Вы находитесь на странице: 1из 3

LA PETICIÓN DE ESTER

(Est. 7:1-10)
Fondo histórico.
2 En el segundo día: Alude al día del segundo banquete. Mientras bebían vino: Los huéspedes, después de comer,
se relajaban tomando vino.
4 exterminio…matanza…destrucción. Ester da una explicación detallada del decreto (cp. 3:13). el disgusto del
rey. El sentido de esta frase hebrea es incierto (v. nota del traductor). Quizás signifique que Ester no habría
molestado al rey si hubiera sido sólo un asunto de esclavitud y no de muerte. nuestra muerte sería para el rey un
daño irreparable: Se refería a la imposibilidad de compensar la pérdida de ingresos que ocasionaría la muerte de
los judíos. pues … Majestad. (Alt) pero la compensación que nuestro adversario ofrece no puede compararse con la
pérdida que sufriría Su Majestad.
6 Amán se sobrecogió de terror. Amán no sabía hasta este momento que Ester era judía (cp. 2:10, 20). Esta
revelación repentina le hizo ver el gran peligro en que se encontraba y le recordaría las amonestaciones de su mujer
y de sus amigos (6:13) de que caería ante su enemigo.
7 salió al jardín del palacio. Movido por la ira, el rey salió al jardín para considerar lo que iba a hacer.
8 Amán se había dejado caer. Amán había ordenado que Mardoqueo se postrara delante de él (3:5). Ahora Amán
se postra delante de la reina, rogándole por su vida. se atreve a hacer violencia a la reina. En su desesperación
Amán violó las normas de comportamiento delante de la reina. Asuero interpreta los ruegos de Amán como un
ataque a la reina y como una afrenta personal. cubrieron el rostro a Amán. El efecto de esta acción era quitar a
Amán de la presencia del rey y de la reina. La costumbre de cubrir la cabeza de los condenados se sabe de fuentes
griegas y romanas, pero no de los persas.
10 que había preparado para Mardoqueo. Esta es la inversión más notable de esta historia. Todas las
manipulaciones de Amán habían tenido el propósito de exterminar a Mardoqueo. Ahora, ahorcarían a Amán en la
horca que él había preparado para Mardoqueo. El cazador había caído en su propia trampa (cp. Pr 28:10). Aunque
irónicos, estos versículos confirman una crucial verdad que encierra el libro de Ester: Dios soberano destruye a sus
enemigos.
HOJA DE TRABAJO
LA PETICIÓN DE ESTER
(Est. 7:1-10)
Verdad central: Los enemigos de la iglesia de Dios a menudo han sido sorprendidos en su propia astucia. El Señor es
conocido por tales juicios.
Lee tu Biblia y responde:
1. Ester presenta su demanda, Est. 7:1-7.
No se dice en el libro lo que Amán sabía de Ester. Si conocía la relación que había entre ella y Mardoqueo, pudo
sentirse aun más aterrorizado ante la expectativa de presentarse en el segundo banquete que ofrecería la reina.
Durante el banquete, el rey volvió a preguntar a Ester cuál era su petición y de nuevo le dijo que se la concedería
(5:3, 6). Esta vez, la reina fue directo al grano y pidió (v.3):“Oh rey, si he hallado _______ en tus ojos, y si al rey
place, séame dada mi ______ por mi petición, y mi ______ por mi demanda.” En ese momento, fue claro para
Asuero cuál era la nacionalidad de ella (2:10, 20). Ella explicó que todo su pueblo había sido vendido [es decir, que
Amán sobornó al rey para que autorizara la matanza (3:9, 4:7)] a muerte. Exhibiendo una actitud de sumisión al rey,
añadió que si ellos hubieran sido vendidos simplemente para ser esclavos, seguramente no molestaría al rey con su
petición. La afirmación de Ester no solo muestra el increíble poder del rey, sino también la situación desventajosa en
la cual se encontraba ella. Tal vez Ester estaba temerosa porque no sabía cuál iba a ser la respuesta del rey a su
petición, ya que era muy posible que montara en cólera, como lo había hecho con Vasti (1:12).
