You are on page 1of 22

ESTABILIZACIÓN DE SUELOS

Consiste en agregar un producto químico o aplicar un tratamiento físico para modificar


las características de los suelos, y a su vez Es la corrección de una deficiencia para
darle una mayor resistencia al terreno o bien, disminuir su plasticidad.
ESTABILIZACION DE SUELOS MEDIANTE METODOS FISICOS
Las estabilizaciones fisicas se realizan con el adecuado equipo mecanico.
ESTABILIZACION POR COMPACTACION
El proceso de estabilizacion por compactacion, se debe emplear en todas aquellas
obras donde la materia prima es el suelo.
Resultado del proceso de compactacion mecanico debe producir:

 Aumentar la resistencia al corte para mejorar la estabilidad del suelo.


 Disminuir la compresibilidad para reducir los asentamientos.
 Disminuir la relacion de vacios para reducir la permeabilidad y asi mismo el
potencial de expansion, contraccion o exposicion por congelamiento.
En todo momento se tendra en cuentala prueba de compactacion Proctor estandar o
modificado con energia de compactacion, de laboratorio, con la siguiente formula:
(𝑁. 𝑛. 𝑃. ℎ)
𝐸=
𝑉
Donde:
𝐸 → energia de compactacion
𝑁 → numero de golpes por capa
𝑛 → numero de capas de suelo
𝑃 → peso del pisón
ℎ → altura de caida libre del pisón
𝑉 → volumen del suelo compactado

1
PRUEBA DE PROCTOR
Se refiere a la determinacion del peso por unidad de volumende un suelo que ha sido
compactado por un procedimiento definido para diferentes contenidos de humedad,
esta prueva tiene por objetivo:
a- Determinar el peso vulometrico seco maximo que puede alcanzar un material,
asi como la humedad optima a que deberahacerse la compactacion.
b- Determinar el grado de compactacion alcanzado por el material durante la
construccion o cuando ya se encuentran construidos los caminos, aeropuertos
y calles, relacionado el peso vulometrico obtenido en el lugar con el peso
volumetrico maximo proctor.
En primera instancia se llevan a cabo ensayos Próctor sobre muestras de suelo o del
material de la base, en el laboratorio, para determinar la máxima densidad que se
puede alcanzar, con éstos, y su contenido de humedad óptimo correspondiente,
puesto que ambos factores influyen en la compactación.
Posteriormente, los resultados de laboratorio se comparan con los ensayos de
densidad realizados en el sito de la obra.
PRUEBA ESTANDAR PORCTOR
Ensayo Próctor Estándar - El ensayo Próctor estándar se realiza en un laboratorio de
ensayo de suelos, tomando una muestra de suelo del sitio y compactándola, en un
recipiente de 1/30 ft3 (0.00094 m3) de capacidad, en tres capas. Se deja caer un pisón
de 5 1/2 lb (2.5 kg) de peso, con una superficie de impacto de 3.1 in2 (2,000 mm2),
desde una altura de 12 in. (300 mm), 25 veces sobre cada una de las tres capas, de
igual espesor, con que se va llenando el recipiente.
Luego se pesa el conjunto, se le resta el peso del recipiente, y se registra el peso
como peso húmedo/ft3 (peso húmedo/m3). El material se seca en un horno durante 12
horas y se determina el contenido de agua. Este metodo de compactacion demora
menos que el modificado por se necesita 3 capas y se utiliza una maquina de menos
peso; lo q conlleva q tenga mas contenido de humedad.
PRUEBA PRÓCTOR MODIFICADO
Ensayo Próctor Modificado - El ensayo Próctor modificado se hace,
fundamentalmente, de la misma manera que el estándar, pero se usa un pisón de 10
lb (4.54 kg) que se deja caer, 25 veces, desde una altura de 18 in. (457 mm). El
material se ensaya en un recipiente de 1/30 de ft3 (0.00094 m3), llenado en cinco
capas iguales. El esfuerzo de compactación producido en el Próctor modificado es
56,000 lbf (75,926 N), mientras que en el Próctor estándar es 12,400 lbf (16,812 N). El
ensayo modificado se usa, normalmente, para ensayar materiales de suelo y base,
para una resistencia al corte mayor, que soporten cargas más altas como las
encontradas en calles y pavimentos industriales.

2
En términos prácticos, para obtener la densidad Próctor modificada, es necesario más
tiempo de compactación en el campo o usar equipo más pesado. El resultado es una
fundación sustancialmente más fuerte y un pavimento con una vida potencialmente
más larga.

3
RELACION ENTRE DIFERENTES TIPOS DE PREUBAS DE COMPACTACION

Prueba AASTHO Estándar T-99


y ASTM-698

Variante Variante Variante C Variante D


A B
Tipo de
material Material Material Con retenido Con retenido
utilizado arcilloso arcilloso en la malla en la malla
en la que pase que pase No 4, No 4,
prueba la malla la malla pero pero
No 4 No 4 pasando la pasando la
malla de malla de
19 mm 19 mm
(3⁄4 ") (3⁄4 ")

Equipo
Diám. 101.60 152.4 101.60 mm 152.4 mm
molde mm mm (4") (2")
(4") (2")

Peso 2.5 2.5 2.5 2.5


del
pisón
(𝑘𝑔)

Diám. 50.8 50.8 50.8 50.8


del
pisón
(𝑚𝑚)

