA:

“Técnicas de Liderazgo”

DOCENTE:

Lic. Ruth Solís Pozo.

INTEGRANTES:

 Katti Natali Gutiérrez Carrasco.


 Mauro Salcedo Huamán.
 Heraclio Cárdenas Cáceres.
 Roy Felimon Huamán Najarro.

San Miguel, Setiembre 2018.


INTRODUCCIÓN

El liderazgo es un tema crucial hoy en día en donde las fronteras se han


abierto al comercio global; donde las organizaciones empresas
permanentemente se encuentran en una constante lucha por ser cada vez más
competitivas, lo que ha generado que las personas que las conforman sean
eficientes y capaces de dar mucho de sí para el bienestar de
la organización o empresa.

Al hablar de organizaciones y personas es indispensable mencionar a los


conductores, los líderes de hoy, aquellos que logran el éxito de sus
organizaciones y que orientan a sus subordinados a conseguirlo.
El líder como toda persona posee muchos defectos y virtudes que debe
conocer; esto implica mirar primero dentro de uno mismo, conocerse para
luego entender a los demás y reflejar lo que quiere lograr, lo que busca
alcanzar con los demás para conseguir el éxito.

Este análisis nos llevará a entender para luego conocer a los demás y de esta
forma mejorar el desempeño como líderes que sean, sea para
beneficio personal y/o de la organización.
SER LÍDER ES SINÓNIMO DE SERVIR.

Ser un líder no se trata de ti ni de tus capacidades, sino de la dedicación y los


resultados que puedas lograr al motivar a otros a dar lo mejor de ellos
mismos, buscando la manera de servir a una causa mayor que tu propio ego.

¿Sientes que no te gusta mandar a otras personas, decirles lo que tienen que
hacer, empujarlas a trabajar?

¿Pero quieres mejorar tus ingresos y crecer en la empresa en la que laboras?


No te apures, no estás solo en esto. Muchos supervisores y dueños de
pequeños negocios, se ven obligados a encontrar la forma de motivar a las
personas que están bajo su supervisión y no es una tarea fácil.

Aunque no lo creas, tú puedes ser elegido como líder…

Hay muchas personas que son muy hábiles para desempeñar sus puestos y
debido a esto son elegidos para convertirse en supervisores o líderes de un
proyecto, departamento o empresa.

También hay emprendedores que repentinamente tienen que trabajar con un


grupo de personas, debido al crecimiento explosivo de su pequeño negocio; y
de la noche a la mañana tienen un grupo de gente bajo su dirección.

Entonces el problema surge cuando las personas tienen que tomar un puesto
de mando y no les gusta motivar, ni supervisar a otros, porque sienten que
“nunca” quedan bien.

Y debido a este sentimiento de que “nunca “quedan bien, empiezan a


comportarse de una forma despectiva y autoritaria frente a las personas que
tienen bajo su supervisión. Y el empleo o pequeño negocio que tanto
disfrutaban porque lo desempeñaban muy bien, ahora se ha vuelto una
pesadilla de todos los días.

Nuestra perspectiva en este tema del liderazgo es muy humanista, y aunque


al principio te pudiera resultar idealista, a continuación aterrizaremos estas
técnicas para que puedas aplicarlas de manera práctica en tu entorno
profesional y familiar.

UN LÍDER

No nacemos líderes pero muchos de nosotros tenemos las capacidades para


serlo pero debemos desarrollarlas. No se puede confundir directivo y líder.
Un líder crece a través de su desarrollo personal y con la repetición de hábitos
positivos.

Tener iniciativa creativa, saber gestionar conflictos o saber gestionar tu


tiempo son por ejemplo competencias y técnicas para ser un líder que no se
pueden aprender de un día para el otro. Se necesita entrenamiento y poder
disponer de información y formación adecuada.

La clave está en luchar cada día por incorporar nuevos hábitos positivos en tu
vida laboral al igual que en tu vida personal.

