You are on page 1of 20

Unidad IV

YACIMIENTOS

1. EL CICLO GEOLÓGICO
A lo largo de la historia de la Tierra, la corteza ha estado sometida a transformaciones
continuas, consecuencia de la acción de los agentes geológicos, tanto internos como
externos, que son los elementos que con su actividad producen cambios en el relieve
terrestre.

Los procesos geológicos internos tienen su principal origen en el calor interno del
planeta, considerándose constructivos, al ser los responsables de la formación del relieve.
La manifestación de los agentes internos se realiza en forma de movimientos lentos
(orogénicos) o bruscos (seísmos y volcanes), que asimismo darán origen a la formación
de nuevos minerales y rocas.

Los procesos geológicos externos se deben a la actuación de los agentes externos


(atmósfera, agua, viento), teniendo su origen en el calentamiento provocado por la
radiación solar y en la fuerza de la gravedad.

El ciclo geológico integra ambos procesos, que se realizan de forma ininterrumpida y


simultánea, en tres fases:

Orogénesis o formación de nuevas cadena montañosas.


Gliptogénesis, que es la destrucción del relieve, debida a los agentes externos.
Litogénesis, que es la formación de nuevos materiales a partir de los ya
existentes (rocas sedimentarias) y de otros que se incorporan desde el interior
(rocas magmáticas y metamórficas).
1.1. Geodinámica interna

La teoría de la Tectónica global o de placas supuso un hito fundamental en el estudio


de la dinámica del planeta Tierra, siendo capaz de explicar de manera integrada una
variedad de fenómenos sin aparente relación entre sí, tales como el vulcanismo, los
seísmos o el movimiento de los continentes.

Por ello, el estudio de los procesos geológicos internos girará en torno a la tectónica de
placas, conociendo su identidad, así como los procesos que se producen en sus
márgenes, a los que están íntimamente asociados fenómenos como los terremotos o el
vulcanismo.

Una placa tectónica es una porción de litosfera (corteza más parte superior del manto),
cuyos límites poseen una intensa actividad sísmica y volcánica.

Encontramos tres tipos de bordes: constructivos, destructivos y pasivos, como veremos a


continuación.
1.2. Geodinámica externa

Los agentes externos son los responsables de la lenta y progresiva evolución a la que
está sometida la superficie terrestre, con un doble papel de destructores del relieve y al
mismo tiempo creador de nuevas formas externas.

Los materiales destruidos por la acción de la meteorización van a ser transportados y


posteriormente sedimentados, originando nuevos materiales, suponiendo una serie de
procesos fundamentales dentro del ciclo geológico.
2. EL CICLO DE LAS ROCAS.

La Tierra es un planeta dinámico, con sus elementos en constante movimiento y


transformación. El relieve actual de la Tierra es el resultado de la combinación de las
fuerzas internas, que lo crean, y de las externas, que lo destruyen y modelan. Del mismo
modo, las rocas cambian con el paso del tiempo, siguiendo una evolución conocida como
ciclo de las rocas.

Procesos geológicos de los yacimientos minerales

El origen del ciclo son los procesos geológicos externos e internos. Los procesos externos
actúan sobre las rocas de la superficie terrestre mediante meteorización, erosión,
transporte y sedimentación, originando sedimentos, que también contienen restos de
seres vivos. Con el tiempo, y debido a la dinámica de la litosfera, los diversos tipos de
rocas terminan en la superficie terrestre, donde se someten a los procesos externos, con
lo que comienza un nuevo ciclo.

2.1. Las rocas sedimentarias


Las rocas sedimentarias provienen de la litificación de los sedimentos.
Todas las rocas que quedan expuestas en la superficie de la Tierra interactúan con la
atmósfera y la hidrósfera. Como resultado de esta interacción las diferentes especies
minerales que conforman las rocas expuestas se desestabilizan produciéndose un
conjunto de cambios físicos y químicos que agrupamos bajo el nombre de meteorización.
Son detríticas si se originan a partir de trozos de otras rocas. Químicas y orgánicas si
se forman a partir de precipitación de compuestos químicos o acumulación de restos de
seres vivos.

