You are on page 1of 27

UNIVERSIDAD NACIONAL

JORGE BASADRE
GROHMANN
FACULTAD DE CIENCIAS AGROPECUARIAS
ESCUELA DE INGENIERÍA EN INDUSTRIAS ALIMENTARIAS

MONOGRAFÍA

CURSO: TECNOLOGIA DE LOS ALIMENTOS


DOCENTE: ING. SONIA POMAREDA
INTEGRANTES:

 PAOLA LANCHIPA SALAS


 KARLA TACURI
 SOLEDAD MAMANI MOLLINEDO
 JOSE CESAR MAMANI

TACNA – PERÚ
2017
INTRODUCCION

La incorporación de sustancias a los productos alimenticios, aunque de forma


accidental, posiblemente tenga sus orígenes en el Paleolítico: la exposición de
los alimentos al humo1 procedente de un fuego favorecía su conservación.
Posteriormente, en el Neolítico, cuando el hombre desarrolla la agricultura y la
ganadería, se ve obligado a manipular los alimentos con el fin de que resulten
más apetecibles o que se conserven mejor.
Con el primer objetivo se utilizaron, entre otros, el azafrán y la cochinilla y con
el segundo, se recurrió a la sal y al vinagre. El empleo de estas y otras muchas
sustancias era empírico, pero con los avances experimentados por la química
en el siglo XVIII y con las nuevas necesidades de la industria agroalimentaria
del siglo XIX, la búsqueda de compuestos para añadir a los alimentos se hace
sistemática.
No es hasta finales de este siglo cuando en el lenguaje alimentario se incluye el
término “aditivo”2. Y se hace de un modo confuso, ya que bajo esta
denominación también se agrupaban diversas sustancias con distintos efectos
sobre la salud humana: las especias, los enriquecedores, los coadyuvantes
tecnológicos 3, las impurezas4 y los contaminantes 5. Hoy en día, y según el
Codex alimentarius 6, el concepto de aditivo se refiere a cualquier sustancia
que, independientemente de su valor nutricional, se añade intencionadamente
a un alimento con fines tecnológicos. En cantidades controladas.
FUANDAMENTO TEORICO

LOS ADITIVOS SEGÚN LA LAS LEYES DEL MUNDO

El uso generalizado que la industria alimentaria actualmente hace de tipo de


sustancias obliga a establecer unos mecanismos de control que regulen su
correcta utilización y que verifiquen sus resultados. Para que una sustancia sea
admitida como aditivo debe estar bien caracterizada químicamente y debe
superar los controles toxicológicos establecidos por parte de los
correspondientes organismos sanitarios. Asimismo, ha de demostrarse su
necesidad de tal modo que su uso suponga ventajas tecnológicas y beneficios
para el consumidor. Los motivos por los que deberá establecerse dicha
necesidad son:

 Conservar la calidad nutritiva de un alimento.


 Proporcionar alimentos con destino a un grupo de consumidores con
necesidades dietéticas especiales.
 Aumentar la estabilidad de un alimento o mejorar sus propiedades
organolépticas.
 Favorecer los procesos de fabricación, transformación o almacenado de
un alimento, siempre que no se enmascare materias primas defectuosas
o prácticas de fabricación inadecuadas.
Son varios los organismos con competencias en materia de aditivos alimentarios.
Así, la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO), en colaboración
con la Organización Mundial de la Salud (OMS), creó un conjunto de comités
que evalúan diversos aspectos de los aditivos.
En la Unión Europea, previo estudio del Comité Científico de la Alimentación
Humana, el Consejo de Europa ha emitido Directivas para armonizar la
legislación de los países miembros en materia de aditivos. En este sentido se
toma como referencia la Directiva 89/107/CEE, que se desarrolla a través de las
Directivas 94/35/CEE (sobre edulcorantes), 94/36/CEE (sobre colorantes) y
95/2/CEE (sobre aditivos distintos de colorantes y edulcorantes).
En España, las primeras disposiciones sobre la definición y uso de los aditivos
corresponden al Código Alimentario Español (Decreto 2484/1967), el cuerpo de
normas básicas y sistematizadas relativas a los alimentos. Además, la
Reglamentación técnico-sanitaria de aditivos alimentarios (Real Decreto
3177/1983), desarrolla los requisitos que deben cumplir estas sustancias, así
como la lista autorizada de las mismas.
Los sistemas de regulación de los aditivos pueden estar basados en las
llamadas listas positivas 7 o listas negativas 8 .Las primeras pueden ser
horizontales, cuando enumeran las sustancias admitidas como aditivos, pero sin
establecer los alimentos a los que se puede agregar ni la dosis de adición (las
Directivas de la UE, destinadas a la armonización de las normativas de los países
miembros son un ejemplo) o verticales, si presentan las sustancias admitidas
como aditivos se- ñalando los alimentos a los que se incorporan, así como las
dosis máximas permitidas. El uso de una sustancia no incluida en la lista, o en el
caso de que figure en la lista y se añada a un alimento no autorizado o en una
dosis superior a la establecida, da lugar a una infracción de la reglamentación.
Ahora bien, el que se recoja legalmente la posibilidad de utilizar sustancias como
aditivos, no significa que su uso sea obligatorio, sino que, si es necesaria su
incorporación, sólo podrán emplearse en los alimentos señalados. Hay que
indicar, sin embargo, que la filosofía actual en el campo de la industria
alimentaria es el de incorporar lo menos posible cualquier sustancia, ya sea
como aditivo o como coadyuvante, y se recurre a métodos físicos que permitan
una mejor manipulación y procesado de las materias primas, así como una
óptima conservación del producto final.

FUNCIONES

Los aditivos alimentarios cumplen 5 funciones principales:

1. Le dan al alimento una textura consistente y lisa:

 Los emulsionantes evitan que los productos se separen.


 Los estabilizadores y los espesantes proporcionan una textura uniforme.
 Los agentes antiapelmazantes permiten el libre flujo de sustancias.

2. Mejoran o conservan el valor nutricional:

 Muchos alimentos y bebidas están fortificados y enriquecidos para


suministrar vitaminas, minerales y otros nutrientes a muchos alimentos.
Los ejemplos de alimentos comúnmente fortificados son la harina, el
cereal, la margarina y la leche. Esto ayuda a compensar una cantidad
baja o carencia de vitaminas y minerales en la dieta de una persona.
 Todos los productos que contengan nutrientes agregados deben llevar
una etiqueta.

3. Conservan la salubridad de los alimentos:

 Las bacterias y otros microorganismos pueden provocar enfermedades


transmitidas por el consumo de alimentos. Los conservantes reducen el
daño que estos microorganismos pueden causar.
 Algunos conservantes ayudan a preservar el sabor de los alimentos
horneados porque evitan que las grasas y los aceites se vuelvan
rancios.
 Los conservantes también evitan que las frutas frescas se vuelvan
oscuras cuando están expuestas al aire.

