You are on page 1of 8

Unidad Educativa ‘’Natalia Jarrín’’

EL ALQUIMISTA
Nombre: Sarahi Sisalema
Fecha: 08/05/2018
Curso: 1 ‘’A’’
RESUMEN
PRIMERA PARTE

La historia se basa en un pastor llamado Santiago, este en dos


noches seguidas tuvo el mismo sueño en el cual el encontraba un
tesoro, por esto decide ir a averiguar donde una gitana para que le
dijera que quería decir estos sueños que tenia, ella le dijo que fuera
a ese lugar donde se encontraba el tesoro y que si lo conseguía
encontrar le tenia que dar la décima parte de ese tesoro, el joven
salió decepcionado porque ella solo le dijo lo que el ya sabia pero
dudo un poco en esto y decidió olvidar esto y seguir su vida como
pastor.

El joven se encontraba leyendo un libro cuando de repente llega un


anciano y le pregunta que esta leyendo, el joven le dice el titulo,
pero el anciano le dice que este libro no vale la pena leerlo, el joven
le pregunta al anciano si ya lo había leído y el dice que si. Al final
este le dice algo sobre la leyenda personal y afirma que todo
hombre debe seguirla para poder realizarla. El anciano resulta ser el
Rey de Salem y le dice al joven que le tiene que dar la décima parte
de su rebaño para poder decirle en que dirección tiene que ir para
poder encontrarlo. Al día siguiente el pastor aparece en la plaza con
la décima parte de su rebaño, después el rey abre su pecho, este al
abrirse se reflejan unos rayos de luz y el pastor puede observar que
era de oro, el joven creyó en todo lo que decía el rey ya que para
tener tanto oro debía de ser una persona muy importante, el rey le
entrego dos piedras, una negra y una blanca, se llamaban urim y
tumim. Al final el rey solo le contó que cuando quieres realizar algo,
el universo conspira para que puedas realizarlo, y esta es una frase
que el pastor recordaría en su largo viaje, le dijo que el lugar donde
se encontraba dicho tesoro era en África.

El pastor al día siguiente vendió todo su rebaño ya que en el viaje


serian un estorbo, y cogió el primer transporte para llegar a África.

SEGUNDA PARTE

El pastor después del viaje llego hasta un puerto y cerca de este se


encontraba un pueblo llamado Tanger, lleno de bandidos y
delincuentes, el pastor caminaba por calles de este pueblo en busca
de ayuda para llegar hasta su destino, allí se encontró con otro
hombre de casi su misma edad, este le dijo que lo ayudaría a llegar
hasta su destino pero tenían que ir a comprar varias cosas antes de
llegar allí, así que le confió el dinero que había recibido por sus
ovejas, este mientras el pastor estaba desconcentrado salió
corriendo por las calles sin que el se diera cuenta, el pastor al ver a
su alrededor se dio cuenta de que el hombre no se encontraba y
que le había robado su dinero. Tuvo que pasar la noche en la calle
ya que no tenia con que pagar un hotel o algo donde dormir. Al día
siguiente el joven se despertó y fue atendido por un vendedor
ambulante que le ofreció comido y lo guió hasta una tienda de
cristales en las afueras del pueblo, allí el pastor entro y le limpio
unos cristales al dueño para que le diera comida, el dueño
enseguida le ofreció comida y le comento que no era necesario que
le hubiera limpiado esos cristales ya que su religión le dice que le de
comida al que tiene hambre, después de una conversación extensa
el dueño le ofrece trabajo y el pastor sin mas opciones acepta.

Después de pasados varios meses el pastor ya había recolectado


suficiente dinero para volver a España y comprar de nuevo su
rebaño, pero antes de irse el dueño le agradece por todo este
tiempo de buen trabajo y le dice que su sueño siempre había sido ir
a la meca ya que todos los de su religión tenían que visitar por lo
menos una vez en su vida la meca pero que el temía que si viajaba
hasta allí ya no tendría sentido seguir viviendo, pero el pastor se
acordó de su leyenda personal y se dio cuanta que tenia que seguir
su camino para poder cumplirla, entonces se dijo al dueño que si
esa era su leyenda personal tenia que cumplirla. Después del
agradecimiento y del último adiós se fue a cumplir su leyenda
personal.
El pastor ya tenia suficiente dinero para comprar un camello y
adentrarse en el peligroso desierto, en el camino se encontró la
tienda en la que le habían robado su dinero recibido por las ovejas y
quiso entrar para ver si encontraba al hombre pero no lo consiguió,
allí encontró otro joven que también se dirigía al desierto, entonces
se dio cuenta que hablaba mejor español que árabe, se le acerco y
le pregunto que donde tendría que ir para poder encontrar
transporte para su viaje, en ese momento se le acerco un hombre
viejo y les dijo que ya estaba que partía una caravana para el
desierto, ellos sin pensarlo salieron junto al viejo camellero para
coger esa caravana. Al amanecer partieron junto con un grupo de
personas al desierto, en el camino el pastor se distraía viendo el
desierto tan silencioso y el otro joven al cual le decían el ingles se
distraía leyendo unos libros que el había llevado. Pasado varios días
por fin llegaron a un oasis, este oasis estaba repleto de palmeras y
cientos de pozos, allí los atendieron unos habitantes y los
hospedaron en unas carpas. El objetivo del ingles era encontrar un
alquimista, y el pastor lo ayudo a encontrarlo, en la búsqueda el
pastor se enamoro perdidamente de una habitante de este oasis, su
nombre era Fátima, este e pregunto acerca del alquimista y ella le
comento que ellos se mantenían muy alejados de los demás,
entonces deberían estar por las afueras del oasis, mientras iban
hacia la búsqueda del alquimista, el pastor se quedo pensando en
Fátima y llego a pensar que ese debía ser su tesoro.