Altura 30.5 cm 30.5 cm 30.5 cm 30.5 cm


de (12") (12”) (12”) (12")
caída

No de
golpes
25 56 25 56
por
capa

No de 3 3 3 3
capas

4
Proctor AASTHO Modificado T-180
S.O.P y ASTM-D-1557

Variante Variante Variante C Variante D


A B
Material
arcilloso Material Material Con retenido Con retenido
pasa la arcilloso arcilloso en la malla en la malla
malla que pase que pase No 4, No 4,
No 4, o la malla la malla pero pero
con No 4 No 4 pasando la pasando la
10% malla de malla de
retenido 19 mm 19 mm
en esta (3⁄4 ") (3⁄4 ")
malla
y
pasando
la malla
de
3⁄ "
8

101.60 101.60 152.4 mm 101.60 mm 152.4 mm


mm mm (2") (4") (2")
(4") (4")

2.5 4.540 4.540 4.540 4.540

50.8 50.8 50.8 50.8 50.8

30.5 cm 45.7 cm 45.7 cm 45.7 cm 45.7 cm


(12") (18") (18") (18") (18")

30 25 56 25 56

3 3 3 3 3

5
ESTABILIZACION DE SUELOS POR METODO QUIMICO
Se aplican métodos químicos en la estabilización de suelos, en casos como:
 Cuando no se cumpla con los requisitos mínimos de resistencia o de
formación, para sustentar obras de ingeniería civil.
 Cuando no se pueda ser empleado en condiciones naturales.
 Cuando no pueda ser eliminado o remplazando por otro.

Las siguientes estabilizaciones se realizan mediante un estudio técnico el cual


el suelo alcanza una estabilidad volumétrica, adecuada a resistencia
permeabilidad, comprensibilidad y durabilidad.
ESTABILIZACION CON CAL
GENERALIDADES SOBRE LA CAL.
La cal es el producto de la calcinación de rocas calizas a temperaturas entre
880 y 9000C, constituido principalmente por oxido de calcio (CaO) y otros
componentes. La adicción de cal en los materiales arcillosos para terracerías,
revestimientos, sub-base y bases, por sus diferentes reacciones, en mayor y
menor grado, produce aumento en su límite líquido y mayor incremento en su
límite plástico para generar así una disminución en su índice plástico;
aumentando la estabilidad volumétrica de los materiales cohesivos y la
resistencia a la compresión simple y el CBR.
El tratamiento de terrenos arcillosos con cal permite su utilización, evitando los
mayores costes y afecciones ambientales que supondría su retirada y posterior
reemplazamiento por otros suelos de mejores características geotécnicas y
mecánicas.

Parámetros para la estabilización con cal


- Se agrega de 2% a 8% de cal por peso seco de suelo.
- Estimar el porcentaje de cal en función del PH.
- Elaborar espécimen para el ensayo de comprensión no confinado a la
humedad optima y máxima densidad seca.
- Determinar el incremento de la resistencia del suelo estabilizado con cal.
- Si el incremento de resistencia con el porcentaje de cal elegido, es
mayor a 3,5 𝑘𝑔/𝑐𝑚2 , determinar la variación en la resistencia para
especímenes elaborados con más de 2% de cal.
- Determinar el contenido de cal para el cual la resistencia no aumenta en
forma importante.
- Elaborar una gráfica de resistencia vs % de cal.

6
Recomendaciones para la estabilización de cal
- Por ningún motivo se debe emplear más del 8% de cal en el suelo, ya
que se aumenta la resistencia pero también la plasticidad.
- Los suelos que usen para la construcción de suelo/cal debe de estar
limpios y no deben de tener más del 3% de su peso de materia
orgánica.
- La fracción del suelo que pasa la malla n°40 debe tener un índice de
plasticidad comprendido entre 10 y 50.

Para el tratamiento de suelos se puede utilizar:


 CAL VIVA (óxido de calcio – CaO), cal hidratada (hidróxido de calcio –
Ca [OH]2) o una lechada de cal (es una suspensión de cal hidratada en
agua, que puede elaborarse a partir de cal hidratada o de cal viva).
 LA CAL VIVA; se produce de la transformación química del carbonato
de calcio (piedra caliza – CaCO3) en óxido de calcio. Este tipo cal
constituidas además del óxido de calcio (CaO), también lo constituye el
Oxido de magnesio (MgO), producidos por la calcinación de caliza.
 LA CAL HIDRATADA; se obtiene cuando la cal viva reacciona
químicamente con el agua. La cal hidratada (hidróxido de calcio) es la
que reacciona con las partículas arcillosas y las transforma
permanentemente en una fuerte matriz cementante.
 LA LECHADA DE CAL; es la suspensión de la cal hidratada en agua.
Su empleo en tratamiento de suelo permite por un lado, evitar el polvo
producido durante el extendido de cal y por otro, controla mejor la
humedad de los suelos secos.

El uso vial más importante de la cal es el de estabilizar suelos, para estos fines
se emplea la cal hidratada en polvo, que viene envasada en bolsas de papel
facilitando de esta manera su manipuleo y transporte.
 En la construcción de carreteras, el aprovechamiento de los suelos
naturales de la traza puede presentar dificultades debido a:

· El alto contenido de agua.


· La presencia de arcilla en los mismos.
· A la combinación de ambos elementos.
La importancia del contenido de agua es conocida por todos ya que, si es
demasiado elevado, hace que la circulación de máquinas en obra sea difícil
cuando no imposible y si es demasiado bajo la compactación resulta una
operación difícil. Los materiales que tienen arcillas en su composición, son

7
conocidos por sus pocas propiedades geotécnicas que, además, varían según
las condiciones climáticas.
ACCION DE LA CAL SOBRE LOS SUELOS ARCILLOSOS.
Los efectos de la cal sobre los suelos arcillosos pueden ser divididos en dos
grupos principales:
a) Debido a reacciones rápidas (minutos/horas); es una estabilización por
modificación.
b) Provenientes de reacciones a largo plazo (semanas/meses); es una
estabilización por cementación.

