Вы находитесь на странице: 1из 1

PODER JUDICIAL

DEL PERÚ

diecisiete mil cuatrocientos lo tenía guardado en su cartera por lo que empezaron a


jalarla y como se resistía empezó a jalarle a este sujeto su pantalón de buzo color
plomo y este sujeto empezó a disparar y uno de los disparos le rozó la cabeza
provocándole como lesiones las que se describen allí, logrando sustraer la cartera
donde se encontraba el dinero, pudiendo ver en ese momento del asalto a Wilbert
Mario Quintanilla Criollo, quien también le amenazaba con un arma y le decía: “suelta
la plata”, y en ese mismo lugar pudo ver al otro coimputado, José Antonio Vásquez
Manzo. Una vez sustraído el dinero todos se dirigieron hacia la pista de la avenida en la
Salida a Cusco realizando disparos y Alex Yepes Paiva los empezó a seguir con su
vehículo pero estos coimputados se dieron a la fuga; Los hechos así descritos por la
Fiscalía han sido calificados jurídicamente como delito contra el patrimonio, en su
modalidad de robo, en su forma de robo agravado, previsto en el artículo 128 del
Código Penal, con la concurrencia de las circunstancias agravantes previstas en el
artículo 189, primer párrafo, numerales dos, tres y cuatro del mismo cuerpo normativo
en agravio de Corina Huaquisto Yanapa de Yepes y Alex Yepes Paiva.

TERCERO: El artículo 268 del Código Procesal Penal establece los presupuestos
materiales que legitiman el dictado del mandato de prisión preventiva, señalando que
se requiere: a) que existan fundados y graves elementos de convicción para estimar
razonablemente la comisión de un delito que vincule al imputado como su autor o
partícipe, b) que la sanción a imponerse sea superior a cuatro años de pena privativa
de libertad, y c) que el imputado en razón de sus antecedentes y otras circunstancias
del caso particular permita colegir razonablemente que tratará de eludir la acción de la
justicia u obstaculizar la averiguación de la verdad, los criterios a efecto de evaluar
ambos peligros, esto es el peligro de fuga así como el peligro de obstaculización, se
encuentran regulados legalmente en el artículo 269 y 270 del Código Procesal Penal.

CUARTO. DADA LA IMPUTACIÓN FÁCTICA Y LA CALIFICACIÓN JURÍDICA DEL


HECHO PUNIBLE, así como los elementos de convicción en los que se sustenta el
requerimiento de prisión preventiva; corresponde evaluar si en el presente caso
concurren tales presupuestos materiales y si la medida requerida por el representante
del Ministerio Público es proporcional por el plazo solicitado. En principio, en cuanto al
primer presupuesto material: fundados y graves elementos de convicción para estimar
razonablemente la comisión del delito y su vinculación con los investigados: Se debe
tener en cuenta lo previsto en la casación N° 626-2013, emitido por la Sala Penal
Permanente de la Corte Suprema de la República, publicado el 27 de Febrero del año
2016, en el que en su considerando vigésimo séptimo se señala que para la adopción
de una prisión preventiva no se exige que se tenga certeza sobre la imputación, sólo
que exista un alto grado de probabilidad de la ocurrencia de los hechos, mayor al que
se obtendría al formalizar la investigación preparatoria valiéndose de toda la
información oralizada y acopiada hasta ese momento, primeros recaudos; su
considerando vigésimo octavo señala que sobre los actos de investigación se debe
realizar un análisis de suficiencia similar al que se hace en la etapa intermedia del
nuevo proceso penal, se deben evaluar individualmente, en su conjunto, extrayendo su
viabilidad y aporte a efectos de concluir si es que la probabilidad sobre el hecho es
positivo; en ese sentido, teniendo en cuenta la imputación formulada por la Fiscalía, en
cuanto a la razonable comisión del ilícito objeto de investigación se tiene como
elemento de convicción en principio el acta de denuncia verbal de fecha 24 de Enero
del año 2018, formulado por Alex Armando Yepes Paiva, qmen ha denunciado haber
sido objeto de robo a mano armada a horas 18:40

I i CCi :boi(l CANCHAR!