Вы находитесь на странице: 1из 3

EL CLIS DE SOL

Manuel González Magón, Costa Rica 1866-1936


No es cuento, es una historia que sale de mi pluma como ha ido brotando de los labios de ñor Cornelio Cacheda, que es
un buen amigo de tantos como tengo por esos campos de Dios. Me la refirió hará cinco meses, y tanto me sorprendió la
maravilla el no comunicarla para que los sabios y los observadores estudien el caso con el detenimiento que se merece.

Podría tal vez entrar en un análisis serio del asunto, pero me reservo para cuando haya oído las opiniones de mis lectores.
Va, pues, monda y lironda, la consabida maravilla.

Nor Cornelio vino a verme y trajo consigo un par de niñas de dos años y medio de edad, como nacidas de una sola
“camada” como él dice, llamadas María de los Dolores y María del Pilar, ambas rubias como una espiga, blancas y rosadas
como durazno maduro y lindas como si fueran “imágenes”, según la expresión de ñor Cornelio. Contrastaban la belleza
infantil de las gemelas con la sincera incorrección de los rasgos fisionómicos de ñor Cornelio, feo si los hay, moreno subido
y tosco hasta lo sucio de las uñas y lo rajado de los talones. Naturalmente se me ocurrió en el acto preguntarle por el
progenitor feliz de aquel par de boquirrubias. El viejo se chilló de orgullo, retorció la jetaza de pejibaye rayado, se limpió
las babas con el revés de la peluda mano y contestó:

-¡Pos yo soy el tata, más que sea feo el decilo! No se parecen a yo, pero es que la mama no es tan pior, y pal gran poder
de mi Dios no hay nada imposible.

-Pero dígame, ñor Cornelio, ¿su mujer es rubia, o alguno de los abuelos era así como las chiquitas?

-No, señor; en toda la familia no ha habido ninguno gato ni canelo; todos hemos sido acholaos.

-Y entonces, ¿cómo se explica usted que las niñas hayan nacido con ese pelo y esos colores?

El viejo soltó una estrepitosa carcajada, se enjarró y me lanzó una mirada de soberano desdén.

-¿De qué se ríe, ñor Cornelio?

-¿Pos no había de rirme, don Magón, cuando veo que un probe inorante como yo, un campiruso pion, sabe más que un
hombre como usté que todos dicen qu’es tan sabido, tan leído y que hasta hace leyes onde el Presidente con los
menistros?

-A ver, explíqueme eso.

-Hora verá lo que jue.

Nor Cornelio sacó de las alforjas un buen pedazo de sobado, dio un trozo a cada chiquilla, arrimó un taburete, en el que
se dejó caer satisfecho de su próximo triunfo, se sonó estrepitosamente las narices, tapando cada una de las ventanas con
el índice respectivo, restregó con la planta de la pataza derecha limpiando el piso, se enjugó con el revés de la chaqueta y
principió su explicación en estos términos:

-Usté sabe que hora en marzo hizo tres años que hubo un clis de sol en que se oscureció el sol en todo el medio; bueno,
pues, como unos veinte días antes Lina, mi mujer, salió habelitada de esas chiquillas. Dende ese entonces le cogió un
desasosiego tan grande que aquello era cajeta: no había cómo atajala, se salía de la casa de día y de noche, siempre
ispiando pal cielo; se iba al solar, a la quebrada, al charralillo del cerco, y siempre con aquel capricho y aquel mal que no
había descanso ni más remedio que dejala a gusto. Ella había sido siempre muy antojada en todos los partos. Vea, cuando
nació el mayor jue lo mesmo; con que una noche me dispertó tarde de la noche y m’hizo ir a buscarle cojoyos de cirgüelo
macho. Pior era que juera a nacer la criatura con la boca abierta. Le truje los cojoyos; endespués otros antojos, pero nunca
la llegué a ver tan desasosegada como con estas chiquitas. Pos hora verá, como l’iba diciendo, le cogió por ver pal cielo
día y noche, y el día del clis de sol, qu’estaba yo en la montaña apiando un palo pa un eleje, es qu’estuvo ispiando el sol
en el breñalillo del cerco dende buena mañana.
Pa no cansalo con el cuento, así siguió hasta que nacieron las muchachitas estas. No le niego que a yo se m’hizo cuesta
arriba el velas tan canelas y tan gatas, pero dende entonces parece que hubieran traído la bendición de Dios. La mestra
me las quiere y les cuece la ropa, el Político les da sus cincos, el Cura me las pide pa paralas con naguas de puros linoses y
antejuelas en el altar pal Corpus y, pa los días de la Semana Santa, las sacan en la procesión arrimadas al Nazareno y al
Santo Sepulcro; pa la Nochebuena las mudan con muy bonitos vestidos y las ponen en el portal junto a las Tres Divinas. Y
todos los costos son de bolsa de los mantenedores, y siempre les dan su medio escudo, gu bien su papel de a peso gu otra
buena regalía. ¡Bendito sea mi Dios que las jue a sacar pa su servicio de un tata tan feo como yo…! Lina hasta que está
culeca con sus chiquillas, y dionde que aguanta que no se las alabancén. Ya ha tenido sus buenos pleitos con curtidas del
vecindario por las malvadas gatas.

Interrumpí a ñor Cornelio temeroso de que el panegírico no tuviera fin, y lo hice volver al carril abandonado.

-Bien, ¿pero idiái?

-¿Idiái qué? ¿Pos no ve que jue por haber ispiao la mama el clis de sol por lo que son canelas? ¿Usté no sabía eso?

-No lo sabía, y me sorprende que usted lo hubiera adivinado sin tener ninguna instrucción.

-Pa qué engañalo, don Magón. Yo no juí el que adevinó el busiles. ¿Usté conoce a un mestro italiano que hizo la torre de
la iglesia de la villa: un hombre gato, pelo colorao, muy blanco y muy macizo que come en casa dende hace cuatro años?

-No, ñor Cornelio.

-Pos él jue el que m’explicó la cosa del clis de sol.


