You are on page 1of 22

MÉTODOS PARA DETERMINAR LA SUCCIÓN EN SUELOS

PARCIALMENTE SATURADOS

Mateo Cano Solís & Keyla Jeaneth García Jaimes

Comportamiento mecánico de suelos tropicales. Departamento de Ingeniería Civil, Facultad


de Minas, Universidad Nacional de Colombia Sede

1. INTRODUCCIÓN
Cuando el suelo está en la condición no saturada, otra fase entra en el sistema, y esa fase, gaseosa,
exige otra visión para la previsión del comportamiento del suelo. El comportamiento del suelo en la
condición no saturada exige la comprensión de la distribución, retención y liberación del agua en las
diversas situaciones a las que el suelo puede estar sujeto. Estas situaciones pueden ser de orden
mecánico o ambiental. El agua puede moverse hacia dentro o hacia fuera del suelo por cambio en el
estado de tensión externo y / o por problemas ambientales, tales como infiltración y / o evaporación.
La forma en que el suelo administra la presencia del agua en su interior puede ser representada por la
curva de retención de agua. La curva de retención consiste en la relación entre la cantidad de agua
presente en el material poroso y la energía necesaria para remover esa agua (succión). Se puede
afirmar que la mayoría de los procesos en suelos no saturados puede ser, al menos, en parte,
comprendidos en función de la curva de retención. Fredlund (2002) y Fredlund (2006) se refieren a
la curva de retención como la propiedad clave para la implementación de la mecánica de los suelos
no saturados en la práctica de la ingeniería. La curva de retención es, de hecho, la propiedad más
importante del suelo no saturado. [1]

PALABRAS CLAVES

Succión; papel filtro; contenido de humedad; suelos tropicales; suelos parcialmente saturados;
mecánica de suelos; ensayos de laboratorio; métodos directos; relación de vacíos; succión
osmótica; succión matricial; poropresión.
2. MARCO TEÓRICO
En el desarrollo de la mecánica de suelos y la geotecnia se ha optado por analizar el comportamiento
de los suelos en su condición de saturación (en donde los poros están llenos de agua) por motivos de
seguridad, lo que ha supuesto un aumento económico en las obras ingenieriles ya que no todos los
suelos se encuentran en este estado. Parte de los suelos presentan en sus vacíos aire y agua lo que los
hace parcialmente saturados, este tipo de suelos presenta comportamientos que no se pueden describir
fácilmente con las teorías clásicas, su estudio es más complejo que en los suelos saturados. [2]
El estudio de los suelos parcialmente saturados es importante ya que “parte de la población del mundo
se encuentra implantada en centros urbanos en que predominan suelos con nivel freático profundos
donde los vacíos del suelo no se encuentran totalmente ocupados por agua” (Wolle, 2004). [2]
Una de las propiedades más relevantes para los suelos no saturados es la succión y el contenido de
humedad, de ellos depende mucho el comportamiento y la estabilidad de este. Cuando el agua ingresa
al suelo, este la puede absorber o retener, para desprender el agua se necesita una energía externa. El
valor de energía aplicada por unidad de agua es la succión. [3]
Así en el análisis de suelos parcialmente saturados se necesitan técnicas para la medición y el control
de la succión (tipo de succión medida, tiempo de respuesta, proceso de medición) en el suelo para
determinar parámetros que me ayuden a analizar el comportamiento presente y futuro del material.
[3]
La succión en un suelo parcialmente saturado está constituida por la succión matricial (𝑆𝑚 ) y la
succión osmótica (𝑆𝑜𝑠𝑚 ) y la suma de ambas se denomina succión total (𝑆𝑡 ). [3]