4. Controlan el equilibrio acidobásico de alimentos y suministran fermentación:


 Ciertos aditivos ayudan a cambiar el equilibrio acidobásico de los
alimentos con el fin de obtener un determinado sabor o color.
 Los agentes fermentadores que liberan ácidos cuando son expuestos al
calor reaccionan con el bicarbonato de soda para ayudar a que
bizcochos, tortas y otros productos horneados aumenten de tamaño.

5. Suministran color y mejoran el sabor:

 Ciertos colores mejoran el aspecto de los alimentos.


 Muchas especias, al igual que sabores sintéticos y naturales, resaltan el
sabor del alimento.

¿QUÉ SIGNIFICA EL NÚMERO E DE UN ADITIVO ALIMENTARIO?

Los aditivos alimentarios se clasifican mediante numeración E, seguido de 3 o

4 dígitos.

En las etiquetas aparecen de la siguiente forma:

1. La letra E aparece en primer lugar. (El hecho de que un aditivo tenga un


número E asignado da garantías de que el aditivo ha pasado controles de
seguridad y que ha sido aprobado para su uso en la Unión Europea).
2. A continuación aparecen los 3 o 4 dígitos. El primer dígito indica la categoría a
la cual pertenece el aditivo, el tipo de aditivo que es:

 E1XX. Colorantes.
 E2XX. conservantes.
 E3XX. Antioxidantes y reguladores del pH.
 E4XX. Agentes que actúan sobre la textura (estabilizantes,
espesantes, gelificantes y
Emulsionantes).
 E5XX. Correctores de la acidez y sustancias minerales.
 E6XX. Potenciadores del sabor.
 E9XX. Otros aditivos (agentes de recubrimiento, gases de envasado
y edulcorantes).
 E11XX. Enzimas.
 E12XX. Clarificantes
 E14XX. Almidones modificados
 E15XX. Disolventes y humectantes

El segundo dígito hace referencia a la familia del aditivo (en el caso de los
colorantes indica el color, en el de los antioxidantes el grupo químico al que
pertenecen).
La tarea de control

Los aditivos deben ser inocuos y su seguridad debe verificarse para determinar
dosis máximas de uso En octubre de 2001 se publicó un informe de la
Comisión en el que se evaluaba la ingesta de aditivos en la Unión Europea. La
finalidad era poder determinar las cantidades ingeridas y calcular los niveles de
riesgo. Como fruto de estos trabajos se elaboró una clasificación en la que se
especifica el nivel de riesgo o de peligro.

 Aditivos excluidos de la tarea de control: Dada la necesidad de establecer


prioridades, se decidió excluir del ejercicio de control a aquellos aditivos para
los que se ha demostrado su carácter inocuo. En estos casos o bien se ha
evidenciado que en ningún caso suponen un problema o bien se ha probado
que en las concentraciones empleadas no implican peligro alguno.

 Aditivos sometidos a control en la secuencia 1: En la secuencia 1, los


aditivos han sido estudiados utilizando datos teóricos sobre el consumo de
alimentos, combinados con los niveles máximos de uso autorizados. Los
aditivos alimentarios cuya ingesta estimada sobrepasan la DDA (dosis diaria
admisible) pasan a un nivel superior de riesgo o secuencia 2.

 Aditivos sometidos a control en la secuencia 2: En la secuencia 2 se


examinan los aditivos que en la previa han sobrepasado la ingesta estimada.
Su ingesta teórica se calcula combinando los datos nacionales medios de
consumo de alimentos para el conjunto de la población con los niveles
máximos de uso autorizados. Esta información se recaba, siempre que sea
posible, tanto para adultos como para niños de corta edad.

 Aditivos sometidos a control en la secuencia 3: En la secuencia 3 se


consideran dos categorías de aditivos: los transferidos desde la secuencia 2
por su mayor toxicidad; y los aditivos con DDA numéricas autorizadas de
conformidad con el principio quantum satis, expresión que significa que no se
especifica ningún nivel máximo para el aditivo en cuestión. En cualquier caso,
los aditivos se utilizarán con arreglo a la práctica de fabricación correcta a un
nivel que no sea superior al necesario para conseguir el objetivo pretendido y
a condición de que no confundan al consumidor.

Clasificadores y especificaciones de los aditivos alimentarios

COLORANTES (E100 – E199)

La primera sensación percibida en un alimento, que incluso influye sobre el sabor


y el olor, es el color. Pero los alimentos naturales poseen un color que varía tanto
con la estacionalidad de la materia prima como con los tratamientos tecnológicos
aplicados en su procesado. Así que para hacerlos atractivos a los consumidores
deben colorearse artificialmente. Más aún, el coloreado puede condicionar el
éxito o fracaso comercial de un producto. Para ello se pueden utilizar sustancias
obtenidas de fuentes naturales o preparadas por métodos físicos o químicos.
Pero no todas las sustancias colorantes son adecuadas con fines alimentarios,
ya que algunas incluso pueden resultar perjudiciales para la salud. Tal es el caso
de derivados de cobre, plomo y arsénico, que se usaron en el siglo XIX para
colorear fraudulentamente los alimentos. Inicialmente se sustituyeron los
colorantes naturales por los sintéticos, por ser inestables con el tiempo.
Actualmente, y en la medida de lo posible, se recurre a colorantes naturales en
lugar de sintéticos, ya que existe una presión importante por parte de los
consumidores.

Salvo que se indique lo contrario, no pueden incorporarse colorantes (ni los


legalmente aceptados) a los alimentos que no se someten a tratamiento para
modificar su estado inicial. Este es el caso de la carne cruda (entera, troceada o
picada).

que-tan-daninos-son-los-colorantes-artificiales-de-tu-comida

a) Colorantes naturales

En sentido estricto, solo sería natural el color que un alimento tiene por sí mismo.
El que se incorpora se obtiene de materiales biológicos no alimentarios (por
ejemplo, plantas o insectos) o bien se forman espontáneamente al calentar un
alimento, como es el caso del caramelo. Los colorantes naturales son
considerados, en general, como inocuos y las limitaciones específicas en su
utilización son menores que las que afectan a los colorantes de síntesis.
Tabla 1. Colorantes naturales de uso más frecuentes que están autorizados en
la UE.

