You are on page 1of 1
actuante, como la visi6n con respecto a lo visto. —Luego no tenia los inteligibles mismos ni los rememora. —Mas bien, los tenia no actuantes, sino arrinconados y desiluminados. Para que se iluminen y se percate entonces de que estaban dentro, debe dirigir su mirada a quien ilumina. Pero no tenia los intcligibles mismos, sino sus improntas. Debe, pues, ajustar la impronta 25 con los originales, de los que son las improntas. Pero bien se puede decir que tiene los originales en el sentido de que la Inteligencia no le es ajena, y sobre todo no le es ajena, cuando mira hacia ella. Pero si no la mira, aunque eslé presente le sera ajena. Y es que, aun en las ciencias, cuando no actuamos en absoluto en virtud de ellas, nos son ajenas. 5 Mas es preciso determinar el alcance de la purificacion, porque de este modo se hard patente también a qué dios nos asemejamos y con cual nos identificamos. Y esto equivale, sobre todo, a indagar de algtin modo la ira, el apetito y todo lo demas —la pena y las pasiones afines— y ver hasta qué punto es posible se- 5 pararse del cuerpo. Pues bien, el alma puede separarse del cuerpo concentrandose en si misma, tal vez incluso junto con lo que Ilamarfamos sus «compartimientos» ?, y manteniéndose ademas totalmente impasibles y procurandose s6lo aquellas sensaciones placenteras, medicaciones y liberaciones de trabajos que sean necesarias para evitar molestias; eliminando, en cambio, los dolores, y, si 10 esto no es posible, sobrellevandolos con mansedumbre y amortiguéndolos por el hecho de no compartirlos. Asimismo, eliminando la ira en lo posible: si es posible, del todo; pero si no, al menos no compartiéndola ella misma, sino dejando que la ira indeliberada sea de otro 4 y que aun esa ira indeliberada sea escasa y débil. El temor, en cambio, eliminandolo del todo, 15 porque de nada tendra temor; pero aun aqui cabe lo indeliberado, sdlo que en caso de amonestaci6n >. 7314 Los «locales» 0 «compartimientos» del alma son sus potencias. El alma se repliega del cuerpo replegando juntamente sus potencias. 7415 Es decir, de la parte irracional. Plotino insiste en este capitulo en la distincién entre «el alma misma» y la irracional, que es «otra especie de alma» (Timeo 69 ¢). 7516 Adopto _aqui_una_puntuacion distinta de Jade _Henry-Schwyzer (plen_ no. 4) BRO ee... Otto://www.librodot.com