CONCHEROS Concepto Concheros es la palabra utilizada para referirse a los grupos de danzantes religiosos que ejecutan "La danza de
los concheros", "Danza de la Tradición", "Danza Azteca" o a veces también llamada "Danza de la Conquista". Generalmente se
encuentran a las afueras de algunos sitios arqueológicos de México, pero también se pueden encontrar en el atrio de alguna iglesia o
en alguna plaza importante. Historia y Características Estas danzas han sufrido una constante evolución con el paso del tiempo.
Originalmente la danza estaba conformada por círculos de personas (un círculo detrás de otro, como formando una especie de onda).
Entre más cerca del centro se estuviera mayor era el rango de las personas que integraban el círculo (de pillis a macehuales). Los del
primer círculo establecían los elementos de la coreografía, luego el segundo círculo los copiaba y así sucesivamente, hasta formar una
especie de ola (véase La ola). Para cuando el paso establecido había llegado al último círculo, el primer círculo ya había establecido
otro paso. En el centro de esos círculos se encontraban los músicos que tocaban el huehuetl y el teponaztli. Existen teorías que dicen
que cada paso representaba un elemento de la naturaleza (fuego, agua, etc.). (Véase mitote) Jóvenes y ancianos podían participar.
Conforme se destacaban sus habilidades se podían dividir en conchero primero de la derecha, conchero primero izquierdo y alférez.
El alférez era el encargado de cargar el estandarte. Como una manera de honrar a los dioses, antes de iniciar la danza se bendecían
los cuatro puntos cardinales. Debido a la religiosidad del momento, aquel que no hacía correctamente las cosas era castigado. Los
elementos de esta danza son principalmente provenientes de la cosmovisión mexica (azteca), pero conforme fue avanzando la historia,
se involucraron elementos católicos provenientes de España (véase Colonización española en América). Descripciones de estas danzas
se pueden encontrar en diversos libros como "Historia Natural y Moral de las Indias", "Historia Antigua de México", entre otros. Origen
de la palabra Existen dos extractos de historias sobre el origen de esta palabra. La primera afirma que, durante la época de la colonia,
los instrumentos musicales indígenas fueron prohibidos por ser considerados sacrílegos. Entonces, los indígenas comienzan a explorar
los instrumentos de cuerda europeos y surge un instrumento parecido a la mandolina, confeccionado con la concha de un armadillo.
Esta mandolina de concha comienza a acompañar las danzas y es así como (debido a la concha del armadillo) a estas danzas (ya
evolucionadas) se les empieza a llamar concheros. Actualmente se ha recuperado el uso de instrumentos antiguos mexicanos como el
Huehuetl, el Teponaztli, el Ayacachtli y los Ayoyotes o chachayotes o Coyollis. La segunda cuenta que el término "conchero" hace
referencia a los ayoyotes o chachayotes, que son las bandas de conchas que se amarran alrededor de los tobillos. Vestuario
Antiguamente la vestimenta era determinada por el rango social al que pertenecía cada persona. Los macehuales, que eran de bajo
rango, portaban ropa hecha a base de ixtle. Los pillis en cambio, tenían el privilegio de usar la tilma, una prenda hecha principalmente
de algodón que tenía dibujos referentes a su rango y que se amarraba al hombro. Usaban también perforaciones en la nariz, boca y/o
lóbulos de las orejas. También usaban tocados de plumas (copilli) que podían ser de cotinga, de quetzal o de faisán. Actualmente, la
vestimenta suele variar de unos grupos a otros, pero casi siempre consta de un faldellín, rodilleras, muñequeras, pectoral y un penacho
de plumas. Las plumas ahora son de faisán, de pavo real, de gallo, artificiales o de avestruz. La tela del vestuario suele ser brillante y
de colores muy vivos. Se utilizan los ayoyotes (también conocidos como tenabaris) en los tobillos, una sonaja en la mano derecha o el
estandarte.
Arquitectura

Es el arte de ordenar las superficies y volúmenes en un espacio para habitación humana, lugares de reuniones públicas o
monumentos conmemorativos. La función primaria de la arquitectura es la protección contra la intemperie y otros factores hostiles
del medio ambiente. Su función secundaria es satisfacer las necesidades privadas y públicas, así como las estéticas.

Danza La danza o el baile, es la ejecución de movimientos que se realizan con el cuerpo, principalmente con los brazos y las piernas
y que van acorde a la música que se desee bailar.

Escultura Arte de modelar, tallar y esculpir en barro, piedra, madera, metal u otra materia conveniente, representando en volumen,
figuras de personas, Animales u otros objetos de la naturaleza o el asunto y composición que el ingenio concibe.

Música Es el Arte de organizar sensible y lógicamente una combinación coherente de Sonidos y Silencios utilizando los principios
fundamentales de la Melodía, la Armonía y el Ritmo, mediante la intervención de complejos procesos psico-anímicos. Según el
griego: μουσική [τέχνη] - mousikē [téchnē], "el arte de las Musas")

Pintura En este arte se emplean técnicas de pintura, conocimientos de teoría del color y de composición pictórica, y el dibujo. La
práctica de el arte de pintar, consiste en aplicar, en una superficie determinada —una hoja de papel, un lienzo, un muro, una
madera, un recorte de tejido, etc.— una técnica determinada, para obtener una composición de formas, colores, texturas, dibujo,
etc. Dando lugar a una obra de arte según unos principios estéticos.

Literatura Es el Arte que utiliza como instrumento la palabra. Por extensión, se refiere también al conjunto de producciones de una
nación, de una época o de un Género (la literatura griega, la literatura del siglo XIX, etc) y al conjunto de obras que versan sobre un
arte o una Ciencia (literatura médica, literatura jurídica, etc). Es estudiada por la Teoría literaria.

Cinematografía Es la técnica que consiste en proyectar Fotogramas de forma rápida y sucesiva para crear la impresión de
movimiento, mostrando algún Vídeo o película).