b) Colorantes sintéticos
El coloreado de los alimentos alcanzó su apogeo con el desarrollo en el siglo
XIX de la industria de los colorantes orgánicos de síntesis. Ya en 1860 se
coloreaba el vino en Francia con fucsina; más adelante se colorearon los
macarrones y la mantequilla con dinitrocresol , etc. En los últimos años el
interés de los consumidores por la seguridad de los
Alimentos ha llevado a muchas empresas a revisar la formulación de sus
productos y sustituir cuando es tecnológicamente factible los colorantes
artificiales por otros naturales. Además, aunque en general son más resistentes
que los colorantes naturales, los colorantes sintéticos presentan también
problemas en su uso; por ejemplo, en muchos casos se decoloran por acción del
ácido ascórbico, efecto importante en el caso de las bebidas refrescantes, en
que esta sustancia se utiliza como antioxidante.
La preocupación por la seguridad en el uso de los colorantes sintéticos ha hecho
que hayan sido estudiados de forma exhaustiva sus efectos sobre la salud,
mucho más que la mayoría de los colorantes naturales. Ello ha llevado a reducir
progresivamente el número de colorantes utilizables, aunque al contrario de lo
que sucede en los otros grupos de aditivos, existan grandes variaciones de un
país a otro. Por ejemplo, en los países nórdicos están prohibidos prácticamente
todos los de síntesis, mientras que en Estados Unidos no están autorizados
algunos de los utilizados en Europa, pero sí lo están otros que no se utilizan aquí.
Además cada colorante tiene por sí mismo un límite que varía según la sustancia
de que se trate y del alimento en el que se utilice. La tendencia actual es a limitar
mas aún tanto los productos utilizables como las cantidades que pueden
añadirse.

Tabla 2. Colorantes sintéticos más utilizados en la UE

CONSERVANTES (E200 – E300)


El conservante es una sustancia que retrasa el proceso de deterioro de los
alimentos. Se utiliza como aditivo alimentario que se añade a los alimentos
para detener o minimizar el deterioro causado por la presencia de diferentes tipos
de microorganismos (bacterias, levaduras y mohos).

El deterioro microbiano de los alimentos tiene implicaciones económicas


evidentes, tanto para los fabricantes como para los distribuidores y
consumidores. Se calcula que más del 20% de todos los alimentos producidos
en el mundo se pierden por acción de los microorganismos. Por otra parte, los
alimentos alterados pueden resultar muy perjudiciales para la salud del
consumidor.
Las condiciones del uso de los conservantes están reglamentadas
estrictamente en todos los países del mundo. Existen límites a la cantidad que
se puede añadir de un conservante y a la de conservantes totales. Siguiendo
estas concentraciones autorizadas, los conservantes alimentarios no matan en
general a los microorganismos, sino que solamente evitan su proliferación. Por
lo tanto, solo son útiles con materias primas de buena calidad.
Acido benzoico y benzoatos - E 210 a E 219. Tienen una toxicidad superior a
la de otros conservantes. Pueden liberar histamina y causar reacciones alérgicas
cutáneas o respiratorias, incluido el asma en personas susceptibles. Con la
tartrazina (E 102) incrementa la hiperactividad. Pueden dar malestar
gastrointestinal y podrían ser cancerígenos. Al combinarse con la vitamina C
pueden ser prooxidantes y dañar al ADN.
Estos conservantes están muy extendidos, se utilizan en conservas de hortalizas
y frutas, ensaladas envasadas, repostería, salsas comerciales, bebidas de frutas
comerciales, bebidas refrescantes, etc. Además, hay que tener en cuenta que a
muchos de estos productos se añade vitamina C.
El ácido benzoico también se encuentra de forma natural en algunos alimentos
como: arándanos rojos, frambuesas, grosella, ciruelas, champiñones, canela,
clavo, algunos productos lácteos fermentados y, sobre todo, en las bayas. Lo
que debe tenerse en cuenta en las personas sensibles a los benzoatos.
Anhídrido sulfuroso y sulfitos - E 220 a E 228. Causan frecuentemente
reacciones alérgicas cutáneas (ronchas) y respiratorias (incluido el asma),
molestias digestivas (náuseas, diarrea), dolores de cabeza, debilidad, opresión
torácica... y destruyen la tiamina (vitamina B1) de los alimentos. Pueden dar
sensibilidad en personas sin antecedentes de alergia. Por su acción oxidante
pueden reducir el contenido vitamínico de los alimentos. No son cancerígenos.
Son muy utilizados en los alimentos, añadiéndose a zumos de frutas, vino
(sulfitado del vino) y cerveza, y muchos contienen tan elevada cantidad de
anhídrido sulfuroso que tomando unos vasos ya se sobrepasa la dosis máxima
diaria tolerable. Se utilizan también en otros muchos alimentos: algunas frutas
desecadas como el melocotón, la pera y los orejones de albaricoque,
mermeladas, jarabes, confitería, aceitunas, conservas vegetales, langostinos y
otros crustáceos frescos y congelados, etc. En los restaurantes y comercios es
frecuente que se sumerjan las hortalizas de hojas como la lechuga en una
solución de sulfito con el fin de mejorar su aspecto.
Nitritos - E 249 E 250, y nitratos - E 251 E 252. Son necesarios para prevenir
intoxicaciones alimentarias, pero en cantidades relativamente pequeñas son
tóxicos y pueden causar: afectación de la hemoglobina de la sangre, alteración
del tiroides, destrucción de las vitaminas A, tiamina (B1) y riboflavina (B2),
reacciones parecidas a las alérgicas y cáncer.
Los nitratos no son tóxicos, pero en el interior del organismo, o bien, por
temperaturas elevadas (calentamiento) y por el almacenaje en ambiente húmedo
y cerrado, se transforman en nitritos de los que fácilmente se forman
nitrosaminas, con elevado efecto cancerígeno. Las nitrosaminas se pueden
formar en la saliva, el estómago, el colon y la vejiga, al reaccionar los nitritos con
las aminas de otros alimentos (como el queso) o con lecitinas, o bien, se forman
en el mismo alimento debido a su procesado. La combustión del tabaco produce
nitritos y la saliva de los fumadores forma nitrosaminas cancerígenas
procedentes de los nitritos.
Los nitratos y nitritos se utilizan en la elaboración de productos cárnicos, sobre
todo embutidos como el chorizo, el salchichón, los jamones, el tocino
ahumado, hot dogs..., en conservas cárnicas, en los salazones (sal para
conservar), en las pizzas, en quesos, y en pescados. Se utilizan para conservar
y para evitar la pérdida del color natural en estos productos.
Además, se encuentran en exceso en muchas verduras - hortalizas (acelga,
lechuga, apio, berro, coles, escarola, espinaca, nabo, perejil, rábano, remolacha,
ruibarbo, zanahorias...) y en algunas aguas potables, debido a condiciones de
crecimiento y ambientales desfavorables y a los fertilizantes y herbicidas
utilizados. El almacenamiento en embalaje de plástico a temperatura ambiente
aumenta mucho los nitritos, y más aún si se recalienta el alimento.
Fungicidas de superficie - E 230 a E 233. Para la conservación de algunas
frutas durante más tiempo, impidiendo el crecimiento de ciertos tipos de mohos.
Se aplica en la piel de cítricos (naranja, limón...), manzanas, peras y plátanos.
Se desinfectan los contenedores y el papel del empaquetado, pero las frutas
también pueden ser sumergidas en una solución del conservante, penetrando la
piel y la parte externa del interior de la fruta.
Son tóxicos (hígado, riñón, tiroides...) y, por ello, las frutas no ecológicas deben
pelarse y no debe utilizarse su piel rallada para pasteles ni en rodajas para platos
y bebidas.
Es aconsejable tomar habitualmente alimentos frescos, de temporada,
autóctonos..., mejor de fuente conocida.