Todos lo días el pastor y Fátima se encontraban en el pozo para


hablar acerca de sus vidas y el en una de esas conversaciones le
comento sobre el tesoro y su leyenda personal, ella al oírlo de dijo
que si esa era su leyenda personal debía completarla, pero el le
insistió que para el era mejor su amor con ella que el tesoro, ella
intento explicarle que las mujeres de este oasis siempre esperan a
sus maridos ya que estos se adentran en el desierto y no saben si
van a volver o no, entonces ellas están acostumbradas a que sus
hombres no lleguen.

El camino por todo el oasis pensando en lo que dijo Fátima, pero ya


era de noche y tenia que llegar a su carpa, pero pudo ver que unos
gavilanes estaban volando por el desierto y este pensó que era una
señal de que la guerra que estaba sucediendo en esos momentos
llegaría hasta el oasis. Fue donde los generales de ese oasis y les
contó sobre lo gavilanes y la guerra entonces ellos le explicaron que
ellos tenían prohibido venir aquí, ya que en este oasis se prohibía el
uso de armas pero sin embargo tomaron precauciones y le dijeron
que por cada hombre muerto le darían una cantidad de oro y que si
estas armas no se usaban con ellos seria usadas contra el.

El pastor estaba descontento ya que si no sucedería lo que había


predecido lo matarían, pero en el camino se encontró con un
caballero, su caballo relinchaba y el traía en su hombro un halcón,
este le dijo que porque había revelado lo de los gavilanes y el le
contesto que había pensado que era una señal, entonces el
caballero le revelo que era un alquimista y le dijo que si mañana
sobrevivía, iría donde el vivía y le señalo donde era. El joven
despertó preocupado ya que si no habría guerra allí, terminaría su
leyenda en ese lugar, pero pasaron unas horas y los guardianes
armados vieron un ejercito que se adentraba en el oasis e
inmediatamente los asesinaron, el joven fue perdonado y fue
recompensado con una gran cantidad de monedas de oro. Este
recordó lo que le había dicho el alquimista y fue donde el se
encontraba, al llegar el alquimista lo atendió y le dijo que el seria su
guía para lograr su leyenda personal, el acepto y fue a despedirse
de Fátima y ella comprendió lo que sucedía y le dijo que ella estaría
esperando su regreso, el sin mas que decir se marcho con el
alquimista a terminar su leyenda personal.

Ellos llegaron a un campamento donde fueron recibidos, allí le


preguntaron al alquimista lo que llevaba allí y el les contesto que
era el Elixir de la larga vida y la Piedra Filosofal, los guardias se
rieron de el y los dejaron

pasar, el alquimista le hablo un poco sobre lo que era la alquimia y


el pastor le pregunto que si le enseñaría a convertir plomo en oro, y
el le respondió que no, porque este le ayudaría a conseguir
solamente su leyenda personal, pero fueron capturados por unos
bandidos y llevados a los campamentos enemigos y pensaban
ejecutarlos pero el alquimista les ofreció todo el dinero que el
pastor consiguió con la recompensa de los generales del oasis, ellos
aceptaron y el alquimista les dijo que le dieran tres días para que el
pudiera convertirse en viento y ellos los liberarían, de lo contrario
serian ejecutados. Pasados los tres días el pastor pudo superar su
reto de convertirse en viento y los jefes bandidos decidieron
liberarlos, mas adelante ellos se encontrarían con un monasterio allí
el alquimista pidió prestado la cocina para realizar un experimento y
el monje acepto, allí el alquimista saco el Elixir de la larga vida y la
Piedra Filosofal, las mezclo y convirtió el pomo en oro, entonces lo
partió en cuatro pedazos y le dio uno al monje, otro al pastor, y uno
para el, el restante se lo daría al monje por si el pastor lo necesitara
con urgencia.

El alquimista antes de despedirse del pastor le contó una historia


muy conocida y después le dejo seguir su camino, el pastor siguió
su camino y pudo encontrar la pirámides, el pastor lloro de felicidad
y empezó a escarbar para encontrar la gota de lagrima que
derramo, allí llegaron varios refugiados de la guerra y le robaron el
pedazo de oro que le había regalado el alquimista y lo obligaron a
seguir escavando haber si encontraba mas oro, pero todo fue en
vano, a lo ultimo el pastor revelo todo sobre el tesoro y su leyenda
personal y uno de ellos le dijo que también había tenido un sueño
similar a ese, el soñó que tenia que ir a España a escavar en una
torre para poder encontrar su tesoro y dijo que el no era tan
estúpido como para creer en eso, entonces lo dejaron y el pastor
vio con gran felicidad a las pirámides, ya había encontrado su
tesoro.

Poco después de lo ocurrido en las pirámides, el pastor le reclamo


al monje su pedazo de oro para poder volver a España, allí se dio
cuenta que el alquimista sabia todo lo que iba a pasar y este sonrió
diciendo: viejo brujo, lo sabias todo desde un principio y no me
dijiste nada. Al legar a España ya no traía con el su rebaño sino una
pala para escarbar, allí toco a fondo y desenterró un baúl lleno de
oro y de tesoros olvidados, este se acostó en el pasto y sintió en
viento del desierto, pero en este no se sentía la guerra, al contrario
se sentía un silencio agradable y sintió que el aire le dio un gran
beso y dijo: Ya voy Fátima.

Related Interests