Вы находитесь на странице: 1из 3

Evaluación CFG: Trabajo en grupo

Instrucciones:

El grupo deberá leer el caso, discutir y reflexionar en base a las preguntas propuestas al final
del documento. Posteriormente deberán redactar sus respuestas, fundamentando con el
material revisado en clases y la bibliografía del curso.

Caso:

Juan ingresa a la residencia por solicitud del asistente social del hospital quien pide al
tribunal una medida de protección al momento del nacimiento. El motivo de esta medida
es el antecedente de un supuesto “Síndrome de Munchausen por poder”1 que tendría la
madre el cual también gatilló con anterioridad una medida de protección para José,
hermano de Juan, hace 1 año. Ambos niños se encuentran en la misma residencia. El
Munchausen estaría asociado a la muerte súbita, declarada por el servicio médico legal, de
una hija de la madre hace 4 años.

Desde el momento de nacimiento de Juan en el hospital los progenitores se encontraron


privados de estar con él debido a que esa institución adoptó la medida de no hacerles
entrega del menor de edad, argumentando que en los próximos días interpondrían una
medida de protección a favor de éste para luego enviarlo a un hogar de menores. En ese
contexto se les prohíbe el contacto permanente con el niño, privándolo incluso del derecho
a recibir lactancia materna.

Juan y su hermano nunca han vivido con sus padres, ya que fueron separados desde el
nacimiento. Desde el hospital hubo siempre una vigilancia en los espacios de intercambios
y vinculación entre los niños y sus padres.

Juan proviene de una relación consensuada entre sus progenitores, Marta y Roberto, los
cuales inician convivencia hace 3 años y medio. Juan es el menor de dos hermanos por línea
materna y paterna. Y por el lado materno es el menor de 4 hermanos.

Respecto a la familia de origen de Juan se puede señalar que el padre, Roberto, proviene
de una familia numerosa. Es el quinto de seis hermanos. La relación con su familia es
cercana, sin conflictos, logrando identificar los aspectos disfuncionales en algunos periodos
de tiempo donde se mantiene alejado. Roberto es vendedor ambulante.

1
El Síndrome de Munchausen por poderes (SMP) constituye una forma de Maltrato Infantil de alto riesgo, de
difícil diagnóstico, que a menudo pasa desapercibido durante semanas, meses e incluso años. Graves
complicaciones e incluso la muerte pueden derivarse del mismo. Constituye una forma peculiar de maltrato
en el que uno de los padres -generalmente la madre- simula la existencia o provoca síntomas o signos en el
niño con el objeto de buscar asistencia médica y maniobras diagnosticas o terapéuticas costosas o de riesgo.
Por su parte, Marta es hija de una madre soltera. Su vida ha estado marcada por la falta de
una figura paterna. También se ha dedicado al comercio ambulante, pero de forma
esporádica.

Marta y Roberto viven con Jacinta, madre de Marta. Ella trabaja en una empresa de aseo y
ornato que presta servicios a una municipalidad. El inmueble pertenece a Jacinta, posee dos
dormitorios, una cocina y un baño. Se encuentra limpio y ordenado. Los ingresos que
percibe la familia son aproximadamente $350.000 los cuales provienen: del sueldo mínimo
de la abuela materna, y el promedio diario que gana el padre de $8.000. Cabe indicar que
el padre lleva un registro diario de su actividad laboral en compra y venta de mercadería
que vende en el transporte público. Además tiene permiso laboral para su actividad.

La madre asiste hace 3 meses a tratamiento en COSAM de su comuna de residencia, ha


mostrado adherencia al tratamiento. Marta manifiesta permanentemente querer
recuperar a sus hijos. Roberto no ha sido indicado con tratamiento, pero cuando puede
acompañar a Marta al COSAM.

Los padres y la abuela visitan 3 a 4 veces por semana a los niños en la residencia. Los niños
presentan apego y cercanía hacia sus progenitores y abuela. Durante las visitas de los
padres registradas en la residencia el niño no ha presentado ninguna clase de deterioro de
su salud física ni psicológica. En estas visitas en el Hogar, la madre tiene una labor activa en
muda, alimentación y juego y en ellas no ha maltratado de ninguna manera a Juan. Por otra
parte, está el antecedente que la madre controló su embarazo asistiendo regularmente al
consultorio.

Desde la residencia se descarta la posibilidad de que la madre presente algún tipo de


trastorno que la inhabilite en el ejercicio de rol materno, lo que sumado al cumplimiento
progresivo de acuerdos por parte de familia, los hace pensar en la posibilidad de
revinculación y egreso de los niños.

Sin embargo, el antecedente del Munchausen establece en un informe pericial que la madre
presenta trastorno de personalidad grave, estructura limítrofe mixta con rasgos fríos de
ánimo, histriónicos y narcisistas, impidiendo que pueda hacerse cargo de sus hijos, salvo
que cuente con supervisón permanente por parte de un adulto responsable las 24 del día,
ya que se evalúa que no puede estar sola con sus hijos.

A partir de este antecedente, la Consejera Técnica emitió su sugerencia profesional, que en


síntesis recomienda la mantención del niño Hogar Proteccional y que se prosiga con las
intervenciones por el hogar respecto del grupo familiar, modificando a la dupla psicosocial
correspondiente. Además que profesionales del Hogar establezcan coordinaciones y
supervisiones con la institución colaboradora que entregará pautas para mejorar la
intervención de fortalecimiento familiar. Señala además que la madre, el padre y la abuela
materna asistan a taller de habilidades parentales en institución colaboradora de Sename.
Una vez finalizados los talleres de habilidades parentales y logrados los objetivos del
fortalecimiento familiar, se sugiere que dicha institución colaboradora evalúe nuevamente
las habilidades parentales del padre y de la abuela materna.

Por otra parte se señala que, no habiéndose descartado ni confirmado un diagnóstico


respecto de la madre, se estima que el niño debe permanecer en la residencia manteniendo
el contacto con su familia en el contexto protegido, y de manera muy gradual otorgar salidas
bajo atenta supervisión y monitoreo, condicionando el egreso a los resultados de la
evaluación mental y de habilidades parentales al desempeño que tengan la abuela y la
madre, dado que conviven juntas y ambas tienen relación directa con el niño; y a la
respuesta del niño en este proceso paulatino, que permita vislumbrar cualquier indicio de
riesgo. Por lo tanto, se ordena la mantención del niño en el Hogar Proteccional.