Esta manzana OGM es simplemente innecesaria. El dorado de manzana es un


pequeño problema cosmético que los consumidores y la industria han tratado
con éxito durante generaciones. ( Foto: Shutterstock)

ANTIOXIDANTES Y REGULADORES DEL PH (E300 – E400)


La oxidación de las grasas es la forma de deterioro de los alimentos más
importante después de las alteraciones producidas por microorganismos, y
representa el factor limitante de la vida útil de muchos de ellos, desde las galletas
de aperitivo hasta el pescado congelado.
Las industrias alimentarias intentan evitar la oxidación de los alimentos utilizando
diferentes técnicas, que van desde el envasado hermético al vacío hasta el uso
de sustancias con propiedades antioxidantes. La mayoría de los productos
grasos tienen sus propios antioxidantes naturales, aunque muchas veces estos
se pierden durante el procesado (refinado de los aceites, por ejemplo), pérdida
que debe ser compensada de forma artificial. Las grasas vegetales son en
general más ricas en sustancias antioxidantes que las animales. También otros
ingredientes, como ciertas especias (el romero, por ejemplo), pueden aportar
antioxidantes a los alimentos elaborados con ellos. Por otra parte, actualmente
se propone que las grasas predominantes de la dieta sean insaturadas, con el
fin de prevenir las enfermedades cardíacas, por ello hace más necesario el uso
de antioxidantes, ya que son estas grasas las susceptibles de sufrir los
fenómenos de oxidación
Los antioxidantes actúan deteniendo la oxidación de las grasas. Otras sustancias
refuerzan la acción de los antioxidantes eliminando las trazas de ciertos metales,
como el cobre o el hierro, que facilitan la oxidación. Los primeros son los
antioxidantes propiamente dichos, mientras que los segundos reciben la
denominación legal de “sinérgicos de antioxidantes”, o más propiamente, de
“agentes complejantes13”. Los antioxidantes retrasan la alteración oxidativa del
alimento, pero no la evita de una forma definitiva. Es más, el uso de antioxidantes
en cantidades o en condiciones inadecuadas puede incluso acelerar la
oxidación. Otros aditivos alimentarios (por ejemplo, los sulfitos) tienen una cierta
acción antioxidante, además de la acción primaria para la que específicamente
se utilizan. Esta acción lateral se indicará también al tratar cada uno de ellos.
En este grupo se incluyen aquellas sustancias, también denominadas a veces
sinérgicos de antioxidantes, que tienen acción antioxidante por un mecanismo
específico, el secuestro de las trazas de metales presentes en el alimento. Estas
trazas (cobre y hierro fundamentalmente) pueden encontrarse en el alimento de
forma natural o incorporarse a él durante el procesado, y tienen una gran
efectividad como aceleradores de las reacciones de oxidación. Algunos de estos
aditivos tienen también otras funciones, como acidificantes o conservantes,
mientras que otros aditivos, cuya principal función es distinta, poseen cierta
actividad antioxidante por este mecanismo, por ejemplo, los fosfatos, el sorbitol,
etc.
Antioxidantes sintéticos, el veneno de los alimentos
Tabla 3. Antioxidantes más utilizados en la UE.

Tabla 4. Sinérgicos de antioxidantes admitidos como aditivos en la UE..

GELIFICANTES, ESPESANTES Y ESTABILIZANTES (E400 – E599)