Procesos sedimentarios

Se forman en las zonas más superficiales de la Tierra debidas a la acción de los


agentes geológicos externos.

2.2. Las rocas magmáticas


Formadas a partir del enfriamiento de rocas fundidas (magmas). Los magmas pueden
enfriar de manera rápida en la superficie de la Tierra mediante la actividad volcánica o
cristalizar lentamente en el interior, originando grandes masas de rocas llamadas
plutónicas. Cuando cristalizan en grietas de la corteza forman las rocas ígneas
filonianas.

 Las rocas plutónicas son rocas magmáticas formadas por la solidificación lenta del
magma en zonas profundas del interior de la Tierra. (Granito).
 Las rocas volcánicas son rocas magmáticas formadas por la solidificación rápida
del magma durante una erupción volcánica. (Piedra pómez)
2.3. Las rocas metamórficas.
Las rocas metamórficas son aquellas cuya composición y textura originales han sido
alteradas por calor y presión. A este proceso se le llama metamorfosis de la roca. Los
ambientes con calor y presión suficientes para causar metamorfismo se encuentran
frecuentemente donde las placas tectónicas de la Tierra se están uniendo. Allí, las placas
que chocan entre sí, trituran las rocas y son calentadas a grandes profundidades por el
magma. El proceso metamórfico se realiza en estado sólido, es decir las transformaciones
se producen sin que la roca llegue a fundirse. La mayoría de las rocas metamórficas se
caracterizan por un aplastamiento general de sus minerales que hace que se presenten
alineados. Esta estructura característica que denominamos foliación se ve muy bien en
rocas como las pizarras, los esquistos y los gneises.
Las pizarras son arcillas metamorfizadas. Presentan foliación muy recta, paralela y
próxima. Generalmente son oscuras y con frecuencia contienen fósiles.
Los esquistos son rocas que han sufrido un metamorfismo más intenso. Presentan
foliación algo deformada y los fósiles que pudiera haber en la roca original desaparecen
durante el proceso metamórfico.
El Gneis es una roca que ha sufrido un metamorfismo muy intenso. Sus principales
minerales son el cuarzo, los feldespatos y las micas (como el granito) pero se presentan
orientados en bandas claras y oscuras.

Otras rocas metamórficas muy comunes son:


El mármol: Se trata de rocas carbonatadas (como las calizas) que han sufrido
metamorfismo y presentan un aspecto cristalino característico.
La cuarcita: Son areniscas ricas en cuarzo metamorfizadas.
3. YACIMIENTOS MINERALES
Recordando en la Unidad 2, se revisaron diferentes definiciones de yacimiento, de los
cuales, considero como más adecuado el siguiente: “Acumulación local, geológicamente
establecida, de un mineral específico, que puede ser extraído bajo las condiciones
económicas actuales”.

3.1. Tipo de yacimientos minerales.


Los yacimientos minerales pueden clasificarse de muy diferentes formas, en función de
los criterios que se elija para llevar a cabo su clasificación.
Gabelman (1976) propone los siguientes criterios para la clasificación de yacimientos:

 El proceso geológico más importante es su génesis.


 Criterios económico-geológicos.
 El mecanismo de emplazamiento.
 La litología de la roca encajante.
 El origen de los metales.
 Las edades relativas del yacimiento y de la roca encajante.

Nosotros revisaremos la clasificación de los yacimientos desde el punto de vista


económico-geológico:

 Depósitos minerales magmáticos.


 Depósitos minerales sedimentarios.
 Depósitos minerales metamórficos.

Yacimientos minerales asociados a procesos Magmáticos.


El magma asciende hasta las zonas de rift oceánicas, enfriándose rápidamente,
cristalizando para formar rocas basálticas que constituyen la corteza del océano. Por el
contrario, cuando el magma asciende en la corteza continental, el enfriamiento es más
lento, produciéndose una cristalización gradual que genera mineralizaciones de diferentes
composiciones químicas.
En una primera etapa de cristalización, se producen rocas ricas en hierro y magnesio, lo
que produce en el magma un empobrecimiento de estos elementos, el que se enriquece
relativamente en sílice, aluminio, calcio, sodio y potasio.