𝑆𝑡 = 𝑆𝑚 + 𝑆𝑜𝑠𝑚 (1)
La succión matricial (𝑆𝑚 ) está definida como la diferencia entre la presión de poros del aire (𝜇𝑎 ) y
la presión de poros del agua (𝜇𝑤 ), y está relacionada con la matriz del suelo (partícula y arreglo
estructural). [3]
𝑆𝑡 = 𝜇𝑎 − 𝜇𝑤 (2)
La succión osmótica (𝑆𝑜𝑠𝑚 ) está definida como la capacidad del agua de pasar a otro ambiente por el
efecto de las diferencias químicas. Se relaciona con la concentración química (sales) del agua en el
suelo. [3]
De la ecuación (1) y (2) se puede definir nuevamente la succión total como:
𝜓 = (𝜇𝑎 − 𝜇𝑤 ) + 𝜋 (3)
Donde:
𝜇𝑎 − 𝜇𝑤 , es la succión matricial (kPa),
𝜇𝑎 , presión de poros del aire (kPa),
𝜇𝑤 , presión de poros del agua (kPa),
𝜋, succión osmótica (kPa).
La succión matricial (𝑆𝑚 ) está compuesta a su vez por una succión matricial capilar (𝑆𝑐 ) y una succión
de adsorción (𝑆𝑎𝑑 ). [3]
𝑆𝑚 = 𝑆𝑐 + 𝑆𝑎𝑑 (4)
La succión capilar (𝑆𝑐 ) que está relacionada con la macro-estructura, es decir con los poros
interunidos donde el agua fluye debido a gradientes de presión capilar. [3]
La succión de adsorción (𝑆𝑎𝑑 ) se relaciona con la micro-estructura, de la hidratación de los minerales
de arcilla. [3]
la curva característica se puede definir como la variación de la succión en relación con la cantidad de
agua presente en los micro y macro poros. La curva depende del tipo de suelo, granulometría y
mineralogía y la distribución de los vacíos. [3]
Los factores que afectan la posición relativa, inclinación y la forma de la curva son: los poros,
magnitud y composición mineralógica de la fracción fina. [3]
3. MÉTODOS PARA MEDIR LA SUCCIÓN
Los métodos para determinar la succión se dividen en directos e indirectos, cada uno trae una serie
de limitantes como costo, confiabilidad, tiempo y rangos de aplicación. [3] [1]
3.1. PLACA DE PRESIÓN O TRASLACIÓN DE EJES
Esta técnica se usa para la medición de succión matricial y se basa en el control de la trasferencia del
agua líquida. Se referencio en el método experimental propuesto inicialmente por Hilf (1956), para
medir presiones de agua en suelos parcialmente saturados con un contenido de aire (grado de
saturación 𝑆𝑟 < 0.95) incrementado la presión de aire e induciendo incrementos idénticos sobre el
agua, haciendo posible la medición de presiones del agua positivas. Fredlund & Mogensten (1977)
evaluaron la técnica con éxito para un rango de grado de saturación 𝑆𝑟 entre 0.76 y 0.95. Tarantino y
Mongiovi (2000) la estudiaron para 𝑆𝑟 entre 0.56 y 0.77, reportando también buenos resultados. [3]
[1]
Existen dos métodos para aplicar la translación de ejes: el método de sobrepresión de aire y el método
de subpresión de agua. En el primero se mantiene constante la presión de aire mientras se varía la
presión de agua. En el segundo se mantiene constante la presión del agua y varía la presión del aire.
[3] [1]
El proceso por seguir es el siguiente, se coloca la muestra de suelo encima de varias piedras porosas
saturadas de alta presión de entrada de aire o de baja presión de entrada de aire dentro de una cámara,
donde se someten a sucesivas presiones de aire que se toman como el valor de la succión matricial,
que se van aumentando para luego pesar las muestras y obtener la humedad. El valor de entrada de
aire del disco debe ser mayor que la succión matricial en el suelo. Se debe destacar que la cámara no
determina deformaciones de la muestra por lo que se sugiere que la entrada de aire se dé con
detenimiento. [3] [1]

Figura 1. Esquema placa de presión. [1]


Figura 2. Cambios de presión asociados a la medición de succión matricial. [3]
Las curvas típicas de tiempo de respuesta cuando se usa traslación de ejes para la medición de la
succión matricial son las siguientes. [3]

Figura 3. Succión matricial vs tiempo de traslación de ejes. [3]


Figura 4. Succión matricial vs tiempo de traslación de ejes. [3]
Se presentan también dos graficas de contenido de humedad vs succión de “Regina clay”

Figura 5. Contenido de humedad vs succión matricial. [3]


3.2. CONDUCTIVIDAD TÉRMICA
Las propiedades térmicas del suelo son indicativos del contenido de humedad, ya que la
conductividad térmica aumenta cuando se incrementa el contenido de humedad. El dispositivo y
método fue estudiado por muchas personas, se destaca el de Lee y Fredlund (1984) que diseñaron y
manufacturaron el sensor de conductividad térmica MCS 6000 basados en el trabajo de Phene at al.
(1971), los sensores se usaron para mediciones en campo y laboratorio, la conductividad no se ve
afectada por la salinidad ni cambios de temperatura y la medida de la succión matricial era
relativamente precisa si era medida en un rango de 0 a 300 kPa; sin embargo, se suspendió su
producción. Seguido a esto diversas personas y entidades desarrollaron distintos sensores. [3]
El sensor de conductividad térmica consiste en un bloque de cerámica poroso que contiene un sensor
de temperatura y un calentador pequeño. La conductividad térmica del bloque varía de acuerdo al
contenido de humedad del bloque. El contenido del agua del bloque dependerá de las succiones
matriciales aplicadas al boque por el suelo circundante. El sensor debe calibrarse en el laboratorio
antes de su uso para cada tipo de suelo, luego se puede colocar en el suelo y esperar que llegue al
equilibrio, las lecturas de la conductividad térmica se relacionan con la succión matricial del suelo
mediante una curva de calibración. [3]
La conductividad térmica se determina midiendo la disipación de calor dentro del bloque. Se genera
una cantidad controlada de calor en el centro del bloque. Una parte del calor generado se disipará en
todo el bloque y se controla mediante la presencia de agua dentro del bloque poroso. Un cambio en
la conductividad térmica del bloque está directamente relacionado con un cambio en el contenido de
humedad del bloque. En otras palabras, se disipará más calor a medida que aumente el contenido de
agua del bloque. [3]

Figura 6. Esquema sensor de conductividad térmica. [3]


