Вы находитесь на странице: 1из 4

Teología reformada en Latinoamérica

Por Miguel Núñez - 16 mayo, 2018 1304 0


Compartir Facebook Twitter

(Esta entrevista fue publicada por la revista Table Talk, marzo 2018)

TT: ¿Qué provocó que dejaras la profesión médica para ser pastor y plantar una iglesia?

MN: Antes de responder la pregunta, sólo para aclarar, permíteme decirte que aún veo
pacientes en el campo de enfermedades infecciosas. Usualmente son casos complicados,
donde mi rol primario es ofrecer una opinión o tratamiento en casos donde no se ha
encontrado explicación o donde tratamientos previos han fallado. Puede ser que atienda
máximo de dos a cuatro casos de este tipo por semana. No tengo consultorio médico y los
pacientes deben ser referidos por otro doctor.

Habiendo dicho esto, permíteme responder tu pregunta. Mi esposa y yo estábamos haciendo


nuestro entrenamiento de medicina interna en Nueva Jersey cuando desarrollé un hambre por
la Palabra de Dios. Esto inició en el 1983, luego de la muerte de uno de mis hermanos, quien
era piloto y murió en un accidente aéreo en North Adam, Massachusetts. Mi hambre aumentó
al pasar de los años, y a medida que mi pasión continuó desarrollándose, una nueva hambre
surgió: enseñar la Palabra.

A pesar de que inicialmente mi deseo era quedarme en los Estados Unidos ejerciendo y
enseñando Medicina, después de doce años viviendo allá, Dios abrió mis ojos a un sector de la
población dominicana con mayor nivel educativo, profesionalmente entrenado, pero perdidos.
Adicionalmente, este grupo se había distanciado del cristianismo porque frecuentemente
habían visto una versión de nuestra fe que no era bíblica, mas bien mayormente emocional e
incoherente. Mis ojos fueron abiertos desde arriba, lo que me permitió ver qué estaba
pasando en la República Dominicana.

Dios plantó una nueva visión en mi mente para regresar a Santo Domingo y plantar una iglesia
para alcanzar este segmento de la población, y entonces este grupo de conversos ser usados
para alcanzar a los de menos recursos, quienes también tienen necesidad del Evangelio. Por
tanto, luego de vivir en Nueva Jersey por quince años, ambos dejamos los Estados Unidos en
1997 y regresamos a Santo Domingo para plantar la iglesia que actualmente lidero. Sentí que
esta visión fue confirmada cuando mi esposa expresó su apoyo en esta nueva iniciativa,
estando dispuesta a dejar su país y una práctica médica floreciente después de tantos años de
entrenamiento. Agradecemos a Dios que, por su gracia, no sucumbimos al síndrome del éxito.

TT: A parte de la Biblia, ¿Cuál ha sido el libro más influyente en tu vida? ¿Por qué?

MN: Es difícil para mi mencionar un libro en específico ya que los libros afectan tu vida de
formas distintas y en tiempos distintos. Es más fácil para mi mencionar un autor quién es capaz
de afectarte a través de sus libros y aun sus mensajes. En este caso, tendría que decir que R.C.
Sproul ha sido el autor más influyente en mi vida. Su serie de la santidad de Dios, durante las
etapas más tempranas de mi caminar cristiano, en adición a su enseñanza constante acerca del
carácter de Dios, me impulsaron a escudriñar las Escrituras y ver el carácter santo de ese Dios
soberano del cual R.C. hablaba constantemente.
Verdaderamente puedo decir, que mi vida ha sido profundamente impactada por el carácter
de Dios, y la persona principal que puedo señalar en este aspecto es R.C. Sproul, a quien he
escuchado en un sinnúmero de enseñanzas en filosofía, teología, apologética y cosmovisión.
Otros me han influencia en otros aspectos, pero cuando se refiere al aprecio del carácter de
Dios, R.C. es la persona a quien tengo que mencionar.

TT: ¿Cuál es el propósito de Ministerios Integridad y Sabiduría y qué hace el ministerio para
cumplir este propósito?

MN: La meta principal de Ministerios Integridad y Sabiduría es proclamar la revelación de Dios


y presentar la cosmovisión bíblica a nuestra generación, de manera clara y convincente, para la
gloria de nuestro Dios.

Con esa finalidad, el ministerio organiza conferencias, participa muy activamente en


conferencias en América Latina, en las cuales expongo, produce material audiovisual y
patrocina transmisión de multimedia (podcasts). Ocasionalmente, el ministerio ha organizado
debates, y ha ayudado en la producción de siete libros de mi autoría. Adicionalmente, tenemos
una institución para entrenar pastores y líderes, la cual es llamada Instituto Integridad y
Sabiduría.

TT: ¿Cuál es la influencia más significativa en la vida espiritual de la gente en la República


Dominicana? ¿Y en el resto de Latinoamérica?

MN: El Catolicismo Romano es la influencia espiritual más significativa en Latinoamérica, sin


embargo, es importante reconocer que el animismo en el Sur global es una realidad que está
siempre presente. Mucho de lo que observamos en el movimiento pentecostal es el resulta de
pueblos con una cosmovisión animista que han venida a la fe pero que no han sido instruidos
bíblicamente. Por tanto, continúan viendo las cosas a través de un lente distorsionado.

TT: ¿Qué cosas acerca de la iglesia en América Latina, es mal entendido generalmente por las
personas fuera de Latinoamérica?