Formación de la corteza oceánica.


Fuente: http://cmc2tectonica.wikispaces.com/file/view/Dorsal3.jpg/172144329/650x383/Dorsal3.jpg

Una posterior cristalización, genera rocas ricas en cuarzo (SiO2) y feldespato


((K,Na,Ca,Ba,NH4)(Si,Al)4O8), la que forma gran parte de la corteza terrestre.
A su vez, la cristalización del magma, libera grandes cantidades de agua, la cual se mueve
hacia zonas de menor presión y temperatura. Esta agua caliente o hidrotermal, a menudo
contiene metales que van precipitando en los kilómetros superiores de la corteza
terrestre. Dependiendo de la profundidad y temperatura de precipitación, puede formar
diferentes fases minerales y asociaciones de minerales, como por ejemplo los óxidos de
estaño, y tungsteno en las zonas más profundas y de mayor temperatura, los sulfuros de
cobre, molibdeno, plomo y zinc en las zonas intermedias y los sulfuros y sulfosales de
plata y oro nativo en las zonas más superficiales y de menor temperatura.

En el caso de las rocas calizas, estas reaccionan con las soluciones hidrotermales y
pueden ser parcialmente reemplazadas por minerales de tungsteno, crobre, plomo y zinc,
formando los depósitos tipo Skarn o metasomáticos de contacto, pero si las soluciones
circulan a través de fracturas y otras discontinuidades, los metales pueden precipitar
formando filones de cobre, plomo, zinc, plata y oro.
Las soluciones hidrotermales ricas en metales pueden, también migrar lateralmente hacia
rocas permeables o químicamente reactivas, para formar yacimientos de sulfuros, o
pueden alcanzar la superficie y precipitar oro, plata y mercurio.

De acuerdo con los procesos comentados y en función del tipo de roca presente,
podemos clasificar a estos yacimientos en tres categorías:

 Relacionados con rocas máficas.


 Relacionados con rocas intermedias a félsicas.
 Relacionados con volcanismo.

Yacimientos relacionados con rocas máficas.


Estos complejos ígneos pueden tener las siguientes características:
- Poseen dimensiones muy variables.
- Se ubican en grandes masas cratónicas.
- Los más importantes se asocian a la corteza continental.
- Existen grupos de intrusiones máficas estratificadas, las que son fuentes de
obtención de cromo, níquel, cobre, metales del grupo del platino, titanio, vanadio
y estaño.

Yacimientos relacionados con rocas intermedias a félsicas.


Muchos de los grandes yacimientos a nivel mundial de metales base y precioso
pertenecen a este grupo; en este podemos considerar hasta 7 grandes subgrupos, los que
son: Yacimientos de hierro de origen ígneo (intrusivas y extrusivas), pórfidos cupríferos
(gran tonelaje de mineral, bajas leyes, valores recuperables de otros metales,
mineralización diseminada, importante fracturación de la roca encajante) y de otros
metales, depósitos tipo Skarn (asociaciones litológicas constituidas por silicatos ricos en
Ca, Mg, Fe y Al, que proceden generalmente de la transformación metasomática de rocas
de base cálcica o calcomagnesiana, o a veces, también silícico-alumínicas, por la acción
de fluidos mineralizantes acuoso a elevada presión y temperatura), yacimiento de hierro
de origen hidrotermal, mineralizaciones metálicas en filones (formados por procesos de
reemplazamiento o relleno de espacios abiertos), Pegmatitas y yacimiento de Uranio y
estaño en granitos (en cuanto al Estaño, fuente de aproximadamente el 80% de la
producción mundial.