Como consecuencia de los anteriores efectos, la acción de la cal produce un


notable incremento de la resistencia y rigidez del suelo que pierde plasticidad.
La permeabilidad del suelo, que inmediatamente después del tratamiento
podría ser considerado como un árido maleable que va cementando
progresivamente con el tiempo, aumenta considerablemente a corto plazo, pero
progresivamente decrece a medida que van teniendo lugar las reacciones de
cementación y, por tanto, se reduce la susceptibilidad al agua en gran manera,
lo que es puesto en evidencia por la disminución Índice de Plasticidad y de la
retracción e hinchamiento del suelo.
La mezcla de cal con el suelo provoca reacciones rápidas que originan cambios
físico-químicos producidos por cambios iónicos, neutralización y floculación.
Las finas partículas de arcilla se aglomeran en elementos más gruesos y
friables. Estas reacciones se producen siempre que el suelo tenga un cierto
porcentaje de finos. Para conseguir estas modificaciones, la dosificación
necesaria de Cal oscila entre el 1 y el 3 %.
Estabilización
La estabilización propiamente dicha consiste en una mejora a largo plazo
(meses/años) por cementación, en función de la temperatura ambiente y de la
naturaleza de la arcilla, aumentando la capacidad portante del suelo con el fin

8
de poder emplearlo en capas más solicitadas. De esta forma pueden obtenerse
explanadas y sub-bases con buenas.
Al elevar la cal el pH del suelo estabilizado hasta valores de 12,4, se libera
sílice y alúmina de la arcilla que reaccionan con los iones calcio procedentes de
la cal, formando silicatos y aluminatos cálcicos hidratados que, como en el caso
de los cementos portland, incrementan la resistencia mecánica. Esta reacción
de tipo puzolánico es progresiva con el tiempo y aumenta la impermeabilidad,
la resistencia mecánica y la resistencia a las heladas del suelo tratado.
o FACTORES POTENCIALMENTE ADVERSOS

Dos son los aspectos que más negativamente pueden influir en la


estabilización de suelos con cal: su contenido en sulfatos solubles y en materia
orgánica. Tratamientos de suelos con cal.
- Con respecto al contenido de materia orgánica, esta puede inhibir las
reacciones puzolánicas, retardando los efectos de la cal sobre el suelo.
Pero, por otro lado, la mezcla del suelo con la cal permite eliminar esta
materia orgánica. Por lo tanto, en el caso de suelos con porcentajes
excesivos de esta, conviene sobredosificar la cal necesaria para eliminar
la materia orgánica presente.
- El contenido de sulfatos solubles, bien por su existencia en el propio
terreno, o bien por ser aportados por las aguas subterráneas existentes,
puede afectar la estabilización mediante la reacción de los sulfatos
solubilizados en el agua con los aluminatos cálcicos hidratados,
producidos por la reacción puzolánica entre el suelo y la cal, formando
Etringita (trisulfoaluminato cálcico), muy expansiva, que puede llegar a
romper las capas ya extendidas y compactadas.

VENTAJAS DE LA ESTABILIZACIÓN DE SUELOS CON CAL.


El tratamiento de suelos arcillosos con cal viva o hidratada en cualquier obra de
movimiento de tierras: laderas, terraplenes, explanadas, firmes, plataformas,
etc., correspondiente a cualquier tipo de infraestructura: viales, aeropuertos,
ferrocarriles, etc., permite obtener una serie de ventajas técnicas y económicas
que citaremos a continuación:
• Posibilidad de reutilización de los suelos disponibles en la traza,
disminuyendo la necesidad de préstamos y vertederos. Este aspecto, además
de disminuir las afecciones medioambientales, disminuye los costes del
movimiento de tierras, incidiendo especialmente en el transporte de materiales
y en el tiempo de ejecución.
• La reducción del plazo de ejecución viene determinada también por la rapidez
de las reacciones suelo-cal y el efecto secante producido. El Índice de
Plasticidad disminuye notablemente y el suelo se vuelve más friable,

9
aumentando inmediatamente su trabajabilidad. Además, el empleo de cal viva
ayuda a secar rápidamente los suelos húmedos, facilitando su compactación.
• El empleo de cal incrementa la capacidad portante de los suelos aumentando
su índice C.B.R. También aumenta las resistencias a tracción y a flexión. Por lo
tanto, la mejora producida en las capas y explanadas estabilizadas permite
reducir espesores y las posibilidades de fallo durante su vida útil.
• Otra ventaja muy importante de la estabilización con cal frente al empleo de
otros conglomerantes, es que no presenta un fraguado rápido, lo cual permite
una gran flexibilidad en la organización de las distintas fases de ejecución:
mezcla, extendido, compactación, etc.
No obstante, para evitar la re carbonatación previa de la cal, debe realizarse el
mezclado con el suelo antes de 8 horas, desde el momento del extendido.
Además, con el fin de evitar la re carbonatación de la cal y su arrastre por el
viento, conviene mezclar lo antes posible la cal extendida. La estabilización de
cualquier capa soporte, haciéndola insensible al agua y aumentando su
resistencia frente a los tráficos que soportará durante su vida útil, reduce los
costes de construcción, conservación y explotación de la infraestructura.