E100 Curcumina INOFENSIVO
E100ii Cúrcuma INOFENSIVO
E101 Riboflavina (Lactoflavina) INOFENSIVO
E101a Fosfato de Riboflavina INOFENSIVO
E102 Tartrazina EVITAR
E103 Crisoína EVITAR
E104 Amarillo de Quinoleína EVITAR
E105 Amarillo Sólido EVITAR
E106 Fosfato de Lactoflavina INOFENSIVO
E107 Amarillo 2G EVITAR
E110 Amarillo Ocaso FCF EVITAR
E111 Naranja GGN EVITAR
E120 Ácido Carmínico EVITAR
E120i Rojo Carmín EVITAR
E120ii Extracto de Cochinilla EVITAR
E121 Rojo Cítrico 2 EVITAR
E122 Azorrubina (Carmoisina) EVITAR
E123 Amaranto EVITAR
E124 Ponceau 4R EVITAR
E125 Ponceau SX EVITAR
E126 Ponceau 6R EVITAR
E127 Eritrosina EVITAR
E128 Rojo 2G EVITAR
E129 Rojo Allura AC EVITAR
E130 Azul de Antraquinona EVITAR
E131 Azul Patente V EVITAR
E132 Indigotina (Carmín PRECAUCIÓN
Índigo)
E133 Azul Brillante FCF EVITAR
E140 Clorofilas INOFENSIVO
E140i Clorofila INOFENSIVO
E140ii Clorofilina INOFENSIVO
E141 Complejos Cúpricos de INOFENSIVO
Clorofila
E141i Complejos Cúpricos de INOFENSIVO
Clorofilas
E141ii Complejos Cúpricos de INOFENSIVO
Clorofilinas
E142 Verde Ácido Brillante EVITAR
E150 Caramelo PRECAUCIÓN
E150a Caramelo Cáustico PRECAUCIÓN
E150b Caramelo Cáustico de PRECAUCIÓN
Sulfito
E150c Caramelo Amónico PRECAUCIÓN
E150d Caramelo Sulfito de PRECAUCIÓN
Amoníaco
E151 Negro Brillante BN EVITAR
E152 Negro 7984 EVITAR
E153 Carbón Vegetal INOFENSIVO
Medicinal
E154 Marrón FK EVITAR
E155 Marrón Chocolate HT EVITAR
E160 Beta Caroteno INOFENSIVO
E160a Carotenoides INOFENSIVO
E160b Annatto, Bixina, INOFENSIVO
Norbixina
E160c Extracto de Pimiento INOFENSIVO
(Paprika)
E160d Licopeno INOFENSIVO
E160e Beta Apocarotenal INOFENSIVO
E160f Ester Etílico Ácido Beta INOFENSIVO
Apocarotenoico
E161 Xantófilas PRECAUCIÓN
E161a Flavoxantina PRECAUCIÓN
E161b Luteína INOFENSIVO
E161c Criptoxantina PRECAUCIÓN
E161d Rubixantina PRECAUCIÓN
E161e Violaxantina PRECAUCIÓN
E161f Rodoxantina PRECAUCIÓN
E161g Cantaxantina EVITAR
E161h Zeaxantina INOFENSIVO
E161j Astaxantina INOFENSIVO
E162 Rojo Remolacha INOFENSIVO
(Betanina)
E163 Antocianinas INOFENSIVO
E163a Cianidina INOFENSIVO
E163b Delfinidina INOFENSIVO
E163c Malvidina INOFENSIVO
E164d Pelargonidina INOFENSIVO
E164e Peonidina INOFENSIVO
E165f Petunidina INOFENSIVO
E170 Carbonatos Cálcicos INOFENSIVO
E170i Carbonato de Calcio INOFENSIVO
E170ii Bicarbonato de Calcio INOFENSIVO
E171 Óxido de Titanio EVITAR
E172 Óxido de Hierro INOFENSIVO
E173 Aluminio EVITAR
E174 Plata EVITAR
E175 Oro EVITAR
E180 Pigmento Rubí EVITAR
(Litolrubina BK)
E181 Tierra Sombra Quemada EVITAR
E182 Orceína (Orcina, Orcilla) EVITAR
E200 Ácido Sórbico INOFENSIVO
E201 Sorbato de Sodio INOFENSIVO
E202 Sorbato de Potasio INOFENSIVO
E203 Sorbato de Calcio INOFENSIVO
E210 Ácido Benzoico EVITAR
E211 Benzoato de Sodio EVITAR
E212 Benzoato de Potasio EVITAR
E213 Benzoato de Calcio EVITAR
E214 Etil Hidroxibenzoato EVITAR
E215 Etil Hidroxibenzoato de EVITAR
Sodio
E216 Propil Hidroxibenzoato EVITAR
E217 Propil Hidroxibenzoato EVITAR
de Sodio
E218 Metil Hidroxibenzoato EVITAR
E219 Metil Hidroxibenzoato de EVITAR
Sodio
E220 Dióxido de Azufre EVITAR
(Sulfitos)
E221 Sulfito de Sodio EVITAR
E222 Sulfito Ácido de Sodio EVITAR
E223 Metabisulfito de Sodio EVITAR
E224 Metabisulfito de Potasio EVITAR
E225 Sulfito de Potasio EVITAR
E226 Sulfito de Calcio EVITAR
E227 Sulfito Ácido de Calcio EVITAR
E228 Sulfito Ácido de Potasio EVITAR
E230 Bifenilo (Difenilo) EVITAR
E231 Ortofenil Fenol EVITAR
E232 Ortofenil Fenolato Sódico EVITAR
E233 Tiabendazol EVITAR
E234 Nisina INOFENSIVO
E235 Natamicina (Pimaricina) INOFENSIVO
E236 Ácido Fórmico EVITAR
(Metanoico)
E237 Formiato de Sodio EVITAR
E238 Formiato de Calcio EVITAR
E239 Hexametil Entetramina EVITAR
(Hexamina)
E240 Formaldehído (Formol, EVITAR
Formalina)
E242 Dimetil Dicarbonato EVITAR
E243 Etil Lauroil Arginato INOFENSIVO
E249 Nitrito de Potasio EVITAR
E250 Nitrito de Sodio EVITAR
E251 Nitrato de Sodio PRECAUCIÓN
E252 Nitrato de Potasio PRECAUCIÓN
E260 Ácido Acético INOFENSIVO
E261 Acetato de Potasio INOFENSIVO
E262 Acetato de Sodio INOFENSIVO
E263 Acetato de Calcio INOFENSIVO
E264 Acetato de Amonio INOFENSIVO
E270 Ácido Láctico INOFENSIVO
E280 Ácido Propiónico INOFENSIVO
E281 Propionato de Sodio INOFENSIVO
E282 Propionato de Calcio INOFENSIVO
E283 Propionato de Potasio INOFENSIVO
E284 Ácido Bórico EVITAR
E285 Tetraborato de Sodio EVITAR
(Bórax)
E290 Dióxido de Carbono INOFENSIVO
E296 Ácido Málico PRECAUCIÓN
E297 Ácido Fumárico INOFENSIVO
E300 Ácido Ascórbico INOFENSIVO
E301 Ascorbato de Sodio INOFENSIVO
E302 Ascorbato de Calcio INOFENSIVO
E303 Ascorbato de Potasio INOFENSIVO
E304 Palmitato Ascorbilo INOFENSIVO
E305 Estearato Ascorbilo INOFENSIVO
E306 Extractos Naturales INOFENSIVO
