Вы находитесь на странице: 1из 15

EL GENERAL ^L\UNOURY

NUMERO 1 3 3 4 0 CÉNTIMOS
LA GUERRA
= ILUSTRADA =
DIRECTOR

AUGUSTO RIERA

T>A SITITACIÓN los nuevos combatientes; pero los críticos la ignoran, y


unos (>stiman que el ataque tendrá Amiéns por objetivo y
No ha variado desde que, deleiiidn In ofensiva alema- oti'os que pi'ocurará arrancar Yprés de manos de los alia-
na pni' la resislencia de los aliados, quedai-oii los dos ejér- dos. Como no lia de tardar mucho en saberse la verdad,
citos coiiirarios observándose mnluamenle sin arriesgar- veremos quién acierta en sus apreciaciones, pues hacer
se a reanudar la lucha. Sólo de cnando en cnando nn ala- ])rofecías en esta guerra equivale a equivocarse.
fine realizado por escasas fuerzas para recl,i(icar delernii- No solamente es difícil adivinar lo venidero, sino que
nadas posiciones interrumpe la calma que reina des|)ués ni aun lo pasado i)uede conocerse.
de la terrible pelea iniciada en 21 de Marza y que fernii- Por mucho que los críticos militares se han devanado
n(') en 28 de Abril. los sesos, esta es la hora en que todavía ignoran por qué
Los telegramas que llegan de Francia e Inglateri'a in- los aliados no contraatacaron al terminar la ofensiva ale-
dican que ios aliados prevén una íoi'midable acomelida, mana.
realizada quizá con mayoi'es elementos que la de Marzo. La ocasión era favorable—según dicen—. Los tudes-
Los informes de los aviadores afirman que los alemanes cos, rendidos por él enorme esfuerzo realizado, ocupando
efectúan grandes concentraciones de tropas detrás de sus posiciones mal consolidadas, buenas para proseguir el
líneas. Quizá el Estado Mayor de los aliados sepa a estas ataque, pero no para hacer una sólida defensa, hubiesen-
horas a qué atenerse acerca de la dirección que tomai'án jiodido ser rechazados hacia sus antiguas líneas si los alia-

Oflciales y marineros británicos dirigiéndose ni templo en que lian de celebrarse los funerales en honor de los eom^.añern^; mnr-rto; in Zoobruítre
(l<'oL Ccnlrul y cu-a)
1886 LA GUERRA ILUSTRADA

Aspecto que presentaba navio ingléa Vindictive después del combate de Zeebrugge
(Fot. Central Neiüs)

dos se lanzaran con energía al combate. Muchos esperaban La lucha europea ha llegado a una situación extra,fia.
una arremetida de los franceses al saber que Pocli, el hom- Todas las naciones que la sostienen desean que termine
bre partidario de la ofensiva a todo trance", había sido nom- cuanto antes, y ninguna sabe cómo conseguir su anhelo.
brado generalísimo. Tal esperanza quedó fallida. Los Todas qnieren acabar la guerra; pero ninguna se aviene a
franco-ingleses permanecieron arma al brazo, dispuestos iniciar negociaciones de paz. No pueden los gobiernos pro-
a defenderse, pero sin decidirse a atacar. ¿Por qué?. Ahí longar el actual estado de cosas; pero ninguno acierta a
está el quid. dar con una solución satisfactoria. Metidos en un callejón
Unos creen que Poch, temiendo que los alemanes ini- sin salida, en un laberinto enorme, ninguno idea un me-
cien un,ataque a fondo por cualquier otro punto del fren- dio de salir, y todos esperan. ¿Qué? Un milagro que no sé
te, no quiere mover sus reservas estratégicas, a fln de es- j)i'oduce.
tar en disposición de resistir donde sea necesario. Otros Esta indecisión, esta falta de buena voluntad fiace que
creen, y lo dicen con claridad, que el contraataque no se prosiga la guerra, esa guerra que acaba con los recursos
realizó por falta de gente. de todos los países beligerantes y con la mitad cuando me-
No hemos de tardar mucho tiempo en sai)er quién tie- nos de los que aun conservan los países iieuti'ales. FjSa. fal-
ne razón; pero, indudablemente, aciertan, en parte cuan- ta de recursos es lo que impide que en el Irenle francés se
do menos, los que estiman que falta gente para pelear. decida desuna-vez la snci'te de los Estados.
Claro que les quedan a los contendientes algunos millones ¿(Jue cómo se explica, ese agotannento de soldadds. sien-
de soldados; pero el frente es muy extenso y pai'a no de- do así que todos los años entran nuevos reclutas—por cien-
jai' huecos en él son menester muchas divisiones. tos de miles—en los distintos ejércitos? De un modo bien
La larga inacción de los alemanes denuiestra, digan sencillo. I,^as bajas son más uumei'osas que los i-eclutas.
lo que quieran los periódicos germanizantes, que les fal- Tjas enlVimedades inalaii taido como las halas.
tan elementos para ía acometida. Con la ]irisa que les co-
rre firmar la paz habrían atacado no una, sino diez veces
ya, si contaran con soldados bastantes para lanzarse a la
pelea con probabilidades de obtener un triunfo decisivo. Llega de Ansti'ia mi cúmulo de noticias de verdadera,
Los generales teutones patentizaron, desde que empezó la, inqiortancia. De su cnnjunlo se desprende que Austria,
lucha, que no se detienen ante consideraciones sentimen- coiiqielida |)or Alemania, sin voluntad para resistii' du-
tales. No habían de empezar a sentir esci'úpulos humani- ra,ide luiís tiempo por su propia cuenta las fatigas de la,
tarios en esta hora decisiva. No acometen porque no |)ue- guerra,, se aviene a "perder su independencia. Kn lo suce-
den. El actual compás de espera se debe a que andan bus- sivo formará parte del Lnperio alemán. Será un Eshido
cando y juntando hombres. Y puede preverse que si fra- más de la confederación que tiene a Prusia por guía. El
casan en este segundo intento de desbaraiai' a los ejércitos viejo Imperio desapai'ecé y se ensaiudia el íuq)erio procla-
contrarios, quedarán de tal modo maltrechos y postrados mado en Versalles. La Mittel Europa ha nacido antes de
que darán tiempo a que sus adversarios, reforzados por terminar la guerra. Guillermo II es dueño de todas las tie-
los norteamericanos, les acometan a su vez. rras que se extienden del mar Báltico al Negro; reina, de
LA GUERRA ILUSTRADA 1887