Yacimientos relacionados con volcanismo


En este caso, son diversos los yacimientos asociados al primer subgrupo, entre los cuales
puede citarse, como más representativo, los epitermales de oro y plata. Este tipo de
depósitos se definen originalmente como producto de una actividad hidrotermal
relacionada con volcanismo a profundidades someras (poco profundas) y bajas
temperaturas. La génesis tiene lugar, normalmente, en el primer kilómetro de la superficie
y a temperaturas que suelen oscilar entre 50 y 200°C. La mayor parte de las
mineralizaciones se encuentran ubicadas en, o en la cercanía de, áreas de volcanismo
terciario. Se relacionan a rocas volcánicas jóvenes.

Una característica de estos yacimientos es que las mineralizaciones suelen presentarse en


forma de sulfosales, desde mineralogías simples hasta muy complejas. Algunas de las
más importantes concentraciones mundiales de oro nativo pertenecen a este tipo de
yacimientos.

Existe un segundo subgrupo, los yacimientos asociados con volcanismo submarino, los
que, si las condiciones son favorables, pueden dar lugar a concentraciones minerales de
interés económico. Este es el caso de os sulfuros masivos de origen volcagénico. Se
caracterizan por estar constituidos, en general por una matriz de rocas volcánicas y
sedimentarias, frecuentemente alteradas, en la que se disponen los sulfuros de forma
masiva. Estos pueden tener una composición mineralógica variable, pero predomina
siempre la pirita. Los metales de interés económico suelen ser, el cobre, plomo, zinc y en
menor medida el níquel con el oro y la plata como subproductos.
Yacimientos minerales asociados a procesos Sedimentarios.

Estos yacimientos son productos del relleno de cuentas sedimentarias oceánicas,


formadas por fragmentos insolubles de rocas, transportados por aguas superficiales hasta
dichas cuencas, formándose rocas sedimentarias detríticas como las areniscas, estos
pueden contener enriquecimientos locales de minerales de interés económico, como son
los casos de placeres de oro.
Así también, de acuerdo a situaciones fisicoquímicas específicas, se puede dar la
precipitación de sulfuros de cobre, plomo o zinc. La posible influencia de un volcanismo
submarino puede ser también el origen de la formación de estos depósitos de sulfuros
masivos.
Este tipo de mineralizaciones, también puede haber precipitado por debajo de la interface
de agua-sedimento a través de sedimentos porosos, lo que explica que la formación de
estos yacimientos puede darse durante la propia sedimentación, o después de
consolidado el sedimento.

Se puede establecer hasta seis procesos generadores de yacimientos minerales


sedimentarios, los que son:

 Alteración.
 Diagénesis.
 Sedimentación.
 Bacteriogénesis.
 Evaporación.
 Oxidación.

Yacimientos asociados con el proceso de alteración.


Aquí se observa en la roca, una descomposición mecánica y una descomposición química.
Los minerales que son inestables químicamente, son lixiviados, pasando a ser parte de la
solución, mientras que los residuos insolubles, pueden permanecer, y algunos de ellos
formar depósitos de minerales residuales. La desintegración mecánica, no genera nuevos
minerales, simplemente los libera, por el contrario, la alteración química, sí crea nuevos
minerales.

De acuerdo al tipo de alteración el yacimiento puede ser en caso de los originados por
actividad química, yacimientos residuales, y en el caso de la alteración física, yacimiento
de placeres. En los primeros, podemos nombrar yacimientos de hierro, manganeso,
bauxitas, arcillas, níquel, fosfatos, etc.

Los requerimientos necesarios para que se forme un yacimiento de este tipo son: (a)
existencia de rocas que posean tanto minerales de interés económico insolubles como
solubles; (b) presencia de un clima tropical o subtropical; (c) un relieve no excesivo; y (d)
condiciones de estabilidad tectónica que permitan la lenta acumulación de los productos.

Para el caso de yacimientos producidos por acción mecánica, placeres, se tratan de


depósitos de minerales pesados concentrados por la acción de aguas en movimiento, los
que deben poseer una alta densidad, una resistencia química a la alteración y una
adecuada estabilidad mecánica.

Yacimientos relacionados con la acción de aguas diagenéticas.


