Вы находитесь на странице: 1из 12

TRATADOS INTERNACIONALES EN RELACION AL MEDIO AMBIENTE

Caroline Cazorla Paredes, Edilson Canaza Tarqui,


Aldair Hualpa Hancco y Daysi Peralta Villafuerte

RESUMEN
En el presente trabajo analizamos las generalidades de los Tratados
internacionales como por ejemplo los tipos, antecedentes, la importancia de los
organismos internacionales, por objetivo da a conocer el valor que tienen estos
instrumentos internacionales; ¿qué categoría tiene el medio ambiente para
estos tratados? En Nuestro país generalmente se regulan prohibiciones y
restricciones para los ciudadanos con respecto al ambiente pero aún a la tierra
no se le da una categoría similar a la del ser humano como en otros países de
Latinoamérica que entienden al hombre como parte de la tierra y no a la tierra
como mero instrumento del hombre; los tratados que analizamos han sido
seleccionados por su importancia que tiene para el Perú y por las normas de
suma importancia para el respeto y protección primordial de la tierra, por último
el artículo servirá al lector para el conocimiento, aplicación y cuidado en la vida
diaria del ambiente y la interpretación de estas normas propios del Derecho
internacional del Medio Ambiente.

INTRODUCCIÓN
El Ambiente constituye uno de los valores protegidos por el orden jurídico
internacional; el estudio y protección del Ambiente encuentran su correlato
científico dentro de las ciencias naturales en la palabra Ecología. debemos
concebir el derecho ambiental como una serie de mecanismos jurídicos, que
buscan regular la actividad del hombre en el medio ambiente, limitando su
propio actuar como ente individual y asociado que pueda generar un riesgo en
el medio ambiente, cuya significación o magnitud sea lo suficientemente grave
como para afectar al ser humano y a la colectividad de individuos, entendiendo
que el ser humano es parte del medio ambiente, y como tal, cualquier daño
provocado en el ecosistema es un daño que también afecta al hombre; más
que un derecho “del” medio ambiente, es un derecho “al” medio ambiente.
El Derecho Ambiental podríamos calificarlo como un sistema triangular,
teniendo en un extremo al ambiente, en otro a las personas causantes de los
daños al medio ambiente y en el otro vértice a aquellas personas que se ven
afectadas por la actividad riesgosa de los causantes, nuestra legislación
configura esa relación jurídica prácticamente a través de normas de carácter
prohibitivas y por tanto lo entendemos como un ordenamiento limitante, a
continuación presentamos los convenios y tratados más resaltantes que
pudimos analizar:

LA CUMBRE DE RIO DE JANEIRO


El objetivo principal de esta Conferencia fue introducir un programa extenso y
un nuevo plan para la acción internacional en temas de medio ambiente y
desarrollo, que ayudaran a guiar la cooperación internacional y el desarrollo de
programas en el siglo XXI.
La Cumbre de la Tierra marcó un hito porque centró la atención mundial en la
idea de que los problemas medioambientales del planeta estaban íntimamente
relacionados con las condiciones económicas y los problemas de justicia social.
Demostró que las necesidades sociales, medioambientales y económicas se
deben equilibrar las unas con las otras para obtener resultados sostenibles a
largo plazo. La Conferencia también indicó que las acciones o decisiones
locales más insignificantes, buenas o malas, tienen repercusiones potenciales
a escala mundial.
La Declaración de Río abarca aspectos generales y a la vez se esfuerza en
tratar tópicos vinculados con los principios ambientales, como “quien
contamina”, el “principio de integración” de la variable ambiental en el
desarrollo, el uso de instrumentos económicos, el “principio de precaución”,
“quien usa paga”, las responsabilidades comunes pero diferenciadas, el
derecho a la información y a participar en las evaluaciones de impacto
ambiental, entre otros.
En términos generales podemos afirmar que Río responde al concepto de
desarrollo sostenible, a la necesidad de integrar el derecho al desarrollo y la
protección del ambiente, a las relaciones entre el sistema de comercio y la
protección ambiental, al reconocimiento del papel de nuevos grupos
emergentes, a la determinación de principios generales e instrumentos
jurídicos, al uso de instrumentos de naturaleza económica, entre otros.
El medio ambiente se convierte en el ideal a alcanzar teniendo en cuenta la
participación de los ciudadanos y creando o reforzando la conciencia pública a
escala mundial sobre los problemas relativos al Cambio Climático.
Lo que se busca es conservar el medio ambiente a través de:
a) conservación la diversidad biológica;
b) utilización sostenible de los componentes de la misma,
c) participación justa y equitativa en los beneficios que se deriven de la
utilización de los recursos genéticos.
Los encargados de tomar decisiones en cada país, deben tener presente que
los recursos naturales no son infinitos y por ello se necesita utilizarlos de
manera sostenible. Mientras los esfuerzos de conservación realizados en el
pasado tenían como objeto la protección de especies y hábitats en particular, el
convenio reconoce que ecosistemas, especies y genes pueden utilizarse en
beneficio de los seres humanos. Pero de una manera y a un ritmo que, a largo
plazo, no lleve al deterioro de la diversidad biológica.

