Вы находитесь на странице: 1из 5

Tarea 1

Investigue:

 Tres ejemplos de empresas familiares guatemaltecas que ha alcanzado el éxito y


son consideradas como pequeñas o medianas empresas.
 Identifique cuales son los factores de éxito que les han permitido alcanzar su
posicionamiento.

1. Litegua

Litegua un empresa Guatemalteca fundada en 1950 con el nombre de Líneas


Terrestres Guatemaltecas S.A. prestando servicios únicamente a Izabal,
Originalmente contaba con dos buses y dos Agencias, ubicadas en Puerto Barrios
y la Oficina central en 20 calle de zona 1, Guatemala.

Durante los años siguinetes continuo haciendo crecer su flotilla de buses y


adquiriendo nuevos destinos,

Dentro de los factores de éxito se puede mencionar que Litegua siempre ha


buscado crecimiento no solo en numero de buses si no en afianzar destinos dentro
del territorio guatemalteco, modernizar constantemente las flotillas de buses
estando a la banguardia tecnologica ofreciendo comodidad para el usuario.

Otro factor de exite es la cracion de alianzas estrategicas con otras empresas que
le han permitido dar un rol diferente al negocio en recreacion.

Adicional como factor importante fue establecer claramente su mision y vision


otorgando con esto un enfoque claro de la proyeccion del negocio.

Misión
Brindar un servicio de excelencia en el transporte terrestre de personas y servicios
complementarios; manteniéndonos a la vanguardia y preferencia, superando con
estándares CLASE las expectativas de nuestros clientes, colaboradores y socios de
negocios; contribuyendo así al desarrollo sostenible de Centro América.

Visión
Ser la empresa líder de transporte terrestre de personas y servicios
complementarios de Centro América; operando con calidad, seguridad, eficiencia
e innovación.

2. Castilla

La empresa se inauguró en 1986 comenzando con la marca Castilla innovando en


productos de gelatina en polvo y esencias. Se enfocó en dar a conocer sus
productos alrededor de todo el país. Con el transcurso del tiempo han ampliado
sus productos teniendo un amplio portafolio de pudines, flanes, gelatinas,
gelatinas light, esencias y colorantes marca Castilla y una línea de bebidas en
polvo marca Pronto.

Actualmente la empresa es líder en el mercado de las gelatinas en polvo y


esencias contando con una gran variedad de sabores. Exporta a Centroamérica
especialmente a Belice y El Salvador.

Su principal factor de éxito ser pionera en Guatemala sobre los productos de


gelatina en polvo y esencias marcado con esto consolidarse en el mercado y
alcanzar nuevos mercados fuera de las fronteras guatemaltecas.

3. Auto Repuestos Acquaroni

Desde su fundación en el año de 1957 en la ciudad de Guatemala, Súper Auto


Repuestos Acquaroni ha sido una empresa 100% comprometida con ofrecer servicios
y productos de calidad a todos sus clientes, buscando siempre llevar a cada uno de
ellos mercadería de fábricas de prestigio a nivel mundial, con el fin de ofrecer repuestos
confiables y seguros para nuestros vehículos.
La empresa fue fundada por el señor Walter Acquaroni, desde sus inicios la empresa
manejó la filosofía de que el cliente es más que eso, ¡donde el cliente es un amigo!
Hasta la fecha se sigue trabajando bajo esa misma ideología.
Originalmente la primera tienda se encontraba ubicada en la 7a. avenida de la zona 4
en la ciudad de Guatemala, después fue trasladada al edificio en donde actualmente se
encuentran las oficinas del Banco G&T Continental. Su último y definitivo traslado se
efectuó a la dirección actual 7a. avenida 1-54 zona 4 Guatemala, Guatemala, donde
actualmente funcionan las oficinas centrales.
Su principal factor de éxito fue introducir a Guatemala respuestos para vehiculos
de diferentes marcas asi como buscar exapndirse con sucursales en los diferentes
departamentos tomando como principal mercado el area metropolitana.

 ¿Cuáles son las políticas de desarrollo económico con las


que cuenta la pequeña y mediana empresa en Guatemala?

La Política para el Desarrollo de la Micro, Pequeñas y Medianas Empresas


Definiciones básicas En la etapa de diseño, se entiende por Política, a una serie
de lineamientos, estrategias y programas que orientan un curso de acción para
alcanzar un objetivo determinado. La Política debe entenderse como enunciados o
interpretaciones generales que orientan el pensamiento de los administradores en
la toma de decisiones, siendo su propósito el de asegurar que las decisiones no
rebasen ciertos límites. Una estrategia es un proceso regulable, es el conjunto de
las reglas que aseguran una decisión óptima en cada momento. Por lo general
abarca los objetivos, las metas, los fines y la programación de actividades de un
todo organizacional o individual.

