Вы находитесь на странице: 1из 26

GEOMETRÍA DEL POZO

La pegadura por la geometría del agujero ocurre cuando existe conflicto entre la
forma del aparejo de fondo (BHA) y la forma del agujero. El BHA no pasa a través
de esta porción del pozo. Para evitar la pegadura el BHA debe estar en movimiento
en el área donde ocurre el conflicto. En otras palabras, la sarta de perforación debe
estar en movimiento hacia arriba o hacia abajo para evitar que se pegue en alguna
parte del agujero debido a su geometría.
Generalmente no existen restricciones en el área de flujo debido a que el área de
flujo de la sección transversal del anular no ha disminuido. De esta manera, si la
tubería estaba en movimiento antes de pegarse, y no se tiene incremento en la
presión después de haberse pegado, entonces el mecanismo de pegadura probable
es por la geometría del agujero.
A pesar de que la mayoría de las pegaduras de la tubería se deben a un
empacamiento y pegadura por presión diferencial, la geometría del agujero
relacionado a la pegadura continúa siendo un problema serio. En los 1950’s, se
pensaba que los ojos de llave eran la causa principal de las pegaduras de tubería
alrededor del mundo. Con la introducción de la perforación direccional, las
pegaduras empezaron a ocurrir al correr en el agujero un aparejo más rígido que el
utilizado para construir el ángulo. Conforme a perforación direccional evolucionó
para incluir motores de lodo y lingadas de 28 m, la pegadura en micro-severidades
(patas de perro) se ha incrementado.
La relación de las pegaduras por la geometría del agujero se puede dividir en 4
categorías principales:
 Patas de perro
 Escalones
 Formaciones plásticas
 Bajo calibre del agujero

Patas de Perro
La mayoría de los problemas con la geometría del
agujero están relacionados con las patas de perro.
Las patas de perro conducen al ojo de llave,
escalones, grandes cargas laterales y torque,
cementaciones pobres alrededor de la tubería de
revestimiento, problemas al correr la tubería de
revestimiento y al tomar registros, fallas en la sarta
de perforación, fallas en el equipo de producción y
desgaste de las tuberías de revestimiento cuando
se perfora. También incrementan el riesgo de pegadura diferencial y empacamiento.
El problema más relacionado con las patas de perro es el ojo de llave, por lo que se
discutirá primero.
Ojos de Llave
La geometría del agujero primeramente relacionada
con los problemas de pegaduras de tubería es el ojo
de llave. El ojo de llave tomó este nombre por la
figura que adquiere el agujero del pozo si hacemos
un corte transversal a este. Al rotar la tubería de
perforación en la pata de perro se genera una ranura
en la formación que es menor que el BHA. Cuando
se saca el BHA del agujero, la tubería de perforación
pasa a través del ojo de llave, pero la parte más
grande del BHA tiende ha acuñarse en la ranura de
diámetro más pequeño y se pega.
Mucho trabajo de investigación relacionado con
problemas de ojos de llave fue realizado en los años
1950s, durante la perforación de pozos verticales
profundos en la cuenca Anadarko. Muchos de estos
pozos excedían los 7,620 m (25,000 pies) TVD. Regularmente tomó más de un año
el perforar estos pozos. Las formaciones eran duras, las barrenas duraban
solamente 8 horas y había viajes frecuentemente. Cualquier pata de perro en la
parte alta del pozo llevó a la sarta de perforación a fallar y a formar ojos de llave.
Por esto, se enfatizó en evitar patas de perro en la parte superior de los pozos.
A medida que la perforación direccional avanzaba en los años 80s, muchos
perforadores exasperados demandaban saber por que a 1° la pata de perro era un
problema en pozos verticales, y por el contrario con ángulos de 90° no se presentan
problemas en pozos horizontales. La respuesta tiene que ver con las condiciones
que se presenten al crear un ojo de llave.
Factores que Inciden en la Formación de Ojos de Llave
Para que se forme un ojo de llave, se debe rotar la tubería con suficiente carga
lateral contra la pata de perro durante un tiempo considerable para que se desarrolle
el ojo de llave (Fig. 10-3). Por lo tanto estas presentan cuatro condiciones:

 Debe existir una pata de perro para que el “ojo de llave” sea creado en ella
 Una carga lateral suficiente al rotar la tubería contra la formación
 La tubería debe estar rotando para cortar el ojo de llave
 La tubería debe rotar un tiempo suficiente largo para cortar en ojo de llave en
la formación
Factores que inciden en la formación de ojos de llave
Los cuatros factores que afectan la formación de
ojos de llave son: la severidad de la pata de perro,
la tensión en la tubería, la rotación de la tubería y el
tiempo de rotación.
Los cuatro factores deben de estar presentes para
formar ojos de llave.
Un incremento en cualquier de estos factores
incrementaría la tendencia de la formación de ojos
de llave

Cada una de estas cuatro condiciones deberá cumplirse para que se forme un ojo
de llave. Si una de estas no se presenta, el ojo de llave no se puede formar. El
tiempo requerido para formar un ojo de llave depende de que tan dura sea la
formación. Los ojos de llave se pueden formar en material extremadamente duro si
se hace por suficiente tiempo y con suficiente carga lateral. Se requiere menos
tiempo en formaciones suaves o si las otras tres condiciones son más extremas.
La carga lateral es un factor importante. Las
tuberías mas duras son forzadas contra la
formación y la formación del ojo de llave
puede generarse mas rápido. La carga
lateral depende de la pata de perro. Entre
más grande es la pata de perro, mayor es la
carga lateral. La carga lateral también
depende de la tensión que hay en la sarta,
esto explica el porqué las patas de perro son
más dañinas en la parte superior de pozos.
Los pozos verticales profundos también tienden a requerir de BHA pesados. La
rotación de la sarta en el fondo con un BHA grande incrementa enormemente la
carga lateral contra la pata de perro. Esto se considera una práctica no
recomendada en pozos verticales profundos.
Una pata de perro severa en el agujero es una combinación desastrosa cuando se
perforan pozos profundos verticales. Sin embargo cuando se perforan pozos
horizontales se puede construir una pata de perro mayor y rotar la tubería a través
de esta, pero sin crear ojos de llave problemáticos. Esto es porque no hay una gran
carga lateral a través de la pata de perro. La carga lateral viene de la tensión. La
sarta de perforación esta normalmente en compresión mientras se rota a través de
la pata de perro en el fondo del pozo. Si creamos un ojo de llave este será en el
lado de abajo de la pata de perro. Cuando levantamos la sarta esta queda en
tensión, la tubería se moverá fuera del ojo de llave hacia el lado alto del agujero

