You are on page 1of 5

FACULTAD DE INGENIERÌA, ARQUITECTURA Y

URBANISMO

ESCUELA ACADÉMICO PROFESIONAL DE INGENIERIA


INDUSTRIAL

INVESTIGACIÒN I

TIPOS DE CITAS APAS

Autor (es):

Ccahuay Cercado Juan José.


Jara Roncal Karen Elizabeth.

Asesor:
Dr. Vásquez Coronado Manuel Humberto.

Pimentel – Perú
2019
CITAS NO TEXTUALES

A. Según Ballou (2004) la logística y cadena de suministros es un conjunto de actividades


funcionales (transporte, control de inventarios, etc.) que se repiten muchas veces a lo largo del
canal de flujo, mediante las cuales la materia prima se convierte en productos terminados y se
añade valor para el consumidor. Dado que las fuentes de materias primas, las fábricas y los
puntos de venta normalmente no están ubicados en los mismos lugares y el canal de flujo
representa una secuencia de pasos de manufactura, las actividades de logística se repiten muchas
veces antes de que un producto llegue a su lugar de mercado. Incluso entonces, las actividades
de logística se repiten una vez más cuando los productos usados se reciclan en el canal de la
logística pero en sentido inverso.

B.Tejero (2008) sostiene que el almacén, al igual que una planta industrial, normalmente se
compone de un conjunto de departamentos o áreas de trabajo que se pueden definir como
“instalaciones específicas de producción”, consistentes en una más personas y/o maquinas, que
se pueden considerar como una unidad a efectos de planificación de necesidades de capacidad
y programación detallada de operaciones. Por ejemplo, actividades de picking de productos,
preparación de pedidos, expediciones, etc. Dentro de un área de trabajo se localizan los llamados
puestos de trabajo, que son ubicaciones especificas donde un operario realiza un cometido
concreto, con sin ayuda de una máquina. El problema logístico del almacén se plantea
principalmente conseguir una gestión correcta de los recursos empleados, evitando retrasos y
colas de espera, para minimizar así el tiempo total del proceso (rapidez en el servicio), a la vez
que reducimos los costes operacionales globales.

C. En el año 2012 Antonio Iglesias comentó una mejora sustancial de este método, pero con
cálculos más complejos, se obtiene al considerar los diversos niveles de servicio al cliente
asociados a las distancias entre almacenes y puntos de destino, buscando, entonces, aquellos
puntos de ubicación que, además de minimizar los costes de transporte, maximicen los niveles
de servicio al cliente.

D. El funcionamiento de la mayoría de los almacenes existentes puede mejorarse. Su


concepción inicial tuvo en cuenta datos de la época en que se proyectaron. Desde entonces, la
experiencia de la empresa ha pedido cambiar: desplazamiento de los clientes, modificación del
número y el volumen de los pedidos, generalización del “justo a tiempo”. Por otra parte, se han
producido numerosas evoluciones: han aparecido métodos de análisis más precisos, existen
equipamientos nuevos y más eficientes, la identificación automática se ha democratizado muy
rápidamente (Roux, 2009).

CITAS TEXTUALES

A. Según García (2018) en la actualidad se puede observar que en las distintas empresas:

La administración de los almacenes es un tema del área de operaciones enfocado en la


correcta o pertinente inversión de los recursos materiales, financieros y humanos
destinados al resguardo, y en algunos casos actividades que se llevan a cabo en los
almacenes (como inspección, empaquetado, etc.) dentro de la cadena productiva de los
bienes para su abastecimiento a los eslabones siguientes en la cadena de suministros,
cuyo destino puede ser clientes internos, externos o incluso el consumidor final (p.10).

B. Torres (2017) afirma que “la figura del responsable o jefe de almacén resulta
clave dentro del esquema de organización interna de cualquier almacén, sobre todo en la
asignación de funciones, para gestionar correctamente las competencia requeridas por
cada uno de los procesos” (p.6 ).
C.En el año 2018 Alberto Cueva y Kevin Medina (2018) comentaron que:

En particular, en aquellas empresas donde se maneja una gran variedad y un alto


volumen de existencias, las cuales además están constantemente en movimiento, si se
puede justificar el asignar la función logística a una unidad organizacional definida, para
así optimizar el flujo de dichas existencias. Cabe adicionar que, en una pequeña empresa
los recursos humanos y financieros son mucho más restringidos y controlados que en
una empresa grande, de allí la necesidad de un sistema logístico eficiente para manejar
dichos recursos y procesos (p.12).

D. “La herramienta de clasificación ABC nos permite conocer y saber cuáles son
los principales productos que deben tener la prioridad tanto para el manejo de inventarios
y almacenes” (Guevara, 2017, p.19).
Referencias

Ballou, R. (2004). Logística: Administración de la cadena de suministro. (5ª ed.). México:


Pearson Educación.

Tejero, J. (2008). Almacenes: Análisis, diseño y organización. (1ª ed.). España: ESIC.

Iglesias, A. (2012). Manual de Gestión de Almacén. (1ª ed.).Madrid: Balanced Life S.L.

Roux, M. (2009). Manual de Logística para la Gestión de Almacenes. (4ª ed.).Barcelona:


Gestión 2000.

García, A. (2018). Almacenes. Planeación, organización y control. (1ª ed.).México: Trillas.

Torres, C. (2017). Gestión del equipo de trabajo del almacén COML0309. (1ª ed.).España: IC
Editorial.

Cueva, A. y Medina, K. (2018). Diseño de un sistema de gestión de almacén e inventario para


reducir los costos operativos en el área de almacén de la empresa cca-perú sac Cajamarca
2018. (Tesis de pregrado). Universidad Privada del Norte, Cajamarca, Perú.

Guevara, J. (2017). Diseño de un Sistema de Gestión de Inventarios y Almacenes y su influencia


en la disponibilidad de insumos en la Empresa Camusa. (Tesis de Pregrado). Universidad
Privada del Norte, Cajamarca, Perú.