Вы находитесь на странице: 1из 2

CURSO INSTITUCIONAL “INTEGRACIÓN ECONÓMICA SOLIDARIA”

FICHA DE LECTURA – Actividad 4


Autor: Unidad Administrativa Especial de Organizaciones Solidarias (UAEOS) y la Universidad Cooperativa
de Colombia (UCC) Ficha No. 1/Reseña
Título / INTEGRACIÓN ECONÓMICA SOLIDARIA EN TERRITORIO APORTES A LA CONSTRUCCIÓN DE MODELOS Y METODOLOGÍAS
subtítulo
Referencias https://www.orgsolidarias.gov.co/sites/default/files/archivos/Integracion%20economica%20solidaria%20en%20el%20territorio.pdf

Tema Integración económica solidaria en territorio


principal
Subtemas Asociatividad solidaria, Emprendimiento solidario, Organizaciones solidarias

Palabras Solidario, economía, emprendimiento, organización, cultura, Humanistas, Con y sin ánimo de lucro y Desarrollo
clave/
conceptos
1. La integración de la economía solidaria en el territorio esta hace que tenga una administración autónoma, el cual es un proceso que pretende el
empoderamiento de los individuos y las organizaciones para que cumplan objetivos por sí mismos. Para ello, es indispensable conocer nuestros
alcances y limitaciones, y reconocernos como sujetos que actuamos, tomamos decisiones y luchamos por nuestro bienestar, esta influye
decisivamente en la posibilidad de pensar por nosotros mismos y seguir nuestros propios rumbos, sin condicionantes o limitaciones. Quiere decir
que cada organización que forma parte de la economía solidaria puede y debe tomar partido en las transformaciones sociales que buscamos para el
beneficio de las comunidades.

2. La segunda característica que da la integración de la economía solidaria, es la igualdad social implica que todos los integrantes de una organización
alcancen en la práctica la realización de todos sus derechos humanos, civiles, políticos, económicos, sociales y culturales, para alcanzar una
verdadera justicia social. Se busca que quienes participan y colaboran de las distintas formas de economía social y solidaria tengan las mismas
oportunidades y herramientas para su desarrollo integral y bienestar general, por lo que la explotación, la exclusión y la desinformación son
procesos que quedan absolutamente descartados.
3. Las organizaciones que conforman la economía social y solidaria buscan trabajar en conjunto para lograr sus objetivos, pues reconocen los
beneficios que el trabajo colectivo trae tanto a individuos como a comunidades. Además de promover la colaboración entre individuos al interior de
las organizaciones y la distribución del poder y las tareas de manera equitativa, también busca el trabajo colaborativo entre las distintas
organizaciones que conforman el Tercer Sector, apoyando esfuerzos hermanados y difundiendo las labores de aliados y simpatizantes.

4. La democracia, entendida como la forma de organización que atribuye la titularidad del poder a los individuos que la conforman, es un pilar básico
sin el cual la economía solidaria no podría existir. Y es que para que la justicia, la colaboración y la solidaridad puedan coexistir, se necesita un
poder descentralizado, abierto y horizontal, que emane de las personas y esté orientado a las personas. Las organizaciones de la economía social
pueden insertarse en el movimiento filosófico, político y social denominado democracia económica, que sugiere la transferencia del poder de
decisiones a la mayoría de partes interesadas, darle una mayor importancia a la sociedad frente a los mercados, y un sistema político de
democracia directa.

5. Todas estas características no serían nada sin un componente fundamental de la economía social y solidaria: las personas. Sus esfuerzos, objetivos
y esperanzas se centran en el progreso y bienestar no de los mercados financieros, o de las empresas, o de los sistemas, sino en trabajar por, para
y desde las personas. Así, vuelve a poner en el centro las necesidades y capacidades de la gente, creando procesos, técnicas y herramientas más
orgánicas y amigables. Todo en la economía solidaria gira en torno al bienestar de los individuos, a su desarrollo integral y a su bienestar físico,
emocional y económico.

Conclusión