Este tipo, se da por el movimiento de fluidos calientes de origen cuencal, lo que da origen
a un tipo de yacimiento denominado Mississippi Valley, el que está formado básicamente
por sulfuros de plomo y Zinc. El proceso de formación, sería similar al utilizado para
explicar el origen de los yacimientos de petróleo: (a) existencia de una roca madre con
presencia de metales dispersos; (b) un mecanismo dinámico que permita la puesta en
movimiento de las soluciones mineralizantes; (c) unos cauces adecuados para la
movilidad de las soluciones mineralizantes y (d) un lugar para la deposición junto con un
ambiente fisicoquímico que permita dicha precipitación.

Yacimientos relacionados por procesos de sedimentación.


Este tipo de yacimiento, puede formar yacimientos energéticos como de carbón o
minerales industriales como arcillas, también yacimientos metálicos de hierro,
manganeso, cobre y fosfatos, entre otros. La formación de estos depósitos, tiene los
siguientes requerimientos: (a) una fuente adecuada de los materiales; (b) una puesta en
solución de estos; (c)su transporte hasta el lugar de deposición y (d) la precipitación en la
cuenca sedimentaria. Así dentro de este tipo, podemos destacar los yacimientos de
manganeso, hierro y fosfatos.

Yacimientos relacionados con la bacteriogénesis.


Estos yacimientos se forman por la intervención de bacterias en la génesis del yacimiento
sedimentario, en base a características fisicoquímicas del ambiente generador, siendo su
papel más efectivo en ambientes acuoso y de bajas temperaturas. Como ejemplo,
podemos comentar el origen de yacimientos de uranio. Sintéticamente, el proceso
genético sería el siguiente: (1) El uranio es lixiviado en la alteración de granitos y rocas
volcánicas y luego oxidado a U+6, el cual se solubiliza en forma de ion uranilo (UO2)+2;
(2) el uranio circula en solución a través de materiales permeables hasta encontrar una
trampa fisicoquímica y (3) las soluciones ingresan en contacto con un ambiente reductor,
lo que origina la reducción del ion uranilo y la precipitación del uranio.

Yacimientos relacionados por procesos de evaporación.


En este caso, se generan materiales constituidos por sales solubles, por lo que su
utilización es más como rocas y minerales industriales (halita, glauberita). Estas, se
originan como consecuencia de la evaporación de cuerpos de agua con una composición
química determinada.
Los ambientes naturales donde se generan estos sedimentos pueden ser muy variados,
pudiendo tener a grandes rasgos dos grupos, marinos y continentales. En los primeros
debido a la composición casi fija del agua de mar, generan capas de minerales
monótonas, mientras que la segunda de carácter lacustre, producen una mayor variedad
en la composición de fases minerales.

Yacimientos relacionados con procesos de oxidación.


Estos yacimientos, son producto de la exposición de yacimientos minerales a aguas
meteóricas de carácter oxidante, y se da por la disolución de algunos minerales,
generando otras fases que continúan el proceso de alteración. A su vez, las soluciones
que han causado la lixiviación, y que, por tanto, llevan en solución los elementos
lixiviados, penetran en profundidad y pueden perder parte de sus componentes metálicos
y precipitar formando nuevas fases minerales, formando zonas de oxidación; el límite
inferior de esta zona está marcado por el nivel freático.

Yacimientos minerales asociados a procesos Metamórficos.