hecho, sobre más de ciento veinticinco millones de subdi- imponer nada de lo que les repugna; rechazan cuanto con-
tos, porque es indudable que Fernando de Bulgaria y el sideran dañoso; realizan, por medio de sus gobiernos,
sultán de Turquía no han de mostrarse más reacios que el cuanto ha de contribuir a su progreso.»
empei-ador de Austria. Una vez más los soberanos d¡s])o- Los «profundos pensadores» de España y del extranjero
nen de sus pueblos como el pastof de su rebaño, y la grey están de pésame. Acertaron al revés. Lo demuestran los
acepta los hechos sin protestar siquiera. hechos. Los gobiernos que se nos citaba como modelo son
La gueri'a actual ba acabado con dos. imperios que [)a- peores que los españoles. Las muchedumbres «ilustradas»
recían poderosos, que, en realidad, eran muy débiles. Aus- son tan ignaras como las que piden pan y toros. La ins-
tria será, en lo sucesivo, una nación como Baviera o Sa- trucción no sirve para evitar los propios errores ni los que
jonia. Tendrá la apariencia de nación; pero será, única- perpetran los gobernantes. Los pueblos más perfectos van
mente, una provincia del Iuq)erio alemán. al matadero como las ovejas. Sacrifican sus vidas y sus
haciendas porque así les place a sus pastores—a los «ma-
DESPUÉS DE LA GUERRA los pastores».
Son muy pocos los liombres que se han dado cuenta de
La gueri-a se prolonga inás de lo (]iie podíiui imaginar la aberración que denuncia la. preseidie lucha. De ser mu-
los pesimistas. Los males sin cuento qu6 hubiese engen- chos los que están enterados habría acabado la guerra. Los
drado una lucha breve y encarnizada y los que ha pi'odu- que, por una u otra causa, tienen interés en que continúe
cido ya la que sostienen los beligerantes, se agigantan a el conflicto armado aducen mil razones en favor de su in-
medida que transcuri'e el tiempo y ninguno de los adversu- tento : el patriotismo, la libertad, los derechos de las ra-
j'iüs se da poi' vencido, (¡ndii día que pasa agrava la situa- zas superiores... Afirman que las guerras—como la tonte-
ción de las naciones ciii'opiis víctimas de la locura de sus ría,—serán eternas e inevitables; que sin ellas no existiría
gobernantes—contra la cuui no han sabido ni saben reac- el progreso; que la expansión de una raza exige el aniqui-
cionar. lamiento de las demás; que las naciones más adelantadas
Hasta hace poco se había lenÍLlo por artículo de fe que tienen derecho a dis|)oner a su antojo de las más atrasa-
lOspaña era una nación desgraciada porque sus habitajiles das. Y la carnicería continúa porque así les place a unas
no sabían gobei'iiarse como era debido. Se hablaba, y se docenas de hombres.
habla aún, con horror de la ignoraiuna de las masas, del La gran duración de la guerra, que tantas desdichas
anaH'abelisnio, de las supersticiones y de una porción de ocasioiui en lo presente, prepara nuevas calamidades para
/.araiidajas poi" el estilo que, a juicio de los qiie ])asan por lo por venir. No solamente consumen las batallas estúpi-
prníuiidos pensadores, tienen la culpa de que\nadie.se en- das, vidas a millares, sino recursos de toda especie. Las
licnda cu esta bendita tierra y nadie dé pie coi^^bola. «Las granadas, las jnuniciones, las armas de todas clases consu-
demás naciones de Europa no toleran a los malos gober- men millones sin cuento. Como los gobiernos que decla-
naid,es. Las muchedumbres de Francia, Alenuuiia e Ingla- i'aron o ace[)taron la guerra no disponen de recursos sufi-
tci'i'a saben, cuando conviene, inq)í)nei' su voluntad, tie- cientes para sostener el gasto que la guerra ocasiona, re-
iicn conciencia de sus derechos y deberes; no se íes puede curren a nuevos impuestos y al sistema de los empréstitos.

