You are on page 1of 2

Barfly

Mi poemas ya se basan en vivir una locura cotidiana.

Trato de escribir sobre mi, y mi vida desolada.

Siendo un poeta del fracasó y del alcohol.

Estoy haciendo de mi vida y mis humillaciones poesía.

Soy llamado escritor indecente, también cronista de mi mundo marginal, mundo que amo y odio
en proporciones similares.

Y si, vivo con el corazón muerto,pero con el latir acelerado de un pervertido.

Mi mente es un lugar oscuro y hostil, donde los pensamientos a la felicidad la desprecian.

Tal vez puede que ahora mismo rechace una carrera literaria.

Si eso habla de mis angustias y mis inseguridades.

Tal vez sea un inseguro o un fracasado.

O tal vez le tengo miedo al éxito,o persisto en ser lo que quiero ser, un fracasado.

Tal vez deje de escribir para dedicarme a la vida desenfrenada y vagar en un mundo de trabajos
penosos y miserables.

Y tal vez esos años de vida desenfrenada funcionen como material para escribir.

Mis poemas compartirían mi marginación social, mis adicciones, la vida disipada y los amores.

Tal vez si fuera así, mi vida solo imitara a la de Charles bukowski o la de los escritos de Jhon
fante.

Si tal vez quiera ser otro escritor fracasado, y ser parte del realismo sucio.

Al menos si fuese así no tendía el cuchillo filoso contra la yugular.

Sé que los personajes de mis poemas no alzarán vuelo solo mantendrá su vida aburrida y serán
un par de fracasados.

Y perdón si este poema es amargo y carente de ilusiones.

Es así ya que en el orden de las cosas todos saborean la miel y después el cuchillo.

Ya pase la miel ahora saboreo el cuchillo.


Ya que me di cuenta que no tengo que escribir para salvar el mundo tengo que escribir para
salvarme a mi.

Si se me conocerá como narrador, también seré un poeta prolijo.

Ya que esas mentes estreñidas que buscan un sentido más alto serán despachadas con el resto
de la basura.

Ahora soy lo que llaman un escritor maldito, y escribiré hasta el día de mi muerte con el don de
la palabra furiosa y la prosa desnuda.