El metamorfismo puede originarse por la instrusión de un cuerpo magmático o por la
acción de un enterramiento profundo de los materiales. En el primer caso se nos puede
originar el grupo de yacimientos asociados a procesos magmáticos; en el segundo caso, el
enterramiento profundo genera, principalmente, cambios en las características
mineralógicas de yacimientos ya formados.
El metamorfismo de enterramiento, también puede liberar grandes cantidades de
soluciones hidrotermales, que son capaces de disolver los metales en la roca encajante, y
que posteriormente, precipitarlos si las condiciones de temperatura, presión, etc. Son las
adecuadas.
El metamorfismo genera notables yacimientos de minerales industriales (grafito, granate,
asbesto, talco, mica y diversas gemas.
3.2. Otros tipos de yacimientos minerales.
TIPOS DE YACIMIENTOS CARACTERÍSTICAS EJEMPLOS DE MINAS
Relacionados al magmatismo
1. Segregación Están relacionadas a rocas básicas y ultra básicas Mina Tapo que contiene Cr. Novillo
como peridotitas, dunitas y pueden contener Cu, Co, Muerto (Argentina), Bushveld
Pt y Cr. (Sudáfrica).
2. Inyección magmática en Los diques mayormente son de andesitas y dacitas con Yanamina Nueva California.
diques contenidos auríferos.
Relacionados A Vulcanismo Continental
3. Epitermales de Au Volcánicos terciarios con diseminación de Au Yanacocha, Pierina, Sipán, El Indio, La
a) Alta sulfatación o relacionados a cuarzo y óxidos de Fe. Pueden gradar a Mexicana.
sulfato ácido pórfidos de Cu.
b) Baja sulfuración o Vetas en Volc. Terc., con Au y sulfuros de Ag, Zn, Pb, Arcata, Orcopampa, San Juan De
cuarzo adularia Cu, Fe y masas de cuarzo, calcita, rodocrosita y óxidos Lucanas, Millotingo, Coricancha, El
de Fe y Mn. Penon.
Relacionados A Vulcanismo Submarino
4. Sulfuros masivos Volcánicos y sediméntanos comúnmente de edad Perubar, Tambo Grande, Colquisiri,
cretácea, con zonas metasomatizadas Sulfuro s de Cu, Condestable, Cerro Lindo,Kuroko
Zn, pb, F e y barita. (Japón).
Relacionados A Intrusivos Intermedios A Felsicos
5. Pórfidos de Cu (Mo, Au. Brechas y alteración hidrotermal en volcánicos Toquepala, Cerro Verde, Cuajone,
Ag) porfiríticos de edad terciaria. Diseminación de sulfuros Toromocho, Chuquicamata, Bajo De
de Cuy Fe en grandes volúmenes, con algo de Au y La Lumbrera (Argentina).
sulfuros de Mo, Ag, As, Sb.
6. Skarn o metasomático de Calcáreos y volcánicos de edades paleo a cenozoicas, Tintaya, Antamina, Raura, Marcona,
contacto con masas irregulares o estrato ligadas de Cobriza, Las Chocas (Argentina).
calcosilicatos y óxidos de Fe, con sulfuros de Cu, Zn,
Pb, Ag, Fe y eventual presencia de Au.
7. Complejo andino Diversidad de rocas, de edades y cenozoicas con vetas Morocha Casapalca, Cerro De Pasco,
y mantos de sulfuros de Cu, Pb, Zn, Ag o wolframatos. Pasto Bueno, Cerro Las Mina
A veces gradando a zonas metasomáticas o de Argentina), Llallagua (Bolivia)
pórfidos de Cu.
8. Yacimientos auríferos Cuarzo con Au, Pirita y escasos sulfuros de Zn, Cu, Pb. Marsa, Poderosa, Consorcio Minero
envetas emplazadas en Horizonte.
intrusivos paleozoicos
9. Yacimientos de Estaño Relacionados a stocks monzograniticos San Rafael, Palca 11.
10. Yacimientos pegmatíticos En granitos pegmatíticos Mina Adán (Chimbote), Rössing.
Mississippi Valey
11. Valle del mississippi Calizas y dolomías triásico jurásicas, con mantos San Vicente, Mississippi Valley (EEUU)
potentes de esfalerita y menor proporción de galena y
pirita.
Relacionadas A Sedimentación Bioquímica
12. Evaporitas Precipitación química de sales y sulfatos de Na, Ca, Mg Salinas De Huacho, Ocucaje(Yeso,
Epsomita), Cuenca Catalana (España)
13. Fosfatos y diatomitas Formado por microfósiles en rocas sedimentarias Fosfatos en Sechura, diatomitas en
Ayacucho, Ica.
Relacionados a sedimentación clásica y meteorización
14. Placeres fluviales y Gravas y arenas cuaternarias, con Au, circón e ilmenita Madre De Dios, Marañón, Ananea.
glaciares asociados a óxidos y silicatos de Fe, así como a Cuarzo
y limos.
15. Meteorización física no Da lugar a gravas, arenas, como materiales de Canteras De Materiales De
metálica construcción. También limos y arcillas. Construcción En Lima.
16. Meteorización química no Por alteración principalmente de feldespatos de las Arcillas en Huaycoloro Lima. Lateritas
metálica diversas rocas. en la Selva.
17. Meteorización química Por procesos de lixiviación y oxidación se forman Los Pórfidos de Cu y otros están
metálica diversas zonas. dentro de este proceso. Cerro Verde
Relacionados a metamorfismo regional
18. Metamorfismo regional Relaciona a rocas metamórficas como esquistos, filitas, Canteras de talco en el Huaytapallana.
gneis
Casos especiales
19. Por tectonismo Brechamiento en cuarcitas, como brecha de colapso. Coiroscho.
20. Relleno karstico En rocas calizas se rellenan los sulfuros. En la zona de Hualgayoc.
Formación de yacimientos.