Uno de los grandes ventiladores del crucero inglés Vindictive, completamente destrozado por las granadas enemigas en el ataque a Zeebrugge
(Fot. Central News)
1888 LA GUERRA ILUSTRADA

Depósito de municiojies emplazado a retaguardia de las lineas inglesas (Fut. Central News)

Artillero canadiense cargando uu lanzabombas de trinchera en el frente de Flandes (Fot. Central News)
LA GUERRA ILUSTRADA 1889

Artilleros ingleses poniendo en batería un mortero de grueso calibre (Fot. Central News)

Cañón alemán oculto dentro de una bóveda de cemento, que ha sido capturado por las tropas canadienses
(Fot. Central News)
Saserskov
NicolaiTelí o o
Bielzy 3Í Diakova
>Kotelnitovo
íKarlovka
pnessens Aiexandnovsk °^^-k_lenotaievsk
I KonstagJ;inovsk^í\
ask

^4AÁ Alechki Melitoptll


Xubeple
Astpakhan
Kpassn^/iy^'"

^Ür!^ Gl
°Bieloglinisk Mií<ha¡lov3k
j Akkermai
; Tikhoriezkaia
DE AZOV 45
^^l«s5k °Blagodapnoií
S V i TTlÁ a
OTempiu ni'i k o t ó i V % — ^
ifubio
SimFepo^ol ÍFeocTosia "TeRáteririodar olBulaga" Foí!¿^>*-J
^^REST Sebastopol bMaiUop
evoda Novorossiisí
Balaklava^ ^ ' ' ^ ^ Georgiievsk
Bulanskaia ^ . ^ . Kizii
0.
T u a p s é X ^ M.CHÜ6US ^iatigoP5.k
Chumlgy-
Lasarevsk X , n ^ ^ 3505 I N^ NalclyK
Adlep 3800 »^ / ^ V^ M.E;LBRUS ^ - ^ jPetpcvsk

•A.^ A u i^ Gaqpl
Pizunda
an-C
•Rrfísivpiá Sukhuí
•a"p.gas llOPlV - "3854 , —
/- M.SILOA ^ ~ : 4414-0
l'azi/iko
Anaklia'Í^Utaiy
7í48 M'^OSOS V W^«"^
,'n/cjda ÍÍP'^^ O • feC^^^"**"»-. GOPI 1 oQ ^ 357R
M/díaJ ,-.•?, .AN^T 3inob G p i g m ' e t ' l , ^ f % u p g e t i ^ * = - ^ ® ^ « * = - 'T»I.V
iTelav • v_s
Ama s o p a
^ i?- ^XÍ«
Nicolaia UjcpA<halztt' TIFUS « Sakatali,o o~^22üü>^ V
'-' ^ 7 - ^ HubaS
,«x»<>^ ,r- lAkhalkalaki
^<^^..o^ „c^^^ 4Í55 atfl.BABA
Dad 3643
Ded¿ Apd^l/ 5adakhlo<j
^^»
Tossia Ri5ft
o

ap KaledjikgVj'