MN: Algunas personas miran el cristianismo en Latinoamérica y realizan ciertas asunciones


erradas:

Algunos asumen que Latinoamérica ya ha sido evangelizada y concluyen que por tanto, la Gran
Comisión ha sido cumplida en nuestra región. Eso es falso.
Otros asumen que, debido a que Latinoamérica es parte del Sur Global, todas las personas
tienen bajo nivel educativo. Eso también es falso——muchos son altamente educados.
Otros no han comprendido de que el movimiento evangélico en Latinoamérica es muy joven.
Hemos tenido presencia misionera en la región por unos 150 años, pero el movimiento de
plantación de iglesias no inició hasta la década de los 1970. Por otro lado, la teología
Reformada apenas está siendo conocida, a gran escala, en los últimos siete años. Antes de
esto, había iglesias Reformadas establecidas aquí y allí, pero las doctrinas de la gracia eran
desconocidas, para una gran mayoría de la población.
TT: ¿Cuáles son las necesidades más importantes de la iglesia latinoamericana, por las cuales
podemos orar?

MN:

Latinoamérica necesita ser re-evangelizada porque ha sido vacunada con el mensaje errado,
por tanto, el pueblo ha desarrollado “anticuerpos” al verdadero evangelio.
Entrenamiento teológico es esencial.
El desarrollo de liderazgo es también otra prioridad.
La formación de una cosmovisión bíblica es esencial en los creyentes.
Por último, pero no menos importante, necesitamos entrenar pastores en la predicación
expositiva de la Palabra. Esta es una joya perdida.

TT: ¿Cuáles son los errores que los cristianos norteamericanos han cometido, en su búsqueda
de alcanzar con el evangelio a la gente en Latinoamérica?

MN: Para alcanzar un pueblo con el Evangelio, uno debe conocer su cosmovisión, y conocer la
cosmovisión de la gente, requiere más que tomar un curso en una institución de enseñanza.

Debemos amar el Evangelio, pero debemos amar también a los perdidos, aún si no se
convierten, como Cristo amó al joven rico que se alejó de El, y a pesar de esto, el texto dice
que Cristo lo amó (Marcos 10:21)

TT: A parte de orar, ¿qué pueden hacer los cristianos fuera de Latinoamérica, para apoyar a la
iglesia allí?

MN: Ven y ve. Nada se compara, al ver la necesidad y ver el hambre por la Palabra de Dios,
ambas a la vez. Dios se está moviendo de forma asombrosa, y esto es muy evidente para
aquellos que visitan la región. También pueden apoyar financieramente a aquellos ministerios
que están involucrados en el entrenamiento de la iglesia latinoamericana.

TT: ¿Cuál es el rol que, a su entender, la apologética juega en el evangelismo en


Latinoamérica?

MN: Es una herramienta importante, especialmente cuando se trata de alcanzar a las personas
con mayor nivel educativo y a otros que han rechazado el cristianismo porque la consideran
una fe primariamente para aquellos sin educación.

TT: ¿Qué impacto está teniendo la teología Reformada en la República Dominicana y en


Latinoamérica de manera general?

MN: En el presente, las doctrinas de la gracia están siendo proclamadas y abrazadas por un
gran número de la población evangélica. Yo creo que el movimiento es más fuerte en Santo
Domingo, pero donde quiera que voy en Latinoamérica, vemos el mismo fenómeno: gente
joven creyendo y emocionados respecto a esta “nueva enseñanza”.

TT: ¿Qué le anima acerca de la iglesia en Latinoamérica?

MN:

Un hambre nueva por la Palabra de Dios.


Un gran número de personas dejando iglesias con enseñanza no bíblica y buscando iglesias
donde la Verdad puede ser encontrada.
La gente aún se somete a sus pastores, y por ende pueden ser pastoreados efectivamente.
La gente aún cree en lo sobrenatural, por lo que en general hay dificultad en creer en la
Palabra de Dios, la cual es inerrante e infalible.

TT: Ha dicho antes que la Reforma evadió a Latinoamérica, ¿cuál piensas ha sido la razón?

MN:

España y Portugal, dos países mayormente católico-Romanos, controlaron los mares durante
el tiempo de la colonización; por tanto, el protestantismo estuvo casi prohibido en nuestras
naciones por mucho tiempo.
La mayoría de los misioneros que vinieron a la región, vinieron desde los Estados Unidos
después del Segundo Gran Avivamiento, por lo cual, en su mayoría, estos no eran Reformados.
La teología Reformada resulta más atractiva a aquellos más educados. A medida de que
nuestras naciones han ido alcanzando mayor nivel educativo, vemos un nuevo y creciente
interés en la teología Reformada.

TT: ¿Cómo son vistas las Escrituras por los creyentes latinos?

MN: Las ven como la Palabra de Dios; ellos creen en que es inerrante e infalible (de manera
general) , pero el problema es que para una mayoría, la Biblia no es suficiente, y esa es la razón
de todas las declaraciones de revelación extra-bíblica que encontramos en la vida de muchos.

TT: ¿Cuáles son los más grandes problemas y presiones sociales, con los que la iglesia
latinoamericana lucha actualmente?

MN: Latinoamérica es una tierra de contrastes: existen muchas personas y familias que han
acumulado una gran cantidad de riqueza, pero un gran número de personas viven por debajo
de la línea de pobreza. Lo mismo se aplica a la educación: muchos tienen un alto nivel
educativo, pero un gran número de personas carecen de una buena educación. El número en
cada grupo puede variar de país en país, pero la realidad es la misma.

Оценить