2. La respuesta del rey Asuero, Est. 7:5-6.
Sin embargo, esta vez el rey no se enfureció. Solicitó más información acerca del que estaba causando ese mal a
Ester y su pueblo (v.5): “¿______ es, y ______ está, el que ha ensoberbecido su corazón para hacer esto?” Sin duda
en el rostro de Amán se dibujó una expresión de terror, al darse cuenta de que estaba a punto de ser delatado ante
el hombre más poderoso de la tierra. Amán seguramente sabía que su ejecución era algo seguro, ahora que “el
destino” estaba en su contra. Ester reveló que el (v.6) _______ Amán era el enemigo acérrimo de su pueblo (3:10;
8:1; 9:10, 24).
3. El final de Amán, Est. 7:7-10.
v. 7-8. En ese preciso momento, el rey se encolerizó. No se menciona la razón por la que el rey dejó el palacio para ir
al (v.7) ________. Se ha sugerido que lo hizo para controlar su ira, pero es improbable, considerando otros ejemplos
de su conducta. Otros han dicho que salió para pensar en alguna manera de ejecutar a Amán legalmente. Pero eso
también es improbable, porque cualquier palabra procedente de la boca del rey se constituía en ley. Otros más han
afirmado que Asuero estaba planeando la manera de evitar que Ester y su nación desaparecieran. Cualquiera que sea
la razón, Ester y Amán se quedaron solos en el salón de banquetes.
Mientras rogaba a Ester que preservara su vida ̶ aunque se daba cuenta de que el rey ya había decidido su suerte ̶
Amán cayó en el lecho (1:6) en el que estaba reclinada Ester. Los persas (y posteriormente los griegos, romanos y
judíos) usaban reclinatorios cuando comían. Precisamente en ese momento (otra “casualidad” provocada por la
soberanía de Dios), el rey regresó al salón y acusó a Amán de querer violar a la reina (v.___). Sin embargo, Amán no
quería hacer eso, sino que abrumado, se había desplomado en el lecho. Es improbable que Amán y Ester estuvieran
completamente solos en el salón de banquetes. Sin embargo, había sirvientes y guardias. La palabra cubrieron apoya
la idea de que había varias personas presentes. Y se afirma que le cubrieron el rostro debido a que los reyes persas
no miraban el rostro de una persona condenada.
v. 9-10. Harbona, uno de los siete eunucos del rey (1:10), contó a Asuero acerca de la horca (“estaca” BAD, NVI)
que Amán había erigido la noche anterior para matar a Mardoqueo (v.9) el “cual había hablado _____ por el rey.”
A este respecto John MacArthur comenta: “Amán oyó la tercera causa capital contra él. En primer lugar había
manipulado al rey para dar muerte al pueblo de la reina. Segundo, se había interpretado su actitud como un intento
de forzar a la reina. Tercero, había planificado ejecutar a un hombre a quien el rey acababa de honrar de manera
suma por una gran lealtad al reino.”
Es posible que Amán fuera odiado por mucha gente de la ciudad de Susa, especialmente de los círculos
gubernamentales. Muchas personas estarían contentas de que muriera. Es obvio que Harbona conocía el complot de
Amán para matar a Mardoqueo. A la orden del rey, Amán fue llevado y colgado en su propia horca. Las circunstancias
habían cambiado por completo, pero los judíos aun tenían un problema grave porque el edicto del rey para
exterminarlos seguía en pie. Debido al edicto, todavía podía haber una gran masacre de mucha gente inocente por
causa de las acciones perversas de un hombre ya muerto.
APLICACIÓN DEL ESTUDIO
Lo que le sucedió a Amán muestra los resultados violentos que a menudo surgen cuando se tiende una trampa
para otra persona. El odio de Amán y sus planes malévolos se volvieron en contra de él cuando el rey descubrió sus
verdaderas intenciones. Fue colgado en la horca que él mismo había construido para otro. El hombre que arma una
trampa para su prójimo caerá en ella Pr. 26:27.
COMENTARIO BÍBLICO JAMIESON-FAUSSET-BROWN