ipzingan

^ / ^ ApabkiP X , ^Khoz^t
RunK3P3h'i¡sap ^ " ' " " ' ^ " ' j J S t o Geupi Akhlat
8 Ag/ali V i a r a u t F4!uJ«^í?aí
«^lavadin ' ^ .Ka3ÍS3Piie iMuch
lezer-e ^ 1 '"4 ,, (®)BitÜs'
SPP^, ^kfiinep-a'"''''^'^"^^^^ AkseP°ei ERDJIUSD^ / , ^e.<r
- Albi
Albi^SIU Uwai
'^^^^'^^'""o'ÍÍÉPmik ¿ " ^ « E N I 0"KfSaiab ;D<lm°aa>o 7 í jApS
í r'aT a b p i s *(abal{,h ^
3596, < ^ M i a ^ ^ V ~ \ t . ^
""'"'^ ; • ^ M - , ••"••• ° ' " ^ ^ ^ k í ^ m'^'r'\ 1 Nigd? I ^*^^°^' lUt^
^'/^Rechq
0~Axos " ; ^ ' g s tePengiae T"^"''/ UfieyCheKp ^'^t Bozanfe ,0
.^/^Mapach Sarnsat KAF ADJA DA6H ^Fenduk Mapaga
•í^-/ RumKaleí
O Soudj-
.-A„^0. ^f^^Í^^^é^ > ^ - ^ ^ ^ T ^ ' - ^ ^ - ^ Ü ^ Í ^ ^ ^ ' ; ° ' ^^*^^*^ Carpan
TiLoW r^Rodas TíaosT''^ ? Golfo ^ ^ s * a i a o \ 'J?''^'"^^^^í^vMias^ \W'l'z
RODASES/ ^---^Ji-r-J'^^ MaWa \ ErmeiTek^-{^^/ ^^vvV™exandpata ilkal
Sindjap filos ' EPbíl
SeleFke^-
^
'^^'^^EskelV^takÍ3/^P°
'<Aso§,{)'M''PArHos <^-^^n LMeskene
CArjdpeas r V o 1^ ^ Senna ^í* xP

CRHrA CHIPRE
Akantfiou
"amagust;
DeiP el ZOPTJJ*'.. r^' Hamadan
"Héadirv
Blirnaka Kh'anykin y^ermanchati
Ktema
timassol TedmuP,'
i^5atr.anP^ \
AÍ iikemal Burudjird
j^f^uP^potoQ I
R TAN
DeiP el KE m a r '
••^^^ Ramafíi ^" (^eidHassan
^ £ D Z r' liesipe
ManiB l ^ ^ ' ^ l t - e l A m a p á - ^
R^ R Á N E O HaiFa
'\ " / Kepbela

D ES 1E RT p
YaFFa
•^^Chama %Reheiírt>^ í^ 1 SeFani(oKf,^gl^3d-
Rosetfe Ramle / J f, ^^-^^lJ^terlU
.. . Abiikii D^mleta Gaz
/ ^ ° t , p í J M 3 p jl^uerto \.
i^^Popt Sald
Gammé
ElApíé
itlsmailj
Jríilei\=? um K35r
30
..-•••Moghana ff/'eíre ,
I s u e Z DESIERTO \ OMaan
V
Hov3t*¿t
..••Medinet
el Eayum
iNachI ¿lAkaba, .'2^:zz::::::::' ^^'
{fledauBPa t N E I" U D Q¿Maas

^Dap el Had_y jijannieh


M.SINAI h' iMakna
S5^
Bauiti°
iiMinia Tjebuk •7- •QíaspTPobah 1

^'n Chaman -^heprn Achdap ^/^Hail


=tshaFéh
I.ChaduBn
Maadamv
SiuE Kasp
o KasAfanaft,^!, (o^lAdeim
Ausesíjt
o
\ í.Bepeidet\
Keneh gMedjmaa \
Kosse
Qe'Kasp

e) Changa
2d
LK ^
.Riad

Medina

1-Catapata /f^s^uan
Yanbo el Bahr
-f
Ras Benas

yfpópico' de~Carrcip ^~^/ TedDuPPiye

itoPoskóX
SIGNOS
Uadi H a l f ^ Limite de Estado
Feppocappilés
^ La Meca
" " en construcción „ ^ > =
Capital de Ppovincia ®
(o)Muhnat Plaza Fuente (@

• DESIERTO DE NUBIA Posición FoptiFicada ®


/Kosha
fuente %
••Mahomed G o r \
^aitd—^ ESCALA EN K I L Ó M E T R O S
O 100 200 300 •*0O

^5""--.L0N6E.DEL HERID.DE GREENWICH

MAPA DE LA TURQUÍA ASIÁTICA Y DEL CÁUCASO

Situación de los ejércitos inglés y turco-alemán en Palestina y Stesopotamia, y l a de las tropas alemanas y turcas que ocupan las regiones invadidas de Rusia

Ingleses Bi• • "i Alemanes Turcos • • • •


LA GUERRA ILUSTRADA

CAMPAMENTO OKGANIZADO POR LA CRUZ ROJA AMERICANA PARA ALBERGAR A LOS QUE EL INCENDIO DE SALÓNICA DEJÓ SIN CASA NI HOGAR
CFot. Central Neivs)
LA GUERRA ILUSTRADA 1893