En nuestros días hay menos pegaduras en ojos de llave que en los años 50´s y 60´s
debido a que existen BHA’s más cortos y mejores herramientas direccionales. Ahora
las patas de perro en general son menos severas que las encontradas en el pasado
y los BHA cortos generan menos carga al gancho y por lo tanto menor carga lateral
contra las patas de perro. También se perfora cada sección con menos horas de
rotación debido a la tecnología mejorada. Con barrenas de mayor duración además
de realizan menos viajes.
Cuando Podemos Tener Ojos de Llaves
Se pueden esperar ojos de llaves cuando hay una
mayor carga lateral y largas horas de rotación
contra la pata de perro o escalones. Una carga
lateral alta existe cuando hay patas de perro
pronunciadas cerca de la superficie y BHA´s
grandes. La rotación en el fondo crea mayor
tensión a través de la pata de perro. Si rotamos en
el fondo por un periodo de tiempo grande,
debemos estar alerta por la posible creación de
ojos de llave.
Un agujero que atraviesa formaciones duras y
suaves intercaladas es factible la creación de ojos
de llave. Las intercalaciones de capas conducen a
patas de perro o escalones en las que pueden
formarse ojos de llave. El ensanchamiento del agujero puede poner a descubierto
escalones donde un ojo de llave se puede formar. Intercalaciones, aun en ligeras
patas de perro, conducen a zonas lavadas que exponen escalones duros que
pueden causar los ojos de llave.
Señales de Alerta para Ojos de Llave
Las señales de alerta para ojos de llave incluyen las condiciones que las originan.
Si existen patas de perro, cargas laterales y largas horas a rotación, entonces
estamos advertidos de que puede existir un ojo de llave. Las tendencias de
perforación que nos alertan de la formación de patas de perro incluyen:
 Incremento en el torque y arrastre durante el viaje o perforando.
 Arrastre cíclico durante el viaje. Puede
haber un punto de jalón máximo, a medida
que las juntas de tuberías son jaladas a
través de un ojo de llave. Pequeños ojos de
llaves se forman a través de escalones
duros proveen un claro punto de sobre
jalón cada 9 m (30 pies). Ojos de llaves
mayores formados a través de patas de
perro graduales pueden aún provocar
patrones de arrastre cíclico, pero no
siempre serán tan obvios. Varias juntas de
tubería estarán a lo largo del ojo de llave al
mismo tiempo. Y aún el arrastre podrá ser mayor en una sección del ojo de
llave que envíe una señal cada 9 m (30 pies). O puede haber alguna
fluctuación en el arrastre conforme al número total de juntas fluctúa en el ojo
de llave.
 Una “señal” tradicional en la tendencia ojos
de llave es un incremento progresivo en el
sobrejalón en viajes subsecuentes a través
de la misma sección del agujero1. Se
espera observar un decremento en el
arrastre, no un incremento en viajes
subsecuentes debido al ensanchamiento
del agujero. Pero si se ha creado un ojo de
llave, el arrastre tiende a incrementar
porque el ojo de llave será más profundo
en cada viaje. Nótese que ahora no se hacen tantos viajes entre una tubería
de revestimiento y otra como en el pasado, por lo que no tenemos el lujo de
ser advertidos por esta tendencia. Cuando se realizan múltiples viajes esta
tendencia debe ser monitoreada.
Muchos perforadores han sido sorprendidos al atorarse en un ojo de llave a pesar
de haber estado alerta de la tendencia mientras realizaban los viajes. En la mayoría
de los pozos, se observaron varios ciclos altos de sobrejalón mientras se sacaba la
tubería del pozo, pero con movimiento hacia abajo fue posible liberar la tubería. Las
juntas de tubería eventualmente ensanchan el ojo de llave, causando una reducción
en el sobrejalón y un falso sentimiento de que el problema sea eliminado. Cuando
los lastrabarrenas alcanzan el ojo de llave, quedan atorados y no pueden ser
liberados con el movimiento hacia abajo.

Los ojos de llave son normalmente formados


en la parte alta del agujero. Cuando
levantamos la sarta del fondo por primera vez,
tenemos mucha tubería por debajo del ojo de
llave con la que se provee el peso para moverlo
hacia abajo y fuera del ojo de llave. Cuando los
lastrabarrenas se acuñan en el ojo de llave este
peso se ha perdido y tenemos menor
oportunidad de liberarla

Prevención de Tubería Atrapada a Causa de Ojos de Llave


Los ojos de llave pueden prevenirse minimizando las 4 condiciones que contribuyen
a la formación del ojo de llave, o bien, eliminando uno de ellos:

 Patas de perro pronunciadas deben evitarse siempre en la parte superior de


los pozos donde la tensión de la sarta es mayor. En pozos verticales
profundos, la sección superficial debe ser perforada cuidadosamente para
prevenir las patas de perro.
 Si se sospecha de patas de perro mientras se perfora, estas deben ser
ampliadas para desaparecer el ojo de llave.
 Si se sospecha de un ojo de llave severo durante los viajes, se puede instalar
una rima después de que se ha extraído suficiente tubería. El ojo de llave
puede eliminarse en un viaje corto, antes de jalar el BHA a través de este.
Este procedimiento únicamente funciona cuando el ojo de llave se encuentra
en la parte superior del agujero para instalar la rima durante viajes cortos. La
rima debe alcanzar el ojo de llave antes que la barrena alcance el fondo total.
La práctica de perforar con una rima en la sarta puede llevar a más problemas
de los que resuelve.
 El tiempo de no rotación en el fondo debe minimizarse, debido a que la carga
lateral contra la posible pata de perro se incrementa tanto como la carga en
el gancho.
 Como cualquier geometría de agujero relacionada con los mecanismos de
pegadura, el perforador debe tener conocimiento de donde se ubica el BHA
con respecto a la geometría del agujero y jalar en esta sección
cuidadosamente.
 La sarta puede rotarse despacio mientras se jala el BHA a través de una zona
con ojo de llave, de tal manera que los lastrabarrenas o estabilizadores
puedan salir del ojo de llave.
 El uso de tubería extra pesada de perforación da mayor peso de carga arriba
del punto de pegadura para liberarse. Generalmente, si las conexiones pasan
a través del ojo de llave, entonces lo mismo debería pasar la tubería pesada
de perforación. Será más probable que los lastrabarrenas, barrena o
estabilizadores se queden atorados. Efectivamente se pierde más peso del
BHA por debajo del punto de atrapamiento, por lo que si la pegadura ocurre
arriba de los lastrabarrenas, solamente el peso de la tubería extra pesada
puede usarse para martillar.
 Si se espera intercalación de capas y ensanchamiento del agujero, debe
considerarse usar fluidos de perforación con inhibidores para minimizar el
efecto de escalones suaves.
Procedimientos de Liberación en Ojos de Llave
El procedimiento de liberación para cualquier geometría del agujero relacionada con
mecanismos de pegadura es mover y activar el martillo en dirección opuesta al
movimiento de la tubería antes de que esta quedara atrapada. Cuando se mueve
hacia abajo, puede aplicarse el máximo torque y cuando el martilleo se aplica, no
debe existir torque.
 En el caso de ojos de llave, la pegadura siempre ocurre cuando se mueve la
sarta hacia arriba, entonces se necesita aplicar torque y activar el martillo
hacia abajo para liberarse.
 Una vez que el movimiento hacia abajo es posible, la tubería debe ser rotada
y posiblemente jalar a través del ojo de llave.
Procedimientos Secundarios de Liberación en Ojos de Llave
Si el torque y jaloneo no liberan la tubería, existen un par de técnicas secundarias
que han tenido algo de éxito:
 Activar el martillo, si es posible, pero normalmente el martillo está debajo del
punto de pegadura. Si la tubería no puede ser liberada con el torque y
jaloneo, será necesario desconectar arriba del ojo de llave (preferentemente
en la tubería de revestimiento), y correr una herramienta de pesca con
martillo.
 Si el ojo de llave está en una formación de carbonatos como calizas, puede
utilizarse un bache de ácido para disolver y ensanchar el ojo de llave.
 Utilizar un bache lubricante puede reducir suficientemente la fricción de la
tubería y pueda ser liberada.
 Herramientas de resonancia con cable eléctrico pueden liberar la tubería al
disminuir la fricción efectiva entre la tubería y el ojo de llave, o por “disolución”
de la roca contra la que está acuñada la tubería.
 Herramientas rimadoras pueden utilizarse si el movimiento hacia abajo es
posible, pero la tubería no puede ser jalada a través del ojo de llave con
rotación. Si el ojo de llave esta lo suficientemente arriba en el agujero, la
herramienta rimadora debe ser instalada en la mesa rotaria y correrla hacia
abajo al ojo de llave antes de que la barrena alcance el fondo. Si no, la tubería
puede ser desconectada dentro de la tubería de revestimiento y la rima
instalada en una sarta de pesca. Este procedimiento debe ser considerado
cuidadosamente, ya que puede no ser posible conectarse el pez con la
tubería de perforación.
Ensambles Rígidos
Cuando la perforación direccional se
introdujo, se comenzó a presentar un tipo
de atrapamiento de la tubería que se llamó
“atrapamiento por ensamble rígido”2. Este
tipo de atrapamientos ocurren cuando un
BHA rígido, es utilizado en la pata de perro.
Esto ocurre cuando un aparejo o ensamble
flexible que fue usado para construir un
ángulo, y posteriormente es reemplazado
por un aparejo rígido para sostener el
ángulo. Si la pata de perro es más severa
de lo anticipado o programado, un aparejo
rígido no pasará a través de ella. Cualquier
aparejo es más flexible a la compresión
que a la tensión, por lo que el aparejo
puede forzarse a pasar a través de la pata de perro, pero no será recuperado.
Este tipo de atrapamiento no es tan común como lo era antes. Actualmente se tienen
mejores herramientas de navegación por lo que no se construyen tantas patas de
perro como se hacía hace 20 o 30 años. También no se usa los grandes y rígidos
aparejos de fondo que se utilizaban en los años 70´s y 80´s. Se tiende a mantener
el ángulo con equipos de geonavegación más que con grandes aparejos “rígidos”.
La combinación de aparejos de fondo pequeños y el mejor control de patas de perro
ha minimizado las causas comunes del atrapamiento de las tuberías. En áreas
donde aparejos rígidos o donde la información disponible acerca de la pata de perro
está incompleta, este tipo de atrapamientos es aún muy probable de ocurrir.
La tubería de revestimiento es uno de los aparejos más rígidos que corremos en el
agujero. Patas de perro que no son lo suficiente severas para atrapar los
lastrabarrenas pueden aún atrapar las tuberías de revestimiento.
Cuando se Espera un Atrapamiento por Aparejo Rígido
El atrapamientos de aparejos rígidos ocurre cuando esté es forzado dentro de la
pata de perro. Tradicionalmente, esto ocurre cuando se corre dentro del agujero un
aparejo mucho más rígido que el que se removió anteriormente.
 Si existe una pata del perro, este tipo de atrapamientos puede ser anticipado
desde el primer momento en que el nuevo aparejo de fondo pase a través de
ésta.
 Cada vez que un aparejo de fondo rígido es instalado, este tipo de
atrapamientos debe ser anticipado a medida que se introduce el BHA en la
pata de perro. Aún cuando creamos que la sección construida no tiene patas
de perro severas, podemos ser sorprendidos con inesperados pesos en la
parte de abajo y tubería atorada mientras esta está introduciendo dentro del
agujero.
 La tubería de revestimiento es un aparejo muy rígido. Este tipo de
atrapamientos puede anticiparse cuando se corre una tubería de
revestimiento y esta pasa a través de secciones construidas o patas de perro.
Esto es especialmente cierto si hay un pequeño claro entre la tubería de
revestimiento y la pared del agujero.
Señales Preventivas de Atrapamientos por Aparejo Rígido
Las señales de alertas más obvias del atrapamiento de un ensamble rígido son:
 Peso de carga repentino conforme el aparejo de fondo entra en la pata de
perro. La pata de perro en este caso puede estar en la sección construida de
un pozo desviado.
 Correr dentro del agujero un aparejo de fondo más rígido que el más reciente
sacado del pozo.
 Alto torque mientras se rota hacia abajo en una pata de perro.
 Descalibre de los estabilizadores u otras señales de desgaste en el aparejo
de fondo extraído del pozo. Esto puede indicar que existen patas de perro
severas y el aparejo de fondo tendrá dificultad al rotar dentro de éstas.
 Alto arrastre ó torque del aparejo del fondo al extraerlo del pozo.
Prevención del Atrapamiento de Tubería Debido a Conflictos con un Aparejo
Rígido
 La mejor manera para prevenir este problema es limitando la severidad de la
pata de perro. El mejorar el manejo de los aparejos han ayudado a limitar la
severidad de pata de perro en la sección
construida de pozos inclinados.
Correcciones graduales contra
correcciones repentinas del control
direccional también ayudan a limitar la
severidad de la pata de perro.
 Estar atentos de cualquier severidad de
pata de perro existente. La medición
inclinaciones simples de la trayectoria
con instrumentos como el Totco, no
indican que tan severa es la pata de
perro. Debemos saber tanto la dirección
como la inclinación para calcular la severidad de la pata de perro. Considere
un pozo que mantiene la misma inclinación de 5 grados mientras va
cambiando la dirección a 180° a través de una distancia de 30 m (100 pies).
El instrumento de la medición de la trayectoria Totco indicará una severidad
de pata de perro igual a cero, cuando de hecho la verdadera severidad pata
de perro es de 10° por cada 30 m (100 pies).
 Deben tomarse precauciones siempre que se cambien los aparejos de fondo.
El número de cambios de aparejo de fondo debe minimizarse, especialmente
en aquellos que afectan la rigidez. Si hay cambios por realizar, se deben
hacer consideraciones cuidadosas en la rigidez del nuevo aparejo de fondo,
por ejemplo la rigidez de un lastrabarrena esta influenciado principalmente
por su diámetro. La fuerza de pandeo de la sarta es una función del diámetro
incrementado a una cuarta potencia. Y si se duplica el diámetro de los
lastrabarrenas, el esfuerzo de pandeo o rigidez se incrementa 16 veces3.
 Rigidez = π (D4 - d4)/64 Ecuación 10.1
 La distancia entre los estabilizadores también afecta la rigidez. Entre más
cercanos estén los estabilizadores más rígidos es el aparejo.
 Evitar exceso de lastrabarrenas dentro de la pata de perro, limitando la carga
en peso. Si una pata de perro ofrece mucha resistencia, es mejor sacar la
sarta fuera del agujero y realizar un viaje con sarta rimadora, en lugar de
causar un atrapamiento de sarta al forzarla.
 Como toda geometría del agujero relacionada con problemas, el perforador
debe estar atento de la ubicación del aparejo de fondo respecto a la
geometría del agujero en todo momento. Según se aproxime el aparejo de
fondo a la pata de perro, se debe ir más despacio y observar con mayor
atención el arrastre excesivo.
 Las patas de perro con severidades altas deben rimarse antes de utilizar el
aparejo de fondo rígido. Cuando se sospecha de la existencia de patas de
perro con severidades altas o cuando se va introducir un aparejo rígido, se
debe realizar un viaje con una sarta rimadora para rimar las secciones
sospechosas. Un ampliador de dos brazos la hace de sarta rimadora más
rígida, la cual puede utilizarse para probar el agujero del pozo antes de correr
la tubería de revestimiento.
Procedimiento de Liberación de un Aparejo Rígido Atrapado
El procedimiento para liberar cualquier geometría del pozo relacionado con un
mecanismo de atrapamiento es, utilizar el martillo en dirección opuesta al
movimiento que tenía la tubería antes de quedar pegada. Note que los esfuerzos de
la tensión y la torsión son adicionales, por lo que no podemos aplicar la máxima
tensión y torsión simultáneamente. Se puede aplicar la carga límite con la máxima
carga de torsión simultáneamente, debido a que los esfuerzos no son adicionales.
No se debe aplicar el martilleo cuando se está aplicando un torque alto o la sarta
puede romperse.
Con un aparejo rígido, la tubería normalmente queda pegada mientras se corre en
el agujero. Por lo tanto, generalmente utilizamos el martilleo sin aplicar torque. Sin
embargo, los lastrabarrenas son más flexibles en compresión y pueden pasar a
través de la pata de perro las cuales no se podrán extraer. Si el aparejo de fondo ha
sido introducido en la pata de perro de manera forzada, este empezará a pegarse
mientras se intenta recuperar con el jalón, en estos casos se debe utilizar el martillo
golpeando hacia abajo mientras se le está aplicando el torque.
Técnicas secundarias de liberación
Si al trabajar la tubería y el martillo, esta no libera, hay varios intentos secundarios
que se pueden aplicar con éxito:
 Se puede utilizar un agente lubricante para reducir la fricción a lo largo de la
pata de perro mientras se trabaja la sarta.
 Si la sección construida es en una formación de carbonatos, se pueden
aplicar baches de ácido que ayudan a disolver la roca alrededor del BHA para
ayudar a liberarlo.
 Herramientas de resonancia con cable eléctrico puede ayudar a romper la
roca que rodea al punto de atrapamiento.
 Si el martillo no trabaja, o no está instalado en la sarta, una desconexión
deberá realizarse para instalar una herramienta de pesca con martillo.
Micro-Patas de perro
Patas de perro pequeñas puede que no ocasionen muchos problemas, pero sí
varias de ellas cuando se encuentran cercanas, esto lo conocemos como
“atrapamientos por micro-patas de perro”.
Las micro-patas de perro reducen el
diámetro efectivo del pozo. Mientras el
aparejo de fondo está en comprensión, es
más flexible y puede pasar a través de
diámetros pequeños efectivos causados
por las micro-patas de perro. Cuando la
sarta es puesta en tensión, el aparejo de
fondo es más rígido y se atorará en las
patas de perro sucesivas.
La tubería normalmente queda atorada en
las micropatas de perro al sacarla del
pozo, pero los aparejos rígidos y las
tuberías de revestimiento pueden quedar
atrapados al ser introducidos al pozo.
Las micro-patas de perro son ocasionadas
por los cambios frecuentes en el ángulo y
la dirección en un pozo direccional, o por
las tendencias naturales de perforación en
la intercalación de capas duras y suaves.
A medida que la barrena pasa de una
formación suave a una dura, hay una
tendencia a que la barrena cambie de
dirección. Un lado de la barrena encuentra
una formación dura mientras que la otra
parte perfora en una suave. Esto crea
fuerzas desiguales, causando que la
barrena se incline y perfore hacia arriba y
hacia abajo o se deslice y perfore hacia
abajo.
Si las formaciones se inclinan menos de
45° con respecto a la barrena, la
tendencia es perforar hacia arriba y
deslizarse. Si las formaciones se
inclinan más de 45° entonces la
tendencia es que la barrena se deslice y
se incline hacia abajo.
Esto se demuestra fácilmente al ladear
una mesa varios ángulos y poner un
vaso en ella.
Henry Woods y Arthur Lubinski identificaron este problema en 1954 y demostraron
que el diámetro de los lastrabarrenas justo arriba de la barrena controlan la
severidad del movimiento lateral de la barrena que causa la mayoría las micro-patas
de perro.
Diámetro mínimo efectivo de la barrena = ½ *(Tamaño de barrena + DE de
lastrabarrenas).