LA CUMBRE DEL MILENIO (2000, ONU)

En la Declaración del Milenio se recogen siete Objetivos fundamentales sobre


la erradicación de la pobreza, la educación primaria universal, la igualdad entre
los géneros, la mortalidad infantil y materna, el avance del VIH y del sida y la
sostenibilidad del medio ambiente. Además, se añade un último Objetivo, el
octavo, basado en que el sistema comercial, de ayuda oficial garantice la
consecución en 2015 de los primeros siete Objetivos, y que con ello se consiga
un mundo más justo. Se centra en "fomentar una Asociación Mundial para el
Desarrollo".
Dentro de sus objetivos se puede reconocer:
 Objetivo 1: Erradicar la pobreza extrema y el hambre
 Objetivo 2: Lograr la enseñanza primaria universal
 Objetivo 3: Promover la igualdad entre los sexos y el empoderamiento
de la mujer
 Objetivo 4: Reducir la mortalidad de los niños menores de 5 años
 Objetivo 5: Mejorar la salud materna
 Objetivo 6: Combatir el VIH/SIDA, la malaria y otras enfermedades
 Objetivo 7: Garantizar la sostenibilidad del medio ambiente
 Objetivo 8: Fomentar una alianza mundial para el desarrollo

Si bien es cierto esta cumbre está más enfocada en el desarrollo de la persona,


es preciso indicar que cada uno de sus objetivos tiene relación directa con el
otro de manera que, si no se cumple o se ve afectada, podría causar
inestabilidades.
Es evidente que las mejoras a los países en vías de desarrollo han sido
inaceptablemente lentas ya que estos afrontan enfermedades, aislamiento
geográfico o conflictos civiles, de manera que estos objetivos permiten que
exista un desarrollo social, económico, las que al no cumplirse podrían
ocasionar enfermedades epidémicas o degradación del medio ambiente.

CARTA MUNDIAL DE LA NATURALEZA

Esta Carta representa una declaración de principios tanto ecológicos como


éticos , esta carta motiva a que los estados estén conscientes de que la
especie humana es parte de la naturaleza y la vida depende del funcionamiento
ininterrumpido de los sistemas naturales que son fuente de energía y de
materias nutritiva, este convencida de que toda forma de vida es única y
merece ser respetada, cualquiera que sea su utilidad para el hombre, y con el
fin de reconocer a los demás seres vivos su valor intrínseco, el hombre ha de
guiarse por un código de acción moral. Además, el hombre, por sus actos o las
consecuencias de éstos, dispone de los medios para transformar a la
naturaleza y agotar sus recursos y, por ello, debe reconocer cabalmente la
urgencia que reviste mantener el equilibrio y la calidad de la naturaleza y
conservar los recursos naturales.
Este persuadida de que los beneficios duraderos que se pueden obtener de la
naturaleza dependen de la protección de los procesos ecológicos y los
sistemas esenciales para la supervivencia y de la diversidad de las formas de
vida, las cuales quedan en peligro cuando el hombre procede a una explotación
excesiva o destruye los hábitats naturales.
Al igual que en la cumbre de rio, insiste en que la personas somos las que
podemos hacer el cambio, creando una sostenibilidad ambiental, además al
estar fundamentado en principios éticos, motivan a que los estados creen
consciencia ética referente al respeto ecológico y ambiental.