ESTABILIZACIÓN DEL SUELO CON CEMENTO.


La estabilización de suelo con cemento, es la más utilizada en el mundo. Es
muy sencilla de realizar y no se necesita equipo especial de construcción. El
suelo-cemento consiste en mezclar suelo con cemento, y compactarlo en su
contenido óptimo de humedad. La función del cemento es aglutinar el material
y convertirlo en una masa endurecida de carácter estable. El agua hidrata el
cemento y ayuda a obtener la máxima densidad lubricando los granos y
partículas de suelo. Una vez que el suelo y el cemento han sido mezclados y
compactado, inicia la acción del cemento la cual provoca el endurecimiento de
la masa.
Al mezclar un suelo con cemento, se produce un nuevo material, duro, con
mejores características que el usado como agregado. Esta estabilización no es
tan sensible a la humedad como la hecha con asfalto. Pueden usarse todos los
suelos para efectuarla, excepto los altamente orgánicos, aunque los más
convenientes son los granulares, de fácil disgregado. Los limos, las arenas
limosas y arcillas, todas las gravas y las arenas, son agregados adecuados
para producir la mezcla suelo-cemento, que tienen excelentes cualidades, que
respecto a la de los suelos granulares son:
a) Tiene mayor módulo de elasticidad.
b) Es más impermeable.
c) Es muy resistente a la erosión del agua.

10
d) En presencia de la humedad, en lugar de perder resistencia, la aumenta.
e) Su resistencia aumenta con el tiempo.
La cantidad de cemento necesaria varía con el tipo de suelo, siendo menor si el
suelo es poco arcilloso. El criterio de diseño de las mezclas suelo-cemento es
para obtener un material de mayor resistencia. No sólo se debe pensar en
disminuir plasticidad. La resistencia a la compresión, es uno de los parámetros
primordial de análisis en la estructura de un pavimento, el cual se determina
mediante la realización de probetas cilíndricas elaboradas con una energía de
compactación determinada según sea la especificada y su respectiva humedad
óptima. El procedimiento de construcción consta de las fases siguientes:
a) Mezclado de cemento y suelo a estabilizar.
b) Colocación de agua, hasta llegar a obtener la humedad optima dentro de la
mezcla suelo-cemento.
c) Compactación
d) Curado de unos 7 días.
La gama de suelos que se pueden estabilizar con cemento es muy amplia.
Aunque son los suelos granulares los que presentan una mejor y más rápida
mejora de resultados ante una reducida aportación de cemento, no se debe a
priori eliminar otros tipos, pues se dan casos de suelos de elevada plasticidad
cuyo comportamiento es mejor al ser mezclados con cemento que con cal.
Con suelos muy finos y arcillosos suele resultar más adecuado realizar un
tratamiento mixto cal-cemento: la aplicación de la cal logra reducir la plasticidad
y consigue agrupar los finos en granos de mayor diámetro sobre los que sí
puede actuar el cemento, lográndose obtener una resistencia apreciable.
Análogamente se puede emplear este doble tratamiento en suelos muy
húmedos, donde la cal actúa secando. En la estabilización mixta, antes de la
aplicación del cemento, conviene dejar un período de actuación de la cal de al
menos 5 o 6 horas (plazo que se debe definir en los ensayos previos).
En los suelos estabilizados con cemento, el tipo de conglomerante tiene una
importancia menor en comparación con la dotación del mismo o la densidad
mínima alcanzada en la compactación. Los cementos más recomendables para
estabilizar suelos son aquellos con alto contenido de adiciones activas se trata
de cementos con inicio y final de fraguado suficientemente largos (mayor plazo
de trabajabilidad), moderado calor de hidratación (limitada fisuración por
retracción) y desarrollo inicial de resistencias lento, que se recuperan (salvo en
los cementos que las resistencias a 28 días son las mismas que las de otros
tipos de cementos) o mejoran a largo plazo. Con ello se limita el efecto de la
retracción.

11
En general deben procurar emplearse cementos de resistencia media o baja
reservando las categorías superiores para situaciones especiales como la
ejecución en tiempo frío. Si la capa estabilizada se tiene que disponer sobre
terrenos yesíferos o que contengan sulfatos, es conveniente aislarla y, en
cualquier caso, utilizar cementos resistentes a los sulfatos.
En los suelos estabilizados con cemento, las dotaciones de cemento varían
ampliamente según el tipo de suelo que se utilice. Como se ha comentado,
para evitar elevados contenidos de conglomerante, se suele restringir la
estabilización con cemento a los suelos que cumplen las siguientes
condiciones:
- Índice de plasticidad IP < 15
- Límite liquido LL < 40
- Pase por el tamiz UNE 2 mm < 20 %
- Pase por el tamiz UNE 0,063 mm < 35 %

Parámetros para la estabilización con cementos


- Se pueden utilizar todos los tipos de cementos, pero en general se
recomienda lo de fraguado normales. En casos de contrarrestar los
efectos de la materia orgánica, se empleara cementos de alta
resistencia.
- En zonas con bajas temperaturas los suelos se mesclan con cementos
de fraguados rápidos o con cloruro de calcio como aditivo.
- La capa estabilizada con cemento debe tener un espesor mínimo de
10cm pudiendo recibir capa de cobertura (tratamiento superficial
asfaltico) de poco espesor (1,5cm) para un tránsito ligero a medio o
podrá servir de apoyo a un pavimento regido o flexible de alta calidad.
- El suelo se deberá controlar con ensayos de granulometría verificando
que el límite líquido sea menor del 50% y el índice de plasticidad menor
del 25%, también mediante ensayos de compactación, durabilidad y
comprensión simple.

