You are on page 1of 2

La Salud mental también es un tema de jóvenes

Una de las principales enfermedades mentales que se pueden encontrar es la depresión,


el problema que tiene esta, es saber si es o no una enfermedad o solo un estado de ánimo,
muchos dirán que la depresión no es real. Si estas triste, supéralo es lo que nos dicen todas
las personas las cuales no tienen el interés mínimo en este proceso de querer cambiar esto.
A continuación, le vamos a mostrar como la depresión es más que un estado emocional,
también es una enfermedad la cual se tiene que tratar o tendrá repercusiones graves a
futuro.

El concepto real que tiene la sociedad especializada, es que es una enfermedad grave y
común que nos afecta física y mentalmente en nuestro modo de sentir y de pensar. La
depresión nos puede provocar deseos de alejarnos de nuestra familia, amigos, trabajo, y
escuela. Puede además causarnos ansiedad, pérdida del sueño, del apetito, y falta de
interés o placer en realizar diferentes actividades.

Algunos factores que pueden contribuir a la depresión clínica son

 Sexo, las mujeres sufren dos veces más de depresión que los hombres. Aunque las razones
no son claras, existen diferencias genéticas y hormonales que pueden contribuir a la
depresión.
 Antecedentes familiares, cuando algún miembro de su familia padece de depresión
severa, hay el doble de posibilidades para adquirirla. Aunque puede ocurrir en personas
que no tienen parientes con depresión.
 Uso de ciertas medicinas, algunos medicamentos con o sin receta médica pueden causar
depresión clínica.
 Cambios o dificultades en la vida, tales como divorcio, jubilación, la muerte de un ser
querido, pérdida del trabajo, cambio de país y estilo de vida, crecientes presiones en el
trabajo o incremento en la pobreza.
 Sentimientos de pérdida de control sobre nuestras vidas. Aquellas personas a menudo
sienten que perdieron el control y pasan mucho tiempo lamentándose por ello, tienen
mayor probabilidad de desarrollar una depresión mayor.
 Presencia de otras enfermedades tales como Alzheimer, cáncer, diabetes, afecciones al
corazón, desórdenes hormonales, mal de Parkinson o trombosis. Así como también otros
trastornos mentales como la ansiedad y trastornos de la alimentación.
 Abuso del alcohol o drogas, cuando se tiene problemas de consumo de alcohol y otras
drogas se tiene mayor probabilidad de desarrollar una depresión mayor.

Esta es una de las razones por las cuales es considerada una enfermedad. Para argumentar
esto podemos decir que en relación con la sociedad esta puede perjudicar a esta en un
87.9 %, las críticas, la tensión, el desamor, la situación económica, el colegio, la relación
intrapersonal, la música entre otros factores.
Por otro lado, hablemos de la psicoterapia que es una las practicas que hacen los
psicólogos clínicos, en esta podemos elegir diferentes formas de aplicarla, que incluye
tratamiento individual, familiar o de grupo. Algunos psiquiatras, trabajadores sociales y
consejeros están preparados para entender y ayudarle a manejar mejor sus problemas.

Sin embargo, cabe mencionar un suceso ocurrido el pasado 14 de enero del 2019 caso en
particular la niña Luisa Gutiérrez que se expresa de la siguiente manera:
“Para mí fue difícil tomar la decisión de ir a ver al Dr. García. Pero hablar con él me
ayudó mucho. Escuchó mis problemas con mucha atención, nunca me hizo sentir
avergonzado. Tampoco me criticó por sentirme como me sentía. Después de un tiempo,
volví a tener optimismo acerca de mi futuro. Sin la terapia, no me imagino dónde estaría
hoy.”

“No quería ir a ver a un terapeuta, me sentía muy nerviosa. Además, me parecía que no
tenían derecho de enterarse de mis problemas. ¿Por qué hablar con un desconocido, si ni
siquiera quería que se enterara mi mejor amiga? Sin embargo, con mi silencio las cosas
no mejoraban. Por más que ponía todo mi empeño cada día me sentía más y más
deprimida. Conseguí el nombre de una terapeuta en español y cerca de mi trabajo.
Después de 3 meses de recibir ayuda de un consejero y tomar mis antidepresivos, empecé
a ver luz al final del túnel. Todavía me siento muy orgullosa de mi misma, no sólo por
haber superado mi desconfianza para pedir ayuda, sino por haber logrado dar el paso hacia
mi mejoría”.

La niña logro concluir que los medicamentos le daban la esperanza para salir de esto y
sus últimas palabras antes de salir del consultorio fueron “Después de un mes de terapia
y de tomar medicamentos, sentí esperanza de nuevo, me siento como antes. Mi familia
está aliviada y contenta de verme así”.

En conclusión, la depresión si es un trastorno mental o una enfermedad mental la cual,


puede ser evidenciada por medio de problemas de memoria o cambios en la personalidad,
dolores físicos, fatiga, pérdida del apetito, problemas del sueño o pérdida del interés en
el sexo, que no son resultado de una enfermedad ni de un medicamento, querer quedarse
en casa con frecuencia, en lugar de salir a socializar o hacer cosas nuevas, pensamientos
o sentimientos suicidas, en especial en los hombres mayores.

Puedes consultar a tu doctor si te sientes deprimido, pide con un profesional de salud


mental tan pronto como sea posible. Si no quieres buscar tratamiento, habla con un amigo
o un ser querido, cualquier proveedor de atención médica, un líder religioso u otra persona
en quien confíes.

MARÍA ALEJANDRA LARA MERIÑO


GRADO 11°