3.3. CONDUCTIVIDAD ELÉCTRICA
Los bloques de yeso con un sensor eléctrico interno puede decirse que es el tipo de sensor más antiguo
y el más simple para la medición indirecta de la succión de un suelo, tienen la ventaja de ser
relativamente económicos, pero cuentan con la desventaja de no presentar la precisión o la estabilidad
en la curva de calibración a largo plazo para aplicaciones en la geotécnica. Los bloques trabajan de
manera que los cambios en el contenido de humedad producen cambios en la resistencia eléctrica;
desafortunadamente la conductividad eléctrica si es sensible a la presencia de sales en el medio y con
el tiempo las sales se pueden filtrar en el yeso descalibrando sustancialmente el sensor. [3]
Una variación más reciente, es el sensor Watermark, el cual trabaja con un bloque de yeso más una
matriz granular con electrodos incrustados para medir la resistencia eléctrica, la función de la matriz
granular es disminuir las sales del suelo. El rango de medición es de 0-200 kPa. El sensor Watermark
proporciona la humedad del suelo, pero no proporciona una succión matricial confiable. [3]
3.4. PLACA DE SUCCIÓN
También conocida como embudo de Haines, es un equipo utilizado para encontrar la humedad que
permanece en una muestra de suelo después de la aplicación de una succión entre 0 y 70 kPa.
La placa de succión permite definir con precisión el tramo inicial de la curva de retención de agua,
que es bastante importante para la interpretación de la misma. Para elegir los valores de succión que
se le van a imponer al suelo, es necesario conocer el tipo de material y su estructura ya que para
materiales arcillosos la succión de entrada de aire es elevada. [1]

Figura 7. Esquema placa de succión. [1]


En la figura se ilustra el montaje de la placa de succión y sus detalles. La placa de succión consiste
en una base porosa saturada e inmersa en agua, sobre la cual se colocan el material, que es conectada
a un tubo flexible que tiene en su extremo un regulador del nivel, este regulador mantiene la salida
del agua a la altura que se desee, elegida en función de la succión matricial necesaria.
La medición del contenido de humedad de equilibrio se realiza pesando cada material al final de cada
etapa de aplicación de succión y del peso de los sólidos.
Una de las desventajas de este método es la posibilidad de pérdida de material por desagregación
mientas se manipulan las muestras en la prueba. [1]
3.5. PSICRÓMETRO
Es un aparto que se usan para medir la succión total en un suelo midiendo la humedad relativa de los
poros o del medio ambiente circundante. La humedad relativa se puede expresar en términos de la
presión de vapor relativa para relacionarla con la succión. [3]
Los dos tipos más básicos de psicrómetro de termopares son: el de bucle húmedo (Richards y Ogata,
1958) y el de tipo peltier (Spanner, 1951), los dos están constituidos por dos termómetros (uno trabaja
con el bulbo seco y otro con el bulbo húmedo). [3]
La descripción del proceso del psicrómetro es que la unión de los termopares se enfría para alcanzar
la temperatura de la atmosfera circundante, como resultado el vapor se condensa en la unión y tiende
a evaporarse causando una reducción adicional a la temperatura en la unión, así la reducción de la
temperatura es una función de la evaporización. [3]
Las medidas de succión total se realizan suspendiendo el psicrómetro cerca de la muestra de suelo en
un entorno cerrado, se debe esperar que se alcance el equilibrio isotérmico entre el suelo y el aire para
tomar la medida con el psicrómetro y humedad relativa. Es de resaltar que la medición de succión
total en campo usando psicrómetro no es recomendable, ya que el ambiente térmico no es
suficientemente constante. El grado de enfriamiento máximo generado por el termopar es de
aproximadamente 0.6°c debajo del ambiente, y representa la humedad relativa más baja o la succión
total más alta que puede medir con el psicrómetro que es de 8000 kPa. [3]

Figura 8. Psicrómetro. [3]


3.6. TÉCNICA DE SQUEEZING
La succión osmótica de un suelo puede calcularse indirectamente en función de la conductividad
eléctrica de una pequeña cantidad de agua extraída de los poros del suelo. El agua pura tiene una
conductividad baja en comparación del agua almacenada en los poros que contienen sales disueltas,
así la conductividad eléctrica del agua en los poros puede usarse para indicar la concentración de sales
disueltas que se relacionan con la succión osmótica. [3]

Figura 9. Exprimidor de fluidos [3]


El agua de los poros se puede extraer mediante un exprimidor de fluidos como se muestra en la figura
9, para luego medir la conductividad eléctrica. La figura 10, es una calibración que me relaciona la
conductividad eléctrica con la presión osmótica del suelo. [3]

Figura 10. Calibración conductividad eléctrica vs presión osmótica [3]


Mediante la siguiente ecuación, me relaciona la succión osmótica 𝜋 (kPa) y la conductividad
eléctrica medida 𝐸𝐶 (𝜇𝑚/cm):

𝜋 = 0.024 𝐸𝐶 1.08 (5) [3]


Los resultados obtenidos se ven afectados por la magnitud de la presión de extracción

3.7. HIGRÓMETRO CON ESPEJO REFIGERADO


Es un tipo de psicrómetro que usa una medición de punto de rocío (temperatura más baja a la que
empieza a condensarse el vapor de agua contenido en el aire, produciendo rocío) para determinar la
succión total en el suelo. Las mediciones se realizan en condiciones isotérmicas en un contenedor
sellado. Gee et al (1992) introdujeron la técnica que se puede utilizar para mediciones de succión total
de 3000 a 300.000 kPa, lo que amplio el rango de succión a media a alta. [3]

Figura 11. Esquema higrómetro [3]