Las micro-patas de perro se están volviendo más comunes. En parte debido al


incremento de uso de aparejos de fondo pequeños. Los aparejos pequeños son más
flexibles y tienden a torcerse fácilmente mientras se perfora. También, con el
incremento en el uso del top drives que permite perforar más rápido en una
formación problemática antes de hacer una conexión. El atrapamiento en las micro-
patas de perro es más común en áreas con intercalaciones severas de formaciones
duras y suaves mientras se está perforando con lingadas de 27 m (90 pies), con un
aparejo de fondo flexible y altos pesos sobre la barrena. La tendencia en los 90´s
ha sido el de reducir el tamaño del aparejo de fondo, mientras se perfora con
lingadas mas largas. Muchas veces, el problema no se identifica hasta que la sarta
ya esta atorada, esto se observa al hacer una conexión.
Aparejos de fondos grandes evitan la generación de micro-patas de perro, pero
pueden ser los responsables en pozos con ángulo alto, debido a la cama de recortes
y al arrastre alto en la pared del agujero. Los BHA´s pequeños y no estabilizados,
permiten que la barrena camine lo que también ocasiona desgaste en los dientes y
cojinetes. Si la barrena no se mantiene en una línea centralizada mientras se está
rotando, los dientes de ésta se gastarán contra la formación. Si se genera el pandeo
en los lastrabarrenas las cargas o peso aplicado en la barrena cambiará
eventualmente en los cojinetes. Ocasionando que los cojinetes y la camisa se
fatiguen y se desgasten mas rápidamente. Los lastrabarrenas largos y
estabilizadores previenen estos problemas.
Cuando Esperar Atrapamientos a Causa de las Micro-Patas de Perro
El atrapamiento en las micro-patas de perro generalmente ocurren cuando se hace
una conexión, o cuando se corre la sarta en el agujero con tubería de revestimiento
o aparejos rígidos. La formación de micro-patas de perro puede esperarse cuando
cualquiera de las siguientes condiciones se presente:
 Formaciones duras y suaves intercaladas. La barrena cambia de dirección a
medida que pasa de una formación a otra. Este problema es mayor a medida
que la relación entre el tamaño de los lastrabarrenas y la barrena disminuye.
 Cuando se usan aparejos de fondo no estabilizados o flexibles con un mayor
peso en la barrena. Si un peso excesivo en la barrena es utilizado para el
tamaño de los lastrabarrenas estos se doblaran y la barrena puede perforar
una trayectoria en espiral.
 Usar sartas no estabilizadas o lastrabarrenas de menor tamaño respecto al
tamaño de la barrena. Si la tendencia natural de la barrena a moverse
lateralmente no es limitada, el diámetro efectivo mínimo del pozo será menor.
 Realizar cambios frecuentes en la direccional mientras se está perforando
direccionalmente.
Señales Preventivas para Micro-Patas de Perro
Las señales preventivas de atrapamiento por micro-patas de perro incluyen las
condiciones que llevan a su desarrollo:
 Una velocidad fluctuante de penetración es un indicador de intercalación de
formaciones duras y suaves.
 Un incremento en el torque y arrastre mientras se levanta la sarta para
realizar una conexión indica que pueden existir micro-patas de perro.
 Un incremento en el torque al estar perforando puede indicar severidades el
las micropatas de perro. Recuerde que la sarta de perforación es más rígida
a tensión que a compresión. Cualquier torque causado por una micro-pata
de perro mientras se aplica una carga en la barrena puede incrementarse
cuando esta se saca del pozo. Se experimentará algo de torque en la barrena
mientras se está perforando y un poco de fricción anular normal. Las
severidades de las micro-patas de perro pueden ser indicadas por las
tendencias del torque cuando la barrena está en el fondo o fuera del fondo.
 Realizar varios cambios en la direccional o deslizamiento con motor.
Prevención de pegaduras por micro patas de perro
La mejor manera de evitar cualquier problema relacionado con el incremento en las
patas de perro en primer lugar es:
 Los cambios direccionales deben minimizarse. Las correcciones de curso
deben hacerse de manera gradual, es decir cada lingada, en lugar de cada
9 m (30 pies).
 Evitar cargar altos pesos sobre la barrena con ensambles de fondo flexibles.
 Frecuentemente repasar al sacar rotando cando se perfora a través de
intercalaciones de capas duras y suaves ayudara a reducir la rugosidad en
las micro patas de perro que tienden a formarse en estas formaciones. Las
zonas donde se sospeche la existencia de patas de perro deberán repasarse
antes de cambiar el ensamble de fondo o correr una tubería de revestimiento.
El repaso del agujero ayuda a incrementar el diámetro efectivo del pozo.
 El perforador deberá de tener conocimiento de la ubicación del ensamble de
fondo en el pozo en todo momento, para anticiparse a la entrada de una pata
de perro y moverse a través de ella lentamente y con cautela en todo
momento.
Procedimientos de liberación de tuberías para pegaduras por micro-patas de
perro
El procedimiento para la liberación de tuberías relacionadas con la geometría del
agujero es simplemente trabajar el martillo en la dirección opuesta al movimiento
que tenía la sarta al momento de su atrapamiento. Debido a que la sarta es más
rígida cuando se encuentra en tensión que en compresión, existe una mayor
tendencia a atraparse en las micro-patas de perro mientras se mueve hacia arriba.
Sin embargo, es posible que a la compresión también exista tendencia a quedarse
pegado, especialmente cuando un ensamble de fondo demasiado rígido, o una
tubería de revestimiento son corridos en el pozo.
Recuerde que los esfuerzos de tensión y torsión son adicionados. Torsiones altas
únicamente deben aplicarse mientras el martillo golpea hacia abajo.
Técnicas de liberación secundarias
Si con los golpes del martillo y con el trabajo de la sarta no libera la tubería, reduzca
la fricción con baches reductores de fricción.
Si se sospecha que la sección del atrapamiento se encuentra en carbonatos,