'jleviin gastados miles de millones desde Jidio de lUii. líse mienlo |)odi'ii no vei' cpic talos prepai'alivos debían prddu-
Uñero que piden prestado rinde interés. Y a tal cantidad cir una guerra espantosa. Al advertir las profiuulas per-
.rube el interés de esos empréstitos, que tan pronto como turbaciones económicas que la guerra ha producido, al
termine la gueri'a será preciso exigir luievos imi)uestos. prever el hambre y la miseria que han de reinar en Europa
. Míe amnenlarán la miseria general. Esos impuestos serán cuando termine la lucha, se puede anunciar nuevos tras-
de tal cuantía que reducirán a las muchedumbres a la con- tornos cuando acaben los presentes, trastornos tanto más
dición que tenían los antiguos esclavos. Curándose en sa- temibles cuanto más se prolongue la pelea.
lud—relativa—^decía liace poco tiempo un político alemán
que ((después de la guerra sobrevendrá un período de so- LOS TANQUES
• Ijriedad forzosa que «sublimará» las virtudes de la raza y
hará olvidar la molicie que las ahogaba antes de la tre- Esos mastodontes de acero a cuyo aplastante caminar
menda lucha.» Este es un modo delicado de decir a los no resiste ningún obstáculo; ese monstruo que arroja pro-
miserables que se preparen a un ayuno más riguroso que yectiles de cañón y de fusil y constituye un reducto semo-
el de costumbre. viente y un ariete a la vez, es hijo directo del tractor auto-
¿Se conformarán las mucliedumbres a la persistencia móvil de gran potencia, sistema de oruga, y de la ligera

Caeita construida con planchas de latas de petróleo, para uso de las enfermeras de la Cruz Eoja americana en el campo de Salónica
(Fot. Central Nexcs)