Ricos en Tocoferol
E307 Alfa Tocoferol INOFENSIVO
E308 Gama Tocoferol INOFENSIVO
E309 Delta Tocoferol INOFENSIVO
E310 Galato de Propilo EVITAR
E311 Galato de Octilo EVITAR
E312 Galato de Dodecilo EVITAR
E315 Ácido Eritórbico INOFENSIVO
E316 Eritorbato Sódico INOFENSIVO
E319 Butil Hidroquinona (BHQ) EVITAR
E320 Butil Hidroxianisol (BHA) EVITAR
E321 Butil Hidroxitolueno EVITAR
(BHT)
E322 Lecitina INOFENSIVO
E325 Lactato de Sodio INOFENSIVO
E326 Lactato de Potasio INOFENSIVO
E327 Lactato de Calcio INOFENSIVO
E328 Lactato de Amonio INOFENSIVO
E329 Lactato de Magnesio INOFENSIVO
E330 Ácido Cítrico INOFENSIVO
E331 Citratos de Sodio INOFENSIVO
E332 Citratos de Potasio INOFENSIVO
E333 Citratos de Calcio INOFENSIVO
E334 Ácido Tartárico INOFENSIVO
E335 Tartrato de Sodio INOFENSIVO
E336 Tartrato de Potasio INOFENSIVO
E337 Tartrato Doble de Sodio INOFENSIVO
y Potasio
E338 Ácido Ortofosfórico PRECAUCIÓN
E339 Ortofosfatos de Sodio PRECAUCIÓN
E339i Ortofosfato Monosódico PRECAUCIÓN
E339ii Ortofosfato Disódico PRECAUCIÓN
E339iii Ortofosfato Trisódico PRECAUCIÓN
E340 Ortofosfatos de Potasio PRECAUCIÓN
E340i Ortofosfato PRECAUCIÓN
Monopotásico
E340ii Ortofosfato Dipotásico PRECAUCIÓN
E340iii Ortofosfato Tripotásico PRECAUCIÓN
E341 Ortofosfatos de Calcio PRECAUCIÓN
E341i Ortofosfato Monocálcico PRECAUCIÓN
E341ii Ortofosfato Dicálcico PRECAUCIÓN
E341iii Ortofosfato Tricálcico PRECAUCIÓN
E342 Ortofosfatos de Amonio PRECAUCIÓN
E342i Ortofosfato PRECAUCIÓN
Monoamónico
E342ii Ortofosfato Diamónico PRECAUCIÓN
E342iii Ortofosfato Triamónico PRECAUCIÓN
E343 Ortofosfatos de PRECAUCIÓN
Magnesio
E343i Ortofosfato PRECAUCIÓN
Monomagnésico
E343ii Ortofosfato Dimagnésico PRECAUCIÓN
E343iii Ortofosfato Trimagnésico PRECAUCIÓN
E349 Malatos de Amonio INOFENSIVO
E349i Malato de Amonio INOFENSIVO
E349ii Malato Ácido de Amonio INOFENSIVO
E350 Malatos de Sodio INOFENSIVO
E350i Malato de Sodio INOFENSIVO
E350ii Malato Ácido de Sodio INOFENSIVO
E351 Malatos de Potasio INOFENSIVO
E351i Malato de Potasio INOFENSIVO
E351ii Malato Ácido de Potasio INOFENSIVO
E352 Malatos de Calcio INOFENSIVO
E352i Malato de Calcio INOFENSIVO
E352ii Malato Ácido de Calcio INOFENSIVO
E353 Ácido Metatartárico INOFENSIVO
E354 Tartrato de Calcio INOFENSIVO
E355 Ácido Adípico INOFENSIVO
E356 Adipato de Sodio INOFENSIVO
E357 Adipato de Potasio INOFENSIVO
E363 Ácido Succínico INOFENSIVO
E364 Fumarato de Magnesio INOFENSIVO
E365 Fumarato de Sodio INOFENSIVO
E366 Fumarato de Potasio INOFENSIVO
E367 Fumarato de Calcio INOFENSIVO
E368 Fumarato de Amonio INOFENSIVO
E370 Heptonolactona EVITAR
E375 Ácido Nicotínico PRECAUCIÓN
(Niacina)
E380 Citrato Triamónico INOFENSIVO
E381 Citrato Férrico de INOFENSIVO
Amonio
E385 Etileno Diamina Tetra EVITAR
Acetato (EDTA)
E386 Ácido Etileno Diamino EVITAR
Tetraacético (AEDT)
E392 Extracto de Romero INOFENSIVO
E400 Ácido Algínico INOFENSIVO
E401 Alginato de Sodio INOFENSIVO
E402 Alginato de Potasio INOFENSIVO
E403 Alginato de Amonio INOFENSIVO
E404 Alginato de Calcio INOFENSIVO
E405 Alginato de Propilenglicol INOFENSIVO
E406 Agar-Agar INOFENSIVO
E407 Carragenanos EVITAR
E407a Algas Eucheuma EVITAR
E410 Goma Garrofín INOFENSIVO
(Algarrobo)
E412 Goma Guar INOFENSIVO
E413 Goma Tragacanto INOFENSIVO
(Aldragante)
E414 Goma Arábiga PRECAUCIÓN
E415 Goma Xantana PRECAUCIÓN
E416 Goma Karaya INOFENSIVO
E417 Goma Tara INOFENSIVO
E418 Goma Gellan INOFENSIVO
E420 Sorbitol PRECAUCIÓN
E421 Manitol PRECAUCIÓN
E422 Glicerol INOFENSIVO
E425 Goma Konjac INOFENSIVO
(Glucomanano)
E426 Hemicelulosa de Soja INOFENSIVO
E427 Goma Cassia PRECAUCIÓN
E430 Estearato Polioxietileno 8 EVITAR
E431 Estearato Polioxietileno EVITAR
40
E432 Monolaurato EVITAR
Polioxietilenado
(Polisorbato 20)
E433 Monooleato EVITAR
Polioxietilenado
(Polisorbato 80)
E434 Monopalmitato EVITAR
Polioxietilenado
(Polisorbato 40)
E435 Monoestearato EVITAR
Polioxietilenado
(Polisorbato 60)
E436 Triestearato EVITAR
Polioxietilenado
(Polisorbato 65)
E440 Pectina INOFENSIVO
E440a Pectinas INOFENSIVO
E440b Pectinas Amidadas INOFENSIVO
E441 Gelatina (VER VÍDEO) EVITAR
E442 Fosfátidos de Amonio PRECAUCIÓN
E444 Acetato Isobutirato de PRECAUCIÓN
Sacarosa
E445 Ésteres Glicéridos INOFENSIVO
Colofonia de Madera
E445i Abietato de Glicerilo INOFENSIVO
E445ii Goma Éster INOFENSIVO
E450 Difosfatos PRECAUCIÓN
E450i Difosfato Disódico PRECAUCIÓN
E450ii Difosfato Trisódico PRECAUCIÓN
E450iii Difosfato Tetrasódico PRECAUCIÓN
E450iv Difosfato Dipotásico PRECAUCIÓN
E450v Difosfato Tetrapotásico PRECAUCIÓN
E450vi Difosfato Dicálcico PRECAUCIÓN
E450vii Difosfato Ácido de Calcio PRECAUCIÓN
E450ix Difosfato Magnésico de PRECAUCIÓN
Dihidrógeno
E451 Trifosfatos PRECAUCIÓN
E451i Trifosfato Pentasódico PRECAUCIÓN