Los yacimientos Metasomáticos (Skarn).

En la literatura estos yacimientos toman diversos nombres, yacimientos de contacto,


metasomático de contacto, pneumatolítico de contacto, pirometamórfico, metamorfismo
de contacto.

Definimos como yacimientos skarn cuando un intrusivo (magma, principalmente de


composición intermedia), penetra principalmente en rocas calcáreas, metamorfizándolo
(cocinando la roca), este cambio de presión y temperatura y posteriormente la invasión
de fluidos en la fase final hidrotermal hace económico el yacimiento y forma diversas
zonas en la aureola.
Esquema de un Skarn tomada de L. Baumann

Este contacto del intrusivo y los calcáreos (puede ser también margas, tobas calcáreas,
limolitas, etc.) cambian la mineralogía, originando silicatos alumínico-cálcicos. Se generan
dos tipos principales de skarn:

 Skarn Cálcico.
Son fundamentalmente endoskarns asociados con dioritas, ganga de granate,
epídota, piroxeno; siendo sus menas de magnetita predominantemente y una fase
sulfurada con pirrotita, arsenopirita, calcopirita, esfalerita, anómalas,
concentraciones de Ni y Co.

 Skarn Magnésico.
Asociado en rocas intrusivas como granodioritas, cuarzo monzonitas. Las rocas
caja fundamental son dolomias, alta concentración de magnetita con diópsido,
espinela cerca al Plutón y otro skarn con forsterita cerca de la dolomía, ambas de
alta temperatura y tardíamente se forma flogopita, serpentina y los sulfuros
posteriores a la magnetita son pirita, pirrotita, calcopirita, escalerita. (Lunary
Oyarzun 1990)
Yacimientos Hidrotermales.

Son procesos Geológicos que involucra soluciones acuosas calientes, que pueden ser de
origen ígneo, metamórfico o sedimentario, y tiene la capacidad de disolver transportar y
depositar minerales. Estos procesos son responsables de grandes yacimientos, conocidos
en el Perú.

Son aquellos formados a partir de soluciones procedentes de la consolidación de un


magma y también por la circulación de soluciones acuosas en la corteza terrestre, las
cuales pueden estar constituidas por aguas magmáticas primarias o por mezcla de éstas
con aguas meteóricas.
Los depósitos Hidrotermales también son conocidos, comúnmente como filonianos y se
clasifican según su temperatura de formación, esta varía entre 50 a 500°C, y en función a
la mayor o menor proximidad a la roca huésped.

Se forman por la ascendencia de aguas ricas en iones minerales, por la abertura de las
rocas o por las chimeneas oceánicas, donde su ascenso es variable su temperatura, por lo
tanto cada tipo de mineral cristaliza dependiendo de su ambiente físico-químico.

Origen de los Yacimientos hidrotermales.