CONVENCIÓN MARCO DE LAS NACIONES UNIDAS SOBRE EL CAMBIO


CLIMÁTICO (UNFCCC)

Tiene como objetivo lograr la estabilización de las concentraciones de gases de


efecto invernadero en la atmósfera a un nivel que impida interferencias
antropógenas peligrosas en el sistema climático y en un plazo suficiente para
permitir que los ecosistemas se adapten naturalmente al cambio climático,
asegurando que la producción de alimentos no se vea amenazada y
permitiendo que el desarrollo económico prosiga de manera sostenible.
En la definición de este objetivo es importante destacar dos aspectos:

1. No se determinan los niveles de concentración de los gases de efecto


invernadero que se consideran interferencia antropógena peligrosa en el
sistema climático, reconociéndose así que en aquel momento no existía
certeza científica sobre qué se debía entender por niveles no peligrosos.
2. Se sugiere el hecho de que el cambio del clima es algo ya inevitable por
lo cual, no sólo deben abordarse acciones preventivas (para frenar el
cambio climático), sino también de adaptación a las nuevas condiciones
climáticas.

El medio ambiente se encuentra altamente expuesto a los gases de efecto


invernadero los mismos que se producen de manera natural son esenciales
para la supervivencia de los seres humanos y de millones de otros seres vivos
ya que, al impedir que parte del calor del sol se propague hacia el espacio,
hacen la Tierra habitable. Pero después a causa de la industrialización,
deforestación y agricultura a gran escala, las cantidades de gases de efecto
invernadero en la atmósfera se han incrementado en niveles nunca antes
vistos. A medida que la población, las economías y el nivel de vida crecen,
también lo hace el nivel acumulado de emisiones de ese tipo de gases. Para
poder proteger el medio ambiente de estos gases de efecto invernadero el
estado crea políticas que permitan la reducción de emisiones por porta del
sector energía, transportes, pesquero, forestal, agricultura, entre otros.
Dentro de este marco internacional de normas que amparan el derecho
ecológico se encuentra el protocolo de Kyoto, el que compromete a los países
industrializados a estabilizar las emisiones de gases de efecto invernadero. La
Convención por su parte solo alienta a los países a hacerlo.

CUMBRE DEL CLIMA DE PARÍS 2015

El acuerdo de París tiene como objetivos elevar los “flujos financieros” para
caminar hacia una economía baja en emisiones de gases de efecto
invernadero, cuya sobreacumulación en la atmósfera por las actividades
humanas ha desencadenado el cambio climático. “
Mantener el aumento de la temperatura media mundial muy por debajo de 2 °C
con respecto a los niveles preindustriales, y proseguir los esfuerzos para limitar
ese aumento de la temperatura a 1,5 °C con respecto a los niveles
preindustriales, reconociendo que ello reduciría considerablemente los riesgos
y los efectos del cambio climático;
Aumentar la capacidad de adaptación a los efectos adversos del cambio
climático y promover la resiliencia al clima y un desarrollo con bajas emisiones
de gases de efecto invernadero, de un modo que no comprometa la producción
de alimentos;
Elevar las corrientes financieras a un nivel compatible con una trayectoria que
conduzca a un desarrollo resiliente al clima y con bajas emisiones de gases de
efecto invernadero.
El medio ambiente se encuentra muy relacionado con esta cumbre en la
medida se busca su protección, sin embargo al no hacerlo esta se manifiesta a
través de desastres naturales u otras emergencias climáticas que afectan a un
país.