del sacrificio ¿Podrán soportarlo aun cuando con buena ametralladora automóvil. La reunión de los mecanismos
voluntad lo consientan? ¿Tolerará el instinto lo que «la de ambos artefactos insi)iró la idea de los tanques, y fueron
razón» le exige? varios los oficiales del ejército y de la marina que, al inmo-
Los gobiernos que tan alegremente han lir;ido v tiran vilizarse las huestes en el frente occidental, después de la
por la ventana miles de millones no sabrán, al terminar l;i invasión primera de Bélgica y norte de Francia, formula-
guerra, a qué carta quedarse. Si quieren atender a los ron una larga serie de proyectos más o menos gigantescos
prestamistas—de quien dicen los escritores que «no tienen y capaces de dar buenos resultados.
entrañas»—, condenan a inanición perpetua a las muche- Entre los que ofrecían caracteres más i)rácticos hubo
dumbres; si temen la «olera de éstas, se atraerán el odio uno, del coronel inglés Swinton, aprovechando el tractor
de los prestamistas. Y tanl,o en un caso como en otro sur- americano Holt, destinado a la destrucción de alambradas.
o-irán con acritud desconocida problemas sociales que será Los estudios se hicieron a la vez en los ministerios de la
preciso resolver de mala manera. Y los que han seiubi'aflo Guerra, en el de Municiones y en el Almirantazgo. El Co-
vientos, recogerán tempestades; Cada día que se ])rolonga mité de defensa iuii)erial estableció, de acuerdo con el mi-
Ja guei'ra, acerca una tremenda calamidad futura. nislei'id de la (¡m'ia'a, las condiciones que había de cumplir
Cuando hace algmuis años todos los gobienuis emuipeos '" uueva in;i(|iiiiia : Irepar por parapetos de metro y medio
de «las iiacicncs civilizadas» se dedicaban a la enlrelenida de allui'a. salvar zanjas de Ires uieli'ns y ajiislai'se a las
tarea de ainncidar los electivos de los ejércilos. cu pcríec- dimensiones de los puciiles militares y del li'ansporle por
cionar cañones y fusiles, en insultar y anienazai' a los go- h'i'rocarril; ofrecer el meudí' blanco posible y oslar prd-
biernos de las naciones rivales, sólo un ciego de uaci- tegida a cortas distancias del tiro de ametralladoras y de
1894 LA GUERRA ILUSTRADA
Claro está que en los poblados
vecinos al campo de maniobras y
en las tabernas próximas se hablaba
de algo excepcionalmente importan-
te; los curiosos preguntaban a los
soldados, y alguno de éstos, nuis
liromista que sus camaradas, propa-
ló la especie de que se trataba de
una gigantesca serpiente mecánica
construida para horadar el terreno
de la zona neutral y aparecer detrás-
de las trincheras alemanas, donde,
i'etorciéndose y dando formidables
coletazos, aplastaría al personal en-
cargado de defenderlas.
La nomenclatura ayudó también
al secreto; se propuso denominar al
artefacto «Acorazado terrestre». Un
geiiei'al lo bautizó con un letrero que
decía «Agua para beber», y como
esto resultase largo, adoptóse defiui-
tivamente el nombre de «Tanípie».
Encontrado el nombre, ?e hizo
atmósfei'a acerca de la creación de
una columna de tanques cuyo obje-
to era llevar a Mesopotamia agua po-
table. Las primeras unidades envia-
das poi' carretera o ferrocarril a los
pniilos de embarque llevaban sen-
dos carteles que decían : «Para Me-
sopotamia. Vía Petrogrado». Esta úl-
liniii palabra en laiso.
K\ adiestramiento del personal IKJ
fué sencillo, pues es penoso tripular
estos monstruos. Imagínese un es-
trecho i'ecinto de dos o tres metros
de ancho, cuatro metros de lai;go y
mi metro veinte centímetros de alto,
en el cual van embutidos im motor
<\c 100 cahallos, dos cañones, ti'es o
cuati'o ametralladoras, provisiones
liara tres días, municiones y vai'ios
soldados con sus equipos. El i'iiidí)
del motor ensordece de modo (pn;
hay que entenderse por señas; la
coraza es tan hermética, que s(')l(i
puede verse el exterior lo pi-eciso
liara apuntar los cañones; el movi-
mi(iMto. al arrastrarse por terreno
desigual, es semejante al de un bar-
co en mar picada, y este vaivén, el
olor de las grasas, la atmósfera en"
Aspecto que presentaba la chimenea de proa del crucero Vindictive después del combate de Zeebrugge rarecida, el calor y el ruido, produ-
(Fot. Central News)
cen un mareo idéntico al que cau-
san los viajes por mar.
íusil y tlispoiicr de los más poderosos elementos ofen- El ejército inglés estrenó los tanques el día 15 de Sep-
sivos. tiembre de 1916; era una mañana brumosa; la infantería,
Entre los numerosos tipos presentados se el¡g-i(j nno preparada para el ataque, no había podido percibir aque-
que, construido en madera, fué el modelo para la cons- lla línea de máquinas j:iue durante la noche desplegara
trucción de otro real, encargándose a varios mecánicos la aprovechando las sombras y la niebla; era una sorpresa
fabricación de las disliiilas piezas para que el secreto no para propios y extraños. Comenzó el avance; al ruido seco
se divulgara. de los disparos de la infantería acompañaba como un re-
Después de un sinnúmero de trabajos y modificaciones, doble de cien mil tambores el crujir de las llantas en sus
la primera partida de tanques fué entregada en Julio de bandas de acero. Guando la niebla se disipó, los adversa-
1916. Un campo secreto de maniobras cercano a Londres rios llegaban cuerpo a cuerpo; la vista de los tanques en
fué el lugar de las definitivos experiencias. Eran dos tipos : toda su grotesca singularidad produjo gran alborozo en los
el^uno,: llamado macho, estaba armado con dos cañones y ingleses y asombro y confusión en los alemanes; pero no
varias ametralladoras; la hembra no tenía más que ame- son éstos hombres que se amedrenten por nada extraordi-
tralladoras. nario; repuestos de su primera impresión, dirigieron con-
A ])esar de f(ue en la fabricación habían ¡iilervenido tra las formidables máquinas el fuego de sus armas.
cientos de personas y el personal encargado de manejar Las balas llovían sobre los caparazones de acero sin de-
los modelos conocía sn funcionamiento, el secreto se man- jar otra señal que la ligera huella del choque; un tanque
tuvo; la lealtad de todos guardó impenetrable la más ab- avanzó sobre un muro, se apoyó pesadamente en él, y de-
soluta discreción. rrumbando los ladrillos que lo formaban, trepó por las
I.A GUERRA TTJISTRADA i 895