Lo que define a un líder son sus valores y sus experiencias. Hay ciertas
cualidades que todo líder debe reunir.

Si quieres conocer las técnicas para ser un líder debes empezar por conocerte
a ti mismo. Es la base para ser un líder. Debes descubrir cuáles son tus propios
valores, lo que te apasiona y te motiva para llegar a tener una vida plena y
satisfactoria.

Cuando descubres cuáles son tus valores y principios, ponlos en práctica


firmemente y empieza a liderar en base a ellos. Debes permanecer fiel a quien
eres y encarar los retos. Por eso debes llevar una vida equilibrada.
TECNICAS PARA SER UN LÍDER

1. Aptitudes diarias: Actúa apasionadamente, se optimista, motiva y valora


a tu gente, demuestra tus valores en los pequeños actos con todos, todo el
tiempo (honestidad, coraje, perseverancia, lealtad, humildad).

2. Relaciones interpersonales: El liderazgo no tiene nada que ver con el


cargo o el título, el liderazgo se demuestra con las relaciones interpersonales.
Cumples promesas, escuchas atentamente, dices la verdad, fomentas el
respeto y logras relaciones de confianza duradera y genuina.

3. Mueve a la acción: ser un líder no es dirigir a los demás, sino que debes
tener actitudes que inspiren a las personas de tu entorno y las muevan a
actuar.

4. Eficacia personal: Enfócate en lo valioso, prioriza, reclasifica las metas, ten


momentos de reflexión solo o sola.

5. Visión: las ideas se han convertido en la materia prima de los proyectos


exitosos, pero no son más que eso, materia prima. Después de la creatividad
e innovación falta la ejecución. Debes crear e innovar pensando en la
ejecución desde un principio.

6. Ser el Coach del equipo: aconsejas, observas cosas que se pueden mejorar,
compartes experiencias pasadas generosamente.

7. Tomar decisiones: Toma las decisiones necesarias y ponlas en práctica


después de consultar a tu equipo. Cuanto más los miembros del equipo
puedan participar en la toma de decisiones mayor será su motivación.

8. Comunicar: Debes saber lo que quieres, comunicar con eficacia tus


intenciones, transmitir tu fuerza y dinamismo a los demás.
9. Gestionar el tiempo: Si sabes gestionar tu tiempo, eres capaz de
administrar cualquier cosa.

10. Gestionar los Conflictos: La gestión de los conflictos es uno de los puntos
en los que un líder se pone a si mismo más en juego. Porque en este caso,
debes demostrar tus habilidades de liderazgo: capacidad de análisis, justicia
en el diagnóstico, construcción y alineamiento de tu equipo.

Una de las técnicas para ser un líder y la más importante para mí es su


vocación de “Servir a los demás”. Debes tomar conciencia de eso y empezar
a ponerte al servicio de los demás. Es uno de los talentos de un buen líder.

Si quieres empezar a actuar como un buen líder, empieza por hacer la lista de
tus valores, actúa y se fiel a ellos.

Si te gustó el artículo y la temática del Blog por favor sería muy interesante
para todos que me dejaras un comentario sobre este artículo que acabas de
leer, YO personalmente estaré contestando tus preguntas y comentarios.

Además, puedes recibir un reporte gratuito en tu buzón de e-mail ingresando


tu dirección de correo en la opción de suscripción en la página principal. Tu
dirección de e-mail solo se utilizará para mandarte la actualización del blog.

11. Sé el primero.
Un buen líder se da a conocer por sus acciones, más que por sus palabras.

Y aunque tus obligaciones y tareas son diferentes a las de las personas a tu


cargo, las cualidades de excelencia, puntualidad, lealtad, dedicación y
profesionalismo, sí son las mismas.