La esencia de las políticas es la discrecionalidad, mientras que las estrategias se


refieren a la dirección en que se encauzarán recursos humanos y materiales, a fin
de acrecentar la posibilidad de cumplir los objetivos elegidos. El principio de
políticas y estrategias es que cuanto más clara sea la comprensión de estrategias
y políticas y su instrumentación en la práctica, tanto más consistente y efectiva
será la estructura de los planes de una entidad. Para ser efectivas, políticas y
estrategias deben ponerse en práctica por medio de planes de actividades, tan
minuciosos en sus detalles como lo exija la consideración de hasta los
componentes más elementales de las operaciones. Finalmente, una actividad es
una acción componente de los programas que integran la estrategia. En general
son acciones humanas que consumen tiempo y recursos, y conducen a lograr un
resultado concreto en un plazo determinado. Son finitas aunque pueden ser
repetitivas

La Política MIPYME
La Política MIPYME se plantea como una Política de Estado, con una visión de
largo plazo, que establece las líneas de acción necesarias para orientar la
formulación de planes, programas y proyectos de desarrollo del sector, en forma
integrada y congruente con los planes socioeconómicos del país. Toma en cuenta
las perspectivas de los diferentes actores involucrados en el proceso, como son
los empresarios, trabajadores, instituciones
Financieras, gremios y asociaciones y el propio Estado. Al mismo tiempo, se
plantean objetivos de corto y mediano plazo, en línea con la visión general del
sector, de manera de contar con indicadores y medios para verificar el avance de
las metas que comprende la Política.

El propósito general de la Política MIPYME es fortalecer y ampliar la base de Micro,


Pequeñas y Medianas Empresas como forma de contribuir al desarrollo económico
y social de Guatemala, para lo cual es necesario establecer un alto grado de
consenso, sobre cuáles son los principales obstáculos que enfrentan las MIPYME y
cuáles son sus principales debilidades como empresas, así como sobre los medios
para superar esas trabas que perjudican el desarrollo económico.

Plan de Desarrollo Nacional


El Plan de Desarrollo Nacional como instrumento orientador de las políticas
macroeconómicas y macro sociales del país, debe, en forma integral, armonizarse
con la Política MIPYME para lograr el desarrollo económico y social sostenible;
orientar el crecimiento del sector MIPYME hacia las metas sociales más generales,
procurando mejorar la calidad de vida de los habitantes; proteger el medio ambiente
e incluir a los sectores poblacionales menos favorecidos.

Rol del Estado


El Estado tiene la responsabilidad de generar mecanismos de superación de las
inequidades y deficiencias sociales, mediante la orientación del desarrollo; así como
a través de la inversión pública y de la prestación de los servicios asistenciales. Para
Garantizar que esto suceda, la estructura del Estado basada en la inter
institucionalidad, debe ser eficiente, eficaz, ágil y transparente, además de
garantizar la participación ciudadana en la ejecución de las políticas públicas.

Política Fiscal
La Política Fiscal, con el papel fundamental que tiene en el proceso de reactivación
económica, debe hacer hincapié en el desarrollo del sector de la MIPYME, dadas
las particularidades de este tipo de empresas, y considerar los impactos de las
políticas macroeconómicas sobre dichas empresas. La Política Fiscal debe
contener elementos de responsabilidad fiscal, elementos de responsabilidad social
y herramientas orientadas a promover el desarrollo económico de la sociedad,
además de mecanismos de coordinación entre los diferentes instrumentos que se
diseñen y apliquen.

Enfoque sistémico
La Política debe partir de un enfoque sistémico: las acciones, programas,
instrumentos e instituciones deben estar coordinados y responder a un conjunto de
propósitos y objetivos comunes, con un alto grado de consenso entre los distintos
actores. Esto responde a criterios de eficiencia, economías de escala y de
coordinación, y, además, a una concepción de la MIPYME como agente que
interactúa en un mundo interdependiente.

Equidad social
En el diseño e implementación de la Política, no debe dejarse de lado la dimensión
de equidad social, lo que permitirá garantizar que la sociedad disponga de los
mecanismos legales, institucionales y financieros, en igualdad de oportunidades y
de forma transparente, para acceder a los beneficios que se instrumenten.

Integralidad
La Política debe contener una dimensión de integralidad, lo que permitirá concebir
las necesidades de las MIPYME y la misma Política dentro de un marco de
desarrollo integral del país, superando la visión puramente sectorial o limitada a la
solución económica de las necesidades de un tipo particular de empresas, como
son las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas.

Desarrollo sostenible
La Política MIPYME debe buscar la implementación e internalización en el mercado
de mecanismos sostenibles en el tiempo, con el objetivo de generar un desarrollo
del sector de la MIPYME, que exceda el período de tiempo de vigencia de la Política
y, siente las bases para un crecimiento uniforme y constante del sector y de la
economía en general.

Participación ciudadana
En la determinación de la Política MIPYME, así como en su diseño y ejecución,
existe la obligación de fomentar la participación ciudadana en la priorización,
formulación, ejecución, administración y fiscalización de programas, proyectos,
herramientas, instrumentos y mecanismos que se apliquen, con lo que se
incrementa el nivel de satisfacción y compromiso de las diferentes instituciones
sociales, de representación pública o privada, en lo que respecta a la iniciativa de
desarrollo del sector de la MIPYME.