PROTOCOLO DE MONTREAL
Firmado por diferentes países en el año 1987 como una medida global para
hacer frente al problema del deterioro de la Capa de Ozono que afecta a las
personas del mundo. El cumplimiento de las normas establecidas en dicho
Protocolo, sus enmiendas y ajustes, han controlado el uso de las sustancias
químicas sumando al desarrollo industrial sustancias sustitutas “no agotadoras
de ozono”. La acumulación de gases agotadores de ozono se ha frenado e
incluso disminuido lo que ha reducido el riesgo de futuros daños a la Capa de
Ozono
El medio ambiente se afectado en la medida que la capa ozono continué
deteriorándose. La capa de ozono es en realidad una región atmosférica entre
los 15 y los 35 km de altura, donde se concentra cerca del 90 % de todo el
ozono que existe en la atmósfera. El aumento de las zonas contaminadas del
planeta, es perjudicial, y causa serios problemas de salud pública en dichas
zonas, además de contribuir al calentamiento terrestre, por ser un gas de
invernadero.
Además de ello la radiación ultravioleta se filtra en la capa de ozono, y al estar
esta última desgastándose causa daños a los organismos al ser absorbida por
diversas moléculas, debido a los cambios físico-químicos que induce en las
mismas, lo que es perjudicial para la piel y los ojos (quemaduras, cánceres,
cataratas) y debilita el sistema inmunológico, además de reducir el rendimiento
de las cosechas.

EL CONVENIO DE ESTOCOLMO (sobre Contaminantes Orgánicos


Persistentes, 2001)
El objetivo del Convenio de Estocolmo es proteger la salud humana y el medio
ambiente frente a los Contaminantes Orgánicos Persistentes (COPs), teniendo
presente el principio de precaución, estos contaminantes orgánicos
persistentes pueden ser pesticidas, insecticidas organoclorados, herbicidas,
Las Partes firmantes deberán identificar las existencias, productos, artículos en
uso y residuos que contengan o estén contaminados con COP para
gestionarlas de manera ambientalmente racional. Se deberán eliminar de tal
forma que el contenido de COP es destruido o transformado irreversiblemente,
de forma que no se exhiban características de COP, o eliminado de forma
ambientalmente racional cuando la destrucción o transformación irreversible no
representa la opción medioambiental preferible o su contenido de COP sea
bajo.
Dentro de este convenio el medio ambiente se ve altamente afectado en la
medida que los COPs implican riesgo ambiental conjunto (agua, aire, tierra.
animales, incluso humanos) ya que los mismos pueden ser transportados por el
aire, entrar en el suelo, entrar a los cuerpos de agua, o ser absorbidos por las
plantas y los animales, de la misma manera estas sustancias viajan a largas
distancias distribuyéndose por todo el planeta (“efecto de destilación global”),
así como su resistencia a degradarse, detectándose su presencia no sólo en
aves, sino en muchas otras especies animales, y también los cuerpos de los
seres humanos causando daños inimaginables especialmente en los países en
desarrollo
A pesar de que el conocimiento sobre los riesgos de los COP es antiguo, la
decisión política para proteger la salud humana y la integridad de los
ecosistemas frente a esta amenaza ha tardado muchos años en llegar. Se
prohibió o restringió la comercialización de algunos productos hace años en
muchos países, pero existen aún muchos otros que se siguen utilizando o se
encuentran almacenados.
Este Convenio, representa la culminación de una lucha ambiental que ha
durado más de medio siglo. Supone el reconocimiento de las propiedades
tóxicas, persistentes, bioacumulativas

CONVENIO DE BASILEA (sobre el Control de los Movimientos


Transfronterizos de los Desechos Peligrosos y su Eliminación)