entonces baches de ácido pueden ayudar a disolver la roca alrededor del ensamble
de fondo y liberarla.
Las herramientas de resonancia con cable eléctrico como los vibradores de sarta
pueden ayudar a pulverizar el material que causa el atrapamiento y liberar la sarta,
o reducir la fricción efectiva entre la sarta de tubería y la formación. (El coeficiente
de fricción dinámico es menor que el coeficiente de fricción estático.
Escalones
Las patas de perro también se relacionan
con los escalones generados por el
desgaste de una formación suave
expuesta a una formación dura. Las patas
de perro formadas por la intercalación de
formaciones son notorias por llevar a la
generación de escalones. Sin embargo,
las patas de perro no necesariamente se
requieren para formar un escalón. Los
escalones se crean típicamente en
formaciones intercaladas donde las
formaciones duras permanecen en
calibre, mientras que las formaciones
suaves se rompen causando un
ensanchamiento del agujero. También se forman alrededor de fracturas o fallas.
Los escalones son más problemáticas
cuando se introduce la tubería de
revestimiento o se toman registros, ya que
los cambios de diámetro evitan que la tubería
de revestimiento y registros lleguen al fondo.
Seguido hay poca indicación de este
problema al viajar o correr una tubería de
revestimiento, pero es debido a que la
tubería de revestimiento es más larga y
rígida, es posible que no pueda pasar por los
cambios tan pronunciados en los escalones.
Los estabilizadores y cambios bruscos en los
diferentes diámetros de la sarta de
perforación pueden llegar a atorarse en los
escalones mientras se mueve la sarta en cualquier dirección.
Cuando Esperar Escalones
Los escalones pueden presentarse cuando existe cualquiera de estas condiciones:
 Formaciones intercaladas (capas duras y suaves). Estas hacen que la
barrena camine.
 Fracturas y formaciones con fallas.
 Formaciones graduales salinas, donde la sal se disuelve a diferente
velocidad.
 Cualquier tipo de pata de perro.
La mayoría de los problemas experimentados por los escalones ocurren mientras
se realizan viajes con la tubería, o se corre una tubería de revestimiento, o registros.
Señales de Alerta por Escalones
Las señales de alerta por escalones incluyen:
 Una velocidad de penetración fluctuante. Este es un indicador de las
formaciones intercaladas que crean escalones en cada capa o cambio de la
formación.
 Jaloneos cíclicos durante el viaje. Si las conexiones son forzadas contra los
escalones, algunas señales pueden observarse en el indicador del peso,
cada 9 m (30 pies) más o menos. Si las tendencias de arrastre no están tan
contaminadas con las tendencias de la limpieza del agujero, esto puede ser
una tendencia bastante fácil de observar.
 Repentinos y erráticos jaloneos como las aletas de los estabilizadores o
barrenas chocan en las escalones.
 Repentino asentamiento de la tubería de revestimiento o sarta de perforación
cuando se corre en los escalones.
 Formaciones intercaladas conocidas, fracturadas o con fallas.
Si alguna de estas condiciones esta presente, seguramente hay escalones.
Prevención de Problemas por los Escalones
La prevención de problemas relacionados con escalones debido a formaciones
duras y suaves intercaladas puede prevenirse en primer lugar.
 Prevenir la formación de patas de perro.
 El ensanchamiento del diámetro del agujero de lutitas en arenas e
intercalaciones de lutitas puede minimizarse con una mejor programación del
lodo. Un programa de lodos con inhibidores puede no ser utilizado para
prevenir la inestabilidad del agujero,, pero puede ayudar a minimizar los
escalones, de manera que la corrida de la tubería de revestimiento se pueda
realizar con seguridad.
 Cuando los escalones no pueden evitarse, el perforador debe tener especial
cuidado al introducir la barrena o el aparejo de fondo a través de ellos. Él
deberá tener presente en todo momento donde están los escalones y donde
es probable que la sarta de perforación entre en conflicto ellos. La velocidad
de introducción debe disminuirse cuando se aproxima el BHA o la tubería de
revestimiento a las zonas de escalones.
 Los problemas con los escalones puede prevenirse rimando, pero debe
tenerse mucho cuidado de no ocasionar perdidas de circulación.
Procedimientos de Liberación a Causa de Escalones
Como con todos los atrapamientos debidos a la geometría del agujero, la primera
acción para liberar la tubería debe ser martillar en dirección opuesta al movimiento
que tenia la tubería antes de quedarse pegada.
 El martilleo debe iniciarse ligeramente al principio, para evitar derrumbes de
la pared del agujero. Si no funciona, entonces el martilleo debe hacerse más
agresivo de forma progresiva. El torque debe aplicarse únicamente cuando
se martillea hacia abajo.
 A veces, el movimiento hacia abajo es posible si el aparejo de fondo se
atorara al estarlo sacando del agujero, el movimiento hacia arriba es posible
si la tubería de revestimiento se atorara al bajar. Es estos casos, es posible
rotar a través de los escalones.
 Puede ser posible también “sacudir” la sarta al pasar el escalón, al enviar
ondas fijas o estacionarias a través de la sarta. Una onda fija es similar a la
“onda” que se genera en una manguera o un cable eléctrico al ser azotado y
jalado para pasar por alguna obstrucción. Las ondas fijas se pueden generar
al bajar la sarta y hacer que se detenga abruptamente con el freno. Por
ejemplo, imagine que una aleta del estabilizador queda atrapada en un
escalón y no es posible o bien, no se tiene éxito al rotar la tubería. Algunos
de los jalones pueden ser liberados rápidamente para iniciar un movimiento
hacia abajo de la parte superior de la sarta de perforación. Cuando el
movimiento hacia abajo se detiene repentinamente antes de que el jalón se
libere, la vibración de una repentina desaceleración viaja hacia debajo de la
sarta. Esta vibración puedes ser suficiente para hacer que el estabilizador se
deslice fuera del escalón. Debemos ser cuidadosos, sin embargo, de evitar