La figura 11, muestra un diagrama esquemático del higrómetro, el dispositivo consiste de una cámara
sellada con un ventilador, un espejo, una fotoeléctrica y un termómetro. La muestra de suelo se coloca
en la cámara donde se equilibran termodinámicamente, un sistema de enfriamiento reduce la
temperatura en la superficie del espejo al punto de rocío, una célula fotoeléctrica detecta el primer
signo de condensación en el espejo y se mide la temperatura del punto de rocío con un termopar y se
mide la temperatura de la cámara que debe ser igual a la del suelo. La presión de vapor que actúa
sobre la muestra de suelo y la presión de vapor saturado a la misma temperatura se calculan con la
temperatura del punto de rocío del espécimen, luego se usa la ecuación de kelvin para calcular la
succión total de la muestra. [3]

3.8. MÉTODO DEL PAPEL FILTRO


El método del papel de filtro se puede aplicar en una amplia gama de succiones del suelo, a saber,
desde unos pocos kilopascales hasta centenares de kilopascales (Fawcett y Collis-George, 1967;
McQueen y Miller, 1968a). Sin embargo, las medidas deben realizarse con gran cuidado. Solo el
procedimiento de papel filtro de no contacto (es decir, el papel de filtro no está en contacto con el
suelo) puede medir la succión total. El procedimiento de papel de filtro de contacto (es decir, el
papel de filtro es en contacto con el suelo) puede medir el total o la succión matricial según el grado
de contacto entre el suelo y el papel de filtro.
El método del papel de filtro para medir la succión del suelo era desarrollado en la disciplina de la
ciencia del suelo y ha sido principalmente utilizado en la agricultura y la agronomía.
El método del papel de filtro se ha utilizado, por ejemplo, en estudio de las subrasantes del
pavimento de aeropuertos y el potencial de hinchamiento de perfiles en suelos expansivos
(McKeen, 1985) [3]
La figura 12 resume el principio teórico y sus cuidados:

Fig. 12. Método del papel filtro, principios teóricos y cuidados en su ensayo. [1]
La técnica del papel filtro es, sin duda, la más simple y económica de todas las técnicas para medir
la succión del suelo en una banda de succión de 10 a 100.000 kPa. La simplicidad, muchas veces,
lleva a la falta de cuidado en la adopción de la técnica, y eso lleva a errores que, en general, se
atribuyen a la técnica, cuando, en realidad, son fruto de errores de operación. La calidad de los
resultados depende de la aplicación rigurosa de la metodología por el usuario. La medición de la
curva de retención (y de la succión) utilizando papel filtro no consiste en una forma controlada de
imponer succiones. En realidad, el método ofrece una manera de determinar succiones que
corresponden a las variaciones previamente impuestas de contenido de humedad. A pesar de esta
importante diferencia metodológica, el método del papel filtro ofrece una forma igualmente válida
para la obtención de curvas de retención. [1]
3.8.1. Principio de medición del método del papel filtro
El método del papel filtro se ha utilizado para medir la succión total o la succión matricial de un
suelo. El papel filtro se usa como sensor. El método del papel de filtro se clasifica como un "método
indirecto" para medir la succión del suelo ya que es necesario que se calibre el contenido de agua
del papel de filtro contra la succión del suelo. El método del papel de filtro se basa en la suposición
de que un papel de filtro llegará al equilibrio de succión del suelo con la succión del suelo en la fase
de agua.

Fig. 13. Uso de técnica de papel de filtro de contacto y sin contacto para medir la succión
matricial y total, respectivamente (según Al-Khafaf y Hanks, 1974). [3]
Cuando un suelo se pone en contacto con un material poroso que tiene capacidad para absorber
agua, ésta pasará del suelo al papel hasta que se alcanza el equilibrio. La succión matricial es
medida cuando el flujo ocurre por capilaridad con contacto directo a través de las partículas del
suelo y el papel, pues sólo tensiones capilares son vencidas en ese proceso. Por otro lado, la succión
total es medida si el flujo ocurre en forma de vapor sin contacto entre el suelo y el material poroso,
ya que son vencidas las fuerzas osmóticas y capilares, que retien la molécula de agua. La Figura 14
ilustra un esquema de los arreglos utilizados para medir la succión matricial y total [1]

Fig. 14. Tipos de flujo del agua de la técnica del papel filtro: a) sin contacto; y b) con contacto [1]
El contenido de agua del papel de filtro corresponde a un valor de succión proporcionado por la
curva de calibración del papel de filtro. McQueen y Miller (1968a) han realizado mediciones
extensas de la curva de calibración para papel de filtro, y algunos resultados se muestran en la
figura 15. [3]