Recomendaciones para la estabilización con cemento


- Para obtener una estabilización tipo flexible, el porcentaje de cemento
debe variar entre 1 y 4%, permitiendo disminuir la plasticidad e
incrementar levemente la resistencia.
- Para obtener una estabilización tipo rígido, el porcentaje de cemento
debe variar entre el 6 y 14%, logrando mejorar el comportamiento de las
bases, reflejado en el incremento de su módulo de elasticidad evitando
fracturas de la capa de la superficie.
- El agua debe ser limpia y estar libre de materia orgánica, álcalis y otras
sustancias deletéreas.

12
 ETAPAS DE UNA ESTABILIZACION CON CEMENTO

La estabilización de un suelo para obtener una explanada de calidad requiere


realizar previamente los estudios de laboratorio oportunos para cada caso en
particular. Las características del suelo (tipo, clasificación, grado de humedad,
u otros) y la maquinaria disponible son dos parámetros básicos que definen la
forma de estabilizar y la cantidad de conglomerante más apropiada para
conseguir las óptimas condiciones técnicas y económicas.
Así, se pueden diferenciar las siguientes fases en una estabilización:
Etapas previas a la ejecución:
 Clasificación del suelo

El primer paso, consiste en realizar los ensayos previos para caracterizar


correctamente el suelo. Para ello, se toman muestras suficientemente
representativas del suelo (se excava en las zonas de desmonte hasta la cota
de explanada y se cogen muestras válidas de los materiales de aportación de
los terraplenes) y se llevan a cabo los ensayos de identificación. Al menos se
debe definir la granulometría, la plasticidad (límites de Atterberg), el
hinchamiento, la humedad natural, el contenido de materia orgánica y el de
otros componentes perjudiciales, tales como sulfuros (piritas), sulfatos (yesos)
o cloruros (sal gema) que puedan perturbar o incluso impedir el fraguado del
cemento.

 Elección y dosificación del conglomerante

De acuerdo con las características del suelo se selecciona el tipo de


conglomerante más apropiado para conseguir la capacidad de soporte o la
resistencia solicitada.
En la figura se incluye un gráfico orientativo sobre cuando usar cal o cemento,
pues aunque esta posibilidad puede quedar determinada en la normativa (tabla
2) donde se fijan unos límites, hay casos de obras en los que, aun habiéndolos
rebasado ligeramente, se han obtenido resultados correctos.

Otra opción que no hay que descartar, es la estabilización mixta con cal y
cemento, bien porque el suelo tenga mucha humedad y requiera previamente

13
un secado, o bien porque contenga finos muy plásticos sobre los que no se
consigue obtener resistencias con la acción del cemento. Con un 1-2% de cal
se reduce la plasticidad, aumentando la humedad optima de compactación y
disminuyendo la densidad máxima del suelo, y tras un período de maduración,
con un 3-4% de cemento se pueden lograr las resistencias especificadas para
obtener una explanada de calidad.
 Ensayos previos:

Definido el conglomerante, se realizan los ensayos de dosificación necesarios


para conocer la cantidad del mismo a aportar. Para ello se realiza para cada
contenido de cemento (o para un porcentaje medio) el ensayo Proctor
Modificado siguiendo la norma técnicas y se determina la humedad óptima y la
densidad máxima de compactación. Posteriormente se obtiene el valor del
índice CBR o, en el caso del S-EST3, en el que se exige una resistencia de 1,5
MPa a la edad de 7 días, se confeccionan probetas para ensayar a compresión
a dicha edad.

La fórmula de trabajo debe indicar al menos:


- La granulometría del suelo, los límites de Atterberg y las demás
características definidas anteriormente.
- La humedad óptima del material en el momento del mezclado.
- La densidad a obtener, que no debe ser inferior al 97% de la máxima Proctor
modificado paralos S-EST 1 y S-EST 2, ni al 98% para el S-EST 3.

 El tipo y dotación de cemento a utilizar:

Dada la variabilidad de las características de los suelos que pueden


encontrarse en un firme, es aconsejable para asegurar una homogeneización
correcta que la dotación de cemento no sea inferior al 3% (aunque algunas
normas limitan al mínimo del 2,5% los S-EST 1) a fin de asegurar la obtención
de la capacidad de soporte o la resistencia especificada a lo largo de toda la
obra y evitar problemas posteriores, en general muy costosos de solucionar.
La dosificación óptima de cemento se determina ensayando varias series de
probetas con distintas dotaciones de cemento. Dichas probetas se fabrican con
la humedad óptima y la densidad mínima exigida en obra. Se debe adoptar un
cierto margen de seguridad para tener en cuenta la variabilidad de la obra. Una
vez definido el contenido de cemento conviene realizar un análisis de
sensibilidad sobre probetas compactadas a diferentes densidades. De esta
forma se puede determinar la dotación de conglomerante a añadir al suelo que

14
garantice suficientemente la obtención de las prescripciones exigidas (CBR o
resistencia) con las densidades alcanzadas en obra.
 ETAPAS DE LA EJECUCIÓN