E451 Trifosfato Pentapotásico PRECAUCIÓN
E452 Polifosfatos PRECAUCIÓN
E452i Polifosfato de Sodio PRECAUCIÓN
E452ii Polifosfato de Potasio PRECAUCIÓN
E452iii Polifosfato de Sodio y PRECAUCIÓN
Calcio
E452iv Polifosfato de Calcio PRECAUCIÓN
E452v Polifosfato de Amonio PRECAUCIÓN
E459 Beta Ciclodextrina INOFENSIVO
E460 Celulosa Microcristalina PRECAUCIÓN
E461 Metilcelulosa PRECAUCIÓN
E462 Etilcelulosa PRECAUCIÓN
E463 Hidroxipropil Celulosa PRECAUCIÓN
E464 Hidroxipropil PRECAUCIÓN
Metilcelulosa
E465 Etilmetil Celulosa PRECAUCIÓN
E466 Carboximetil Celulosa de PRECAUCIÓN
sodio
E467 Etilhidroxietil Celulosa PRECAUCIÓN
E468 Carboximetil Celulosa de PRECAUCIÓN
Sodio Reticulada
E469 Carboximetil Celulosa de PRECAUCIÓN
Sodio Hidrolizada
E470 Sales de los Ácidos INOFENSIVO
Grasos
E470a Sales de Sodio, Potasio INOFENSIVO
y Calcio de los Ácidos
Grasos
E470b Sales de Magnesio de INOFENSIVO
los Ácidos Grasos
E471 Mono y Diglicéridos de PRECAUCIÓN
los Ácidos Grasos
E472 Ésteres de los Mono y PRECAUCIÓN
Diglicéridos de los
Ácidos Grasos
E472a Ésteres Acéticos de los PRECAUCIÓN
Mono y Diglicéridos de
los Ácidos Grasos
E472b Ésteres Lácticos de los PRECAUCIÓN
Mono y Diglicéridos de
los Ácidos Grasos
E472c Ésteres Cítricos de los PRECAUCIÓN
Mono y Diglicéridos de
los Ácidos Grasos
E472d Ésteres Tartáricos de los PRECAUCIÓN
Mono y Diglicéridos de
los Ácidos Grasos
E472e Ésteres PRECAUCIÓN
Monoacetiltartárico y
Diacetiltartárico de los
Mono y Diglicéridos de
los Ácidos Grasos
E472f Ésteres Mixtos Acéticos PRECAUCIÓN
y Tartáricos de los Mono
y Diglicéridos de los
Ácidos Grasos
E473 Sucroésteres de los PRECAUCIÓN
Ácidos Grasos
E474 Sucroglicéridos de los PRECAUCIÓN
Ácidos Grasos
E475 Ésteres Poliglicéridos de PRECAUCIÓN
los Ácidos Grasos
E476 Polirricinoleato de INOFENSIVO
Poliglicerol
E477 Ésteres de Propilenglicol PRECAUCIÓN
de los Ácidos Grasos
E479b Aceite de Soja Oxidado PRECAUCIÓN
E480 Dioctil Sulfosuccinato de PRECAUCIÓN
Sodio
E481 Estearoil-2-Lactilato INOFENSIVO
Sódico
E482 Estearoil-2-Lactilato INOFENSIVO
Cálcico
E483 Tartrato de Estearilo INOFENSIVO
E491 Monoestearato de EVITAR
Sorbitán
E492 Triestearato de Sorbitán EVITAR
E493 Monolaurato de Sorbitán EVITAR
E494 Monooleato de Sorbitán EVITAR
E495 Monopalmitato de EVITAR
Sorbitán
E499 Fitoesteroles Ricos en INOFENSIVO
Estigmasterol
E500 Carbonatos de Sodio INOFENSIVO
E500i Carbonato de Sodio INOFENSIVO
E500ii Carbonato Ácido de INOFENSIVO
Sodio
E501 Carbonatos de Potasio INOFENSIVO
E501i Carbonato de Potasio INOFENSIVO
E501ii Carbonato Ácido de INOFENSIVO
Potasio
E503 Carbonatos de Amonio INOFENSIVO
E503i Carbonato de Amonio INOFENSIVO
E503ii Carbonato Ácido de INOFENSIVO
Amonio
E504 Carbonatos de Magnesio INOFENSIVO
E504i Carbonato de Magnesio INOFENSIVO
E504ii Carbonato Ácido de INOFENSIVO
Magnesio
E507 Ácido Clorhídrico EVITAR
E508 Cloruro de Potasio EVITAR
E509 Cloruro de Calcio EVITAR
E510 Cloruro de Amonio EVITAR
E511 Cloruro de Magnesio INOFENSIVO
E512 Cloruro de Estaño EVITAR
E513 Ácido Sulfúrico EVITAR
E514 Sulfatos de Sodio PRECAUCIÓN
E514i Sulfato de Sodio PRECAUCIÓN
E514ii Sulfato Ácido de Sodio PRECAUCIÓN
E516 Sulfatos de Calcio PRECAUCIÓN
E516i Sulfato de Calcio PRECAUCIÓN
E516ii Sulfato Ácido de Calcio PRECAUCIÓN
E517 Sulfatos de Amonio PRECAUCIÓN
E517i Sulfato de Amonio PRECAUCIÓN
E517ii Sulfato Ácido de Amonio PRECAUCIÓN
E518 Sulfatos de Magnesio PRECAUCIÓN
E518i Sulfato de Magnesio PRECAUCIÓN
E518ii Sulfato Ácido de PRECAUCIÓN
Magnesio
E519 Sulfatos de Cobre EVITAR
E519i Sulfato de Cobre EVITAR
E519ii Sulfato Ácido de Cobre EVITAR
E520 Sulfato de Aluminio EVITAR
E521 Sulfato Sódico de EVITAR
Aluminio
E522 Sulfato Potásico de EVITAR
Aluminio
E523 Sulfato Amónico de EVITAR
Aluminio
E524 Hidróxido de Sodio PRECAUCIÓN
E525 Hidróxido de Potasio PRECAUCIÓN
E526 Hidróxido de Calcio PRECAUCIÓN
E527 Hidróxido de Amonio EVITAR
E528 Hidróxido de Magnesio PRECAUCIÓN
E529 Óxido de Calcio PRECAUCIÓN
E530 Óxido de Magnesio PRECAUCIÓN
E535 Ferrocianuro de Sodio PRECAUCIÓN
E536 Ferrocianuro de Potasio PRECAUCIÓN
E537 Ferrocianuro de PRECAUCIÓN
Magnesio
E538 Ferrocianuro de Calcio PRECAUCIÓN
E540 Pirofosfato Dicálcico PRECAUCIÓN
E541 Fosfato Ácido de Sodio y EVITAR
Aluminio
E542 Fosfato de Huesos EVITAR
E543 Pirofosfato de Sodio y PRECAUCIÓN
Calcio
E544 Pirofosfato de Calcio PRECAUCIÓN
E545 Pirofosfato de Amonio PRECAUCIÓN
E546 Pirofosfato de Magnesio PRECAUCIÓN
E551 Óxido de Silicio INOFENSIVO
E552 Silicato de Calcio EVITAR
E553a Silicato de Magnesio EVITAR
E553b Talco EVITAR
E554 Silicato de Sodio y EVITAR
Aluminio
E555 Silicato de Potasio y EVITAR
Aluminio
E556 Silicato de Calcio y EVITAR
Aluminio
E558 Bentonita INOFENSIVO