Fig 15. Curva de calibración sugerida para papel de filtro (según McQueen y Miller, 1968a). [3]
El papel filtro más usado es el Whatman Nº 42. Los papeles se deben utilizar directamente de la
caja, que debe mantenerse en un lugar protegido de humedad (en estado seco al aire) (por ejemplo,
Fawcett y Collis-George, 1967, McQueen y Miller, (1968), Chandler y Gutiérrez, 1986, Marinho y
Oliveira, 2006). La norma americana ASTM-D5298-92 sugiere que el papel filtro sea seco en
invernadero por lo menos 16 horas antes del uso. A pesar de que el procedimiento de secado es
citado en norma, no hay consenso en el medio técnico-científico, ya que ese procedimiento puede
afectar las características de absorción del papel, resultando en la alteración de la curva de
calibración. [1]
3.8.2. Procedimiento de ensayo con el método del papel filtro
La técnica de medición y calibración para el método de papel de filtro fue escrita en un estándar de
ASTM (1997b) provisional (D5298-94, Comité D18 sobre suelo y roca). Debe ser el sensor de
papel de filtro libre de cenizas, cuantitativa tipo II según lo especificado por ASTM estándar
E833. Papel de filtro Whatman Nº 42 y Schleicher y Schuell no. 589 cinta blanca son dos marcas
utilizadas. Un papel de filtro típico tiene un diámetro de disco de 55 mm. papeles de filtro de la
misma marca se consideran ser "idéntica" en el sentido de que todos los discos de papel de filtro se
supone que tienen la misma curva de calibración. [3]
Para la medición de la succión matricial, el papel filtro debe colocarse directamente sobre la
superficie de la muestra, con el objetivo de entrar en contacto con el agua de los poros. En ese caso,
no habrá eventuales diferencias entre la característica del agua transferida al papel y el agua del
suelo, siendo el flujo sólo debido a fenómenos capilares. Si es necesario, se puede utilizar un papel
intermedio entre el suelo y el papel de medición para evitar que el suelo se adhiera al papel utilizado
en la medición de la succión. Para la medición de la succión total, el papel debe colocarse con un
espaciador que garantice el cambio de humedad sólo por vapor, sin permitir el contacto del agua del
suelo con el papel. En este caso, el agua que migrará al papel tendrá características diferentes del
agua del suelo ya que las eventuales sales no se transfieren al papel por vapor. El espaciador debe
ser de material no absorbente, que permita el libre paso del vapor y que no pueda sufrir oxidación.
Se recomienda un espaciador de un máximo de 4 mm de altura para minimizar el tiempo de
equilibrio. En todos los casos, el tamaño del papel debe ser lo más alto posible para maximizar la
precisión de las mediciones de humedad del papel. Después de la colocación del papel en el suelo,
los conjuntos 244 Suelos no saturados en el contexto geotécnico el suelo-papel filtro deben ser
envueltos en película de PVC, seguidos de película de aluminio, de modo a evitar pérdida o
ganancia de humedad para el medio externo. El conjunto debe estar protegido con una película de
plástico que debe mantener el papel firme contra el suelo, en el caso de la medición de succión
matricial, y sosteniendo el papel contra la pantalla, en el caso de medición de succión matricial. [1]
Es posible realizar la medición de la succión matricial y total en la misma muestra, pudiéndose,
incluso, utilizar los laterales del cuerpo de prueba, en caso de espacio suficiente. Se destaca que el
tiempo de equilibrio debe ser controlado por la succión total, como se verá a continuación. En el
momento de la eliminación del papel filtro, el proceso debe ser lo más rápido posible y las capas de
película de plástico y de aluminio no pueden crear obstáculos para la eliminación rápida del papel.
Los papeles deben ser removidos con el uso de pinza. Las muestras deben dejarse en reposo en una
caja de icopor y en un ambiente con temperatura constante (+/- 1o C). El tiempo de equilibrio para
las mediciones de succión matricial es de 7 días, independientemente del nivel de succión a medir.
[1]
Sin embargo, en el caso de mediciones de succión total, el tiempo de equilibrio varía con el nivel de
succión. Se sugieren los tiempos indicados en la Tabla 1 para el equilibrio del sistema. [1]

Tabla 1. Tiempos de equilibrio para succión total (Marquinho, 1994). [1]


Después del tiempo de equilibrio, los papeles se retiran con ayuda de una pinza para determinar el
contenido de humedad del papel. La retirada del papel requiere extrema atención. El papel debe ser
transferido a una bolsa de plástico auto sellante en menos de 4 segundos. La masa del papel,
después de su retirada del sistema, se hace utilizando una balanza con una resolución de 0,0001g.
Después de la determinación de la masa, el papel se coloca en el invernadero para el secado (tiempo
mínimo de 2 horas a 105 ° C). La retirada del papel del invernadero también debe ser rápida y con
el uso de pinza, y el papel debe ser acondicionado en bolsa de plástico hermético, con su respectiva
tara previamente determinada. Este procedimiento es particularmente importante. Los pequeños
errores de determinación de masa por la balanza son cancelados cuando la determinación de la masa
del papel se realiza a partir de la substracción de la masa de la bolsa de plástico hermético de la
masa del conjunto papel filtro más su contenedor. En el caso de la balanza de alta precisión
empleada, pequeños errores causados por variaciones térmicas o incluso por desnivel imperceptible
de la balanza pueden ser fácilmente eliminados utilizando ese procedimiento. Con la determinación
del contenido de humedad del papel, se utiliza la ecuación de calibración para obtener la succión.
Con el uso del papel filtro cualitativo Whatman 42, se sugiere la aplicación de las siguientes
ecuaciones (Chandler et al., 1992): [1]

𝑊𝑝𝑎𝑝𝑒𝑙 ≤ 47%, 𝑆𝑢𝑐𝑐𝑖ó𝑛 (𝑘𝑃𝑎) = 104,84−0,0622∙𝑤(%)