una surgencia y suaveo cuando formaciones sensibles son expuestas.
 Baches ácidos pueden ser exitosos en formaciones carbonatadas (en
algunas instancias).
Formaciones Plásticas
Algunas formaciones tales como sal, margas y lutitas jóvenes plásticas pueden
comportarse de forma plástica en el agujero, causando que el diámetro se reduzca.
Esto es generado por el esfuerzo de sobrecarga, fuerzas tectónicas o por la
hidratación.
Pocos problemas se encuentran cuando se perforan las formaciones, pero al sacar
la sarta del agujero los estabilizadores y la barrena pueden atorarse debido a una
pequeña reducción del diámetro del agujero.
La formación de sal es notoriamente plástica, debido a que es muy plástica. Los
recortes pueden parecer duros, pero un núcleo de sal sujetó a esfuerzos en una
prensa hidráulica cambiará de forma rápidamente.
El esfuerzo de sobrecarga ocasiona que la sal se expanda lateralmente dentro del
agujero. El diámetro del agujero disminuye constantemente, desde el primer
momento en que la sal es expuesta. Con tiempo suficiente, el pozo puede quedar
completamente cerrado a causa de su plasticidad.
Dos formaciones de sal nunca se comportan de la misma manera. Algunas se
contraen y expanden rápidamente. Algunas sales son muy puras, mientras que
otras están altamente contaminadas con otros sedimentos. Hay aun otras
formaciones de sal que se formaron cuando el océano se evaporó completamente,
dejando capas de diferentes tipos de sal, las cuales se disuelven a diferentes
velocidades (Fig. 10-20). Estos “grados” en la formación de sal son particularmente
problemáticas debido a que los lodos base agua saturados no puedan evitar que
las capas de sal de disuelvan.
Un lodo saturado con cloruro de sodio evitará que la capa de cloruro de sodio se
disuelva, pero sales mas solubles, tal como el cloruro de magnesio, pueden aun
disolverse, dejando escalones que pueden colapsar y caer en el pozo. Para
mantener el agujero calibrado en formaciones de sal, es común utilizar lodos base
aceite.
Para entender mejor la compresión y expansión de las formaciones de sal, debemos
comprender los factores que afectan la deformación o movimiento de la sal.
Factores que Afectan la Deformación o “deslizamiento” de la Sal
Varios factores afectan la velocidad de deslizamiento:
 Esfuerzos tectónicos y de sobrecarga.
 Pureza y espesor de la sal.
 Temperatura.
 Peso y tipo de lodo.
La sobrecarga afecta sustancialmente la deformación de la sal. Entre más profunda
se encuentra la sal, es más probable que se deforme. La sal tiene un alto cociente
de Poisson, por lo que el esfuerzo de sobrecarga se transfiere con facilidad al
esfuerzo horizontal. Los esfuerzos tectónicos tienen un impacto similar.
La pureza de la formación de sal también tiene un efecto significativo. Impurezas,
tales como arena y lutitas intercaladas con la sal, disminuyen la relación de Poisson
o la hacen menos plástica. Lo mismo ocurre con las arcillas jumbo. Podemos hacer
bolas de arcilla de bentonita y observar como las impurezas tales como la arena las
hacen menos plásticas.
La tendencia a la deformación también incrementa conforme el espesor del estrato
se incrementa.
La temperatura de la formación también tiene influencia en la plasticidad. Todos los
materiales son más plásticos a altas temperaturas. Mientras más profunda se
encuentra la sal, mayor es la temperatura. Esto y la sobrecarga son las dos razones
por las cuales la sal es más plástica. La temperatura también afecta el punto de
saturación o la cantidad máxima de sal que puede ser disuelta o acarreada en
solución.
El peso del lodo proporciona una presión de confinamiento radial para mantener la
sal en su lugar. A medida que el esfuerzo radial se incrementa, el esfuerzo
tangencial, y el de corte, disminuyen. Si la presión de confinamiento se incrementa,
la formación se vuelve más plástica, pero el esfuerzo de corte que lleva a la
deformación se reduce, por lo que el movimiento de la sal será menor.
El tipo de lodo y la saturación de sal afectan la velocidad a la cual las formaciones
de sal se disuelven. Es posible diseñar un lodo base agua que disuelva la sal a la
misma velocidad con la que ésta se deforma.
Cuando esperar atrapamiento de tubería debido a la deformación de formaciones
La deformación de formaciones puede esperarse cuando existen los factores que
contribuyen a esta. Espesores gruesos de sal pura son más factibles a deformarse
que las formaciones delgadas, o formaciones intercaladas. Las formaciones de sal
encontradas en pozos profundos, o en regiones de alto esfuerzo tectónico, se
deformaran más rápido que aquellas encontradas a profundidades someras y con
menos esfuerzos.
Las formaciones de sal son más probables de deformarse cuando hay altas
temperaturas y altos sobrebalances.
Señales de Alerta
Las señales de alerta más comunes de que hay movimiento o deformación son:
 Presencia de sal o carbón.
 Sal o carbón en las temblorinas.
 Carencia de recortes.
 Incremento en la concentración de cloruro.
 Incremento en la velocidad de penetración.
 Incremento de torque y arrastre.
Presencia de sal o carbón es la primera señal de alerta de deformación. Si una
formación de sal o carbón es pronosticada, entonces se debe esperar una
expansión o deformación.
Sal en las temblorinas o carencia de recortes pueden indicar que formaciones de
sal han sido perforadas. Lodos base agua pueden disolver completamente los
recortes de sal perforados, por lo que una falta de recortes pueden indicar que estos,
eran recortes de sal y que se disolvieron en el lodo. Lo que puede confirmarse al
revisar el lodo.
Una alta concentración de cloruros en el lodo puede indicar la presencia de sal, o
un flujo de agua salada ha sido encontrado. La sal es altamente impermeable, por
lo que el agua salada es atrapada frecuentemente en depósitos de sal. Debido a
que la sal es muy plástica, la presión de poro puede ser muy cercana a la de
sobrecarga encontrada en una profundidad similar. Puede ser muy difícil o
impráctico detener flujos de agua salada.

