You are on page 1of 11

República Bolivariana de Venezuela

Ministerio del Poder Popular de la Educación


UE Colegio San Martín
2do año “A” “San Pio V”

Las vacunas

Nombre del alumno: Nombre del Profesor (a):


Morgado Díaz Yeider Adrián (21) Izandra Juárez

Caracas, 22 de marzo de 2019


Introducción

En este trabajo vamos a hablar de las vacunas, los avances de su elaboración ,


las más importantes, las enfermedades que se contrarrestas como el VPH, la
hepatitis A y B, etc., y la conservación o cadena de frio y conocer la importancia que
es tener el esquema de vacunación al día.
Investigaciones sobre los avances de la elaboración de las vacunas

En los últimos años, ha sido evidente que el esquema de vacunación que se le


ofrece a la población infantil se ha ampliado con la incorporación de nuevas y
seguras vacunas capaces de reducir o eliminar enfermedades con altos índices de
morbilidad y mortalidad. El inicio de la década de los 90 se caracterizó por tres
cambios importantes:

a) la recomendación de un doble esquema contra el sarampión;

b) la vacunación universal contra la hepatitis B

c) la incorporación, dentro del esquema básico de vacunación de muchos países,


ha sido fundamental en la reducción de las enfermedades invasivas por esta
bacteria, particularmente la eliminación de los casos de meningitis en la población
de estos países.

Gracias a las nuevas técnicas en biología molecular, se están logrando


importantes avances tanto en el proceso de investigación de virus como en el de
producción de las vacunas. Con conocer las secuencias de ADN que codifican las
proteínas de interés del virus o de la bacteria, se logran vacunas recombinantes,
producidas por péptidos modificados del ADN del patógeno, para lograr una
inactivación del patógeno dentro del organismo. En los últimos años el campo de la
investigación biomédica ha mostrado un creciente interés en los materiales basados
en silicio nano estructurados para la mejor administración de vacunas. En este
sentido, las denominadas macropartículas de silicio mesoporoso –con un tamaño
de poro entre 2 y 50nm- poseen propiedades químicas y estructurales tales como
estabilidad química, tamaño de poro ajustable, superficie extensa y además son
biocompatibles, biodegradables, y presentan una adherencia de células notable a
su superficie porosa. El uso de materiales de silicio mesoporoso ha sido investigado
en una serie de aplicaciones biomédicas, Incluyendo biosensores, ingeniería de
tejidos y más recientemente, en la encapsulación y entrega de fármacos.
¿Qué son las vacunas?

Una vacuna es un medicamento que se obtiene a partir de un microorganismo.


Cuando se administra a una persona sana, hace que la persona produzca defensas
contra éste. Si en un futuro esta persona entrara en contacto con el microorganismo
contra el que ha sido vacunada, las defensas lo protegerían y no padecería la
enfermedad.

La mayoría de vacunas protegen de una enfermedad concreta, pero también hay


otros de combinadas que protegen de más de una enfermedad, como es el caso de
la vacuna triple vírica (sarampión, parotiditis y rubeola) o la vacuna DTP (difteria,
tétanos y tos ferina)

¿Cómo se elaboran o producen las vacunas?

Las vacunas se hacen con los virus o bacterias que causan las enfermedades,
pero en una manera que no daña a las personas. Al contrario, estos virus o bacterias
debilitados, muertos o parcialmente modificados hacen que el sistema inmunológico
de los bebés, niños, adolescentes y adultos desarrolle anticuerpos, o defensores,
contra la enfermedad.

Una vez que se determina la forma en que se modificará a los virus y bacterias,
las vacunas se crean mediante un proceso de tres pasos:

 Se genera un antígeno. Los virus se cultivan en células primarias (por ejemplo, la


vacuna contra la influenza se cultiva en huevos de gallina) o en líneas de células
continuas (por ejemplo, células humanas cultivadas para la vacuna de hepatitis b);
las bacterias se cultivan en bioreactores (por ejemplo, la vacuna DE Hib).

 Se aísla el antígeno de las células que se usaron para crearlo.