La estabilización de un suelo puede realizarse in situ o en central. Este último


proceso es similar al de otras unidades de obra como el suelo-cemento, pero
es poco frecuente. Las operaciones a realizar en la estabilización in situ son en
general las siguientes:
- Preparación del suelo al menos en tres aspectos básicos:
granulometría (escarificado, disgregación y retirada de gruesos),
humedad (humectación o secado) y nivelación.
- Distribución del conglomerante: según como se realice, se diferencia
entre estabilizado por vía seca (el cemento se extiende en polvo sobre la
superficie de la capa a estabilizar) o por vía húmeda (se incorpora como
lechada al suelo dentro de la estabilizadora).
- Mezclado: un adecuado proceso de mezclado, con la humedad
apropiada para asegurar una buena homogeneidad del suelo
estabilizado en todo el espesor requerido, es muy importante para lograr
un aprovechamiento óptimo de esta unidad.
- Compactación inicial: tras el mezclado se realizan varios ciclos de
compactación con el rodillo vibrando a su máxima amplitud para
compactar bien el fondo de la capa.
- Refino o nivelación: posteriormente se lleva a cabo un refino con la
motoniveladora para obtener la rasante.
- Compactación final: se realiza con un rodillo liso, que a veces se
combina con un rodillo de neumáticos para cerrar la superficie, hasta
obtener como mínimo la densidad especificada.
Tanto en esta etapa como en la compactación inicial es importante
mentalizar al maquinista de la importancia de su trabajo por lo monótono
que resulta y controlar a menudo que el proceso se realiza
correctamente.
- Curado y/o protección superficial: El curado se puede realizar
manteniendo la superficie húmeda mediante un riego con agua
pulverizada, o bien extendiendo una emulsión bituminosa de rotura
rápida y baja viscosidad con una dotación mayor de 300 gr/m2 de betún
residual. Para poder soportar el paso inmediato de los vehículos sin que
se produzcan deformaciones importantes que puedan perjudicar su
comportamiento posterior, el suelo estabilizado con cemento debe tener
un esqueleto mineral con estabilidad suficiente. Para la estimación de la
misma, se emplea el índice de capacidad de soporte inmediata (norma
UNE-EN 13286-47), que debe ser como mínimo igual a 50 para poder

15
permitir la apertura a la circulación. En este caso se debe proteger el
riego de curado con una gravilla 3-6, aplicada con una dotación 2-4 l/m2.

LIMITACIONES PARA LA EJECUCION


 Ejecución en época calurosa

En épocas calurosas, las altas temperaturas pueden dar lugar a una


desecación del material que altera desfavorablemente las relaciones de
hidratación del cemento. Algunas de las medidas que se pueden emplear para
reducir estos problemas cuando se extiende a temperaturas superiores a 35 ºC
son:
- Empleo de cementos con alto contenido en adiciones (Tipo IV, V o ESP
VI) y resistencia 32,5 N, que tienen un menor calor de hidratación, lo que
se traduce en una fisuración más reducida.
- Empleo de un retardador de fraguado para incrementar el plazo de
trabajabilidad, que en estos casos disminuye.
- Mezclado con agua fría, incrementando el volumen de agua para prever
la evaporación que se producirá durante el proceso.
- Pulverización de agua durante la compactación.
- Extensión del riego de curado inmediatamente.

 Ejecución en época fría

No se debe extender el material cuando la temperatura ambiente descienda por


debajo de 5ºC y exista fundado temor de heladas, ya que la ganancia de
resistencia es muy débil y prácticamente inexistente por debajo de dicha
temperatura. En caso de que la temperatura tienda a aumentar, se puede fijar
este límite en 2ºC.
En este caso se deberán emplear cementos con un contenido reducido de
adicciones (tipo II) y categoría resistente 42,5 N y obtener altas resistencias.
Por otra parte, en caso de ser factibles recomendable realizar la mezcla con
agua caliente.
 Ejecución en tiempo lluvioso

En caso de lluvia la ejecución de la estabilización debe suspenderse, tanto por


la gran dificultad para compactar el material al incrementarse
considerablemente la humedad por encima de la óptima, como por el peligro de
que se produzca un lavado de la superficie. No obstante, se puede trabajar
cuando haya una lluvia fina y ligera, que tienda a desaparecer.

16
 Ejecución con viento fuerte

En caso de dosificarse el cemento en polvo, no se debe extender cuando haya


viento fuerte (velocidad por encima de 35 km/h). Si el cemento se incorpora
como lechada, hay que tener en cuenta que, incluso aunque se esté en un
ambiente marítimo con un alto porcentaje de humedad, la capacidad del viento
para desecar rápidamente la superficie del material es muy alta, por lo que se
deberán tomar las precauciones adecuadas.

ESTABILIZACION DEL SUELO CON ASFALTO


En algunos casos conviene estabilizar un material usando algún producto
asfáltico para elaborar capas base o sub base. A estas bases asfálticas
también se los conoce como base negras. El uso de algunos productos
asfálticos (asfaltos rebajados, emulsiones asfálticas y cemento asfálticos) está
limitado a suelos granulares o de partículas gruesas. Es muy difícil estabilizar
un material arcilloso, por los grumos de esos suelos. La estabilización con
asfalto puede tener dos fines:
a) Reducir la absorción de agua del material, usando poca cantidad de asfalto
b) Incrementar la resistencia de un material usando mayor cantidad de asfalto,
como en las bases asfálticas.
Se empleara un asfalto o bitumen, para lograr propiedades impermeabilizantes,
adhesivas y de preservación, en el suelo. En suelos friccionantes puede
considerarse, además de la química, la estabilización mecánica.
La estabilización de cada suelo, debe ser investigada en forma independiente,
a partir de la granulometría, plasticidad, densidad y otras propiedades del
sueño. Para un peso específico del material igual a 1,64 gr/cm3, le debe
corresponder 10% de asfalto y para 1,75 gr/cm3, no es necesaria su aplicación,
tal como lo muestra a continuación el siguiente cuadro:
CONTENIDO DE ASFALTO PARA ESTABILIZAR
Contenido de asfalto (%) 0 2 4 6 8 10
Peso específico del material (gr/cm3) 1,75 1,71 1,68 1,66 1,64 1,64