A medida que un magma se solidifica se va formando los minerales de las rocas ígneas
(Silicatos y óxidos) mientras las fases liquidas y gaseosa de la mezcla (F, Cl, B, CO2, S,
Fe, Cu, Pb, Zn, Au, Ag, Sb, Ba, Ca). Desde la profundidad magmática hasta la superficie el
agua pierde temperatura y presión, perdiendo en consecuencia la mayor parte de su
poder disolvente. Por ello casi todas las sustancias disueltas en el agua precipitan en el
camino originando concentraciones o depósitos minerales.
Factores esenciales para la formación de depósitos hidrotermales.

 Disponibilidad de soluciones mineralizadoras susceptibles de disolver y transportar


materia mineral.
 Presencia de aberturas en las rocas las cuales puedan canalizarse las soluciones.
 Presencia de lugares emplazamiento para la deposición del contenido mineral.
 Reacción química cuyo resultado sea la deposición.
 Suficiente concentración de materia mineral depositada para llegar a constituir
depósitos explotables.

Por tanto se pueden formar yacimientos en conexión con:


 Sistemas hidrotermales magmáticos, relacionados con plutonismo profundo a
intermedio (profundidades entre 500- 3000m).
 Sistemas hidrotermales meteórico-magmáticos, ligados a complejos volcánicos y
subvolcánicos (profundidades entre 100-1000m).

Clasificación de los Yacimientos Hidrotermales

 Yacimientos Hipotermales: Deposición y concentración a grandes


profundidades, temperatura y presión elevadas. Temperatura entre 300º y 500ºC;
presión muy alta. Su formación se da desde dos puntos de vista, El primer punto
supone que tales soluciones salen del magma en forma gaseosa y luego se
condensan a líquidos hidrotermales, de los cuales cristalizan las menas. El otro
punto sostiene que las soluciones hidrotermales salen del magma como líquidos
alcalinos, ricos en constituyentes volátiles, según lo evidencia el carácter alcalino
de las fuentes termales juveniles y la solubilidad de metales en soluciones
alcalinas.

 Yacimientos Mesotermales: Precipitación y concentración a profundidades


intermedias. Temperatura de 200º a 500ºC; presión alta. Generalmente están
asociados estos depósitos con rocas ígneas intrusivas que varían entre acidas
(silíceas) básicas (máficas) pero las más favorables parecen ser las intermedias y
ácidas. Los cuerpos intrusivos pueden ser batolitos, lacolitos o cúpulas. Los techos
de los batolitos podrían presentar las mejores condiciones para el desarrollo de
estos depósitos. Rocas encajantes pueden ser ígneas, metamórficas o
sedimentarias. Los metales predominantes son: Au-Ag, Cu, Pb, Zn, Co, Ni, Sb, W,
Mn y As. Elementos: Oro y plata, mientras que los sulfuros de importancia
económica son principalmente: galena, blenda, pirita, calcopirita. Ejemplo de
depósitos mesotermales plomo, zinc, plata.

 Yacimientos Epitermales: Precipitación y concentración a poca profundidad.


Temperaturas de 50º a 200ºC; presión moderada. Asociados a rocas efusivas,
andesíticas o riolíticas (cristalizadas cerca a la superficie) o a rocas sedimentarias.
Se presentan como verdaderos filones de relleno de fisura en regiones de
actividad volcánica comparativamente reciente, cercanos a los centros eruptivos o
en algunos casos, dentro de ellos. Los principales minerales que tienen
importancia en depósitos epitermales, son: Oro y Plata.

Yacimientos Pórfidos de Cobre

El término pórfido (cristales grandes en una matriz fina) se refiere porque frecuentemente
estos yacimientos se asocian con rocas ígneas intrusivas con fenocristales (cristales
grandes) de feldespatos. Esta textura porfirítica indica que los magmas intruyeron y
cristalizaron cerca a la superficie.

Los pórfidos de Cu están relacionados por lo general a intrusiones félsicas (magmas


ácidos), hay varios cuerpos de rocas intrusivas, emplazadas en varios pulsos y están
asociados frecuentemente con enjambres de diques y brechas. Las rocas de caja intruidas
por los pórfidos pueden ser de cualquier tipo.