Altas velocidades de penetración y baja vibración de la barrena son comunes en


capas gruesas de sal, y puede indicar que la sal ha sido encontrada.
Alto torque y arrastre al estar rimando ó realizando viajes pueden indicar que el
diámetro del agujero sea reducido.
Prevención de Pegadura de la Tubería Debido a la Deformación de
Formaciones
Los métodos más comunes para evitar la pegadura de la tubería por deformación
de la formación son:
 Evitar formaciones de sal ó formaciones plásticas.
 Incrementar el peso del lodo.
 tilizar lodos bajo saturados.
 Rimar regularmente el intervalo de sal.
 Uso de barrenas bicéntricas.
La mejor forma de prevención de los atrapamientos en sal es evitarlas en primer
lugar. Si el diseño del pozo indica que se perforará en sal, entonces los factores que
afectan la deformación de la sal deben ser evitados (o minimizados) tanto como sea
posible.
Un peso de lodo elevado puede mantener la sal mediante el incremento del esfuerzo
radial contra la pared del agujero y minimizar el esfuerzo de corte que lleva a la
deformación. Un lodo lo suficientemente pesado para evitar la deformación puede
no ser práctico, pero cualquier incremento en el peso del lodo disminuirá la
velocidad de la deformación.
Lodos base agua bajo saturados puede diseñarse para disolver la sal a la misma
velocidad de la deformación. Este es un método efectivo cuando la velocidad de
deformación es predecible y no demasiado excesiva. Pero esta aproximación no es
tan efectiva con ciertos estratos de sal.
Lodos base agua saturados con sal son usados para prevenir el ensanchamiento
del agujero al disolver la sal más rápido de lo que se derrumba. El ensanchamiento
del agujero en la sal que va en solución es más probable encontrarlo a
profundidades someras que que en formaciones profundas. Lodos sintéticos o base
aceite son utilizados para mantener a calibre el agujero mientras se perforan
formaciones de sal someras.
Probablemente el método más común al perforar la sal es rimar las formaciones
salinas de manera regular. La idea aquí es de remover continuamente el material
que se derrumba dentro del agujero.
Barrenas descentralizadas pueden ser utilizarse para perforar un diámetro de pozo
mayor que el diámetro de la barrena y los estabilizadores. Esto permite más tiempo
de perforación entre los intervalos a repasar.
La sarta de perforación casi siempre se atrapa cuando se intenta jalar o rimar a
través de una capa de sal. Como en toda las causas de atrapamiento relacionadas
con la geometría del agujero, el perforador debe saber muy bien donde se encuentra
ubicado el BHA con respecto a la geometría del agujero. El perforador debe levantar
lentamente en la formación de sal y evitar el exceso de sobrejalón. Puede
necesitarse baches de agua dulce y rimar si ha pasado mucho tiempo.
Cuando se está realizando un viaje a través de la formación de sal, es prudente
rimar antes, a menos que se tenga suficiente información para saber que ya no se
está expandiendo.
Procedimientos de liberación
Como en cualquier problema de pegadura relacionado con la geometría del agujero,
la primera acción que debe tomarse es martillar en dirección opuesta al movimiento
que tenia la tubería antes de atraparse. En formaciones de sal, la sarta casi siempre
queda atrapada al sacar, por lo que el martilleo será casi siempre hacia abajo.
Si la tubería no se libera con torque, movimiento hacia abajo y martilleo; se puede
colocar un bache de agua dulce para disolver la sal en el punto de atrapamiento.
Asumiendo por supuesto, que la circulación es posible. Debemos tener cuidado de
no jalar muy fuerte en la sal, ya que puede empacarse la sarta totalmente y provocar
una perdida de circulación.
Agujero con Bajo Calibre
La barrena y los estabilizadores se pueden
pegar si ellos se acuñan en una sección del
agujero con bajo calibre. Un agujero con
bajo calibre es típicamente el resultado de
una barrena gastada. El diámetro del
agujero se reduce a medida que el calibre de
la barrena se desgasta.
Es responsabilidad de la cuadrilla de
perforación medir el calibre de la barrena y
los estabilizadores antes de ser introducidos
en el pozo y después de haber sido
utilizados. Por lo tanto, el perforador debe
estar atento a la existencia de un agujero
con bajo calibre. Si el perforador no es
cuidadoso cuando viaja dentro del agujero
con otro BHA o una barrena, pueden
atorarse al pasar por una sección de bajo
calibre y acuñarlos tan firmemente que la
sarta se atrapa.
Cuando Esperar esto
Un agujero de bajo calibre puede esperarse
cuando una barrena o los estabilizadores se
jalan en agujeros de bajo calibre. Esto
usualmente ocurre mientras se perforan
arenas abrasivas y/o bien cuando la barrena
deja de perforar.
Los estabilizadores o barrenas sobre calibre pueden también quedarse acuñados
en una sección del agujero a pleno calibre. Esto ocurre a veces cuando se utilizan
barrenas usadas o estabilizadores reconstruidos. Esta es una razón, por la cual se
considera buena práctica calibrar las barrenas y estabilizadores al introducirse o
sacarse del pozo.
Un agujero de bajo calibre también se puede esperar con formaciones plásticas.
Areniscas sujetas a esfuerzos tectónicos pueden comprimirse en un eje y por lo
tanto, reducir el diámetro efectivo. Las formaciones plásticas tales como la sal,
carbón y lutitas jumbo pueden comprimirse en ambos ejes.
Formaciones duras que se perforan lentamente tienden a mantener su calibre más
que otras formaciones suaves y son los lugares con mayores posibilidades de
quedar atrapados si se corre una barrena o estabilizador a pleno calibre. Los últimos
metros (pies) perforados son siempre sospecha de una reducción de diámetro
cuando se saca una barrena desgastada.
Señales de alerta para agujeros de bajo calibre
La primera señal de un agujero con bajo calibre es el cambio en la velocidad de
penetración. En el caso típico, la barrena se desgasta y el ritmo de penetración
disminuye. En el caso de la sal plástica, la velocidad de penetración se incrementa.
En ambos casos el perforador debe estar alerta y checar cuidadosamente el calibre
de la barrena cuando se saque y tomar cualquier indicativo de este tipo de
formaciones plásticas.
Las formaciones lentas de perforar tienden a ser formaciones duras que mantienen
su calibre. Por lo tanto, las formaciones que se perforan lentamente pueden advertir
de secciones totalmente calibradas en donde una barrena ligeramente sobré
calibrada se puede quedar atrapada.
Prevención de la Pegadura de Tubería Debido a un Agujero de Bajo Calibre
Para evitar el atrapamiento en un agujero de bajo calibre, el perforador debe estar
atento de donde están la barrena y los estabilizadores mientras se viaja en el
agujero. Debe ir despacio y rimando cuidadosamente a través de cualquier sección
donde se sospeche un bajo calibre.
Es considerada una buena práctica rimar siempre las últimas dos flechas del fondo.
Para estar atentos de cualquier agujero potencial con bajo calibre, la cuadrilla de
perforación debe siempre calibrar todas las herramientas que entran o salen del
pozo.
Procedimientos de Liberación
La sarta de perforación sólo queda atrapada en agujeros de bajo calibre al tener
movimiento hacia abajo. Por lo que para liberarla debemos martillar hacia arriba sin
torque.
Si la sarta no puede ser liberada con el martilleo, hay un número de procedimientos
secundarios de liberación que pueden ser usados. Estos incluyen baches ácidos en
carbonatos y baches de agua dulce en sales para disolver la roca alrededor de la
barrena. Los baches de agua dulce son bombeados a altas velocidades para
erosionar el material alrededor de la barrena. Colocar agentes reductores de fricción
entre la barrena y la formación puede también ser útil.
Una herramienta de vibración de baja frecuencia puede también ser efectiva si
puede bajarse lo más cerca posible a la barrena.
Bibliografía

1. Bill Murchison, Murchinson Drilling Schools: “Drilling Practices Course”, Alburquerque,


New Mexico.
2. BP Amoco: “Training to Prevent Unscheduled Events”, Course, 1996.
3. Bill Garrett, & Gerald Wilson: “How to Drill a Useable Hole”, World Oil ( August 1, 1976).