𝑊𝑝𝑎𝑝𝑒𝑙 > 47%, 𝑆𝑢𝑐𝑐𝑖ó𝑛 (𝑘𝑃𝑎) = 106,05−2,48∙log(𝑤(%))

A continuación, las muestras se someter a la variación de humedad por secado o por


humedecimiento, dependiendo de la trayectoria seguida. Para el caso de humectación, se debe
esperar 24h con la muestra envuelta en película plástica y de aluminio antes de volver a colocar los
papeles filtro. El valor de la succión medida se asociará al contenido de humedad en esa condición,
que se calcula cuando la muestra se lleva al invernadero al final del proceso. Después de la
alteración de la humedad, se coloca nuevamente el papel filtro en la muestra (succión total y / o
matricial) y se procede como se describió anteriormente. [1]

3.9. MÉTODO POR EQUILIBRIO DE VAPOR (DESECADOR DE VACÍOS)


El método del equilibrio de vapor se basa en una forma de imposición de succión total, siendo
posible la aplicación de valores de succión relativamente elevados, según se verá a continuación.
Fuente especificada no válida.
3.9.1. Principio del método por equilibrio de vapor
El método consiste en determinar la succión total por medio de la humedad relativa del aire (UR).
La humedad relativa del aire es la relación entre la presión parcial de vapor del aire (𝑃𝑣 ) y la presión
parcial de saturación de vapor del aire (𝑃𝑣0 ). [1]
𝑃𝑣
𝑈𝑅 =
𝑃𝑣0
La presión parcial de saturación corresponde a la máxima presión parcial posible, de forma que las
ofertas adicionales de humedad al aire no se transformaran en vapor, habiendo condensación. El
valor de 𝑃𝑣0 depende de la temperatura. La relación entre la humedad relativa del aire y la succión
total viene dada por la expresión: [1]
𝛾𝑤 ⋅ 𝑅 ⋅ 𝑇
𝛹=− ⋅ ln(𝑈𝑅)
𝑀𝑔
dónde: 𝛹 representa la succión total, en kPa; 𝛾𝑤 es el peso específico del agua en kN / m3; R es la
constante universal de los gases perfectos (8,3143 J mol-1 K-1); T es la temperatura en K; M es la
masa molecular del agua (0,018016 kg mol-1); y g es la aceleración gravitacional (9,807 m s-2).
Considerando la determinación de la succión en un ambiente a 20 ° C, se obtiene la siguiente
expresión: [1]
𝛹 = −135,055 ⋅ ln(𝑈𝑅)
El método de imposición de succión puede ser utilizado siempre que sea capaz de inducir una
humedad relativa en un ambiente y la muestra de suelo esté en equilibrio con él. El uso de
soluciones saturadas es la forma más fácil de imponer una humedad relativa. Otra alternativa es el
empleo de ácidos. [1]
Para el alojamiento de muestras con la solución salina, cualquier tipo de recipiente puede ser
utilizado, siempre que sea hermético, mantenga presión atmosférica y esté en local sin variación
significativa de temperatura. La figura 16 ilustra un arreglo posible, utilizado para el ensayo. Las
muestras de suelo se pueden colocar en un desecador que contiene la solución acuosa seleccionada.
De acuerdo con las propiedades físico-químicas de ese compuesto, una determinada humedad
relativa se impone dentro del desecador. Los cambios de contenido de humedad ocurren por
transferencias de vapor entre la solución y la muestra, y una determinada succión se aplica en la
muestra cuando se alcanza el equilibrio de vapor. La succión resultante corresponde a la succión
total (matricial y osmótica), pues el agua es transferida exenta de solutos. Es posible el uso de
soluciones diluidas para obtener, con el mismo compuesto, una humedad relativa diferente. [1]

Fig. 16. Arreglo utilizado para el método de equilibrio de vapor. [1]


Esta técnica puede ser empleada en la determinación de puntos de la curva de retención de agua en
el suelo, con la ventaja de imponer succión bajo condiciones naturales, no siendo aplicada presión
ninguna en la fase gaseosa, como en el ensayo de placa de presión. Sin embargo, debido a la
transferencia de humedad por la fase gaseosa, es necesario mayor tiempo para establecer equilibrio
termodinámico, siendo cada vez mayor cuando la humedad relativa a ser impuesta dentro del
desecador se acerca al 100%. Los mismos tiempos de equilibrio sugeridos para el papel de filtro se
pueden utilizar en esta técnica. [1]
3.10. TENSIÓMETRO
El tensiómetro permite la medición directa de la poropresión negativa del agua del suelo, a partir de
la cual se tiene el valor de la succión matricial. La componente osmótica de la succión no es medida
por los tensiómetros, ya que ocurre paso de las sales solubles a través del sistema de medición.
Los principales componentes de un tensiómetro se ilustran en la figura 17. La puntera porosa del
tensiómetro es responsable de promover la interfaz entre el agua del dispositivo y el suelo sin
permitir la entrada de burbujas de aire en el sistema. Para desempeñar tal función, se emplea
generalmente un material cerámico con alto valor de entrada de aire. El tensiómetro posee un
compartimiento interior que debe ser completamente rellenado por agua y acoplado a un dispositivo
para medir la presión del agua.
El dispositivo de medición de la presión generada en el interior del puede ser de tres tipos:
manómetro de mercurio, manómetro de vacío y transductor eléctrico de presión. La ventaja del
manómetro de mercurio es que no existe necesidad de calibración, sin embargo, la corrección de la
densidad debe ser hecha evitando errores de hasta 0,25% en la lectura (Marinho et al., 2008).
Los manómetros de vacío pueden medir tensiones de 0 a 100 kPa, siendo de fácil mantenimiento,
pero presentando baja exactitud. Los transductores eléctricos de presión, a diferencia de los dos
tipos de dispositivos citados anteriormente, permiten una adquisición automática de datos.
El principio de su funcionamiento está en el desplazamiento de una membrana y de resistores
adheridos a ella, induciendo así una variación de resistencia del sistema y, consecuentemente, una
variación de tensión. Los transductores pueden tener una elevada precisión y precisión cuando están
bien calibrados, además de requerir poco flujo de agua para entrar en equilibrio con el suelo,
posibilitando un menor tiempo de equilibrio.