El objetivo primordial del Convenio de Basilea es proteger la salud de las


personas y el medio ambiente frente a los efectos perjudiciales de los desechos
peligrosos los que pueden ser las baterías ácido plomo usadas (BAPU´s),
Lámparas fluorescentes, Transformadores y capacitores contaminados con
PCB´s (Bifenilos policlorados), Pesticidas y plaguicidas obsoletos, Desperdicios
químicos, Desechos eléctricos y/o electrónicos, aceites usados contaminados.
Este convenio permite que las partes puedan concretar acuerdos bilaterales o
multilaterales o regionales sobre el movimiento transfronterizo de los desechos
peligrosos, con partes o con estados que no sean partes, siempre que dichos
instrumentos no menoscaben el manejo ambientalmente racional que establece
el convenio y tomen en consideración los intereses de los países en desarrollo,
en todos estos acuerdos debe de existir un consentimiento previo de los países
importadores puesto que de lo contrario se estaría afectando
considerablemente el medio ambiente por ejemplo el contacto del plomo, bario
con el agua subterránea, emisiones de metales pesados
Este Convenio reconoce que la forma más efectiva de proteger la salud
humana y el ambiente de daños producidos por los desechos se basa en la
máxima reducción de su generación en cantidad y/o en peligrosidad. Los
principios básicos del Convenio de Basilea son: el tránsito transfronterizo de
desechos peligrosos debe ser reducido al mínimo consistente con su manejo
ambientalmente apropiado; los desechos peligrosos deben ser tratados y
dispuestos lo más cerca posible de la fuente de su generación; los desechos
peligrosos deben ser reducidos y minimizados en su fuente.
Lo que se quiere lograr con este convenio es la sostenibilidad ambiental a
través de reciclaje (como una solución) mediante tecnología de vanguardia, con
lo que se lograra un mayor rendimiento de las materias primas secundarias; la
conservación de preciados recursos mediante la extracción y reutilización en
lugar de la minería primaria, así como una mejor protección del aire, los suelos,
el agua y, en consecuencia, la salud de las personas. La materialización de
este potencial también podría disminuir los incentivos para las operaciones
ilícitas de reciclaje, mediante la facilitación de alternativas lícitas, seguras y
económicamente remuneradoras.
Este convenio no prohíbe el comercio de los desechos, pero impone exigencias
especialmente en cuanto a los requerimientos de información Impone a los
países una obligación de prohibir cualquier exportación de desechos peligrosos
a menos que las autoridades correspondientes en el país receptor hayan dado
su consentimiento por escrito al importador y a no ser que haya seguridad de
que los residuos se sometan a un manejo racionalmente ambiental. También
estipula procedimientos de notificación, cooperación en materia de
responsabilidad, transmisión de información esencial, etc (BECERRA:2006)

PROTOCOLO AMBIENTAL DE CARTAGENA

El objetivo del Protocolo es contribuir a garantizar un nivel adecuado de


protección en el campo de la transferencia, manejo y uso seguros de
organismos vivos modificados (OVM) resultantes de la biotecnología moderna
que puedan tener efectos adversos en la conservación y utilización sostenible
de la diversidad biológica, tomando en cuenta también los riesgos para la salud
humana y centrándose en particular en los movimientos transfronterizos. Este
objetivo se logrará de conformidad con el enfoque de precaución
El Protocolo de Cartagena sobre Bioseguridad es un instrumento internacional
que regula los organismos vivos modificados, OVMs, producto de la
biotecnología moderna. Este acuerdo, que se enfoca específicamente en el
movimiento transfronterizo de OVMs, promueve la seguridad de la
biotecnología al establecer normas y procedimientos que permiten la
transferencia segura, la manipulación y el uso de OVMs. Este excluye
explícitamente OVMs que son productos farmacéuticos destinados a seres
humanos que ya están contemplados en otros acuerdos u organizaciones
internacionales.