E559 Silicato de Aluminio EVITAR
(Caolín, Caolinita)
E570 Ácidos Grasos PRECAUCIÓN
E571 Estearato de Amonio INOFENSIVO
E572 Estearato de Magnesio INOFENSIVO
E573 Estearato de Aluminio EVITAR
E574 Ácido Glucónico INOFENSIVO
E575 Glucono Delta Lactona INOFENSIVO
(GDL)
E576 Gluconato Sódico INOFENSIVO
E577 Gluconato Potásico INOFENSIVO
E578 Gluconato Cálcico INOFENSIVO
E579 Gluconato Ferroso INOFENSIVO
E585 Lactato Ferroso INOFENSIVO
E620 Ácido Glutámico EVITAR
(Glutamatos)
E621 Glutamato Monosódico EVITAR
E622 Glutamato Monopotásico EVITAR
E623 Glutamato Cálcico EVITAR
E624 Glutamato Amónico EVITAR
E625 Glutamato Magnésico EVITAR
E626 Ácido Guanílico EVITAR
E627 Guanilato Sódico EVITAR
E628 Guanilato Potásico EVITAR
E629 Guanilato Cálcico EVITAR
E630 Ácido Inosínico EVITAR
E631 Inosinato Sódico EVITAR
E632 Inosinato Potásico EVITAR
E633 Inosinato Cálcico EVITAR
E634 Ribonucleótidos Cálcicos EVITAR
E635 Ribonucleótidos Sódicos EVITAR
E636 Maltol PRECAUCIÓN
E637 Etilmaltol PRECAUCIÓN
E640 Glicina y Glicinato EVITAR
Sódico
E641 L-Leucina PRECAUCIÓN
E650 Acetato de Zinc PRECAUCIÓN
E900 Dimetil Polisiloxano EVITAR
(DMS)
E900a Polidimetil Siloxano EVITAR
(PDMS)
E901 Cera de Abejas INOFENSIVO
E902 Cera Candelilla INOFENSIVO
E903 Cera Carnaúba INOFENSIVO
E904 Goma Laca (Shellac) PRECAUCIÓN
E905 Cera Microcristalina EVITAR
E907 Poli-1-Deceno EVITAR
Hidrogenado
E912 Ésteres del Ácido PRECAUCIÓN
Montánico
E913 Lanolina (Cera de Lana) INOFENSIVO
E914 Cera Polietileno Oxidada EVITAR
E920 L-Cisteína INOFENSIVO
E927a Azodicarbonamida EVITAR
E927b Carbamida (Urea) INOFENSIVO
E938 Gas Argón INOFENSIVO
E939 Gas Helio INOFENSIVO
E941 Gas Nitrógeno INOFENSIVO
E942 Gas Óxido nitroso INOFENSIVO
E943a Gas Butano EVITAR
E943b Gas Isobutano EVITAR
E944 Gas Propano EVITAR
E948 Gas Oxígeno INOFENSIVO
E949 Gas Hidrógeno INOFENSIVO
E950 Acesulfamo K EVITAR
(Acesulfame)
E951 Aspartamo (Aspartame) EVITAR
E952 Ciclamato EVITAR
E953 Isomaltosa INOFENSIVO
E954 Sacarina EVITAR
E955 Sucralosa EVITAR
E957 Taumatina INOFENSIVO
E958 Glicirricina EVITAR
E959 Neohesperidina (NHDC) PRECAUCIÓN
E960 Esteviósido (Extracto de PRECAUCIÓN
Stevia)
E961 Neotamo (Neotame) EVITAR
E962 Sal de Aspartamo y EVITAR
Acesulfamo
E963 Tagatosa INOFENSIVO
E965i Maltitol PRECAUCIÓN
E965ii Jarabe de Maltitol PRECAUCIÓN
E966 Lactitol PRECAUCIÓN
E967 Xilitol INOFENSIVO
E968 Eritritol INOFENSIVO
E969 Advantamo (Advantame) PRECAUCIÓN
E999 Extracto de Quillay PRECAUCIÓN
(Garcinia Cambogia)
E1100 Amilasa (Diastasa) PRECAUCIÓN
E1103 Invertasa (Sacarasa) INOFENSIVO
E1105 Lisozima (Muramidasa) PRECAUCIÓN
E1200 Polidextrosa INOFENSIVO
E1201 Polivinil Pirrolidona EVITAR
(PVP)
E1202 Polivinil Polipirrolidona EVITAR
(PVPP)
E1203 Alcohol Polivinílico PRECAUCIÓN
(PVOH)
E1204 Pululano (Pullulane) INOFENSIVO
E1208 Copolímero de Acetato EVITAR
de Vinilo
E1209 Copolímero de Injerto PRECAUCIÓN
(PVA-PEG)
E1400 Dextrina PRECAUCIÓN
E1401 Almidón Ácido PRECAUCIÓN
E1402 Almidón Alcalino PRECAUCIÓN
Modificado
E1403 Almidón Blanqueado PRECAUCIÓN
E1404 Almidón Oxidado PRECAUCIÓN
E1405 Almidón Enzimático PRECAUCIÓN
E1410 Fosfato Monoalmidón PRECAUCIÓN
E1412 Fosfato Dialmidón PRECAUCIÓN
E1413 Fosfato Dialmidón PRECAUCIÓN
Fosfatado
E1414 Fosfato Dialmidón PRECAUCIÓN
Acetilado
E1420 Almidón Acetilado PRECAUCIÓN
E1422 Adipato Dialmidón PRECAUCIÓN
Acetilado
E1440 Hidroxipropil Almidón PRECAUCIÓN
E1442 Fosfato Dialmidón PRECAUCIÓN
Hidroxipropilado
E1450 Octenil Succinato Sódico PRECAUCIÓN
de Almidón
E1451 Almidón Oxidado PRECAUCIÓN
Acetilado
E1452 Octenil Succinato PRECAUCIÓN
Alumínico de Almidón
E1505 Citrato de Trietilo PRECAUCIÓN
E1517 Diacetín (Diacetato de EVITAR
Glicerina)
E1518 Triacetín (Triacetato de EVITAR
Glicerina)
E1519 Alcohol Bencílico PRECAUCIÓN
E1520 Propilenglicol PRECAUCIÓN
E1521 Polietilenglicoles EVITAR

BIBLIOGRAFIA

 Anónimo. 2001. Informe de la comisión sobre la ingesta de aditivos


alimentarios en la Unión Europea. COM(2001) 542 final.
 Anónimo. 2004. Opinion of the Scientific Panel on Food Additives,
Flavourings, Processing Aids and Materials in contact with Food (AFC)
on a request from the Commission related to Flavouring Group
Evaluation 11 (FGE.11): Aliphatic dialcohols, diketones, and
hydroxyketones from chemical group 10. The EFSA Journal. 166:1-44.
 aditivos, c. d. (s.f.). VADEQUIMICA. Obtenido de VADEQUIMICA:
https://www.vadequimica.com/blog/2015/05/clasificacionde-los-aditivos-
alimentarios/
 alimentarios, a. (s.f.). aditivos alimentarios. Obtenido de
http://www.aditivos-alimentarios.com/p/listado-de-aditivos.html
 LABORATORIO DE COMPLEMENTOS NUTRICIONALES. (s.f.).
Obtenido de http://www.laboratoriolcn.com/aditivos/conservantes-e2