niiiins y .sc líiiizó en IIUMIÍII do Jds escombros de tina. íiíl)n- ante uingiin ohsíiiciilo; son genle (elegida; es el balallfui
L'ii tltíslriiídií jiüi' la aiiük'n'a,. de asalto, el de la nuuirtc.
De sus Cüslados salían llamaradas de-íuego, clioiTOs de La segunda ola avanza pisando los talones de los solda-
proyecliles, y así caminaban aplastando bajo sus poderosas dos precedentes. Pórmanla dos grandes grupos, que lle-
cosLillas los nidos de amelralladoras alemanas y las Lrin- van una ametralladora pesada en cada compañía del cen-
cheras, que ya eran tumba de sus defensores. La infante-i, tro y tres ligeras en cada una de las alas. La tercera es el
ría inglesa se lanzaba al asalto bordeando los flancos del tercer batallón; "con él marchan los cañones de infantería,
monstruo. los lanzaminas ligeros y dos ametralladoras pesadas. Cada
Esta es la nueva máquina, ya en uso en todos los ejér- división ataca un frente de 1,500 metros. Los batallones de
citos beligerantes; pero con su poder y su eficacia no re- los regimientos se colocan unos detrás de otros; los sol-
siste el chocar de los proyectdes artilleros, que perforando dados, con intervalos de cinco o seis pasos y formando
su coraza incendian los motores y ocasionan a los hei'oicos olas interrumpidas, es decir, guerrillas que marclia.'n se-
tripulantes la muerte más horrible, envuellns on llamas, ])aradas veinte pasos de las que las preceden y las siguen.
convei'tidos en antorchas, dentro de su sepulliii'a de bierro. El tercer regimiento va detrás de los de ataque, y con
él la artillería de campaña. La compañía divisionaria de
GOMO SE ATACA lanzaminas se incorpora a la primera línea en cuanto ésta
llega a las posiciones del enemigo. Este tercer regimiento
El cni])loo de nuevas armas y proyectiles.lia obligado a. marcha en columna; pero siempre pronto para desplegar.
modificar los antiguos métodos y formaciones de ataque. A retaguardia camina el tren regimenlal y la reserva
Contando los defensores de una
línea detei'minada con'fusiles de re-
petic¡(3n y cañones de tiro i'ápido.
uufi infantería que atacase l'orinan-
do columnas no lardaría en (pu'ilai'
aniquilada.
h]s |ireciso adoptar oíros pi'oce-
dimienlos.
En un periódico suizo /ceñios la
descripciíjn de la táctica alemana de
ataque.
l.,as ti'opas se preparan y se lle-
van al terreno a favor de las íinie-
blas de la noche para que el enemi-
go no concentre su fuego en el pun-
to amenazado, y tan pronto como
amanece principian los ataques.
Estos van precedidos de un bom-
bardeo de pocas horas; pero tan nu-
ti'ido, tan espeso, que las granadas
caen como granizo. El tiro se efec-
túa contra las trincheras de prime-
ra línea, los caminos de acceso y
las alambradas. En este fuego eslá
prohibido usar proyectiles toíxicos a
fin de no envenenar el aire que han
de respirar las tropas de asalto ; pero
contra las baterías enemigas se pro-
cura que todas las granadas sean as-
llxiantes.
En cuanto el avance comienza,
los alemanes emplean con éxito un
tiro curvo con granadas fumígeras,
que caen 300 meti'os detrás de la pri-
mei'a línea enemiga. De este modo
establecen una densa cortina entre
la línea de fuego y la de sus reser-
vas. Cada cuatro minutos alargan el
tii'o 200 metros, y así sucesivamente
hasta el alcance máximo de sus ca-
ñones. De este modo toda la zona es
ua infierno; el humo ciega a los
soldados, que se desorientan y pier-
den la noción del terreno.
Cuando la negra y espesa huma-
reda cubre todo el sector que se ata-
ca, las olas de asalto empiezan su
avance; es la marea que sube. El
i)alallón/]e cabeza marcha llevando
delante un guerrillón i)or gi'iipos de
(liez soldados gi'anadci'os; dcti'ás
van las compañías, escalonadas en
cuatro líneas, llevando ametrallado-
ras ligeras en los intervalos. Esta Ingenioso disfraz, inventado por un americano, para observar, oculto en la copa de los arbolea,
tropa no debe detenerse por nada ni el cauapo enemigo (Fot. Central }iews)
isnfi T.A fUÍRRRA TTJJSTRADA

Entre lo8 varios obsequios que el Gobierno inglés ha prodigado a la comisión de notables representantes de la industria norteamericana,
figuró un paseo en uno de los famosos tanks construidos en Inglaterra (Fot. Central News)