Cuando los materiales bituminosos se emplean como agentes estabilizantes de


los suelos, tienden a producir distintos efectos según el tipo de suelo que deba
estabilizarse.
En líneas generales, los efectos se dividen en tres grupos principales:

17
a)- Suministrar resistencia cohesiva a suelos sin cohesión propia, tales como
arenas limpias, donde el asfalto actúa como agente ligante de las partículas.
Este tipo de estabilización es generalmente llamada "arena-asfalto".
b)- Estabilizar el contenido de humedad de los suelos finos cohesivos. Este tipo
de estabilización se denomina "suelo-asfalto".
c)- Suministrar resistencia cohesiva e impermeabilizar suelos granulares que
poseen altos valores de resistencia friccional. Cuando en este tipo de
estabilización se utilizan gravas de yacimiento, se la conoce con el nombre de
"grava-arena-asfalto".
Los asfaltos son también usados en caminos de tierra o grava a los efectos de
lograr una superficie libre de polvo, impermeable al agua y resistente a la
abrasión del tránsito Este tratamiento se utiliza para suelos gruesos o finos con
plasticidad donde sólo se desea un tipo inferior de camino.

ESTABILIZACION DE SUELOS CON CENIZA


Las cenizas volantes son procedentes de la combustión en las centrales
termoeléctricas. La composición de cada una de las clases de ceniza y el
porcentaje de carbón encontrado en estas depende del proceso que se realice
en cada una de las plantas de la termoeléctrica. Las cenizas son granos finos
compuestos básicamente por silicatos, aluminios, cal libre y algunos óxidos que
permiten una reacción puzolánica con el suelo que al igual que otras sustancias
reduce el índice de expansión.
Una concentración del 25% de cenizas en el suelo puede resultar muy
beneficiosa, afectando la granulometría, floculando los porcentajes de arcillas
del suelo y reduciendo el límite líquido y el índice plástico del suelo. Las
reacciones puzolánicas permiten incrementar la capacidad de soporte de la
subrasante y con ello mejor las estructuras viales.
La ceniza volante es expulsada junto con los gases de combustión, para ser
atrapada en los filtros del sistema de recolección, desde donde se transporta al
silo de almacenamiento. En dicho silo se mezclan ambos tipos de ceniza
(ceniza compuesta o FBA) y se hidratan, para posteriormente ser transportadas
hasta un acopio o relleno ubicado al interior de la planta (ceniza compuesta
hidratada o FBAh). De acuerdo al proceso de producción, se pueden obtener
cuatro tipos de cenizas FBC:
- FAd (ceniza volante seca). Se obtiene de los sistemas de recolección de
polvo de la caldera.
- BAd (ceniza de fondo seca). Esta ceniza precipita al fondo de la caldera.
Este tipo de ceniza está formada por partículas visibles de color café, negro y
blanco.

18
- FBAd (ceniza compuesta seca). Esta mezcla se produce en el silo de
almacenamiento.
- FBAh (ceniza compuesta hidratada). Mezcla de cenizas hidratada
depositada en el acopio.

ESTABILIZACIÓN DE SUELOS EXPANSIVOS


La estabilización de un suelo es el proceso por el cual se mejoran las
propiedades del mismo. Entre los aditivos usados en la estabilización de los
suelos se encuentran los siguientes (Sowers, 1994):
- Aditivos que retienen humedad: sales comunes y cloruro de calcio.
- Aditivos resistentes a la humedad: agentes impermeabilizantes
resinosos e hidrófugos, materiales bituminosos y asfaltos rebajados.
- Mezcla de suelo-cemento, en la mayoría de los casos se hace con
cementos Portland.
- Cal y cemento: reacciona con el suelo químicamente permitiendo
reacciones puzolánicas.
- Agentes dispersante: entre los cuales se encuentran el silicato de sodio
y poli fosfato de sodio que reducen el límite líquido, el índice plástico y la
permeabilidad.

A continuación se presenta una descripción de las sustancias utilizadas como


aditivos en esta investigación, así como el efecto que producen sobre los
materiales expansivos.
ESTABILIZACIÓN CON CAL
ESTABILIZACIÓN CON CENIZAS VOLANTES
Las cenizas volantes son procedentes de la combustión en las centrales
termoeléctricas. La composición de cada una de las clases de ceniza y el
porcentaje de carbón encontrado en estas depende del proceso que se realice
en cada una de las plantas de la termoeléctrica.
Las cenizas son granos finos compuestos básicamente por silicatos, aluminios,
cal libre y algunos óxidos que permiten una reacción puzolánicas con el suelo
que al igual que otras sustancias reduce el índice de expansión.

19
ESTABILIZACION CON GEOSINTETICOS

- ESTABILIZACIÓN CON GEOSINTÉTICOS

En muchas ocasiones es usual encontrar suelos poco competentes para


soportar cargas debido al tráfico, el refuerzo con geosintéticos permite mejorar
el desempeño de un pavimento disminuyendo los esfuerzos aplicados sobre la
subrasante. Como resultado, se tiene una sección reforzada que permite una
mayor aplicación de cargas y menores deformaciones que una sección sin
refuerzo.