CAPITULO 7
1-6. ESTER PIDE POR SU VIDA Y LA DE SU PUEBLO.
4. vendidos estamos yo y mi pueblo para ser destruidos—es decir, por cruel y pérfido proyecto de aquel hombre,
quien ofreció una suma inmensa de dinero para comprar nuestro exterminio. Ester hizo énfasis en la atrocidad
proyectada, y lo hizo con una variedad tal de expresiones, que pusieron de manifiesto la profundidad de sus propias
emociones, las cuales estaban destinadas a despertar sentimientos semejantes en el pecho del rey. Y si para siervos
y siervas fuéramos vendidos, oallárame—Aunque serían una grande calamidad para los judíos, la esclavitud de aquel
pueblo habría podido enriquecer el fisco nacional, y, de todos modos, el proyecto, si fuera hallado inconveniente,
podría ser cambiado. Pero la destrucción de semejante colectividad de gentes, sería un mal irreparable, y todos los
talentos que Amán pudiese dar a la tesorería del reino, no compensarían la pérdida de los servicios de ellos.

7-10. EL REY HACE AHORCAR A AMAN EN LA MISMA HORCA QUE EL CONSTRUYO.


7. Amán… vio que estaba resuelto para él el mal de parte del rey.—Cuando el rey manda que un ofensor sea
ejecutado, y luego el rey se levanta y entra al departamento de las mujeres, es señal de que no hay que esperar
misericordia. Aun el acto de levantarse súbitamente airado, era lo mismo como si hubiera pronunciado sentencia.
8. Amán había caído sobre el lecho en que estaba Ester—No sabemos la forma exacta de los lechos en que se
reclinaban a la mesa los persas; pero es probable que no fueran muy diferentes de los usados por los griegos y
romanos. Amán, tal vez, primero se puso en pie para rogar perdón a Ester; pero impelido en su apuro a tomar una
actitud de la súplica más ardiente, cayó postrado sobre el lecho donde estaba inclinada la reina. Volviendo el rey en
aquel instante, su ira se incendió por lo que parecía un ultraje a la modestia femenina. El rostro de Amán fue
cubierto—El significado de este acto llamativo es, que un reo es indigno de mirar más el rostro del rey, y por esto,
cuando los malhechores son sentenciados a muerte en Persia, lo primero que hacen, es cubrirse la cara con un velo o
servilleta.
9. dijo Harbona, uno de los eunucos de delante del rey: He aquí también la horca—Este eunuco probablemente
había sido el mensajero enviado con la invitación a Amán, y en aquella ocasión había visto la horca. El informe que él
ahora ofreció, habría podido resultar del horror por la conspiración sanguinaria de Amán como por simpatía con su
amable reina, envuelta ella con su pueblo en inminente peligro.
10. Así colgaron a Amán en la horca que él había hecho aparejar—No ha sido él el único tramador del mal cuyos
pies hayan sido enredados en la red que ellos mismos escondieron (Sal. 9:15). Pero nunca fue condena más justa ni
retribución más merecida, que la ejecución de aquel criminal gigantesco.

COMENTARIO BÍBLICO MATTHEW HENRY

v. 1-6. Si el amor por la vida nos hace rogar fervorosamente a quienes sólo pueden matar el cuerpo, ¡cuán
fervorosas debieran ser nuestras oraciones a Aquel que puede destruir el cuerpo y el alma en el infierno! ¡Cuánto
debiéramos orar por la salvación de nuestros parientes, amigos y de todos los que nos rodean! -Cuando
presentamos peticiones a hombres grandes tenemos cautela para no ofenderles; hasta las quejas justas deben ser
retenidas. Pero cuando nos acercamos con reverencia al Rey de reyes, no podemos pedir ni esperar demasiado.
Aunque nada, sino ira es lo que merecemos, Dios es poderoso para hacer todas las cosas mucho más
abundantemente de lo que pedimos o entendemos.
v. 7-10. El rey estaba enojado: los que hacen las cosas por voluntad propia, reflexionan después, y se reprochan a
sí mismos. Cuando estemos enojados debemos hacer una pausa antes de tomar cualquier resolución y, así,
gobernar nuestro propio espíritu y demostrar que somos llevados por la razón. Los que son más altivos e insolentes
cuando se hallan en el poder y la prosperidad, corrientemente, como Amán, son los más abyectos y más pobres de
espíritu cuando son derribados. Viene el día en que los que odian y persiguen a los elegidos de Dios estarán felices
de atenderlos.
El rey devuelve más ira contra Amán. Los que estaban cerca de él, estaban listos para ejecutar su ira. ¡Cuán poco
seguros pueden estar los hombres orgullosos de los intereses que creen tener! Los enemigos de la iglesia de Dios a
menudo han sido sorprendidos en su propia astucia. El Señor es conocido por tales juicios.
Entonces se pacificó la ira del rey y no antes. ¿Y quién tiene lástima de Amán ahorcado en su propio patíbulo? Más
bien se regocijan en la destrucción que su propia artimaña le acarreó. Que los hacedores de iniquidad tiemblen, se
vuelvan al Señor y busquen perdón por medio de la sangre de Jesús.

Похожие интересы