 La vacuna se hace al añadir adyuvantes, estabilizadores y preservativos. Los


adyuvantes incrementan la respuesta inmunológica del antígeno, los estabilizadores
aumentan la duración de la vacuna y los preservativos permiten el uso de ampollas
con varias dosis.
Conservación y cadena de frio de las vacunas

Se denomina cadena de frío a un proceso organizado de distribución, transporte,


manipulación, conservación y almacenamiento en condiciones óptimas de luz y
temperatura, garantizando en todo momento la inmunogenicidad y la eficacia
protectora de las vacunas, desde que se produce la salida del laboratorio fabricante
hasta el momento de la administración de la vacuna a los pacientes.

En este proceso intervienen la industria farmacéutica, el nivel autonómico, los


distritos o áreas sanitarias y los centros de vacunación.

Vacunas más importantes

Las vacunas son fundamentales para prevenir enfermedades infecciosas que


pueden provocar incapacidad e incluso la muerte, como el sarampión, el tétano,
polio o la hepatitis B. Al inmunizarte creas los anticuerpos necesarios para
defenderte de las diferentes infecciones y esta es la forma más efectiva de mantener
tu salud.

1. Contra el VPH

De acuerdo a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades


(CDC), cada año unos 14 millones de estadounidenses se infectan con el virus del
papiloma humano (VPH). La vacuna puede aplicarse entre los 9 y los 45 años de
edad y es capaz de prevenir el virus y, en consecuencia, la aparición de
enfermedades relaciones.

2. Contra la difteria

Se conoce como DTP, DTaP o TD y todos la necesitan. La difteria es una


enfermedad respiratoria que se contagia a través de la tos o el estornudo. Si no has
recibido la inyección de refuerzo en más de diez años o jamás te la han aplicado,
¡vacúnate!
3. Contra la Influenza

Los CDC recomiendan que todas las personas reciban la vacuna cada año, antes
de que comience la temporada de gripe (aproximadamente, en octubre). La
necesitan más aún a los mayores de 65 años, quienes conviven con enfermos
crónicos o sufren de una enfermedad crónica, las personas que VIH u otras
enfermedades que afectan al sistema inmunológico.

4. Contra la Hepatitis A y B

Debes vacunarte si sufres de enfermedades crónicas del hí-gado, viajas a países


con altas tasas de hepatitis A, consumes drogas ilegales, has tenido más de una
pareja sexual en último semestre, sufres de una enfermedad de transmisión sexual,
eres un hombre que tiene sexo con otros hombres, tienes contacto con sangre
humana en tu trabajo o recibes transfusiones sanguíneas.

5. Contra la parotiditis

La vacuna de la Parotiditis (incluida en la vacuna MMR) la deben recibir las


mujeres fértiles, los universitarios, quienes cursan en una escuela secundaria,
personas que trabajan en un hospital o institución médica y quienes hacen viajes
internacionales o en un crucero.

6. Contra el sarampión

En Estados Unidos y varios países de Europa se han registrado importantes


brotes de sarampión, debido a la falta de inmunización, Protégete a ti y a los tuyos:
la vacuna se puede recibir a cualquier edad y la necesitan especialmente los bebés
y niños pequeños o las personas que van a viajar.

7. Contra el neumococo

Los CDC dicen que es recomendable para bebés, mayores de 65 años, quienes
sufren de problemas crónicos de salud o que han sufrido una disminución de su
resistencia hacia las infecciones, tienen un trasplante, sí-ndrome nefrítico o lesiones
en el bazo.
8. Contra el tétanos

El 30% de las personas afectadas con tétanos fallece, en especial los mayores
de 50 años. Por eso todos los adultos deben estar vacunados. Si no has recibido
una inyección de refuerzo en más de diez años, o jamás recibiste la dosis inicial de
tres inyecciones, estás a tiempo de hacerlo

9. Contra la polio

La vacuna es indicada para las personas que: cambian pañales de niños que
están recibiendo la vacuna de la polio por ví-a oral (OPV), viajan a lugares del
mundo donde hay prevalencia de esta enfermedad y trabajan en laboratorios donde
se utiliza el virus de la polio.

10. Contra la rubéola

La vacuna de la rubéola está incluida en la vacuna MMR. Se recomienda para:


las mujeres fértiles, los universitarios o quienes cursan en una escuela secundaria,
las personas que trabajan en un hospital o institución médica y quienes hacen viajes
internacionales o en un crucero

11. Contra la varicela

Generalmente la varicela es una enfermedad leve, pero puede complicarse. Debe


aplicarse esta vacuna quienes no están seguros de haber tenido esta enfermedad,
personas que trabajan en una institución sanitaria o dan clases a niños pequeños.
No se aplica a embarazadas. (Actualizado 06/02/2019).