Debido a esto, si quieres que los integrantes de tu equipo demuestren esas


cualidades de excelencia; tú debes ser el primero en mostrarlas
constantemente. Y para aterrizar esta idea te ofrecemos algunas acciones
efectivas.
 Llega a trabajar a tiempo.
 Establece un estándar de excelencia.
 Escucha con atención y promueve una agenda de puertas abiertas. Es
decir, que tengas la disposición de escuchar y atender a las personas que
necesiten compartirte algo importante.
 Cumple compromisos y promesas.

12. Sé valiente.

Esta virtud está compuesta por 4 elementos: La valentía, la persistencia, la


integridad y la vitalidad.

 Sé valiente, porque esto te ayuda a enfrentar, amenazas, retos,


obstáculos, cansancio o dolor con el fin lograr objetivos, defender lo que
es correcto y actuar en base a tus convicciones aun cuando no sea lo más
popular.
 Sé persistente, porque esto te permite terminar lo que inicias. Persistir
en un curso de acción a pesar de los obstáculos. Publicar resultados.
Sentir placer por completar tareas.
 Sé íntegro, porque esto te permite hablar con la verdad pero en un
sentido más amplio, presentarte a ti mismo de una forma genuina y
actuando con sinceridad. No ser pretencioso y tomar responsabilidad
por tus sentimientos y las acciones.
 Muestra vitalidad. Porque así podrás liderar con emoción y energía. No
hacer las cosas a medias o con una mentalidad mediocre. Podrás vivir la
vida como una aventura. Siéntete vivo y comparte tu energía.

13. Se cuidadoso con tus palabras.


Tus palabras conllevan mucho peso ahora que eres un supervisor, gerente o
líder de un grupo, y debido a esto debes ser muy cuidadoso al expresar tu
opinión sobre algún asunto, pero sobre todo al hablar sobre el desempeño de
alguno de tus empleados.
Sé rápido para dar reconocimiento positivo pero muy lento para la crítica.
Trata de sorprender a los miembros de tu equipo haciendo algo bueno.

14. Sé justo.
Ser justo lo podemos dividir en tres secciones: hacer tu parte, reconocer y
corregir el desempeño, y motivar y alentar a tu equipo.

 Haz tu parte. Recuerda que la excelencia empieza por ti.


 Reconoce y corrige el desempeño de manera equitativa. No te permitas
demostrar favoritismo, ni dar preferencias a individuos en tu equipo,
porque esto demerita tu imagen y la moral del grupo.
 Motiva y alienta a tu equipo con: palabras, pero sobre todo con acciones.

15. Utiliza tu inteligencia social.


Esto te permitirá ser consciente de los motivos y los sentimientos de los
integrantes de tu equipo y de ti mismo. Adéntrate con tacto en lo que ellos
quieran compartirte de su vida personal, porque saber esto te permitirá
conocer qué motivos mueven a las personas en tu equipo.

En este punto es bueno abrir primero tú, compartiendo qué es importante


para ti en tu vida personal para buscar así afinidades, sin ir demasiado a
fondo.

16. Demuestra humildad, humor y gratitud.

 La humildad permitirá que tus logros hablen por sí mismos. Evita ser el
centro de atención, o verte a ti mismo como más especial que los demás.
 El humor te permite conectar con la risa y el juego. Hacer reír a otras
personas y ver el lado luminoso. Sólo sé muy cuidadoso de que el humor
que utilices no denigre a otros.
 La gratitud te permitirá ser consciente y dar gracias por la excelencia en
el desempeño de las personas. Así que busca darte el tiempo para
agradecer y felicitar en forma de reconocimiento.
CONCLUSION.
Es momento de ser un líder auténtico:
No olvides que las personas quieren verte como un ser humano con quien
pueden conectar, en quien puede confiar y quien los puede llevar al éxito.

El bienestar común, el trabajo equitativo y el logro de objetivos deben de ser


tus prioridades.

De esta forma continuarás ascendiendo jerarquías mientras cautivas, inspiras


y guías auténticamente a las personas de tu equipo.

“Para ser un buen líder, más que coordinar y dirigir, debes saber servir e
inspirar.”