de mando. Llámase así el cuadro de oficiales y suboficiales 3 de Mayo. — Desembarcan en Francia varias expedi-
destinados a cubrir las bajas sobre el mismo campo de ba- ciones de soldadas noríeamericanos.
talla para que la tropa no quede nunca sin una dirección. 6 de Mayo.—Luchas locales en dislinlos punios del
Mientras dura la lucha, el frente de batalla es alimenta- fren le oeeidenlal. Aclividad de los aviadores.
do por las divisiorfes de reserva, destinadas a continua!' 7 de Mayo. — Los ingleses atacan y rectifican siis líneas
sin descanso la ofensiva. Estas divisiones se establecen en cerca del Lys y se apoderan de varias Irinclieras alenunias,
Ins pueblos más próximos al campo de batalla, y mien- haciendo nlfiunos prisioneros.
Iras espertan órdenes organizan el servicio de patrullas, 8 de Mayo.—Los ilalianos atacan las posiciones aus-
cuya misión es impedir que las tro|)as formen grupos |)ara lri<iC(is del monte Corno ¡j se apoderan de elltis, eaplurando
que no ofrezcan blanco fácil a los aviadores enemigos. i)e a ntás de 200 prisioneros ij roíjiendo amelralladoras ij ca-
noche se apagan los fuegos del vivaque, y los aviadores ñones.
amigos hacen su centinela en los aires, guarrlanfio el sue- 11 de Mayo.—l^o^s iiKjIeses a.laea.n sin resultado unas
ño de los soldados. posiciones alemanas cerca de las Irincheras de Lens.
Jístas divisiones de reserva entran en batalla a la lioi'a 12 de Mayo. — Los a^islriacos arremeten contra las nue-
elegida i)or el mando y para un ataque concreto y limita- ras posiciones italian-as del monte Corno- y recuperan parle
d o ; son troi)as especialistas en el refuerzo, nue el alaque de ellas después de un larf/o combale.
lenga o no biu'u rxito. Ins citadas divisiones son sustraí- 14 de Mayo. — Los irujleses derrotan a los hircos en Me-
das al combate y cu seguida reemplazadas por olivas, con sopolamia y les loman varios cañones, haciéndoles, ade-
objeto de rehacerlas, imcs han de tenei' couslaulenienle más, (díjuiios prisioneros.
grandes efectivos, y su uiisi(')n es de choque. 15 de Mayo. — Deseminrrean, de nueno (¡randes trans-
portes, numerosas tropas norteamericanas en dos puertos
de Francia.
HECHOS CULMINANTES 17 de Mayo. —Los intjleses bombardean Oslende desde
el mar.
1.° de Mayo. — ÍAICJIOS de (irlillcria en Inda el ¡renle. 18 de Mayo.—.{cHvidtnl de la artillería ij de los aero-
El enemiíjo repone sits perdidos \¡ reorípiínza sus divi- planos en cífrente orcidenlal.
siones. Los auslriacos son recliaz-iulos (ü inteníar recuperar las
2 de Mayo. — Persiste hi ealiiiii en Inda I a Hnrn de ha- posiciones tomadas por los italianos el día R en el monte
talla. Corn-o.

En el próximo número pubIioaremo6 el retrato de León T r o s t k y ; el mapa de Albania, con el a v a n c e franco-italiano, el


de la r e g l ó n de Y p r é s , con la situación de los ejércitos b e l i g e r a n t e s , e n colores, y grabados de actualidad en negi'o.
vV

'^''M
M m
r~l Ti.ííin1

••.'-:..4¡ ISJ./Í) Tin 'A-

t r'5 55,AtfMV5 JUlfl *,9s

iJ

m mm m
£L MEJOR LIBRO DESTINADO A UN HIJO ES LA HISTORIA DE SU PATRIA ^ mm m

HISTORIAȣSPANA
y de los Pueblos Híspano=Amerícanos hasta su Independencia
por
Manuel Rodríguez CodQlá
Profesor de la Escoela de Artes y Oficios f BeDas Artes de Barcelooa, Indifidao de la Academia .ProTíncial de Bellas Artes y de la
de Gencias y Artes, correspondiente de la de San Fernando y de la de Buenas Letras de Señlla
ses^uido cada período histórico de un juicio, por
Miguel S. Oliven
Correspondiente de la Academia de la Historia

ll[ nOOf DIfZ RlIZOlifii POR QUf M UU U OBTfIllDO Tllll BRIllilllTf EKITO
1.' Por ser la historia de la patria. 6.* Por su novísima presentación.
2.* Porque la historia de la patria es el 7." Porque a la vez que instruye, deleita.
mejor libro de todos.
8." Por ser la más económica de las pu-
3." Por la autoridad de sus autores. blicadas.
4." Por estar ilustrada con más de 2,000 9.* Porque su publicación ha costado un
grabados. millón de pesetas, y
ü.* Por contener todos los cuadros histó- 40.* Porque el cuaderno sólo vale 70 cén-
ricos españoles. timos de peseta.

Esta obra — qoe constituirá ana primorosa nairación, concisa y


100 atractiva, por la reconocida maestría de sus autores — estará rica* 100
mente ilustrada con más de DOS MIL GRABADOS, labor de los
CUADERNUS grandes maestros del arte pictórico español, en qne aparecerán CUADROS ER
LA representados todos los hechos de cada reinado (con la historia, COLORES
OBRA del traje, muebles y arquitectura en sus diferentes ¿pocas y estilos,
2000
retratos, etc.), con perfección y colorido tales, que el lector, como en
COiPLETA inmensa cinta cinematográfica, verá desfilar ante sus ojos toda la his* ER REGRO
tona y civilización de nuestra patria por riguroso orden cronológico.

CONTIENE TODOS LOS CUADROS HISTÓRICOS EXISTENTES EN NUESTROS MUSEOS

SS ^ ^ j Sa NO DEJE USTED D£ CONSULTAR UN CUADERNO DE ESTA HISTORIA DE ESPAÑA


7 0 CÉNTIMOS CUADERNO ^^ PÍDASE EN TODOS LOS KIOSCOS YIIBRERIAS^^ N. SEGUÍ EDIIBARCEIONA