Fig. 17. Tensiómetro y sus componentes (Silva Jr., 2010). [1]


El agua en el tensiómetro tendrá la misma presión negativa que el agua de poro en el suelo una vez
que se logra el equilibrio entre el suelo y el sistema de medición. La presión del agua de poro que se
puede medir en un tensiómetro está limitada a aproximadamente 90 kPa negativos debido a la
posibilidad de cavitación del agua en el tensiómetro. La presión negativa medida del agua de los
poros es numéricamente igual a la succión matricial cuando la presión del aire de poro es
atmosférica (es decir, ua = presión manométrica cero). Cuando la presión del aire del poro es mayor
que la presión atmosférica (es decir, durante la traslación del eje), la lectura del tensiómetro se
puede agregar a la lectura de la presión del aire del poro ambiente para proporcionar la succión
matricial del suelo. La succión matricial medida no debe exceder el valor de entrada de aire de la
copa de cerámica en el tensiómetro. El componente osmótico de la succión del suelo no se mide con
tensiómetros, ya que las sales solubles se mueven libremente a través de la copa porosa. [3]
3.10.1. Tensiómetro de alta capacidad
Se desarrollaron técnicas de preparación del agua utilizada y cambios en la geometría del
compartimiento de almacenamiento de agua (forma y reducción de volumen), que previenen el
proceso de nucleación heterogénea, que desencadena la cavitación (Marinho et al., 2009). Ridley y
Burland (1995), que propusieron modificaciones, como la eliminación de materiales que favorezcan
la nucleación, tales como o-rings y elastómeros. Como se muestra en la Figura 18 (a), el cuerpo del
tensiómetro está formado por dos secciones de acero inoxidable y, en la sección superior, por un
diafragma plano y un medidor de tensión. La cerámica utilizada tiene un valor de entrada de aire de
1500 kPa y se pega en la sección superior y posicionada para permitir una apertura de 0,1 mm entre
el filtro y el diafragma. Además, se adoptó un procedimiento diferente para la saturación del
tensiómetro, con el empleo de vacío y posterior presurización por medio de la aplicación de 4000
kPa de presión positiva por un período mínimo de 24 horas.
El tensiómetro desarrollado por la Universidad de Saskatchewan (Guan y Fredlund, 1997) es similar
al primer modelo desarrollado por el Imperial College. Su modelo es ilustrado Figura 18 (b),
consistente en un transductor envuelto por un receptáculo producido en acero inoxidable. El
dispositivo emplea una cerámica de alto valor de entrada de aire, de 1500 kPa. Se utilizó
presurización, con seis ciclos de presión positiva de 12.000 kPa por 252 Suelos no saturados en el
contexto geotécnico una hora, seguida de una presión negativa de 85 kPa por una hora. Este
tensiómetro posibilitó medidas de succión de hasta 1250 kPa y períodos de mediciones de hasta tres
días.
Los Tensiómetros de alta capacidad fueron desarrollados también en el Instituto de Tecnología de
Massachusets (Toker et al., 2003) y por la Universidad de Trento (Tarantino y Mongiovi, 2003),
todos introduciendo mejoras incrementales en relación a los modelos anteriores. A pesar de los
recientes desarrollos tecnológicos por los cuales los tensiómetros de alta capacidad pasaron, su
empleo en el campo sigue siendo relativamente limitado, con su aplicación más común siendo en
instrumentación de ensayos de laboratorio. Los tensiómetros convencionales cumplen una
importante laguna, permitiendo la medición de succión matricial con relativa facilidad, alta
exactitud y precisión. A pesar de su límite de succión aparentemente baja, gran parte de los
problemas geotécnicos de interés se incluyen dentro de su rango de succión de trabajo.
Fig. 18. Diferentes modelos de tensiómetros (modificado de Marinho et al., 2008). [1]