Importancia de las vacunas

Desde la antigüedad el hombre buscó ser resistente a las infecciones. En la


antigua India y China, la valorización es quizás la primera práctica vacunal usada
con éxito contra una determinada infección.

Consistía en transmitir el contenido de las pústulas de enfermos de viruela a


personas sanas, pero más adelante Edward Jenner en 1796 fue el que utilizó la
primera vacunación frente a la viruela de una forma diferente a la valorización.
Pero la vacunología científica se formó más tarde con Pasteur quien está
considerado el padre de la vacunología, descubriendo en el año 1880 la vacuna
frente a la rabia.

Las vacunas, de una forma sencilla diremos que son medicamentos biológicos
que aplicados a personas sanas provocan la generación de defensas (anticuerpos)
que actúan protegiéndole ante futuros contactos con los agentes infecciosos contra
los que nos vacunamos, evitando la infección o la enfermedad.

Las vacunas constituyen una de las medidas sanitarias que mayor beneficio ha
producido y sigue produciendo a la humanidad, previenen enfermedades que antes
causaban grandes epidemias, muertes y secuelas.

Las vacunas benefician tanto a las personas vacunadas como a las personas no
vacunadas y susceptibles que viven en su entorno (inmunidad de grupo).

Mediante las vacunas hemos conseguido erradicar la viruela, estamos finalizando


la erradicación de la poliomielitis en el mundo, el sarampión ha dejado de ser un
problema frecuente en nuestro medio (causa frecuente de encefalitis y minusvalías
psíquicas hace tan sólo unos años), no tenemos casos de difteria y otras
enfermedades como la tos ferina, el tétanos, la hepatitis B, las meningitis
meningocócicas...están siendo controladas.

Las vacunas se administran mediante inyección, y con menos frecuencia por vía
oral (poliomielitis, fiebre tifoidea, cólera, rotavirus). En muchos casos son necesarias
varias aplicaciones para conseguir que el efecto protector se mantenga durante
años.

Actualmente, para reducir el número de inyecciones se utilizan las vacunas


combinadas, es decir vacunas en las que en una misma inyección se juntan varias
vacunas (p.e. la vacuna Hexavalente frente a, la difteria, la tosferina, el tétanos,
Haemophilus influenzae tipo b, polio y Hepatitis B,).

Niña vacunándose. El número de dosis y el intervalo de tiempo entre cada una


de ellas, es decir, la pauta vacunal, es importante de cara a lograr una buena
respuesta y una mayor eficacia vacunal.

Para facilitar la correcta aplicación de las vacunas en la infancia todos los países
tienen elaborados unos esquemas de vacunación: se llaman calendarios de
vacunaciones infantiles. En ellos se definen las vacunas, las dosis y las edades de
aplicación.
Pero las vacunaciones no finalizan en la edad pediátrica, sino que los cambios
epidemiológicos justifican en muchos casos continuarlas en la edad adulta, para
evitar la reemergencia de enfermedades que parecían ya controladas o para
reforzar su potencia inmunógena.

Aunque los niños son los que reciben la mayoría de las vacunas, los adultos
también necesitan protegerse mediante la vacunación frente a gérmenes como los
del tétanos, la difteria, el neumococo, la gripe, la rubéola...que son causa de
enfermedades también en los adultos, en muchos casos más graves que en los
niños.

Enfermedades que se previenes con las vacunas

Algunas enfermedades que se contrarrestan con vacunas son:

 Haemophilus influenzae tipo b

 Difteria

 Hepatitis A

 Hepatitis B

 Influenza (gripe)

 Sarampión

 Paperas

 Tosferina (pertussis)

 Enfermedad neumocócica

 Poliomielitis

 Rubéola (sarampión alemán)

 Tétanos

 Rotavirus

 Varicela
Esquema actual de la vacunación
Conclusión

De acuerdo a lo ante señalado las vacunas son muy importantes para la


población mundial, nada de esto existiera si no fuera por Edward jenner en 1796 fue
el inventor de la primera vacuna la cual fue contra la viruela, pero lo que debemos
saber es que si no fuera por las vacunas estuviésemos plagados de enfermedades.
Es importante informales a la población que la vacunas son seguras, que funcionan
y que salvan vidas.