Protocolo se aplica al movimiento transfronterizo, tránsito, manipulación y uso


de todos los OVM que puedan tener efectos adversos sobre la conservación y
utilización sostenible de la diversidad biológica, teniendo también en cuenta los
riesgos para la salud humana. Los OVM que sean productos farmacéuticos
destinados a seres humanos y estén contemplados en otros acuerdos o
arreglos internacionales quedan excluidos de las disposiciones del Protocolo
referidas a movimientos transfronterizos.
El Protocolo se centra en la regulación de los OVMs que son manipulados con
el propósito de introducirse en el medio ambiente como las plantas
Genéticamente Modificadas (GM). Los productos farmacéuticos, y los OVMs
que se utilicen directamente como Alimento Humano o Animal o para
Procesamiento (OVMs-AHAP), se excluyen del alcance principal del Protocolo
y se regulan bajo un régimen menos estricto de intercambio de información
bajo el mecanismo del Centro de Intercambio de Información sobre la
Biotecnología (CIISB) de la CDB. La misma excepción se aplica al uso de los
OVMs que no están destinados con fines comerciales. Es menester mencionar
que aun cuando el Protocolo no intentó regular de manera principal la salud
humana, por ser esta abarcada en otros foros internacionales, como por
ejemplo, ante la Organización Mundial de la Salud, el Protocolo menciona
expresamente que los riesgos a la salud humana tienen que ser tomados en
cuenta.

En referencia al ambiente lo que busca es proteger la biodiversidad, al


entenderse que los organismos genéticamente modificados son distintos a los
organismos de origen natural y traen riesgos y peligros especiales que afectan
la biodiversidad , la salud humana e incluso daños de índoles socioeconómico,
para realizar un análisis de los mismos debe existir una evaluación del riesgo
con lo que se determina los posibles efectos adversos de los OVMs en la
conservación y en la utilización de la diversidad biológica dentro del probable
medio receptor, teniendo también en cuenta los riesgos para la salud humana
(PROTOCOLO DE CARTAGENA).

CONCLUSIONES

Los tratados internacionales analizados, dan cuenta y tienen un tema en


común, que es el cuidado del medio ambiente, tanto desde la perspectiva de la
contaminación del medio ambiente y desde la perspectiva de proteger el medio
ambiente; todos o a mayoría de los tratados dan cuenta al cuidado del medio
ambiente reúnen su base en la humanidad, ninguno de ellos le da la categoría
de ser vivo a la tierra o al medio ambiente, que debería serlo a nuestra
perspectiva; pero pensar en la humanidad para cuidar el planeta es un buen
inicio, a partir de esto, más adelante se realizara acuerdos y tratados a base de
la tierra como sujeto de derecho.

Todas estas propuestas y tratados nacen para el beneficio de todos, no


obstante, suelen ir en contra al desarrollo económico de varios países que
centran sus esfuerzos en las industrias que más daño le hacen al planeta.
Generar un cambio es difícil, mucho más a gran escala, pero es gracias a estas
iniciativas que poco a poco vamos avanzando hacia un planeta en armonía con
el medio ambiente.

Para lograr objetivos planteados, se requiere el concurso continuo y simultaneo


de todos los participantes de cada tratado o cumbre, en sus diferentes ámbitos
de acción. Es decir, que los diferentes actores: gobiernos, sector privado,
instituciones del tratado y otras multilaterales, ONGs y público en general se
den a la tarea de aportar al objetivo de lograr crecimientos económicos, a base
de un desarrollo sostenible que tenga como prioridad el cuidado de medio
ambiente.

Un proceso de integración exige que los países, organismos e instituciones


públicas y privadas estén preparados institucionalmente para avanzar hacia la
armonización con las políticas ambientales.

WEBGRAFÍA

 http://www.rtve.es/noticias/20151130/cumbre-del-clima-paris-12
claves/1263241.shtml

 http://mobius.net.co/tratados-internacionales-medio-ambiente/

 https://www.ecured.cu/Cumbre_de_la_Tierra_en_Río_de_Janeiro_(1992)

 http://www.consumer.es/web/es/solidaridad/derechos_humanos/2005/11/04/1
46717.php

 https://unfccc.int/resource/docs/convkp/convsp.pdf

 http://www.minambiente.gov.co/index.php/component/content/article/458-
plantilla-cambio-climatico-14