3.11. SENSOR TDR


La reflectometría en el dominio del tiempo (TDR) es una medida indirecta del contenido de agua
del suelo en función del tiempo de viaje de un pulso electromagnético de alta frecuencia a través del
suelo; este tiempo de viaje se utiliza para calcular la permitividad (constante dieléctrica) del
material. Las sondas TDR se insertan directamente en el suelo para la medición in situ a la
profundidad deseada del suelo. La medición toma solo unos segundos, y el instrumento se puede
conectar a un registrador de datos para mediciones en curso. [4]
El contenido de agua ahora es bien aceptado y sencillo. Para muchos suelos minerales, la
calibración para el contenido de agua tiene una relación lineal con la raíz cuadrada de la
permitividad relativa medida por TDR. Esto permite una calibración de dos puntos. El contenido de
agua medido por TDR se ha aplicado con éxito a los estudios de balance de agua que van desde la
escala en km de pequeñas cuencas hasta la escala en mm de la interfaz raíz-suelo. Las sondas de
suelo pueden diseñarse para cumplir con muchos y variados requisitos. [5]

3.12. HIGRÓMETROS
Los higrómetros son dispositivos para medir temperaturas y humedades relativas en el ambiente
donde se ubican.
La estructura de estos dispositivos está formada por un sensor de polímero de película delgada. Esta
estructura se basa en un sustrato sobre el que hay una película de polímero entre dos electrodos
conductivos. El sustrato es de vidrio o cerámica. El polímero libera o absorbe vapor de agua en
función de cómo varia la humedad del ambiente. Cuando cambia la humedad alrededor del
polímero cambian las propiedades eléctricas de este y eso se transmite a los dos electrodos que
mediante la electrónica del instrumento mide la capacitancia del sensor y convierte esos datos en
una lectura de humedad. [6]

Fig. 19. Higrómetro Vaisala © HMD/W70. [6]


3.13. SENSOR DE MATRIZ GRANULAR (GMS)
El sensor denominado GMS mide la resistividad del suelo. El sensor consiste en electrodos que
quedan dentro de un material granular inerte (cuarzo), que está envuelto por una membrana y una
malla de acero, en algunos casos, poseyendo una capa de yeso. El principio de funcionamiento es
similar al del bloque de yeso (Bouyoucos, 1965). En general, el sensor ya viene con una curva de
calibración, sin embargo, se debe promover una verificación de esa curva antes de su uso (véase
Irmak y Haman, 2001). La conductividad eléctrica varía en función del contenido de humedad de la
matriz granular. A partir del equilibrio entre los valores de succión matricial del sensor y del suelo
que lo rodea, se puede obtener la succión del suelo por medio de una curva de calibración. El sensor
GMS posee una forma cilíndrica que se envuelve con una pantalla de acero sobre una manta
sintética que posibilita el contacto con el suelo. La Figura 20 ilustra el sensor y el sistema de
adquisición de datos. [1]

Fig. 20. Sensor de GMS: a) cuerpo del sensor; y b) sistema de adquisición de datos. [1]
El sensor tiene un bajo costo y un rango de medición que va de cero a aproximadamente 200 kPa.
Prácticamente, no hay necesidad de mantenimiento después de su instalación a menos que haya un
total resecamiento del suelo y del sensor.

4. OTROS MÉTODOS

4.1. FLUJO OSMÓTICO


El método consiste en la aplicación de succión matricial por medio del flujo osmótico a partir de una
solución de polietileno glicol (PEG) con potencial conocido (típicamente PEG 20000 o 30000) a
través de una membrana semipermeable de celulosa. Este método tiene similitudes con el método de
la placa de presión, diferenciándose sólo en la forma de imposición de la succión. [1]
4.2. POTENCIÓMETRO DE PUNTO DE ROCÍO
Este método consiste en el empleo de potenciómetros de punto de rocío (Campbell et al., 1973) para
la determinación de la succión total del suelo. El método se diferencia del empleo de psicrómetros a
medida que los potenciómetros de punto de rocío no sufren de las limitaciones derivadas del control
de temperatura. La aplicación práctica de este método se asemeja, desde el punto de vista de
ejecución, al método del papel filtro (sin contacto), diferenciándose sólo en la forma de determinación
de la succión. [1]
4.3. ENSAYO DE COLUMNA
Este método consiste en la imposición de una humedad o un secado a través de una columna
unidimensional instrumentada con sensores de humedad y succión. Los ensayos de columna permiten
la obtención de grandes volúmenes de datos a partir de los cuales se determina tanto la curva de
retención como la función de conductividad hidráulica. Lamentablemente, la preparación y la
ejecución del ensayo son considerablemente más costosas que las demás técnicas. [1]
BIBLIOGRAFÍA

[1] J. .. Camapum, Solos não saturados no contexto geotécnico, São Paulo: Associação Brasileira
de Mecânica dos Solos e Engenharia Geotécnica, 2015.

[2] M. Alfaro, «GEOTECNIA EN SUELOS NO SATURADOS,» Ciencias de la tierra, vol. 32, nº


125, pp. 471-481, 2008.

[3] D. &. R. H. &. F. M. Fredlund, Unsaturated Soil Mechanics in Engineering Practice, New
Jersey: John Wiley & Sons, Inc., 2012.

[4] Soil Lab Modules, «Soil Lab Modules,» [En línea]. Available:
http://labmodules.soilweb.ca/time-domain-reflectometry/. [Último acceso: 02 Octubre 2018].

[5] G. &. F. P. Topp, «MEASURING WATER CONTENT IN SOIL USING TDR: A STATE-OF-
THE-ART IN 1998,» International Atomic Energy Agency (IAEA), 2000.

[6] A. Navarro, «Patrones de agrietamiento de suelos debido a ciclos de humectación,» Escola de


Camins, Barcelona, 2017.