Geosintéticos como geomallas biaxiales coextruidas, geotextiles tejidos y


Neoweb han sido empleados como herramientas de refuerzo para incrementar
la Resistencia de vías.

Para lograr la estabilización de una subrasante se debe determinar


correctamente un espesor de material granular apropiado que en conjunto con
un geosintético de refuerzo permitan brindar una plataforma de trabajo estable
logrando la estabilización mecánica de la subrasante.

La estabilización mecánica de subrasantes con geosintéticos permite


reemplazar alternativas tradicionales como el uso de empalizadas, rajón (Sobre
tamaños), etc.

- ESTABILIZACIÓN CON GEOTEXTILES

La función de refuerzo de los geotextiles consiste en el complemento y por


ende en el mejoramiento de las propiedades mecánicas del suelo. Los
geotextiles son materiales con alta resistencia a la tensión y son un buen
complemento de aquellos materiales con alta resistencia a la compresión pero
con poca resistencia a la tensión, como ocurre generalmente en los suelos
finos y granulares.
El refuerzo con geotextiles soporta la fuerza de tensión del suelo, disminuyendo
la fuerza de corte y aumentando la resistencia al corte del suelo, con el
incremento del esfuerzo normal que actúa en las potenciales superficies de
corte. En efecto, cuando el suelo se deforma a lo largo de una superficie de
ruptura (en cortante), se generan deformaciones a compresión y tracción. El
refuerzo comienza a actuar en forma eficiente cuando su inclinación iguala la
dirección en la que se haya desarrollado la deformación a tracción en el suelo
deformado, entonces la deformación por corte del suelo causa una fuerza de
tensión en el geotextil de refuerzo.
El refuerzo con geotextiles permite además soportar mayores aplicaciones de
carga en el suelo y mejorar su capacidad portante, mediante otro mecanismo
diferente, que se aplica cuando el refuerzo se ha deformado lo suficiente para

20
actuar como una membrana a tensión. Cuando se aplica una carga en la
superficie de la estructura, una parte de los esfuerzos normales de la fibra
inferior de esa capa (parte cóncava) son soportados por la fuerza de tensión de
la membrana de geotextil, reduciendo así los esfuerzos aplicados en el suelo
que se encuentra bajo el geotextil (parte convexa del geotextil). Este
mecanismo tipo membrana se desarrolla cuando se aplican cargas localizadas
y se presentan deformaciones considerables. En el caso particular de las vías,
la acción de membrana es muy importante para controlar el ahuellamiento en
las vías y para prevenir el colapso de un relleno en un hueco o cavidad que se
presente en el suelo de fundación.
Con el uso de un geotextil de refuerzo y un espesor adecuado de material
granular es posible estabilizar mecánicamente una subrasante, generando una
plataforma de trabajo estable que permita el desarrollo propios de la
construcción de un pavimento. Esta alternativa permite el remplazo de
soluciones tradicionales como como el uso de empalizadas, rajón, remplazos
de suelo, estabilización química, etc. Adicionalmente se logra el efecto de
separación evitando la contaminación y/o mezcla de suelos.

- ESTABILIZACIÓN CON GEOMALLAS

Con el uso de una geomalla biaxial coextruida y un espesor adecuado de


material granular es posible estabilizar mecánicamente una subrasante,
generando una plataforma de trabajo estable que permita el desarrollo propios
de la construcción de un pavimento. Esta alternativa permite el remplazo de
soluciones tradicionales como como el uso de empalizadas, rajón, remplazos
de suelo, estabilización química, etc.
En esta aplicación toma vital importancia le eficiencia en los nudos o juntas de
la geomalla (En general se recomienda que sea >90%) ya que de estos
depende la transferencia de cargas y el adecuado confinamiento del material
granular. En la mayoría de los casos es necesario acompañar la geomalla por
un geotextil de separación por debajo de esta.
- ESTABILIZAION CON GEODRENES

El agua siendo un elemento fundamental para la existencia de la vida, es


también la principal causa de los problemas en la Ingeniería Geotécnica y una
de las causas más relevantes del deterioro prematuro de las obras civiles. Es
por eso que es necesaria la construcción de obras de drenaje adecuadas para
cada caso. Un correcto manejo de los fluidos debe involucrar procesos de
captación, conducción y evacuación, los cuales son de igual importancia.

21
Cuanto más rápido se capte el agua en las obras civiles, se garantiza una
mayor durabilidad de éstas. Esto debido a que el exceso de agua en los suelos
afecta sus propiedades geomecánicas, los mecanismos de transferencia de
carga, incrementos de presiones de poros, subpresiones de flujo, presiones
hidrostáticas y afecta la susceptibilidad a los cambios volumétricos.
Un sistema de subdrenaje eficiente y estable debe estar compuesto por un
medio filtrante y otro drenante. En el Geodrén, la función de filtración (retener el
suelo permitiendo el paso del agua) la desempeña el Geotextil no tejido
punzonado por agujas, el medio drenante es el encargado de captar y conducir
el agua que pasa a través del filtro, función realizada por un elemento sintético
que se conoce con el nombre de Geored y la tubería perforada es la encargada
de conducir el agua a un sistema de evacuación.
La utilización del geodrén vial es una excelente alternativa para el manejo de
los fluidos, porque permite captarlos y conducirlos de una manera rápida y
eficiente, disminuyendo notablemente el tiempo de construcción de los
subdrenes por su facilidad de instalación, dando como resultado una
disminución de costos frente a otras alternativas convencionales, disminuyendo
el fuerte impacto ambiental.

22